Skip to main content

Full text of "Cine-Mundial (Jan-Dec 1932)"

See other formats


Qass 




BookÜ^ 



COFSUGHT DEPOSm 



Scanned from the collections of 
The Library of Congress 



AUDIO-VISUAL CONSERVATION 
at Thi- LIBRARY .»f CONGRESS 




Packard Campus 

for Audio Visual Conservation 

www.loc.gov/avconservation 

Motion Picture and Televisión Reading Room 
www.loc.gov/rr/mopic 

Recorded Sound Reference Center 
www.loc.gov/rr/record 




^^ 





Janet 
Gaynor 




\ !sc ^ ^ «^ *i^ O v^"- 



C I N E - M U N D I A L 



^ 













Representantes: 

Weskott & Cia, Rúa Dom Gerardo 42, Rio de Janeiro 

Weskott & Cia, Catedral 1312, Santiago de Chile 

Weskott & Cia, Bogotá y Barranquilla 

Agfa Argentina, Bernardo de Irigoyen 653, Buenos Aires 

Mann & Cia, Avenida Brasil 198, Limo/ Perú 



Anilinas Alemanas, Uruguay 1250, Montevideo 
Kavlin Hernnanos, La Paz/ Bolivia, Comercio 24-26 
C. Hellmund W & Co., Torre a Veroes 25, 

Carocas /Venezuela 
Agfa Mexicanas. A., México D.F. 102 Av. República del Salvador 

! Adolfo Biener y Cia, 6a Av. Sur N2 3, Guatemala 



C I N E - M U N D I A L 



y^ liando se i^raí 






lenen a mi 




a 



de CJii 



h 



testas 




?? 



asa 



dice LL'oroiliy L ¡ivisiy, cxcfiiisiía at-Hsla de La 
/jcinicilla. 

^Illts amigos sieinfyre cfiieaan saiisjeclios 

n la tniisica ele ini radio cJvKsI/d ^lyicéor. 

i\^nc voces más agvaaaoles las ele ese 

Irumenio! l%^iié refjvoaucclón iein iici- 

iural! I ^llitiica liemos oíclo música igital! 



Usted también puede saborear la satisfacción de 
poseer un instrumento RCA Victor. No importa 
cuánto sea lo que usted esté dispuesto a pagar, la 
organización más grande de radio tiene al alcance 
de usted el instrumento que desea . . . desde un radio 
pequeño o un fonógrafo portátil, hasta la combina- 
ción de radio-fonógrafo de más lujo que puede 
obtenerse. ¡Nunca estuvieron los precios más bajos, 
ni la calidad más elevada! 

No deje pasar un solo día sin ir a oír estos nuevos 
instrumentos en el establecimiento del comerciante 
RCA Victor más cercano. Va usted a sentir tanto en- 
tusiasmo como el que sintió la artista DorothyChristy. 
RCA Victor Company, Inc., División Internacional, 
Camden, N. J., E. U. A. 



2- 2_ 



RCA Victor 




MODELO RCA VÍCTOR 

' 'RAE-26" ... un nuevo Ra- 
dio-Fonógrafo con cambio 
automático de discos ... re- 
ceptor con el nuevo Sistema 
RCA Victor de Sonido Sin- 
cronizado. ..un Superlietero- 
dino de 9 tubos . . . fonógrafo 
con amplificación eléctrica . . . 
(nuevo mecanismo para cam- 
bio de discos que toca 10 de 
los nuevos discos de 20 mi- 
nutos por espacio de 2 ho- 
ras sin repetirlos)...^ un 
mueble de elegancia suprema. 
Su precio es módico en 
extremo. 



RADIOS 



• • • 



COMBINACIONES DE RADIO Y FONÓGRAFO 



• • • 



DISCOS VÍCTOR 



Enero, 1932 



PÁGINA 3 



CINE- MUNDIAL 



Mosaico 

Eur op eo 

Por W . S t e p h e n B u s h 



SE rumora que los monjes del famoso 
hospicio de San Bernardo, situado 
en los picachos del cantón de WalHs, 
en Suiza, abandonarán su viejo monasterio, 
tan famoso por todo el mundo, y emigra- 
rán al Tibet a continuar en aquella región 
su obra de rescatar al perdido entre la nie- 
ve y los hielos. 

Tales rumores se fundan en un error: 

es cierto que un grupo de benedictinos del 

Convento de San Bernardo han dejado su 

venerable refugio para dirigirse al Tibet a 

buscar sitio a propósito en que erigir un 

convento semejante al que 

que tienen en Suiza; pero 

. ._ esto no quiere decir que 



que se le permita unirse a los que salen a 
suministrar socorro entre las nieves. 



Un examen honrado y cuidadoso del 
campo de batalla revela que acaba de vin- 
dicarse una vez más en el mundo la supre- 
macía de las películas norteamericanas. 

La batalla, aunque parezca extraño, no 
llamó mucho la atención fuera de los círcu- 
los cinematográficos, aunque era importan- 
tísima tanto desde el punto de vista comer- 
cial como desde el artístico. Dicha supre- 
macía fué amenazada por la combinación 
de lienzo y de sonido. El cine se había 





"Barry", 
el can re- 
tirado con 
pensión. 



comenzaron a aparecer películas parlantes 
en todas las lenguas. 

El arte mudo, en sus principios, se había 
dado cuenta de sus posibilidades interna' 
cionales y había desvanecido la confusión 
babélica. El cine sonoro restauró la con' 
fusión. 

La gente, a juicio de la Europa continen- 
tal, preferiría escuchar una mala película 
sonora en idioma comprensible antes que 
presenciar una cinta muda por bella que 
fuese. En este momento crítico los produc- 
tores norteamericanos tra- 
jeron elementos artísticos 
e intérpretes de todos los 
países del viejo mundo y 
organizaron compañías 
separadas, creando estu' 
dios políglotas en Holly 
wood. 

Hubo gran competen' 



eo 



El famoso Hospicio de San Bernardo, en lo 
alto de las montañas del cantón de Wallis, 
en Suiza, y cunos nionjes se dedican al salva- 
mento de turistas extraviados. 



ncurso 



(y^ANGOS, rumbas — y no pocas cartas en que se piden 
\y detalles — continúan llegando a esta redacción, con se- 
llos postales de todos los países de habla castellana. ¡Que 
sea para bien! 

Cuando estas líneas se publiquen, todavía habrá tiempo 
para enviar composiciones musicales. El torneo se cierra a 
media noche del 31 de Diciembre de 1931. 

La casa Brunswick, que grabará los discos de las piezas 
premiadas, nos asegura que nuestro Concurso ha despertado 
singular interés. Es de presumir que ese entusiasmo se con- 
vierta en tangos y rumbas de positivo mérito. ¡Las piezas- 
cumbre de /9J3 serán dignas de la inspiración musical de 
nuestros compositores! 



renuncien al monasterio primitivo. Al con- 
trario: continuará la obra filantrópica. 

De paso, debo mencionar que el más re- 
nombrado perro de San Bernardo, un ani- 
mal que salvó ocho vidas humanas en el 
curso de diez años y que se llama "Barry", 
ha sido retirado del servicio con pensión a 
causa de su avanzada edad. Los monjes 
afirman que a Barry no le cae en gracia ese 
retiro. Cada vez que escucha el doble de 
la gran campana de alarma, pide a ladridos 

Página 4 



edificado a base de la teoría de que era un 
nuevo y silencioso arte; algo sui géneris. 
En Europa, la idea de hacer hablar a las 
sombras no despertó más que desprecio. 
Cuando la rápida marcha de los aconteci- 
mientos, casi de la noche a la mañana, ba- 
rrió con las predicciones de desastre hechas 
contra el cinc sonoro, a la vez que el pú- 
blico lo recibía entusiastamente, los países 
europeos creyeron ver la ocasión de eman- 
ciparse de la dominación norteamericana: 



cía por parte de los pequeños productores, 
pero su mercancía no pasó del nivel de la 
mediocridad y, actualmente, estamos en 
presencia de un raro fenómeno: en muchos 
países europeos las cintas norteamericanas 
a las que se ha quitado el sonido resultan 
más populares y atraen más gente a taqui' 
lia que las nacionales sonoras. 

¿La respuesta? A mi juicio, es bien sen- 
cilla: los norteamericanos están dispuestos 
(Continúa en la página 63) 

Enero, 1932 



C I N E - M U N D I A L 



Protej 

contra el ataque 
de la piorrea 



a a SU nmo 



FRECUENTEMENTE la piorrea 
ataca durante los años de la niñez, pene- 
trando en las tiernas encías y tejidos. Aun 
la juventud necesita la protección de las 
encías que proporciona el Forlian's. 

El abandono de los dientes y encías en los 
primeros años facilita a la piorrea su cruel 
dominio en cuatro de cada cinco personas 
mayores de cuarenta años y en millares de 
jóvenes. Que horrible penalidad por aban- 
dono ! Comience ahora a usar Forhan's para 
las Encías y haga que sus familiares la usen, 
pues en el futuro sus hijos le estarán agra- 
decidos por su sabía dirección. 

Use el Forhan's a tiempo y regularmente. 
Evite la piorrea y sus espantosos resultados, 
pérdida de los dientes y quebrantamiento 
general de la salud. El Forhan's ayuda a for- 
talecer las encías y las mantiene saludables. 
Protege los dientes y los mantiene blancos. 

El Forhan's es hecho por un dentista y 
preparado con ingredientes puros y científi- 
cos. Es suave aun para los niños — a ellos 
también les agrada el sabor! Enséñeles el 
buen hábito de cepillarse los dientes y 
darse masaje a las encías con Forhan's — es 
su póliza de salud. 

HSD 

Forhan's 

más que una pasta de dientes 
SUS DIENTES SON TAN SALUDABLES COMO SUS ENCÍAS 




El Foiíiaiis, según fórmula del Dr. R. J. 
Forhan, Dentista, es una preparación univer- 
salniente conocida y usada por los dentistas 
en el tratamiento de la piorrea. Para encías 
saludables y dientes limpios y bellos, siga las 
instrucciones que acompañan a cada tuba. 




Enero, 1932 



PÁGINA 5 



CINE-MUNDIAL 




N u e s t r a 



p in 1 o n 



Las Luces de Buenos Aires, sonora en es- 
pañol, de Paramount. ■ — Yn tenemos una pe- 
lícula hispanoparlante, musical, legítimamen- 
te criolla que se aplaudirá por todas partes. 
Las canciones, los bailes, los tipos y las esce- 
nas no han pasado por el tamiz hollj'woodense, 
de modo que los protagonistas salen vestidos 
como Dios manda, la música no se le pidió 
prestada a "Carmen" ni a "La Violetera" y 
las situaciones van de acuerdo con las ideas 
de los nuestros y no con el código de Broad- 
vay. El secreto de lo bien que todo esto 
salió se debe, en primer lugar, a que la cinta 
fué filmada en París con magníficos elemen- 
tos argentinos y, además, a que se dejó en 
libertad al director para que la pusiera en 
escena según su leal saber y entender. Por 
otra parte, las actrices a quienes se confia- 
ron los primeros papeles están muy por en- 
cima de la generalidad de nuestras intérpre- 
tes, las voces de los cantantes poseen mérito 
excepcional y los números de baile resultan 
invariablemente originales, bien presentados 
y de gran atractivo. Las voces, las orquestas 
y la mayoría de los intérpretes son argen- 
tinos. Lo mismo que el argumento gauchesco, 



y que la miisica. Cuando 
sale en el lienzo Buenos Ai- 
res, es realmente la gran 
ciudad y no una mezcla de 
California y Toledo. El hu- 
morismo no está exagera- 
do, aunque abunda, y la 
liarte sentimental no em- 
palaga. El tema, sin ser 
ni nuevo ni complicado, 
cuenta con material sufi- 
ciente para dar lucimiento 
a la obra. Se trata, en re- 
sumen, de una pequeña 




Escena de "Las Luces de Buenos Ai' 
res", hispanoparlante de Paramount. 





Arriba, los her- 
manos Marx en 
"Monkey Busi- 
ness", de Para- 
mount. 




Edward Everett y Noel 
Francis en "La Mujer 
Astuta" ( Smart Wo- 
inan) de la Radio Pie- 
tures. Es sonora en in- 
glés, pero con títulos en 
castellano. 



William, Haines y 
Leila Hyams en 
"Wallinr/ford", de 
Metro-Goldw'ipi- 
Mayer. 



Ivan Lebedeff 
y Edward Mar- 
tindell en "Gay 
Diplomat", de 
la Radio. 



obra maestra. Que 
vengan más. Los ar- 
tistas, todos de pri- 
mer orden : Carlos 
Gardel, Sofía Bazán, 
Gloria Guzmán, Pe- 
dro Quartucci, Car- 
los Buena, Kuindos, 
Marita Angeles, Vi- 
cente Padula, Jorge 
Infante y José Agüe- 
ras. La dirección es 
de Adelqui Millar y 
la música de Mateo 
Rodríguez, con el 
concurso de la or- 
questa típica de Ju- 
lio de Caro. — Ariza. 

"Smart Woman", 
sonora en inglés, de 
Radio Pictures. — 

Simpática película en 
que la diversión do- 
mina a la verdad y 
que demuestra, hasta 
cierto punto, que una 
mujer puede tener 
mucho más talento 
que su marido. Tam- 
bién demuestra la 
desastrosa influencia 
de las rubias en los 
hogares matrimonia- 
les. Otra cosa que 
queda probada es 
que Mary Astor es 



Charles Farrell y 

Madge Evans en 

"Heartbreak", de 

la Fox. 



muy guapa, Robert Ames muy buen actor y 
los fotógrafos de la Radio Pictures verda- 
deros especialistas en la materia. Recomiendo 
la producción por todos conceptos. — Guaitsel. 

"Monkey Business", sonora en inglés, de 
Paramount. — Los cuatro hermanos Marx en 
ima serie de situaciones increíbles a bordo 
de un barco donde se supone que van via- 
jando de contrabando. Las cosas que les 
suceden y las astrakanadas que dicen cons- 
tituj^en el humorismo de la película que, aquí, 
ha gustado y ganado mucho. Cómo vaya a 
adaptarse al español es un misterio. Sin em- 
bargo, posee trucos que no necesitan expli- 
cación y, además, las inimitables maneras 
que de tocar el arpa y el piano tienen dos 
de los Marx. Thelma Todd va a la cabeza 
del elemento femenino en esta producción, 
pero los Marx apenas necesitan compañía. 
Se bastan solos para divertir a la gente. — 
Don Q. 

Almas del Diablo (Shanghaied Love), so- 
nora en inglés de Columbia. — Excelente dra- 
ma de alta mar y con perfiles trágicos, que 
se encarga de liacer muv negros Noah Beerv 
y de atenuar con su belleza norteña Sally 
Blane. El joven en cuestión, es decir, el des- 
tinado a quedarse con el corazón de la rubia, 
es Richard Cromwell. Aparte de la fotogra- 
fía, que es un primor, y de la interpretación 
que, a trechos, pica muy alto, lo mejor de la 
cinta son las escenas de a bordo, que dan 
consistencia y atractivo al argumento. La 
película gustará, particularmente por el rea- 
lismo de las peleas sanguinarias que con tan- 
ta fidelidad reproduce. El tema posee, si no 
novedad, por lo menos fuerza y verosimilitud. 
La recomiendo. — Guaitsel. 

"Wallingford, sonora en inglés, de M-G-M. 

— Nuevas aventuras de un picaro, cuyo su- 
puesto ingenio para la estafa ha sido explo- 
tado fantásticamente en el teatro norteame- 
ricano y que, ahora, se perpetúa en la pan- 
talla a través del temperamento socarrón de 
William Haines. Lo secundan muy bien en 
su trabajo Ernest Torrence, Jimmy Durante 
(Continúa en la página 64) 



TVi,rr.,1 ■,« oM-nnrl-Hass rnattt-r October 7th, l!)2fl. at thc PoRt Offiw at New Voilt, N. Y., midn tlii' Act nf Maroh 3rd. 1879. — .Tanuary. 1032. Vnl. 7^V^T. Nn. 1. — Additional Eiitry at 
amellen, New Jersey, Authorüed. — A montlily pubUalied by Chalmere Publishina Company at 510 Pifth Ave.. New XorJj, N. T.— Subsonption Price: $2.00.— Single Copy; 20 cenfj. 



PÁGINA 6 



Enero, 1932 



CINE-MUNDIAL 




Los meatci 

del mundo ip/itéro 
recomienda/I 

LECH 




p 















para los trastornos del estómago como 

indi g estión , biliosidad . 
eructos aqrios 



Enero, 1932 



PÁGINA 7 



CINE- MUNDIAL 




Él obturo el conscnrímícnto del padre 

de la novia . . . j Mas ella no pudo 

soportar sus caricias I 




Huyó . . . cncoritrando refugio en casa 
de un joven arquitecto. 




Fe)'5c','^nííJa por el infortunio, hubo de, 
dar amor a cambio de amparo. 





"Mi corazón ha permanecido fiel a 
/ Tómame, amado mío ! " 



JEAN ^ ■ ^ 

HERSHOLT y ^ 

JOHN ^ 

MILJAN 

Tomada del libro de Graham Phillips 
Dirigida por ROBERT Z. LEONARD 

METRO -GO LDWYN 



GAKBO 

más arrebatadora que nuncaf aparece 
con el nuevo amante de la pantalla 

CLARK GABLE en 

LENOX 

(Su Caída y su Redención) 

MAYER PRODUCCIONES 

''Siempre en los mejores cinemas'' 




Página 8 



Enero. 1932 



^ ^°^ 30 mi 

Ocie 136056 



©,E1B 13 




cmmmL 

REVISTA MENSUAL 
ILUSTRADA 

Director: F. García Ortega. 

Jefe de Redacción: F"- J. Ariza. 

Gte. de Anuncios: John P. Clarke 

Gte. de Circulación: J. A. Cordero 



Vol. XVII 



Núm 



ENERO, 1932 



Ind 



1 c e 



JANET Gaynor, estrella DE LA Fox . Por 

Por José M. Recoder 
Mosaico Europeo 

Por W. Stephen Busli 

Nuestra Opinión 

Tipos Neoyorquinos 

Por Arroyito 
En Broadway 

Por Jorge Hermida 
Microbianas : 

Por Rafael de Zajjas Enriquez 
Tres Ases del Naihe Hispano ....... 

Por Eduardo Guaitsel 

I CÁMARA ! 

Por Francisco J. Ariza 
Centelleos 

por Don Q. 

Lo que Visten las Estrellas 

Hollywood 

Por Don Q. 

Mundiales 

El Harén Abre sus Puertas 

Por Luis Antonio de Vega 
Interviene la Ley 

(Relato autobiográfico) 
Chiquita Olivia 

Por Luis A. Delgudillo 
El Vampiro de Duesseldorf 

Por Hubert Dail 
Ciencia Doméstica 

Por Elena de la Torre 
La Mujer Ante el Espejo , 

Por Elena de la Torre 
Psicoan.ílisis 

Por F. Giménez 
Consultas Grafológicas - 

Por J. Jiménez 
De mt Estafeta : , 

Por M. de Z. 
Los Niños , 

Por Elena de la Torre 
Preguntas y Respuestas 



Esta revista circula en todas partes. Precios: 
en España y Portugal, 15 pesetas la subscripción 
anual y Ptas. 1.50 el número suelto; en Méjico, 
5 pesos plata mejicana la subscripción anual y 50 
centavos mejicanos el número suelto; en Argen- 
tina, Bolivia, Chile, Uruguay y Paraguay, 5 pe- 
sos moneda argentina la subscripción anual y 50 
centavos argentinos el número suelto; en el res- 
to del mundo, dos dólares la subscripción anual, 
y 20 centavos oro americano el número suelto. 

CASA EDITORIAL DE CHALMERS 

F. García Ortega, Presidente; Alfred J. Chalmers, Vice- 
presidente; Ervin L. Hall, Secretario y Tesorero. 

516 Fifth Avenue, Nueva York, E.U.A. 

Oficinas en Londres: PARAMOUNT PUBLICITY 
65 Fleet Street, London E. C. 4 




CINE-MUNDIAL 




El italiano se 
dedica al nego- 
cio de fí'utería. 




Tipos 
ü^{eoyorqutnos 



El alemán, a la 
venta de cerveza. 




vistos por 

Arroyito 



( Juzgúese, por la pinta, 
donde anduvo el cari- 
caturista ). 




El griego, a 
las cafeterías. 



El irlandés, a guar- 
dar el orden público. 




Y el hispano, a la dulce, 
tarea de jugar al billar,. 



El judio, a antigüedades, 
remates y préstamos... 



PÁGINA 10 



Enero, 193íí 



CINE-MUNDIAL 




A CABO de ver en Caras y Caretas una 
^ entrevista con Luis Ángel Firpo, del es- 
critor argentino SoÍ2,a Reilly, en la que se 
comenta la biografía de Dempsey reciente 
mente publicada en el Saturday Evening 
Post de Filadelfia y cuyos derechos de re 
[producción en Sud América supongo que 
'obtendría el simpático semanario bonac 
rense. 

Las cosas que dice Firpo, o las que le 
hace decir Soisa Reilly, resultan tan es- 
trambóticas como las que pone Coe en boca 
de Dempsey en las célebres memorias. 

Es curioso observar cómo se han conver- 
tido en una especie de leyenda los cuatro 
minutos aquéllos del Polo Grounds, y las 
tergiversaciones, sandeces, e innúmeros dis- 
lates que se han dicho y escrito sobre el 
tema. 

No es justo llamarles mentiras porque en 
realidad no lo son: la propaganda prelimi- 
nar de Tex Rickard fué tan intensa, el pú- 
blico estaba tan excitado al sonar la cam- 
pana, y el combate fué tan rápido y tan 
lleno de sorpresas, que aun los que lo vie- 
ron de cerca y estaban en interioridades se 
descuelgan a veces con cada opinión que 
lo dejan a uno patidifuso. 

Debe ser cuestión de nervios. 



Hablar, como ahora hace Firpo, de que 
se creyó en peligro de ir a la cárcel o de 
que lo eloctrocutaran es, sencillamente, dar 
riendas sueltas a la fantasía. 

En cuanto a los restauranes neoyorqui- 
nos que le pagaban $1000 por presentarse 
a comer. . . bueno, cualquiera le va con 
semejante embajada al "Capitán" del Bra' 
zilian Coffee House, o a la gente de Bar- 
betta, con el genio napolitano qut se gastan, 
o al amo de aquella otra fonda italiana de 
la calle cincuenta y pico que tanto frecuen- 
taba Firpo. 

Entonces sí que intervinimos todos en 
un lío más complicado y espeluznante que 
el del Polo Grounds. 

No dudo de que una fábrica de maca- 
rrones le entregara un cheque de mil dó- 
lares por un testimonio. Hubo varias ope- 
raciones de esa índole, y, días antes de la 
pelea con Dempsey, por mi conducto reci- 
bió tres mil dólares de un manufacturero 
de zapatos de goma. 

Por cierto que Firpo es un hombre es- 
pecial. 

Enero, 1932 



Le dice uno que alguien quiere darle 
cien pesos, y contesta exigiendo veinte o 
treinta pesos más. No sé qué cálculos se 
hará. Pero se le pide a guisa de favor que 
haga ésto o aquéllo, sin esperar retribución 
porque no hay en el horizonte yanqui al- 
guno que afloje un céntimo, y lo hace y se 
queda tan tranquilo. 

Volvamos a la pelea. 

Es un hecho que Dempsey le superaba 
en todo, y que Firpo, convencido de ello, 
no tenía la más remota esperanza de ga- 
nar la noche que se enfrentaron en Nueva 
York. 



Así me lo dio a entender al despedirnos 
en Atlantic City dos días antes de la pelea, 
y Widmer, su representante entonces, y el 
pintor Luis Usabal, que todos íbamos jun- 
tos en el auto rumbo a la estación, confir- 
marán este aserto. 

— Le voy a apostar unos cuantos pesos 
— le dije momentos antes de subir al tren. 

Y me contestó, textualmente: 

— ^No lo haga. No sea sonso. 

No hay duda de que la policía, Keams, 
Dempsey, y la pandilla que esta gente siem- 
pre lleva a su alrededor asustaron a Firpo 
y a los otros argentinos. Lo mismo qui' 



(fJíí icr ohi an as 



Por R. de Zayas 
Enriquez 




— Dígame usted, mi doctor, 
¿qué cosa es la medicina? 
— Es el opio, la quinina, 
palmacristi, el alcanfor, 
algo de lengua latina 
y muchísimo valor. 



Tlieógenes, atleta no vencido 
y siempre vencedor en las arenas, 
una estatua en Olympia ha merecido; 
Artht'imón el de AíeicK, 
su rival, por la envidia devorado, 
derrumba el monrmiento portentoso, 
y en los escombros muere sepiütado. 
lAsí perezca siempre el envidioso! 



.^-^ 




Litigabas un tesoro 
contra un rico, y tú eres pobre; 
perdiste pleito y decoro . . . 
;. <;uándo lias \isto tú tiue el cobie 
tenga más poder que el oro? 



El mal existe, 
yo lo aseguro, 
no porque lo hago, 
porque lo sufro. 







Trae cada noche un ensueño, 
cada día un desengañp. 
y así pasa todo el año 
en un implacal^le empeño 
entre beneficio y daño. 



Siempre que llevo del placer la copa 
a mis sedientos labios, 
detiénela una mano prepotente, 

o la destroza un rayo. 
Peio insisto y me quedo en el banquete, 

htmiUde, resignado, 
y al ver a mis amigos satisfeclios 

también me satisfago. 



Un pato salifi a almorzar 
y en la noche lo cenaron. 
Su pena para aliviar 
se oyó a la viuda exclamar: 
"¡Al menos lo aprovecharon!' 



Blas, fuiste y eres y serás pedante, 
que la vejez tu luopensiún no ata.ia. 
y "asno se es de la cuna a la mortaja" 
cual dijo talentoso Rocinante. 



— ¿Resultaste orador? . . . Díme el secreto. 
— Es muy fácil: entrar en el debate 
perdiéndole el temor al disparate 
y al público el respeto. 



En un lenguaje rítmico y hermoso 
nos cuenta Dante que bajó al Infierno. 
El Dante es mentiroso, 
porque el que baja allí es para in eterno. 




PÁGINA 11 



C I N E - M U N D I A L 




EL VENCEDOR DE CARNERA. — Jr/cfe Sharkey, de Boston, que, al mes 
de empatar con Mickei/ Walker, veterano de 165 libras y pequeño de esta- 
tura, atizó una paliza trememla al gigante italiano Primo Camera, que 
pesaba arriba de 250 libras la noche del encuentro. 



PÁGINA 12 



sieron hacer con Tunney en Chicago, y si 
no lograron intimidarlo es porque también 
traía escolta del "patio". 

Ya lo dice el refrán: cada gallo en su 
gallinero. 

Los secuaces de Firpo cantarían muy re- 
cio en Buenos Aires, pero en Nueva York 
ni cacareaban siquiera. 

Al pugilista argentino no le guardó las 
espaldas ningún americano aquella noche 
porque es muy aficionado al sistema de 
secretarios en boga entre los latinos, siste- 
ma que consiste en ir siempre en medio de 
un grupo de satélites que hablan mucho, 
cuestan poco y, en casos de apuro, no sir- 
ven para nada. 

Los yanquis no entienden de eso. 

Aquí no hay quien dé un paso sin que 
le paguen, y se desconocen los cargos ho- 
noríficos. El que en Nueva York quiere 
secretarios de balde, tiene que importarlos. 

■¿r 

Pero — repito — Firpo contaba con las 
mismas probabilidades que yo de vencer a 
Dempsey. 

Hay que olvidar lo de los "fouls", que 
hubo muchos y por ambas partes. 

(El argentino hincó una vez; la rodilla 
sin que le tocasen, y en otra de las caídas 
vino a incorporarse a los catorce segundos 
justos según mi reloj. No aludo a las in- 
fracciones de Dempsey porque todo el 
mundo las conoce.) 

Firpo sabe mejor que nadie que no es- 
taban los ánimos aquel día para invocar 
reglas, y que si al aturdido de Gallagher se 
le ocurre descalificar a alguien, los linchan 
a los tres. 

No quedaba más juez; ni más recursos 
que los puños. 

Y no sólo no había comparación entre 
ellos en cuanto a facultades, conocimientos 
del oficio, fuerza de golpe, resistencia y li- 
gereza, sino que Firpo, además, estaba en 
pésimas condiciones físicas y Dempsey en 
perfecto estado. 

Ese fué el dictamen del Dr. Walker, her- 
mano del alcalde de Nueva York y médico 
de la Comisión de Boxeo, y así se publicó 
en la prensa la tarde del encuentro — lle- 
gando las cosas al extremo de que Rickard 
tuvo que apelar a toda su influencia para 
que no suspendieran la pelea. 

a 

Firpo no hizo el ridículo porque es hoiii' 
bre de mucha suerte. 

Pero bien poco faltó. 

Hubo un momento en que todos creímos 
que aquéllo se acababa con un par de gol- 
pes y sin que nuestro amigo lograra ponerle 
a Dempsey un solo guante encima. 

L SR. John Hyams y su señora, en otra 
época artistas de variedades, recibieron 
aviso de los Estudios de la Metro para in- 
terpretarse a sí mismos, es decir: para ha- 
cer ante la cámara el papel de padres de 
su célebre hija Leila. 

Pero el director no hizo más que verlos 
y los rechazó. 

Enero, 1932 



CINE-MUNDIAL 




MATRIMONIOS DE HOLLYWOOD 

El invitado. — El viejo ese se ha tomado dos copas y ya está ron- 
cando. Vamos a pintarle wnos bigotes. .. 

La anfitriona. — /iVo, no, NO! ¿No te lo había presentado?... Es 

i.ii luarido. 



oegún él, estaban mal de figura, de voz 
y hasta de parecido. 

■ir -k 

T AS películas mudas se han acabado por 
^ completo en los Estados Unidos, y ten- 
drán que cerrar sus puertas los mil y pico 
de pequeños teatros que aun existen des- 
provistos de equipos reproductores de sO' 
nido. 

El Cine Mudo, que transformó al mun' 
do, ha pasado definitivamente a la histo- 
ria — aquí al menos. 

QUEBRARON los hermanos Shubert, 
^ empresarios que controlaban un montón 
de teatros — veinticinco o treinta sólo en 
Nueva York — y que tuvieron épocas de 
estrenar de cuarenta a sesenta obras por 
temporada, todas a la ve^. 

El padre era un sastre judío establecido 
en la cercana ciudad de Syracuse. Aquí 
llegaron pobres hace unos treinta años, y 
al poco se transformaron en el elemento 
teatral dominante en Norte América. 

Al leer la noticia de la quiebra recordé 
las escenas que se veían a diario en la 

Enero, 1932 



antesala de sus oficinas, por donde desfi- 
laban a centenares las mujeres más her- 
mosas e mteresantes de Nueva York. 

Eran todas artistas en busca de contrata, 
a quienes los empleados trataban a la ba- 
queta y con una grosería estudiada que 
daba grima. 

Eso es lo malo de lanzarse a la escena. 
Hay que tragar mucha bilis. 

•k ir . 

"jZEMAL PASHA acaba de decretar que 
-'-^ en lo sucesivo ningún turco desprovisto 
de título universitario podrá ser redactor 
de periódicos. 

Si se adoptara aquí una medida por el 
estilo, habría que despachar muchas redac- 
ciones en masa. 

El único empleado de carrera que hemos 
tenido en CINE-MUNDIAL fué un abo- 
gado, pero trabajaba en la Administración. 

TINO de los últimos hispanos en abando- 
^ nar a Hollyv/ood, famoso por sus triun- 
fos teatrales, aseguró a sus empresarios que 
estaban tirando el dinero, y que eso de pa- 
gar sueldos de $300, $500 y $1000 por se- 



mana era una solemne tontería. 

• — No hay artista de los nuestros que 
haya visto junto tanto dinero. Yo puedo 
conseguirles cuantos necesiten a $75 sema- 
nales - — dijo poco antes de marcharse. 

El hombre quiso dar a entender que to- 
dos somos una recua de muertos de ham- 
bre, lo cual tal vez sea cierto, pero ¿a qué 
venir a contárselo a estos inocentes yan- 
quis? 

Esas maniobras son las que tienen des- 
graciada a la raza en los Estados Unidos. 

DROADWAY está lleno de actores in- 
•^ gleses que miran por encima del hom- 
bro todo lo norteamericano — excepto los 
dólares. 

TTACE meses los franceses idearon un 
drama que disputaban como el más cor- 
to que se había hecho, y ahora los ameri- 
canos, para no ser menos, presentan otro 
aún más lacónico. Este último se titula "El 
Error". Al akarse el telón, se ve el interior 
(Confiíuia en la página 69) 

PÁGINA 13 



C I N E - M Ü N D I A L 



Tres (^ses del 
J\aipe jíispano 



Por Eduardo 
G u a i t s e 1 




María Ladrón de Gtieva- 
ra, Rafael Rivelles y Ana 
María Custodio, caricatu- 
rizados por Riverón. 



ESTOY excitadísimo. Por poco figu- 
ra mi nombre en la crónica escan' 
dalosa de los periódicos. . . 

Cuando la noche de los sucesos llegué a 
casa, envuelto en tinieblas y en extraños 
olores a tabaco, a alcohol y a perfum-cs fe- 
meninos, con el sombrero apabullado y la 
corbata en bandolera, se me recibió en el 
seno de la familia con una frasecita que no 
tiene nada de original, pero que a mí me 
sonó extremadamente bien: 

— ¡A tus años, Eduardo. . . ! 

Figúrense Uds. que unos compadres míos 
me invitaron a cenar y que, como está pro- 
bado que donde mejor se cena en Nueva 
York es en las tabernas de contrabando, a 
una de éstas nos fuimos cuatro personas 
con pantalones y tres con faldas, sin que, 
entre paréntesis, ningún lazo de parentesco 
ligase a los unos con las otras. Primer pe- 
cadillo que me apunto. . . 

Apenas nos sentamos a tomar los aperi- 
tivos, surgió una pequeña desavenencia. 
Claro; éramos un chileno, un argentino, 
un mejicano y un servidor, aparte de las 
faldas de que hablé antes, y resultó impo- 
sible ponerse de acuerdo respecto a la si- 
tuación internacional. Cuando llegó la 
cuarta tanda de copitas, ya estábamos ha- 
ciendo más ruido nosotros que todo el res- 
to de la concurrencia. Exaltados andaban 
los ánimos en el momento en que un tipo 

PÁGINA 14 



se acercó al "bar", tosió y dijo con gran 
solemnidad: 

— ¡Señoras y caballeros. . . ! 

Todos se pusieron muy dignos, menos 
yo que presumí que se trataba de algún 
borracho que nos iba a espetar un discurso. 
Pero en el silencio con que se acogieron 
sus palabras, sonó más hueca su siguiente 
explicación: 

— Somos de la policía federal. 

En estas grandes situaciones es cuando 
yo me pongo a la altura de las circunstan- 
cias. En ves de intimidarme y echar a co- 
rrer como media docena de clientes des- 
provistos de carácter hicieron; en vez de 
proponer una fuga estratégica por el balcón 
como sugería mi compadre el chileno, me 
limité a preguntar al jefe de los incursio- 
nistas, que se había plantado en el "bar" 
a dirigir las maniobras de registro: 

— ¿Me es permitido beber mi copa hasta 
el fin? 

— Naturalmente — respondió el poli::onte. 

— ¡Salud! — brindé a mis compañeros. 
Y sin prisa ni precipitaciones, pusimos el 
cuarto aperitivo entre pecho y espalda, nos 
levantamos, requerimos los gabanes y sa- 
limos a la calle sin que nadie nos impidiera 
el paso, mientras el dueño de la taberna se 
daba a todos los diablos y decía insultos 
horribles, en catalán, a la policía en ge- 
neral y al jefe de la banda intrusa en par- 
ticular. 



Ya afuera, hablaron dos personas honra- 
das. Una fué la compañera del argentino 
que dija alarmadísima: 

— ¡Ay! ¡En la bulla, me vine con esta 
servilleta! 

La otra fué el mejicano que, todo azo- 
rado, me increpó: 

— ¡Nos salimos sin pagar! Y eran como 
treinta dólares. . . 

— Si quieres dormir en la cárcel — le ex- 
pliqué — no tienes más que entrar ahí de 
nuevo y ajustar la cuenta. Hasta la fecha 
nosotros no hemos violado ninguna ley; 
pero si, en presencia de los esbirros, das 
dinero a cambio de lo que bebimos, resul- 
tarás reo de una multitud de cosas. No te 
alarmes: ya me buscará el dueño de los 
licores y haremos una transacción hono- 
rable. 

De todo lo cual se deduce que cuando, 
días después, Rafael Rivelles me invitó a 
tomar un cocktail mencionando, al efecto, 
precisamente la casa del catalán, que está 
en la calle Cincuenta y Dos y muy cerca 
de la redacción, yo me deshice en excusas 
y rehusé. Treinta dólares son treinta dóla- 
res ¡qué demontre! 

Rivelles, como su señora María Ladrón 
de Guevara y Ana María Custodio, pasa- 
ron por aquí rumbo a París, después de 
su campaña de éxitos peliculeros en Holly- 
wood. Y charlamos la mar. 

(Continúa en la página 67) 

Enero, 1932 



CINE- MUNDIAL 



¡ Qámara. 



1 



o r 



Francisco J. Ariza 



BLASCO Ibáñes co- 
mentaba, indignado, 
la injusticia de quie' 
nes atribuyen a la inven' 
ción de la imprenta toda la 
gloria de propagar y popu' 
¡aricar los libros, olvidando 
que, sin papel, el tipo y la 
prensa son inútiles. Y aña- 
día que los españoles fue- 
ron quienes llevaron el pa- 
pel a Europa. 

Del cine — aparte de sus 
estrellas, sus directores y 
sus argumentistas — lo que 
domina es la película; pero 
pocos aluden a la cámara 
de que es complemento. 

Y, sin embargo, es en esa 
caja misteriosa donde se 
consuma el milagro^ de la 
luz; es el fotógrafo quien 
completa y perpetúa la obra 
dramática. 

Como la fotografía resul- 
ta de la aplicación de teo- 
remas físicos, su manejo y 
sus detalles son demasiado 
técnicos para interesar a la 
generalidad del público; pe- 
ro hasta en el engranaje de 
una máquina puede caer, 
lubrificante, una que otra 
gota de espíritu romántico. 

Hay detalles de cinefoto- 
grafía que, por su naturale- 
za misma, poseen el interés 
de lo absurdo. El cine no 
existiría, por ejemplo, sin nitroglicerina, sin 
algodón-pólvora, sin plata, sin alcanfor y 
sin tejidos orgánicos de vaca, materia prima 
para la manufactura de gelatina. . . 

John Arnold, jefe de la sección fotográ- 
fica de los talleres de Metro-Goldwyn-Ma- 
3'er, es la autoridad a quien debemos estos 
informes y los que en el curso del artículo 
se añaden. 

La película de cine es de celuloide trans- 
parente, de 300 metros de longitud y con 
anchura uniforme. A ambos lados lleva 
perforaciones que se ajustan al engranaje 
de la máquina de proyección. Una de sus 
superficies está lisa y opaca; pero la super- 
ficie opuesta, que es la que pasa ante el 
lente del proyector, está emulsionada; es 
decir, cubierta con una capa de gelatina y 
de otras substancias que la hacen sensible 
a la luz. Esa emulsión es la que reproduce 
y fija las imágenes. 

La película pancromática, que lleva una 
tintura adicional en su emulsión, es suscep- 
tible de reproducir imágenes a color; pero 
la película ordinaria sólo retrata en tonos 
claros y obscuros. 

Eneko, 1932 




Una escena de excelente efecto foto- 
gráfico, tomada de la cinta de Para- 
riioiint "El Regreso de Fu Mandni", 
con Warner Oland y Holmes Herbert. 



Con estos elementos y con su cámara, el 
fotógrafo de cine tiene la misión de apo- 
derarse de las imágenes y de lanzarlas, con- 
vertidas en un relato humano, a la pantalla 
mundial. 

Su primer problema es el de la ilumina- 
ción. Debe contar con claridad bastante 
para que aparezcan distintamente los deta- 
lles de la escena; debe obtener perspectiva, 
para dar la ilusión de volumen — que logra 
casi siempre con fanales de fondo, es decir, 
colocados detrás del sujeto — y perfilar las 
cosas o las personas con ayuda de sombras. 
Pero, a la vez, sus luces no deben ser ni tan 
intensas ni colocadas de tal modo que obli- 
guen a los actores a parpadear o a entre- 
cerrar los ojos vivamente heridos por las 
lámparas. 

Para iluminar propiamente las caras de 
los artistas, es menester una serie de ensa- 
yos que no se basan en regla fija, porque 



cada persona presenta un 
problema diferente. Y cuan- 
do en la escena deben apa- 
recer varios artistas a la 
vez, el problema se compli- 
ca. El arreglo de focos que 
servía para hacer resaltar, 
por ejemplo, los ojos de una 
actriz, convierte a los de 
otra en globos incoloros y el 
pelo de una rubia asumirá 
tintes de estropajo sucio si 
se la fotografía, en un pri- 
mer término, junto a un ac- 
tor moreno. 

En estos casos, al fotó- 
grafo corresponde arreglar 
los fanales de manera que 

■ Mea se logre un término medio 

B8\ , a fin de que, sin que se pier- 
dan valiosos detalles de la 
fisonomía de un actor, no 
resulte el otro desfigurado. 
El tamaño y grueso de los 
lentes que se ajusten a la 
cámara depende de la dis- 
tancia a que se desee obte- 
ner la escena. Nunca se usa 
el mismo lente para vistas 
panorámicas y para escenas 
de primer término. 

Luego, vienen los detalles 
para enfocar, de modo que, 
aunque los actores varíen 
de sitio y se muevan o se 
alejen, no haya riesgo de 
que aparezcan difusos. Adc 
más, debe cuidarse de que 
ningún micrófono, indispensable en cintas 
parlantes, sea parte de la escena. 

Atendidas todas estas exigencias, engra- 
nada su cámara con el motor de sincroni- 
zación, el fotógrafo ya no hace girar el ma- 
nubrio como en los principios de la cinema- 
tografía, sino que cierra la puerta de su 
cuartito, dejando la cámara dentro, y sale 
por ahí. . . a analizar a las chicas que va- 
gan ondulantes por el taller. 

La escena se ha filmado; el fotógrafo 
penetra de nuevo en sus reducidos domi- 
nios, saca de la cámara la caja metálica que 
guarda el rollo de celuloide y la lleva al 
cuarto obscuro de revelar. 

El revelado, aunque semejante al que se 
emplea en la fotografía ordinaria — cuyos 
detalles pocos aficionados a obtener "ins- 
tantáneas" desconocen — se realiza con 
multitud de precauciones y previas pruebas 
y ensayos con trocitos de la escena. 

Vienen después los baños sucesivos que 

han de fijar las imágenes en el negativo, 

de limpiar éste de toda posible mancha y 

de permitir que la impresión de la película 

(Conlinúa en la página 61) 

PÁGINA 15 



CINE-MUNDIAL 




elleos 



"pL Pet Memorial Park de Los Angeles es, 
-'-' seguramente, único en el mundo. Por- 
que no se trata de un simple cementerio de 
perros, que ya hay varios, sino de toda 
clase de animales que fueran compañeros 
de la mujer o del hombre, pues para todo 
abundan gustos. En el de Los Angeles, 
aunque es casi exclusivo de Hollywood y 
sus estrellas, fueron ya enterrados más de 
cuatrocientos perros, un centenar de gatos, 
dos docenas de canarios, cinco loros y dos 
monos. Y Alice Drexel acaba de comprar 
una parcela para su fiel caballo Johnny, 
que cuando escribimos estas líneas se en- 
cuentra gravemente enfermo, temiéndose 
un fatal desenlace. 

Y A PROPOSITO de perros. La tumba 
*• más visitada en el Pet Memorial Park 
de Los Angeles es la de Kabar, el famoso 

PÁGINA 16 



Por 

Don Q. 

(Ilustraciones 
de Riverón) 



Lijnn Fontanne, beldad de 
las tablas neoyorquinas y, 
ahora, luminar del cine, 
desde que debutó ante el 
lente con "The Giiards- 
nian", cinta de M-G-M. 



Doberman-Pincher perteneciente al inolvi- 
dable Rodolfo Valentino. Kabar adoraba 
a su amo. Pero éste, cuando hi^o su último 
viaje a Nueva York, donde había de morir, 
se dejó a Kabar en Hollywood. . . El día 
en que se supo aquí que Valentino ya no 
existía, Kabar, como si se hubiera enterado 
de la noticia, se puso nerviosísimo, inquie- 
to hasta parecer desesperado, y, sin que na' 
die le viera, desapareció repentinamente... 
Tres semanas después se presentó en la ca- 
sa de Valentino, en Hollywood: flaco, des- 
hecho, agonizante, y con sus cuatro patas 
destrozadas. Un veterinario le atendió, y, 
al examinarle en tal estado, no vaciló en 
asegurar que el pobre perro había ido a 
Nueva York, en busca de su amo, y, al no 
encontrarle, retornó a Hollywood, para mo- 
rir él también, de pena. . . 

TTOLLYWOOD, sin latinos ahora, parece 
-'■-'^una ciudad muerta. Las gentes ya no 
hablan a gritos, ni forman grupos en las 
aceras, ni interceptan el paso a las mujeres, 
ni derraman sus flores más o menos cordia- 
les al cruzarse ante ellas. . . Y los tres más 
populares restaurants están casi vacíos, aun- 
que no hacían más negocio cuando estaban 
llenos, ya que eran muchos los latinos que, 
a estilo de Europa, con una modesta taza 
de café ejercían su derecho a pasarse horas 
enteras discutiendo la última película de 
Vilches o el descubrimiento de Juan de 
Landa como fenomenal tenor dramático... 

TEANETTE MACDONALD, la deli- 
^ ciosa copartícipe de los más grandes 
triunfos de Maurice Chavelier, estuvo re- 
cientemente en España y se ha traído de 
allá, para regalarlas a sus amigos como re- 




"Babe" Ruth, el as de baseball, dando %mo de sus acos- 
tumbrados (jarrotazos. Esta vez, desde la pantalla. 



Enero, 1932 



CINE-Mt NDIAL 



cuerdo de viaje, un centenar de pelotas vas- 
cas. Viene entusiasmada del Jai Alai, y ya 
ha encargado que la construyan un frontón 
en los jardines de su palacete en Beverly 
Hills. Quiere que aquí se juegue con la 
clásica cesta, y apostando . . . Los pelotaris 
que enseñen el arte de ese juego vendrán 
de Chicago, donde la pelota se impuso. 

T IL DAGOVER llegó de Alemania dis- 
^ puesta a filmar varias películas en los 
estudios de Warner, bajo la dirección de 
Michael Curtí". Es una bella mujer, y 
entre sus encantos cuenta con una escul- 
tural espalda, la más perfecta de Europa, 
según sus agentes de publicidad. Y debe 
serlo cuando ella se apresuró a asegurarla 
por 50.000 dólares. . . ¡No sólo las piernas 
se han de asegurar! Cada uno asegura lo 
que más estima. La Dietrich, sus piernas; 
la Garbo, sus manos; la Larrabeiti, su na- 
riz; Mojica, su voz; Novarro, el cutis; Mi- 
mi Aguglia, su acento, y Andrés de Se- 
guróla, su monóculo. 

TOAN CRAWFORD ha vuelto a ser mo- 
^ Tena. El rojo no la sentaba bien. Para 
color subido, el de sus obras. 

"pOR el Hollywood Boulevard ha vuelto 
-*■ a pasearse, ahora más triunfal que nun- 
ca, el único artista extranjero que se pudo 
permitir el lujo de abofetear rotunda y con- 
vincentemente a una gran actriz norteame- 
ricana, no una sola vez, por arrebato de 
ira o momentánea locura, sino 567 noches 
y 243 tardes consecutivas. . . El infatigable 
castigador se llama Fortunio Bonanova, y 
su víctima (hasta cierto punto nada más) 




Epidemia de hoteles. . . y 
sus anexos, en Holbjivood. 



Catherine Cornell. Ocurrió el suceso hace 
ya un par de años, sobre la escena del 
Empire Theatre de Nueva York, durante 
las ¡610! representaciones que ambos die- 
ron a la interesantísima comedia dramática 
"The Dishonored Lady", cuyo sólo título 
ya justificaba los bofetones, a diario aplau- 
didísimos por el público justiciero. Claro 
que Catherine se vengó envenenándole 810 
veces, consecutivas también, resultando más 
que milagroso el que aquél quedara con 
vida. ¡Pero para algo es Fortunio! Y el 
caso es que, gracias a esa suerte, pudo vol- 
ver a Hollywood para estrenar, en el Be- 
lasco Theatre, "TheiSilent Witness", cuyo 
protagonista ya encarnó en Nueva York 




Esta escena no es de las "Fo- 
llies", sino de "La Ley del 
Harén", que hizo Fox con 
Mojica. . . y con estas niñas. 



Enero, 1932 - 



durante otra larga serie de noches y de 
tardes. . . 



"pSTE mismo Fortunio Bonanova es el pri- 
-^ mer artista teatral a quien no interesa 
el Cine, hasta el punto de negarse a oír 
proposiciones de contrato, por muy hala- 
gadoras que sean. No se le han subido los 
humos a la cabeza, a pesar de sus éxitos 
escénicos, ¡que para sí quisieran muchos 
que presumen de astros!, y se contenta con 
el gran sueldo que ya disfruta como actor; 
un sueldo mucho más seguro que el de to- 
das esas estrellas a las que sólo se suele con- 
tratar por una película (esto es, por las dos 
o tres semanas que dure la filmación), y se 
pasan el resto del año sin traba- 
jo. . . y sin dinero. Bonanova, 
menos iluso y más práctico, pre- 
fiere seguir en el Teatro, donde 
ha conseguido que se le considere 
con todos los honores a que es 
acreedor un artista de su talento 
y de su buen gusto. Y conste que 
esto del buen gusto no es una 
alusión a las tan selectas conquis- 
tas femeninas que se le atribu- 
yen . . . Seamos discretos. 

T AS tragedias abundan en Ho- 
■^ llywood. El hambre acecha, 
y muchos son los que llegaron a 
sentirla. Una conocida estrella 
(callemos su nombre, piadosa- 
mente), que apenas hace dos 
años figuraba entre las más des- 
lumbrantes, dejó de trabajar por 
resistirse a interpretar papeles de 
mujer ya madura, como en rea- 
lidad lo es ella, y ahora se dedica 
a recorrer los restauarnts más 
modestos, ¡en espera de que al- 
guien la convide!. . . La lección 
es tremenda. Y es aplicable a los 
hombres también, ya que no po- 
cos se empeñan en presumir de 
galanes cuando a simple vista se 
les ven las arrugas. Cada vez que 
en el Hollywood Boulevard y en 

PÁGINA 17 



CINE-MUNDIAL 




Historia de un anuncio. La historia es tétrica, macabra y, hasta si se quiere, funeral. 



las altas horas de la noche se nos acerca 
algún desgraciado a pedirnos que le pague- 
mos una taza de café, no podemos menos 
de acordarnos de todos los pseudogeniales 
que se obstinan en hacer el Don Juan con 
aires de Comendador. 

pEORGE O'BRIEN no fuma, ni bebe, 
^ ni juega, ni está enamorado. Su único 
vicio es el Cine. Un cínico modelo. 

¿AUIEREN saber ustedes cuál es actual- 
^ mente la amiga preferida por Ronald 
Colman? Pues Alison Loyd. . . que hasta 
hace poco se llamaba Thelma Todd. 

TENER un hijo le ha costado a Esther 
Ralston la friolera de unos 100.000 dó- 
lares. Por lo menos, esto es lo que ha de- 
jado de ganar la ex admirada artista con 
ios contratos que rechazó. 

¿cabían ustedes que el verdadero nom- 
*^ bre de Joan Crawford es Billie Cassin; 
el de Sylvia Sidney, Sophie Sidney; el de 
Nancy CarroU, Ann La Hiff; el de Janet 
Gaynor, Laura Gainer; el de Jean Harlow, 
Harlean Carpentes; el de Marian Marsh, 
Violet Krauth; el de Barbara Stanwyck, 
Ruby Stevens; el de Marlene Dietrich, Ma- 
ry Magdalene von Losch; y el de Tallulah 
Bankhead, Tallulah Bankhead?. . . 

DESPUÉS de seis meses de imperiosas 
vacaciones, que compartieron casi todos 
los artistas y escritores hispanos residentes 
en Hollywood, Miguel de Zárraga acabó 
el año trabajando de firme. Mientras en 
el California Theatre de Los Angeles se 
estrenaba su ''Cheri-Bibi", con el gran Er- 
nesto Vílches, y poco más tarde su humo- 
rada musical "El alegre caballero", con 
Conchita Montenegro y Benny Rubin co- 
mo protagonistas, en los estudios de la Uní' 
versal filmó Bohr su "Hollywood, Ciudad 
de Ensueño", y para la Tec-Art, con Lucio 
Villegas, hizo las sincronizaciones de 'To- 
day" y "Yesterday in Santa Fe". Y, por si 
todo esto era poco, escribió "La escultura 
de carne", para José Mojica; "La venganza 
del muerto", para Carlos Villarías; y "La 
mujer que pecó", para Elvira Moría. Pero, 

PÁG.NA 18 



aun con todo eso, continúa sin hacerse neo 
y en plena vida bohemia. . . 

JVÍOTICIA sensacional, que no ha podido 
^^ comprobar el autor de estas líneas: 
Marlene Dietrich se ha pintado de negro 
las uñas de los pies. No es broma. Los que 
la han visto en sandalias sobre la arena de 
Malibu Beach así nos lo aseguran. 

IDAMÓN NOVARRO pasó muy malos 
-'■^ ratos filmando "Mata-Hari" con Greta 
Garbo. Tanto ella como él se pusieron ner- 
viosos en más de una escena. Para nadie 
cree que los respectivos corazones tuvieran 
la culpa. ¿Quién la tendría?. . . 

n OLORES COSTÉELO espera un nue- 
^ vo hijito. Y John Barrymore está en- 
cantado. Aunque ella se retiró de la pan- 
talla para descansar, no ha estado ociosa. 

T OS que han visto bañarse a Elsie Janis 
en la piscina del Jardín de Alá aseguran 
que el traje que usaba era de color de car- 
ne. Aunque acaso no se fijaron bien . . . 

TINA empresa independiente, siguiendo la 
^ tan hábil orientación de Fortune Gallo, 
se propone filmar una serie de operetas, de 



las más populares, en español y en italiano. 
Para interpretarlas en ambos idiomas se 
citan los nombres de Julita Comín, que tan 
admirada fué al lado de Esperanza Iris; 
Cora Montes, la deliciosa mejicanita nieto 
del maestro Caballero; Roberto Guzmán. 
Rodolfo Hoyos, Eduardo Arozamena y 
otros distinguidos cantantes. La primer 
obra que se pensó en filmar fué "Marina", 
pero los herederos de Arrieta pidieron una 
fortuna por sus derechos; se trató luego 
de hacer "Los Gavilanes", y el maestro 
Guerrero pidió mucho más; quiso filmarse 
"Maruxa", y Vives no se quiso contentar 
con menos que anexarse toda California. . . 
Habrá que prescindir de los compositores 
hispanos, ¡y a ver sí los italianos son un 
poco más modestos! Porque si no lo son, 
habrá que apelar a alguno de esos habilí- 
simos norteamericanos que, sin el menor 
escrúpulo, hacen de una "Valencia" una 
"Barcelona"; o de "La Violetera", ¡la mú- 
sica que Chaplin dio como suya en "Las lu- 
ces de la Ciudad"! 



■pUTH CHATTERTON ha sufrido tres 
^^ serios accidentes: dos de automóvil, y 
su interpretación de "La magnífica men*"-'- 
ra". Este fué el más grave. 

(Continúa en la página 73) 




Colección de españo- 
les de Hollywood. 



Enero. 1932 




£A escena del incendio en el dor- 
mitorio infantil, en la película 
de Tiffany "The Third Alarm" , 
que distribuye en la América Latina 
Ferdinand V. Luporini. La joven ru- 
bia rodeada de chiquillos es la prime- 
ra actriz de esta cinta, Anita Louise. 



Enero, 1932 



PÁGINA 19 



CINE-MUNDIAL 



PRECIOSO modelo de terciopelo transparen- 
te, en color azul, es el que luce Madge 
Evans, de la Metro-Goldivyn. El cuello dra- 
peado y las grandes mangas de bullón, que se 
recogen en ajustados puños largos, ponen la nota 
"chic" en este vestido, todo él de corte novísimo. 



LO 



■i 




J A nota extravagante impera en el atavio femenino. Peggy Shannon, 

I-" de la Paramount, la ofrece en la elegante combinación de su origina- 

lísimo vestido en tres secciones y su no menos original blusón de mangas 

anchas, abullonadas. 



PÁGINA 20 



Enero, 1932 



CINE - I\I U N D I A L 




A TREVIDISIMOS sombreros 
^^ como el que luce en el gra- 
bado la gentil Dolores del Río, 
ahora en la Radio Pictures, de- 
notan el gusto individual de sus 
poseedoras. El de Lolita es de 
fieltro aterciopelado rojo obscu- 
ro, con banda de genuina piel 
de leopardo. 

Enero, 1932 



T A figura femenina de la actualidad no puede hallarse 
'-^ mejor representada de lo que lo está por Lilyan 
Tashm.an, de la Paramount, con el sombrerito "Gigolet- 
te" ; el jacket de terciopelo con mangas de bullón, y el 
vestido de lana verde, pespunteado con oro. — Kay Fran- 
cis, de la Paramount, con su reconocida personalidad, 
lanza un vestido de tarde, de raso color marrón, con 
puños de armiño teñido, que hacen juego con el jacket 
sin mangas de la misma piel y con el sotnbrerito "Gi- 
golette", última palabra de la moda. 



ACCESORIOS que for- 
■^^ man el encanto de to- 
da mujer. Medias de malla 
calada; zapatos 'Afrodita', 
de gamuza; guantes tam- 
bién de gamuza, y el nuevo 
bolso de esta misma p'el, 
con adornos y broche de 
madera pulida. No puede 
negarse el exquisito buen 
gusto de Loretta Young. 

PÁGINA 21 





#lfe. 



7ANET QAYNOR y CHARLES 
FARRELL a punto de que los fo- 
tografíe, por sorpresa, el as de las 
cámaras de la Fox, Mal Phyfe. Este 
acostumbra sacar sus retratos disimu- 
ladamente, mientras conversa con los 
"originales]' para darles naturalidad. 



PÁGINA 22 



Enero, 1932 



C I N E - M U N D 1 A L 




%^olly wo 



í^>X La sección más nutrida que 
se publica en el mundo al 
margen de la actualidad cine- 
matográfica de Los Angeles 



EN el desierto de la producción hispa- 
na se descubrió un oasis consolador: 
fué en los estudios de Universal 
City, donde una empresa independiente, la 
Fénix Films Corporation, acaíja de filmar 
una película muy interesante bajo el su' 
gestivo título, ¡de tan amarga ironía!, "Ho' 
llywood. Ciudad de Ensueño ..." 

Se trata de una producción musical, cuyo 
libro y cuya partitura se deben a José Bohr, 
con el que ha colaborado su inseparable 
compañera Eva Limiñana de Bohr. Una 
obra original, de espíritu hispano y para 
los hispanos, cuya acción se desarrolla en 
este maravilloso escenario de Hollywood. 
Un canto a la ciudad de Ensueño, donde 
se lucha y se ríe, se vence o se fracasa, pero 
se vive siempre de emoción en emoción, 
con los nervios vibrantes y el corazón dis' 
puesto a destrozarse. 

Es esta la cuarta obra de Bohr — sus 
tres primeras fueron, como se recordará. 

Enero, 1932 






i¡^ ^P^ jhHB^^^^^^^^^H 




HHHpl|r>' ^^^^H 






BülL£ " ^:^^Bte4^J' wWfc^ 


t'^l 


|^^JKR-^^^BBB3«^HjMf 


BPI^^h 




In 



Una Merkel y su perrito Pntsy, 
que aparecen ante la cúitiara 
por cuenta de la Fox Film Cor- 
poration. 



Betty Botid y Tom 
Santschi en la pre- 
ciosa cinta de Tif- 
fany "Paradise 
Island'\ Honora y 
adaptada al espa- 
ñol por cuenta de 
Ferdinand V. Lu- 
porini. 



"Sombras de Gloria", que se íiimó en cua- 
tro idiomas; "Así es la vida", cuyas exhi- 
biciones han pasado ya de las diez mil; y 
"The Rogue of the Rio Grande", filmada 
solamente en inglés — pero, en realidad, 
con "Hollywood, Ciudad de Ensueño . . . ", 
inicia el popular artista argentino la serie 
de sus producciones independientes. 

¿Tema de la nueva obra? Uno muy hu- 
mano, palpitante de vida, absolutamente 
real en todas sus escenas, y de una opor- 
tunidad insólita: las aventuras de un soña- 
dor que desde el más remoto rincón de la 
América del Sur va a Hollywood en busca 
de gloria ... La llegada a la Ciudad de 
Ensueño, el espejismo de los triunfadores, 
la lucha por la vida, el asalto a los Estudios, 
la intimidad de los artistas, sus amores y 

PÁGINA 23 



CINE- MUNDIAL 




ción, filmada a todo lujo y sin escatimar 
recursos, es sencillamente deliciosa y muy 
pronto la cantará medio mundo. 



UNA GUBANITA 
HOLI.YWOODENSE 

URANTE cuarenta y ocho horas, ni 
un minuto más, a punto estuvo de es- 
í^"^ tallar una verdadera revolución artística en 
Hollywood. El chispazo de 
aquélla lo originó con el fue' 
go de sus ojos centelleantes la 
cautivadora estrella de las 
Ziegfeld Pollies neoyorquinas 
Hilda Moreno, que vino a 
California en un vertiginoso 
viaje de placer. Buscando un 
breve reposo espiritual, des- 
pués de la tormentosa publi' 
cidad que ciertos periodistas 
poco escrupulosos dieron en 
Nueva York a lo más recón- 
dito de su vida privada, Hil- 
da se apareció en Hollywood, 
ocupando uno de los más 
fastuosos departamentos del 
Roosevelt Hotel. . . 

Apenas llegada, sus habi- 
taciones fueron invadidas por 
empresarios, artistas, agentes 



En una de las poses Tnás 
tentadoras, aunque con la 
mirada inocentísima, Mad- 
ge Evans, luminar de Me- 
tro-Goldwijn-Mayer, rubia 
ella y candidata al primer 
lugar en cintas dramáticas. 



sus celos, escenas de filmación en los esce- 
narios y al aire libre, el éxito, las amarguras 
del triunfo. . . Y, por último, el retorno a 
la patria lejana. 

La acción nos lleva desde el 
barco en que llega el héroe al 
ya mundialmente famoso Ho- 
llyu'ood Boulevard, centro 
hoy de la elegancia del Nue- 
vo Mundo: conocemos el Tea- 
tro Chino, el Embassy Club, 
los palacetes de los artistas, los 
los Estudios por dentro. . . 

Encarnan a los principales 
personajes de la obra de Bohr, 
además de éste, la lindísima 
Nancy Drexel (estrella que 
fué en "Los Cuatro Diablos"), 
que sorprenderá al público 
hablando en español; la escul- 
tural brasileiía Lía Tora, tan 
admirada recientemente en la 
protagonista de "Don Juan 




i 



El famoso cantante 
brasileño Alfredo Cór- 
dova, cuya voz han 
aplaudido por todo el 
continente y que aho- 
ra tiene contrato ex- 
clusivo con la Fox. 



Diplomático'"; Elena Landeros, la graciosa 
actriz; mejicana; Donald Reed, distinguido 
actor de la pantalla americana, cuyo verda- 
dero nombre es Ernesto Guillen; Nicanor 
Molinari, plutocrático artista 
chileno, que dejó sus negocios 
por consagrarse al Cine; Ce- 
sar Vanoni, concienzudo co- 
mediante argentino, de muy 
agudo ingenio, y otros no me- 
nos notables intérpretes. 

Y, por supuesto, dada la ín- 
dole de la obra, varias serán 
os grandes astros cinemato- 
gráficos a quienes se podrá 
admirar personalmente en al- 
gunas escenas, como las que 
transcurren on el interior de 
los Estudios, en el Embassy 
Club, y en otros conocidos lu- 
gares de Hollywood y sus al- 
rededores. 

La música de esta produc- 



PÁGINA 24 



La despedida desgarradora de Loret- 
ta Sayers y Richard Cromwell en la 
pelicula de Colombia "Cantos de Si- 
rena" (Fifty Fathoms Deep). 



Enero, 1932 



CINE-MUNDIAL 





Una de las escenas submarinas 
de la producción de CoLumbia 
"Cantos de Sirena", cuya belle- 
za reside precisatriente en la 
maravillosa labor de fotografía 
que logró estos fantásticos 
efectos. Una de las mejores de 
la temporada, por su técnica y 
su interpretación. 



Warner Baxter, as de la em- 
presa Fox, con su señora y su 
raqueta de tennis en el patio de 
su residencia, en Hollywood. 



de publicidad, íotógríifos, corresponsales 
de periódicos y demás gente pintoresca que 
los lectores pueden imaginarse. Se la ofre' 
cieron contratos, se la hicieron fotografías, 
se la interrogó sobre sus planes artísticos, 
¡y hasta se la pidieron detalles de sus aven- 
turas amorosas! 

Hilda, sonriente, agradeció el interés de 

Enero, 1932 



dicos neoyorquinos, pero ella elude hablar 
del asunto. Se trata de un multimillonario, 
ex Presidente de uno de los más importan- 
tes bancos del mundo, y no se cree con de- 
recho a vanagloriarse de su amistad con él. 
Cuando, pecando de indiscretos, insistimos 
en preguntarle, ella se pone seria y nos dice: 
— Ese caballero, que lo es en 
grado sumo, no es más que un 
buen amigo mío, correctísimo, e 
incapaz de proponerme que me ca- 
se con él, mientras yo no sea libre. 
El día en que lo sea las circuns- 
tancias habrán variado. Hasta ese 
día, ni media palabra más. . . 

Mientras, Hilda escuchó com- 
placida las diversas ofertas que 
se la hicieron para ser presenta- 
da como estrella en inglés, y apla- 
zó toda resolución hasta el mes 
de febrero, en que ha de volver a 
Hollywood. Y no será difícil que 
entonces la admiremos en inglés, 
¡y en español! Porque la íntima 
ilusión de Hilda — guardadme, 
lectores, el secreto — es la de ac- 
tuar en el Cine Parlante Hispano. 
¿Y os imagináis lo que sería en 
nuestras películas esta criatura 
encantadora, toda fuego y toda 
luz, predestinada al triunfo bajo 
el Cielo de Hollywood? 
Hilda Moreno, aunque nacida en Cuba, 
es un producto artístico netamente norte- 
americano: una flor tropical cultivada en 
este invernadero. . . 



LILY 

QUIERE 

UN HIJITO... 

T A moda sigue. Ya casi no hay verdade- 
^ ra estrella que no se crea en la necesi- 
dad de sentirse madre, si aun no lo fuera, 
y, por lo tanto, de tener algún hijo. Pero 



unos y de otros, limitán- 
dose a decir que había 
venido sólo a pasear. (No 
tenía por qué contar a to- 
dos que su viaje obedeció, 
exclusivamente, al deseo 
de dejar a una hijita suya 
en uno de los mejores co- 
legios de California.) 

Porque Hilda, que pa- 
rece una chiquilla de die- 
ciocho abriles, ya cum- 
plió algunos más,, aunque 
muy pocos, y, como toda 
belleza digna de pasar a 
la Historia, supo aprove- 
vecharlos. Se casó prime- 
ramente con un renom- 
brado bailarín ruso, del 
que se divorció, y ahora está divorciándose, 
en la Habana, de un popular pelotari es- 
pañol... ¿Para casarse por tercera vez? 
Eso se ha dicho y comentado en los perió- 




Rendido, Gary Cooper se acitesta 
con ropa y todo en la carita de su 
alcoba particular. ¡Cómo van a 
dejar las espwelas aquellos co- 
bertores y aquellas sábanas! 

PÁGINA 25 



CINE-MUNDIAL 




esto, que parece muy fácil, no siempre lo es. 

Ahora le ha tocado ti turno a Lilyan 
Tashman, la seductora esposa de Edmund 
Lowe. Y esto desconcierta un poco a sus 
admiradores. ¿No habíamos quedado en 
que Lily era demasiado sophisticated para 
creerla rindiendo culto a la maternidad?. . . 

El caso es que todo Hollywood se ha en- 
terado ya de que Lily está proyectando la 
obtención de un hijito. Así lo anuncia, 
mientras su esposo la sonríe complacido 
¡Está dispuesto a colaborar en la obra! 

Lily confiesa: 

— Una mujer puede ser muy moderna, 
como yo quiero serlo, pero sin dejar de 
ser mujer. Y toda mujer, como escribió 
un poeta, lleva en su corazón un niño dor- 
mido . . . No hay que tener miedo a ser 
madre, ni, menos, a las molestias consi' 
guientes. ¿No nos sacrificamos por cosas 
de mucha menos trascendencia que un hi' 
jo? El de una amiga mía, que vive en ima 





Toril Mi'x, que vuelve a las pe- 
lículas por cuenta de la Uni- 
versal. Su primer fotodrama 
He llamará "Destry Rides 
Again". Aun no ¡te estrena. 

PÁGINA 26 



Helen Morgan, la reina de los 
clubs nocturnos de Nueva York 
¡/ la estrella de las maravillo- 
sas "Follies" de Ziegfeld en la 
temporada de rerñstas teatrales 
de este invierno. 



Bailarinas-comparsas que figiuran 
en la comedia sanoro-mu^ieal de 
United Artists "Pahny Days", en 
que tiene el primer papel el cómico 
Eddie Cantor. 



casa al lado de la nuestra, me ha hecho 
desearlo, y Edmund comparte mi deseo. 
Pero yo quisiera una niña, y Edmund un 
niño. ¡Vamos a necesitar los dos! Y esto 
ha de ser antes de un año. . . Los dos, an- 
tes de tres. ¿Creen ustedes que es broma? 
Aguarden un poco y se convencerán. 
La moda todo lo puede. 



UNA ESTRELLA 
A LA QUE NO 
SE PUEDE BESAR 

pOR lo menos, en la pantalla. Esa estre- 
trella lo es la deliciosa chinita Anna 
May Wong (que en su vida privada se 
llama Wong Liu Tsong), de la que tan 
enamorado se muestra hace ya tiempo el 
millonario peruano Ricardo Salcedo. 

Las leyes de la mayoría de los Estados 
de la Unión Americana prohiben que el 
hombre blanco pueda besar a la mujer ama- 
rilla. Y más correctamente: en el Estado de 
California un ciudadano americano de raza 
blanca no se puede casar con una china. 

Y ante esto exclama Anna May Wong: 

-Ningún americano se casará conmigo, 

y yo me hice demasiado americana para 

casarme con el que no lo sea. ¿Con quién 

me dejarán casarme? 

Enero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



Por fortuna, Europa no 
es América, y la imbesable 
chinita americanizada pudo 
ser besada bien a gusto, en 
Londres, por John Langdon 
en "The Fíame of Love'\ 
Los ingleses, tan escrupulo- 
sos en todo, no lo son en 
eso como los americanos. 
Estos, que han filmado con 
ella "La Hija del Dragón", 
no la besarán nunca . . . 

Y ellos se lo perderán, 
porque los labios de Anna 
son una golosina. 



¿CON QUIEN 
SE CASARA 
HOWARD 
HUGHES? 

TITL multimillonario prc 
ductor de "Los Ange- 
les del Infierno", Howard 
Hughes, a quien en cinco 
distintas ocasiones se vio 
comprometido con otras 
tantas estrellas cinemato- 
gráficas, no sabe por cuál 
decidirse. 

Sally Phipps, Billie Do- 
ve, Jean Harlow, Lillian Bond, Francés 
Dee, Dorothy Jordán y varias bellas más 
figuran entre las favoritas del magnate pe- 
trolero, que es un muchacho aun y ya se 
cansa de la soltería. 

Públicamente, durante muchos meses se 
estuvo creyendo que la afortunada elegida 
lo era Billie Dove, ya divorciada de su úl- 
timo esposo. Pero cuando todos esperaban 
la boda, se sorprendieron al ver al joven 
Hughes repartiendo sus atenciones entre 
otras. . . 

Los que se pasan de listos auguran un 
mal fin a Howard Hughes, considerándole 
poco menos que a punto de caer en alguna 
emboscada. ¡Inconvenientes de ser multi- 





Ruth Chatterton, estrella de 
las tablas, del Lienzo y de 
Paramoutit, que hará la pro- 
tagonista de la película dra- 
mática "The Magnificent 
Lie", actualmente en proceso 
de fibruición en Hollywood. 




Una escena de la estupenda cin- 
ta de United Artists "Street 
Scene", que resultó mejor que la 
obra teatral de donde se adaptó. 



Bert W'heeler, cómi- 
co de Radio Pictures, 
con su hijita Patri- 
cia en la playa de 
Malibu, en Califor- 
nia, y encantado de 
la vida. 



millonario! Cualquiera podría acusarle de 
ruptura de algún compromiso. 

Pero él, que no es tonto, no recibe visi- 
tas de mujere que no vayan acompañadas 
de su madre, si la tienen, o de su agente, 
si van a hablarle de negocios. 

A solas no recibe a ninguna, y esto em- 
pieza a desesperarle. Porque el ser dema- 



Enero, 1932 



siado rico le estorba. 
Con menos dinero lo pa- 
saría mejor. 



NUEVE 
PELÍCULAS 

EN UN AÑO 



T^E todas las artistas 
hispanas que se des- 
tacan en Hollywood, la 
que más personajes ha 
interpretado durante el 
año último es Carmen 
Rodríguez, la bella y dis- 
tinguida actriz que, ena- 
morada de su arte, no 
vaciló en encarnar los 
más opuestos tipos, aun- 
que para ello sacrificase ante los especta- 
dores sG juventud y sus encantos de mujer. 
Carmen Rodríguez rompió la tradición 
cineamtográfica que en Hollywood exige 
que cada artista no represente en la pan- 
talla más años que los que tenga o puedan 
atribuírsele en su vida privada, siendo así 
absolutamente distinta en sus tan diferen- 
tes creaciones en "Olimpia", "La llama sa- 
grada", "El último de los Vargas", "Cuan- 
do el amor ríe", "La Mujer* ", "Del Infier- 
no al Cielo", "Gente Alegre", "Charlie 
Chan" y "Mi último amor". 

(Continúa en la página 78} 

PÁGINA 27 



C I N E - M U N D I A L 




Información universal y exclusiva 

para esta revista, suministrada por 

nuestros corresponsales y por el 

servicio International Newsree 



Sobre la bahía de San Fran- 
cisco y para recibir al Secre- 
tario de Guerra norteameri- 
cano, nueve aiñones vicclan 
sobre un buque-transporte. 




El modernísimo teatro neoyorquino de Earl Carroll, fa- 
moso ¡>or su belleza vanguardista y por sus espectáculos : 
fiesta de música, de bailes y de carne. Nótese su ilu- 
minación, con sistema indirecto de focos. 



En su hangar, junto al "Los Ange- 
les", el inmenso dirigible "Akron'\ 
iluminado por un generador de la 
Universal Motor Company. 



PÁGINA 28 



Knebo, 1932 



C I N E - M U N D I A L 






Isabel Blanch //, a 
la derecha, su her- 
mana Anita, a quie- 
nes se atribuye el 
éxito de la larga 
temporada en el 
Teatro Ideal de 
Méjico. 




Dr. José Manuel Puig 
Casauranc, mievo emba- 
jador de Méjico en los 
Estados Unidos y uno de 
los proceres de la admi-' 
nistración actual en su 
país, a su ¡legada a Nue- 
va York, de paso para 
Washington. 




Nine Robe rt, declarada en 
reciente concurso pari- 
siense la dama que posee 
los ojos más hermosos de 
la República Francesa. 
Nosotros añadidnos un 
voto más. 




Enero, 1932 



Inmenso cartel exhibido en Moscotí para dar a los líderes 
soviets el lugar que les corresponde en el mundo comñ 
propagandistas del comunismo. En lo alto, se ve una ma- 
nifestación de obreros, con un mensaje en castellano. 



Página 29 



C I X E - M U N D 1 A L 



= Fotografía que ga- 
nó un premio en el 
reciente concurso 
de la Kodak, en 
Nueva York y que 
obtuvo Lean Ro- 
get. El original 
es uno de los osos 
polares del Jardín 
Zoológico de la me- 
trópoli, casi son- 
riente ahora que 
soplan penetrantes 
ij frígidas rachas 
norteñas. 




El presidente Ortiz Rubio, de Méjico, entre- 
gando la bandera nacional a diversos grujyos 
de alumnos de las escuelas primarias del 
naíf, durante una reciente fiesta infantil. 



PÁGINA 30 



Llave de la Habana, dada por 
cortesía a los alcaldes de tres 
metrópolis norteameñcanas. 



Eneko, 1932 



C I N E - M U N D I A L 





Chinos residentes en la Habana eyite- 

rándose de las últimas noticias de su 

país ante el pizarrón del periódico 

chino-cubano "Man Sen Yat Po" 



Akira Amada, 
campeón japonés 
de billar, que aca- 
ba de venir a los 
Estados Unidos a 
tomar parte en 
las competencias 
internacionales de 
ese deporte, por 
realizar durante 
el presente in- 
vierno. 



Srta. Carmen Palacios 
a quien ¡con sobradísi- 
mo motivo! declaró la, 
ciudad de 'Quito Reina 
de la Feria Internacio- 
nal de Muestras, re- 
cientemente celebrada 
en dicha capital ecuato- 
riana. Esta revista se 
adhiere, también en este 
caso particular. 




El estadista francés Laval y el cxgober- 
nador de Nueva York Smith contemplan- 
do desde un rascacielos el atrevido pano- 
rama de la sección central de la ciudad 



Enero, 1932 



Artemisa Calles, hija del estadista mejicano, 
firmando contrato matrimonial con el doc- 
tor Joseph Jordán Eller, de Nueva York. 

PÁGINA 31 



CINE-MUNDIAL 




Afilando sables y bayonetas — y no 
para ningún simulacro por cierto 
— estos soldados japoneses, de guar' 
nición en Korea, se aprestan a di- 
rigirse a Manchuria, donde están 
sucediendo acontecimientos tan la- 
mentables como sanguinarios. . . 




El nuevo presidente 
del Perú, LuisM. Sán- 
chez Cerro, electo por 
i'oto popular después 
de haber asumido el 
ouesto provisional- 
mente, a la caida de 
Leguia. 



Lujje Vélez (de quien se dice que viene a 
Itis "Follies" de Ziegfeld) y John Gilbert, 
llegando a Nueva York con sus amigos el 
capitán Bnmato y rl comandante Payne. 



Pagina 32 



La, Sra. de Hoover bautizando el gi- 
gantesco avión. "American Clipper" de 
la Pan American Airways, que condu- 
cirá pasajeros por la América Latina. 



Enero, 1932 



C I N E - M U N D 1 A L 



En el Aduar de los Eunuc o s 

abre sus 

Tenerías 



Por 

Antonio 



Luis 
d e V 



e g a 



POR fin pude desasirme de la hospi- 
talidad musulmana del fabricante de 
eunucos, para irme a hacer el repor- 
taje que me interesaba; es decir, para con- 
versar con los tres eunucos Karím, K'Zour 
y Ahmed, a quienes las reformas mtrodu- 
cidas por Mustafá Kemal en la legislación 
turca habían dejado cesantes. 

Otra vez sobre la joroba de la drome- 
daria. 

El fabricante de eunucos, el hombre cu- 
yas manos sacrificaron ta.ntas vidas huma- 
nas, me había dado las señas de Ahmed, a 
quien hacía muchos años hiciera víctima de 
la mutilación que vuelve a los hombres ap- 
tos para cuidar los harenes de los mahome- 
tanos poderosos y que, según me había 
dicho, vivía en el aduar en compañía de 
su esposa. 

Esto de que un eunuco estuviese casado 
era lo que más me había incitado a pre- 
sentarme en su choza, a cuya puerta le en- 
contré, tumbado a la sombra de una chum- 
bera. 

Es un hombre negro y viejo, vestido 
astrosamente de árabe. Un turbante sucio 
en la cabeza. Se dedicaba a la labor de no 
hacer nada, y lo hacía bastante bien. 

Sin descabalgar de la dromedaria, le di- 
rigí la palabra. 

— Suarjer, Nchina, Ahmed? ( — Buenos 
días. ¿Tú eres Ahmed?) 

— ^le, sidi, u Nchina? ( — Sí, y tú?) 

— Ana, uajed 1 tolba mogrobí. (Yo 
soy un estudiante de Marruecos). 

— Selam-al-Ikún. (Sobre tí la 
paz.) 

— Selam-al-ikún . 

Hecho el saludo, bajé de un 
salto de la dromedaria, y fui a 
sentarme, junto al eunuco Ah- 
med, a la sombra de la chum- 
bera. 

Empecé a hablar. 

— Voy a El Cairo — le dije. 

— Has equivocado el camino 
— me contestó. 

— ^Sí, ya lo sé, pero viajo sin 
prisa. Me han hablado de tí y 
he querido venir a conocerte. 
No me explico cómo, después 
de volver de Turquía, no has 

Enero, 1932 





ejecutado la "rebka" ' 

(la venganza, el des- \ 

quite) en quien te hizo 
eunuco. Yo, en Ma- 
rruecos, soy Akktal y 
tal vez te pudieran ser útiles mis servicios. 
(Akktal es el que mata por cuenta de otro) 
— Que Dios haga largos los años de mi 
verdugo y que, cuando muera, el Profeta 
le lleve a los paraísos donde las mujeres 
tienen cada día una virginidad nueva. 

— A los paraísos donde tú no podrás ir 
porque te presentarás mutilado a los ojos 
de Dios — interrumpí. 

— Sólo Alláh es Omnipoten- 
te. A otros les da el paraíso 
después de la muerte y a mí me 
lo ha concedido en vida. ¡Glo- 
rifica su nombre! 

— Lo glorifico, eunuco. Pero 
¿cómo puede ser eso que dices? 
— Si has visitado al fabrican- 
te de eunucos, ya sabrás cómo 
la operación se efectúa. Prime- 
ro, con una cuchilla curva. Des- 
pués, arrojan aceite hirviendo 
sobre la herida y la llaga es 
cubierta con polvos de arjeña 
En seguida me enterraron en 
la arena hasta la cintura y, pa- 
sado un mes, completamente 



cicatrizado mi cuerpo, me sacaron del hoyo 
donde- me tenían metido. El tormento casi 
me hizo morir. Pero, luego, fué la vida fácil. 
Hasta este aduar, hoy muerto, llegaban las 
caravanas de todas partes y yo fui vendido 
con destino a un serrallo de Constantinopla. 
Las distracciones no faltaban en el harén de 
Mulay Alí, que era el nombre de mi due- 
ño. El palacio alzaba sus murallas corona- 
das de rosas sobre el Bosforo. Mientras los 
negros que quedaron en África, los que no 
fueron raptados por los tuaregs para ser 
vendidos como eunucos, quedaban en nues- 
tros aduares sometidos a las duras faenas 
agrícolas, yo contaba para mi recreo con 
unos jardines de pendientes dulces, con 
flores raras y frutos delicados que podía 
tomar sin ningún esfuerzo. Dentro de la 
casa, mullidos divanes y cojines, excelentes 
comidas, perfumes maravillosos, y siempre 
la compañía de las más bellas mujeres de 
la tierra. 

— Sí, Ahmed — le dije — pero si un cre- 
yente te dejaba junto a sus mujeres era 
porque sabía que no constituías ningún 
peligro. Doloroso privilegio. . . 

-—No lo creas. Dios quiere que el hom- 
bre no pueda sondear del todo el misterio. 
Aunque tú estudies para santo, tampoco in- 
tentes sondearlo. La vida era dulce en aquel 
(Continúa en la página 7ó) 

PÁGINA 33 



CINE- M U N D I A L 






-iti^' 



ROBERT 
MONTeOMERY, 

as de M-G-M desde su caracte- 
rización en "El Presidio" y apues- 
to galán, aparte de galán ¡oven en 
las últimas películas, en que ha 
conquistado nuevo prestigio. 



PÁGINA 34 



Enero, 1932 



C I N E - M U N D I A L 




A^ARJORIE 
KING, 

que comienza a brillar en el Lien- 
zo por obra de su arte y de su 
hermosura y a quien Metro-0old- 
wyn-Mayer ha puesto en la prime- 
ra Fila de sus películas sonoras. 



PÁGINA 35 



C I N E - M IT N D I A L 




PÁGINA .'{6 



BARBARA 
STANWYCK, 
artista de Columbia Plctures y 
que se dedica en este retrato a 
tocar una especie de marimba, o 
por lo menos a dirigir al ejecutan- 
te, que es un muñeco de palo. 



Enero, 1932 



C I N E - M U N D I A L 




HELEN 

TWELVETREES, 
estrella de RKO-Pathé, en el to- 
cador de su alcoba particular y 
volviendo heroicamente la espal- 
da al espejo. La rubia beldad aca- 
ba de filmar 'The Mad Marriage". 



Enero, 1932 



PÁGINA 37 



C I N E - M ü N D 1 A L 




PÁGINA .'58 



CONCHITA 
MONTENEGRO, 

lucero de la Fox, a quien ahora se 
confiarán interpretaciones en fo- 
todramas sonoros en inglés y que 
doniinó este idioma — del cual no 
sabía una palabra — en seis meses. 



Enero, 1932 



(^ I N E - M U N D I A L 




CLIVE 
BROOK, 
astro de la Paramounfc, que inter- 
pretó "Veinticuatro Horas", en 
colaboración con Kay Francis, Mi- 
riam Hopkins y Regis Toomey y 
que en esa obra luce su talento. 



Enero, 1932 



PÁGINA 39 






C I N E - M U N D I A L 




JEAN 
HARLOW, 

que figura en las constelaciones 
de Columbia y que, con LoreUa 
Young y Robert Williams, acaba 
determinar una excelente produc- 
ción: "Platinum Blonde". 



PÁGINA 40 



Enero, 1932 



C I N E - M I' N D I A L 



interviene la J^y... 



{Relato 
autobiográfico 



ENTRE mi mando Herbert y 
yo había un secreto que no 
tuve el valor de confiarle 
nunca: el de mis degradantes rela- 
ciones con Waltcr Rogers, a quien 
conocí antes de mi matrimonio. 

Cuando Herbert y yo nos casa- 
mos, Rogers había desaparecido por 
completo de mi vida y de la pobla- 
ción que habitábamos. Por mi 
parte, debo confesar que abri- 
gaba la esperanza de que hu- 
biese muerto, ya que nadie te- 
nía noticias recientes de el ni 
se sabía cuándo ni a dónde se 
había marchado. 

Una noche, tres años después de 
mi casamiento y en ausencia de Her- 
bert, que viajaba por cuenta de una 
empresa mercantil, llamó el timbre 
del teléfono y me aterrorizó escu- 
char, como un eco familiar y humi- 
llante del pasado, la voz de Walter 
Rogers: 

Insistía en venir a verme, sabien- 
do que Herbert estaba fuera de la 
ciudad. Angustiada y trémula, me 
negué a recibirle, advirtiéndole que 
su presencia era imposible en mi ho- 
gar. Su voz, entonces, se tornó de 
dulce y acariciadora en ruda y ame- 
nazante. A impulsos del terror, ce- 
dí. El instinto me decía que mi ti- 
rano de otros tiempos llegaba a ha- 
cerme de nuevo su esclava. 

— A medianoche iré a tu casa; espérame 
— dijo con acento autoritario. 

La espera fué una agonía. Me puse a 
leer los diarios, para distraer mi miedo y 
mis nervios. En la gacetilla del periódico 
se hablaba de un nuevo robo cometido por 
cierto ladrón que, durante varias semanas, 
había venido despojando impunemente a 
los vecinos del barrio en que vivíamos. El 
criminal parecía poseer informes exactos 
respecto a las costumbres y hábitos de sus 
víctimas, pues aunque su botín, en joyas y 
dinero, era considerable, nadie le había vis- 
to ni podía identificarle. A uno de los des- 
pojados, que quiso defender su propiedad, 
lo mató. 

El suelto terminaba diciendo que, por 
causa de este último atentado, la policía 
tenía orden de disparar sobre el ladrón ape- 
nas fuese sorprendido. 

Por mi mente cruzó una idea. ^ Sería 
posible llamar a la policía después de que 
Walter llegase a mi casa y, acusándole de 
ladrón, entregarle a las autoridades? A po- 
co de reflexionar, rechacé el plan, cuyo 
único resultado sería que Walter hiciese 

Enero, 1932 




-¿ Qu é pasa ? — interroptié 
con un terror que nada te- 
nia de simulado . . . 



público el relato de nuestras relaciones y 
arruinase a la vez mi reputación y mi ven- 
tura conyugal. 

D AJO la influencia del artículo periodís- 
tico, me vino otra idea a la cabeza 
Podría sugerir a la policía que rodease mi 
domicilio y que, a una señal de mi parte, 
uno de los guardias llamara a la puerta. 
Fingiendo entonces alarma, haría salir a 
Walter por la escalera de escape. . . dejan- 
do que los agentes disparasen sobre él, al 
tomarle por el buscado ladrón. 



Mientras más pensaba yo en este 
proyecto, mejor me parecía. Estaba 
resuelta a justificarlo todo, antes que 
ver desplomarse en torno mío el ho- 
gar y la dicha. 

Muy largos y muy angustiados fue- 
ron los minutos de espera, apenas de- 
cidí .tomar esta decisión, costara lo 
que costase. Nerviosa y estremecida, 
incapaz de tenerme quieta, comencé 
a pasearme de un lado a otro de la 
sala de mi casa. . . 

Medianoche. Mi terror subió de 
punto. Sentía seca la garganta, pal- 
pitante el corazón húmeda de sudor 
la frente. Las doce y cuarto. . . 

El tictac del reloj era cofno una se- 
rie de martillazos en mis sienes. El 
avance de los minutos me exaltaba y 
me deprimía, alternativamente . . . 
Has de una vez pensé que iba a des- 
mayarme, a morir quizás. . . 

Walter no llegaba. Un instante, 
abrigué la esperanza de que hubiese 
resuelto dejar- 
me en paz. Su- 
bió a mis labios 
una plegaria. . . 
En aquel ins- 
tante sonaron 
dos balazos casi 
simultáneos, en 
la calle, muy cerca de mi casa. Poco 
después, me pude dar cuenta de que 
había un numeroso grupo de perso- 
nas a la puerta . . . 

A LGUIEN llamó. Abrí. Era un 
■'»' guardia... . 

— ¿Qué pasa? — interrogué con un 
terror que nada tenía de simulado. 

— ¿Me permite usted usa su telé- 
fono? — me contestó el policía. 

Lo hice pasar al interior y, aunque 
pretendí alejarme, no perdí una sola 
palabra de su conversación. Había 
pedido que le comunicasen con la 
Central de Policía. 

— Habla Collins — dijo — . ¡Ya te- 
nemos al ladrón! Lo vi salir de una 
taberna de la calle Hunter y lo se- 
guí. . . Se dirigió a la casa de Rawlings, 
que era la que estábamos vigilando preci- 
samente, por indicación del mismo Raw- 
lings. . . ¿Se acuerda usted que nos dijo 
que iba a ausentarse y que temía que asal- 
taran a su señora?. . . Bueno, pues apenas 
quiso entrar en la casa el sospechoso, le di 
orden de alto. Por toda respuesta, sacó un 
revólver. Pero Jameson, que estaba escon- 
dido cerca de la reja, disparó contra él an- 
tes de que pudiera usarlo. El proyectil le 
atravesó el corazón. . . Sí; ya lo identifica- 
mos. . . Es un bribón que se llamaba Ro- 
gers. . . Waltcr Rogers. . . 

PÁGINA -ti 



C I N E - M U N D I A L 



(Chiquita Olivia 



Serenata Infantil 



Música y letra 

original de 

Luis A. Deleadillo 




El autor de esta composición, nicaragüense, paladín de la 
música de nuestra América y uno de sus más prominentes 
popularizadores, se «educó en el Conservatorio de Milán y 
más tarde se dedicó con éxito a dirigir orquestas por toda 
la América del Sur y Central. Sus mejores composiciones 
son "Invocación a la Luna", "Sinfonía Incaica", "Escenas 
Pastoriles" y sus sinfonías mejicanas y centroamericanas, 
así como una "Marcha Triunfal" dedicada a Rubén Darío 
y que está basada en el poema del mismo título. La especia- 
lidad del maestro Delgadillo es la música indígena america- 
na, en busca de cuyas expresiones ha recorrido Méjico y 
Perú, Últimamente dirigió varias obras sinfónicas en la 
Habana y en Washington. 



Ca iid anhiio 



(^^ 



=H- 



._ w 



■P 



:ü,ao 



^3 



-B S m- 



2 



Pe ó.' 



á 



Í&4J: 



m 



— *f 



' — ^ ^ 



-* — á- 



>.s.^b>>>;^l 



ibr. 



=-• ' C- " i* 



1 »- J* » . 




PÁGINA 42 



Enero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



4Í^ 



i i ,'!> hv. £?vl r 1 P. 



üV .-^'--^ 



^3 



^^ 



^ 



I " JJ u 



' 1 ^ I :•• Jl^'^¿ I 



^ 



•7 



^S 



t5 



m 



Trv= 



f 






^ 



fa , ^ ^ ! ! 



1 ■! ; 



m 



^^ 



H 



i i 



í^ 



¿ X 



*=? 






i 1 a'w i 







^?ed 



.41 ^n^t^ 



± 



, fc ■ *> , 



i 



S 



2: 



ri^ 



7 ^ - 7 L > 



y m 



^ 



hoco lih 



^ 



fciz:^ 



*r * ^ V i fc 



^=5: 



te > »" 



i I i 



i i i 



J ' i 



á 



íitó 



^=3- 



^ ' m 



i=^ 



-T-+ 






=r 



Li I ^ 



^ 



.n iTi .r 



fe 



,.. ■' > 



==í= 






=3=^ 



CI-G5C. 



7 L 



É=b 



:j=:^ 



^^ 



^ 



ití 



7 - 



:í=^ 



3 .tt- . 



g^^ 



2__¿. 



3 .: hi 



# 



é 



^ 



* 






■PP 



^^ 



g 



=& 



¿ 4 ' i 



^> y-- . 



r L , rl 



^=± 



r i . r i 



i i i i 



I ' I 



i'^ i i^ p 1 - i . 



m 






4=3- 



^ 



~^ 7 7 H 

ratF. poco o poce 



UjiJJ 



7^- 7', 



-I "-^ 



lili 



s 



í:ti 



/O 



=t 



^ 



J- 7-^7 7 ^77 r7 



Derechos reservados por la 

Sherman Square Music Publishing Co., New York 

Copyright, 1931. 



KNEaso, 1932 



PÁGINA 43. 



CINE- M U N DIAL 



&/ \)ampiro de 
T>uesseldorf 



Por 
Hubert Dai! 



SEÑOR Momberg, acaba de come 
terse un horrible asesinato: una 
niñita de ocho añps, Rosa Ohli 
ger, ha sido matada a puñaladas. . . 

Tales fueron las palabras con que, en la 
mafíana del 10 de febrero de 1929, el ca 
pitan Dubbe, de la policía de Duesseldorf, 
dio la bienvenida a su jefe, el comandante 
Momberg, a cuyo cargo estaba la custodia 
de los 350,000 vecinos de aquella próspera 
metrópoli alemana 

— ¿Que datos hay? — exclamó horrori- 
zado Momberg. 

— El cadáver fué hallado como a dos 
kilómetros del domicilio de la niña, en un 
solar deshabitado, anoche, al obscurecer. . . 

El examen preliminar aclaró que, además 
de las veinticuatro puñaladas que el cuer- 
pecito de la mócente recibiera, se la había 
empapado en gasolina, sin duda con el pro- 
pósito de consumir el cadáver sin que que- 
dara rastro 

Se comprobó también que la famiha de 
la víctima no tenía enemigos ni existía mo- 
tivo aparente para la comisión del horrendf 
delito. 

Durante las pesquisas, Momberg y Dub- 
be se fijaron en un detalle de importancia: 
las heridas que causaron la muerte de Rosa 
Ohliger eran en todo semejantes a las que 
había recibido una semana antes la Srta. 
Kuhn, confinada en un hospital como con- 
secuencia de reciente asalto. Dichas heridas 
fueron producidas por un instrumento 
puntiagudo y triangular. 

Los investigadores interrogaron nueva- 
mente a la Srta. Kuhn, una dama de cin- 
cuenticinco años que, con grandes esfuer- 
zos, había logrado desasirse del hombre que 
la atacó con una afilada hoja, una noche 
que regresaba a su domicilio. La Kuhn 
dijo que, en la semi-obscuridad y dominada 
por el terror, sólo recordaba que el presun- 
to asesino parecía joven, flaco y moreno; 
que había saltado sobre ella repentinamente 
desde las sombras y que, 
mientras con una mano le ta- 
pó la boca para impedir que 
se escuchasen sus gritos, con 
la otra le había inferido va- 



El Vampiro de 
Duesseldorf, tal 
como apareció 
momentos des- 
pués de haber 
sido detenido por 
las autoridades 
alemanas. Su 
lista de vícti- 
mas, asesinadas 
alevosamente 
por su mano, pa- 
sa de veinte. En. 
estas páginas 
reproducimos los 
retratos de al- 
ff2inas de ellas. 



Luisa 

Lenzrn 



Peter Kuertin, el vil 
asesino a cuyas ma- 
nos perecieron más de 
veinte inocentes victi- 
mas en Alemania 



rías cuchilladas, hasta que perdió el 
conocimiento y no supo más. 

Cerca del sitio donde se realizó es- 
te atentado, la policía halló un en- 
sangrentado trozo de metal: la punta 
rota de una hoja de tijeras. 



1 A Srta. Kuhn tampo- 
poco tenía enemigos, 
y la similaridad entre su 
terrible experiencia y el 
espeluznante asesinato de 
a niña Ohliger, indujo a 
Momberg a pensar que 
ambos crímenes eran obra 
del mismo sujeto. 

Nada, sin embargo, lo- 
gró esclarecer la actividad 
de Momberg y sus agen- 
tes durante los días que 
siguieron . 

El 13 de Febrero ocu- 
rrió el tercer asalto y el 
segundo, misterioso asesi- 
nato. Esta vez la víctima 
fué un hombre: Rodolfo 
Scheer, de 44 años, ma- 
tado alevosamente cuan- 
do, un poco ebrio, se di- 
rigía a su casa a cenar. El 
instrumento de muerte 
había sido también un par 
de tijeras. 

Momber se dio cuenta 
de que tenía que habérse- 
las con un criminal peli 
groso que sin duda bus- 
caría nuevas víctimas \ 




Marín 
Hahn 



Rosa 
Ohlifler 



PÁGINA 44 



Enero, 1932 



C I N E - M ü N D I A L 



contra el cual había que prevenirse a toda 
costa. La reputación del jefe de policía 
estaba en juego. El terror de los habitantes 
de Duesseldorf comenzaba a manifestarse, 
lo mismo que la pública indignación. 

Pasaron, sin embargo, los meses de marzo 
y abril sin que ocurriese ningún delito san- 
guinario en la población, pero sin que tam- 
poco se hubiera logrado encontrar la pista 
del asesino de Scheer y de la niña Ohliger. 

Una noche de mayo, no obstante, dos 
enamorados paseaban por los suburbios de 
la ciudad cuando, engrandecida su sombra 
por la luz de plata de la luna, un hombre 
saltó de entre los matorrales con un arma 
en la mano y, sin pronunciar una palabra 
ni intimidarse por los gritos de espanto de 
la joven, hundió una y otra vez el tuchillo 
sucesivamente en el cuerpo de ésta y en el 
de su acompañante. El muchacho, resuelto a 
defender a su amada aún a costa de su pro' 
pía muerte, logró, a despecho de sus heridas, 
defenderse victoriosamente contra el desco- 
nocido que, al fin, echó a correr. Las 
dos víctimas acudieron inmediata- 
mente al despacho de Momberg para 
relatar el incidente; pero, por desgra- 
cia, no pudieron dar descripción que 
sirviese para identificar al asaltante. 

pocos días después, Emma 
Gross, una linda muchacha ru- 
bia, vivaracha, cantante de cabaret 



de "vampiro", y con ese nombre se le co- 
noció, o. mejor dicho, se le nombró mien- 
tras persistía en su campaña de sangre por 
la ciudad. Aumentaron, a la vez, las quejas,.^ 
y ataques contra la policía que 
no lograba dar con él. 

En busca de ayuda, Mom- 
berg solicitó la 
cooperación de 
detectives que vi- 
nieron ekpresa- 
mente de Berlín 




Rodolfo 
Sheer 



Gertrudis 
Albermann 

y que vivía sola en un cuarto amueblado, 
fué hallada en su habitación literalmente 
cosida a puñaladas y con evidentes signos 
de mordeduras en los brazos. Nadie había 
visto salir al asesino de la casa de la víc- 
tima. 

La huella de los dientes bastó para que 
la ciudad horrorizada calificase al criminal 

Enero, 1932 



Josefina 
Meurer 



a ayudarle en sus 
pesquisas, pero 
ni esta medida ni 
la vigilancia de 
^ r. las autoridades 

f'Wflk Reuter locales, logró im- 

' ' ^^^B pedir que el vam- 

1 JI^^V piro misterioso 

^^m cometiese su quinto, 

^^^^ sexto y séptimo ho- 

^^^^^*^. micidio. Los primeros 

^|k asaltos los había lle- 
y/r vado a efecto en los 
^ " arrabales pero, dán- 

dose cuenta sin duda 
de la persecución po- 
liciaca, comenzó a ha- 
cer sangrientas incursiones en las aldeas de 
los alrededores de Duesseldorf. 

PN el pueblecito de Flehe, vecino a Dues- 
seldorf, se celebraba a la sazón una 
feria provincial en la que participaban los 
chiquillos, correteando y bailando por los 
prados mientras sus mayores bailaban y 
bebían cerveza. Entre las niñas había dos, 
Gertrudis Hamacher y Luisa Lenzen, am-* 
has de trece años que, sin que nadie se ex- 
plicase cómo, habían desaparecido del corro 
infantil. 



A poco de investigar, 
sus cuerpecitos exáni- 
mes fueron hallados, en 
un solar cercano, con 
numerosas heridas de 
arma punzo-cortante. 
¡El vampiro estaba 
otra vez en campaña! 



\yíOMBERG estaba desesperado. Ni el 
más ligero indicio, ni la más leve hue- 
lla, habían encontrado sus esbirros del te- 
mible maníaco. A medida que aumentaban 
sus delitos, crecía la pública indignación. 
El sarcasmo, la burla y el desprecio abru- 
maban a todo el cuerpo policiaco. 

En agosto, una niña de cinco años, Ger- 
trudis Albermann, y María Hahn, una jo- 
ven de veinte años, fueron halladas muer- 
tas, también por la mano del vampiro, en 
un arrabal de Duesseldorf, el mismo día. 

Para colmo, la central de policía recibió 
un mensaje manuscrito del vampiro en que, 
haciendo gala de su habilidad para esqui- 
var la persecución, incluía un mapa o plano 
donde indicaba el sitio en que había ente- 
rrado a otras víctimas de cuya desaparición 
no se tenía noticia. 

¡Y cuando, guiados por el mapa, fueron 
los agentes a excavar los lugares marcados 
por el autor de la carta, hallaron nuevas, 
mutiladas formas humanas! 

T A audacia deP asesino, a partir de en- 
tonces, no tuvo límites. En la noche 
del 21 de septiembre cometió tres sucesivos 
asaltos. Una joven de 18 años, Ana Gol- 
hansen, regresaba a su casa acompañada de 
un joven amigo suyo. Dos calles antes de 
llegar a su domicilio, su camarada se des- 
pidió. Apenas se había alejado, cuando el 
vampiro apareció con la hoja reluciente en 
la mano. Ai verlo, Ana gritó. Ese grito le 
«alvo la vida. Aunque la hirió, echó a co- 

P.iGINA 45 



C I N E - M U N D 1 A 1. 



rrcr sin rematarla. 
Unas cuantas calles 
distantes, la Sra. 
Mantel fué apuña- 
leada a la puerta de 
su hogar diez minu' 
tos más tarde. Ni de 
gntar tuvo tiempo. 
El vampiro continuó 
en busca de nuevas 
víctimas. La siguien- 
te persona a quien 
encontró fué un 
hombre apellidado 
Kornblum, cuyo ca- 
dáver, bañado en 
sangre, quedó sobre 
el arroyo tres calles 
más allá de la Sra. 
Mantel. 

El examen de los 
cuerpos de estas víc- 
timas probó que el 
vampiro había cam- 
biado su arma. Las 
cuchilladas fatales 
habían sido inferi- 
das con una daga 
larga y delgada, en 
ve: de unas tijeras. 

Un obrero llamado Extel iba, 
pocos días después, rumbo a su 
trabajo, en bicicleta, por la carre- 
tera paralela al canal, cuando notó 
un pie humano que salía de unos 
matorrales. Extel desmontó, se 
acercó a investigar y halló el ca- 
dáver de una joven de veintiún 
años. 

Resultó ser Ida Reuter; pero, 
en vez de ofrecer huellas de he- 
ridas con arma blanca, su cadáver estaba 
desfigurado a martillazos que, despedazan- 
do el cráneo, le habían quitado la vida. No 
lejos, se encontró un pedazo del martillo. 

Interrogada la familia de la víctima, se 
supo que Ida había dicho a sus allegados 
que tenía una cita con un nuevo amigo con 
quien fué a reunirse aquella noche. Indu- 
dablemente el "amigo" era e! vampiro. 

ALGUNAS noches después, el vampiro 
volvió a emplear su martillo contra 
Josefina Meurer, asesinada no lejos del lu- 
gar en que el monstruo había matado a 
Rodolfo Scheer en el mes de febrero. En 
un hombro de Josefina se encontraron 
también huellas de mordeduras. 

El 4 de octubre sobrevino el asesinato 
de Isabel Domes, de 19 años, a quien se 
vio viva por última vez en terrenos del 
Parque Oriental de Duesseldorf al lado 
de un hombre delgado, bien vestido y de 
aspecto juvenil. Esto fué en el crepúsculo. 
A la mañana siguiente, el cadáver de la 
muchacha fué hallado en el centro mismo 
del parque y entre altas yerbas. Su cabeza 
había sido igualmente destrozada a marti- 
llazos, a medio kilómetro del lugar en que 
había sido matada Josefina Meurer, 

Inútil es de-scríbir el efecto que esta or- 
gía de crímenes tuvo sobre la comunidad. 
Y continuaba en el misterio la identidad 




Petcr Kuertin, retratado a raíz de sus 
horrendos crhiienes. Las dos fotogra^ 
fías de arriba son una combinación de 
su rostro, en el que se ve el contraste 
entre el aire inofensivo que posee del 
lado izquierdo y el aspecto brutal que 
ofrece su lado derecho. 

del monstruoso asesino mientras la policía 
se desvivía por atraparlo. Lo único que de 
él se sabía es que era delgado, que vestía 
bien y que tenía el cabello obscuro. A ojos 
vistos, igualmente, se trataba de un hombre 
de vigor poco común. Pero ¿quién era? 

1 JNA mañana, Momberg ordenó al capi- 
tán Dubbe que fuese en busca de una 
joven llamada María Butlies, que habitaba 
en una aldea vecina a Duesseldorf. Al 
día siguiente, Dubbe entró en el despacho 
del comandante, acompañado de la asus- 
tada muchacha. 

— ¿Es usted María Butlies? 
~Sí, señor Comandante — respondió la 
amedrentada joven. 

—¿Y es usted la autora de esta carta? 

interrogó Momberg mostrando una mi- 
,«iva escrita por mano femenina. 



— Sí — asintió sin 
disimular su sorpre 
'■id la interrogada 
la mandé a unos ami 
gos en Duesseldorf 
Se debe haber ex 
traviado 

— Efectivamente — 
explicó Momberg — 
fué enviada al poste 
restante, en donde 
nos la entregaron. 
¿Tiene usted la bon- 
dad de explicarnos 
el atentado de que 
fué víctima^ 

Tímidamente, Ma- 
ría Butlies detalló el 
episodio descrito en 
la carta. Había ve- 
nido a Duesseldorf 
a pasar la noche en 
un hotel para joven- 
citas y por el camino 
había encontrado a 
un muchacho que la 
invitó a dar un pa- 
seo por el obscuro 
parque de Hofgar- 
ten. Pero ella tuvo 
miedo de aceptar la oferta. 

Señor Comandante — conti- 
nuó relatando — entonces el des- 
conocido me quiso obligar a que 
lo acompañase contra mi volun 
tad. Pero, en momentos en que 
forcejeaba conmigo, apareció otro 
individuo, de más edad que el pri- 
mero, y que obligó a éste a ale- 
jarse. Mi protector me preguntó 
a dónde iba yo, y cuando le ex- 
pliqué que me dirigía al Ledigenheim ' (el 
hotel para jóvenes), me aseguró que no 
estaba en aquel barrio y que era mejor que 
lo acompañase a una casa de huéspedes 
cuya propietaria era excelente mujer. Agra- 
decida, lo seguí; pero, una vez llegados a 
aquel lugar, me condujo a sus habitaciones, 
donde comenzó a acariciarme. Mis protes- 
tas y mí terror lo indujeron entonces, para 
apaciguarme, a salir conmigo a la calle. Me 
prometió llevarme personalmente al Ledi- 
genheim pero, por el camino, nuevamente 
me asió en sus brazos. En el colmo del 
terror, comencé a gritar desesperadamente 
Tanto luché por desasirme, al mismo tiem- 
po que pedía socorro, que acabó por sol- 
tarme y alejarse. Sola, encontré el Ledi 
genheim y. a la mañana siguiente, regresé 
a mi casa. Más tarde, escribí la carta que 
ahora tiene usted en sus manos, señor Co- 
mandante. 

¿Reconocería usted a eáe hombre si 
volviese a verlo? 
— Sí, señor. 
— Descríbalo usted 

— Era flaco, de mediana estatura, como 
de treinticinco años, rubio y vestido con 
un traje azul. Tenía pomada en el pelo. 
— ¿Podría usted encontrar la casa a don- 
de la condujo? 

— Creo que sí. Era en la calle de Lampa. 
(Coníiinia ni la háaitm 74) 



PÁGINA 4(i 



Enero, 1932 



C I N E - M U N D I A L 



VE PRONTO 

L^ velocidad asombrosa de la 
Película Verichrome le permite tomar 
instantáneas bajo la sombra 





Jlomar buenas fotografías en pleno sol es 
cosa sabida. Ahora, buenas instantáneas bajo ma- 
las condiciones de luz son posibles y fáciles... 
merced a la nueva Película Verichrome Kodak. 

Fabricada por mi procedimiento especial^ exclusivo 
,^¿,„,j de la Kodak^ no hay película '■'como'''' la 



EASTMAN KODAK COMPANY, ROCHESTER, N. Y., E. U. A. 

Kodak Argentina. Ltda., 434 Paso 438, Buenos Aires; Kodak Brasileira, Ltd., Caixa Postal 849, Rio 
'^ aT"^^^'' .'^°^^'^ Cubana, Ltd., Zenea 236, Habana; Kodak Cliilena, Ltd., Casilla 2797, Santiago- 
1 Kodak Mexicana, Ltd., Independencia 37, México, D. F.; Kodak Panamá, Ltd., Aptdo. 5027, Ancón, 
\.- ■^••,^°°ak Peruana, Ltd., Divorciadas 650, Lima; Kodak Ptiilipcines, Ltd., 434 Dasmarinas, Manila; 
Kodak Lruguaya, Ltd., Colonia 1222, Montevideo; Kodak Colombiana, Ltd. Aptdo. 834, Barranquilla 

Enero, 1932 



Verichrome 



PÁGINA 47 



CINE-MUNDIAL 




ANITA PAGE 

Estrella de la Metro- 

Goldwyn-Mayer, aplí' 

candóse el lápis Miche! 



Todo el mundo admira la be- 
lleza NATURAL de los labios 

5 /^^UAL es el mayor encanto de 
O V^ unos labios provocativos? Las 
bellezas de fama lo saben y por eso 
usan el Lápiz MICHEL para los la- 
bios; porque armoniza con el color 
del cutis, y hace resaltar q\ suave ma- 
tiz natural que a los labios pertenece. 
El Lápiz MICHEL es impermeable, 
permanente, ¡económico! Consérvalos 
labios siempre flexibles y suaves. Si 
prefiere un matiz más oscuro, pida MI- 
CHEL No. 3. Pero hágales justicia a 
sus labios — ¡exija siempre MICHEL! 

El famoso Lápiz MICHEL iguala 
en fama al Arrebol Compacto en 
dos matices: mediano y naranja; 
Arrebol en Crema para labios y 
mejillas; su incomparable Polvo 
Compacto y su Polvo suelto en 
cinco matices distintos: blanco, ra 
chel, natural, melocotón -^iíiS\ 

y ocre. 




Si no puede obtener los productos MICHEL en su 
localidad, envíe este cupón con el importe de su pe- 
dido y le serán servidos directamente por correo 
certificado. 

MICHEL COSMETICS, INC. 

220 Fifth Ave., Nueva York, E.U.A. 

Adjunto giro por $.... oro americano, p.-ir;i que 
se sirvan enviarme los siguientes productos MICHEL; 
_LSplz Peaucfio) 35# -Polvo Suelto (Color.-) $1.00 

Jt/Slilz (Grande) $1.00 -Polvo Comparto (Color^.) $1.00 
-Arrebol (Jledlano) 800 .Arrebol (Naranja) 80# 

Nombre 

Dirección 

Ciudad Pafg 

PÁGINA 48 



c 




* POP ' E LENA ^ De * LA « TOPR& * ' 




Clii'e Brook, estrella de Paramonnt, merendando con su se- 
ñora en el comedor de la residencia de ambos, en Califoi^nia. 



HAY una profesión en los Estados Uni- 
dos, desconocida por completo en 
nuestros países, y que en la repi'iblica 
norteamericana da grandes rendi- 
mientos, a la mujer especialmente. Nos refe- 
rimos a la que se conoce con el nombre de 
"Interior decorator", y que nosotros podría- 
mos traducir libremente por "artista deco- 
rador". 

La mujer es generalmente — y cuanto más 
joven, más bella y más distinguida mejor — 
la que se especializa en esta profesión. Los 
palacios y chalets de los famosos 400, — los 
multimillonarios que son conocidos por esa 
cifra — y de los otros 500 o tal vez 50.000 
que les siguen en fortuna, son decorados in- 
variablemente por una mujer, cuyo buen 
gusto dirige todo el trabajo artístico de la 
colocación de muebles, colgaduras y tapices, 
y la elección subsiguiente de bibelotes y ob- 
jetos de arte que han de servir de adorno. 
Se pagan sueldos fantásticos a estos "inte- 
rior decorators" y hasta los que pudiéramos 
llamar "jornaleros" de esta industria reciben 
por semana un cheque muy respetable. Las 
personas de la 'clase media no pueden, por 
lo tanto, acudir a ellos en busca de la ayuda 
necesaria para el embellecimiento de sus ho- 
gares. 



Pero toda mujer, en los tiempos que co- 
rren, puede convertirse en un "Interior de- 
corator", para las necesidades de su propia 
casa. 

No hace mucho, pasando unos días en casa 
de unos amigos, me sorprendió agradable- 
mente el mobiliario del cuarto que me fué 
destinado para pasar la noche. Era de color 
gris claro con ligeros toques rosados, y yo 
recordaba haber visto los muebles del mismo 
aposento, pocos meses antes, en color de ro- 
ble, lo que les hacía más ordinarios. Le pre- 
gunté a mi amiga, la dueña de la casa, quien 
me aseguró que eran los mismos pintados 
por ella de nuevo. No pude reprimir una 
sonrisa incrédula porque sé positivamente 
que no es fácil cambiar una pintura o un 
barnizado oscuro por uno claro. Pero elli 
me explicó el procedimiento. 

Cuando pensó en renovar la habitación, 
decidió hacerlo sin prisa y tomándose el tiem- 
po que fuera necesario. Comenzó, así, por 
quitar la vieja pintura con papel de lijn, 
haciéndolo a intervalos de tiempo disponible, 
sin fatiga y sin apuro. Hoy lijaba las patas 
de una silla, mañana el asiento y tres días 
después el respaldo. Cuando tenía una pieza 
completamente limpia de pintura, esperaba a 
disponer de un día entero libre para su tra- 

Enero, 1932 



CINE. MUNDIAL 



bajo, a fin de aplicar la primera capa ele la 
nueva pintura por la mañana, dejándola se- 
car todo el día, para darle la segunda por 
la tarde. De este modo, aunque el arreglo 
de los muebles del cuarto a ratos perdidos la 
tomó un par de meses, pudo darse el gusto 
de verlo terminado con los positivos resulta- 
dos de elegancia que sorprendían la vista 
desde el primer momento; con la satisfacción 
íntima de ser ella la autora de la obra, y 
con un gasto insignificante. 

Según me explicó, a instancias mías, para 
facilidad de su trabajo lieclio en tal formn, 
]iintó primero la parte de abajo de las sillas 
y las jDatas, colocando los asientos sobre una 
mesa cubierta de periódicos. Y de este modo 
no tenía necesidad de dejar el trabajo una 
vez emprendido, pintando en último término 
el asiento y el respaldo. 

Continuó su tarea pasando sobre la alfom- 
bra de "linoleum" ima ligera capa de laca, 
muy clarita, a fin de proteger el dibujo, evi- 
tando que se cuartease y mejorando su apa- 
riencia al ofrecer una superficie lustrosa y 
IDulida. 

Modificó después el mueblaje del dormito- 
rio, poniendo en lugar de la cama grande una 
lireciosa camita de día con dos cabeceras de 
rejilla, que cualquiera liubiera tomado por 
un pequeño sofá; lo cubrió de cojines en la 
parte del respaldo, y a los pies, sobre el lino- 
leum, extendió una hermosa piel de leopardo. 

Reimió ima butaca de rejilla con asiento 
de tapicería, dos o tres banquetillas, y las si- 
llas correspondientes, todo pintado por sus 
manos y tapizados por ella misma los asien- 
tos con damasco color rosa viejo, que hacían 
juego con las cortinas y con las lámparas. 

Y nadie hubiera creído que el precioso 
saloncito, estudie apropiado para cualquier 
princesa de la antigua corte de Francia, era 
el mismo cuarto de dormir que yo ocupara 
meses antes, oscuro, casi sombrío y hasta un 
poco medroso, con sus muebles de roble usa- 
dos, su cama de madera y sus cortinones de 
rep que no dejaban pasar la luz ni el aire. 

Un poco de buen gusto, un gasto de menos 
de diez dólares- — no contando la camita, por 
lo demás muy barata también — y un poco 
de voluntad por parte del ama de la casa 
habían hecho el milagro de convertir una al- 
coba antipática en un alegre gabinetito eu- 
ropeo lleno de comodidad y de encanto. 

No es necesario acudir al tapicero, ni em- 
plear grandes sumas que no están a nuestro 
alcance, para tener en el hogar más modesto 
deliciosos rincones modernos que no nos ha- 
gan envidiar los de las suntuosas mansiones 
de los potentados. 

Basta con que tengamos un poco de ima- 
ginación y un innato deseo de embellecer y 
alegrar cuanto nos rodea y cuanto sirve de 
marco a nuestra persona y de ambiente :\ 
nuestra familia. 



EN un gran baile dado en honor suyo en el 
Anibassador, José Crespo, el favorito de 
las damas, tuvo que firmar innumerables car- 
nets y programas de la fiesta, como recuer- 
dos. Cuando se acabaron los programas y los 
carnets, un grupo de admiradoras que se Jia- 
bían quedado sin la preciosa firma, le ofre- 
ció sus manos para que en la palma de cada 
una la estampase... Y cuando se le acabó 
Ja tinta de su pluma-fuente, tuvo que ofre- 
cer besos por firmas. ¡El gran besamanos!. . . 
Enero, 1932 




El Examen Crítico 

a Corta Distancia 



¿Teme usted que la miren muy de 
cerca.' ¿Puede mostrar dientes sa- 
nos, brillantes y perfectos al son- 
reír.'' Sin una buena dentadura la 
belleza es incompleta y la salud 
puede perderse. 

Los dentistas afirman que los áci- 
dos bucales son la causa más común 
de la caries y la piorrea; para estar 
a salvo, hay que neutralizar estos 
ácidos por medios apropiados. 



La CREMA DENTAL SQUIBB 

contiene más de 50% de Leche de 
Magnesia Squibb, el antiácido más 
eficaz e inofensivo para uso bucal. 
La CREMA DENTAL SQUIBB 
no solo limpia los dientes correc- 
tamente, sino que contrarresta los 
ácidos bucales protegiendo así los 
dientes y encías. 

Compre un tubo ahora mismo 
y observe los resultados. 



CREMA DENTAL SQUIBB 







^^"^*, 
^^#.' 



^•^^* 



Hit 




E. R. SQUIBB & SONS . . . Nueva York ?¿^S„ír.fÁs~ÍÍ5°J 



PÁGINA 49 



CINE-MUNDIAL 



No 



dría 



se pon 
en un carro ae 
pasajeros 
el motor de un 
camión^ 



.... como tampoco las máquinas de meca- 
nismo ruidoso en las oficinas modernas 
donde se requieren silencio, eficiencia y 
rapidez en el trabajo. 

Para mover un camión se requiere mu- 
cha más fuerza motriz que un carro de 
pasajeros. Y para imprimir una letra en 
cualquiera máquina de escribir corriente se 
necesita doble la energía que es menester 
para imprimirla en la Remington Silenciosa 
— exactamente doce onzas en vez de seis. 
No parecerá mucho quizás, pero multipli- 
qúese esa energía por los 25,000 a 50,000 
golpes, que representa el promedio diario 
que la mayoría de las operarías dan al día. 

Por esta razón al terminar su tarea dia- 
ria en una Remington Silenciosa uno se 




siente más descansado. El principio de es- 
critura por presión provee una pulsación 
suave y pronta reacción en contraste con 
el golpe más fuerte que hay que dar en las 
máquinas corrientes. Sus dedos al tocar las 
teclas, en lugar de recibir un golpe, sienten 
como si tocasen un cojín. 

Trabajo de mejor calidad se lleva a cabo 
con mayor rapidez y con menos esfuerzo. 

Pero aun más importante es la carencia 
del ruido, ese ruido del traqueteo de las 
máquinas de escribir que atacan los ner- 
vios, no deja pensar y que finalmente cau- 
sa fatiga. No solamente Ud., pero todos a 
su alrededor terminan el día con menos 
cansancio, habiendo economizado energía, 
de mejor humor y. ... a tiempo. 



•^..^OJ»..^ 



REMINGTON TYPEWRITER COMPANY 

205 EAST A2nd STREET - - - NEW YORK, U. S. A. 

Sírvanse enviarme información completa sobre la 
REMINGTON NOISELESS. 

Nombre 



Calle 



Ciudad 



País 



CONOZCA LA 

REMINGTON 
NOI5ELESS 



'n>...'>.M'B<..v>.M'0 



PÁGINA 50 



Eneró, 1932 



CINE-MUNDIAL 




La 

Exposición 
Massaguer 



en 



Massaguer, visto '>^''*<"»^ 
por Me Clelland 

Barclay. --v/ 



A. 



Nueva York 





(Arriba) Partido de 
Dominó. (Izqxáerda) 
Habanos Puros. 

(Abajo) Un Vende- 
dor Ambulante. 





A ésto podríamos llamarle 
"Idea de la Felicidad"... 



POR los Estudios Delphic, de Nueva York, desfiló re- 
cientemente lo más conspicuo del mundo artistico 
norteamericano, para admirar una vez más las obras del 
caricaturista cubano Conrado W. Massaguer. En esta pá- 
gina reproducimos algunos cartones del consumado dibu- 
jante, guien ha logrado aprisionar en ellos, con prodigiosa 
sinceridad, los rasgos salientes de la psicología criolla. 




cf^bws 

más naturales 

ASI LO ORDENAN 

LOS ARBITROS DE LA MODA 

DICE VOGUE, la famosa revista de 
modas de Nueva York: "Todo París 
está usando colorete más natural. La moda 
muy femenina y distintiva de hoy no ad- 
mite labios pintados de un rojo subido. Por 
tanto, usted debe evitar el uso de lápices 
para ¡os labios que no armonicen con su 
color natural." 

Otra famosa autoridad afirma: "La moda de 
1932 exige el empleo de colorete y lápices 
para labios que armonicen con el matiz deí 
cutis. Esto se obtiene con las preparaciones 
TANGEE. Acentúan el matiz natural y fe 
sientan bien tanto a las rubias, como a las 
trigueñas y pelirrojas. 

¡TANGEE, el Lápiz para Labios de famd: 

mundial! 

¡Natural, no tiene grasa y es permanente! 

¡NOVEDAD! Tangee"Theatricar', Lápiz 
y Colorete Tangee de tono oscuro, para 
las artistas y para uso nocturno. 




• THE GEORGE W. LUFT CO., C.M.-l 

417 Fifth Avenuc, New York, E.U.A. 
Por 200 oro americano enviamos una cajita con- 
teniendo los seis artículos principales: un lápiz 
miniatura, dos coloretes, polvos, dos cremas y 
un folleto "TANGEE — Belleza Natural." 



Nombre j 

Dirección | 

Ciudad País I 



Enero, 1932 



PÁGINA 5J 



CINE-MUNDIAL 





dJ^tlIf/La 

que debe poner en práctica 
toda dama que desee retener 
el tesoro de su juventud. 




Las iManos 




Cuando las damas que 
atienden a los quehace' 
res de la casa usan pol' 
vos o jabones ordinarios 
para lavar la loza y utensilios de cocina, 
las manos suelen ponérselas ásperas o roji- 
zas. Para contrarrestar los malos efectos 
producidos por las sustancias irritantes y 
conservar las manos siempre en buen esta- 
do, láveselas con Jabón Reuter después de 
fregar la loza. 

El Jabón Reuter, debido a la absoluta pu- 
reza y propiedades antisépticas de sus in- 
gredientes, conserva el cutis suave, perfu- 
mado y en perfecto estado de salud. Este 
jabón, de un lindísimo color rosado, dura 
tanto que resulta económico. 

El Baño 

No hay ningún jabón que 
pueda compararse con el Ja- 
bón Reuter para el baño. Su 
refrescante, perfumada y 
deliciosa jabonadura pene' 
tra en los poros y desaloja 
todas las sustancias que se hayan acumula- 
do en ellos, y deja en el cuerpo una sen- 
sación de limpieza muy agradable. 

Antes de 

Acostarse 

fipí^ Es muy importante lavarse la 



cara, el cuello y los brazos 



con Jabón Reuter. Este in- 
comparable jabón elimina por completo el 
carmín, polvos o pomadas que se hayan 
usado durante el día. Limpia y refresca 
los poros, los abre y los hace respirar li- 
bremente durante la noche, y por la ma' 
ñaña tendrá usted un cutis fresco y juve- 
nil. Mientras más polvos y carmín se use, 
más necesario se hace el empleo del Jabón 
Reuter para contrarrestar los malos efectos 
causados por éstos. 

GRATIS: Le encantará a Ud. recibir 

nuestro nuevo Folleto de Belleza que 

contiene útilísimos detalles para el 

cuidado de la hermosura femenina. 

Pídalo hoy. Es absolutamente gratis. 

LANMAN & KEMP — BARCLAY &. CO. 

Incorporated 

Depto. CM. 135 Water St., New York, U.S.A. 





REUTER 



lí^i ELENAS LA TOR,Kr -^ 





N'O todas las mujeres son iguales, co- 
mo no son iguales todos los hombres, 
ni todos los niiios. Moralmente los 
seres humanos difieren unos de otros. 
Físicamente es casi imposible encontrar dos 
rostros que se asemejen. Y, sin embargo, to- 
das las mujeres, absolutamente todas se pa- 
recen en un pimto en el cual no hay posibili- 
dad de distinción entre unas y otras. 

Este punto de semejanza está en el deseo 
que tienen de ser bellas, de despertar la en- 
vidia de las demás, y la admiración de los 
hombres, de sentir a su paso el halago del 
homenaje que se rinde solamente ante im 
rostro atractivo o ante vma figura distingui- 
da. Y este deseo, este afán, esta ilusión de 



toda mujer no es fuego momentáneo que bri- 
lla en época determinada de la vida para 
extinguirse después. No. Es llama luminosa 
que prende en el espíritu de la niña cuando 
ésta cruza el umbral de la infancia a la pu- 
bertad; hoguera que arde arrolladora durante 
el largo período de la juventud y de la edad 
madura; rescoldo que ofrece siempre el calor 
y la luz de sus brasas en plena ancianidad, 
hasta el último momento de la vida. Porque 
la mujer quiere ser bella, quiere ser distin- 
guida, quiere sentirse admirada desde que 
nace hasta que muere. 

Y los hombres alientan esta tan disculpa- 
ble vanidad femenina con el estrabismo de 
su vista. No os riáis, lectoras. Novios, ma- 




Las torneadas, 
lisas y bien cui- 
tivadas manos 
de María Al- 
ba, que coque- 
tamente finge 
cubrirse con 
ellas el rostro. 



Las afiladas y aristocráticas manos de Doro- 

thy Sebastian, cuyo atractivo realza el buen 

cuidado de las uñas. 



Página 52 



Mary Brian demos- 
trando gráficamente 
cómo no debe una 
persona hacerse las 
uñas. La gracia de 
la actriz no excusa 
el empleo de las tije- 
ras, cuyo uso está 
vedado por el siste- 
ma moderno de ma- 
nicura. 



Enero, 1932 




BusQiie 

íl retrato de 

sta muchacha 

en toda caja 

de Majjbelline 

ara Smhellecer las (pestañas 
nac?a como Sy[ayheUiiie 

5IN duda que ya no hay ningún in- 
conveniente en componerse diestra- 
mente las pestañas. Oscurézcalas 
para poner de relieve la expresión fas- 
cinadora de sus ojos. Pero tenga buen 
cuidado en lo siguiente: 

Cuando compre un embellecedor de las pesta- 
ñas, insista en pedir Mayhelline. Las mujeres 
hermosas de todas partes del mundo han encon- 
trado este eleprante embellecedor de las pestañas, 
no sólo delicioso en su uso, sino también ino- 
fensivo y seguro. Maybelline no atiesa ni rompe 
las pestañas. Instantáneamente las obscurece y 
hace, aún siendo escasas, que aparezcan largas 
y exhuberantes — pero naturales. Realmente no 
hay nada como Maybelline. Cerciórese de que 
obtiene la genuina. El retrato de la muchacha en 
cada cajíta la identifica. 

Mayhelline Sólida o Liquida inmune al Agua, 
en Ncfjro u Oscuro, 75 centavos oro, en to- 
das las tiendas que venden artiados de tocador. 



'Z0 



Embellecedor de Pestañas ■ 



MAYBELLINE CO.. 5900-06 Ridge Av., Chicago, III., U.S.A. 




CARROUSELES 



Establecidos 



en 18SS 




I A más antigua y lucnitiva máquina de diversión. Hu- 
chos de estos carrouscles so pacían por si mismos en 
un año. Fabricantes dol "Leapin^í Lena", el "Bunipy" y 
el ''Coche Automático" íSelf-steered Auto liide). La sen- 
sación del año en los Parques de Kecreo Norteam-^ricauos. 
Pida los iiltimos catálogos ilustrados, que contienen mu- 
chas mejoras. 

Alian Herschell Co.. Inc., North Tonawanda, N. Y., E. A. ü. 



• LOS BARROS 

— ipecas, paño, granos, eczema, y afecciones de la 
pie!, se DESHACEN mágicamente con el Ungüento 
Cutáneo Blanco Y Negro. Este ijoderoso crema-un- 
guento sana y blanquea el cutis, calma la irritación 
y deja el cutis saludable y terso. Usado en combina- 
ción con el Jabón Facial Blanco Y Negro y según 
las instrucciones este específico se garantiza con la 
devolución de su importe. Pídalo en su farmacia o 
remita 65 centavos de dólar a Plough Inc., Memphis, 
Tenn., E.U.A., por el tratamiento completo. 

UNGÜENTO 
BLANCO Y NEGRO 

Enero, 1932 



CINE-MUNDIAL 

ridos, padres y hermanos, se asemejan tam- 
bién en que todos ellos parecen tener im 
idéntico defecto en su retina. Con raras ex- 
cepcii^ne.s, son ciegos para la envoltura. No 
suelen ver nunca el atavío y muy pocos son 
los que prestan atención y celebran la ele- 
gancia de un vestido nuevo, alabando en 
cambio a veces como tal algún vestido qiie 
lleva dos temporadas colgado en nuestro ro- 
pero y con el que hemos aparecido ante sus 
ojos no menos de tres docenas de veces. Pe- 
ro eso sí, una cara bonita, un andar gracioso, 
una pierna bien torneada, una figura esbelta, 
no escapan jamás a su atención ni a la mi- 
rada golosa de sus ojos. 

¿Qué hacer nosotras ante ésto? Lo que la 
mujer ha venido haciendo desde que el mun- 
do es mundo y lo que en estos tiempos se 
practica con un fervor rayano en idolatría; 
embellecer nuestros rostros por medio de 
cosméticos, cuidados científicos y masajes ex- 
pertos. Dar ritmo y agilidad a nuestros mo- 
vimientos por medio de ejercicios gimnás- 
ticos y respiratorios; conservar nuestra línea 
por medio de un régimen de vida saludab'e 
y de \lietas bien combinadas, y en último 
término, adornarnos con sedas, pieles y joyas 
que forman el marco apetecido. 

El espejo es así nuestro mejor aliado y 
nuestro más fiel y sincero amigo. Es' médico 
que prescribe el tratamiento necesario. Y, 
una vez extendida su receta, hemos de ir en 
busca de panaceas y específicos a los grandes 
laboratorios de esta química avanzada, que 
se conocen comunmente por salones de be- 
llc::a. 

Hemos de comenzar nuestras visitas — las 
lectoras de CINE-MUNDIAL y yo — por al- 
gimo de ellos y hemos de ir penetrando en 
los secretos de esta ciencia ; ciencia cosmética 
que no deja de ser tan importante como las 
demás ciencias hoy en boga. 

Y, para empezar, nada luejor que hacerlo 
por las manos. ¡Manos blancas como nardos, 
con suavidad de armiño, delicadas y flexibles 
al tacto! He aquí el sueño de toda mujer. 
Y hé aquí la realidad que muy contadas con- 
siguen. ¿No habéis tenido, lectoras, en mu- 
chas ocasiones el deseo de esconder vuestras 
manos a las miradas de alguien que os inte- 
resa ? ¿No os habéis sentido un poco aver- 
gonzadas de que puedan aparecer mal cui- 
dadas, ásperas o enrojecidas por el diario 
trabajo del hogar? ¿No habéis sentido en 
cambio un orgullo infinito si podé's mostrar 
una mano perfecta para encanto de la vista y 
delicia del tacto? Pues no hay disculpa al- 
guna para no poseerlas. La ciencia moderna 
ha vencido en la batalla contra la inclemencia 
del tiempo, contra el trabajo casero, contra 
el polvo de libros y el desgaste de máquinas 
de escribir en las oficinas. 

Es menester la escrupulosidad en la elec- 
ción de jabón para las manos. Hay muchos 
baratos, pero sólo los purísimos conservarán 
las manos sanas, suaves y libres de asperezas. 
Hay un jabón rosado, excelente para la cara 
y las manos y que se viene vendiendo desde 
hace años de años. Este jabón dura tanto, 
que resulta económico. 

El cuidado de las manos es el primer deber 
de toda mujer para consigo misma y para 
con los demás. Si se adquiere la costumbre 
de friccionarlas diariamente al acostarse con 
una buena crema de miel y almendras, en un 
suave masaje desde la punta de los dedos 
hasta la muñeca por la palma y por el dorso, 
no secando completamente la crema en el 
masaje sino dejando que quede algo sobre 
la piel durante la noche, y poniéndose unos 
guantes ligeros y holgados si es preciso, se 




''Tus manos en 
mis manos . . 

I Que ninguna 

aspereza malogre 
este encanto ! 

No solamente las manos ásperas 
rasgan las finas telas de seda. . . 
¡también deshilan el tenue velo de 
la ilusión! En la mujer ideal se sue- 
ñan manos delicadas, marfilinas . . . 
¡qué decepción si en la realidad se 
constataran ásperas y rojizas! 

Para retener todos los encantos 
de la feminidad más exquisita, el 
cuidado de las manos es eseiicial y 
para ésto la Crema Hinds es lo me- 
jor. Con su uso diario las manos 
se conservan blancas, suaves, sedo- 
sas, aún a despecho de la intempe- 
rie, el trabajo o los deportes. ¡Use- 
la usted! 




CREMA 

deMIÉLy<AtMENDRAl 

HINDl 



PÁGINA 53 



C I N E - M ü N D I A L 




Uñas 

Lindisimas 

en cinco minutos 



LAS uñas pueden estar bien 
j formadas, perfectamen- 
te pulidas y brillantes, blan- 
cas las puntas . . . pero si la 
cutícula está áspera y desi- 
gual, toda la belleza de su 
apariencia queda destruida. 

El secreto consiste en . • . 
no cortar nunca la Cutícula! 
Dediqúense, en cambio, 
unos breves instantes de la 
toilette diaria al cuidado de 
la cutícula con el Removedor 
de Cutícula y Limpia Uñas 
Cutex, usándolo también 
bajo las uñas para quitarlas 
manchas y aclarándose des- 
pués con agua limpia. 

Una vez por semana ter- 
mínese este "pequeño man- 
icure" con el nuevo y exqui. 
sito Esmalte Líquido Cutex, 

fiara dar a las uñas un bri- 
lo duradero y elegante. 

NORTHAM WARREN 
New York París 



APRENDA EL SECRETO 

revelado por las líneas de su 
mano. Entérese Vd. de los 
pasmosos secretos de su pro- 
pio carácter que la palma de 
la mano descubre. Un libri- 
to preparado por Northam 
Warren explica, en forma 
sencilla, cómo leer las lineas 
de la mano, tanto de Vd. 
como de sus amistades. Pi- 
da Ud. un ejemplar, sirvién- 
dose del cupón adjunto 

CUTEX 

Removedor de Cutícula 
y Limpia Uñas ^ 



NORTHAM WARREN CORPORATION, 
191 Hudson Street, New York, E.U.A. 
^^ Sírvanse enviarme el folleto gratis, titukdo 
Cosas interesantes que nos reveía el estudio 
de las Manos". CM7 

Nombre: 

Dirección: 

Ciudad: 

País: 



habrá dado el primer paso para el embelleci- 
miento de la más importante de nuestras ex- 
tremidades, y se habrán hecho milagros a las 
pocas semanas de este tratamiento. Durante 
el día y siempre que se laven las manos, se 
extenderá por ellas una ligera capa de esta 
misma crema que, al cabo de unas cuantas 
aplicaciones, las pondrá suaves y blancas, co- 
mo desea tenerlas toda mujer. No es nece- 
sario otra cosa en lo que pudiéramos llamar 
primer curso fundamental. Una buena cre- 
ma de miel y de almendras y la precaución 
de usar guantes de goma para las faenas ca- 
seras en que hayan de meterse las manos en 
agua y guantes de algodón para la limpieza 
del polvo, arreglo de libros o periódicos, etc., 
es todo lo que hace falta para conservar las 
manos con la suavidad y blancura apetecidas. 

Bien aleccionadas y maestras ya en este 
curso elemental, vamos a visitar ima de las 
casas más famosas en el mundo por sus pre- 
paraciones de manicure. En el enorme edifi- 
cio lleno de oficinas, de almacenes y de la- 
boratorios que demuestran claramente la im- 
portancia de esta industria enorme, nacida 
para cultivar la belleza de una parte insigni- 
ficante del organismo humano — las uñas — 
hay un •rinconcito encantado que, por su ar- 
quitectura, su mueblaje y su decorado, pa- 
rece el tocador de la favorita de algún po- 
deroso raja de Oriente. 

Ante una mesita llena de pequeños pomos 
con líquidos de brillantes colores, nos espera 
una linda muchacha para hacernos las riñas 
con arreglo a la más avanzada perfección a 
que han llegado los expertos de la industria. 

Todas mis lectoras saben que las manos 
han de estar extremadamente limpias, de- 
biendo lavarse con algunos minutos de ante- 
rioridad al comienzo de la tarea, ya que las 
uñas se liman más fácilmente cuando están 
secas y duras. Es por tanto contraproducente 
la costumbre que tienen algunas manicuristas 
profesionales de humedecer las uñas antes de 
empezar a limarlas. 

Limadas las uñas, pulidas en los lados con 
la lija, y libres de esmalte viejo, que se qui- 
tará cuidadosamente, aplicando el disolvente 
con un algodoncito hasta dejar la uña bien 
limpia, se ha introducido actualmente una 
nueva práctica en la operación. Consiste és- 
ta en lustrar la superficie de la uña con pol- 
vos y el "pulidor", como se hacía antigua- 
mente para darles brillo. El objeto de esta 
práctica no es otro que el de dejar la uña 
en condiciones perfectas para aplicar sola- 
mente una capa del esmalte líquido, en lugar 
de dos capas, como se venía haciendo hasta 
ahora. La ventaja es positiva, pues una capa 
de esmalte sobre otra rara vez queda igual y 
nunca deja la superficie lisa y suave que que- 
da de este modo. 

La tercera operación del manicure, es el 
arreglo de la cutícula. No hay duda que las 
lectoras de CINE-MUNDIAL "saben de sobra 
que la cutícula no debe de cortarse jamás, sino 
empujarse hacia la base de la uña con un al- 
godoncito envuelto en el extremo del palito 
de naranja impregnado en un buen remove- 
dor de cutícula y limpia uñas de los que hay 
en el mercado, fáciles de conseguir en todas 
partes. Con este mismo líquido se limpiará 
la punta de la uña por su parte interior pre- 
parándola para el blanqueado que se hace 



Phyllis 

Elgar 

ESTRELLA DE 

METRO'GOLDWYN 

MAYER 




•-0rtiit 



SOBRESALE entre las estrellas de Holly- 
\yood por la fina tersura de su cutis. 
Usted también puede tener un cutis be- 
llo, suave, de una blancura como la nieve, 
y sin una sola mancha, usando la CREM.\ 
LIQUIDA PATRICIAN PARA LIMPIAR EL 
CUTIS. La consistencia de esta crema hace 
que penetre hasta lo más profundo de los 
poros, removiendo todas las impurezas que 
no es posible remover con agua y jabón. Es- 
ta rica crema tiene un perfume delicado, su- 
blime, tenaz. 

Todas las preparaciones PATRICIAX se 
venden en los principales establecimientos y 
se usan por los más renombrados salones de 
belleza en todas partes del mundo. Si su 
dx-oguista no las tiene, escribanos y le indi- 
caremos el nombre del distribuidor más 
próximo; o remítanos un dólar y le enviare- 
mos un frasco, porte pagado. 

Fabricamos también equipos eléctricos pa- 
ra Ondulación Permanente, desde el pequeño 
equipo casero hasta los equipos completos 
para gran salón. 

Crema Liquida 
PATRICIAN 

Pídase folleto en español de to- 
das las preparaciones Patriciun. 

PATRICIAN LABORATORIES, LTD. 

DEPT. C. 17 EAST 48th ST. NUEVA YORK, E.U.A. 





y después 
del baño* • 

(con el Jabón Bora- 
tado Mennen) un 
buena rockda con 
el famoso 

refresca el cuerpo, sua- 
viza la piel, dá una 
incomparable sensa- 
lllllción de comodidad. 



mil 



flili| jll 



lllliiiiiiiiiiiiiiiíillliiilitiifiiiiiíiiiiiiiiiiiiii 



PÁGINA 54 



Enero, 1932 



C I N E - M U N D I A L 



ahora por un procedimiento también distinto. 
Conocido es el tubito de crema blanca de 
la que se iba dejando una pequeña parte ba- 
jo la punta de cada una de las uñas. Cono- 
cidas son también las tiritas de cordón enye- 
sadas que se pasaban húmedas bajo la uña. 
Ambos procedimientos eran imperfectos; pri- 
mero, porque manchaban la punta de los de- 
dos y, después, porque el polvo volvía a adhe- 
rirse a la uña con mayor facilidad. 

Estos inconvenientes han desaparecido gra- 
cias al ¡á/^is blanco puesto a la venta reciente- 
mente. Se trata, en efecto, de un lápiz como 
cualquier otro corriente, que se lleva en el 
bolso y que se puede usar en cualquier mo- 
mento del día. No hay necesidad de mojarlo, 
pues basta para hacerlo efectivo la humedad 
que queda en la uña después de lavarse las 
manos. Se aplica sencillamente pasándolo un 
par de veces bajo la uña, sin necesidad ni 
siquiera de apretar, y queda blanca y perfec- 
ta, sin grasa ni polvos a los que pueda adhe- 
rirse la suciedad. Cuando se ha usado una 
vez, se comprende perfectamente el éxito que 
ha obtenido este lápiz blanco en cuanto se 
ha puesto en venta. 

Preparada la líña para recibir el esmal- 
te nuevo, al aplicar éste, se tendrá cuidado 
de escurrir bien el pincel en la boca del po- 
mito, para que no lleve a la uña sino el es- 
malte necesario, mojando el pincel nueva- 
mente para cada una de las uñas. No he de 
hablar del cuidado con que debe aplicarse 
el esmalte para que no rebase de la uña, por- 
que todas mis lectoras lo saben. 

Para terminar la tarea. Con el palito de 
naranja se aplicará alrededor de la uña — 
después de seco el esmalte — una mínica por- 
ción de crema o aceite para la cutícula pa- 
sándolo repetidas veces sobre ésta a fin de 
suavizarla por completo. 

Esta crema o aceite debe aplicarse dos o 
tres veces por semana, durante la noche, 
cuando las uñas o la piel que las rodea están 
muy secas. 

La operación ha terminado. Mis uñas es- 
tán preciosas. Y no tienen por qué no estar 
igual las de toda mujer que, conociendo el 
procedimiento, se preocupe un poco diaria- 
mente del cuidado de sus manos. 



CHISPAZOS 

ANTONIO MORENO, que hace tiempo no 
trabaja como actor, sólo piensa ahora en 
actuar como director, y su ambición es la 
de hacer buenas películas hispanas. Ultima- 
mente adquirió la propiedad de la interesan- 
te obra norteamericana "La Tarántula", que 
él filmó en el cine silencioso, pretendiendo 
adaptarla a la pantalla sonora, en español a 
la vez que en inglés. 



EN la playa de Santa Mónica, a media hora 
de Hollywood, estuvo a punto de ponerse 
en moda el bañarse sin traje alguno... Así 
empezó a practicarse muy seriamente, hasta 
que la policía intervino y detuvo, sin darlas 
tiempo ni a vestirse, a cuatro preciosas girls. 
Pero tuvieron que ponerlas en libertad, por- 
que las leyes vigentes no imponen el arresto 
mientras no haya alguna denuncia directa y 
sostenida contra los desnudos. Y, en estos 
tiempos tan progresistas, en que el nudismo 
es una religión, ¿quién va a escandalizarse 
por tan poca cosa? El que la vea no la de- 
nuncia. Seguro. 

Enero, 1932 




Mantenga la salud 

Uno se siente según lo qne come. Prue- 
be si no un tazón de Kellogg's Corn 
Flakes . . . con leche fría o crema y un 
poquito de fruta. No hay que cocerlo. 
Esté seguro que será un goce para el 
apetito. Pero sobre todo se sentirá me- 
jor .. . gracias a la facilidad extrema 
con que se digiere el crujiente Kellogg's. 



Kellogg's Corn Flakes es delicioso tanto en el 
desayuno como a mediodía y cena. ¡Ideal para 
chicos y grandes! Siempre fresco en su bolso 
parafinado — dentro de su paquete VERDE Y RO- 
JO. De venta en todas las tiendas de comestibles. 



CORN FLAKES 




CORN 

•íakes 



SasfEj' 





PÁGINA 55 



CINE-MUNDIAL 




K^jos cjue cJJesliunbran 
^H lejillas cjue (Ds/jlenclon 



EL secreto de la belleza de más de 
,una mujer es una buena crema y 
un buen laxante salino. 

Nadie niega los notables beneficios 
que imparte a la tez un buen afeite. 
Pero no debe olvidarse que la verda- 
dera belleza, que florece en una piel 
límpida — una piel sin mancha, sana y 
fresca — viene de dentro. 

La falta de aseo interior siempre des- 
dora la hermosura femenina. Eso lo 
saben todos los médicos. De ahí viene 
la costumbre que prevalece en Europa 
de visitar cada año los famosos manan- 
tiales salinos — Vichy, Carlsbad, Wies- 
baden — donde las damas, al beber las 
benéficas aguas, hacen desaparecer su 
estreñimiento y recobran, así, juventud 
y atractivo. 

Sal Hepática es el equivalente práctico 
de esos manantiales salinos: limpia el 
organismo de tóxicos y de desechos. Es 
el rejuvenecedor y restaurador por ex- 
celencia de la salud. 

Note Ud. como Sal Hepática, mejo- 
rará el encanto de la tez de Ud. y su 
salud general. Compre 
ima botella de Sal He- £*'^p^fcl 
pática hoy mismo. n""r7.'fl 




9/\COANAL!y-|/ 



[-jcpática 

<iii i iiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiniiiiiiiiiii 




DESPUÉS de esbozar brevemente el 
mecanismo de algunas de las formas 
de manifestación de los elementos 
reprimidos del subconciente, trataré 
de aclarar, en cuanto sea posible, el funcio- 
namiento de la personalidad subconciente en 
canto tiene de entidad psicológica autónoma. 
El subconciente, exactamente lo mismo que 
la porción de la mente accesible al análisis 
sujierflcial, obtiene los datos de que forma 
■■rUs representaciones por medio de los senti- 
dos. La marcha normal de la conciencia es 
un tránsito de las impresiones sensibles a los 
conceptos intelectuales. Llegamos, por ejem- 
plo, a la conclusión, puramente intelectual, 
de que un cuadro nos gusta, o es bonito, o 
está bien pintado, o lo que sea, luego que el 
sentido de la vista nos proporciona los ele- 
mentos de color, coordinación, perspectiva, 
etc., que constituyen el cuadro. Cómo llega- 
mos a tales rei^resentaciones, una vez adqui- 
ridas las notas sensoriales en que se fundan, 
es algo que estudiaremos más adelante. 

Las imi^resiones sensibles nos llegan a la 
conciencia siemi^re que sean suficientemente 
intensas. El ojo, por ejemplo, percibe un 
cierto número de vibraciones lumínicas, o co- 
lores, del mismo modo que el oído percibe 
solamente ciertos sonidos. Esto no quiere 
decir, sin embargo, que seamos siempre to- 
talmente conscientes de las impresiones sen- 
soriales que hieren nuestros sentidos. Un 
ejemplo será suficiente para aclarar este pun- 
to, provisionalmente por lo menos. A veces, 
especialmente cuando estamos solos, tenemos 
la sensación vaga de que alguien se nos acer- 
ca por detrás. El oído, sin embargo, no per- 
cibe ningún ruido capaz de provocar una 
reacción consciente. Así, llegamos a la con- 
clusión de que, de ser acertado nuestro "pre- 
sentimiento", se debe al funcionamiento de 
un sentido no catalogado por la fisiología. 
vVlgunos lo atribuirán a la acción de los es- 
Ijíritus; otros, que se creen más ilustrados 
en materias psíquicas, lo atribuirán a la exis- 
tencia de ciertos misteriosos sentidos astrales. 
Los más, afortunadamente, se conformarán 
con la idea de que se encuentran frente a im 
fenómeno inexplicable, aunque no sobrena- 
tural. 

Yo, personalmente, no veo la necesidad de 
suponer un sentido más que nos dé testimonio 
de presencias invisibles e inaudibles mate- 
riales. Creo más bien, que el sentido del oído 
percibe toda una serie de sonidos que, sin 
ser suficientemente intensos para impresionar 
perceptiblemente la conciencia, afectan sin 
embargo al subconsciente. La mejor prueba 
de ello es el grado de agudeza que alcanzan 
ciertos sentidos cuando los ejercitamos en 
condiciones especiales. El de la vista se de- 
sarrolla extraordinariamente en el campo, así 
como el del oído. Es decir, no se desarrollan 
en su poder fisiológico de receptividad; lo 
que sucede es que nuestra conciencia se hace 
más receptiva de impresiones sensoriales que 
siempre han existido. En otras palabras, lo 
11 ue se desarrolla es lo que pudiéramos lla- 
mar la "atención'' de la conciencia. 

Como quiera que este capítulo especial de 



PÁGINA 56 



la psicología es bastante más complicado de 
lo que parece a primera vista, en el siguiente 
ampliaré algunos de los conceptos ahora ape- 
nas esbozados. 

CORRESPONDENCIA 

Cuantos aficionadas a temas de psicoaná- 
lisis deseen un análisis privado, pueden obte- 
nerlo enviando a esta redacción, juntamente 
con el cupón y su sueño, 50 centavos en oro 
americano o su equivalente en moneda del 
país, por medio de cupones postales interna- 
cionales, o en giro de fácil cobro, a nombre 
de CINE-MUNDIAL, 516 Fifth Avenue, New 
York City. 

Esta medida la justifican el incremento 
alarmante de consultas que nos llegan, y que 
dificultan su publicación con la prontitud de- 
seable, y la imposibilidad de publicar en todo 
su detalle ciertos análisis de índole extre- 
madamente delicada para darse a la letra 
de imprenta. 

Filipo, Santa Marta, Colombia. — Su sueño es altamente 
interesante. En primer lugar, carece casi totalmente de la 
significación que usted le atribuye. Expresa, según puedo 
ver claramente en el incidente de los óleos de Rafael, la 
sublimación de una pasión fallida en su finalidad. El Que 
!a sublimación se produzca' en sentido pictórico se explica 
fácilmente por la afición que usted me manifiesta por el 
dibujo. La aparición svibita de la dama blanca, con los 
ojos vendados, equivale, simbólicamente, a la autocensura 
que en usted provoca la sospecha a qua alude, y que pro* 
babiemente es infundada. 

Si ha leído usted esta sección detenidamente, podrá ha- 
berse dado cuenta de que mí misión no es precisamente 
la de aconsejar a nadie. Por ello no puedo acceder a su 
deseo. Sin embargo, le diré una cosa que creo entenderá 
perfectamente. ¿No será que, más bien que solicitar mi 
consejo, trata usted de inducirme a que concuerde con su 
decisión, para así librarse de parte de la culpa que le co' 
rrcspondería a usted exclusivamente en caso de estar equi' 
vocado? No olvide que las apariencias engañan, y que ia 
gente no es tan buena como la creemos, ni tan mala como 
quisiéramos a veces que fuese. Y no tome esto como con' 
sejo, que no lo es. Gracias por su postdata. 

Estoy penando, Santa Fe. — Se il suo <levveníre deve 
dipendere del mió análisí — mi creda, — Sígnora — lasci 
di soffrire — ! Dunquc, permetta adesso che continuamo 
in spagnuolo. Su sueno carece casi en absoluto de com' 
plicacíones, y parece expresar un vago sentimiento de re 
mordimiento, ocasionado por la severidad con que posible 
mente trató usted al sujeto de su sueño. Es decir, que 
probablemente aplicó usted un castigo deproporcionado a 
la culpa... si es que existió realmente tal culpa. Hasta 
es posible que iistcd misma no tuviese suficiente derecho 
para juzgar, y menos para condenar. Si me equivoco, 
perdóneme. Su sueño no me da lugar a otro análisis 
más satisfactorio. 

La Mariposa de las Alas de Oro, Cartago. — Le agrá' 
dezcc mucho que haya vuelto a acordarse de mí, y deseo 
que mi análisis le agrade. En realidad, no ha de difc 
renciarse mucho del que en otro número de CINE'MUN' 
DIAL le hice, ¿recuerda? El río, que usted no llega a 
cruzar en este sueño, y en cuyo lecho acechan probable- 
mente unas fieras, simboliza el peligro capital que entraña 
la realización de una grande y poderosa aspiración. Entre 
la balanza, que al principio creyó usted la de Ncmesis, y 
el árbol, prendido en la cadenita, hay un disco. Es decir, 
que el disco, como elemento simbólico, se interpone entre 
el árbol, símbolo claro que usted conoce ya, y la balanza 
"para pesar el oro de los indios"; es decir, para pesar oro, 
sea de quien sea. La balanza está vacía. Claro está que, 
de estar llena, posiblemente se rompería la cadenita, v 
hasta el mismo disco, acaso. El elemento decisivo, pues, 
parece ser el oro. ¿No cree usted que, de romperse la 
cadenita, el disco, roto o íntegro, caería al río, y en po- 
der de las fieras? 

Aquí te espero, Caniagüey. — ¿De veras? Si no fuera 
por los libuiones, emprendería la travesía a nado, aunque 
sólo fuera para recordarle que se olvidó usted del cupón 
de marras. Así, aquí espero, yo también. 

Edipo porteño, Montevideo. — No me explico cómo es 
posible que, paseando desnudo (en su sueño) por una 
alameda, saca usted de repente un revólver que llevaba 
oculto. La cosa es extraordinariamente insólita, hasta en 
sueños. El suyo revela una imaginación poderosa, sobre- 
excitada por el resplandor de una reciente tragedia amo- 

(Coniinúa en la piujina 59) 

Enero, 1932 



CINE-MUNDIAL 




' , 

¡TIEMPO AHORRADO! 

Vía Pan American 

Entre las Ciudades Principales 
de las Américas 

Buenos Aires-Nueva York 8 . . díns 

Buenos Aires-Rio de Janeiro.. .2 „ 

Buenos Aires-Montevideo V/^ horas 

Rio de Janeiro-Para 3 días 

Río de Janeiro-Nueva York 7 „ 

Santiago-Nueva York 7 „ 

Santiago-Buenos Aires 8 horai 

México, D. F.-Panamá 2 días 

México, D. F.-Brozvnsville 5 horas 

BarranquilJa-Nueva York ZYi días 

La Guaira-Nueva York 3 „ 

Crisbóbal-Trinidad 3 ,. 

CristóbaJ-Miami 2 ,, 

Cristóbal-Lima 2 

Cristóbal-Santiago 4 

Hahana-San Salvador 1 día 

H abana-C ristóbal 1 día 

Habana-Miami 2 horas 



50,000,000 / 

KILÓMETROS CON PASAJEROS • 

1AS gigantescas naves del cielo de la flota aérea Pan American han 
_^ recorrido ya Cincuenta Millones de kilómetros con pasajeros — 
¡cincuenta millones de kilómetros recorridos con seguridad y 
comodidad sin parangón, entre los países americanos! 

2,500,000 KILOS 

de correspondencia y carga fueron transportados en estos aeropla- 
nos, ¡con 99.71% de puntualidad en sus itinerarios! 
Infalibles como el sol, más maravillosos aún que la alfombra mágica, 
estas gigantescas naves del cielo que vuelan con absoluta regularidad 
entre 31 países de las Américas, han transformado los viajes abu' 
rridos de días y semanas en placenteras horas y minutos de fascinante 
recorrido por el aire. Cada uno de estos aviones tiene equipo de radio 
y está a cargo de pilotos veteranos en la aeronáutica. 
Aproveche estos aeroplanos infalibles, seguros y lujosamente cómo' 
dos, para sus viajes. Despache su correspondencia por la vía rápida 
del aire. Despache su mercancía también por expreso aéreo, con el 
consiguiente ahorro de semanas en la entrega. 



PAN AMERICAN AIRWAYS SYSTEM 

32,000 kilómetros de transportes aéreos modernos que 
prestan servicios a 31 países y colonias de las tres Américas. 

SISTEMA INTERNACIONAL DE TRANSPORTES AÉREOS DE LAS AMÉRICAS 



¡ PAN AMERICAN AIRWAYS SYSTEM C.M.-3 
Use este l 122 East 42nd Street, New York, N. y., E. U.A. 
-^ ^ 1 (0 cualquier sucursal de la empresa en las rutas aéreas) 

Cupón a^»- c 1.1 - j . ' r 

1 Sin obligación de mi parte, envíenme intqrmacion acerca 

Para obtener ' '^^ ^^ servicio aéreo de pasajeros, correos y mercancías. 
_ - •' Tx ^ ft j ' NOMBRE 


Información Detallada 1 

1 DIRECCIÓN 





Ekero, 1932 



PÁGINA 57 



CINE-MUNDIAL 



Impida que se 
escape el aire 
o que penetre 
el polvo 




LAS Cápsulas de Válvulas Schradet 
legítimas hacen estas dos cosas 
perfectamente. Ajustan herméticamente 
y son impenetrables al aire a una pre- 
sión de 113 kilos. Si el mecanismo in- 
terior de la Válvula se gastara o dete- 
riorase, la Cápsula Schrader impedirá el 
escape del aire hasta que tenga Ud. 
oportunidad de reponer el mecanismo 
interior de la Válvula. 

Reponga inmediatamente las cápsulas 
de válvula que le falten a sus neumáticos. 
Lleve siempre un repuesto extra de Cáp- 
sulas para Válvulas Schrader (5 cápsu- 
las) en su automóvil. De venta en todos 
los establecimientos del ramo. 



Busque el 
nombre 




rader 



Fabricantes de Válvulas 
Neumáticas desde 1844 

Manómetros para Neumáticos 
Válvulas para Neumáticos 

PÁGINA 58 



Cxniaim£iá^J¿JLm¿c&gica^ 




CONSULTAS GRAFOLOGICAS 

CINE-MUNDIAL 

Sr. Grafólogo: Sírvase publicar el análisis de la 
muestra adjunta. 

Seudónimo 

Nombre 

Dirección 

Ciudad. . País 

(SI SE DESEA ANÁLISIS PARTICULAR, DE- 
BEN ACOMPAÑAR A ESTE CUPÓN 25 CEN- 
TAVOS ORO AMERICANO EN CUPÓN POS- 
TAL INTERNACIONAL). 



GiIb^rto Matute, Acarigua, Venezuela. — Poí3crosa vo- 
luntad, grandes energías espirituales, fe y optimismo in- 
quebrantables. Imaginación portentosa con tendencias al 
ensueño. Es perseverante, de ilimitada resistencia, de ca- 
rácter autoritario y con un dominio de sí mismo a toda 
prueba. Si hubiera muchos caracteres como el suyo, el 
mundo avanzaría de manera prodigiosa y sin retrocesos. 

Mcrcelaw, Bogotá. — Extraña personalidad de mujer ori- 
ginal, ambiciosa, dominadora, sutil, sensual y sincera. Los 
creyentes en la reencarnación dirían que en usted se alberga 
de nuevo el espíritu de Cleopatra, sin la crueldad que 
caracterizó a la bella reina de Egipto. Podría usted, sin 
embargo, llegar a terribles extremos de crueldad consigo 
misma, destrozando su vida y su corazón si llegara el caso, 
antes que doblegarse y dejarse dominar por extrañas fuer- 
zas. Si su índole fuera mala, sería usted temible. Feliz- 
m>:nte, es bondadosa y, como antes le digo, sólo podría 
ser cruel consigo misma. 

Alma eíi pena, Las Vafülas, Argentina. — Es el de us- 
ted un espíritu práctico, pero es en cierto modo visiona- 
ria y no da cima, por ello, a las cosas positivas que em- 
prende. Esta contradicción de su carácter se refiere úni- 
camente a las cosas que la atañen directamente, pues con 
respecto a los demás el espíritu práctico predomina y es 
usted un excelente supervisor, o supervisora, mejor dicho. 

Misterio, Montevideo. — No me ha llegado nunca la 
carta a que usted alude. Su carácter, a juzgar por su 
letra, es bastante desigual, inquieto y difícil de satisfacer. 
No le es posible permanecer mucho tiempo dedicada a un 
mismo asunto; es excesivamente comunicativa y en las 
situaciones difíciles le falta tacto para solucionarlas. Gasta 
sus energías en cosas triviales y su dinero sin pensar; no 
con generosidad, sino con verdadero despilfarro. 

Amapola Colombiana, Santa Marta, Colombia. — Impul- 
si\"a. fácil de adaptarse a cualquier condición, de tempe- 
ramento muy nervioso e impresionable y muy susceptible 
al enojo. 

Dulce Nombre, Bogotá. — Mujer sencilla, perseverante, 
de mucha paciencia y con las condiciones necesarias para 
llevar a cabo aquello que se proponga. Las amistades y 
el hogar son sus mayores delicias, y su ilusión suprema el 
hallarse en contacto con la naturaleza, entre flores y ár- 
boles. 

Muñequita de trapo, Bogotá. — En la sencillez de su 
pensar se encierra toda su dicha. Como no la acosan 
grandes ambiciones ni fantásticos ensueños, hallará posi- 
blemente la felicidad en la tierra. Sus limitadas aspira- 
ciones son de fácil realización y no dudo que las verá 
conseguidas sin grandes obstáculos. 

Pepo, Yaguacbi, Ecuador. — Carácter sencillo, sin do- 
blez, comunicativo y noble. Es demasiado susceptible y 
se enoja con facilidad si le censuran o le hacen alguna 
observación. De buenísimos sentimientos, es incapaz de 
engañar ni de hacer sufrir a nadie. 

Una pintora, Bogotá. — Positivo valer, entereza de ca- 
rácter y sobriedad en la demostración de sus afectos. Es 
usted sería en todos sus tratos y vive inspirada por una 
intensa ambición de lleg.ar muy alto, que no deja conocer 
a nadie. Seguramente Ío conseguirá si no trabaja dema- 
siado y expone su salud en la prueba. 

Julieta, Bogotá. — Inquietud, descontento, vaguedad in- 
comprensible en sus afanes. Demasiado sensitiva, se cree 
fuera de centro en el ambiente actual de la vida moderna. 
Su espíritu quiere volar y las exigencias del vivir lo man- 
tienen preso en su cárcel. A veces se siente desgraciada, 
cuando en realidad debiera sentirse feliz. Venga a la rea- 
lidad si no quiere verse verdaderamente desgraciada algún 
día. 

Strongfort, Quito. — Versátil por naturaleza, hace sin 
cesar planes y proyectos que jamás ve realizados, por su 
propia culpa exclusivamente. Es ingenioso y vivo,' pero 
le falta habilidad ejecutiva. Es simpático y muy popular 
entre sus amistades. 

Amargoso, Islas Filipinas. — Carácter impaciente, im- 
perioso, difícil de contentar. Amigo de diversiones y de 
fiestas, se halla siempre más contento en cualqin'er lugar 
de distracción que en su casa. Encuentra tediosa la vida 
de hogar y en el se hacen más de notar sus exigencias. 

Alelí, Colón, Panamá. — Carácter sencillo, conciliador 



y muy fácil de llevar. Gustos primitivos, carencia abso- 
luta de ostentación; honradez y sinceridad a toda prueba. 

Francisco de la Escalera, Rocafuerte, Ecuador. — Amor 
a los viajes y amor al hogar. Pero, en una o en otra 
modalidad, priva siempre el deseo de estar solo el mayor 
tiempo posible. El afán de instruirse es el más fuerte en 
usted; y, en su pensamiento, muy activo siempre, pesa el 
pro y el contra de cada decisión que ha de tomar, sin 
decidirse nunca hasta estar bien seguro del acierto. 

Águila, Guayaquil. — Sus aptitudes más caracterizadas 
son hacia la mecánica o hacia cualquier jamo de la elec- 
tricidad. Cualquiera de sus derivados sería para usted un 
magnífico campo de experimentación. Tiene fuerza i<: 
voluntad, una gran actividad y una energía poco común. 

Solano, San José, Costa Rica. — Es usted excesivamente 
confiada y sincera; dos cualidades que la llevan al fracaso 
porque !a dejan desarmada para ganar cualquier batalla. 
Sin convertirse en hipócrita, lo que sería muy desagrada- 
ble, hágase un poco más cauta y, sobre todo, tenga más 
precauciones antes de abrir su corazón y de confiar sus 
íntimos sentimientos a nadie. Su generosidad es infinita 
y mucho temo que no esté en su poder dominarla. Ha 
nacido usted para darse por entero y le ha de ser muy 
difícil adquirir la reserva necesaria que la sirva de coraza 
protectora. 

Andrómeda, Habana. — A pesar de lo desagradable que 
resulta su tendencia a discutir por cualquier cosa trivial, 
tiene usted tanta simpatía, que se multiplican sus amigos 
constantemente y no se crea enemigos. Muy inteligente 
y muy observador, posee cualidades indicadas para la agri- 
cultura, que le seduce. 

Tulipán, Caracas. — Tengo que agradecer su modo de 
pensar con respecto a mí que no puede ser más acertado, 
y eso que usted no ha visto mi grafología. Casi tengo 
deseos de enviarle unas cuantas cartas para que me ayude 
en mi tarea. Sinceramente debo decirla que me admira 
su clarividencia. Y vamos con el examen. Es usted ob- 
servadora, metódica, razonadora y tiene un espíritu crítico 
y analítico que para sí quisieran los investigadores pro- 
fesionales. Materialmente, es económica y hacendosa. Y 
como complemento muy sincera e indulgente para perdonar 
las faltas del prójimo. 

Huracán, Cauto, Cuba. — Temperamento entusiasta, muy 
activo, e impaciente con todos aquellos que carecen de su 
rapidez de pensamiento y de acción. La confianza en sí 
mismo es su principal característica y la que ha de llevarle 
muy lejos, sin duda alguna. 

Psicólogo, Santa Cruz, Bolivia. — Gustos domésticos y 
excelente buen juicio. He ahí las fases fundamentales de 
su carácter. El hogar y la familia significan para usted 
más que nada en el mundo. Y todos sus amigos buscan 
su consejo, que siempre es acertado y ventajoso para el 
que lo sigue. Tiene usted otra buena cualidad, que es 
la modestia, pues jamás envanece cuando le felicitan por 
sus aciertos. 

Siempre adelante, Rosario, Argentina. — Es el de usted 
un carácter que no pueden menos de admirar cuantos le 
tratan. Sincero, efusivo, enérgico y determinado. El or- 
gullo es uno de los más fuertes elementos de su tempe- 
ramento. Pero, como está bien fundado, nadie se lo cen- 
sura, aunque no deje por eso de constituir su máximo 
defecto. 

R. Rosillo, Santiago de Cuba. — Adaptabilidad es la 
palabra qtie define su temperamento. Su carácter agradable 
la hace llevarse bien con todo el mundo y su afable dis- 
posición le crea muchas amistades. De una gran firmeza, 
rara vez se acobarda ante los obstáculos y no permite 
nunca que nada se interponga en la realización de sus 
planes. 

P. del Barcol, Puerto Limón, Costa Rica. — Espíritu fata- 
lista, doblegado al destino, sin ánimos para luchar y ven- 
cerle. Da por hecho que lo que tiene que ocurrir ocurre 
y no pone nada de su parte para torcer el rumbo de su 
vida. Esta falta de voluntad la hace parecer débil y usted 
misma se cree así. Pero, si se propusiera despertar su 
voluntad, se asombraría de la reserva de energías con que 
cuenta y que usted desconoce por completo. 

Estrella solitaria, Bogotá. — Siento no poderla compla- 
cer en lo de la respuesta larga... muy larga... Ño dis- 
pongo de espacio ni sería justo darle a usted la preferencia 
entre los demás. Es usted artista por temperamento, y la 
lodea una aureola de encanto en la que se prende la ad- 
miración de cuantos se hallan en contactó con usted. Le 
gusta vestirse con exquisito gusto y su amor a lo bello y 
artístico sobrepasa a toda ponderación. 

Angcl-illo, Cartago, Costa Rica. — Hombre precavido 
por naturaleza, que medita siempre mucho antes de tomar 
una decisión, pero que, una vez tomada, la considera irre- 
vocable. Considerado, generoso y complaciente, sabe ha- 
cerse querer y respetar de todo el mundo. 

Margarita, Riobamba, Ecuador. — De temperamento apa- 
sionado y sensible, se siente pesimista al ver que no acaban 
de realizarse los anhelos soñados y las aspiraciones de su 
espíritu. No tiene razón para la desesperanza y, si co- 
mienza a sentirse triste y decepcionada ahora que todavia 
no tiene motivo, es posible que siga en el mismo plano 
por toda la vida. Procure ver las cosas por el lado alegre 



Enero, 1932/ 



CINE-MUNDIAL 



y espere confiada en cl futuro. Su carácter es simpático 
y amable pero no lo parece por el halo sentimental y 
morboso de que se rodea caprichosamente. 

Prometeo, Montevideo. — Su inclinación natural es la de 
dominar en todo momento la situación. Y, aunque no es 
usted agresivo, se sale con la suya ofreciendo una tenaz 
resistencia pasiva a cuanto se le opone, con lo que viene 
a quedar siempre de amo en cualquier circunstancia, ts 
sumamente extraña esta modalidad, toda vez que su ca- 
rácter es tranquilo y enemigo de discusiones, cosa rara 
en las personas decididas a dominar, como lo es usted. 

Ramón, Guayaquil. — Carácter retraído, poco afecto a 
las muchas amistades, pero sincero y leal con aquellos a 
quienes considera sus amigos y de un gran desprendimien- 
to hacia cualquiera a quien vea en una verdadera nece- 
sidad. 

Godalsamp, Guayaquil. — Optimista, un poco dado a 
la fantasía. Ambición innata, no ccntralisada en un solo 
punto, sino pretendiendo abarcar todos aquellos que pue- 
den ofrecerle una vida regalada^ y felis. Espíritu cultivado 
con muy buena preparación. Inclinado a los placeres y de 
carácter alegre. 

Insensible, Méjico. — Sus amigos no tiene razón. Por 
d contrario, es usted excesivamente romántica y sentimen- 
tal De imaginación viva y un poco versátil en sus gustos 
y aficiones. Ama la música y la poesía y le seduce todo 
aquello que excita su imaginación. Tiene afán de cultura 
y mejoramiento y toda su ilusión es la de saber cada día 
más. No, señorita: no soy cubano, aunque me gusta mu- 
cho Cuba y he vivido bastante tiempo en la Habana. 

Ur-KiroIalc-3o. Santander, España. — Carácter alegre y 
amigo de divertirse, sin que por esto excluya cierta ten- 
dencia a la reflexión. Muy intuitivo, rara ve! se equivoca 
en sus primeras impresiones sobre cosas o personas. Afec- 
tuoso en demasía, se extrema demostrando sus sentimientos 
hacia aquellas personas por quienes de un modoo de otro 
se interesa. La muestra del 2o. denota un espíritu culti- 
vado y refinado, de persona cuidadosa y muy bien capa- 
citada. Su carácter es un tanto irónico y burlón y en 
ocasiones un poco despótico. La del número lo. denota 
un temperamento jocoso y humorista, carente por completo 
de reflexión y lleno de sana alegría de vivir. Un carácter 
■ en formación en el que se pueden ver ya rasgos muy 
marcados de una gran tenacidad y de una fuerza de vo- 
luntad incontrolables. Esta persona, quien quiera que sea, 
ha nacido para mandar y no dudo que, cuando llegue £1 
caso, ha de saber hacerlo a maravilla. 

Lirio azul, Vázquez, Cuba. — Temperamento propicio a 
las grandes emociones. Anhelo de viajes y de placeres 
diversos. Inteligencia despierta y habilidad positiva para 
los negocios. ' 

Pensamiento, Vázquez, Cuba. — Carácter contradictorio. 
Lleno de energías unas veces y falto de ilusiones en otras. 
En general, sus tendencias son más bien _pcsimista_s y fá- 
cilmente se siente acobardada ante la más pequeña con- 
trariedad. 

Gacela, Caracas. — Carácter alegre. Su buen humor y 
su risa parecen contagiosos y tiene el don de regocijar a 
los que se hallan dentro de su órbita. Como reverso, es 
muy seria y formal en cuestión de estudios y de rela- 
ciones amistosas y tiene una gran disposición para la mú- 
sica* • • y para los quehaceres domésticos. 

Alba, Caracas. — Talento natural, gracia, belleza y sim- 
patía hacen de usted una criatura llena de encanto. Es 
un poquito voluntariosa y también un poquito coqueta. 
Algo había de tener porque, si no, sería perfecta. Pero 
tenga cuidado de no extremar estos defectos, que serían 
intolerables si los acentuara. 



No sufra Ud. así . . 


. Este Remedio la Ayudará . . . 




^^ 



PSICOANÁLISIS 

(Viene de Ja página 56) 

rosa. O ¿será saínete? El hecho de que las huríes que 
ve usted en sueños estén siempre veladas explica perfec- 
tamente el scudi^mimo que ha elegido usted, sobre todo 
teniendo en cuenta que el sultán se parece extraordina- 
ríamnte a quien usted dice. El caso de usted es bastante 
más frecuente de lo que parece y si quiere estudiarlo 
detenidamente le aconsejo la lectura de *'Totem y Tabú", 
de Freud. 

Karamazov, Brookiyn. — ¿Cuál de ellos, Mitya? Su 
sueño, Mitya, me hace sospechar vehentemente que, lejos 
de existir ningún trastorno psíquico, como usted sugiere, 
puede muy bien existir un trastorno orgánico. Es fre- 
cuente que los primeros síntomas de algunas afecciones 
pulmonares y cardíacas den lugar a sueños como el que 
usted me refiere, y hasta a pesadillas sumamente angus' 
tiesas. Tal vez sería conveniente que viese usted a un 
buen especialista por si acaso. Aparte de lo apuntado, 
no veo ninguna otra significación en su sueño. 

Flor de Mayo, La Habana. — Es inútil que trate usted 
de descifrar su sueño por el camino que lo hace. La 
repetición constante del número 3168 no tiene absoluta- 
mente nada que ver con las distracciones a que alude. Sí 
quiere desentrañar su significado, dediqúese a hacer todas 
las operaciones matemáticas que sepa con las cifras que 
integran el numerito. Di^-ídalas, por ejemplo, en dos gru- 
pos, 31 y 68. Tal ves una de las dos cantidades le hará 
a usted recordar algo. Si no, proceda a sumarlos, multi- 
plicarlos y barajarlos como mejor le parezca. El subcon- 
cíente le guiará, con toda seguridad, hacia una pista reve- 
ladora. El resto de su sueño acusa una actitud muy 
censurable de pesimismo y depresión, explicables por la 
represión de un deseo de justificación muy legítimo. No 
veo razón alguna para que no se manifieste usted tal cual 
es, a trueque de que le llamen vanidosa. Recuerde que, 
en esta nuestra era deportista, el músculo ha llegado a 
constituirse en una deidad respetada y admirada por la 
mayoría, 

" Enero, 1932 




tctima de POSTRACIÓN 

NERVIOSA 



: T A. conoce Ud.? ¿Conoce a esta pobre 
O 1— / mujer que despierta tan rendida de 
fatiga como cuando se acostó? 

Aún le duele la cabeza, sus nervios pa- 
rece que van a estallar y las lágrimas es- 
tán a punto de saltarle a los ojos sólo con 
la idea de que es menester levantarse. . . 

— No puedo, — exclama — estoy abru- 
mada. . . ¿Qué tengo? ¿Qué debo hacer? 

Existe multitud de damas en la flor 
de la juventud que están a punto de ren- 
dirse a la postración nerviosa porque per-, 
miten que los achaques femeninos les ro- 
ben la fuerza y la salud. 

Ya en su propia casa, o ya en la oficina, 
hacen sus tareas sosteniéndose exclusiva- 
mente por esfuerzo de voluntad, aunque 
se sientan desfallecer. .. con la esperanza 
de que quizá al día siguiente se encontra- 



rán mejor. Pero, en lugar de esto, con el 
tiempo empeoran. Y la tragedia es doble- 
mente triste, por innecesaria. 

La naturaleza no quiere que las muje- 
res sufran tan cruelmente. ¡Si probasen el 
Compuesto Vegetal de Lydia E. Pinkham! 
Ha sido el protector de las mujeres con- 
tra sus achaques peculiares desde hace 
más de 50 años. 

Produce consolador alivio, corrige — 
merced a su acción tónica y vigorizadora 
— la causa de los dolores de cabeza y de 
espalda que tanto debilitan y aleja ese in- 
vencible cansancio que convierte la vida 
en un fardo. 

¿Por qué no probarlo una vez? Pida 
Ud. en la farmacia un frasco del Com- 
puesto Vegetal de Lydia E. Pinkham, o 
cómprelo en la nueva forma de tabletas. 



LYDIA E. PINKHAM MEDICINE CC, LYNN, MASS., E. U. de A. 

PÁGINA 59 



C I N E - :M U N D I A L 



No es que sus amigas 
se nieguen a decírselo 




Quizás es que tampoco saben 
la verdad sobre \a 
Higiene Femenina 

I A RECIÉN casada, ansiosa por conocer 
' — la verdad, a veces cree que sus amigas 
le ocultan lo que saben sobre el punto de la 
higiene femenina. Es cierto que llevan más 
años de casadas y que tienen más experien- 
cia, pero también es muy probable que sus 
informes sean tan contradictorios que vaci- 
len en pasarlos a sus amigas. 

Los Antisépticos Venenosos 
Son Una Amenaza 
La cuestión de la higiene femenina gira 
alrededor de la clase de antiséptico que se 
emplee. A pesar de lo mucho que los médi- 
cos y las enfermeras recomiendan la higiene 
y el aseo personales, nunca han aprobado el 
uso de los antisépticos venenosos. Como 
profesionales, saben que estas composiciones 
peligrosas inutilizan las membranas, lesio- 
nan los tejidos e interrumpen las secrecio- 
nes normales del organismo. Zonite es un 
germicida seguro y eficaz para uso femeni- 
no. No es venenoso. Ni es cáustico. Per- 
fectamente inofensivo, y sin embargo es 
más fuerte que cualquier solución de ácido 
fénico que pueda soportar el cuerpo humano. 

El Librito de Conocimientos Zonite 

_ Envíe el cupón al calce y recibirá un 
ejemplar de "La Nueva Concepción de la 
Pulcritud Personal de la 
Mujer", enteramente gra- 
tis. Este librito es instruc- 
tivo y explica el punto 
con franqueza. Llene el 
cupón y mándelo hoy. 



¡ ZONITE PRODUCTS CORPORATION, cm, 
! Chrysler Building, Nueva York, E.U.A. 
I Sírvanse mandarme el librito Zonite anotado abajo. 
I Lj La nueva concepción de la pulcritud persona!. 

I Nombre 

I (Escríbase con claridad) 

I Dirección 

I Ciudad 

I Pah 

I 

PÁGIKA 60 




FITA 




Gonzalo Belgrar, San José, Costa Rica. — No cono::co 
el Ijbro que usted dice en español. Más fácilmente lo 
conocerán en alguna buena librería de su país. En in- 
glés, puedo recomendarle dos a cual mejor para lo que 
desea. Uno de ellos, el "Radío Craft Magazíne". cuya 
dirección es 98 Park Place, New York City, y otro la 
■"Radio Encvclopedia", de S. Gernsback, que puede pedir 
a la misma dirección. Tal ves esta misma casa pueda dar- 
le razón dz una enciclopedia de radio en español. La 
tela a que usted se refiere es un raso de algodón cual- 
quiera que se coloca para proteger la rejilla del altavoz. 

Lindbergh, Ambato, Ecuador. — Si efectivamente quiere 
usted seguir la carrera de aviación, no le quedará otro 
remedio que irse a vivir por algún tiempo a un país 
donde haya escuelas. A Míami, por ejemplo, en los Es- 
tados Unidos. No sé lo que quiere usted decir con su 
segunda pregunta. Para los detalles de aviación escriba 
a la "Aircraft FIying Instruction", 1031 S. Broadway, Los 
Angeles, Calif., U. S. A., o a Lincoln Airplane fe? FIying 
Sehool, Lincoln, Nebraska, U. S. A. A las preguntas de 
su hermana no puedo tampoco contestar categóricamente. 
¿Cómo se puede conseguir tener natural una cosa que no 
se tiene? Esto se cae por su peso que es imposible, pues 
cuando no se tiene una cosa natural lo más que puede 
hacerse es procurársela artificialmente. Y eso es por lo 
tanto lo que tiene que hacer su hermana. Para usted, le 
recomiendo ejercicios de gimnasia diarios. 

Muchachíta necia, Nicaragua. — Casi tengo que contes- 
tarle a usted lo mismo que a mi comunicante anterior. 
Cuando no se tiene una cosa natural hay que procurársela 
artiiicial, si se desea. Si sus pestañas son rubias no puede 
usted pretender que se le vuelvan morenas y nada gana 
para satisfacer su gusto si con la '■'Maybelline" se le os' 
curecen. La crema de miel y almendras de Hinds es efec- 
tivamente muy buena y no sólo para lo que usted la quie- 
re, sino para evitar que salgan los barros. Cada vez que 
vea que le va a salir alguno, póngase la crema por la 
noche y déjela puesta, en la seguridad de que el barro se 
secará sin llegar a salir. 

F. E. V., España. — Al punto capital de su carta tengo 
que contestarle negativamente. En los Estados Unidos es- 
tán prohibidas esas agencias matrimoniales. Me doy cuen- 
ta de su caso y lo encuentro verdaderamente doloroso. 
Pero no lo veo desesperado como lo ve usted. Con su 
juventud y con sus conocimientos, le será muy fácil salir 
adelante en su negocio y salvar los intereses de todas las 
personas que usted quiere y por quienes se ha propuesto 
velar. Como recurso e.ítremo, no vacile en apelar al que 
usted sugiere en su carta. Pero no ciertamente en la forma 
que indica, sino precisamente en la forma que usted no 
quiere llevarlo a cabo. No se trata de engaño por su par* 
te. Doy por sentado que hay muchas mujeres ricas y 
agradables por las que se puede sentir verdadero amor 
a 'pesar de su dinero. No dudo tampoco que usted es 
una persona atractiva con la que cualquier mujer puede 
simpatizar. ¿Por qué no buscar el remedio en esta forma? 
Siempre será más seria, más honesta y más lógica que la 
ctra. Y mucho más desde el momento en que usted pone 
en la balanza un nombre honorable, una posición social 
magnífica y un negocio establecido que no es de despre- 
ciar. No creo cine haya muchas mujeres que desdeñen 
tales cosas. Piénselo y decídase. Si yo fuera grafólogo 
le podría decir que sobre las buenas cualidades suyas que 
descubro en su carta predomina un grave defecto que es 
un orgullo máximo que le pone fuera de la lógica y de 
la razón. Domínelo y proceda en su importante caso de 
una manera razonada y lógica. Estoy seguro que no le 
pesará. 

Rubia Nogoyaense, Sucursar Nogoyá. — No hay requi' 
sitos para ingresar en la carrera de artista como usted 
quiere. Hay simplemente el haber nacido para artista o 
el no haber nacido. Y después el tener suerte o el no 
tenerla. El camino es difícil y espinoso y la aconsejo que 
no piense en ello y se quede tranquila viviendo su vida 
actual, que siempre será la mejor que puede vivir, 

Aesete, Habana. — No hay casas que envíen la clase de 
muestrarios a que usted se refiere. Por ésto no le con- 
irstc a la misma pregunta que me hizo en su carta ante- 
rior. Aunque ciertamente debería haberle dicho lo mismo. 
Le ruego dispense esta omisión. 

ABC CH D, Méjico. — Sü carta merecía una rápida 
respuesta. Pero usted comprenderá que. por razones del 
turno, no he podido dársela hasta hoy. Ante todo, per- 
mítame que la diga que está totalmente equivocada con 
respecto a sus propios sentimientos. A sus años no se 
puede haber enamorado locamente en diversas ocasiones. 
Ni ha tenido tiempo para ello ni las gentes se enamoran 
locamente a cada paso. Y conste que yo no soy de los 
que creen que no se puede amar rnás que una vez en la 
vida. Pero de eso a enamorarse todos los días o casi todos, 
hay mucha distancia. Pero en fin, qvicdamos en que ahora 
sí que parece usted hallarse enamorada de veras y entre 
el amor y el dolor causado por su desgracia está usted 
sufriendo desesperadamente y sin motivo hasta cierto pun- 



to. Serénese y viva tranquila por lo que respecta a la 
muerte de su pobre madre. Usted no es en modo alguno 
responsable de ella y, si su destino era morir, tenga por 
cierto que no la hubiera salvado ningún médico. Reac- 
cione, pues, y no piense más en eso por doloroso que 
sea. En el asunto d;l pago no debía usted nunca de 
haber insistido de manera tan tenaz. Le ha dado dema- 
siada importancia a una cosa insignificante, cundo debía 
suted de haberle dado mucha a la generosidad y sinceridad 
de su amigo. Ciertamente que ha debido usted parecerle 
orgullosa, altiva y hasta necia. Ignoro si él la conoce lo 
suficiente para darse cuenta de que sólo su estado de ner- 
viosismo la hizo insistir sobre cosa tan trivial. Pero como 
nunca se debe volver la vista atrás, no se ocupe más de 
eso que pasó hace tanto tiempo. Sí la persona la interesa 
en el grado que usted díce, procure acercarse a él de una 
manera lógica, pero siempre dentro de una gran natura- 
lidad, sin nerviosismos, sin extravagancias y demostrando 
su afecto y su interés hasta donde buenamente lo con- 
sientan la educación v la discreción de una muchacha 
honesta. Véalo con pretexto de su salud, llámelo siempre 
que lo necesite usted, o cualquiera de su familia; invítelo 
a su casa y trate de cultivar su amistad para ver qué 
resulta de ello. Pero todo con serenidad y sin esfuerzos 
ni violencias. El se dará cuenta de su sentir de usted y 
usted no dejará de advertir, no tardando mucho, el efecto 
que ésto le causa y si reacciona favorablemente o en sen- 
tido contrario a sus sentimientos. El que no asistiera al 
entierro no significa nada ni tenía por qué asistir si la 
amistad con ustedes no era íntima. Confíe y espere. Y 
sobre todo tranquilícese y no dude que el tiempo la traerá 
la resignación para su dolor y lo que el destino tenga 
dispuesto para usted en el orden de la felicidad. 

Tennista profesional, Méjico. — Yo no puedo informarle 
de lo que usted desea saber. Pero creo que lo más fácil 
y seguro es que escriba usted directamente a la escuela 
que me cita, y hasta a la misma revista a que alude, en 
la seguridad que en uno de los dos sitios, y sobre todo 
en la escuela, le podrán contestar categóricamente a las 
preguntas que a mí me hace, y que, como profano en el 
asunto, no le sé contestar. De todos modos creo que está 
usted en condiciones excelentes para conseguir lo que desea. 

Evangelina, Maracaibo, Venezuela. — ¿Está usted segu- 
ra de que es cierto lo que usted me dice en su carta? ¿O 
son sencillamente aprensiones suyas? Por si es cierto, creo 
que vale la pena de corregir el defecto cuanto antes me- 
jor, y aquí le va la dirección que me pide: "United 
Orthoeapdic Appliances Co., Inc." 411 — 2nd Avenue, 
New York City, Espero que encuentre el remedio a 
su mal. 

M, L., Santiago, R. D. — El producto a que usted se 
refiere no existe en los Estados Unidos. Es europeo. Si 
tanta falta le hace el producto, pruebe con algo que la 
madre naturaleza ha puesto a nuestro alcance y es alta- 
mente eficaz. Póngase por la noche sobre el rostro una 
ligera capa de miel y agua a partes iguales y déjesela 
puesta mientras duerme. En pocos días verá la mejoría 
de su cutis sobre todo en lo que se refiere a las arrugas 
de la frente. 

La Mariposa de las Alas de Oro, Cartago, Costa Rica. — 
No se venden al detalle para fuera de la ciudad esos ob- 
jetos que usted desea. Podría conseguirlos únicamente en- 
cargándoselos a alguna persona que fuera para su país 
desde aquí. No debe usar el alumbre en la forma que 
dice porque, efectivamente, acabaría por perjudicarla. 

Un peruano, Lima. — Dos de las más importantes casas 
de filatelia en Nueva York, son las siguientes: "Barr ^ 
Company' ', 13 5 West, 42nd Street; y "Hermán Toas- 
pern", 520 — 5th Avenue, No me parecen desacertadas 
las sugestiones que nos hace y que trasmito a la dirección. 

Juan Carlos, Argentina. — Tiene usted lo que llaman 
ahora ' 'complejo de inferioridad" muy desarrollado. Tiene 
que tratar de vencerlo sí no quiere llegar a hacer tristes 
papeles en la vida. Todavía es muy joven y no choca lo 
que le ocurre, pero si sigue así se va a ver en desventaja 
en muchas ocasiones, con relación a otros muchachos que 
posiblemente valen menos que usted. El otro fenómeno 
físico que se produce en usted es resultado de lo mismo 
y como me doy cuenta de lo muy desagradable que ha 
de serle en uno o en otro caso, le aconsejo que procure 
vencer esa timidez que para nada le sirve y adquirir la 
decisión y acometidad que todo hombre necesita y que no 
le ha de ser difícil conseguir con un poco de fuerza de 
voluntad. 

Corrobito, Caibarién, Cuba. — Lea usted la respuesta 
anterior. Su caso es exactamente igual al de Juan Carlos, 
de !a Argentina, y no tengo que añadir para usted ni una 
palabra más de las que a él le digo. 

Harold Ortega, Calí, Colombia. — Para la cuestión de 
filatelia, vea mi respuesta a "Un peruano. Lima", en esta 
misma sección. La Universidad a que se refiere es buena y 
seria. Pero sería más conveniente para usted escribir a la 
Columbia University de Nueva York, pidiendo detalles 
de los cursos por correspondencia que le interesen. 



Enero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



Preguntona, San José, Costa Rica. — Cualquier buen 
ColJ-crcim. le servirá de base para el objeto que desea. 
Cas:a con que sea bueno y de una marca acreditada. 

Ut}3 Cubanita, Báguanos, Cuba. — De su carta deduzco 
que el la ^luicre y obra con lealtad. Pero necesitaría más 
detalles ^|uc usted no me da para poder jusgar definitiva- 
mente. Veo que entre ustedes no hay sólo una diferencia 
social sino de educación. Esto al menos se desprende de 
su carta. Y como estas diferencias de educación son las 
más difíciles de salvar, de ahí que él la pida que estudie 
cuanto pueda. Si tengo ra:ón en mis apreciaciones y si 
usted lo quiere como dice, esto es lo único que la queda 
que hacer. Edúquese, cultívese intelectualmente, lea, es- 
ludir, aprenda de todo. Y cuando se sienta segura de s! 
misma hable con él claramente. Si él la quiere como us- 
ted merece no debe vacilar en hacerla su esposa, puesto 
que por su carta deduzco que cualquier hombre se podría 
sentir orgulloso de serlo. Y si él no busca de usted más 
que un grato pasatiempo, mándelo a paseo de buen grado, 
aunque tenga que sufrir infinitamente por ello, puesto que 
más habría de sufrir si accediera a pretensiones fuera de 
lugar y se viera después no sólo abandonada y olvidada, 
sino lo que es peor: despreciada por él. Manténgase 
siempre como ahora. Es posible que esta sola actitud 
suya, tan digna, sea más que suficiente para que usted 
gane la batalla, lo que por mi parte celebraría infinito. 



¡CÁMARA! 

(Viene de la página 15) 

positiva, que es la que se exliibirí'i en las sa- 
las de proyección cineniatogrcííica, resulte tan 
clara, tan límpida y tan natural como la 
escena real que reprodujo. 

Arnold afirma que no hay en el mundo 
fotográfico dos rostros iguales, de modo que 
cada ser humano requiere un arreglo de luz 
y de cámara individual. 

— Lo más difícil en mi oficio- — añade- — 
es conservar el parecido de las personas. Es 
un fenómeno curioso que, ante la c-ámara, la 
tendencia de hoTubres y mujeres es a despo- 
jarse de la natrualidad. Por eso, rara vez 
queda satisfecha la gente con los retratos "de 
estudio". Asumen, aún sin querer, una fisono- 
mía que no es la propia y, luego, ni ellos ni 
sus conocidos están conformes con la repro- 
ducción. La cámara de cine tiene la ventaja 
de seguir fielmente los gestos y las actitudes 
del sujeto, sin que éste se sienta consciente 
de que' lo están retratando y, así, casi simpre 
se parece la imagen del cine al original. 

En cambio, el perito cameraman encuentra 
muy difícil conservar la naturalidad de los 
astros de cine cuando actúan muy cerca de 
la cámara, a menos que entren en juego los 
músculos del semblante. Si éste permanece 
inmóvil, el personaje aparece más feo de lo 
que es realmente. Por eso los artistas, y en 
particular las mujeres, detestan los "primeros 
términos". 

— Esta tendencia a desfigurar — explica Ar- 
nold — no es obra del lente ni de la cámara, 
sino de las luces, que no se difunden unifor- 
memente sobre el rostro ni le dan siempre 
la redondez requerida para conservar sus na- 
turales proporciones. 

— ¿Y no se dan casos en que la fotografía 
favorezca al personaje en lugar de afearlo? 

— interrogamos. 

— ¡Y tantos! — replica sin vacilar. - — Hay 
una famosa estrella de cine cuyo atractivo 
en la pantalla se ha conservado evitando que, 
en los primeros términos, salga dando el per- 
fil a la izquierda: siempre mira hacia la de- 
recha cuando se aproxima al lente. Pero es 
justo recordar que los caprichos de la luz 
más bien tienden a -desfigurar que a embe- 
llecer. Y, por otra parte, el lente escudriña 
demasiado, se asoma muy adentro, agranda 
los poros, ahonda las arrugas, acentúa los 
pliegues, abulta los defectos y despule el ful- 
gor de los ojos. . . 

— La cámara es cruel — comenta Arnold 

— y es al fotógrafo de cine a quien corres- 
ponde, a fuerza de estudio, de pruebas y de 
experiencias, obligarla a hacer copias retoca- 
das cuando se empeña en hacer caricaturas. 

Enero, 1932 



ACCIÓN 

^LIMPIAR 




JLa Crema Dentífrica Listerine, 
elaborada por los fabricantes 
del Antiséptico Listerine, con- 
tiene ingredientes especiales 
para limpiar y pulir no incor- 
porados hasta ahora en cual- 
quier otro dentífrico. 
Con ella se consiguen los más maravillosos resultados, sobre 
todo si se usa con el cepillo Pro-phy-lac-tic de diseño científico, 
pues así se obtiene la doble acción de limpiar. 

El copete en la punta y las cerdas fuertes en forma de sierra del 
cepillo Pro-phy-lac-tic, penetran 'entre los dientes y detrás de las 
muelas, haciendo así aun más eficaz la acción de los ingredientes 
pulidores de la Crema Dentífrica Listerine. Esta combinación 
limpia los dientes por todas partes — da a las encías un efica- 
císimo masaje e imparte a la boca una exquisita sensación de 
limpieza y frescura. 

Después de palpar el efecto de la doble acción de limpiar y obser- 
var el resplandor que en poco tiempo 
adquieren sus dientes, no volverá a 
usar otro cepillo ni otro dentífrico. 



ADVERTENCIA: Los cepillos Pro-phy-lac-tic se venden 
siempre en sus cajitas amarillas— nunca sueltos. La Crema 
Dentífrica Listerine cuesta menos que otros buenos den- 
tífricos. Podrá comprar con el dinero que se ahorre, los 
cepillos Pro-phy-lac-tic que necesite. 

CREMA dentífrica 

LISTERINE 

CEPILLO DE DIENTES 



DOBLE ACCIÓN* 

significa tisar 

Crema Dentífrica Listerine con un 

Cepillo de Dientes Pro-phy-lac-tic 




PÁGINA 61 



CINE -MUNDIAL 




Deleita 
a 
los niños 

Deles Ud. Maizena Duryea 
en abundancia a sus niños y 
crecerán robustos, con meji- 
llas rosadas y llenos de salud. 

La Maizena Duryea es un 
alimento natural y saludable 
que los niños comen con avi- 
dez, y son tantos los platos 
deliciosos que se pueden 
confeccionar con Maizena 
Duryea que jamás cansa al 
paladar. Es un alimento eco- 
nómico y fácil de preparar. 

Permítanos decirle cómo 
preparar apetitosos platos con 
Maizena Duryea que hala- 
garán el paladar de niños y 
adultos. Pida un ejemplar 
gratis de nuestro famoso libro 
de cocina. Llene y envíe el 
cupón que aparece al pié. 




^cf^y^JM 



MMEEMñ 

DURYEA 



CORN PRODUCTS REFINING CO. 
17 Battery Place, Nueva York, E. U. A. 

CM-JAN 

Envíenme an ejemplat GRATIS de tu libio de 
cocina. 



Nombie. 



aiie 



Ciudad 306B 







c^-^ 



ro^ 



ELENA* D&*LA*TOfí(? 



Los Niños 
Extraviados 

UN niño que se extravía... Terrible, 
pero de todo punto innecesaria, tra- 
gedia por que pasan irniclios padres. 
Y no sólo de los padres, sino de los 
niños que, al perderse en una calle o en una 
tienda, tienen siempre la inquietud de que 
pueden no ser devueltos a su familia. Horas 
de angustiosa tortura que pueden evitarse 
fácilmente con un poco de cuidado por parte 
de los adultos, o siquiera aminorarse con 
algunas precauciones de 
orden material que nada 
cuestan. 

En la ciudad de Nueva 
York se pierden anualmen- 
te más de 30.000 niños. 
Algunos son hallados a los 
pocos momentos de extra- 
viarse, pero la mayoría de 
ellos pasan por las estacio- 
nes de policía donde, a ve- 
ces, tardan en ser identifi- 
cados por sus padres todo 
xm día. ¡Horas intermina- 
bles para los padres las que 
transcurren en la busca! 
¡Horas interminables para 
el niño hasta que lo en- 
cuentran los padres! 

Las causas más corrien- 
tes que motivan la pérdida 
de los niños son éstas: La 
de dejarles a la puerta de 
una tienda mientras la ma- 
dre entra a hacer compras. 
La de verse separados re- 
pentinamente de ellos por 
la muchedumbre, en desfi- 
les, procesiones, o fiestas 
públicas en que se congre- 
gan grandes multitudes. La 
de que ellos se alejen de la 
casa sin darse cuenta, mien- 
tras juegan con otros mu- 
chachos en la calle. La de 
(|ue se pierdan al ir a vi- 
sitar a algún pariente o 
amigo, por no conocer bien 
las calles por donde tienen 
que pasar. La de que les 
sorprenda la noche por 
cualquier motivo fuera de 
las calles de su vecindad. 
La de que por espíritu aventurero se atrevan 
a alejarse por lugares desconocidos. Y la de 
que deliberadamente se escapen de casa. 

Con los niños mayores, es el convencimien- 
to razonado de que deben tomar toda clase 
de precauciones para no perderse el que se 
ha de emplear. Con los niños pequeños, no 




Matlictv Beard, de la pan- 
dilla de Hal Roacli, endo- 
mingado con motivo de su 
cumpleaños y encantado 
de la existencia. 



PÁGINA 62 



hay disculpa. No tienen por que perderse y los 
l^adres o personas encargadas de cuidarlos no 
deben quitarles la vista de encima un mo- 
mento. Sería necesario inventar una clase de 
castigo especial para aplicarlo al padre que 
deja que un hijo se extravíe, si el padre no 
estuviera ya bien castigado con el tormento 
que i^asa hasta que lo encuentra. 

El proceso de la pérdida suele ser siempre 
sencillísimo. La madre se detiene a comprar 
en el mercado. Escoge las frutas y las le- 
gumbres y, cuando va a pagar, deja al niño 
a la puerta esperándola. El chiquillo, in- 
conscientemente, da unos pasos. Se interpo- 
nen ante él algunas perso- 
nas de las que pasan por la 
calle. El niño sigue avan- 
zando, sin saber para qué 
lado va. Cuando la madre 
sale, no lo encuentra y el 
niño perdido llora en tanto 
quizá a pocos pasos de ella, 
pero los suficientes para 
que ni uno ni otro puedan 
verse. Otras veces, el caso 
ocurre en una tienda donde 
se realiza una gran liqui- 
dación. La madre, en bus- 
ca de gangas, suelta al hijo 
y como el instinto de los 
niños es el de alejarse siem- 
pre, caminando de su cuen- 
ta, no tarda en perderse, 
aún sin necesidad de salir 
del mismo lugar. De las 
procesiones, paradas y fies- 
tas públicas, no hay que 
hablar. No debe olvidarse 
que los niños tienen el ins- 
tinto de abstraerse fácil- 
mente en la idea o la visión 
que tienen delante, sin dar- 
se cuenta de que se han 
perdido y olvidados por 
completo de la jiei'sona que 
les acompaña. 

Para evitar ésto, es ne- 
cesario impresionar al niño 
con la importancia que tie- 
ne el que no se separe de 
las personas mayores con 
quienes sale; y, ax'in antes 
que eso, tener muy presen- 
te la obligación de todo 
adulto de no soltar a im 
niño de la mano por nada 
del mundo entre aglomera- 
ciones de gente, por la calle. 

Algunas precauciones de índole material 
ayudarán no poco en caso de pérdida. Tan 
pronto como el niño sabe hablar, se le ense- 
ñará a pronunciar su nombre y su apellido. 
Inmediatamente después, el nombre de la ca- 
lle en que vive y el número de la casa. Al 

Enero, 1932 



CINE -MUNDIAL 



mismo tiempo, el nombre de su padre. En 
seguida, el número del teléfono. Después de 
ésto, ya puede aprender cuanto quiera, pues 
todo es de menor importancia. Aún en el 
caso de que la familia se mude de casa, ser- 
virá el aprendizaje. 

No hace mucho, en Nueva York, en una 
estación de policía, un niño de cinco años 
extraviado dio la dirección de su casa. Cuan- 
do se le llevó a ella se halló sin inquilinos. 
Pero los vecinos identificaron al niño y dieron 
la nueva dirección de los padres. Otra niña 
de tres años no recordaba nombres ni señas 
al ser interrogada por la policía. Lo único 
que sabía era un número de teléfono. Se 
llamó y contestó al teléfono la propia madre, 
que se hallaba loca de desesperación por la 
pérdida de su hi.jita. 

Ante la duda de que el niño, a pesar de 
cuanto se le enseñe, no sea lo bastante hábil 
para identificarse en caso de pérdida, se le 
debe coser en su trajecito una tirita de tela 
— análoga a las marcas de los lavanderos — 
donde esté escrito con tinta indeleble su 
nombre completo y su dirección. 

Es posible que a los padres les parezca 
disparatada esta idea. Pero si al automóvil 
se le pone un número y al perro un collar 
con su nombre, no vemos por qué ha de pa- 
recer desatino el que el niño lleve sobre sí 
una especie de tarjeta de identificación co- 
mo suelen llevarla los adultos, sin que ésto 
sea un insulto a su mayor o menor inteli- 
gencia. 

Y como complemento y mayor seguridad, 
no se soltará al niño de la mano un instante 
entre la multitud ni se confiará su cuidado 
a otro niño mayor al que no se puedan exigir 
responsabilidades por su poca edad. 

Si el niño se pierde, pregúntese inmediata- 
mente a las personas que haya cerca si lo 
han visto y notifíquese en el acto la pérdida 
al departamento de policía. 

Y si, por el contrario, nos encontramos 
con un niño extraviado tratemos de no asus- 
tarlo; preguntémosle con quién se hallaba al 
perderse; ayudémosle a buscar a la persona 
que diga, y en caso de no hallarla en las cer- 
canías, llevémosle por nuestra mano a la es- 
tación de policía y tengamos la certeza de 
que queda al amparo de la ley y en camino 
seguro para volver a su hogar. 



MOSAICO EUROPEO 

(Viene de la página 4) 

a gastarse el dinero, lo cual, naturalmente, 
produce mejores películas. 

* * * 

Mientras los Estados Unidos conquistan 
laureles en la pantalla, otras fases importan- 
tes de la vida pública en Europa continúan 
inmunes a la influencia yanqui. La prensa, 
por ejemplo. Toda comparación presenta un 
contraste. 

Al informar de noticias, los periódicos si- 
guen un sistema de calma que los públicos 
de este lado del acéano no tolerarían. Las 
noticias viven más que en las columnas de 
los diarios del nuevo continente. 

Nuestros lectores piden siempre una nueva 
emoción; los europeos gustan de saborear 
una sola más largamente. El periodismo eu- 
ropeo no gasta ni una décima parte de lo 
que, para suministrar noticias, gastan los 
del Norte y Sur de América. 

Otra diferencia, característica de la pren- 
sa americana, es el empleo de mujeres, que 

Enero, 1932 



se desconoce en Europa. 

No hay prensa amarilla en el viejo mundo 
y, por regla general, el periodista europeo 
procura evitar lo sensacional. En cuanto a 
los anuncios, la prensa europea, avmque mu- 
cho más antigua que la americana, continúa 
en la infancia y sin síntomas de desarrollo. 

El ¡periódico europeo ofrece elemento más 
sólido, pero menos variado. 

Hay otro contraste, mayor aún. No es fá- 
cil corromper con dinero a un ¡Deriódico ame- 
ricano; en tanto que en Europa, y particular- 
mente en Francia, son comunes los subsidios 
de intereses particulares, ya individuales o 
ya de empresas de importancia. En París, la 
mitad por lo menos de la prensa diaria per- 
cibe emolumentos que nada tienen que ver 
con la administración propiamente dicha de 
la compañía editora. Estos subsidios, o son 
a base de una iguala ya anual o j''a mensual, 
o se perciben para guardar silencio en tal o 
cual caso; silencio que no podría comprender 
un redactor de este lado del charco — sobre 
todo si se trataba de un escándalo — siempre 
a caza precisamente de lo escandaloso y lo 
sensacional que comunicar a los lectores. 



En fuentes bien informadas continúan bro- 
tando rumores de una conmoción en la Eu- 
ropa Central allá para las pascuas. 

Un amigo mío que vive en Renania opina 
que, a partir de dicha conmoción, las cosas 
comenzarán a mejorar por todo el continen- 
te europeo. 

— Alemania — me dice — no querrá Imitar 
a vSansón derribando los pilares que sostienen 
el continente para quedar también aplastada 
bajo ellos. Al contrario, quizás habrá ruinas, 
pero de ella surgirá cual nuevo Fénix, una 
nueva Alemania. El desplome hará desapa- 
recer esa vasta masa de legislación social 
que ha empobrecido mental, física y moral- 
mente a nuestro pueblo. Se impondrá sobre 
todos los sistemas el de la sobrevivencia de 
los más aptos. Vivimos en una edad de hie- 
rro que no tolerará la protección ni de los 
débiles ni de los ineptos. 

Eso suena a moderno paganismo, pero 
cuenta con multitud de crej'entes. 



Carecemos de arquitectos que edifiquen los 
Estados Unidos de ííuropa. Las murallas, 
por doquiera, son más altas y más numerosas 
que antes de la guerra. Una federación de 
los estados europeos habría quizá soportado 
los choques sucesivos de la depresión; pero 
un continente desunido, poco a poco cede a 
la tremenda fuerza destructora. 

En muchas de las capitales de Europa la 
gente vuelve los ojos hacia Washington co- 
mo si allí estuviese el remedio para todos sus 
males. Por eso las cancillerías del viejo mun- 
do gastan tanto tiempo en especular acerca 
de esas peregrinaciones políticas de sus es- 
tadistas a las márgenes del Potomac. 



En casi todos los países de Europa hay 
pequeños grupos de desterrados, en su ma- 
yoría expertos en el uso de armas, que aguar- 
dan con interés el arribo de visitantes com- 
patriotas suyos. 

Los balazos disparados contra el rey Zog 
de Albania acaban de enviar a la cárcel a 
cierto número de individuos en Viena. Esta 
lección fué aprovechada por los altos fun- 
cionarios turcos que en la actualidad son 
huéspedes del gobierno húngaro en Budapest. 
Varios periodistas quisieron averiguar dónde 




A todos los 
nenes les 
encanta la 



I>URYEA 

La comen con entusiasmo. 
No tiene usted necesidad de 
mimarlos, regañarlos o con- 
vencerlos. Es de sabor deli- 
cioso y buena para ellos. 

La Maizena Duryea es un 
alimento natural — un alimen- 
to saludable. Y son tantos los 
platos exquisitos y apetitosos 
que se pueden confeccionar 
con Maizena Duryea que ja- 
más los cansa. Es buena tam- 
bién para los adultos. Muy 
fácil de preparar. 

Le enviaremos gratis el Fa- 
moso Libro de Cocina Mai- 
zena Duryea, que contiene 
muchas recetas apetitosas, sí 
llena y nos envía el cupón que 
aparece al pié. Pida un ejem- 
B i„Jg ir ~'^ B piar de este 
ipKt libro y ensaye 

ll,^^^ _ la Maizena 
HaMB Duryea. 




DURYEA 



CORN PRODUCTS REFINING CO. 

17 Battery Place, Nueva York, E. U. A. 
CM-JAN 



Envíenme un eiemplar GRATIS de su libio de 
cocina. 

Nombre 

Calle 

Ciudad 303B 



PÁGINA 63 



CINE-MUNDIAL 




íiCOLUMBIA 
PICTURES 

PROSIGUE SU 
MARCHA TRIUNFAL!! 

1 Acuda a ver sus nuevos éxitos, digno 
séquito de 

EL CÓDIGO PENAL 
CARNE DE CABARET y^ 

ÉL PASADO ACUSA! ^ 





"MARIPOSA 
DEL FANGO" 

EVELYN BRENT en la mari- 
posa del fango que aspira a 
libar las dulzuras de un amor 
(honesto. 



''EN BUSCA DEL 
PELIGRO" 

JACH HOLT y RALPH GRAVES 
deshilvanando un misterioso 
enredo entre despeluznantes 
aventuras., 



ü^-^ 




"ALMAS DEL 

DIABLO" 

• 

RICHARD CROMWELL en un in^ 
tenso drama de amor, odio ■/ 
venganza a bordo de un si-^ 
niestro velero. 



JAULA 
O R O" 



¡PRONTO! 

"LA 
D E 

Producción Especial 
Chispeante comedia elegante' 

con Loretta Young— 
Robt. Williams — Jean Harlow 

¡En preparación! 

¡Otra Superproducción en Español! 

• 

¡La Brigada de la Risa: 
í EL RATONCITO MIGUEL ! TONTA SINFONÍA ! 




PINOCHO! 
Y los 
¿Anhela Ud. 



EL GATO LOCO! 
CURIOSIDADES 
Emociones — Deleite — Diversión' 



Vea 




Principales Oficinas de COLUMBIA: 
729 Seventh Ave., New Vori» City 

Vtamonte 1667~Buen05 Aires, Argentina. 

246 Morande. Santiago, Chile. 

Estrada Palma 92, A — Habana, Cuba.; 

2a. Capuchinas 40, México D.F. { 

Aportado 5073. Cristóbal. Zona del Canal. Panamá. 



iban a ser hospedados. Los funcionarios oto- 
manos, como medida de precaución, fueron 
internados en la cárcel. 

Se dice que una comisión de patriotas ar- 
menios liabía decidido quitar la vida a Ismet 
Pacha, primer ministro, y a Twefik Rudshi 
Bey, secretario de relaciones extranjeras. Los 
armenios estaban provistos de feroz deter- 
minación y de un número increíble de pro- 
yectiles y, ahora que se ha averiguado que 
los turcos van a Venecia, la policía italiana 
ha tenido que tomar extraordinarias medidas 
de precaución. 



NUESTRA OPINIÓN 

(Viene de la página 6) 

(un cómico de justificada fama en las tablas) 
y Leila Hyams. En la película, Haines es el 
timador fino y afecto a la vez a las faldas 
y al dinero; Torrence es su socio y Durante 
hace de ratero común y corriente. Los enre- 
dados planes y complicadas maquinaciones 
del trío para sacar la plata a los burgueses 
constituyen el argumento de la cinta. Pero 
su mérito reside en él huniorismo y caracte- 
rización de Durante que resulta, a la postre, 
por encima de Haines. Sin duda perderá par- 
te de su valor la cinta al adaptarse al extran- 
jero, pero posee sobrado atractivo para gus- 
tar a todos, a pesar de todo. — Ariza. 

"Gay Diplomat", sonora en inglés, de Radio 
Pictures. — Se trata de un oficial ruso que 
va a Bucarest, durante la guerra mundial, a 
ponerle las peras a cuarto a una mujer-espía 
de esas que sólo se ven en los folletines. Des- 
pués de un desfile de guapas mozas, que sólo 
por su modo de vestir quitan el resuello, re- 
sulta que la espía se derrite como un meren- 
gue y "lo confiesa todo". Además hay parén- 
tesis de música en el piano, que se encarga 
de ejecutar la dama en cuestión. El resto, no 
vale la pena de ser mencionado. Los papeles 
principales están a cargo de Ivan Lebedeff, 
Genevieve Tobin, Betty Compson e Ilka Cha- 
se. Salen con ellos, además, Pornell Pratt, 
Rita La Roy, Colín Campbell, Edward Mar- 
tindell y Arthur E. Carew, a quien, en lo par- 
ticular, lanzo una silba. — Guaitsel. 




Movido instante de la cinta "The 
Tip Off" de RKO-Pathé. 

"The Tip-Off", sonora en inglés de RKO- 
Pathé. — Eddie Quillan, Robert Armstrong, 
Ginger Rogers y Joan Peers en una movida 
película en que el primero no hace más que 
salir de un lío para meterse en otro peor, con 
una complicación amorosa e innumerables ba- 
lazos. Aunque el tema en general no es muy 
verosímil, las situaciones resultan magníficas 
para que se luzcan los intérpretes, y no decae 
el interés ni un instante. Gustará a las ma- 
yorías, por todas partes. — Don Q. 




Sally Blane, Richard Cromwell y Noah 
Berry en "Almas del Diablo". 

"Heartbreak", sonora en inglés, de Fox. — 

Argumento de la época de la guerra mundial, 
con mucho revuelo sobre los Alpes y mag- 
níficas vistas de los Alpes y de los revuelos. 
El encargado de suministrar los episodios de 
valor es Charles Farrell. La niña que tiene 
a su cargo las complicaciones amorosas es 
Madge Evans y nadie se quejará de la fre- 
cuencia con que pasa por el lienzo. Como 
reseña homeopática de esta película, con lo 
apuntado basta. — Guaitsel. 




Greta Garbo y Alan Dale en 
"Susan Lenox", de M-G-M. 



"Susan Lenox", sonora en inglés, de M- 
G-M. — Greta Garbo en papel de muchacha 
enamorada de Clark Gable y a quien "las 
circunstancias" empujan a la mitad del arro- 
yo. Lo cual no obsta para que la protago- 
nista siga svispirando por Gable, ni para que 
éste éste acabe por casarse con ella. Es un 
argumento como les gustaba a las gentes 
románticas de este país hace cincuenta años. 
Si les agrada a los nuestros, está por averi- 
guar. Pero los admiradores de Greta tienen 
aquí nuevo motivo para aplaudirla. — Don Q. 



PÁGINA 64 



CHISPAZOS 



TOAN CRAWFORD va a filmar una pelí- 
tí cula en colores para que pueda admirarse 
su nueva cabellera roja. 



♦ 



EN la versión española, sincronizada, de la 
gran película "Trasatlantic", ha sido Ju- 
lita Comín la que encarnó a la protagonista. 
Y la ingenua estuvo a cargo de Angelita Be- 
nitez. Un doble triunfo para ambas. 

Enero, 1932 ! 



CINE-MUNDIAL 



NOTAS DEL GREMIO 

TIFFANY, Educational y Sono-Art, las tres 
grandes empresas productoras, acaban de 
anunciar su agrupación bajo un solo sistema 
de ventas y distribución. La producción total 
de Tiffany lia sido contratada ya por todos 
los circuitos principales de los Estados Uni- 
dos. Ferdinand V. Luporini, el distribuidor 
exclusivo de las tres Compañías agrupadas 
para la América Latina, ha vuelto a conse- 
guir el privilegio de seleccionar i'inicamcntc 
aquellas películas que en su estimación sean 
meritorias y se adapten al gusto de los pv'i- 
blicos de habla española. 

ly/fE satisface — dijo "Ruth Roland duran- 

iVi te su reciente visita a Nueva York 
— que mis películas estén en manos de la 
empresa AmerAnglo para su explotación y 
distribución en el extranjero. 

Esta declaración concuerda con la de los 
distribuidores ingleses y del resto del mundo. 
La AmerAnglo, además de tener a su cargo 
la distribución de la primera cinta sonora de 
la popularísima estrella, "Reno", que es de 
marca Sono-Art, representa también a las 
siguientes casas productoras: Monogram Pie- 
tures, Golden Arrow, Syndicate, Continental, 
Allied, Richard Talmadge Productions, Ac- 
tion Pictures, James Cruze Productions, Peer- 
less y Gaumont-Gainsborough, de Inglaterra. 

Bajo la presidencia de Arthur A. Lee y 
con sucursales en Londres, París y Berlín, 
esta empresa se ha conquistado una merecida 
reputación como especialista en distribución 
internacional de películas, a base de su co- 
nocimiento de los mercados mundiales. 

Entre las estrellas de los fotodramas que 
la AmerAnglo distribuye se cuentan Ruth 
Roland, Clara Kimball Young, Leo Carrillo, 
Hoot Gibson, Sally Eilers, Sue Carol, Sally 
Blane, Noah Beery, Lloyd Hughes, Lola Lañe, 
Myrna Loy y Betty Compson. 



•pECUI 

"lA lyan Tashman de ser adicta a las dro- 
gas heroicas? ¡Pues cualquiera puede verla, 
en todo momento, mascando goma! Es su 
único vicio. 



SABIDO es que Greta Garbo no se deja 
ver de los curiosos que acuden al estudio 
de la ^Metro sólo por contemplarla, aunque 
sea de muy lejos... Para que no la moles- 
ten, suele hacer que su dohle se pasee frente 
a los escenarios y hasta entre en el come- 
dor a tomar el té. Eso es todo. Días pa- 
sados, un grupo de turistas se lamentaba de 
la invisibilidad de la enigmática sueca, cuando 
apareció su doble, comiéndose, democrática- 
mente, una sonrosada manzana. . . Los turis- 
tas, que conocían de oídas el truco, se indig- 
naron ante la doble, y hasta se permitieron 
hacer algún chiste a costa suya. Y es lo gra- 
cioso que esa vez no había tal doble: ¡era la 
propia Greta la que había pasado ante ellos, 
sin que ellos la reconocieran!... 

CARMEN RODRÍGUEZ ha vuelto a la Fox. 
La excelente actriz, que es de las que más 
han trabajado en Hollywood, había formado 
ya una compañía dramática para actuar en 
Méjico, cuando la Fox la invitó a quedarse. 
Y, para doble orgullo de ella y de la Fox, 
en Hollywood se queda... 

Enero, 1932 



Dientes como perlas 




Elimine la amarillenta Película 



BAJO la película amarillenta que 
se forma en los dientes yace una 
dentadura dotada de brillo y blancura 
perlina. 

El lápiz para los labios más fino no 
puede neutralizar el mal efecto que 
una dentadura manchada produce en 
la belleza de una mujer. 

Dientes hermosos son en verdad 
uno de los factores más grandes de 
belleza. Así pues, Pepsodent, el den- 
tífrico especial para remover la pelí- 
cula, se convierte en un auxiliar de 
belleza porque ha sido hecho espe- 
cialmente para remover la película, 
la que es responsable en gran parte 
por las manchas y falta de brillo de 
la dentadura. Pepsodent le dará dien- 
tes como perlas. 

Pepsodent es una pasta dentífrica 
compuesta para quitar eficientemente 
la película de los dientes. Su efecto 
es suave e inofensivo aun en los dien- 
tes más blandos. Da un brillo deslum- 



brador. No contiene jabón, ni yeso, 
ni piedra pómez, ni arenillas ; nada 
dañino, nada alcalino. 

Acepte Esta Prueba de Pepsodent 

Para probar sus resultados, envíe el 
cupón y recibirá una muestra gratis 
para 10 días. O bien, compre un tubo 
— de venta en todas partes. Hágalo 
Ud. ahora, por su propio bien. 

GRÁf ÍS 

The Pepsodent Co., Depto. CM2-1 

919 N. Michigan Ave., 
Chicago, E. U. A. 



Nombre 



Dirección 



Ciudad 

Sólo un tubo para cada familia 31-9-S 



Limpie sus- dientes con Pepsodent dos veces al día; vea a su 
dentista a lo menos dos veces al año. 



Pepsodent 

Se vende tsmibién en tamaño mediano 




PÁGINA 65 



CINE- MUNDIAL 



AmerA 



MERMNGLO V^ORP. 

es la Agencia de Ventas 

Exclusiva para el Extranjero 

de las 

ACTION PICTURES 

24 fot od ramas vividos 

ALLIED PICTURES 

6 del Oeste con Hoot Gibson 
6 peliculas de alta sociedad 

CONTINENTAL PICTURES 

12 finas cintas dramáticas 

JAMES CRUZE 
PRODUCTIONS 

12 fotodramas con estrellas máximas 

GOLDEN ARROW PICTURES 

12 cintas emocionantes 

MONOGRAM PICTURES 

12 magnos melodramas 

8 cintas del Oeste con Tom Tyler 

8 cintas del Oeste con Cody 

y Shuford 

PEERLESS PRODUCTIONS 

24 películas de primera calidad 

SONO-ART PICTURES 

"Reno", el mayor triunfo de inter- 
pretación de Ruth Roland 

SYNDICATE PICTURES 

12 Sensacionales cintas de vaqueros 
La serie de "The Mystery Trooper" 

TALMADGE PRODUCTIONS 

6 películas emocionantes 

GAUMONT- GAINSBOROUGH 
PICTURES 

Lo mejor de la producción inglesa 



Hay, para el mercado hispano, copias con 
títulos intercalados o sobreimpresos. 



AmerAnglo Corporation 

Arthur A. Lee, Presidente 

226 West 42nd Street, New York, E. U. A. 
Cable: Chronophon 



Paulino se 
mete a Gómico 




Fotos 
Torres 



Instantáneas sacadas en el campamento de Gks Wilson, en Oran- 
geburg, donde el xmgihsta vasco se preparaba para su pelea con 
Loughran. Paulino hará tina película basada en sic propia vida, 
bajo la dirección de Gregorio Martínez Sierra. Los otros papeles 
principales estarán a cargo de Catalina Barcena y Juan de Lan- 
da. En el grupo aparecen, de izquierda a derecha, Juan de Lan- 
da, el Cónsul General de España en Nueva York Sr. Ernesto 
Freyre, Don Gregorio y Paulino. La última vista representa una 
escena de amor y celos, unque parece como si la Barcena le fuera 
' a sacar una muela a Paulino. 



PÁGINA 66 



Enero, 1932 



C I N E - M U N D I A L 



TRES ASES 

(Viene de la página 14) 

Ana María ya era de mis conocidas, pe- 
ro ni con Rivelles ni con su esposa había 
yo conversado antes. Y lo primero que me 
sorprendió fué la juventud de ambos. El, 
casi siempre sale en papeles de padre de fa- 
milia abrumado por las pesadumbres, o los 
remordimientos, o algo así que le presta ca- 
nas, calvicie, arrugas y temblores de voz; y 
a ella, la recordaba principalmente por su 
triunfal "Madame X". De modo que cuando 
resultaron los dos en la flor de la edad, yo 
no los conocía y se tuvieron que identificar. 

— José Crespo y yo somos contemporáneos 
y, para aparecer como madre suya en "Ma- 
dame X", tuve que caracterizarme de vieja, 
naturalmente — me explicó María al notar 
mi sorpresa. 

Es mucho atrevimiento pintar surcos en 
esa frente tersa y rodear de patas de gallo 
sus ojos fulgurantes. Además, la dama es 
delgada y bien hecha y en la película parecía 
obesa. 

— Eso se debe — continuó aclarando la ac- 
triz — a que me vistieron con unas atroces 
ropas de lana, con doble forro, para que en- 
gordara a propósito. Además, no eran mías... 

— i No eran. . . ? 

— No, señor. Todos los trajes que sacamos 
en la versión en español pertenecían a las 
actrices que hicieron la cinta en inglés. De 
modo que si notó Ud. que a algunas nos ve- 
nían grandes o chicos. . . 

— Yo lo i'inico que he notado es que usted 
es una gran artista. Sólo así se comprende 
que se atreviera a esconder sus encantos con 
maquillaje de vieja y prendas usadas. . . 

Toda esta conversación era en el vestíbulo 
del Hotel Algonquin, im vestíbulo lleno de 
biombos, sofás y lamparitas y mesitas de es- 
torbo. Rivelles fumaba desesperadamente en 
una mullida butaca; su señora me contaba 
cosas en el mismo diván en que yo las oía y 
el dibujante Riverón se había dedicado a 
comunicar secretos zalameros a Ana María 
Custodio. Como las dos damas son rubias, 
afiligranadas y de expresivos ojos, sobraron 
intrusos que, con variados pretextos, se acer- 
caban a nuestro grupo a curiosear. Entre 
ellos, el más persistente era im señor feo y 
gordo que, de paso, me lanzó una sonrisa 
maligna. 

— y;Quicn es ese? Yo lo conozco — dijo 
Ri\elles. 

— ¡Y yo también! — comentaron en coro 
las muchachas. 

Era mi amigo George Fawcett, con su na- 
riz de patata y sus ojuelos de basilisco; pero 
no quise enredar la pita y, a pesar de que 
insistía en pasar y repasar a nuestro lado, 
me abstuve de hacer las presentaciones que 
él buscaba. 

— íQué impresión trae Ud. de Holh'wood? 
— pregunté a María Ladrón de Guevara. 

— La de cansancio. ¡ Cómo hemos traba- 
jado! A veces, veinticuatro horas de un ti- 
rón, sin tregua, rendidas por el esfuerzo, 
desfiguradas por el maquillaje derretido, ce- 
rrándosenos los ojos por el sueño... ¿Sabe 
Ud. que nosotros filmamos "Madame X'' en 
el mismo tiempo que Ruth Chatterton em- 
pleó en hacer una sola escena de la misma 
producción en inglés? Pues sí: una semana. 
Eso le da a Ud. idea. 

— ;Y ahora a dónde van Uds.? 

— A Francia a fiilmar por cuenta de la Pa- 
ramount. 

Enero, 1932 




Don Nicolás Rivera 



r 

V_^IEN años de | 
memorables acontecimientos histó' ! 
ricos constituyen ya una gloriosa > 
experiencia en la vida de cualquier 
periódico. Por el amplio panora' i 
ma de un siglo de periodismo co- 
mo el que celebra con su Número 
Centenario el Diario de la Marina, 
desfilan las hazañas legendarias de 
una rasa viril, turbulenta, en la región más inquieta de América ... el es- 
plendor de la cultura española ... el concurso de la política, el comercio 
y la industria, al engrandecimiento moral y material de Cuba ... los con- 
flictos económicos y sociales de una colonia entre dos imperios . . . soldados, 
marinos, guerras, despotismo, intrigas . . . héroes inmortales de la talla de 
Martí y Maceo . . . ferrocarriles, bancos, el fantástico desarrollo de la in' 
dustria azucarera ... el nacimiento de una nueva república . . . 

Ahora, al cumplir cien años de servicios públicos, el Diario de la Marina 
dedica su Número Centenario a Cuba y a las naciones hermanas del conti- 
nente hispanoamericano, y especialmente a la memoria de los grandes maes- 
tros del periodismo en Nuestra América que, durante todo ese período de 
convulsiones, y a través de las vicisitudes de una época llena de tenebrosas 
perspectivas, supieron mantenerse incólumes, independientes, erguidos frente 
a la adversidad y listos siempre a la lucha por el bienestar del pueblo. 

Como aquellos laboriosos obreros de las ideas. Diario de la Marina sirvió 
a Cuba con el mismo denuedo durante la época colonial que al implantarse 
luego la república. Alerta a los deberes altos del periodismo orientador y 
culto, velaba, y seguirá velando, más que por los regímenes, por los intereses 
perdurables y por las grandes tradiciones de la Rasa. 

Ly ON NICOLÁS RIVERO fué, en el periodismo hispano, una figura de 
abolengo intelectual. Su mente tenía los perfiles sociológicos de Sarmiento; 
la clara percepción de don Rafael María de Labra; la hondura pedagógica 
de don Eugenio María de Hostos. Como el inmortal Mitre, aspiraba a la 
reforma de los espíritus, no de los sistemas. Fué un maestro auténtico y de 
visión. Le infundió su carácter, su personalidad y su genio al Diario de 
la Marina. 



El Niímcro Centenario del Diario 
de la Marina será un weynumento 
literario, histórico e intelectual. 
Ordene su ejemplar por anticipado 
a las oíicinas centrales. Paseo de 
Marti (Prado) 10.2, Habana, Cuba. 




La representación oficial del Dia- 
rio de la Marina en Estados Uni- 
dos, a cargo de Chalmers-Ortcga, 
516 Fifth Avenue, Nueva York, 
atenderá cualquier solicittid de da- 
tos sobre el Número Centenario. 



DIARIO DE LA MARINA 

EDICIÓN DEL NUMERO CENTENARIO 

PÁGINA 67 



CINE-MUNDIAL 




M 



as 



Longevidad 
Dental 



DROTEJA su dentadura contrd 
las innumerables bacterias que 
se engendran en la boca. Cepí- 
llese los dientes a diario. Hága- 
los examinar por el dentista lo 
menos dos veces al año. 

Emplee el CALOX para mayor 
protección. Primero, porque es 
un polvo — y ninguna otra forma 
de dentífrico limpia tan perfecta- 
mente. Segundo, porque está 
oxigenado — y no hay nada mejor 

para purificar la boca y el 

aliento. Neutraliza los ácidos. 
Impide que el esmalte se desco- 
lore y se irriten las encías. 

CALOX le beneficiará ensegui- 
da. Pídalo hoy a su farmacéutico. 

A quien lo solicite enviaremos 
GRATIS una muestra de CALOX 




EL NUEVO 
ENVASE 

CALOX 
Cierra y 

abre con la 
presión 

de UQ dedo. 



McKesson 6- Robbins, Inc., Dept. N. 

79 ClifF Street, Nueva York, E. U. A. 
Sírvanse remitirme una mues- 
tra GRATIS de Calox 

Nombre 

Calle 

Ciudad País 

PÁGINA 68 



— ¿Con el mismo director que tenían en 
Hollj'wood? 

— No; en California nos dirigió el señor 
Borcosque... En Francia, trabajaremos con 
el señor Perojo, a cuj'a indicación se debe 
nuestro llamamiento. 

— ¿Era "Madame X" la primera ¡película 
que filmaba Ud. ? 

— En Hollywood, sí. Y la primera que di- 
rigía el Sr. Borcosque. 

— Pues haj' que felicitar a los dos... 

— Muchas gracias. Más nos felicitaría Ud. ■ 
si viera qué dificultades hoy que vencer... 

— Tenga Ud. en cuenta — interrumpió Ri- 
velles — que, para la dirección de películas 
en castellano, los estudios elegían a aspiran- 
tes a directores, es decir, a sub-directores. Si 
las cintas salían bien, entonces les confiaban 
la dirección de obras en inglés. 

— Escuela de experimentación, entonces. .. 

— Sí; pero que garantizaba el cuidado que 
el candidato ponía para hacer valer sus ser- 
vicios. . . 

— ^¿Ud. también va contratada? — interro- 
gué a Ana María Custodio, para interrumpir 
las zalamerías que cada vez en voz más baja 
le dirigía Riverón. 

— Para películas, no. Voy a un teatro de 
Madrid. 

— ¿Contenta? 

— Mucho: en Hollywood me han tratado 
muy bien y no me quejo. Me gusta el cine. . . 
pero también me gusta el teatro. 

Riverón la contempló con una sonrisa bea- 
tífica. 

— ¿Qué opina Ud. como hombre de teatro 
de lo que se ha hecho de cine hispano en 
Hollywood? — le digo a Rivelles. 

— Que se pudo hacer mejor. Hay elemen- 
tos de sobra, pero me parece que la organi- 
zación no fué tan completa como cuando se 
trata de producir para norteamericanos ex- 
clusivamente. 

— Eso me dicen, — apunté — . Precisamen- 
te Luana Alcañiz, que acaba de regresar de 
California para dedicarse nuevamente a las 
Variedades, me contaba que no supieron ex- 
plotar su talento. Ella, que es magnífica bai- 
larina y que luciría en papeles ligeros, se vio 
abrumada por interpretaciones dramáticas. 
"Se me acabaron las lágrimas" me decía. "Y 
en las últimas escenas de una de mis pelícu- 
las más lamentables, tuvieron que soplarme 
alcanfor en los ojos, para hacerme llorar. . ." 

— La culpa es de la desorganización — me 
explicó la señora de Rivelles — . Voy a rela- 
tarle un incidente. La víspera de ^nlir de 
Hollywood, nos dieron a todos los artistas 
una cena, a la que asistieron los más altos 
funcionarios de la compañía que nos había 
contratado. Ya en la mesa, im señor que des- 
¡més resultó ser nuestro jefe supremo — ¡el 
que firmaba nuestros cheques nada menos! — 
¡ireguntó, "quién era aquella jovencita tan 
guapa, que indudablemente saldría muy bien 
en películas". Cuando le explicaron que la 
"jovencita" en cuestión era yo, y que había 
filmado, y que había estado en los talleres 
de él, trabajando por cuenta de él, pagada 
por él. . . y sin que él se enterase. . . imagí- 
nese Ud. . . . 

— En Hollywood pasan cosas muy raras — 
dijo Riverón con solemnidad. 

— Y muy graciosas — comentó Ana María 
Custodio. 

— Por ejemplo... — insinué yo. 

— Bueno; lo que me pasó a mí no fué en 
Hollywood. . . pero. . . 

— Cuéntenos. . . 

— Yo les tengo un miedo invencible a los 
incendios y cada vez que me hospedo en una 




Fotografía de la "Copa CINE-MUN- 
DIAL" que esta revista, siempre dis- 
puesta a promover el interés deportivo 
entre nuestros consanguíneos de la 
América, ha regalado a la Liga De- 
po7'tiva de Guatemala. El trofeo se lo 
disputarán los que participen en el 
campeonato nacional de fútbol que se 
inicia este año entre los guatemaltecos. 

casa desconocida, no me acuesto sin haber 
localizado la escalera de escape, para caso de 
fuego. Hace unas semanas, en un hotel de 
Kansas donde pasamos la noche, salí como de 
costumbre de mi cuarto a averiguar por dón- 
de quedaba la dichosa escalera. A tientas, 
en el pasillo, topé con una puerta y me dije 
"Por aquí es, sin duda". La abrí y a poco 
me desmayo. Resultó el baño y, dentro, es- 
taba un señor gordo dándose una ducha. 
"¡Usted dispense!" me disculpé. "Busco la 
escalera de escape". Y eché a correr. Figú- 
rese mi terror cuando noté que, tras de mí y 
con una toalla mínima, corría también todo 
húmedo el señor de la ducha, gritando asus- 
tadísimo: "¿Dónde es el incendio?" 



CHISPAZOS 

ERNEST LUBITSCH, el renombrado direc- 
tor, recientemente divorciado, ya se ha 
comprometido con Ona Munson. No quiere 
perder el tiempo. 

CELIA . MONTALVAN ha vuelto a Holly- 
wood más bella y más sugestiva que nun- 
ca. Sus vacaciones en Méjico la probaron a 
maravilla. Y aquí está dispuesta a dar más 
de un disgusto a sus adoradores. 

♦ 

THELMA TODD se llama ahora Alison 
Loyd. ¿Por qué? Roland Young dice que 
ha sido para suerte suya, pues el nuevo nom- 
bre es producto de una maravillosa combina- 
ción numerológica. . . 

Enero, 1932 



CINE- MUNDIAL 



EN BEOADWAY 

(Viene de la página 13) 

de un piso en la barriada aristocrática de 
Nueva York. Las luces están amortiguadas. 
En la penumbra, un hombre y una mujer 
se abracan sobre un sofá. Entra un sujeto 
pistola en mano. Hace un disparo y mata 
al hombre. Dispara por segunda vez y ma- 
ta a la mujer. Después enciende las lám- 
paras a toda luz y exclama: 

• — ¡ Dios mío! ¡Me he equivocado de piso! 

k FIN de conmemorar el cincuentenario 
"■ de la muerte de Lord Tennyson, se reu- 
nió en el Museo Británico de Londres un 
grupo de personalidades para romper los 
sellos del famoso disco, que conservaba la 
voz del poeta, y escuchar de sus propios 
labios la lectura de sus obras. 

Se iba a oír una voz del Más Allá. 
El momento era emocionante. 
Una vez rotos los sellos, colocan reveren- 
temente el disco sobre el fonógrafo, le dan 
cuerda y empieza a salir de allí un nUi-buUi- 
liilli-juUi incomprensible, y no hubo forma 
de sacar al aparato más sonido que ese, por 

; más que cambiaron las agujas e hicieron 

j múltiples experimentos. 

I Ahora están consultando a peritos para 
averiguar qué sucedió hace medio siglo, 
cuando el gran poeta lírico, que era perso- 
na muy seria, se prestó a grabar su voz 

I para la posteridad. 

I A QUÍ se ha formado una sociedad para 
i -"■ investigar las actividades de los gatos 
il y _ averiguar,- científicamente, qué pito to- 
' can en la ciudad y en el campo. 
i Por lo pronto se habla de exigirles chapa 
il y licencia, lo mismo que a los perros. 
Ya era hora de que se hiciera algo. 
I Esos animaluchos no sirven para nada 
práctico. Lo de que espantan las ratas es 
I un blnjj, aunque a veces escabechan algu- 
' na, o atrapan algún ratoncito y lo martiri- 
ran con crueldad horrible antes de comér- 
selo. Si las ratas son grandes y atacan, el 
gato huye despavorido. Lo sé porque he 
presenciado bastantes escenas de cobardía 
entre los felinos que viven del robo y la 
caza en los muelles de Nueva York. 

En cambio, persiguen y se ensañan con 
los conejos, los pájaros, las ardillas y mu- 
chísimos animalitos indefensos y útiles al 
hombre. 

Todo sin contar con que llevan de un 
lado a otro enfermedades contagiosas, y que 
son un peligro para los niños y cualquiera 
que juegue con ellos. 

Por mi parte, cuantos menos gatos ha- 
ya, mejor. 

* -¿r 

A CABO de apostar diez dólares contra 

"^ cinco a que Mr. Hoover sale otra vez 

ij) proclamado candidato del Partido Republi- 

j: cano y electo por gran mayoría — aunque 

no tan apabullante como la que obtuvo en 

I la campaña contra Smith. 

Mi contrario es W. Stephen Bush, re- 
Eneeo, 1932 



Aprenda un c^cio lucrativo 

por un método moclerno 



TRABAJO INTERESANTE Y B IEN PAGADO 

AUTOS 



9^^ 



A^„ 



/• 



TuT 



ELÉCTRICO 



xr 



f 



le espera a usted una vez que siga nuestros Cur- 
sos Prácticos en Español; los que, además» le 
enseñarán a ganar dinero mientras aprende. 

"Le Enseñaré en su Propio Ho^ar 

siguiendo métodos fáciles y comprensibles que le 
abrirán, en corto tiempo, las puertas a brillantes%^ 
oportunidades en estas Industrias de gran porvenir. 

Mis 26 Años de Experiencia Impartiendo 
esta instrvcción le garantizan su éxito 

La atención especial que recibirá en todo tiempo, y 
el sistema que seguimos, hacen que no signifique 
nada la distancia que nos separe.Todo lo que nece- 
isita es saber leer y escribir el castellano y dedicar 
media hora diaria para adquirir estos conocimien- 
tos que harán de usted un Experto, asegurándole 
un sueldo elevado o una absoluta independencia 
económica. 

Estudie en una Institución Seria 

cuya labor educativa ha sido justamente recono- 
cida en todo el Continente Americano por sus 
sistemas prácticos y efectivos que ha venido per- 
feccionando en Más de un Cuarto de Siglo que 
tiene de Establecida. 

Rompa ía esclavitud de un trabajo 
rutinario y mal retribuido 

La única forma de esclavitud existente en los 
países libres es la Inacción. No deje que esta 
mate sus aspiraciones de hombre progresista. 
Pida hoy mismo este valiosísimo libro GRATIS 
y detalles sobre mis OFERTAS EXTRAORDI- 
NARIAS. 



Sfe";i 



este 

LIBRO 



ITSfSTITUTO PRACTICO ROS E3VKRil3VZ 

Sr. J. A. Rosenkranz, Presidente 

4006 S. Figueroa St., Los Angeles, Cal., E. U. A., DEPT. NO. 534-SA 

Sírvase enviarme enteramente GRATIS su Libro Ilustrado y detalles amplios sobre 
su oferta Especial. Me intereso más en: (Ponga una cruz en el cuadrito respectivo.) 
D AUTOS D RADIO D ELECTRICIDAD D AVIACIÓN 

I Nombre- 



Dirección.. 



Ciudad, etc.. 



País...-. 



INGLEXÍCCA/A 

CON DISCOS FONOGRÁFICOS. PRUEBA GRATIS 

Garantizamos por escrito que Ud. aprenderá correctamente el inglés en poquito tiempo. 
Método nuevo, fácil e interesante. 20 años de éxito. Pida lección de prueba e informes hoy. 

INSTITUTO UNIVERSAL (P80), 1265 LEXINGTON AVE., NEW YORK, N.Y. 



PÁGINA 69 



CALLOS 




Alivio en 1 minuto 

i No hay que esperar ! En un viinuto, 
con los parches Zino-pads del Dr. 
Scholl, se alivian los callos o los de- 
dos adoloridos. Sus propiedades cal- 
mantes obran como 
por arte de magia. 
Sus efectos protec- 
tores suprimen la 
causa del mal — el 
roce y la presión del 
calzado. 

ABSOLUTAMENTE 
SEGUROS 

Los parches Zino-pads 
SOD absolutamente se- 
guros. Los emplastos y 
líquidos cáusticos irri- 
tan a menudo los teji- 
dos. Cortar los callos 
es exponerse a la infec- 
ción. Los Zino-pads 
son pequeños, delgados 
y fáciles de aplicar. Los 
hay para callos encima 
y entre los dedos, para 
callosidades y juanetes. 
5a vetulen en todas par- 
tes. En cajita de cual- 
quiera de los 4 tama- 
ños, 

DR. SCHOLL'S 

Avenida de IMayo 1431, Buenos Aires, Argentine 
Rúa do Ouvidor 162, Rio de Janeiro, Brasil 
Avenida F. I. Madero 42, México, D.F., México 





Zino-pads 

del Dr Scholl 

IJno aplicado— dolor terminado 



Una Nariz de Forma Perfecta 

UD. PUEDE OBTENERLA FÁCILMENTE 

■pL* aparato Trados Mode- 
■^ lo 25 corriRe ahora to- 
da clase de narices defec- 
tuosas con rapidez, sin do- 
lor, iiermanentemente. y có- 
modamente en el hogar. Es 
el único aparato ajustable, 
seguro y garantizado y pa- 
tentado ciue puede darje 
una nariz de forma perfec- 
ta. Jlás de 100,000 personas 
lo han usado con entera 
satisfacclrtn. Recomendado 
por los médicos desde haré 
muchos afio.^. Jli eiperien- 
cla de 18 años en el estu- 
dio y fabricación de Apa- 
rato.s para Corre^Mr TCari- 
ces está a su disposición. 
Modelo 25-Jr. para los ni- 
ños. Escriba solicitando 




Para damas y 
caballeros 



testimonios y folleto gratis <iue le eipllca cómo ob- 
tener una nariz p'Tfe''fa. 

M. TRILETY, ESPEaALISTA 
Depto. 1345 Binghannton, N.Y., E.U.A. 



CINE-MUNDIAL 

dactor de esta revista, autor de varios li' 
bros, periodista veterano y de fama en los 
Estados Unidos, observador profesional, y, 
en otra época, político avezado y orador 
de fuste. 

Menciono todo eso para que el lector 
sepa de quien se trata y pueda analizar sus 
juicios con conocimiento de causas. 

Mr. Bush, que vive en Europa y viene 
aquí cada dos años, está convencido de 
que a Hoover no lo vuelven a designar 
para la presidencia, y, en el caso improba- 
ble de que lo hagan, será derrotado por su 
contrario del Partido Democrático. 

Según él, a Hoover lo vencerán los si' 
guientes factores, en el orden citado: 

La depresión. 

La Prohibición, 

La proyectada cancelación 

de la deuda europea. 

Los aranceles, 

y 

Sus procedimientos reac 
Clónanos de gobernar, siempre 
a favor de los intereses creados 
y de los ricos en general. 

Huelga aludir a las razones que tengo 
para dar dos a uno a favor de Mr. Hoover. 
Basta con recordar que sus enemigos son 
gente de ideas liberales, elemento que sólo 
gana elecciones presidenciales en este país 
cuando se divide la gran masa metodista 
en las regiones del interior. 

it it 

PON motivo de la muerte del cadete She- 
ridan, a quien le fracturaron el cuello 
y varias vértebras en un juego de fútbol 
americano, que no hay que confundir con 
el de los ingleses, la prensa de los Estados 
Unidos ha dado un espectáculo de mal gus- 
to exagerando la nota de sentimentalismo 
grotesco que emplean por aquí cuando se 
emocionan, o cuando se figuran que están 
emocionados. 

Se han publicado páginas enteras comen' 
tando la "heroicidad" del pobre muchacho, 
a quien enterraron con honores militares; 
y se han cantado himnos, impregnados de 
un cretinismo irritante, en loor del desgra- 
ciado juego que, de haber un poco de sen- 
tido común, ya estaría prohibido desde ha- 
ce tiempo. 

Pero no lo hay. 

Además, produce fuertes entradas y deja 
dinero en abundancia. 

Dicen sus sostenedores que convierte a 
los jóvenes en hombros vigorosos y decidi- 
dos para la lucha por la vida, y la gente lo 
cree, aunque eso está en pugna con la ló- 
gica y la práctica demuestra lo contrario. 

La atracción que en este país ejerce ese 
juego — lento, cursi, brutal — es una de las 
cosas que nunca he podido explicarme. 

T OS ingleses continúan lo mismo que ha- 
'-^ ce veinte años, cuando viví en Londre.^ 
una temporada. 

No cambian ni a tiros. 

Cuando Snowden, traicionando a sus co- 
rreligionarios, terminó la lectura del último 
presupuesto con el versito de Swinburne — 




41 



Protege la delicada 
piel de los nenes que 
con frecuencia padecen de 
salpullidos, irritaciones herpes y 
otras afecciones. Es un preventivo y 
calmante rápido. Las madres previso- 
ras siempre lo tie- 
nen a la mano. 




HÁGASE FOTÓGRAFO. 

Gane de ^15 a ^25 al día 

con el último modelo No. 55 de nuestra 

Cámara Victorian para postales 

en blanca y negro. 

HACE Fotografías en Postales mien- 
tras se espera. No se renuiere ex- 
periencia. Con una de nuestras 
Cámaras Victorian puede Ud. ganarse 
la vida y ahorrar dinero. Si al pre- 
sente no está ganando mucho dinero en 
lo que Ud. trabaja, o no quiere didicar 
todo su tiempo a este negocio, entonces 
dediduele tan sólo el tiempo (lUe tenga 
disponible, trabajando los sábados, do- 
mingos y días feriados, y ganará más 
Que trabajando en días de semana. 
Nuestras cámaras están prorista¡: de lentes anastigmáticos 
de acción rápida y son compactas y de fácil manejo. 

Tenemos un surtido completo de Tarjetas Fotográficas 
Blacl-back para Fotografías al Rfinuto, así como Botones, a 
precios muy bajos. Ál escribir pidiendo la Cámara para Pos- 
tales en Blanco y Negro y l^Iaterial Fotográfico, pida nues- 
tro Catálogo de "Cámaras Victorian. Al escribir pidiendo 
Materiales para Fotografías al Minuto, pida catálogos de 
las Cániaras Víctor: se suministran gratis a solicitud. 

BENSON DRY PLATE SC CAMERA CO., INC. 

166 Bowery, New York, E.U.A. 
Los Fabricantes y Distribuidores Más Grandes 
del Mundo de Productos de Fotografías al Minuto. 




EFICAZ 

para dolor de cintura, desarre- 
glos de los ríñones, y de- 
sórdenes urinarios. No experi- 
mente con remedios nuevos que 
no han sido probados. Obtenga 




PILDORAS DE 



F O S T E R 

DE VENTA EN TODAS LAS BOTICAS 



PÁGINA 70 



Enero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



Come the world against us, 
England yet s/iall stand. . . 

en seguida aquéllo me dio mala espina y 
barrunté que el Partido Obrero y todos los 
socialistas de Inglaterra estaban en vísperas 
de recibir un tremendo linternazo. 

Efectivamente, todos sobemos lo que pa' 
só. Hasta McDonald salió electo. 

Los ingleses no pueden resistir el gesto 
patriotero. Los cómicos, que lo saben, ex- 
plotan a menudo esa debilidad. Cuando, 
en Inglaterra, el público comienza a dor- 
mirse o a dar señales de iniciar un pateo, 
basta con que el primer actor suelte un chi- 
llido y mencione que Nelson ganó la bata- 
lla de Trafalgar, o Wellington la de Wa- 
terloo, para que el teatro se venga abajo 
en ruidosos aplausos. 

T OS yanquis no sólo tienen el drama más 
■^ corto sino también el más largo de los 
que en la actualidad se representan en el 
mundo — con excepción de las piezas chi- 
nas y japonesas, que a veces duran un mes. 

Se llama "Electra está bien de luto", y 
empieza a las cuatro de la tarde y acaba a 
las doce de la noche. A las siete sale uno 
a comer y vuelve a las ocho. 

Es, naturalmente, de Eugene O'Neill, y 
tiene algo que ver con el espíritu de la 
tragedia de Sófocles. 

Los críticos afirman por unanimidad que 
es una obra maestra, y se les han agotado 
los adjetivos para ensalzarla, de modo que 
es casi seguro que resulte un fracaso y ten- 
gan que retirarla en breve del cartel. 

Ya contaré el argumento en otra ocasión, 
si logro verla. 

Siete horas seguidas de drama son mu- 
chas horas. 

Jorge Hermida. 



PARA Georges Metaxa, ¡otro que aspira al 
trono de Valentino!, se quiere hacer las 
versiones habladas de "The Sheik" y de "Lo.s 
Cuatro Jinetes". 



Ya propósito del inolvidable Valentino. Su 
hermano Alberto, que también aspiraba a 
sustituirle, se hizo practicar una difícil ope- 
ración en la nariz, para parecerse a aquél, 
¡y dicen que se olvidó pagar al cirujano, que 
ahora lo demanda por 2000 dólares!... (Si 
le llegan a arreglar algo más que la nariz, 
le arruinan para toda su vida.) 



JEAN HARLOW ha ganado su pleito de 
divorcio y no ha querido aceptar los $200,- 
000 dólares de alimouy que el Juez pidió al 
ex esposo, el millonario Charles F. McGrew, 
de Chicago. La deliciosa Jean desprecia el 
dinero. La basta con saber cómo se gana. 



GRATIS 



Fotografías de todas las 
Estrellas del Cinematógrafo 

p"NVrE 100 estampillas de correo canceladas y recibirá una 
■^ fotografía jr.Tnde autosrafi.Tda. ."lOOn estampillas usa- 
das y enviaremos 50 fotografías. Ofrecemos otros reptalos gratis. 
Las estampillas deben mojarse siempre en agua para quitarles 
el papel >■ la croFia. No deben separarse del sobre ni se le? 
deben cortar lo.s bordes. No aceptamos estampillas de Estados 
Unidos ni de los países europeos, como tampoco las estam- 
pillas de 2 centavos de Cuba. 

GLENDALE STAMP CO. 
Glendate, California. E.U. A. 1342-0 Linden Avenue. 



LA NEVERA MODERNA 
QUE NO NECESITA HIELO / 
PARA REFRIGERAR^ 




El refrigerador ICYBALL 

que funciona sin hielo y a 

base de Kerosina 



UN cubo de agua fresca y medio litro de kerosi- 
na (petróleo común) es todo lo que necesita 
el ICYBALL para refrigerar durante 24 horas. 

Ocupa el espacio de una mesa pequeña. Es de 
metal liviano, perfectamente aislado, que conserva 
los alimentos en buen estado y las bebidas siempre 
frías, sea cual fuere la temperatura exterior. 

Duradera. — El mecanismo de refrigeración es de me- 
tal galvanizado, y no hay, así, peligro de oxidación. 

Barato, Económico, 

Rápido, Práctico, Duradero 

y muy íácil de manejar. 

Envasado cuidadosamente en una caja liviana, el 
ICYBALL puede ser enviado a cualquier parte, por 
difíciles que sean las vías de comunicación. 

PARA MAS INFORMES: 

FIFTH AVENUE EXPORT SYNDICATE 



516 Fifth Avenue 



New York, E. U. A. 



CABLEGRAMAS: FAESYN NEWYORK 



Enero, 1932 



PÁGINA 71 



CINE-MUNDIAL 



HagaIstos Adornos 
Ud.Mismo- 

,^ Ü^lnstrucclones 

^ GRATIS 




Basta mandar 
el cupón que va al pie, 
y la casa Dénnison remitirá un 
folleto con instrucciones detalladas, 
y variedad de grabados para hacer 
atray entes decorados y adornos para 
toda clase de fiestas. Por este sen- 
cillo método se aprende fácilmente 
a adornar autos, carrozas, salones, 
ventanas, puestos y aun jardines, 
con sólo seguir las instrucciones, y 
sirviéndose de los vistosos materia- 
les que se pueden obtener en cual- 
quier papelería o librería que venda 
los productos Dénnison. 

Sorprenden los resultados que se 
obtienen combinando acertadamente 
estos materiales, preparados expro- 
feso para esta clase de labores. 



Dénnison Cia. (Depto. N.-61) 
Framingliam, Mass., E. U. A. 

s i n aiise piivarme. gratis, el folleto No. 459 — ' ■Deco- 
lado de Salones, Carrozas. Automóviles y Puestos." 

Nombre 



DÍTeccion _ 



Población País 

También pueden Uds. enviarme, gratuita- 
mente, los folletos que señalo a continuación: 

yo. 451 — Disfraces No. 4SS— Marcos paro Cuadros 

No. 452— Flores ^ No.4S6— Adornos de Mesa 

... No.4S4—LacresDe'nnison No.4S7— Cestos de Papel 

No. 458 — Arreglo y Decorado de Escaparates 



PAPEL CREPÉ 



PR.ODUCTOS 



'Wl444^)OH 



Esteme 
cura sin 
tfuemanne 




. . vencido por el 

Mercurocromo 

que sana las cortaduras, quemaduras y pica- 
duras de insectos. Ideal para niños porque 
no arde ni destruye tejido como el yodo 

De venta en todas las boticas 



¡películas HABLADAS! 

■p¡STAS palabra mjRifas atraon ndWico. /á 
empresarios, presten atenrii'in. PTÍOTEC- ilk 

TORES PAiti/ANTEs vitapiiont; y mo- Ib 

VIKTO.XE NLKVOS Y IMX'ON.STRDIDOS. 
Gran rebaja en prwios — ahora es la opor- 
tnnlrtad de equipar sus teatros. SE ST7MI- 
>aSTIÍAN' TODOS LOS rTIT.ES PAKA 
TEATIíOS. Pida el catálogo CM. 

S. O. S. CORPORATION, 
1600 Broadway, New York, N.Y., E.U.A, 
Dirección cahlearáfica Sosou^■D. Todas las claves en uso. 

PÁGINA 72 




PMdníAV. KSPUESl 




Primer Parrafito. — Muy serio este mes, para que mi 
sección no adquiera carácter trivial. Direcciones donde 
icciben correspondencia ios astros de cinc, según la em- 
presa que los tiene contratados. Paramount, Paramount 
Building; Fo.\, 850 Tenth Avenue; M-G-M, 1540 Broad- 
way; United Artists, Columhia Picturcs y Tiffany, 729 
Seventh Avenue; Warner Brothers y First National, 321 
West 44th Street; Universal. 750 Fifth Avenue; Radio 
Pictures, 1564 Broadway y RKO-Pathé 35 West 45th St. 
Todas en Nueva York. 
Úrsula R., Méjico. — 

Gran responsabilidad, 

no poco honor 

y hasta algo de espanto 

debo a su aniabilidad 

que me declara en olor 

de santidad. 

Vn Respmidedor 

a medias santo 

es extraordinario 

en realidad. 

Mi pequeño calvario 

tiene compensaciones. 

Es menos Habito 

(I que derramo 

que carcajadas a montones, 

V lo que amo . . . 

no es para tanto. 
Polvorilla, Panamá. — No acepto los respetos que Ud. 
me presenta. ¿Por quién me toma? ¿Por un abuelo? No; 
Novarro sólo filmó "Sevilla de mis Amores" en castellano. 
Pero no escarmienta: hay quien me asegura que reincidirá. 
Ni Virginia Fábregas apareció en otra cinta hispanopar- 
lante que **La Fruta Amarga", La úlííma de Vilches es 
"El Comedinte". Dicen que se va a Méjico a prod\)cir; 
pero no me consta. Dolores del Río no quiere filmar en 
castellano. A Carmen Larrabeiti sí la operaron de la 
narí:. Bohr todavía no estrena su obra. Y vengan más 
granos de polvorilla. Cuento con fósforos... y con agua 
fría, según el caso. 

Madame Satanás, San José de Costa Rica. — ¡Señora, 
tanto tiempo sin noticias suyas! ¿Y qué tal? ¿Cómo van 
los apretados infiernos? ¿Y el marido? ¿Bien? No conozco 
a Paquita. Norma está de viaje. No he visto su última 
película; y lo siento porque Ud. y yo tenemos los mismos 
gustos. Clara Bow está sumida en el retiro y en el silen- 
cio. La última ves que se acercó a la cámara fué para la 
fotografía que sacamos en el número anterior; pero, dé 
películas, ni asomo ni esperanzas. Nancy sí se divorció. 
¡Ay, Madame, sí; soy el mismo de hace seis años! ¿No 
se rae nota en lo mucho que, al escribir, me tiembla la 
mano? 

A. O., Fajardo, P. R. — Dispénseme, señorita: no pue- 
do contestar por correo. Las direcciones de la Fox y de 
United Artists van en e! "Primer Parrafito" de esta sec- 
ción. Novarro y Joan están con M-G-M (dirección en el 
mismo Parrafito). Janet está con la Fox. 
Diablesa Azul, la Habana. — 

No por mucho madrugar 

amanece más temprano; 

ni voy a empezar el año 

contigo quedando mal. 

Pero me parece raro 

que, siendo tu astro de allá, 

de los años de su edad 

me creas mejor iyiformado. 

Veinticinco cuando más 

lleva por el mundo andando; 

habla inglés y ni es casado 

ni tiene contrato ya. 
Eí Cacique, Tegucigalpa, Honduras. — Deploro no tener 
bigote que sacrificar a la curiosidad de Ud. ¿Qué le parece 
que sacrifique un par de pestañas, que me he quemado 
buscando a la chica que baila con Charlie Chase en "Lo- 
curas de Amor" y que es Dorothy Grangcr? Es recien- 
llegada al cine y no hay datos biográficos suyos. 

Asiduo Lector, Rosario, Argentina. — La dirección de 
los Estudios de Mack Sennett es 4204 North Radford Ave- 
nue, North Hollywood, California. En cuanto a Josephine 
Durin, la verdad, no sé por dónde ande; pero creo que 
si manda Ud. su carta a Columbia Pictures, 729 Seventh 
Avenue, tendrá más suerte que con sus misivas anteriores. 
Bien merece, después de tanto andar a caza de la niña, 
obtener contestación. Y cuente eonrnigo para ayudarle si 
también esta vez fracasa en su empeño. 

Quinto Jinete del Apocalipsis, Cartago, Costa Rica. — 
Un quinto no vale un cuarto; palabra de honor. No me 
agradezca Ud. nada. Quinto. Ignoro completamente quien 
es qué altura mide v de qué color tiene los ojos V.lma 
vánilesko. Pero ya verá Ud. cómo nos saca de dudas 
algún lector europeo. Le advierto que la joven no figura 
en mis archivos franceses ni italianos. 



Apasionado de Jeanette, Quetzaltenango, Guatemala. — 

A7nar en Quetzaltenango 
a una actriz tan alejada, 
aunque linda y afamada 
y que de astro tiene rango, 
es cosa, si no inaudita, 
C2iando menos singular 
(por más que en cuestión de amar 
no hay ninguna biblia escrita). 
Tu ardor admiro, no obstante; 
pero al requerir de mi 
que le pida para ti 
consuelo a tan sollozante 
pasión, creo que te equivocas: 
si amor de tu parte pido, 
un lance con su marido 
hallaré a tontas y locas. 
Mariposa de las Alas de Oro, San José de Costa Rica. — 
Ten la bondad de fijarte en lo que dije — o mejor, en lo 
que no dije — respecto a Vilma la Desconocida en un 
parrafito dedicado a "Quinto". Pola pasa de los treinta; 
pero no dice cuántos pasa. Greta cuenta veintiséis. Renée 
está en un sanatorio; Vilma Banky apenas sale de su casa, 
cuando va de compras o al teatro, pero no está filmando 
por ahora. Nena se ha eclipsado. O, por lo menos, yo 
no la veo por ninguna parte. 

Enamorado de Virginia Cherrill, Rosario, Argentina. — 
Trabajillo me costó obtener datos respecto al objeto de 
sus palpitaciones cardíacas; pero aquí van, por lo que 
valgan. Ya sabíamos que era rubia de ojos azules, que no 
había hecho ninguna cinta antes de que Chaplin la eligiera 
como primera dama (según dicen, al verla en una pelea 
de boxl y que tampoco ha filmado después. Su edad: 
20 años. Nació en Carthage (Illinois), se educó en el 
Convento de Kemper Hall, en Wisconsin y vive, con su 
mamá, en Hancock Park, Los Angeles. 

Mary Lou, de San Juan de Puerto Rico, me dice: 
Hace días que ya no vienen 
las musas que a mí me inspiran. 
Parece que ya no quieren 
que en versos te las dirija. 
Como soy tan testaruda, 
insisto en así mandarlas, 
pasando penas muy duras 
para poder mal rimarlas. 
Y tú luego pensarás 
qué fácilmente lo hago... 
Pues mira, cuesta trabajo 
(tal vez no lo creerás) 
Respondedor ¿me dirás 
la opinión que te has formado 
de esta tu nueva amistad? 
Para mí ya lo eres tú 
por toda la eternidad 
y espero que Mary Lou 
igualmente lo será 
para tí, y aunque estés lejos, 
sabes te admiro y te quiero 
y nunca te he de olvidar. 
Mary Lou, si tus lineas me conmueven, 
a hablar de la mujer también me mueven. 
Cuando escriben a vn hombre enamorado 
las damas en sus cartas he notado 
que palabras tremendas siempre usan 
y de algunas de ellas hasta abusan : 
me refiero a "imposible", "eternamente", 
"para siempre", "Jamás" y "permanente". 
El amor, como el mundo, es transitorio 
(ésto, aunque lamentable, es bien notorio) 
pero, en su afán de darle larga vida, 
con frases la mujer ahonda la herida 
que hizo en el corazón y asi pretende 
eterna hacer la lumbre que no enciende 
más que una breve llama de ilusión. 

Emilio Valdés, la Habana. — Muchísimas gracias por su 
envío. Eso que me dice de que los lectores colaboran con 
la revista es más cierto de lo que parece. Esta sección, 
por ejemplo, ¿a dónde iría a parar sin la cooperación de 
mis amigos de ultramar? Voy a ver si publico el retrato 
del eminente actor cubano, como reparación a mis múlti- 
ples culpas, 

Chapincita, Guatemala. — Es una delicia recibir cartas 
como la de Ud. Me dice que es simplemente una desocu- 
pada. ¿Me permite que le dé quehacer induciéndola a que 
me escriba siquiera cada mes? Es tarea inofensiva para 
quien redacta y gratísima para quien lee. No puedo dar 
mi nombre, porque con ello perdería esta sección su ca- 
rácter impersonal e independiente. Aunque le parezca a 
Ud. extraño. Greta vive no sólo a solas, sino aislada, aun- 
que ignoro si tal sistema de vida es por inclinación o por 
política. Es una mujer especial, un tanto neurasténica, re- 
traída, riquísima, . . y sueca por los cuatro costados. Vein- 
ticinco años. 

Enero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



CENTELLEOS 

(Vkne de la página 18) 

AIVAN LEBEDEFF le llaman ahora "El 
segundo \'alentino", "El nuevo John Gil- 
bert". . . Pero él preferiría que hubiese al- 
guno a quien le llamasen "El heredero de 
Lebedeff". Porque lo importante no es ser 
la continuación de otro, ¡sino el otrol 

EUGENE BANKHEAD, la hermana menor 
de Tallulah, a ¡lesar de ser la menor ya 
se ha casado seis veces. . . Se ha empeñado 
en ser más famosa que aquélla, y ya empie- 
za a tener fama. . . 

NOTA trágica: en cierto estudio de los más 
renombrados se necesitaron como extras 
150 españoles, acudieron más de 500 autén- 
ticos, y el director no encontró aceptable 
ni uno. . . Le parecieron falsos, porque no 
T.saban patillas, ni eran bastante oscuros, ni 
llevaban navaja de afeitar a mano. . . 

LOS diplomáticos de los Estudios, cuando 
dicen "No"' quieren decir "Puede ser"'; 
si dicen "Puede ser", quieren decir "Sí". Y 
si dicen "Sí", ¡no son diplomáticos! 

ANITA PAGE, que en los últimos meses 
,, perdió quince libras de peso, ha cumpli- 

do sus veintiún años. Para celebrar éstos dio 
una fiesta a sus veintiún mejores amigos, pe- 
ro sólo acudieron veinte. El que faltó fué 
Laemmle, hijo, que es su predilecto. Pero 
tuvo un compromiso. . . 

JOSÉ MOJICA ha salido en tournee de con- 
ciertos por Méjico, Cuba, Puerto Rico, 
Santo Domingo y Centro América. No re- 
gresará a Hollywood hasta marzo, y es muy 
posible que no vuelva a los estudios de Fox. 

MARY NOLAN (Imogene Wilson), que se 
declaró en quiebra en Nueva York, de- 
biendo más de 50,000 dólares, ha vuelto a 
Hollywood dispuesta a trabajar y devolver 
a sus acreedores hasta el último centavo. To- 
do es cuestión de esperar un poco. . . 

EL Studio Theatre que Howard Hughes 
inauguró en Hollywood, se anunció di- 
ciendo: '"26 hombres perdieron la vida para 
abrir este teatro". . . (Se aludía con esto a 
los 26 que se ahogaron al filmarse la pelícu- 
la "The Viking" exhibida en aquél). Pero 
Hughes hizo mal en consentir ese anuncio. 
Le vnn a ciilpar de esas muertes. Y no fue- 
ron las únicas: cuando filmó "Los Angeles 
del Infierno" murieron tres aviadores. 

DICK HARLAN, el excelente director his- 
pano, que en la Fox filmó algunas de las 
producciones que más dinero dieron a aque- 
lla empresa, ha sido contratado ahora por la 
Universal, donde, aunque de momento pre- 
dominarán las sincronizaciones, se han de ha- 
cer muy pronto filmaciones directas. Pero. . . 
hay que hacerlas con las 3 BBB; Buenas, 
Bonitas y Baratas. Tal es el problema que 
tienen que resolver los grandes estudios, si 
no quieren ceder el campo (y el provecho) 
a los productores independientes. 

BABE RUTH, el célebre jugador de base- 
ball, va a presentarse en una serie de 
películas cortas, que dirigirá Ben Stoloff. Y, 
según parece, quiere llevarse de la pantalla 
tantos miles de dólares como se llevó de la 
pelota. . . 

CONCHITA MONTENEGRO, que ha con- 
quistado un nuevo triunfo en inglés, ha- 
ciendo la protagonista de "Cisco Kid", con 

Enero, 1932 





LA HERMOSURA DE LOS BRAZOS 

...Y DE LOS CODOS 

PARA la mayoría de las mujeres el lucir los codos es motivo de grave 
preocupación, por su aspecto generalmente áspero, arrugado y des- 
lucido. Estos inconvenientes requieren atención inmediata. Las super- 
ficies ásperas deben atacarse con Ungüento Venetian para las Manchas 
Obscuras, y con Crema ArdenaBlanqueadora. Después de este tratamien- 
to de blanqueo, úsese el Alimento de Naranja para el Cutis, que tonifica 
ysuaviza. Aplíqueseabundantementeenlosbrazos Aceiteparalos Múscu- 
los, valiéndose de un masaje rotatorio a fin de estimular la circulación. 
Lávense las manos y los brazos únicamente con el jabón más fino que 
pueda conseguirse, y acostúmbrese a la suprema delicia de los Mitones 
Arden para el Baño. Hágase después una delicada aplicación de Crema 
Venetian para las Manos o de Velva Líquido, para conservar su suavidad. 

• UNGÜENTO VENETIAN PARA LAS MANCHAS OBSCURAS., .pomada cremosa de 
efecto vivificante para estimular la circulación y blanquear la piel. 

• ALIMENTO VENETIAN DE NARANJA . . . Conserva la piel llena y firme. Especial para 
esfumar las líneas y llenar cavidades. 

• MITONES VENETIAN VELVA PARA EL BAÑO . . . Bolsitas de tela llenas de prepa- 
raciones cosméticas perfumadas, para el baño y la ducha. 

e CREMA VENETIAN PARA LAS MANOS . . . Loción suave, de delicada fragancia, para 
el masaje de las manos después de lavarlas. Las suaviza y evita la aspereza. 

• VELVA VENETIAN LIOUIDO . . . loción exquisita compuesta de delicados aceites. Con- 
serva las manos suaves, finas y blancas. 

ías Preparaciones de Tocador "Venetian" de EUzaheth Arden 
se venden en las ciudades principales en los siguientes países: 



ANTILLAS 


BRASIL 


GUATEMALA 


PUERTO RICO 


HOLANDESAS 


CHILE 


MÉXICO, 


REP. DOM. 


ARGENTINA 


COLOMBIA 


PANAMÁ 


URUGUAY 


BOLIVIA 


CUBA 


PERÚ 


VENEZUELA 



ELIZABETH ARDEN 



691 FIFTH AVENUE, NUEVA YORK, E. U. A. 

25 Oíd Bond Street, Londres >- >- 2, Rué de la Pa 

4 MADRID •* BERLÍN v ROMA 



, Par 




venza al dolor haciendo que 
le extiendan, sin frotar. Lini- 
mento de Sloan. Activa la cir- 
culación, produce una agradable 
sensación de calor y bienestar y 
. . . elimina el dolor. 



Linimento de SLOAN 



¿Músculos cansados? 



En cuanto sienta dolor de 
espalda, tan molesto y peli- 
groso, o los dolores muscu- 
lares causados por la fatiga, 
exceso de trabajo o de ejer- 
cicio, 



MATA DOLORES 



PÁGINA 73 



CINE-MUNDIAL 



Hoiñbires de Acción 



Ecspondá al 
llamamiento . 
riela 



Aviación 



Estudie Ud. en casa 
para realizar 

GRANDES 
GANANCIAS _ 

Envíe Ud. cuanto antes el cupón para el libro de 
Aviación gratis, que le dará detalles del nuevo Cureo 
de Estudios a Domicilio, el cual está actualmente pre- 
parando a individuos do la manera más fácil y rápida, 
para los empleos de grandes ganancias en la Aviación, 
que producen sueldos de $75 a $300 semanales. No 
necesita experiencia ni entrenamiento previo. Servicio 
de Empleos Gratis. La demanda de/ 
hombres competentes en la Avía' 
ción excede al número disponible. 
Envíe Ud. desde luego el cupón 
para los detalles. Se le enviará 
Absolutamente Gratis si entra 
en acción inmediatamente. 





GRATIS 



PROSPECTO 
SOBRE AVIACIÓN 






'?Í«A* 



'srf, 



'es/ 



INSTITUTO de AVIACIÓN, 

1031 S. Broadway, 

Los Angeles, California, E.U. 

Envíenme Uds. un ejemplar 
libro titulado "La Aviación y 
y detalles completos acerca de 
en la- Aviación. 


Dcpto. 600-E 1 

de A. ¡ 

GRATIS del nuevo 1 

sus Oportunidades'' | 

les buenos empleos | 

1 


Nombre 






. RriaH ' 




Ciudad 




. . . Pa^ 


1 








__;_i 




BonAmi 

Ayuda Manuable 
en el Hogar 

Asea y pule, rápida, fácilmente, 
y nunca raya. Pruebe Bon Ami 
para limpiar ventanas, espejos, 
tinas de baño, maderamen 
blanco, utensilios de cocina y 
linoleum. Descubrirá que es el 
mejor limpiador que 
ha usado Ud. 

"Aun no ha rayado" 




Warner Baxter y Edimind Lowe, no quiere 
dejar de hacer películas en español hasta 
den)Ostrar que lo niisuio puede ser admirada 
en un idioma que en otro. Y ahora vamos 
a verla en la adaptación hispana de "The 
Bad Girl". 

MUCHOS lectores se han intranquilizado al 
saber que el actual amor de Clara Bow 
se llama George F. Beldam. Pero es porque 
ignoran que el verdadero nombre de éste es 
Rex Bell. 

RUTH CHATTERTON es una de las pocas 
actrices que no se tiñen la cabeza para 
cambiar de color cuando el persona.je inter- 
pretado lo req\iiere. Siempre usa peluca. 

OTRA VELEZ. Primero, Lupe; después, 
Josefina; y ahora, Reina. Esta acaba de 
cumplir los diez y ocho abriles y ha hecho su 
debut en la pantalla secundando a Helen 
Twelvetrees en "The Second Shot". (Que, 
en realidad, es el tercero.) 



EL VAMPIRO DE... 

(J^icne de la página 46) 

\ /ÍEDIA llora después, el capitán Dubbe 
^^ ^ y otro detective habían sido llevados 
por María Butlies a la Calle de I.nmpa, pero 
la joven evidentemente no podía hallar la 
casa. 

María, entonces, sugirió que la dejasen so- 
la, asegurando que, sin la compañía de los 
detectives, tenía la certidumbre de encontrar 
el sitio que buscaba. 

El capitán Dubbe, aunque desconfiado, la 
dejó, y con su compañero regresó a la central 
de policía. ¡ Cuál no sería la sorpresa de 
Momberg y sus subordinados cuando, media 
llora después, sin aliento y excitadísima, Ma- 
ría entró en el despacho diciendo: 

— ¡Señor comandante, he encontrado al in- 
dividuo! 

— ¿Cómo? ¡Expliqúese usted! 

— Iba yo caminando por la calle Mettmann, 
cerca de la de Lampa, cuando encontré a dos 
señoras con quienes entablé conversación. 
Una se apellida Sage y la otra Wimmer, y 
me dijeron que, en su casa, vi\ía un tipo que 
andaba incesantemente persiguiendo chicas. 
Acabaron por conducirme al interior de su 
domicilio, donde, en el pasillo, reconocí a mi 
asaltante. A ellas les dije que no era el hom- 
bre contra quien tenía queja; pero a usted 
puedo declarar, segura de mí misma, que ese 
es el culpable. Me dicen que se llama Peter 
Kuertin y que vive ahí con su mujer. 

Inmediatamente fueron enviados dos de- 
tectives al número TI de la calle Mettmann. 
Las humildes habitaciones del matrimonio 
Kuertin estaban cerradas, pero a la Sra. 
Kuertin la hallaron en un restaurant cercano, 
donde trabajaba como camarera. 

INTERROGADA la señora Kuertin, habló 
libremente, declarando que su marido era 
ebanista de profesión, aunque llevaba varios 
meses sin trabajar. Explicó, asimismo, que a 
menudo vivía separado de ella en un cuarto 
amueblado, y explicó igualmente que con 
frecuencia tenían -disputas por causa de su 
afición a cortejar joven/.uelas. 

La señora no fué detenida, pero buscando 
los antecedentes de su marido, resultó que 
éste había ido varias veces a la cárcel por 
hurtos de poca importancia. 

La casa de Kuertin fué vigilada constante- 
mente, a partir de aquel día, sin que el so.s- 



PÁGINA 74 



pechoso regresara. Impacientes los agentes 
de Momberg, entraron en la casa de los 
Kuertin, donde encontraron un traje azul y 
un par de zapatos viejos. 

Ese mismo día su mujer fué detenida, lle- 
vada a presencia de Momberg y puesta en 
autos acerca de las sospechas que se tenían 
de que su marido fuese el temible vampiro 
de Duesseldorf. 

— i Eso no es posible! — gritó la señora — . 
Mi marido es incapaz de matar a nadie. 

"C L capitán Dubbe mostró a la incrédula 
■' — ' señora las reproducciones en yeso de las 
huellas encontradas en torno de los cadáveres 
de Luisa Lenzen y Gertrudis Hamacher. Es- 
tas huellas eran reproducción exacta de los ' 
zapatos viejos encontrados en la alacena de 
Keurtin. Además, la carta que había acom- 
pañado al mapa donde el asesino indicaba el 
lugar en que había enterrado a sus víctimas, 
había sido escrita por la misma mano que 
trazó caracteres en otros papeles hallados en 
el domicilio del sospechoso. 

Ante aquellas pruebas, la señora Kuertin 
confesó, llorando, que nunca había sospecha- 
do que su consorte fuese el autor de tan 
horrendos delitos, pero que cuando su marido 
reconoció a María Butlies en el pasillo y se 
enteró de que su esposa había sido interro- 
gada por detectives, admitió su culpabilidad 
a la señora y hasta le propuso que lo en- 
tregase a la policía. 

Pocos días después, con la cooperación de 
la esposa del asesino, se logró la captura de 
éste. 

13 ÉTER Kuertin confesó todos los crímenes 
•*• que se le atribuían, y otros más. Su in- 
feliz mujer perdió la razón a consecuencia 
de aquellas revelaciones. 

El vampiro de Duesseldorf, aunque de 47 
años de edad, parecía tener sólo 35. Era de 
baja estatura, rubio, escrupulosamente cui- 
dadoso de sus ropas y de aire inofensivo. 

Durante el curso de los interrogatorios an- 
te el tribunal que, eventualmente, lo condenó 
a muerte, Kuertin explicó que el único mo- 
tivo que había teñido para quitar la vida a 
tantas víctimas inocentes, era su odio a la 
humanidad. 

Explicó que su niñez había sido de miseria 
y de crueldad; que su padre, dominado por 
la bebida, golpeaba con frecuencia a su ma- 
dre y que, niño aún, con frecuencia había 
ayudado a su tío, que era perrero, a matar 
animales. 

A los doce años había sido detenido por 
un robo de poca importancia y llevado, con 
cadenas, a través de las calles de la ciudad. 
Esa humillación había hecho nacer en él el 
deseo de venganza que, más tarde, había de 
cristalizarse en odio contra sus semejantes y 
de provocar los numerosos crímenes que en- 
sangrentaron, por su mano, a Duesseldorf. 

Al pronunciarse la sentencia de muerte 
contra el vampiro, surgió un incidente. Has- 
ta aquella época, todos los condenados al ca- 
dalso habían recibido la conmutación de la 
pena por prisión perpetua, pero el clamor de 
la gente se impuso sobre esta costumbre com- 
pasiva, y Kuertin fué degollado por una gui- 
llotina que los franceses habían dejado aban- 
donada durante la estancia de Napoleón en 
el Rhin, ciento treinta años antes. El 2 de 
julio, a las seis de la mañana, la cuchilla cayó 
sobre la nuca del vampiro de Duesseldorf y 
la cabeza en cuyo tenebroso encéfalo se ha- 
bían concebido tan horripilantes crímenes, ro- 
dó, por fin, en la cesta ensangrentada. 

Enero, 1932 



CINE- MUNDIAL 



UN cronista hollywoodense escribe: "Lily 
Dainita ha perdido varias libras de peso 
montando a caballo. Y también las perdió 
el caballo. . ." 

LEW AYRES, de 22 años, raptó a Lola 
Lañe, de 20. . . y se casaron en Las ^'e- 
gas. A la hora en que escribimos estas lineas 
se ignora el paradero de los recién casados. 
Aunque es de suponer que estén en la Luna. 

EN "La Ley del Harem" ha tenido un 
triunfo rotundo y definitivo la encanta- 
dora María Alba, en su papel de odalisca en 
la intimidad. ¿Por lo que habla? No: por 
lo que enseña. 

TOSE CRESPO, finalizado su contrato en la 
XJ Metro, donde estaba cobrando a razón de 
1,250 dólares semanales, se propone dedicarse 
ahora al teatro norteamericano. Aunque ga- 
ne un poco menos y trabaje un poco más. . . 

DOLORES DEL RIO está encantada con 
"La Paloma", que j'a está filmando. Aho- 
ra sólo falta que nosotros nos encantemos 
con Dolores. 

LAS películas de hoteles constituirán la 
próxima epidemia. Primero, "Grand Ho- 
tel", de la Metro; después, "Hotel Continen- 
tal", de Tiffany; luego, "Apartment Hotel", 
de la Universal. . . Y Vilches prepara "La 
Posada del Peine". 

VIRGINIA RUIZ, la bellísima estrella me- 
jicana, no se resigna a sufrir las conse- 
cuencias de la suspensión de las producciones 
hispanas, y, para consolarse, quiere gastar 
ima parte de sus ahorros en un buen avión. . . 
Para volar muy alto. 

RENE BORGIA, el poeta venezolano, que 
tan bellas versiones hizo en "Carne de 
cabaret" y "El pasado acusa", para la Co- 
lumbia, escribe ahora rótulos para la Metro 
y prepara unas sincronizaciones para la Uni- 
versal. Y eso saldrán ganando aquéllos y 
éstas. 

ANA MARÍA CUSTODIO se fué de Holly- 
%vood, dejando a Juanito Torena descon- 
solado. Pero no tardará él en seguirla. To- 
do lo puede el amor. . . 

JOHN BARRYMORE, que en su palacete 
de Beverly Hills tiene más de cuatro- 
cientos pájaros de diferentes especies, ha 
enriquecido su colección con un buitre al que 
llama "Maloney". Y tiene un loro que sólo 
habla en español. (Con acento sudamericano, 
porque procede del Perú.) 

CARLOS DÍAZ DE MENDOZA, que vino 
contratado a la Fox como actor, no llegó 
a tomar parte en película alguna. Pero tuvo, 
en cambio, la suerte de que le nombrasen 
director de diálogos. Por lo menos, hasta que 
se cumpla su actual contrato. 

OTROS trabajan menos. Carmen Jiménez, 
primera actriz del Teatro Lara de Ma- 
drid, vino contratada a la Fox también; pa- 
gándosela el viaje de ida y vuelta, y no llegó 
a tomarse más molestia que recoger su che- 
que semanal. Ocho mil dólares en seis meses, 
¡ y a casita ! Así da gusto. 

TOEL McCREA y Connie Bennett van a fil- 
" mar "The Mexican Quarter" para la Pa- 
thé. 

Enero, 1932 



La Bebida Indispensable 
al Comenzar el Dia 

Día mal comenzado será' día sin éxitos o satisfaccio- 
nes, y mal comienza el día quien no principie cer- 
ciorándose de que disfrutará buena salud. Para asegu- 
rarse basta una cucharadita de "Sal de Fruta" ENO di- 
suelta en medio vaso de agua. 

Esta bebida refrescante regulariza el organismo, impi- 
de los pequeños trastornos que tan 
frecuentemente perturban nuestra 
actividad y mantiene durante el día 
la cabeza despejada y el cuerpo ágil 
y sano. La acción de la "Sal de 
Fruta" ENO, purificadera, refres- 
cante, suavemente laxante, limpia 
de toxinas el organismo y le permi- 
te funcionar normalmente, con re- 
gularidad perfecta. 



"SALDEFRirm:* 



^ARCA De 



"FRUIT SALT ;• 

De venta en todas las farmacias. 

Únicos agentes de venta: 
HAROLD F. RITCHIE & CO., Inc. 

Belmont Btiilding, Nueva York 

También en Toronto, Sydney y Wellington 




EL PRECIO DEL PUDOR 







ítOi,. 



UOüB 






ílO 



se 



% 



/D;:;:¡(,0- 




No Comprometa su Salud 

y su felicidad por dejarse dominar de una 
modestia mal entendida y carecer de cier' 
tos informes. El Dr. J. F. Montague, bien 
conocido especialista de Nueva York, ha 
escrito una obra sobre esas enfermedades 
cuyo verdadero carácter hay una infinidad 
de personas que tienen imperiosa necesi' 
dad de conocer en todos sus detalles. Los 
que sufren en silencio y se desesperan 
por su infortunio pueden hallar el medio 
de mejorar su salud y prolongar su exis- 
tencia en las páginas de este gran libro. El 
Dr. Montague divulga la verdad escueta. 
Se.'íala, entre otras cosas, el peligro de 
ciertos remedios que a la larga causan 
más daño que beneficio, y explica el posi' 
ble desarrollo de esa terrible enfermedad 
que se llama cáncer como consecuencia de 
un tratamiento impropio. He aquí un li- 
bro que ha de resultar una verdadera re- 
velación para millares de individuos. 

EL ÚNICO LIBRO EN SU GENERO 

QUE SE HA PUBLICADO 

EN ESPAÑOL 

'▼' 
ESTE CUPÓN LE TRAERÁ EL LIBRO 

J. B. LIPPINCOTT CO., "" 

Depto. CM 1-32 

East Washington Square, 

Philadelphia, Pa., E.U.A. 

Sírvanse remitirme un ejemplar del libro "En- 
fermedades de las Que No se Habla", por el Dr. 
J. F. Montague, el famoso especialista de Nueva 
York, para lo cual les incluyo un ¡.iro postal inter- 
nacional por Dos Dólares, Oro Americano. 



Dirección. 



PÁGINA 75 



C I N E - M U N D I A L 




Una ráfaga de 
viento y el amor 
¡ay! se disipa 

Con el sombrero tenoriesca' 
mente ladeado, audaz y pala- 
brero, la conquista es segura 
... De pronto una ráfaga de 
viento traidora deja al descu' 
bierto una pelambre selvática 
y revuelta . . ¡ Adiós amor ! . . 

Con el uso de Stacomb no 
ocurren tales amarguras. 
Mantiene el cabello fijo, bri- 
llante, sedoso y flexible. Cóm- 
prelo hoy, crema o líquido. 

En iarmacXas y perfumerías 




A 
G 
E 

N 
T 
E 
S 



HAGAN GANANCIAS VERDADERAS 
APROVECHANDO ESTA BUENA OPORTUNIDAD 

Solicitamos agentes en todas las partes del mundo pa- 
ra \ender dilectamente de Fábrica la linea m:i.s variatla 
y extensa aue existe, de FOTü-.M1;DA1.I,0N1;>;, FU'IO- 
JOYKIUA j F0T(J-X0VJ;DAD];.S en ClONl ItA).. 

Cna masniíjca opoitunidad para establecer su negocio 
propio y obtener buenas ganancias. Escríljanos hoy mi<- 
nio pidiendo nuestro Catálogo o Jlensaje en Español. — 
GP.ATIS. 

T>ítaWecidos hace 31 años en el mismo giro. La satLs- 
Íart-Wm de nuestro gran núnieio de agentes es sti garantí;: 
de senicio rápido y buena fe en los negoc-ios. 

Garantizamos absolutamente todos nuestros jjrodiictos y 
RliEMIiOLSAlIOS su valor si no satisfacen. 

THE GIBSON PHOTO JEWELRY 00.. INC. 
833-837 Gravesed Ave., Brookiyn, N. Y., E. U. de A. 

La Casa de Fofo-'Medallnnfs y Folo-Novedades 
iiuis fjianfln drl niuvdo. 



ARGUMENTOS de películas 

Si le interesa escribir para el cine y de- 
sea llevar sus creaciones a la pantalla, 
escríbanos sin demora. Informes gratis. 

UTILIDAD 

Apartado 159 VIGO España 



EL HAREX ABRE... 

(Viene de la página 33) 

harén. Las esposas de Mulay Alí eran las 
cuatro que el Profeta señala en el Libro, 
pero las concubinas y las esclavas llegaban a 
treinta. Comprende si en ese ambiente no 
se me harían las horas breves... 

— Por lo contrario, perdida la novedad, 
sospecho que se te harían largas. El tedio 
llovería largo sobre los cojines y los tapices 
espesos de tu serrallo. 

— Cerca de cuarenta mu.ieres son otras 
tantas novelas, toiba. Cuando los cristianos 
en África dicen delante de nosotros que en- 
tre los árabes no existen las aventuras amo- 
rosas, los cárabes sonríen y miran hacia las 
azoteas. En Constantinopla hay que mirar 
hacia el Bosforo. Allí no es el camino del 
cielo sino el camino del agua el que trae y 
lleva las aventuras. Mi amo como te he dicho 
era poderoso. Lo mismo que hasta aquí man- 
daba a buscar sus eunucos, las mu.ieres se 
las llevaban de Egipto, de Argelia, de la In- 
dia y de Circasia. La favorita era circasiana. 
Siempre habrás oído elogiar la belleza de las 
circasianas. Pues es mucho mayor su poder 
de seducción y su astucia. Llegó a seducirme 
a mí. 

— ,:A tí? 

— Sí, llegué a enamorarme de ella y me 
puse a su servicio para todas sus aventuras. 
Hasta me prometió casarse conmigo el día 
en que enviudara todo el harén. Yo ayudaba 
a sus amantes a saltar las tapias y les con- 
ducía a los rincones del jardín que no eran 
conocidos por nadie. 

— ;Esa era tu principal ocupación? 

— Mi ocupación en el serrallo del Bosforo 
era principalmente la de no hacer nada. Las 
fortunas no se habían desmembrado como su- 
cedió con la guerra europea. Los pachas sp 
mostraban generosos y magníficos como el 
mismo Sultán. El orgullo de cada señor se 
cifraba en la posesión de un harén admirable 
con todo lo necesario a su servicio y a su 
sostenimiento. Por tanto, y como las esclavas 
eran tan numerosas, se necesitaba una verda- 
dera legión de eunucos jóvenes y viejos, para 
guardarlas, vigilarlas y distraerlas; y, sobre 
todo, para que no se peleasen unas con otras. 
Los viejos, lo que principalmente hacían era 
servirles de confidentes. A los jóvenes — en- 
tonces yo lo era — se nos ocupaba para las 
necesidades del palacio y para los múltiples 
caprichos de las mujeres, a los juegos que 
compartíamos con las amables reclusas y, so- 
bre todo, como adorno de las puertas loí 
días que había visitas. Allí estábamos siem- 
pre dispuestos a ofrecer nuestro brazo a las 
amigas de las mujeres de nuestro dueño que 
venían a visitarlas. Primero, éramos los ser- 
vidores del dueño, pero siempre, siempre, aca- 
bábamos por serlo de sus favoritas o de sus 
concubinas. Tenían tal arte para convencer- 
nos de "que a pesar de todo" se habían ena- 
morado de nosotros, que no había uno si- 
quiera en la legión de eunucos que no fuera 
un aliado de las odaliscas. ¡Y los días en que 
salíamos al campo! ¡Ay, tolba! cincho ha- 
brán visto tus ojos porque vienes desde Ma- 
rruecos, pero no habrán visto como los míos 
a las princesas árabes engañando a sus espo- 
sos con los burreros de las afueras de Cons- 
tantinopla. 

— Los días de campo, todo el ejército fe- 
menino se ponía en marcha hacia las huertas 
de mi señor. Se alquilaban jumentos, y sus 
]iropietarios nos acompañaban. ¡Con qué fa- 
miliaridad iban ellas con toda la cara cubier- 
ta V ellos acariciándolas durante el camino! 




HIPNOTISMO 



. . . ¿Desearía Ud. poseer aquel misterioso poder 
que fascina a los hombres y a las mujeres, influye 
en sus pensamientos, ri^e sus deseos y hace del 
que lo posee_ el arbitro de todas las situaciones? 
La Vida está llena de felices perspectivas para 
aquellos que han desarrollado sus poderes magné- 
ticos. Ud. puede aprenderlo en su casa. Le dará 
el poder de curar las dolencias corporales y las 
milas costumbres, sin necesidad de drogas. Podrá 
Ud. ganar la amistad y el amor de otras personas, 
aumentar su entrada pecuniaria, satisfacer sus anhe- 
los, desechar los pensamientos enojosos de su 
mente, mejorar la memoria y desarrollar tales po- 
deres magnéticos que le harán c^ipaz de derribar 
cuantos obstáculos se opongan a su éxito en la vida. 

Ud. podrá hipnotizar a otra persona instantá- 
neamente, entregarse al sueño o hacer dormir a 
otro a cualquiera hora del día o de la noche. 
Podrá también disipar las dolencias físicas y mo- 
rales. Nuestro libro gratuito contiene todos los 
secretos de esta mar.ivillosa ciencia. Explica el 
modo de emplear ese poder para mejorar su condi- 
ción en la vida. Harecibido la entusiasta aproba- 
ción de abogados, médicos, hombres de negocios y 
damas de la .ilta sociedad. Es benéfico a todo el 
mundo. No cuesta un centavo. Lo enviamos gratis 
para hacer la propaganda de nuestro instituto Ten- 
ga cuidado de franquear su carta con los sellos su- 
ficientes para el extranjero. 

Escríbanos hoy pidiendo el libro. 

SAGE INSTITUTE, Dept. 702C 



Rué de llsly, 9, 



París VIII, Prance 



PARA ALIVIAR LOS PADECI- 
MIENTOS DE LAS PIERNAS 

Flebitis Obliterante, Venas 
Varicosas, Leucoflegmasta 

EL Método VARTEX es el más 
reciente para aliviar padeci- 
mientos de las piernas, úlceras, ec- 
zema, erupciones, flebitis obliteran- 
te, leucoflcgmasía. Disminuye la 
hinchazón de las piernas y suprime 
el dolor debido a venas varicosas sin 
pérdida de tiempo o interrupción 
de los placeres de la vida. No hay 
que guardar cama. Se puede caminar y tra- 
bajar mientras las piernas mejoran; cuesta me- 
nos de 12 centavos diarios. Mande a buscar 
el LIBRO GRATIS donde se explica cómo 
mejorar en la casa, rápida y económicamente. 
Explique con claridad su padecimiento. 

M. I. VARTEX CO. 
190 N. State St., Chicago, 111., E.U.A. 




tis; 



$$-Tenga Siempre Suerte-$$ 

;.Xo es Fd. afortunado en el Di- 
nero, Juego, Amores o Negocios? 
Debería entonces llevar un par de 
--I :^iiM|iii]¡navjT»H • -1 Genulnas PIEDRAS IMAMCAS. 
-J^^'^Pti^^H^^ KO.JAS ill.STICAS DE BlíAII.MA 
í:>^\j^^^^S^S PODEnO.SA.MEXTE JIAGXETR'AS. 
'S^^^rrfíírí.ViHíBSv&^J Earas, Maravillosas. Compi-ledoras, 
Atractivas, estas VIVAS rii:DI!.\S 
IMA2sIC'AS son llevadas por perso- 
nas Ooultistas Orientales como itn 
Talismán de Poderosa Fuerza. Una 
que evita la líala Suerte. Perversidad y Desastres y la otra 
para atraer niuv Buena Suerte, Amor, Felicidad y Prosperi- 
dad. Especial, "solamente ?1.97 jior las dos con instrucciones 
de mucho valor gratis. Pagtie al cartero $1.07 más 15 cen- 
tavos por gastos de correo al recibirlas. Las personas resi- 
dentes fuera de los Estados Unidos sírvanse enviar Dinero 
eu Electivo, Letra, o Giro Postal. Satisfacción Garantizada 
o se reembolsa el dinero, i Usted jnicde ser AI'''0UTrNAD0! 
¡Ordene las suvas llO^ ! 

Dept. 359. P. S. Bureau, P. O. .Box 72. Brookiyn, N.Y.. U.S.A 
NOTA: Absolutamente GARANTIZAMOS el que estas Genui- 
nas Piedras Imánicas Místicas de Brahma son VIVAS! Jus- 
tamente lo aue Ud. deseaba, puesto que ellas son la verdadera 
Clave. — ¡PODEROSAS. ALTAMENTE MAGNÉTICAS! 




PÁGINA 76 



Enero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



¡Una muchacha nubia se enamoró de tal for- 
ma de lino de estos conductores de asnos que 
me hizo ir una noche a buscarle al zoco. 

— Eran gente ordinaria. Una vez llegados 
al campo, hacían correr síis .iumentos y ellos 
corrían sosteniendo a las odaliscas, como pa- 
ra protegerles de una poco probable caída. 
Y no creas que las damas se ofendían por 
estas maneras tan poco correctas. Dejaban 
a estos mercenarios que las sostuviesen y 
reían debajo del pañuelo qxie les ocultaba el 
rostro. 

— ¡La vida del serrallo! El dueño no veía 
más que a una de sus mujeres cada día. Yo 
jugaba, reía y conversaba con todas ellas. Yo 
era quien les depilaba, quien les acompañaba 
al baño, quien les perfumaba; y a mí a quien 
confiaban todos sus secretos. 

— Todavía me acuerdo del día en que la 
favorita trajo al mundo del Islam un niño 
negro. ¡Ay, uno, que no era eimuco, se había 
fingido muy bien! Murió empalado. El cora- 
eón de mi dueño fué clemente con su favo- 
rita y se conformó con devolvérsela a su fa- 
milia. Ni siquiera reclamó lo que había pa- 
gado por ella. 

— Pero yo no experimentaba ningún de- 
Seo; esto era una ventaja, porque permitía 
el que mis ojos pudier.in contemplar sere- 
namente el espectáculo de las odaliscas ba- 
ñándose en las tres salas de mármol donde 
estaban instalados los baños. Una tarde no 
sé lo que me pasó. Una esclava blanca salía 
del baño. Me marearon los perfumes, me 
mareó no sé qué. Cuando ella se tumbó so- 
bre la gran mesa de piedra para que la per- 
fumase le mordí en el hombro. Ella gritó. 
A mí amo le hizo gracia el percance y cuan- 
d'o se convenció de que yo era un verdadero 
eunuco, por broma me casó con ella. Des- 
pués vinieron los años malos. 
— ¿La guerra? 

— La guerra. Se deshacían las fortunas. 
T^os harenes se vaciaban porque los grandes 
señores turcos no podían sostenerlos con su 
debido rango. ¡Cuántas esclavas y cuántas 
concubinas de grandes pachas fueron a au- 
mentar la población del barrio de las corte- 
sanas! ¡Cuántas! Créelo: fué un golpe muy 
duro para el Islam. Luego la reforma. . . 
Con la monogamia, todos los turcos tuvieron 
rué abandonar sus harenes. Mi dueño nos 
dio libertad a mí y a mi mujer. 

— ^¡Agradece a Kemal Pacha tu libertad! 
El eunuco me lanza una mirada de odio 
salvaje. 

— ¿Tú también eres de los Reformadores? 
• — dice — pues yo no. Yo pertenezco a los 
Viejos Turbantes (el partido tradicionalista 
musulmán que cuenta adeptos en Asia y 
África.) 

A mi me divierte mucho el que este eunuco 
astroso pertenezca a los Viejos Turbantes, 
que es el partido de los Príncipes moros y 
de toda la gran aristocracia musulmana, pe- 
ro oculto mi risa. 

— Al libertarte, viniste aquí — le digo — 
«y vives feliz con tu mujer? 

Sus cejas se enarcan. El furor le gana por 
completo. A borbotones exclama: 

— Se necesita ser muy Reformador y estar 
muy contagiado de las costumbres de los 
cristianos, para hablarle a un cre^'ente de su 
esposa. ¿Eso hacéis en Marruecos? ¡Vete, 
vete de aquí! 

Y cuando, obedeciéndole, monto de nuevo 
en mi dromedaria, le veo mover la cabeza 3^ 
mascullar entre dos oraciones dirigidas a 
Mahoma. 

— ¡Ay, Alláh! ¡Y esto hacen los hombres 
que estudian para santos! 

Enero, 1932 




OBSEQUIO 

de 

CINE -MUNDIAL 

a sus 

SUSCRIPTORES 

i .A fotografía autografiada de 
su artista favorito en hermoso 
marco de leatherette como el de 
la ilustración por sólo una subs' 
cripción anual: $2.00 oro ameri' 
cano. 



LLENE Y envíenos ESTE CUPÓN -. 



CINE-MUNDIAL, 

516 Fifth Ave., New York, N.Y. 

Les acompañamos ^2.00 oro americano para que me subscriban por el término de 

un año (doce ediciones) a su interesante revista y me envíen a vuelta de correo 

el retrato autosfrafiado de mi artista favorito en hermoso marco leatherette. 



Nombre 

Apartado o Domicilio 

Ciudad País 

Profesión Artista Favorito 

REMITA en giro postal internacional o cheque contra un Banco en New York. 



INGLES 



E^ 



N 6 meses o antes podrá Ud. ha- 
blar y escribir inglés correcta- 
mente. Un sistema moderno, único y 
exclusivo, que ha revolucionado por 
completo la enseñanza de idiomas, per- 
mite a Ud. ahora aprender el inglés 

con increíble rapidez. Las lecciones son tan fáciles e interesantes, que el alumno aprende casi 

sin esfuerzo, acostumbrando el oído y adquiriendo perfecta pronunciación. Pida hoy mismo 

amplios informes, gratis. 

TSE1V TOEK COMMEECIAL INSTITUTE Dep. E-ló EUIHIEST - líEW TOEK 




UNA MANERA 
FÁCIL DE 
MODELAR 
SU NARIZ 



E^ 



iL Corrector de Narices 
ANITA dará a su nariz 
._ proporciones perfectas,^ mien- 

tras usted duerme o trabaja. Seguro, sin dolor , cóm odo. 
Garantizamos resultados rápidos y perma- 
nentes. 87,000 doctores y personas que lo 
han usado lo elogian como un invento ma- 
ravilloso. 

Sin piezas metálicas o tor- 
nillos. 

Garantizamos la devolu- 
ción del dinero si usted no 
queda satisfecho. 

PIDA HOY EL FOLLETO Medalla de Oro 
Antes-Después GRATIS ganada en 1923 

ANITA INSTITUTO 

116 Anita Building, Newark, N. J., E. U. A. 

Subscríbase a CINE-MUNDIAL 






ESTUDIE AVIACIÓN 

DONClE 

estudio: lindbergh 



ENSEÑANZA 
EN ESPAÑOL 



América Latina necesita miles de pilotos, mecá- 
nicos y otros expertos en la aviación. 

Prepárese y gane de ?350 a 01000 por mes. 

Las líneas aéreas de transporte más grandes del 
mundo están siendo instaladas a través de la Amé- 
rica _Latina. Esto ofrece a la juventud de habla 
española una oportunidad jamás igualada en la his- 
toria del mundo. Venga a esta escuela de fama in- 
ternacionaj, autorisada por el gobierno americano 
para enseñar Aviación y para traer estudiantes del 
extranjero. Un título de_ esta escuela será la llave 
de su éxito en la aviación. Enseñamos tres cursos 
tnecánicos,_ tres de vuelo y uno por corresponden- 
cia. Este último es gratis para todos los estudian- 
tes. Pida informes absolutamente gratis. 

Lincoln Airplane & Fiying Schooi 

Latín American División 
1203 Aircraft BIdg. Lincoln, Nebraska, U.S.A. 



KTI 



PÁGINA 77 



CINE-MUNDIAL 



'5|>"'"V'V'>''V''V'V'"V'"V' ♦♦''♦♦ ♦ 




HOTEL 

La Estrella 

129-131 West 74th Street 

New^ York 

Teléfonos: TRafalgar 7-1750-1751 

NICANOR FERNANDEZ, 

propietario 

pSTE edificio de mo' 
*-* derna construcción 
se levanta en uno de los 
puntos más céntricos de 
la metrópoli — al lado de 
estaciones del Elevado y 
Subterráneo y a corta 
distancia de los teatros y 
el distrito comercial. 

Hermosas y amplias h&- 
bitaciones. 

Absoluto confort. 

Gran comedor artística- 
mente amueblado y es- 
pacioso salón de lectura 

EXCELENTE COCINA 
ESPAÑOLA Y CRIOLLA 

Dirección cablegráfica: 
NIKI ' NEW YORK 



-.♦^.^♦^ 



>^>...>^>^>,.. 



>^>^>. 



HOLLYWOOD 

(Viene de la página 27) 

De la seductora Condesa Lina en "Olim- 
pia" a la austera Abuela en "Mi último amor" 
hay medio siglo. Pero el mismo refinado arte 
paso al encarnar a la sugestiva dama aristo- 
crática, plena de belleza, que al hacer su ma- 
gistral interijretación de la sexagenaria dulce 
y venerable. 

Pero los que conocemos la historia artís- 
tica de Carmen Rodríguez no podemos sor- 
prendernos de sus triunfos de ahora. Hija 
del inolvidable actor Alejandro Rodríguez, 
nació en Madrid, de donde, siendo aim muy 
niña, la llevó aquél a Méjico, donde fué edu- 
cada en el Colegio de las Vizcaínas. Y a los 
trece años de edad hizo su presentación escé- 
nica en ima función de beneficio sobre el 
proscenio del Gran Teatro Politeama de la 
Habana. . . Después, ya im poco mayorcita, 
actuó como tiple cómica en el también ha- 
banero Teatro Martí, pasando luego a recft- 
rrer toda Centro América y más tarde Mé- 
jico, con la compañía de Miguel Gutiérrez. 
Luego, a la América del Sur, y, ya en Buenos 
Aires, se consagró a las recitaciones dramá- 
ticas, que cultivó algún tiempo con rotundo 
éxito. Dirigió después la compañía del Tea- 
tro Virginia Fábregas, en la capital de Mé- 
jico; pasó desde allí al Apolo, de Nueva York, 
y a los pocos meses vino a Hollywood con- 
tratada por la Pathé. . . 

No llegó, sin embargo, a trabajar en la 
Pathé. Una circunstancia inesperada la per- 
mitió trasladares a la Metro, donde estrenó 
"Olimpia", yendo de allí a la First Nacional 
para interpretar "La llama sagrada", y por 
último a la Fox donde se presentó en "El 
último de los Vargas", siguiendo en los Es- 
tudios de Western Avenue con trabajo cons- 
tante hasta el presente. Durante un breve 
interregno filmó "Gente Alegre" en la Para- 
mount. 

Ahora, festejando su triunfo al lado de 
José Mojica en "Mi último amor", se la ofre- 
ció im nuevo contrato que ha de mantenerla 
durante el año entrante a la misma envidia- 
ble altura conquistada a fuerza de talento 
y de entusiasmo por su arte. 



DOUGLAS FAIRBANKS 
EN SUD AMERICA 

APENAS descansado de su viaje por el 
Japón, China y la India, iniciando una 
serie de cinematográficas expediciones por los 
países más interesantes del mundo, el gran 
Douglas Fairbanks se dispone a salir para la 
América del Sur con análogos propósitos ar- 
tísticos. 

El viaje de Douglas Fairbanks por nues- 
tras tierras ha de ser algo sensacional, desde 
el punto de vista cinematográfico. No lo ha- 
rá por mar ni por tierra, sino por los aires. . . 

Si sus propósitos se realizan como los tie- 
ne planeados cuando escribimos estas pági- 
nas, la expedición se efectuará en dos mo- 
dernísimos aeroplanos, de seis pasajeros cada 
uno, yendo aquéllos provistos de todas las 
comodidades apetecibles, para no tener que 
echar de menos ni el más lujoso camarote 
del buque más confortable. 

Con Douglas irán Mary Pickford, los pilo- 
tos correspondientes, y una selecta tripula- 
ción de fotógrafos y de escritores. 

Y de la película que se filme se harán edi- 



PÁGINA 78 



ciones especiales en los principales idiomas 
— y entre ellos, claro es, en español - — en- 
comendándose el relato del viaje a conocidos 
literatos en sus respectivas lenguas. 



DE MASAJISTA 
A ESTRELLA 

YLVIA — ¿no oyeron hablar de ella los 
lectores? — es la masajista de moda en 
Hollywood. Por sus manos pasaron las más 
famosas estrellas. Y Sylvia no se contentó 
con cobrarlas muy caro: publicó las confi- 
dencias que ellas la hicieron, y así redondeó 
su popularidad. (La de Sj'lvia; no la de sus 
clientes.) 

Los artículos de Sylvia, que seguramente 
no fueron escritos por ella, se han recopilado 
en un libro, del que se agotó la primera 
edición. 

Y ahora, en colaboración con Edith Ellis, 
ha escrito una obra teatral, que convertirá 
más tarde en película, proponiéndose encar- 
anr a la protagonista la propia Sylvia. . . 

Una obra con las intimidades que conoce 
S>lvia no puede menos de ser sensacional. 



EL CULTO 
AL AMOR 

T O que aquí se ve no se ve en ninguna 
•*-^ otra parte. Y lo que no se ve, pero lo 
hay, pueden suponérselo los muy curiosos. 

Una joven recién casada, Mrs. Henry F. 
Poyet, de veintiún abriles, ha denunciado a 
la Doctora Alice Farwell, de cincuenta bien 
florecientes estíos, acusándola de haberle ro- 
bado el amor de su esposo. . . 

Aunque de esto se acordó un poco tarde, 
pues el suceso ocurrió, por lo visto, hace ya 
tres años, cuando la Doctora Farwell la ini- 
ció en los misterios del Culto al Amor, en el 
Colburn Biological Institute de Los Angeles, 
donde la muchacha, sin comerlo ni beberlo, 
se encontró casada con un esposo que, de 
acuerdo con la insólita religión de aquélla, 
pertenecía en cuerpo y alma a la Comunidad. 

Naturalmente, la joven inexperta protestó 
en cuanto se dio exacta cuenta del alcance 
del Culto, y la Doctora tuvo que explicarla 
cómo el derecho marital no podía considerarse 
\\n derecho exclusivo, ya que el esposo lo 
debía ejercer tanto en su compañera como 
en la sacerdotisa iniciadora del Culto. . . 

La Doctora Farwell, llevada ante el Juz- 
gado, negó a Mrs. Poyet capacidad intelec- 
tual para comprender las avanzadas teorías 
del Colburn Institute: entre ellas la del Amor 
Libre, que más que teoría ¡es práctica! 

Y lo gracioso del caso es que los padres 
de Mrs. Poyet son también miembros del mis- 
mo Instituto. 

La propia madre de la denunciante, ¡de- 
fendiendo a la acusada!, ha declarado: 

— El Colburn Institute es un centro de cul- 
tura merecedor de todos los respetos, y sus 
enseñanzas nada tienen de reprobable. Lo 
Vínico de lamentar es que no todos los dis- 
cípulos, y entre ellos mi pobre hija, sean 
capaces de comprender el alcance de sus lec- 
ciones, tergiversando su espíritu. . . 

Después de esta declaración, lo que diga 
el Juez ya no tiene importancia. 

Enero, 1932 



CINE-MUNDIAL 




Lo mejor 
contra todo dolor 

es 

el producto 
de confianza 

y 

de calidad 








KéTM al "cepillo rojo"/ 



^.^¡-3*- 



íí*' 



#*• 




al mismo tiempo que se 
obtiene mayor blancura 
para los dientes, con 
IPANA el moderno 

dentífrico v v v 

¿^2^ observa que las encías están pálidas y blan- 
W^P das? ¿El cepillo de dientes aparece teñido de 
rojo porque las encías sangran al frotarse? 

Hé aquí síntomas de que nos amenaza alguna temible 
enfermedad de la boca, para los cuales debe usted 
hacerse atender inmediamente por un dentista. 

Sin embargo, nostros nos limpiamos los dientes dos 
veces al día, y no se nos puede culpar de no cum- 
plir con las reglas rudimentarias del aseo personal. 
Hemos probado uno tras otro los diferentes dentí- 
fricos, sin experimentar ninguna mejoría en nues- 
tros dientes y encías. No nos es posible suprimir 
una de las causas principales de este estado (la mo- 
derna alimentación a base de manjares blandos y 
perfectamente cocidos, que privan a las encías del 
necesario ejercicio en la masticación) más que en 
una forma: por medio del masaje; el masaje que 
activa la circulación de la sangre, con objeto de sus- 
tituir la falta del ejercicio de la masticación. 

El masaje con Ipana es en extremo beneficioso para 
conservar las encías sanas y saludables. 

Por tanto, si el cepillo aparece ligeramente teñido 
de rojo, no desatienda este importante aviso. Prin- 
cipie a usar Ipana y consulte a su dentista. La Ipana 
no sólo blanquea los dientes, sino que, además, pro- 
duce una sensación de frescura y bienestar al usarla. 








■ <W' 



if 













;» :V 



C I xN E - M U N D I A L 








pa/Hj&t, 'iUuüíAtr'cu 



Representantes: 

Weskott & Cia, Rúa Dom Gerardo 42, Rio de Janeiro 

Weskott & Cia, Catedral 1312, Santiago de Chile 

Weskott & Cia, Bogotá y Barranquillo 

Agfa Argentina, Bernardo de Irigoyen 653, Buenos Aires 

Mann & Cia, Avenida Brasil 198, Linna/Peru 



Anilinas Alemanas, Uruguay 1250, Montevideo 
Kavlin Hermanos, La Paz/ Bolivia, Comercio 24-26 
C. Hellmund W & Co., Torre a Veroes 25, 
Caracas/ Venezuela 

Agfa Mexicana S. A., México D.F. 102 Av. República del Salvador 

Adolfo Biener y Cia, 6a Av. Sur N2 3, Guatemala 



CINE- MUNDIAL 




ue 



ü). 



esanim 



acias Caerían ^íilts cJx 



99 



euniones 




— dice ^llUa G/ike, artista tniínada de la ftanialla — si 

en ellas jaliase mi radio ¿K \Slrd ^l/iclor, considerado fíor 

tnts atnigos como la imagen más fjei-fecéa de la fjrofji 

nttinana — v en verdad así lo es! 



na voss 



USTED también se quedará asombrado con la maravillosa reproducción 
de los nuevos radios RCA Victor ... los instrumentos creados por el 
grupo de ingenieros más distinguidos en el mundo de la radiofonía ... los 
instrumentos que poseen los 10 puntos vitales del sistema RCA Victor 
de tono sincronizado ... los instrumentos con el más avanzado circuito 
superheterodino, con regulador automático de volumen, con el tubo 
Pentodo, y otras siete notables características. 

¡ Y mayor será su asombro al conocer lo reducido de los nuevos precios 
— los más bajos en la historia de la RCA Victor! Ya sea que usted esté 
interesado en un radio portátil, en un fonógrafo portátil o en cualquier 
otro instmmento hasta la combinación más fina de radio-fonó- 
grafo, la RCA Victor tiene su instrumento — a un precio al alcance 
de Ud. Hoy mismo vea estos instrumentos en un establecimiento 
RCA Victor. ¡Quedará usted tan impresionado como la propia 
Nita Pike! RCA Victor Company, Inc., División Internacional, 
Camden, N. J., E. U. A. 



RCA Victor 

COMBINACIONES DE RADIO Y FONÓGRAFO 
RADIOS . . . DISCOS VÍCTOR 




Radio— Fonógrafo RCA 
Victor Modelo RE-16 
. . . circuito Super- 
heterodino muy eficien- 
te de 8 tubos . . . nuevo 
fonógrafo con amplifi- 
cación eléctrica . . . con 
el famoso tono RCA 
Victor ... en un 
precioso mueble por el 
precio que antes costa» 
ba un radio solo. 



Febrero, 1932 



PÁGINA 83 



CINE-MUNDIAL 





José Bohr y Lía Tora, en una esce- 
na de la cinta hispanoparlante de 
Universal, "Hollywood, Ciudad de 
Ensueño". 



Jean Harloiv, primera dama de la 

producción de Columbia "La Jaula 

de Oro", en un momento revelador 

de este fotodrama. 

Nuestra 

0p ini Ó n 



Wallace Beery y Jackie Cooper, se* 

gún aparecen en la película de Me- 

tro-GoMwyn-Mayer "The Champ", 

éxito rotundo. 



"Camarote de Lujo", sonora en castellano, 
de la Fox. — Para que no se asuste la gente, 
a la adaptación de esta película no se le ha 
llamado sincronización, sino "trasposición vo- 
cal". No importa: es una sincronización, pero 
está bien hecha. Que es lo único que, a juicio 
del firmante, se necesitaba para que esta for- 
ma de adaptar las películas norteamericanas 
a nuestro idioma resultase la más popular. 
Así se conserva lo que en el original vale: la 
interpretación, el decorado, los detalles de di- 
rección; todo, menos la voz de los cómicos. 
Además, en el caso particular de "Camarote 
de Lujo", se tuvo el acierto ide elegir una 
producción brillante, de espléndida fotogra- 
fía y con numerosos retoques artísticos. 

La Fox ha tenido el talento de no lanzarse 
a hacer "experiencias". Casi todo lo que ha 
producido para el mercado hispano se destaca 
por lo cuidadoso de la selección y la prepa- 
ración. "Camarote de Lujo" no deja nada 
que desear desde el punto de vista técnico: 
parece realmente que emplean el castellano 
los actores norteamericanos que en la obra 
intervienen. Si hay defectos, son de diálogo 
y no de adaptación. 

Encarnan a los protagonistas principales 
Edmund Lowe, Myrna Loy, Greta Nissen, 



Lois Moran y Jean Hersholt. Todas sus ca- 
racterizaciones son dignas de su fama. El 
tema se desarrolla a bordo de un inmenso 
trasatlántico y en él intervienen la intriga, el 
robo, el misterio y varias especies de amor; 
con una presentación lujosísima que completa 
el grato espectáculo para los ojos. 

Es seguro que el público acepte con rego- 
cijo esta forma de adaptar las películas al es- 
pañol, si las que vengan poseen los mismos 
méritos que ésta, que sinceramente aplaudi- 
mos. Y, si no, el tiempo lo dirá. — Ariza. 

La Jaula de Oro (Platinum Blonde), de 
Columbia. — Interpretan esta obra Jean Har- 
low, Loretta Young y el finado Robert Wil- 
liams y, aparte de lo original de muchos de- 
talles fotográficos y del argumento, tiene la 
película el mérito de la interpretación, que 
se destaca por su naturalidad y su uniforme 
excelencia. 

Un repórter, simpático por sus mismos de- 
fectos, entre los cuales está naturalmente la 
actitud un poco cínica del cazador de noti- 
cias, se enamora de una rica heredera. Su 
casamiento, en una aureola de romanticismo 
que nunca resulta pegajoso, termina en el es- 
cándalo y en el /desastre. Tal es, en pocos 



rasgos, el tema en torno del cual tejió el di- 
rector Frank Capra una producción que se 
añade a los otros triunfos de la Columbia. 

Williams — a quien ya se había admirado 
en "Rebound" — estaba destinado a ser uno 
de los predilectos del cine y es lástima que 
la muerte haya cortado su carrera. En esta 
cinta trabajó con un i'erismo y una inteligen-. 
cia sobresalientes. Jean Harlow, en el papel 
de rica heredera y amartelada novia, hace 
destacar de nuevo sus aptitudes. . .y sus cur- 
vas. Loretta Young es la joven destinada a 
consolar al protagonista de su primer desen- 
gaño sentimental. Los tres, así como quienes 
con ellos colaboran, inclusive Halliwell Hobbs, 
que hace el papel de criado, se lucen en la 
interpretación. — Don Q. 

Friends and Lovers, sonora en inglés, de 
Radio. — Menjou, von Stroheim y Lily Da- 
mita. Con esos tres ases había para hacer 
cosa digna de mención. Y, aunque algo le 
falta al argumento para adquirir consistencia, 
es tan superior la interpretación que la pelí- 
cula gustará a pesar de lo mínimo del tema. 
— Ariza. 

(Continúa en la página 145) 




Un momento de la cinta dro/- 

mática de M-G-M "The Sin of 

Madelon Claudet. 



Eric von Stroheim y Lily Dami- 
ta interpretando con Menjou 
"Friends and Lovers", de la Radio 



Greta Nissen y Edmund Lowe 

en "Camarote de Lujo", en 

castellano, de la Fox. 



Entered m sccond-class matter October 7th, 1920, at the Post Office at New York, N. Y., under the Act of March 3rd, 1879. — February, 1932. Vol. XVII. No. 2. — Additional Entry at 
Dunellen, New Jersey, Author¡?ed.— A monthly published by Chalmers Publishing Company at 516 fifth Ave., New York, N.Y.— Subscription Price: #2.00. — Single Copy: 20 cents. 



PÁGINA 84 



Febrero, 1932 




¡UNA COPA DE 

CHAMPAÑA! 

Aquella noche, al ver pasar 
el lujoso tren especial por la 
humilde estación de su pue* 
blo, la joven se preguntó por- 
qué ella no podía disfrutar 
también del esplendor de la 
riqueza. 




en los brazos del dinámico 

CLdhK CABLE 



'E^^ 





La Joan Crawford 
que usted admira, 
hermosa sobre toda 
ponderación, atavia- 
da en crujientes sedas 
. , ¡ Y Clark Cable, la 
personalidad más 
interesante de la 
pantalla después de 
Valentino ! . . Juntos 
en este drama que 
lo paralizará de 
emoción 




Producción de Clarence 
Brown, adaptada dd drama 
de Edgar Selwyrx "The 
Mirage". Con WALLACE 
FORD M SKEETS 
GALLAGHER 



PRODUCCIONES METRO-GOLDWYN-MAYER 

*'Sicm[>rc en los mejores cinemas " 



Febrero, 1932 



PÁGINA 85 




Con J 

en la Eol 



O 






til 



CORRE por el mundo un poncif que 
asegura que el ciudadano francés 
desconoce la geografía. 

A este poncif acaban de darle gran aire 
los periodistas de París al decir que no hay 
ninguna exageración en afirmar que Fran' 
cia acaba de descubrir sus colonias. 

El parisino medio, el verdadero parigot, 
ha hecho un esfuer2,o y, metro o autobús, 
se ha trasladado a la Porte Maillot, dando 
así un mentís a los metecos avecindados en 
la capital de Francia que aseguran que el 
parisino se diferencia de los demás habi- 
tantes de la tierra en que no viaja. 

Aunque no sea más que por este acto 
patriótico comprendemos el sacrificio del 
paligot medio al trasladarse desde su arron- 
dissement hasta la puerta de entrada de la 
gran exposición colonial. 

Ya lo han dicho los periodistas de París: 
M. Dupont y M. Duran han dejado su par' 
tida de manilla, y se han ido, tartarines de 
la pla^a de la Concordia, a descubrir las 
colonias francesas. 

Hasta aquí todo es perfectamente ra2;o- 
nado, ¿pero qué especie de colonias puede 
ir a descubrir en la exposición de la Porte 
Maillot la señorita Josefina Baker? 

Aquí la veo en la entrada, vacilando, 



como con 
luego no la 
organizado 
se empeñej 
lio de las 

Josefina I 
tra decidic 
ñando susj 
de chicle. I 

Josefina' 
nías. Aca< 
vaya en b 
ción de su 
~osamente 

Tras lo 
me introc 
lonial. 

El entr 
Josefina j _ __„^^ 

de parieiiLes, por estas colonias que 
acaban de descubrir los periodistas de 
París. 

Por esjo, cuando me aproximo a la 



OJOS 

j;anos 

nüi' 
sue' 

¡y no 
tho2¡a 
>s en 




Ilustraciones 
de Arroyito. 

Febrero, 1932 



KIB 



C I N E - M U N D I A L 




"E 
ME 



L CLARION 
ENTUSIASMA", 

dice la Encantadora 

LUPITA TOVAR 








^ta Tovctr--vihrünte- es— 

trella de ¡a Universal e intérprete 
de "Born-eo Adentro", dice: "EL 
CLARION me entusiasma. Con- 
vencida de la superioridad de los 
radios CLARION, en ellos escu- 
cho las trasmisiones al terminar 
mis labores en 'Santa'." 

Lupita Tovar encarna sentimiento y drama en la 
producción "Borneo Adentro", de la Universal. 

OOLO la perfección satisface a las estrellas y los directores cuando se 
trata de grabar y reproducir los sonidos en los talleres del cine sonoro. Por eso 
CLARION ha cautivado a Hollywood con su purísimo tono, que conserva el 98% 
del sonido original. El oído de Hollywood, acostumbrado a sorprender la más ligera 
falla en la reproducción sonora, reconoce en el CLARION la máxima expresión de 
la radiofonía. 



N( 



lo compre usted su aparato de radio, no reemplace el que ahora tiene 
sin haber escuchado antes el CLARION. El JÚNIOR CLARION es sólo uno de 
nuestros modelos; pero tenemos surtido completo de todos tamaños. Si su proveedor 
no puede demostrarle la excelencia de este aparato radiofónico, sírvase usted escribir- 
nos inmediatamente. 

A LOS PRINCIPALES COMERCIANTES DE APARATOS RADIOFÓNICOS! 

¡CLARION es el radio que le conviene a Ud.! Es el aparato radiofónico con que ha 
soñado el público; el que siempre ha deseado usted tener en venta — • moderado en precio, supre- 
mo en distancia y en reproducción sonora, atractivo de apariencia y fabricado por una reputa- 
dísima empresa. ¿Por qué no nos escribe o nos cablegrafía pidiendo detalles respecto a la fran- 
quicia de CLARION? 





Transformer Corporation of America, 

2309 South Keeier Avenue, ♦ Chicago, lll., U. S- A. 
Dirección Cablegráfica: "CLARION"— Chicago. 

(Todas las claves) 



El modelo CLARION JÚNIOR combina extre- 
ma selectividad con extraordinaria sensibilidad 
durante toda la trasmisión radiofónica. 

Distribuidores de CLARION: 



Cía. Comercial "ARVA", S.A., 
Avenida Madero No. 70, 
México, D. F. 

"LA ISLA DE CUBA", 

Monte 55-57, 

Habana, Cuba. 



Platón Texido, 
Diputación 175-181, 
Barcelona, España. 
Casa Paradizabal, 
Calle Andes 1395, 
Montevideo, Uruguay. 




Febrero, 1932 



PÁGINA 87 



John Barrymore, 
el as de los acto- 
res norteamerica- 
nos, en quien se 
encarnan las do- 
tes legendarias 
del cómico teatral, 
y las del intérpre- 
te de cine. Filma, 
actualmente, para 
M-G-M. 




8 1 Gi 




noro 



LA PRUEBA de que el Cine es un arte 
(todo se demuestra por referencia a 
^ la idea platónica) está en que no es 
posible tratar de Cine sin filosofar so- 
bre estética. Y ante todo, una declaración de 
principios: hay dos épocas, antes del Cine y 
después del Cine. Son dos épocas inconcilia- 
bles. Los A. C. nunca podrán entenderse con 
los D. C, y esto en ninguna de las cuestiones 
que más nos importan, es decir: ni en moral 
ni en política. "Cuando yo sea dictador — - 
piensa para su fuero interno el D. C. — des- 
tituiré de los cargos a todo el que no sea 
aficionado al Cine: ese tipo humano no po- 
dría inspirarme confianza." 

El conocedor se revela por reducción al 
absurdo: al que le gusta el Cine, le gustan 
también las cintas malas. 

El Cine es al revés de los Toros. — "¿Pero 
es que a los Toros viene Ud. a divertirse?", 
pregunta con ira el aficionado impenitente, 
y tiene razón. Al Cine, por el contrario, va 
uno, ante todo, a divertirse — de aquí el odio 
que le tienen los intelectuales puros. A di- 
vertirse, no siempre con los novelones, sino 
con todas las posibilidades de la percepción 
visual, inéditas muchas de ellas antes del 
Cine. — Los movimientos rápidos, que esca- 
paban antes a la visión, son ya nuestros: la 
acomodación del salto en el espacio, la tra- 
yectoria de la bala. Además, los gestos de 
las plantas y aun de la naturaleza tenida por 
inerte se nos van entregando. La mímica 
entera de la creación poco a poco se deja 

PÁGINA 88 



Por Alfonso Reyes 

asir: nuestro lenguaje se ensancha. Tal vez, 
mañana, hablaremos con las piedras. 

La técnica y toda la parte de estudio foto- 
gráfico tienen que ser perfectas; ello es ele- 
mental, como lo es el conocer las letras para 
leer. Pero los films que se quedan en meros 
estudios fotográficos a lo más que pueden 
llegar es a fracasos eruditos. Así la Juana 
de Arco, análisis al microscopio de las pecas 
y la eczema en la triste piel de los viejos. 
Si el Cine acerca tanto que hasta es un tea- 
tro de la piel, bien está. Pero ¿por qué un 
hospital de la piel? 



Mucho se ha escrito sobre el ci- 
ne, pero estaba reservado al emi- 
nente literato don Alfonso Re- 
yes el resumir, en el artículo 
que ahora se honra publicando 
esta revista, todo lo que de esa 
modalidad del arte puede decir- 
se. Y, comentado por el actual 
embajador de Méjico en el Bra- 
sil, el tema adquiere nuevo in- 
terés y singular oportunidad. 



Y la inevitable teoría estética. — El arte es 
ima travesura. Gato por liebre, dice el autor 
del Secreto Profesional. Liebre por gato, dice 
Ortega y Gasset en unas notas gongorinas. 
— Las artes del tiempo — música, letras — 
travesean con el oído y el pensamiento. Las 
artes del espacio — pintura, escultura, letras 
otra vez, dado que ahora hay poemas tipo- 
gráficos — travesean con la vista y con el 
sentido muscular. Las artes mixtas del espa- 
cio y del tiempo — la danza, oh Mallarmé — 
travesean con todo a la vez. Embárrese el 
movimiento en un plano, en dos dimensiones, 
y se tendrá el Cine-primera época. El Cine- 
segunda época, que aún no puede competir 
con el anterior en la calidad de sus produc- 
tos, además de la travesura de los ojos nos 
brinda la de los oídos. Hablamos del Cine 
sonoro, presentido ya por el inevitable Jules 
Verne en El Castillo de los Cárpatos. 

Hablemos del Cine Sonoro. El sincronis- 
mo está ya logrado, y se permite con facili- 
dad ciertos alardes: en La Divina Dama, aquel 
aplauso ahogado al nacer. El nuevo elemen- 
to sonoro enriquece los asuntos, no a manera 
de adorno (éste es el error de los directores), 
sino porque añade también otra ironía, otro 
toque estético posible; por ejemplo, la pre^ 
sencia de lo ausente: se oye ladrar un perro 
distante, se sienten venir unos pasos. 

Pero hay todavía un 'defecto técnico, de- 
masiado sensible en algunas escenas. El "tem- 
po" coincide, pero la perspectiva visual no 
(Continúa en la página 138) 

Febrero, 1932 



DEC 3 



hF ' 




^C:B 138725 / 

cmmwi 

REVISTA MENSUAL 

ILUSTRADA 

Director: F. García Ortega 

Jefe de Redacción F'^"- J. Ariza 

Gte. de Anuncios: William J. Reilly 

Gte. de Circulación: J. A. Cordero 



Vol. XVII 

FEBRERO, 



Núm. 2 



1932 



Ind 



1 ce ' 



'Anna May Wong, estrella 

oriental de Paramount e 

intérprete de "La Hija del 

Dragón". 



Jean Harlow i Portada 

Por José M. Recoder 

Nuestra Opinión 1 84 

Josefina Baker en la Exposición 

Colonial | 86 

Por Renato Blay 
El Cine Sonoro 

Por Alfonso Reyes 
CÓMO escriben los hispanos! a sus 
familiares L 90 

Por Arroyito 
En Broadway 91 

Por Jorge Hermida 
Microbianas | 92 

Por Rafael de Zayas Em\íquez 
Desnudando a las Estrellas .j 94 

Por Francisco J. Ariza j 
Constance me Confía un Pappl. ... 95 

Por Eduardo Guaitsel 
Centelleos~TT7T7T7tt-7-7-;-^-,-^^j 96 

Por Don Q. 

Lo que Visten las Estrellas. 100 

La Ciudad que no Existe [ 102 

Por Luis Antonio de Vega 
Hollywood 105 

Por Don Q. 
Mi Regalo de Bodas 114 

(Relato autobiográfico) 

Mundiales 115 

Preguntas y Reshuestas 120 

Los Niños 122 

Por Elena de la Torre 
De mi Estafeta 124 

Por M. de Z. 
Psicoanálisis 126 

Por F. Giménez 
Mosaico Europeo 128 

Por W. Stejphen Bush 
Consultas Grafológicas 132 

Por J. Jiménez 
Ciencia Doméstica 134 

Por Elena de la Torre 
La Mujer ante el Espejo 186 

Por Elena de la Torre 

Esta revista circula en todas partes. Precios: 
en España y Portugal, 15 pesetas la subscripción 
anual y Ptas. 1.50 el número suelto; en Méjico, 
5 pesos plata mejicana la subscripción anual y 50 
centavos mejicanos el número suelto; en Argen- 
tina, Bolivia, Chile, Uruguay y Paraguay, 5 pe- 
sos moneda argentina la subscripción anual y 50 
centavos argentinos el número suelto; en el res- 
to del mundo, dos dólares la subscripción anual, 
y 20 centavos oro americano el número suelto. 

CASA EDITORIAL DE CHALMERS 

F. García Ortega, Presidente; Alfred J. Chalmers, Vice- 
presidente; Ervin L. Hall, Secretario y Tesorero. 

516 Fifth Avenue, Nueva York, E.U.A. 

Oficinas en Londres: PARAMOUNT PUBLICITY 
65 Fleet Street, London E. C. 4 




Vestido de caballero español 
y como no aparecerá en nin- 
guna película, el cómico de 
M-G-M Jimmy Durante. 




Para besar con 
gafas, no hay co- 
mo Sally Eilers, 
de la Fox. 



CINE-MUNDIAL 




■I ^ t > 



"Como te digo, querido 
Pepe, ahora estoy im- 
primiendo discos en es- 
ta gran metrópoli..." 





Cómo Escriben 
los Hispanos 

a sus 'Familiares 

i 

I desde 

Nueva York 



Por Arroy ito 



"Ayer llevé en mi nue- 
vo 'carro' a su oficina 
al Rey del Tuti-fruti. 
Por cierto que. . ." 




" hoy he tenido 

tres nuevas 'piezas' 
en el gabinete den- 
tal donde trabajo." 



" — mi buen tipo 
me ha llevado a 
ocupar un envi- 
diable puesto en 
tino de los gran- 
des espectáculos 
de Broadway . . ." 







"Ayer tuve una larga conversación con el 
presidente de la compañía donde trabajo. . ." 



"Dejé el empleo que tenía y ahora me dedico al nego- 
cio de la pesca, que tiene tnucha competencia, pero. . ." 



PÁGINA 90 



Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 








'TODA la producción de una de las com' 
■*■ pañías fuertes de Norte América en 
castellano, o en cualquier otro idioma que 
no sea inglés, está bajo la jefatura absoluta 
de una hebrea jovencita, muy guapa, con 
unos ojos negros inquietantes, un cuerpo 
sinuoso y mucho talento. 

Ella lo decide todo: la selección de las 
obras, el reparto, el director, el adaptador, 
los sueldos y la cantidad total que ha de 
invertirse en hacer las películas. 

Cuesta un trabajo enorme lograr verla, 
pero vale la pena esperar. 

•ir * 

pON el nombre de Ballyhoo acaba de 
^ fundarse en Nueva York una revista 
mensual a base de chistes y caricaturas, y 
hoy, con el cuarto número, ya pasa la ti- 
rada de millón y medio de ejemplares. 

Se vende a quince centavos, tendrá unas 
treinta y dos páginas, y no lleva un solo 
anuncio. 

Es decir, los anuncios que publica es lo 
que más sensación ha causado, porque to' 
dos son parodias y burlas sangrientas de la 
publicidad en boga entre los industriales 
yanquis. 

Descono2;co el secreto de su éxito. 

Al examinarla con calma, la única dife- 
rencia que resalta entre esta revista y las 
otras del mismo género es la de que acen- 
túa el gesto escatológico y pornográfico. 

Pero sin llegar al naturismo, que todavía 
anda en pañales en los Estados Unidos. 

Tal vez; sea síntoma de vejez, o de que 
me haya vuelto puritano viviendo entre 
nórdicos, pero a mí me parece todo eso un 
relajo y un desprestigio. 

Entre las publicaciones nudistas que he 
visto y las postales que se venden en París 
por loá bulevares sólo hay un paso. 

Las de Cuba, en especial, dejan bÍ2;co a 
cualquiera. 

No sé dónde vamos a parar. 

Mejor dicho: vamos a parar a lo de siem- 
pre, a una reacción que, dentro de pocos 
años, transforme en sicalíptico el acto de 
enseñar un tobillo. 

UASTA la hora de escribir estas líneas, 
-*■-*■ el juego de fútbol americano ha mata- 
do oficialmente veintiséis muchachos en lo 
que va de temporada. (Veintisiete según 
un compañero que acaba de enterarse de 
otra muerte en un diario de la tarde.) 

Febrero, 1932 




En un trampolín a cuyo rebote rom- 
perá la beldad el espejo de las aguas, 
Genevieve Tobin, actriz teatral neo- 
yorquina, nadadora como hay pocas, 
dueña de este estanque californiano y 
estrella de la película "Boulevard". 



La mortandad entre los cazadores es aún 
más elevada. Desde que se levantó la veda, 
hace un mes escaso, han ido para el otro 
barrio sólo en el Estado de Nueva York 
unas cien personas en números redondos. 

Esto sí que es serio — aun más que el 
fútbol, que limita sus víctimas a los que 
juegan y rara vez ocasiona defunciones en- 
tre los espectadores, aunque no deja de ha- 
ber por los tendidos sus trompadas y bote- 
Hazos. 

Pero la caza es algo grave. 

El ciudadano que en esta énoca se aven- 
tura dentro de un bosque, o donde haya 
árboles o follaje, se expone a que lo con- 
fundan con un oso o un conejo y le aticen 
un balazo en la cabeza. 

TTN estudiante de la Universidad de Mi- 
^ chigan, Stewart Redver de nombre, 
sostiene que los hombres públicos ni oyen 
ni se enteran de nada cuando se les pre- 
senta a alguien que no tenga cierta fama. 

La semana pasada puso en práctica su 
teoría. 

Mr. Bruckner, el gobernador del Estado, 
acababa de llegar a la ciudad a pronunciar 
un discurso y el estudiante formaba parte 
de un grupo que fué a recibirlo a la es- 
tación. 

Al darle la mano, el estudiante dijo en 
voz clara: 

— Freí a mi abuela esta mañana. 

El gobernador le contestó: 

— ^Tengo sumo gusto en conocerle. 

Es cierto que no oyen, y que muchos tie- 
nen la cara muy dura y son bastante brus- 
cos cuando no se trata de alguien que pue- 
da favorecerles. 

Recuerdo ahora un percance en que in- 
tervine de muchacho en mi tierra, y que 
hubiera acabado de mala manera de no 
ocurrir en un sitio donde no era posible 
dar un espectáculo. 

Se murió un personaje y tuve que ir al 
cementerio. Después de enterrado, desfila- 
mos todos de uno en fondo ante un político 
barbudo que despedía el duelo. Yo estaba 
emocionadísimo y, al llegar frente a él, qui- 
se pronunciar unas frases de pésame que me 
había aprendido; pero el hombre no me 
dejó. Ya al estrecharme la mano comenzó 
a empujarme diplomáticamente hacia afue- 
ra, y, al ver que no me iba y continuaba 
hablando, me dio un tirón que me hizo 

PÁGINA 91 



C I N E - M U N D I A L 



J^i cr obidnds 



Por R. de Zayas 
Enriquez 



m^%¿ 



¿Qué cosa es la matemática? 
Es la ciencia más simpática; 
la que deja comprobado, 
por a más b, flauta y pito, 
que lo infinito es finito, 
y que el círculo es cuadrado. 



No hay gato que no me arañe, 
ni perro que no me muerda, 
ni lotería, que si gano, 
falso el billete no sea; 
y, por fin, siempre fui célibe, 
V me resultan dos suegras. 





¡No es verdad, no es verdad. . . Las tiranías 
no son generaciones espontáneas 
que surgen y que crecen instantáneas; 
eres tú, sociedad, la que las crías. 

Tú, la que adoras al que espada blande, 
que más admiras al que más te veja, 
que ídolo necesitas que proteja, 
y de un hombre feroz para que mande. 

Así en lo temporal como en lo eterno, 
tu conducta es abyecta, miserable; 
no obedeces la ley, temes al sable; 
ni a Dios adoras; temes al infierno. 



Cuando el sol declina 
mi sombra se alarga. . . 
Grandezas y sombras 
son meras falacias. 



Si quieres pasar por sabio 
y todo el mundo te alabe, 
sólo pronuncie tu labio 
lo que todo el mundo sabe. 





— ¿Dónde quisieras vivir? 
— Señor, donde hay mucho arte. 
— ¿Dónde quisieras morir? 
— Señor, en ninguna parte. 

— Está bien, dijo el Eterno; 
voy al punto a complacerte: 
te mando vivo al infierno, 
donde hay mucho arte y no hay 
muerte. 



No hay placer que no se pague. 
Al convertirse en recuerdo 
acaba en melancolía, 
cuando no en remordimiento. 



Alcázares y templos 
con las nubes fabrico. 
¿Que construyo en el aire? 
¡Viene a durar lo mismo! 





— Gendarme, mire usté, allí 
se están matando esos dos. . . 

— i Que se maten, vive Dios! 
¿Eso qué me importa a mí? 



Fama es que en el Purgatorio 
no se paga por entrar; 
pero que es obligatorio 
para salir, el pagar. 
¡Oh, dinero libratorio! 





perder el equilibrio y por un poco me voy "¡^ '¿f 

de narices. ¿yENDRÁ razón Mr. Hoover? 

Excuso decir con el humor que salí de ' -*■ ¿Habrá realmente crisis, o será que 



aquel recinto sagrado 

PÁGINA 92 



nos lo imaginamos y que todo esto no pasa 



de ser un estado mental? 

Lo digo con la vista fija en los revolu' 
cionarios que han venido a congregarse en 
Nueva York. 

Sé que no andan muy boyantes, pero 
por ahí se los encuentra uno en los vestí- 
bulos del Park Central, el Alamak, el Me 
Alpin, el Plaza, el Pennsylvania, el Bilt- 
more. . . hasta en el nuevo Waldorff- As- 
teria, que cobra precios fantásticos. 

¿Dónde se reunían los padres de estos 
señores, los rebeldes de hace treinta años? 

El cabecilla de, antaño rara vez visitaba 
un gran hotel. 

La plana mayor de entonces se alojaba 
en fondas modestitas de Tampa, Cayo 
Hueso, Galveston, Nueva Orleans, San 
Antonio o El Paso, o en las casas de hués- 
pees de la Calle 14 en Nueva York, donde 
por cinco o seis pesos a la semana el cons- 
pirador tenía derecho a cuarto, tres sucu- 
lentas comidas diarias, y a protestar en alta 
voz contra cualquier tiranía desde el stoop 
o encaramado sobre un cajón en medio de 
la acera. 

^ ú 

"PL otro día leí que la fabricación de ropa 
'-' es la industria más importante de Nue- 
va York. Sin contar múltiples semanarios 
y revistas mensuales, sostiene un magnífico 
diario que compite en circulación e ingre- 
sos con los grandes rotativos metropoli- 
tanos. 

La segunda es la industria tipográfica, 
en sus diversas ramas. 

ií ir 

A UNQUE es notorio que Morgan no con' 
^ cede entrevistas, los repórters del puer- 
to no pierden las esperanzas y siempre tra- 
tan de hacerle hablar cuando desembarca 
en Nueva York. 

Hace poco llegó en el "Berengaria". Los 
periodistas se pusieron de acuerdo y for- 
mularon una pregunta kilométrica, y desig- 
naron a uno de ellos para que se la leyera. 

El banquero escuchó la lectura con cal- 
ma, y, una vez terminada, hizo una especie 
de reverencia y se alejó diciendo: 

— En efecto; en efecto. . . 

ir * 

T AS autoridades norteamericanas no res- 
^ piraron a sus anchas hasta que se mar- 
chó Diño Grandi, cuyo asesinato aguarda- 
ban a cada momento durante la semana 
escasa que anduvo por aquí. 

Es sorprendente el odio que inspiran 
Mussolini y sus fascistas. 

Puede asegurarse que por lo menos el 
80% de la gente que Grandi vio en los Es- 
tados Unidos era de la policía. Le rodeaban 
por todas partes. En el hotel, en la calle, 
en el teatro, dondequiera que iba. Al pasar 
por la Quinta Avenida, frente a esta ofici- 
na, había un cordón de dos mil guardias 
que miraban hacia el público amontonado 
en las aceras, y no hacia la calle como es 
la costumbre. 

Se tomaron con él más precauciones que 
con todos los políticos europeos juntos que 

Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 




MATRIMONIOS DE HOLLYWOOD 

El papá. — ¡Esa no es manera de sentarse, niña! 

La mamá. — Déjala. ¿No res que está imitando a Marlene Dietrich? 



han venido a Nueva York en los últimos 
tiempos, sin excluir ni a Lava! ni a Mc- 
Donald, 

"PL micrófono sigue asustando a la gente 
^ — hasta al impasible Ghandi, que dio 
un paso atrás en cuanto le puso los ojos 
encima. 

Un inglés de la General Electric me con- 
taba que a Lord Jellicoe tuvo su señora que 
darle varias palmaditas en la espalda, un 
tirón de orejas y una copa llena de whiskey 
antes de que se atreviera a acercarse al 
aparato. El célebre almirante le había co- 
gido un terror pánico al diminuto disco. 

Y que Forbes-Robertson, el gran actor, 
lloraba de susto la primera vez que habló 
por el éter. 

"pN estos precisos momentos se reúnen en 
^ Hollywood los magnates del cinemató- 
grafo: los Zukor, los Laemmle, los Schenck, 
los Sheehan, los Warner y el eterno Will 
Hays. 

No se discute más que cesantías y reba- 
jas de sueldos: ayer un 10%, hoy un 20%, 
para mañana un 30% más. 

Febrero, 1932 



También se habla mucho de agregar a 
las funciones de cine mayor cantidad de 
"carne", que en el argot teatral de Broad- 
way significa artistas vivientes, y eso quie- 
re decir que el público empieza a cansarse 
del drama mecánico y de la música en dis- 
cos que hoy se exporta desde Nueva York 
y California. 

Se rumoran nuevas absorciones y elimi- 
naciones entre las pocas grandes producto- 
ras que ahora quedan, y, en fin, todos los 
indicios revelan que se avecina un reajuste 
radical en el Cinematógrafo — única indus- 
tria que hasta la fecha parecía inmune a la 
crisis. 

■Í! ir 

CI se quejan los productores de cintas so- 
^ ñoras y aparatos de radio, más gritan 
aún los músicos — y con mayor motivo. 

Según el Freie Press, ascienden a tres 
mil los violines que hay empeñados en el 
"Dorotheum", o Monte de Piedad central 
de Viena. 

lür * 

T A otra tarde fui a una penitenciaría de 
-*-' Nueva York a ver al alcaide, que es 
amigo mío, y sostuvimos una discusión aca- 



lorada sobre el cuerpo policiaco de la ciu' 
dad, al que vengo criticando desde hace 
años por sus procedimientos arbitrarios y 
brutales. 

Quedé convencido. 

No de que los polÍ2;ontes sean unos san- 
tos, sino de que los bandidos neoyorquinos, 
feroces como tigres, no entienden más len- 
guaje que el del revólver. 

Al salir me llamó la atención uno de 
los presos — joven rubio con la cara llena 
de polvos, los labios enrojecidos, los pár- 
pados pintados de a2;ul, y una vo^ de tonos 
aflautados. 

Me froté los ojos varias veces ante se- 
mejante aparición. Aquéllo no parecía po- 
sible. 

Pero no había duda. 

Al observar que me fijaba en él, me lan- 
ZÓ una mirada tan sospechosa que me hi2;o 
apretar el paso para tener la fiesta en paz- 

•ü 

A propósito: mi amigo da la nota entre 
todos los alcaides del mundo. 

En 1931 ingresaron en los penales bajo 
su custodia treinta y ocho mil condenados, 
que se dice muy pronto. 

Jorge Hermida. 

PÁGINA 93 



CINE-MUNDIAL 



T)esnudando 
a las estrellas 



Por 
Francisco J. Ariza 



"M 



abrir la puerta de la habita- 
ción, fué como si hubiese yo 
levantado la losa de un sepul- 
cro. Todo eran tinieblas. Pesados cortina- 
jes escondían en sus espesos pliegues las 
paredes del aposento. Luchando en vano 
por distinguir alguna puerta, alguna ven- 
tana, alguna lus, noté que lo único que ras- 
gaba aquella fúnebre monotonía era, en el 
centro, una gran corona de espinas. . . 
Avancé, extendidas las manos para no tro- 
pesar, pero mí pie, topando de pronto con- 
tra un obstáculo, me higo vacilar. . . Caí, y 
no en silencio por cierto, sobre un ataúd . . . 
la cama en que habitualmente duerme Ra- 
món Novarro. 

" — ¡Por lo que más quiera, encienda us- 
ted algo! ¡Levántase a sacarme de esta pe- 
sadilla! — grité adolorida, amedrentada y 
furiosa. 

'" — Pero si estoy completamente desnu- 
do...! — gimió el actor desde su leche 
féretro. 

"Siguiendo, con nuevos tanteos, las ins- 
trucciones que en la obscuridad me daba, 
logré por fin hallar el cordón que desco- 
rría uno de los tapices. . . Se iluminó la 
estancia; pero con una penumbra de claus- 
tro. . . La única ventana era de esas de 
iglesia, emplomada y a colores, con imáge- 
nes religiosas y gruesos vidrios de escasa 
trasparencia. . . 

"La macabra alcoba de Ramón — en la 
casa que éste habita en Hollywood con sus 
diez hermanos — es copia de no sé qué crip- 
ta funeraria de un santo italiano. Su cama- 
sarcófago, se alza, como catafalco, a la 




sombra de un dosel morado. . . 

"¡Precioso lugar para ejercer mi profe- 
sión de masajista!" 

La precedente relación, marcada con 
acento noruego y entre expresivos adema- 
nes, venía de una señora pequeñita, par- 
lanchína, extremadamente nerviosa y muy 
afecta a mezclar en la conversación pinto- 
rescas expresiones callejeras. 

Se llama Sylvia UUback, se dedica al ma- 
saje para ganarse la vida y al chismorreo 
para conquistarse malas voluntades, y con 




lo que cuenta de sus aventuras entre las 
estrellas de cine — a la mayoría de las cua- 
les prestó sus servicios hasta hace poco, en 
Hollywood — hay material para un libro y 
pretexto para muchos escándalos. 

Sylvia no sólo estuvo adscrita, por con- 
trato, a varios de los talleres donde se fil- 
man películas norteamericanas, sino que 
tuvo a su cargo, por meses enteros, la con- 
servación y cultivo de las formas, el peso, 
el atractivo y la salud de actrices exigentes, 
como Gloria Swanson y Mae Murray. 

Sin ligas ningunas, ni compromisos con 
las empresas, y dueña, por otra parte, de 
una independencia de carácter extremada, 
la señora narra a quien quiera oírla multi- 
tud de intimidades de la vida de los astros 
cíñeseos y tiene, así, incansables oyentes y 
no pocas amenazas de demandas por difa- 
mación . . . que ella, con gran desparpajo, 
convierte en nuevo motivo de risa. 

CINE-MUNDIAL fué a hacerle una vi- 
sita y de lo mucho que salió de sus labios. 




PÁGINA 94 



Sylvia, vista por Riverón 

se resumen aquí, entre comillas, algunos 
personales comentarios. 

Sylvia continúa hablando: 

"Con Ernest Torrence me pasó una cosa 
muy ocurrente. A pesar de su aire furi- 
bundo, Torrence es la persona más tímida 
que pueda imaginarse. Con tales antece- 
dentes, imagínese su terror el día en que 
su señora, resuelta a impedir que sufriese 
un ataque de neurastenia — provocado por 
exceso de trabajo — se puso de acuerdo 
conmigo para someterle a un tratamiento 
de masaje. 

"Como, naturalmente, Torrence se resis- 
tió y juró no dejarse ni ver ni tocar por mí 
¡una mujer!, hubo que recurrir a la cons- 
piración y, en connivencia su esposa y yo, 
lo sorprendimos una mañana en que estaba 
bañándose. Al cabo de una hora, durante 
la cual su cónyuge y yo escuchamos pa- 
cientemente los gruñidos de protesta que 
salían de detrás de la puerta, no tuvo más 
remedio que salir. . . pero surgió envuelto 
en una bata y rojo como remolacha. 

" — ¡Quítese la bata! — ordené perento- 
riamente. 

" — Pero si es muy corta ... — protestó. 

" — ¡Quítatela! — insistió su señora. 

"Cuando se la quitó, las dos soltamos la 
carcajada: se había ceñido a la cintura to- 
das las toallas que encontró en el baño; y 
su corpachón peludo de gigante teñí no 
sé qué de extremadamente ridículo con 
aquel abultado taparrabo. 

"De la timide2;, Torrence pasó a la furia 
al vernos reír de tan buena gana y fué me- 
nester arrastrarlo literalmente hasta la ca- 
ma, donde, quieras que no, lo extendimos, 
sin toallas, y pude darle libremente el pri- 
mer tratamiento. Al cabo de un mes, esta- 
ba sano por completo, agradecido hacia mí 
y sin pizca de nervios. Mi experiencia me 
ha demostrado que los hombres poseen un 
(Continúa en la página 143) 

Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



(^onstance 
m e confía 
un papel 



Por Eduardo Guaitsel 



NUEVA YORK amaneció con nic 
bla, es decir, con la cara tiznada. 
El aire apesta a pipa rancia y todo 
lo que se ve, que es poquísimo, asume un 
gris ratonil. La atmósfera es de plomo; y 
de plomo los pies de los que usan callos 
y juanetes. Se escucha asimismo una gran 
variedad de explosiones bronquiales, desde 
el estornudo'tiple hasta el carraspeo bajo 
profundo. 

Las fachadas aparecen confusas y borro' 
sas; lo mismo que las ideas. No se les ve 
la punta a los rascacielos; ni a eso de salir 
a buscar estrellas en una mañana en que 
están encendidos los faroles. 

Pero yo avan2;o impertérrito, camino de 
mis obligaciones, con los lentes nublados 
por el vaho y la indecisión reflejada en el 
semblante; no sé si eso que viene a mi en- 
cuentro es una señora flaca o un poste. . . 

Cuando llego al hotel donde me aguarda 
Constance Cummings, tropie2,o con dos 
amigos que se dicen improperios y que me 
convierten en arbitro de la discusión ape- 
nas me ven. 

— ¿Qué es eso? ■ — me preguntan enar- 
decidos, señalando una placa de metal con 
una figura modernista, encima de la puerta 
de una de las salas del edificio. 

— ¿Eso. .? — contesto, poniéndome a la 
defensiva, mientras quito la nublazón a mis 
lentes. 

— Sí; eso. Este, afirma que es un bison- 
te. . . y yo aseguro que son dos bailarinas 
siamesas. . . 

Como es la primera vez que resulto in- 
vestido con la dignidad de crítico de arte, 
tengo que ponerme en papel. Entrecierro 
los ojos, retrocedo unos pasos, me pongo 
la palma de la mano en la frente, tuerzo 
el pescuezo, me pincho los labios y, por 
fin, decido: 

— ^Es un ostión. 

En vez de los aplausos que esperaba, mis 
cofrades exclaman con desprecio "¡Bab!" 
y me vuelven la espalda. Pero yo sabré 
vengarme; yo dejaré a las personas inte- 
ligentes que resuelvan quién entiende de 
arte y quién no. La ostra — ¡es ostra! — 
figura como adorno del elegante "foyer" 
del Hotel Saint Moritz, en Central Park 
South, de esta nebulosa ciudad. Si alguien 

Febrero, 1932 




Constance Cum- 
mings, astro de 
Columbia, con su 
perro predilecto. 



nota bailarinas o bisontes, que me 
lo avise. 

¡Si sabré yo de moriscos! Preci- 
samente ayer le advertí a un señor que co- 
mía cangrejos moros, que no eran moros, 
sino morbos y, por la noche, el pobre. . . 

Pero esos son asuntos personales. Vol- 
vamos a Constance Cummings, que me 
está esperando en su cuartito del Saint 
Moritz; una habitación con tapices violeta 
pálido y sillas doradas. . . 

Constance es rubia y muy baja de es- 
tatura. . . Pelo con visos de sol; ojos con 
tinte de cielo (¡ay, me salió un verso pre- 
cioso!) 

— ¡Ah! Pero Ud. habla inglés. . . — co- 
menta sorprendidísima. 

— Naturalmente. . . — explico tranquili- 
2;ador. 



— Pues no sabe Ud. el peso que me quita 
de encima. . . Creí que íbamos a entender- 
nos por señas. . . 

— ¡Eso sí hubiera sido original ¡ — co- 
mento. — Una entrevista en el lenguaje 
de los sordomudos pasaría a la historia. . . 
Y, a propósito de historia, he venido a 
que me relate la suya. . . 

— Es brevísima, . . 

— Eso se echa de ver — interrumpo ga- 
lantemente. 

— En efecto, — confirma sonriente — 
apenas acabo de llegar a la mayor edad; 
pero no han sido pocas las cosas que me 
han ocurrido antes de entrar en el cine. 

(Continiia en la página 129) 

PÁGINA 95 



CINE-MUNDIAL 



Centelleos 




T A Universal, atendiendo a las indicacio' 
-'-' nes de Richard Harland, decidióse a 
iniciar la producción de una nueva serie 
de películas en español. Y Harland, que 
para algo nació en Lima y se educó en la 
Habana, tuvo el irónico rasgo de elegir, 
como primera de aquéllas, una obra de lo- 
cos. . . Supuso, indudablemente, que, ha- 
biéndose marchado ya de Hollywood casi 
todos los cuerdos, no le sería difícil encon- 
trar intérpretes apropiados y hasta con pre- 
tensiones, ¡que es lo más propio en cuantos 
padecen de enagenación mental! Del pro- 
tagonista de esta original película, que Er- 
nesto Vilches sugirió y casi dictó a su primo 
el inteligente hombre de teatro Tejedor 
Domínguez, encargóse, dicho sea sin chiste 
alguno, el mismísimo Vilches, que, para 
más rotunda paradoja, ha de encarnar a 
un cuerdo que se finge loco. Pero no es 
cosa de que desfloremos el asunto. Se trata 
de una bella e interesante obra, a la que 
se augura el mayor de los éxitos, aunque 
en su reparto no figuren, como hubiera 
sido lo más indicado, todos los productores, 
supervisores y directores norteamericanos 
que se empeñan en producir, supervisar y 
dirigir lo que no entienden. 

TINO de los trajes que Greta Garbo luce 
^ en "Mata Han" ha costado la friolera 
de tres mil dólares. Es de cuentas cristali- 
nas e hilos de plata. Lo diseñó Gilbert 
Adrían y lo fabricaron quince modistas, 
que tardaron en concluirlo seis semanas. 
Naturalmente, ese traje no es el que Greta 
usa cuando baila la danza de los siete velos, 
que sería la máxima atracción de "Mata 
Página 96 



Por Don Q . 



Mitzi Green no se 
deja convencer 
con regalos de flo- 
res, perfumes o 
bombones y excla- 
ma impaciente: 
"¡Si quieren que 
yo trabaje, que 
me traigan un no- 
vio." Es una mo- 
nada de chica. 



Hari", si su intérprete fuese un poco más 
escultural. 

"TORTUNIO BONANOVA, el intérpre- 
-*■ te molvidable de "The Silent Witness", 
ha sido contratado por la Fox para repre- 
sentar en la pantalla ese mismo personaje, 
que tanto se le admiró en el Teatro. Ce- 
lebrando el ingreso en el Cine, Bonanova 
dio un gran arroz a sus amistades, encar- 
gándose de guisarlo el maestro Don An' 
tonio Vidal, experto insuperable en arte 




/ ■ . 

Con un paraguas mínimo, para que nada dé som- 
bra a su picaresca belleza, y con no menos abre- 
viadas jirendas de vestir (?) Rochelle Hudson, 
nuevo lucero de la Radio. 



Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 




Y, de ocurrir esto, sería también lo más 
fácil que detrás de ella se fuera Josef von 
Sternberg. Pura coincidencia, nada más. 

A CLARA BOW la pagarán 50,000 dó- 
■** lares por hacer "La Virgen Impacien- 
te". Y se comprende la impaciencia. 

¿PAMBIO de directivos en la RKO? Pues 
^ ya perdió su estrellado Ivan Lebedeff. 
Como Lily Damita . . . Por lo visto no eran 
más que estrellas fugaces. ¡Cosas de Holly 
wood! 

T UPE VELEZ, que estuvo a punto de 
^ consolarse con John Gilbert, le decía 
días pasados a Winfield Sheehan: "Nunca 
me he sentido más feli^ en mi vida Baby"... 
Y se contemplaba un magnífico anillo de 
diamantes de veinticinco quilates. Ni si' 
quiera se acordaba, en medio de tanta fe' 
licidad, de que eso mismo le decía a Gary 
Cooper hace muy pocos meses. 

pADA ve2; se firman menos contratos de 
^' cifras fabulosas y las gentes sensatas del 
Cine, que también las hay, ya no derro- 
chan tanto como en otros tiempos. Conrad 
Nagel ha establecido en Los Angeles un 



culinario. Y así es Hollywood: en cuanto 
la Fox se enteró del éxito de Vidal, ¡le 
ofreció 25 dólares porque le sincronizase 
otro arro2;! Don Antonio, como puede su- 
ponerse, pidió 50 como mínimum. Y se 
quedó sin el papel, porque no faltó quien 
se brindase por 15... 

EN un gran estudio, cuyo nombre no ha- 
ce al caso, se estaba filmando una esce- 
na en la que, según el libro, debían bailar 
las Tres Gracias. La obra era de las hechas 
a todo lujo, y el supervisor indignóse ante 
la pobreza de inventiva del director corres- 
pondiente. "¿A qué viene esa economía?, 
exclamó definitivo y rotundo: ¡que traigan 
dos docenas más de Gracias!" 

PARECE ser que no sería difícil que 
Marlene Dietrich se fuese a Berlín cuan- 
do concluya de filmar "Shanghay Express". 



Buster Keaton da un "ban- 
quete de cebollas" a Joan 
Crawford y Clark Gable, 
antes de una escena amo- 
rosa que ambos tienen que 
filmar juntos. 



Maurice Chevalier, astro 
de Paratnount, en una ac- 
titud romántico-fotográfi- 
ca que sentimos muoho no 
poder acompañar aquí de 
la respectiva música. Di- 
cen que va a volver a fil- 
mar en la gratísima com- 
pañía de Jeanette Mac- 
Donald. 





Un comparsa sin trabajo dice 
al otro: "Prepara la sartén, 
viejo, que voy a sacar un "file- 
te sintético de ese pino. ..." 



Febrero, 1932 




CINE-MUNDIAL 



D'Arcy Corrigan en 
su papel de agente de 
pompas fúnebres en la 
pelícicla dramática 
"Los Asesinatos de la 
Rué Morgue", adapta- 
da por la Universal 
Pictures de la conoci- 
da obra de Edgar Al- 
ian Poe. No se pueden 
poner juntas tuás co- 
sas macabras. 



estupendo mercado de legumbres, pescados 
y carnes. (Ventas al contado) . Edwin Ca- 
rewe, el descubridor de Dolores del Río y 
re'descubridor de Lupe Veles, ha comprado 
una granja para la cría de cerdos en Las 
Vegas. (No hay pla2;as vacantes.) Jack 
Oakie ha montado una joyería en pleno 
Hollywood. (Donde, como es sabido, abun- 
dan las alhajas.) Gary Cooper adquirió 





— Voy a ver a Conrad Nagel — dice 
una comadre a la otra, en una calle 
de Hollywood. 

— ¿En su última película? — inte- 
rroga la otra. 

— No; en su mercado. Voy a com- 
■prar la carne y el pescado.. . 



tres mil acres de terreno en Coachella Va- 
Uey, para el cultivo de frutas, cuyo negocio 
explota a la vez que el de ganado en su 
famoso rancho de Montana. Y Ramón Nc 
varro se interesa por cierto Beauty Parlar... 

DICHARD DIX ya no hará el torero de 
-'-'^"Marcheta", la opereta de Víctor Scher- 
t2;inger, cuya célebre canción, oída por él 
en Méjico, ya llegó a los cuatro 
-.^ millones de ejemplares vendi- 
dos. A veinte centavos, ¡800.- 
000 dólares! Y así da gusto es- 
cribir música. (Aunque sólo 
sea de oídas.) 



ÜAFAEL ALVIR,el galán jo- 
ven cubano, se ha casado 
con la hermana de Vivienne 
Segal, y vive en Malibu Beach. 
Como una estrella más . . . 

P LORIA Swanson y Constan- 
^ ce Bennett tienen los mis- 
mos gustos: se casaron con el 
mismo marqués de la Falaise . . . 
y se dejan macerar por la mis- 
ma masajista. 

"\rA a ser filmada la famosa 
" "Nana", de Zola. Probable- 
mente, con otro título; para no 
escandalizar demasiado a los 
censores. Y para despistar un 
poco, pues, aunque aquí es ya 
del dominio público, en Francia 
aun conservan sus derechos los 
herederos del autor. Que, ade- 
más, no reconocería como hijo 
suyo al engendro cinefónico 
que se permiten fabricar los 
magos de Hollywood. 



PÁGINA 98 



■pRNESTO LECUONA ha descubierto 
-'-' que "El manisero" de Simons es una 
vieja canción de cuna, cubana. Cantada 
por Tibbett, en "The Cuban Love Song", 
ya no es de cuna: es de cama conyugal, 
por lo menos. 

T A novela de Oteyza, "El Diablo Blanco" 
-'-' (que nada tiene que ver con la obra 
alemana de igual título) ya no se filmará 
en China, sino en Méjico, donde también 
hay chinos, y está más cerca. Así nos lo 
anuncia Albert Godoy, el productor, que 
ya tiene, para darla ambiente, más de cua- 
tro mil pies de escenas tomadas auténtica- 
mente en el ex Celeste Imperio. El resto 
es lo que se filmará en tierras mejicanas. 

T7N Hollywood hay un actor que se llama 
-^ Lechuga. Y una bailarina que se llama 
Carola. Cuando se ve a los dos juntos, la 
ensalada se impone al decir las gentes: "Es 
lechuga y es. . .carola". 

MADIE ignora que por los artistas infan- 
^^ tiles del Cine se pagan grandes sueldos, 
y alguno fué tan fabuloso que a Jackie 
Coogan le ha valido una fortuna que no 
baja de cuatro millones de dólares. Pero, 
naturalmente, todo ese dinero va ahora a 
los padres. Lo que éstos dan en dinero 
contante y sonante a sus hijos es bastante 
menos. Jackie Cooper sólo recibe 3 dólares 
por semana. Tad Alexander, cincuenta 
centavos. Y Jackie Searl 5 dólares por pe- 
lícula. Al minúsculo Robert Coogan, cada 
vez que trabaja, le dan 1 dólar para que 
obedezca al director. Mitzi Oreen, que sa- 
be ésto, se niega a obedecer frecuentemen- 
te. Pero no se contenta con el dólar: pre- 
fiere un buen perfume, unas flores caras, 
una caja de marrón glacé... Y días pasados 
pidió ¡un novio! Ya es una mujercita. Nc 
la falta más que media docena de matrimo- 
nios y otros tantos divorcios, para pare- 
cerse a las mayores. 

17 L artista que más cartas recibe en los es- 
-*-' tudios de Fox es José Mojica. Le sigue 
Warner Baxter. De ellas, Janet Oaynor 
está en primer lugar. Y Conchita Monte- 
negro en segundo. 

yALENTIN PARERA, el afortunado es- 
^ poso de Grace Moore, volvió a Holly- 
wood, pero ninguno de sus antiguos com- 
pañeros de penas y fatigas logró verle. No 
se dejó ver. Si le hubieran visto, le habrían 
encontrado feliz como nunca — sobre todo, 
monetariamente — lo que no hubiese sido 
muy agradable para los simples espectado- 
res. A menos que compartiese con ellos su 
actual riqueza. O que les recomendase co- 
mo extras en cualquiera de los grandes es- 
tudios que hoy se le disputan, y donde an- 
tes no le quisieron a él ni como extra. ¡Que 
así es Hollywood!. . . 

17 L color predilecto de Pola Negrí es el 
-'-' negro. Y negro es hasta su baño de 
porcelana. Para hacer juego con el ape- 
llido. ¿No? 

(Continúa en la página 148) 

Febrero, 1932 






\y,sJf- 






T sí-. 









,, - é 




M 



acig^ Evans, lucero de M-G-M, se deja acariciar por la 
tibieza de un sol travieso y mañanero, que pinta sombras 
en el jardín de la casa de la joven y trata vanamente de 
dorar su tez de rubia. 




C I N E - M U N DIAL 




BMie Dove, con su característico buen gusto, nos ofrece 
la deliciosa combinación de su vestido y abrigo de noche. 
El vestido de raso, es completamente liso hasta el suelo. 
El abrigo es de forma kimono do terciopelo verde, festo- 
neado en el borde, con grandes puños de jnel de mono. 



Un original modelo de Adrián es el que nos ilustra Madge 
Evans, de la M-G-M. Es de un estilo comjdetamente nuevo 
para los vestidos de noche, con el cuerpo alargado por 
una ancha aldeta y con el extraño recogido del volante 
en forma de la falda. 



PÁGINA 100 



Febrero, 1932 



C I N E - M U N D 1 A L 




Chalina-bufamla. Tal es la nota del mo- 
mento. No hay mujer que no lleve anu- 
dado en su cuello un pedazo de seda más 
ancho que una chalina y más estrecho 
que una bufanda, muy práctico y cómo- 
do. Ni una que no tenga un bonito ves- 
tido de jersey y unos guantes de manopla. 
Dorothy Three, de la Paramount, no po- 
día ser la excepción de esta regla. 

Febrero, 1932 



El ponolio argentino, como graciosa in- 
novación en los abrigos. Nada más deli- 
cioso que envolverse al estilo gaucho en 
esta suave lana de los Pirineos que no 
deja pasar el frío. Para viaje, para ex- 
cursiones al campo y para poder tomar 
el aire en la cubierta de un buque en los 
días de invierno, no haya nada mejor. 
Madge Evans, de M-G-M, lo sabe. 



Pasaron felizmente las plumas de los 
sombreros. Hay que convenir en que es- 
taban fuera de época. Han sido substi- 
tuidas por graciosos lazos de cinta que 
dan un nuevo encanto al tocado. Adrien- 
ne Ames, de la Paramount, luce un som- 
brero precioso, y adorna la seriedad de 
su vestido de tercioijelo con muy lindos 
puños y cuello de tul y organdí bordado. 

PÁGINA 101 




B 



uck Jones, astro de Columbia, jinete de bríos 
y popular protagonista de fotodramas del 
Oeste, con los elementos necesarios para una 
famosa cuadriga. Los bellos animales son 
de su propiedad. 



^ 



C I N E - M U N D I A L 



Ciudad 
que no 



Por Luis Antonio de V 



CUANDO salí de los oasis de Tafila- 
let, caminando hacia el sur con la 
gran caravana beréber, montado so- 
bre la joroba de un dromedario, vehículo 
estrambótico y anacrónico pero que a mí 
me ha llegado a ser tan familiar en África 
como lo pueda ser el tranvía en Europa, 
iba pensando en que si algún día escribo 
mi libro de viajes he de procurar que sus 
mejores páginas aborden un tema todavía 
no tratado: el tema de las noches del Sa- 
hara. 

¡Las noches del Desierto! 

Sobre este inmenso mar petrificado pa- 
saron las orugas Citroen, pasaron con prisa 
como quien va a ejecutar una proeza y no 
a contemplar un espectáculo. El espectácu- 
lo magnífico del Sahara que todavía no han 
conseguido fijar los "affiches" de Propa- 
ganda del Turismo. 

Algunos viajeros lo han cruzado enrola- 
dos a empresas de investigaciones científi- 
cas. Han averiguado la velocidad del siroc- 
co, las fuentes de donde proceden esos ríos 
que no mueren en ninguna parte y hasta 
el número exacto de coleópteros saharís. 

Pero ni los que cabalgaron a lomos de 
orugas mecánicas ni los que bajo la sombra 
de un absurdo salacoff, andaban clavando 
mariposas y recogiendo hierbajos por el 
Desierto, han tenido ojos para ver lo mejor 
que el Sahara podía enseñarles: sus noches. 
Lo que acaso e' Sahara no quiera enseñar 
más que al árabe y al tuareg y a los que 
como un árabe o un tuareg más de la tie- 
rra africana pasamos sobre ella como yo lo 
he hecho desde mi salida de los oasis de 
Tafilalet con la larga caravana beduina, 
montado en la joroba de un dromedario. 

Desde el vehículo del Desierto el pano- 
rama del Desierto también. 



e g a 





¡Ay de mis noches en 
el oasis de Ouad Serrak! 
, Ay de mis noches en Ta- 
filalet, en los Siete Oasis, 
en los que bajo la protec- 
ción francesa manda el 
Sultán Azul! (Sultán 
Azul de Tafilalet, Sultán Rojo de 
Marrakech, Sultán Blanco de Fez 
y de Rabat. El estandarte republi- 
cano de Francia se ha partido por 
la línea de cada uno de sus colores 
y ampara una distinta modalidad 
marrueca. Si a mi se me concede 
derecho a optar, opto por el Sultán Azul 
porque son suyas las noches del Sahara.) 

¡ Ay, quién no conozca la luna saharía! 

Desde mi dromedario no tengo ojos más 
que para el paisaje. 

El aire es seco, seca la tierra, amarillo 
el Desierto. Atrás han quedado las tapias 
del oasis de color de miel, de color de dátil 
maduro. 

Y la luz no es blanca, la luz es azul. 
Quien tiene ojos de mirar puede ver el aire. 

El paisaje en esta tierra donde el crepús- 
culo no existe, se transmuta en un instante. 
Todavía es amarillo, pero ya es blanco. Lo 
que se ha tardado en decir es lo que el De- 
sierto ha tardado en cambiar. 

Todo blanco. 

Un derviche ha extendido sus manos, ha 
cogido el sol y lo ha tirado por encima de 
Tafilete. Una esclava ha llevado la Media 
Luna de la Bandera del Profeta y la ha 
clavado en el cielo, sujetándola con la susa 
de su chichía. 

Y a pesar de hallarme como un indivi- 
duo más de la caravana beduina, no creo 
encontrarme en el Sahara, sino en uno de 
esos países donde la nieve se pone terca y 
hace la vida más dura que la arena. 

¿Cuántos globos eléctricos han encendi- 
do en el cielo para que el Desierto quede 
así de iluminado? 

Infinitos. 

La noche del Sahara embriaga, turba las 
cabezas más sólidas, enciende la fantasía 
con sueños heroicos. 

"Ala, ala, hacia el Sur 
a combatir a los tuaregs" 
dice la canción que con más gusto can- 



Febrero, 1932 



tan los camelleros saharís en las jornadas 
largáis. 

¡Hacia el Sur! ¡Hacia el Sur! 

Y a la canción berberisca, a la canción 
camellera, responde la canción de los hom- 
bres que llevan el rostro cubierto por un 
pañuelo: 

"Montado en mi dromedario 
he de tomar el Ouad-el-Leth". 
* 
* * 

Me he despertado borracho de noche, 
todavía llevando en las arterias el alcohol 
nocturno de la luna del Sahara. 

En un momento hemos levantado las 
tiendas. Los camelleros, tirando de las bri- 
das de las bestias, las han puesto en pié; 
las mujeres viejas de la tribu han ordeñado 
las dromedarias; en seguida la caravana se 
ha puesto en camino. 

Y la canción monótona de los mo?;os ára- 
bes ha vuelto a sonar: 

"Ala, ala, liacia el Sur 
a combatir a los tuaregs." 
De pronto toda la caravana se ha dete- 
nido. Todos los hombres nos hemos alzado 
sobre los dromedarios. Allí a poca distan- 

^(C'ontim'ia en la página 130) 

PÁGINA 103 




s¿; 




E, 



rvelyn Brent en su 
más alia interpretación 
para Coiumbia: "Mari- 
posa del Fango", que se 
estrenó recientemente 
con merecido éxito. 



CINE-MUNDIAL 



%^ollywood 







La sección más nutrida que se publica 
en el mundo al margen de la actuali- 
dad cinematográfi- 
ca de Los Angeles 



SUSPENDIDA la producción cinefó- 
nica hispana en los grandes estudios, 
el advenimiento de la era de los In- 
dependientes se hÍ2;o inevitable, ineludible, 
imperativamente necesario. Si entre todos 
los países hispanos, incluyendo la flamante 
República Española, se cuenta ya con muy 
cerca de tres mil teatros especialmente equi- 
pados a la moderna para la exhibición de 
películas parlantes, ¡ alguien har de producir 
éstas! Y si los grandes estudios no las pro- 
ducen, porque les salen demasiado caras 
— aparte de que no les interesan en modo 
alguno, siendo lógico que prefieran seguir 
explotando las suyas, con títulos o sincro- 
nizadas, porque ese es su verdadero nego- 
cio, al mismo tiempo que una aspiración 
nacional — claro es que los Independientes 
son los que han de hacerse cargo de la mag- 
na empresa de atender a los mercados del 
medio mundo que tiene por idioma el es- 
pañol. 

Lo natural sería que cada país se hiciera 
sus propias películas, y a eso ha de llegarse 
con el tiempo. Pero como ninguno de esos 
países está preparado aún para tal produc- 
ción, que algunos de aquéllos ya intentan 
muy plausiblemente, en Hollywood es don- 
de ha de establecerse el cuartel general pa- 
ra la más práctica y más productiva cam- 
paña productora, ya que aquí, como en par- 
te alguna, se dispone de todos los elementos 
artísticos y mecánicos para emprenderla 
con seguro éxito. 

Ernesto Vilches fué el primero que se 
aventuró a producir independientemente, 
aunque su primera obra, "El Comediante", 
no pudo considerarse como un rotundo 
acierto del ilustre artista, por múltiples ra- 

Febrero, 1932 



Sally O'Neill, a quien hacía 
tiempo no vetamos filmando y 
que ahora está contratada con 
la Fox. . . ¡y todo el mundo sa- 
tisfechísimo! 




zones ajenas a su talento y a su siempre re- 
finada orientación. 

Le siguió José Bohr, más afortunado, con 
su deliciosa comedia musical, "Hollywood, 
Ciudad de Ensueño", de la que ya nos he- 
mos ocupado en estas mismas páginas. 

Y ahora le llegó su turno a Miguel Con- 
treras Torres, mejicano, que después de ti' 
tánicos esfuerzos, por no encontrar toda la 
debida cooperación en sus asociados, logró 
filmar con brillo "Soñadores de la Gloria." 

"Soñadores de la Gloria" es un tributo 



Esto se llama garbo, 
gracia, seducción y 
modo de m,irar. Tam- 
bién se llama Carmel 
Myers, y tiene ojos 
y m,odales de odalis- 
ca, y está en la cinta 
de Universal "Nice 
Women", que signifi- 
ca "Lindas Mujeres". 



PÁGINA 105 



¡ 



Cl X E - M U X D í A L 



Clark Gable contem- 
plando muy de cerca a 
Joan Cratvford — lo 
cual, entre paréntesis, 
es una tarea que cuesta 
poquísimo esfuerzo — 
durante la filmación de 
"El Espejismo", foto- 
drama de altos vuelo» 
y de M-G-M. 




Robert Woolsey, el cómico 
de la Radio, en el papel de 
jurisperito especialista en 
divorcios para su próxima 
película: "Peach O'Reno" 



vibrante a la epopeya de Marruecos. Un 
asunto novelesco de intensa emoción artís- 
tica, pleno de sentimientos populares, es el 
motivo en derredor del cual se presenta, en 
cruda realidad, entre llamaradas de herois- 
mo y de dolor, el cuadro de la guerra del 
Riff. El ejército español en acción frente 
a los moros del Norte de África, la lucha 
cruel y sangrienta entre ambas civilizacio- 
nes, y, por último, la paz bendita, culmi- 
nante en la hermandad de dos pueblos que 
durante siglos tuvieron una patria común, 
son la base sobre la que viven estos "So- 
ñadores de la Gloria", que Contreras To- 
rres nos ofrece como muestras palpitantes 
de nuestra raza inmortal. 

Por vez primera va a verse en la pan- 
talla sonora a un ejército de más de veinte 
mil soldados, provistos de todos los más 

PÁGI.\A 10« 



modernos elementos de combate, peleando 
contra otros tantos millares de aguerridos 
moros que, si fueron vencidos en los cam- 
pos de batalla, vencedores se ven al fir- 
marse la paz; al garantizárseles el libre ejer- 
cicio de sus derechos religiosos y ciuda- 
danos. 

Otras interesantes escenas de la película 
fueron tomadas en Sevilla, durante su cé- 
lebre Semana Santa, a cuyas fantásticas 
procesiones sirven de complemento típico 
las no menos deslumbradoras corridas de 
toros. . . 

El resto de la producción se filmó en los 
Tec-Art Studios de Hollywood. 

De estos triunfos debemos enorgullecer- 
nos cuantos nos interesamos por el fomen- 
to del arte cinefónico en español. Los éxi- 
tos de Vilches, de Bohr, de Contreras To- 
rres, son una garantía para las numerosas 
empresas independientes que ya se están 
organizando, en Hollywood y fuera de Ho- 
llywood, para la producción de películas 
parlantes en lengua española. Tres mil tea- 
tros nuestros las esperan. 

Y, mientras, que las grandes compañías 
norteamericanas sigan preocupándose sólo 
de enviar a los pueblos hispanos las sincro- 
nizaciones de las películas hechas aquí en 
inglés, o éstas mismas sin más aditamento 
que unos simples títulos explicativos. . . 
Porque claro es que a nuestros públicos les 



Warner Baxter, luminoso astro 
que figura exclusivamente en pe- 
lículas para la Fox. 



ha de gustar seguir contemplando a las es- 
trellas norteamericanas, aunque no se en- 
tienda su lengua; ¡pero no es menos claro 
que han de ser preferidas las producciones 
pensadas y hechas en hispano para los his' 
panos, y en idioma híspano! 

Por esta poderosa razón es de suponer 
que los grandes estudios de California, aun- 




Sin atreverse a 
sacar todo el 
cuerpo fuera, Bert 
Wheeler, colabo- 
rador y víctima 
de Robert Wool- 
sey, en una esce- 
na de la produc- 
ción humorística 
que ambos oca&an 
de filmar para 
Radio: "Peach 
O'Reno". 



Febrero, 1932 



C 1 X E - -\í U X L) 1 \ I . 



En la relativa intimi- 
dad de los talleres de 
Paramount en Holly- 
wood, el fotógrafo Otto 
Dyar ajttsta las luces y 
enfoca su gran cámara 
para retratar a Carol 
Lombard. La rubia ar- 
tista consulta al espejo 
y se da los últimos to- 
ques de caracterización. 





Fortunio Bonano- 
va, actor español 
que después de 
conquistar bri- 
llante puesto en 
la escena teatral 
norteamericana, 
debutará con la 
Fox en cintas en 
inglés. 



que en principio decidieran renunciar a las 
películas en español, en cuanto se conven- 
zan de que para conservar nuestros mer- 
cados necesitan algo más que sincronizacio- 
nes o simples rótulos en español, j volverán 
a hacerpelículas directas en nuestro idioma! 
Lo que no volverán a hacer es pagar los 
sueldos que pagaban antes; entre otras ra- 
zones porque nuestros artistas y nuestros 
literatos, al no saber unirse en legítima de- 
fensa, ya están ofreciendo sus servicios por 
lo que les quieran dar. .. El pretexto para 
la abdicación es el de que no habrá pelicu- 

Febrero, 1932 



las, si no se hacen baratas. Y temerosos de 
quedarse sin comer, se apresuran a brin- 
darse poco menos que de balde. . . 



Una Estrella 

Extranjera 

que se Hispaniza 

T A admiramos por vez primera en su 
creación de "Zitari" (El templo de las 
mil serpientes) y, sorprendidos ante aquella 
india de tan delicada figura, maravillosa- 
mente reencarnada en nuestro siglo, el 
asombro fué todavía mayor cuando, poco 
después, ya fuera de la pantalla, de sus 
propios labios escuchamos, en español per- 
fecto, que no era maya ni azteca, ni tam- 
poco hispana, sino. . . del Principado de 
Liechtenstein; un minúsculo estado inde- 
pendiente, entre Alemania y Suiza. 

¿Su nombre? Sonrió, movió su cabecita 
rubia, y nos dijo: 

— ¿Qué le importa a nadie mi verdadero 
nombre? En el Cine me llamo Medea de 
Movarry. Nací muy cerca de Vaduz, la ca- 
pital de Liechtenstein, al amparo de la ban- 
dera roja y azul . . . 

Poco sabíamos nosotros de tal tierra, y 
la enigmática Medea^ bondadosamente, se 
complació en ilustrarnos. Liechtenstein, 
que apenas si ocupa una extensión de cien- 
to sesenta kilómetros cuadrados, lo consti- 




Aquí me tienen Uds. Soj/ rubia, joven 

y actriz. Me llamo Loretta Sayers y 

aparezco en "Cantos de Sirena", de 

Columbia Pictures. 



PÁGINA 107 



C I N E - M U N D I A L 





Movida escena en que Buck Jones va a poner en juego 

los puños como protagonista de la película fotodramá- 

tica de Columbia "Deadline", por eHrenar. 



Miguel Contreras Torres y Lia 
Tora en "Soñadores de la Glo- 
ria", hispanoparlante de "Tec- 
Art", que ha sido un éxito. 

tuyen dieciseis pueblecillos, cuyos habitan 
tes en total no llegan a doce mil. El Prín- 
cipe reinante se llama Francisco I. Y entre 
sus subditos se destacan muy aristocráticas 
familias, cuyos remotos linajes fueron tron- 
cos gloriosos de ramas extendidas por todas 
las Cortes de Europa. . . 

Medea de Movarry es acaso una prince- 
sita de dorada leyenda, que en alas del Arte 
voló del viejo mundo al nuevo. Vivió en 
la América del Sur, luego en Méjico, y aho- 
ra sueña bajo el cielo de Hollywood. Como 
habla correctamente varios idiomas, no la 
fué difícil hacerse admirar en inglés, como 
antes en alemán, y hoy en español. . . La 
india ideal de El templo de las mil serpien- 

PÁGINA 108 



tes, fué luego la Dama de la Gardenia en 
"Soñadores de la Gloria". Muy pronto la 
volveremos a ver interpretando la protago- 
nista de "La Noche del Pecado". 

Un aire de misterio envuelve a esta mu- 
jer distinguida, que nos produce la impre- 
sión de haberla visto alguna vez ciñendo 
una corona, bajo el dosel de un trono. . . 
Pero ni siquiera importa que no fuera en 
realidad Princesa. 

En el reino sin límites del Arte puede 
ser Emperatriz. 



La Resurrección 
de Lila Lee 

r^ESPUÉS de un año tan largo que la 
llegó a parecer inacabable. Lila Lee ha 
regresado a Hollywood. ¿Dónde estuvo du- 
rante esos penosísimos meses? En un sa- 
natorio de Arizona, donde, entre otros in- 
felices tuberculosos, aún sigue su compa- 
ñera en dolores Renée Adorée. 

(Continúa en la t>áaina 140) 



"Wampas" de 1931. 
Por la izquierda: 
Rochelle Hudson 
Marian Marsh, Añi- 
la Louise, Charles 
Rogers. Francés Da- 
de, Marión Shilling, 
Constance Cum- 
mings, John L. 
Marsh, Judith Wcod, 
Barbara Weeks, 
Francés Dee, Sidney 
Fox y Karen Morley. 




Febrero, 1932 



A, 



.rleHa Duncan, a 
quien por sus dotes y 
belleza acaba de con- 
tratar la Universal para 
que figure en fotodra- 
mas angioparlantes. 






. ^V>trKie£;U>^'í.;:'^ 



?:^^~ 
t'i 





.%^: 







■ -'C ■■-*'>*■.*■ . 



■^."•v'-^^^^^^?:^ 









■ 


A 




1 


/ \nita Page, unade 
las rubias más espléndi- 
das de la pantalla y una 
de las actrices más po- 
pulares de la Metro- 
Goldwyn-Mayer. 


^^^^^^^^^^^^^^H^K 


I 


« 


H 






"■Ti 



:-^í\ 



R. 



^ochelie Hudson, 
que acaba de alcanzar 
el estréllate en las cons- 
telaciones del cine^ en 
premio a sus interpreta- 
ciones para la Radio. 



f-í^ 



\ 






p, 



hiliips Holmes, que 
se luce en "El Hombre 
a Quien Maté"^ cinU 
de Paranf)ount en que 
figura también Lionel 
Barrymore. 





inda Watkins, que 
hace honor a su nom- 
bre y que, además, es 
excelente ariísta, aca- 
ba de ser contratada 
por la Fox. 



CIXE-M UXD 1 Al, 



<iMi Regalo de Boda 



(Relato 
autobiográfico) 



CURSABA yo el úl- 
timo año en la es- 
cuela de medicina. 
La lucha había sido dura 
y prolongada porque, pa- 
ra sostenerme, no contaba 
más que con mis propios 
y exiguos recursos. Pero 
el estímulo supremo de 
mi amor a Edna hacía 
dulces todos mis sacrifi- 
cios y fáciles casi todos 
mis esfuerzos, porque te- 
nía yo la certidumbre de 
que, al terminar mi ca- 
rrera, la haría mi esposa 
y daría realidad, así, al 
más radiante de mis sue- 
ños. 

Para sufragar los gas- 
tos de mi educación en el 
colegio de medicina, me 
había yo dedicado a un 
comercio extraño: el de la 
venta de mi propia san- 
gre cada vez que había 
necesidad de una trans- 
fusión en el hospital de la 
Universidad. Cobraba yo 
a razón de cien dólares 
el litro, y raro era el mes 
en que no se necesitaban 
mis servicios dos o tres 
veces. 

Gracias a lo robusto y 
vigoroso de mi organis- 
mo, podía yo resistir sin 
perjuicio esa constante 
substracción a mi vitalidad. Pero, en el úl- 
timo año de mis estudios, comencé a resen- 
tirme. Con frecuencia me dominaba la 
fatiga y tenía síntomas inequívocos de ane- 
mia; precisamente en momentos en que ne- 
cesitaba de todas mis fuerzas para preparar 
mis exámenes. Decidí, pues, no vender 
más sangre durante lo que quedaba del 
año y dedicarme exclusivamente a mis 
libros. 

En aquel instante fué cuando cayó sobre 
mí el golpe que destrozó de una vez mis 
ilusiones y mis esperanzas. Edna me es- 
cribió, muy dulcemente, para comunicarme 
que había dado palabra de casamiento a 
un señor Howard, rico comerciante neo- 
yorquino a quien había conocido durante 
su reciente visita a la metrópoli. Añadió 
que tenía la esperanza de que nuestra larga 
amistaxi continuase floreciendo como hasta 
entonces y que, cuando conociese a su no- 
vio, estaba segura de que simpatizaría con 
él. Expresaba, además, el deseo de que yo 

P.iGlNA 114 




bar. alguna frase que expresara mi deseo 
de conservar firme nuestra larga amistad. 
Como el obsequio costaba más caro de lo 
que presumí al principio, fué preciso que 
ofreciese nuevamente en venta mi sangre. 
Llamé, pues, al hospital y les dije que esta- 
ba dispuesto a ofrecerla en cuanto la ne- 
cesitasen. 

Se acercaba la fiesta del casamiento de i 
Edna. Apenas faltaba una semana y no me 
habían llamado del hospital. Inquirí por 
teléfono, temeroso de que me hubiesen ol- 






encontrase otra mujer en qviien depositar 
el mismo caudal de amor que ella había 
puesto en su novio y que en nada podía 
compararse con "nuestros infantiles amo- 



nos 



Ocultando mi dolor y disimulando mi 
desengaño, le contesté deseándole toda cla- 
se de venturas. La prensa, por otra parte, 
me mantuvo enterado de los preparativos 
de su boda, que se proyectaba brillante. 

^J^O ayudó a mi mente ni a mi salud el 
golpe recibido. Todas mis ideas se 
concentraban en la pérdida de Edna, a 
quien, por lo demás, no culpaba yo de lo 
ocurrido. Al menos, decidí, ya que no po- 
día hacerla mi mujer, era preciso conser- 
varla como amiga. 

Resolví mandarle un regalo de bodas tan 
costoso como mis medios me lo permitiesen. 

Al efecto, elegí un reloj de grandes pro- 
porciones, en el que proyectaba hacer gra- 



vidado, pero se me repli- 
có que no había habido 
transfusiones que necesi- 
tasen mi tipo de sangre y 
me advirtieron que, ape- 
nas hubiese un caso que lo 
requiriese, me llamarían. 



T LEGO el día de la boda y el regalo no 
había podido ser comprado. Sentí que 
mi derrota era completa. No sólo había 
perdido el amor de Edna, sino que había 
fallado el gesto con el cual pensaba sellar 
nuestra sagrada amistad. 

Pasé todo el día sumido en negras ideas. 
La hora del matrímonio de Edna llegó y 
pasó. Mientras a mí me doblegaba el fardo 
de la melancolía, los novios estaban ya en 
luna de miel. Los periódicos advirtieron 
que Edna. y su marido iban a hacer un lar- 
go viaje en automóvil. 

Por la noche, aunque llovía, decidí salir 
a estirar las piernas; pero en el instante en 
que abrí la puerta para partir, sonó el tim- 
bre del teléfono. Era el director del hos- 
pital que me llamaba con urgencia para 
una transfusión inmediata de sangre. Pero 
ya no tenía yo interés en venderla. 

— Llame a otro, — respondí secamente. 

— Se trata de un caso muy urgente y no 

(Conihiúa en la página 147) 

Febrero, 19o2 



J 



C 1 X E M r X D I A L 




^Mundiales 



Información universal y exclusiva para esta 
revista, suministrada por nuestros corresponsa- 
les y por el servicio International Newsreel. 





I 



I 



Los dos hijos del riquísimo 
Nizam de Heydarabad, que 
se acaban de casar con dos 
herederas del exsultán de 
Turquía, preciosas por más 
señas. 

Febrero, 1932 



Julot, decano de los mendigos parisien- 
ses, recibiendo de sus caramadas las 
colinas de cigarrillo cuyo tabaco ven- 
de él después. 



La casa más pequeña de Lon- 
dres, encajada entre dos de 
tamaño normal. Es el 10 de 
Bayswater Road, en Hyde 
Park. 



PÁGINA 115 



CINE- M U N D I A L 



m'm 



w 



'WTT 



■^ 



I 



.? i 



¥WF 



í*. 






->■ -i»^ 



km; 



l^> 



■ «!s#** 



fí^. 



AZíos digna- 
tarios france- 
ses con el presidente Doumer a 
la cabeza, en la inauguración del 
"Hogar del Soldado" asilo cos- 
mopolita para militares de to- 
'dos los países. 



rr^- 



f 






_ ■% K 



Manuel Azaña, jefe del 
gobierno español, con el 
nuncio Tedeschini, en Mo/- 
drid, a raíz de la confe- 
rencia de ambos durante 
la reciente crisis religiosa. 



Dos gemelos de 85 
años: William y 
James Doyle, de 
Austin, en Tejas, y 
que todavía bailan lo 
más que pueden. 



'i'%' 



»* i 



Italia Almirante con el traje me- 
dioeval que, prescrito por el testa- 
mento de su padre, debe llevar una 
semana de cada año. 



Masako Shimpo, 
campeona japone- 
sa del lanzamien- 
to de jabalina 
(34m. 82) y que 
participará en las 
próximas Olim- 
piadas. 



PÁGINA 116 



Febrero, 1932 



^ 



CINE- M U X D I A L 




Fotografía que ganó uno 
de los premios del Concur- 
so Interruicional de la Ko- 
dak. Esta i'ino del Brasil 
y fue tomada, para rega- 
lo de los espectadores y 
de los protagonistas, por 
el Sr. Luis Brandao, de 
Sao Paolo. (Derechos re- 
servados por la Kodak 
Brasileira). 



Rara instantánea 
del emperador del 
Japón, Hirohito, 
que rara vez se 
deja sorprender 
por la cámara y 
que aquí examina 
interesado piezas 
del museo de la 
Academia Uyeno. 
en Tokio. 



En amor y compañía, el perro danés que obtuvo uno de los pñ- 

meros lugares en reciente concurso canino en Xueva York y su 

dueño Raymond Bishop. 



Febrero, 1932 



PÁGINA 117 



C I N E - M U N D I A L 




Como memorias de otro tiempo, en Potsdam, 
el ex-principe heredero de Alemania y su con- 
sorte, con brillante séquito, toman parte en un 
defile imperial. 





Sr. Carlos Leyva, nuevo Ministro 
del Salvador en Washington, al sa- 
lir de presentar sus credenciales en 
la Casa Blanca y acompañado del 
canciller y de otros altos funcio- 
narios. 



Excelente retrato 
del boxeador cu- 
bano Kid Choco- 
late, considerado 
como el mejor en- 
tre los de su peso 
en el mundo. 



Sr. Domingo María Navarro, 
uno de los grandes importado- 
res de Venezuela, que acaba de 
hacer una jira por los centros 
industriales de los Estados Uni- 
dos, y que ha sido objeto de aga- 
sajos en las cámaras de comer- 
cio y corporaciones oficiales de 
este país. 





PÁGINA 118 



Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 




Cine 
en casa 

tan fácil 

como instantáneas 

•con el Cine- Kodak 



rxLEGRÍA, bullicio, una sensa- 
ción nueva — he ahí lo que pro- 
porciona el cine en el hogar. Y 
a fe que filmar con el Cine- 
Kodak es tan sencillo como to- 
mar instantáneas. 

Basta apuntar la cámara, apre- 
tar una palanquita . . .y aún a la 
primera prueba se obtienen pelí- 
culas llenas de detalle, de natu- 
ralidad, de vida. 

Sí, los seres queridos, los viajes 
y excursiones, todo cobrará nue- 
va vida al proyectar la cinta en 
la pantalla del hogar. 

En el precio de la película va 




incluido su revelado, a cargo de 
peritos de la Kodak: nuestros 
laboratorios devolverán la cinta 
lista ya para la pantalla casera. 
Véanse en las casas del ramo 
el Cine-Kodak y el Kodascope . . . 
o mándesenos el cupón. 



Uine- Kodak ^'el cine al alcance de todos ^^ 

Eastman Kodak Co., Rochester, N. Y., E. U. A.; Kodak Argentína, Ltda., 434 Paso 438, Buenos Aires; 
Kodak Brasileira, Ltd., Caixa Postal 849, Rio de Janeiro; Kodak Colombiana, Ltd., Apartado 834, Ba- 
rranquill?., (Laboratorio: Apartado 293, Cali); Kodak Cubana, Ltd., Zenea 236, Habana; Kodak Chilena, 
Ltd., Casilla 2797, Santiago; Kodak Mexicana, Ltd., Independencia 37, México, D. F.; Kodak Panamá, Ltd,. 
P.O. Box 5027, Ancón, Zona del Canal; Kodak Peruana, Ltd., Divorciadas 650, Lima; Kodak Philippines, 
, Ltd., Dasmarinas 434, Manila; Kodak Uruguaya, Ltd., Colonia 1222, Montevideo. 

iIFebrero, 1932 



A la (mándese este cupón a la dirección 
correspondiente, entre las de más abajo). 

Sírvanse mandarme gratis un ejemplar de 
su libro acerca del cine en el hogar por el 
método Kodak. 



NOMBRE 



CALLE Y NUMERO 



CIUDAD 



país 



PÁGINA 119 



CINE-MUNDIAL 




EDWINA BOOTH, 
Estrella de la Metro- 
Goldwyn-Mayer, apli- 
cándose el Lápiz 
Miche!. 



LA 



MUJER 

ELEGANTE 
acata hoy lo que dicta la ley del 
Arte de Arreglarse: 

Belleza NATURAL 
de los Labios 

La naturalidad va hoy íntimamente 
ligada con la moda. Se elimina toda 
nota artificial. Este dictado exige na^ 
turalidad, también, en el color de los 
labios, la que es sumamente fácil con 
el uso del Lápiz Michel. Porque ha 
sido creado exclusivamente para ar- 
monizar con cualquier color de cutis. 
¡ Por eso hace resaltar el color natural 
de los labios! No en vano lo usan las 
bellezas de fama. Es puro, impermea^ 
ble, permanente, ¡económico! Conser^ 
va los labios siempre sedeños y flexi' 
bles. Algunas prefieren, por ser de 
matiz más oscuro, el MICHEL No. 3. 
Pero exija siempre el Lápiz MICHEL 
para los labios. No cuesta más que 
los corrientes. 

Otros famosos productos MICHEL 
incluyen: Arrebol Compacto en dos 
matices: mediano o anaranjado; y 
Crema Arrebol para labios y mejillas; 
Polvo Compacto y Polvos en delica- 
dos matices; blanco, rachel, na- 
tural, melocotón y ocre. 




\ bl 

LL te: 



Ofrecemos nuestra repre- ' 
sentación en territorios 
Ubres a casas bien esta' 
ecidas y serias. Soííct- 
tese información ai 



MICHEL COSMETICS, Inc., 
225 5th Ave., Nueva York EE.UU. de A. 

PÁGINA 120 



PMíinTAV. K 




Primer Parrafito, pastilla concentrada de información, 
remedio para la curiosidad y receta infalible para que no 
se pierdan las cartas dirigidas a los astros de cine. Basta 
con mandar éstas a las compañías que los tienen contrata' 
dos. A saber: Paramount, Paramount Buildíng, M'G'M, 
1540, Broadway; Fox, 850 Tenth Avenue; RKO-Pathé y 
Radio Pictures, 3 5 West 45th Street; United Artists, Co- 
lumbia Pictures y Tiffany, 729 Seventk Avenue; Universal 
Pictures, 730 Fifth Avenue; Warner Brothers y First Na- 
tional, 321 West 44th Street. Todas en la muy gris y 
muy fría ciudad de Nueva York, donde cada empresa tie- 
ne su centro. 

Pedro B. W., Cartagena, Colombia. — 

¿Camino de la, gloria usted le llama 
a aspirar a ser cónyuge de Clara? 
¿La clave de la fama oec que encuentra 
en querer- ser marido de la Greta? 
¿Gloria? ¡Reflejo que otro sol enciende 
y que, sin propia luz, vil farol prenda! 
¿Fama? Quizá . . . por mor de una paliza 
que, en cada esquina, algún rival le atiza. 

Paréntesis. — Este mes me siento en extremo venenoso, 
cáustico y virulento. Puede que sea mejor que sentirse 
romántico, como he tenido la debilidad de estar otras ve- 
ces. Suplico, pues, a mis lectores que pasen por alto mis 
explosiones de bilis. 

Tony, Maracaibo, Venezuela. — Ya Jeanette MacDonald 
está de regreso, después de un verdadero triunfo europeo. 
Va a filmar otra vez con Chevalier, por cuenta de Para- 
mount, a donde puede enviarle correspondencia. Clara 
Bow no vuelve al cine todavía. José Mojica no tiene 
contrato precisamente, pero sigue con la Fox. Barbara 
Stanwyck ha hecho varias cintas para Columbia; su última 
fué "La Mujer Milagrosa". Sí se casó María Alba, y en 
"Hollywood" aparecieron todos los detalles. Su marido 
no es director, que yo sepa. George Lewis continúa fil- 
mando también, de preferencia en castellano. En cuanto 
a Eddie y Dorothy, se hallan temporalmente en vacaciones. 

Sally, Olivos, Argentina. — 

¿De modo que entre las olas 
se quedó CINE-MUNDIAL? 
Pues la cosa me parece 
rematadamente mal. 
¡Mis rimas todas mojadas 
y mis respuestas perdidas . . . 
y mis niñas consentidas 
quedátidose defraudadas! 
Ejemplares a montones 
en las húmedas arenas . . . 
¡La portada entre sirenas, 
la Estafeta, entre tritones! 
¡Guaitsel con los pescaditos, 
Hermida con los cangrejos, 
y todos nuestros escritos 
en agua de sal disueltos! 
Eso tendrá mucha sal . . . 
Pero ¡maldita la gracia! 

Permíteme que siga en prosa, Sally. Ya ves que se me 
escapan maldiciones. Además, tú eres un encanto de mu- 
jer, que escribe como para dar gusto y no está bien que 
te resulte yo respondón. A Lily Pons, Tibbett, Schipa y 
demás astros del Gorgorito los oigo en el radio, que es 
más baratito que la ópera, al abrigo del calefactor y sin 
buscar catarro entre las nieves del invierno. No se que 
el tenor vaya a filmar por ahora. La dirección de Fleis- 
cher es la de Paramount. La de Disney, Columbia Pic- 
tures. (Primer Parrafito). Sylvia Sídney es actriz de tea- 
tro, con bien sentada fama y apenas ahora empieza a fil- 
mar. Es neoyorquina, e hija de un dentista que tiene su 
consultorio a tres calles de donde estoy escribiéndote. ¡ Y 
recuerda que me prometes mandarme otra carta pronto! 

Tinterillo, Méjico. — 

¿Los afios de Pola Negrí? 
Yo me olvido de contar 
cuando de damas se trata. 
¿De qué sirve enumerar 
los estíos y los otoños? 
Siempre llamarán mendaz 
a quien, si es interrogado, 
diga de una actriz la, edad, 
sobre todo cuando lleva 
largo tiempo de actuar. 
Respecto a lo del retrato 
de la sentida La Marr, 
preferible es un recuerdo 
guardado en la intimidad 
que la efigie publicada 
de la difunta beldad. 
La memoria es relicario; 
el corazón, un altar. 
Carlos Toral Malo, Cuenca, Ecuador. — ¿No cree Ud. 
que siempre es preferible ser "cabeja de ratón que cola 



de león"? Por insignificante que se imagine el éxito local, 
es cien veces mejor al desengaño que recibiría buscando 
nuevos laureles en tierra extraña.... y plagada de rivales. 
Se lo digo por su bien y con una sinceridad que dicta la 
experiencia. 

Alfredo O., Nueva Orleans. — El finado Rodolfo Va' 
lentino nació en Castelmotta, Italia. Su apellido era Gui- 
glielmi. 

Janct, Maracaibo, Venezuela. — Haré uso de mi influen» 

cia para que saquen en la portada a su actor predilecto; 
pero no me eche Ud. la culpa si no lo sacan. Aquí somos 
varios, y cada cual tiene diferentes gustos. Ignorando cómo 
se llame en inglés "La Señora se Da", no puedo identi-' 
ficar a la primera actriz. En cada país les dan distintos 
títulos a las películas. ¿Puede Ud. aclárame siquiera de 
qué marca es? Pronunciaciones: Janet Gaynor, Chanet 
Guéínor; Anita Louíse, Anita Luis. Janet es norteameri* 
cana. Y tú serás una embusterilla si no me vuelves a es» 
cribir. 

Leidnafc, Lima, Perú. — June McCloy ha aparecido en 
varias comedias cortas de marca Pathé, pero creo que to* 
davía no las estrenan por la América del Sur. También 
salió en una película de Paramount, pero no como primera 
actriz. Sí, el tango se llamará como nuestra revista. Le 
prometo un retrato grande de Marlene y otro de Maurice, 
aunque la primera acaba de lucir en nuestra portada. Las 
señas completas, aluden exclusivamente a nombre y domi- 
cilio. Siempre a las órdenes de mis lectores. 

Enamorada de Barry, Maracaibo. — 

"Barry sin comparación, 

Barry de mi vida y mi alma, 

Barry de ini corazón, 

Barry, me quitas la calma , . ," 

Son frasecitas así 

las que a toda, hora recibo 

de niña,s ..que, contra ti, 

por sus renglones percibo 

como rivales conspiran, 

y con Barry Norton sueñan < 

y por él siempre suspiran . . . 

¡y en quitártelo se empeñan! 

Rita de Ularieno, Vigo. — Los verdaderos amigos son 
los que nunca tienen necesidad de explicarse mutuamente 
sus actos. ¿Es menester añadir más? Escríbeme, si quieres 
y cuando quieras, en la certidumbre de que seguiré que- 
riéndote a pesar del silencio y estimándote como lo mere- 
ces. Y que venga la dicha, que mereces también. 

Lu-Kas-Ka, la Habana. — No tenía yo idea de que tan 
tremendas fueran las incursiones de Mojica en el ánimo 
y en la imaginación de tus paisanitas. Pero me voy a 
permitir una aclaración: esos argumentos que a tí te pro- 
ducen dolores de cabeza no son, en el caso particular que 
mencionas, de origen yanqui. ¿Me explico? O mejor 
dicho ¿me entiendes? Si no me entiendes, lo siento, por- 
que no puedo aclarar más. Lo que comentas de las cintas 
hispanoparlantes está de acuerdo con lo que hemos dicho 
nosotros aquí; de modo que es una delicia saber que no 
se mete la pata. Ramón Novarro está filmando una peli- 
cula con Greta Garbo. Torena y María Alba no filman 
actualmente nada; pero ya filmarán. Y escríbeme tú otra 
vez. 

Greta Emelia la Radiante, Caracas. — Pues sí; estoy des- 
lumhrado por tu carta y por todo lo que en ella me dices. 
Eso de sentirse "Don Juan", en Nueva York (donde hay 
innumerables comendadores italianos) me presta un carác- 
ter dramático-poético que me queda muy bien; palabra de 
honor. Todos los números que quieres se venden, em- 
pastados en volúmenes, en esta redacción. Pasé tu carta 
a mi colega el Grafólogo. Y me encantaron tus versos, 
tus "juramentos" y toda tu carta, de la que espero se- 
gunda edición. 

Fidelia Frabill, Buenos Aires. — El único director-em- 
presario de películas en español, en la actualidad, es don 
Gregorio Martínez Sierra. Su dirección es la de Paramount 
(Primer Parrafito). 

El Hombre de la Máscara de Hierro, Medellín, Colom- 
bia. — ¡Ya pareció! Barry Norton no tiene contrato fijo 
en la actualidad. Ni siquiera sé si está aún en California, 
o anda por la América del Sur; aunque seguirá filmando, 
quizás cintas en inglés. Douglas Fairbanks está en Nuevn 
York en este momento y se ocupa de filmar películas de 
sus viajes. Intenta ir por nuestra América. Su dirección 
es la de United Artists (Primer Parrafito). 

CapuIIito de Alelí, la Habana. — Presumo que Mojica 
vaya a tu tierra. ¡Y qué recibimiento le van a hacer! 
Actualmente está en Méjico, su país, dando conciertos de 
canto. 

(Continúa en la página 125) 

Febrero, 1932 



.^. 



CINE-MUNDIAL 




,„....,......»"""""" ■■■■""•""" •"■• ■■"....„„„„„„., 

¡TIEMPO AHORRADO! 
Vía Pan American 

Entre las Ciudades Principales 
de las Américas 



Buenos Aires-Nueva York 8 

Buenos Aires-Santiago 8 

Buenos Aires-Río de Janeiro .... 2 

Buenos Aires-Montevideo P/^ 

Río de Janeiro-Para 3 

Río de Janeiro-Nueva York 7 

Santiago-Nueva York 7 

Santiago-Lima 31 

México, D. F.-Panamá 2 

México, D. F.-Broumsville 5 

Barranquilla-Nueva York 2^ 

La Guaira-Nueva York 3 

Crisbóbal-Trinidad 3 

Cristóbal-Miami 2 

Cristóbal-Lima 2 

Cristóbal-Santiago 4 

Habana-San Salvador 1 

Habana-Cristóbal 1 

Habana-Miami 2 



días 
horas 

horas 
días 



horas 
días 

horai 
días 



día 
horas 



"""•"••• ■-■■ , 



50,000,000 / 

KILOMETROSconPAS AJEROS. 

1AS gigantescas naves del cielo de la flota aérea Pan American han 
recorrido ya Cincuenta Millones de kilómetros con pasajeros — 
^¡cincuenta millones de kilómetros recorridos con seguridad y 
comodidad sin parangón, entre los países americanos! 

2,500,000 KILOS 

de correspondencia y carga fueron transportados en estos aeropla- 
nos, ¡con 99.71% de puntualidad en sus itinerarios! 
Infalibles como el sol, más maravillosos aún que la alfombra mágica, 
estas gigantescas naves del cielo que vuelan con absoluta regularidad 
entre 31 países de las Américas, han transformado los viajes abu- 
rridos de días y semanas en placenteras horas y minutos de fascinante 
recorrido por el aire. Cada uno de estos aviones tiene equipo de radio 
y está a cargo de pilotos veteranos en la aeronáutica. 
Aproveche estos aeroplanos infalibles, seguros y lujosamente cómo' 
dos, para sus viajes. Despache su correspondencia por la vía rápida 
del aire. Despache su mercancía también por expreso aéreo, con el 
consiguiente ahorro de semanas en la entrega. 



PAN AMERICAN AIRWAYS SYSTEM 

32,000 kilómetros de transportes aéreos modernos que 
prestan servicios a 31 países y colonias de las tres Américas. 

SISTEMA INTERNACIONAL DE TRANSPORTES AÉREOS DE LAS AMÉRICAS 



Use este 
Cupón 
Para obtener 
Información Detallada 



PAN AMERICAN AIRWAYS SYSTEM 

122 East 42nd Street, New York, N. Y., E. U. A. 

(o cualquier sucursal de la empresa en las rutas aéreas) 

Sin obligación de mi parte, envíenme información acerca 
de su servicio aéreo de pasajeros, correos y mercancías. 



C.M..3 



NOMBRE... 
DIRECCIÓN. 



FebM¡bo, 1932 



PÁGINA 121 



CINE-MUNDIAL 



K"JF""" 




El -'Cepillo Rojo" 

es un indicio 
que nada tiene de bueno 

I AS encías sangran a menudo. Y lo peor 
^ es que sangran sin ocasionar dolor. 
Mas valdría que al sangrar se sintiera un 
dolor agudo, porque entonces inmediata- 
mente nos preocuparíamos de lo que sig- 
nifica el síntoma del "cepillo rojo" (en- 
cías que sangran), precusor de males aún 
más graves, como la gingivitis, la enfer- 
medad de Vincent y hasta la piorrea, y 
trataríamos de ponerle remedio. 

En los tiempos primitivos, nuestros 
antepasados comían alimentos crudos y 
duros que les obligaban a ejercitar los 
dientes y las encías. Pero con los alimen- 
tos blandos y cocinados de hoy en día, 
que apenas masticamos, hemos suprimido 
por completo la fricción y el ejercicio in- 
dispensables para mantener firmes y sanas 
las encías. La circulación se empobrece, 
los tejidos se aflojan y aparece lo inevita- 
ble: "el cepillo rojo." 

Estimúlense las encías con Ipana 
y masaje 

Al limpiarse los dientes, dése masaje con 
Ipana. Los dentistas recomiendan el ma- 
saje para dar vida a los tejidos débiles y 
para activar la circulación de la sangre fresca 
y nueva en ios tejidos. Y aconsejan que 
se haga el masaje con Ipana, porque Ipana 
contiene Ziratol, preparación excelente 
por su eficacia para tonificar y vigorizar 
las encías débiles. 

Ipana, además, blanquea los dientes. 
Tiene un sabor delicioso y refrescante y da 
a la boca una sensación instantánea de 
agrado y de limpieza. 

Pasta Dentífrica 

IPANA 



Página 122 







CL-^ 



El Niño 
Convalece 

HA pasado el peligro. Ha llegado el gran 
día en que los médicos declaran al en- 
fermito en franca convalecencia. Desaparece 
la tensión nerviosa, la 
ansiedad constante en 
que se ha vivido por 
días o semanas; se cal- 
man las emociones y 
comienzan a recupe- 
rarse las fuerzas ago- 
tadas en la lucha con 
el mal. Con la conva- 
lecencia del niño em- 
pieza también la con- 
valecencia de los pa- 
dres. 

Cuanto más quieran 
éstos o su hijo, más in- 
tensa habrá sido su 



mental y emotiva del enfermito, tarea mucho 
más ardua porque se trata de algo intangible 
y porque, además, el instinto del niño suele 
ser siempre contrario a las necesidades a que 
ha de hacerse frente. 

La táctica de los padres adquiere dos di- 
versas formas en tales casos. Unos, ante la 
felicidad que les embarga al ver 
renacer de nuevo a su hijo a la vi- 
da, le hacen completamente dueño 
de la situación, mimándole y con- 
sintiéndole toda clase de caprichos 
hasta convertirlo en un despótico 
tirano. Otros, excesivamente mo- 
dernos y ultra-civilizajdos, tienen 
tanto terror al exceso de cariño 
que inmediatamente pretenden po- 
ner al enfermito en un plano de 
vida normal obligándole a una es- 
tricta disciplina. Ambos extremos 
son viciosos igualmente. En el pri- 




angustia y más difícil será para ellos rodearle 
en esta segunda etapa de su mal de la calma 
necesaria en su restablecimiento. Y es éste 
punto de importancia capital, j'a que, según 
ios psicóolgos, la atmósfera y actitudes de 
que un niño se halla rodeado después de una 
larga y grave enfermedad es la que puede 
crear o destruir su personalidad del futuro. 
La ternura maternal en este caso debe tem- 
plarse con el fuego de la inteligencia, puesto 
que, desgraciadamente, al ser humano le es 
mucho más fácil mostrarse tierno que inte- 
ligente. 

.\parte de los cuidados materi/iles que han 
de tenerse con el niño en su convalecencia y 
de la necesidad de no apresurar ésta, para lo 
cual bastará con seguir las advertencias del 
médico, se hace preciso reajustar la condición 



Jackie Cooper, 
de M-G-M, en 

papel de conductor de un tranvía que le 
encanta hacer, pero que no filma. 

mer casv>, debe tenerse presente que el hacer 
feliz al niño en el momento concediéndole en- 
tera autonomía, no significa en modo alguno 
que así haya de ser feliz toda su vida. Y, en 
el segundo, no debe de olvidarse que no hay 
nada tan profundamente serio en el mundo 
como nosotros nos figuramos y que la con- 
descendencia en ciertos detalles no es cosa 
de peligro. 

Para proceder con el tacto necesario, se ha 
de observar primeramente la actitud del niño 
hacia sí mismo, y después su actitud hacia los 
demás niños y hacia los adultos, especialmen- 
te, por supuesto, hacia sus padres. Su reac- 
ción con respecto a sí mismo o con respecto 

Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



a los demás niños es elemento vital que puede 
servir de norma para suponer cuales han de 
ser sus instintos primordiales en la vida. Su 
reacción hacia los adultos revelará su verda- 
dero carácter y dará ocasión propicia para 
poder encauzarlo. 

Durante la enfermedad se prodigan al niño 
toda clase de atenciones. Se le regalan ju- 
guetes, se le contempla en todo momento y la 
madre o la enfermera atienden a sus me- 
nores movimientos. El hallarse fuera de pe- 
ligro y caminando ya por la casa no es razón 
suficiente, según el razonamiento de niño, 
para que cesen de prstarl una atención 
constante. Y si la transición a los hábitos de 
normalidad no se efectúa con gran tacto por 
parte de los padres, el niño llega a conven- 
cerse de que es me.jor estar enfermo que sano 
y llega en casos extremos a procurarlo. Na- 
die puede saber de lo que es capaz la mente 
de un niño obstinado en una idea fija. 

No hace mucho tiempo convalecía de una 
fiebre gástrica un niño de cinco años. Al te- 
nerlo ya completamente restablecido, la fami- 
lia reanudó el orden de vida corriente. No se 
prestaba más atención al niño recién salido 
de la enfermedad de la que se prestaba a los 
demás hermanos. El muchachito tenía fre- 
cuentes accesos de ira o de mutismo. Cuando 
sufría enojos sin motivo, se le reprendía como 
antes de estar enfermo. Hasta que de nuevo 
se enfermó una tarde con náuseas y vómitos. 
La madre desolada lo tomó en sus brazos, le 
mimó, lo acarició temerosa de una siempre 
grave recaída. Se llamó al médico en el acto. 
Pero como el médico era lo menos importante 
para el niño en este caso, declaró, acurrucán- 
dose mimoso en los brazos de la madre y lle- 
no de felicidad a pesar del malestar físico 
que las náuseas le producían, que su mal era 
debido a que se había comido, con mucho 
asco, media pastilla de jabón del tocador. 
Sometido a un verdadero interrogatorio de 
juez por parte de la madre, declaró haciendo 
pucheros y derramando lágrimas como gar- 
banzos que lo había hecho "para enfermarse 
y para que mamita le tomara de nuevo en 
brazos y le mimara un poquito como antes." 

La madre, comprensiva, le hizo reflexiones 
acerca de lo extraño que puede aparecer un 
hombre grande de cinco años, pidiendo mi- 
mos y caricias como un bebé chiquito que 
nada sabe ni entiende, que no puede subirse 
a las sillas y que es tan inútil que no puede 
manejar el automóvil de juguete ni ayudar 
a mamá alcanzándole las frutas cuando hace 
las compotas. 

Estas atinadas observaciones sobre la im- 
portancia concedida a su hombría hicieron el 
efecto deseado en el ánimo del pequeño y, 
pasado el arrechucho, gracias a un buen pur- 
gante, siguió sin más tropiezos el proceso de 
la curación completa. 

Otro de los puntos a tratar en un niño 
convaleciente es el de la comida. Por regla 
general, se quedan inapetentes, o hambrien- 
tos con exceso y en grave peligro de recaída 
si se trata de infecciones gástricas. En uno 
o en otro caso, siempre que el niño tenga 
más de tres años y se dé cuenta por lo tanto 
de lo que se le dice, se le debe exponer la 
necesidad de alimentarse de un modo deter- 
minado para ponerse fuerte y alegre como 
antes, 'dándole hasta donde sea posible un 
sentido de la propia responsabilidad. Pero en 
modo alguno se debe perder con él más tiem- 
po del preciso, evitando la extremosa condes- 
cendencia que acaba por fatigar al niño y a 
los padres sin dar nunca resultados prácticos. 
Se le pondrá la comida delante y se le dirá 
(Continúa en la página 131) 

Febeerg, 1932 




M^ue na^an ^ár^aras 

con el Antiséptico Listerine 
para evitar resiriados / / ^ 

EL contacto con otros niños en la escuela... ir y venir en días 
borrascosos ... quitarse el abrigo al jugar... echarse al suelo 
húmedo, y otros desatinos, resultan a menudo en un resfriado 
o dolor de garganta. 

La Naturaleza es muy sabia y siempre hace lo que puede por 
conservarnos sanos. Sin embargo, si usted desea que sus hijos se 
escapen de muchos males, hágales hacer gárgaras con el Anti- 
séptico Listerine sin diluir, por la mañana y por la noche. Es 
tan eficaz que en 15 segundos destruye los microbios causantes de 
los resfriados y otras enfermedades, sin causar el menor daño a los 
delicados tejidos del cuerpo. Estas propiedades, unido a su sabor 
agradable, lo hacen el antiséptico y germicida ideal para el hogar. 

Cuando uno está en estado normal de salud, basta hacer 
gárgaras con el Antiséptico Listerine mañana y noche, mas al 
notarse el primer síntoma de un resfriado o dolor de garganta 
debe tomarse esta precaución cada dos horas para controlar el 
desarrollo de los microbios. Tenga siempre en su casa un frasco 
del Antiséptico Listerine y haga que todos lo usen todos los días. 

^^^ ■pj A ' I ' T ^ Solicite el instructivo folleto: "El Antiséptico 
VJXv.x\X X W.> Listerine - Higiene Personal," dirigiéndose a 
Lambert Pharmacal Ce, 930 Newark Avenue, Jersey City, N. J., E. U. A. 

3727 




EL ANTISÉPTICO 

LISTERINE 



PÁGINA 123 



C I N E - M U N D I A L 







LOS viajeros, por regla general, 
■ son exigentes y hasta pecan de 
escrupulosidad en el afán que 
ponen para procurarse las mayores 
comodidades a bordo de barcos y 
trenes y en los hoteles donde se 
hospedan -k -k -k 

Sin embargo, la enorme suma a que 
montan las pérdidas de fondos re- 
gistradas anualmente, revela la in- 
curia increíble con que muchos de 
ellos tratan el factor más importante 
de su bienestar durante el viaje — 
su dinero -k -k -k 

Para viajes cortos, o largos cruceros 
internacionales, ios CHEQUES PARA 
VIAJEROS del National City Bank 
son la moneda ideal; preferidos de 
la gran mayoría por la máxima pro- 
tección y positiva tranquilidad que 
brinda el llevarlos consigo. 

Se expiden en todas nuestras Sucur- 
sales, en denominaciones de $W — 
$20— $50 Y $100 Oro Americano. 



T"^ NIITIONIIL 
CITY BANK OF NEW YORK 



Oficina Central: 55 Wall Street 



¡^^sÁí.jy^. Nueva York, E. U. A. 



FETA 




Andaluza, Sevilla. — Leo con mucho gusto y con mayor 
interés su segunda carta. Me doy perfecta cuenta por ella 
de la situación. Indudablemente él es un hombre bueno 
y la quiere, pero es cobarde ante la opinión ajena. Por 
conocer muy bien mi propio país, comprendo que hay 
muchas cosas que no pueden hacerse en él; pero, tal vez 
por los largos años que llevo de permanencia en los Esta* 
dos Unidos, no puedo mirar las cosas como las miran mis 
compatriotas y pongo por encima de todos los intereses 
materiales la obligación moral que para mí tendría un amor 
sincero y apasionado como el suyo. Si yo me hallara en 
el caso de ustedes, me preocuparía ante todo la situación 
legal de la persona que sobre todo me interesa; aunque, 
teniendo en cuenta las circunstancias, trataría de protegerla 
en forma y modo que no hubiera lugar a humillaciones in» 
necesarias para ella, contando para ésto con que es usted 
una mujer inteligente, moderna y que sólo vive para él. 
Haría un viaje con usted a Madrid o a Barcelona y lega- 
lizaría la situación por medio de un matrimonio civil que 
nadie tendría que conocer, puesto que usted no busca ni 
desea otra finalidad que la de hallarse unida a él legal- 
mente como ya lo está por el impulso' de sus sentimientos, 
y no quiere ni pretende ostentaciones sociales que le trae- 
rían más disgustos que otra cosa. Este gran secreto de 
los dos los uniría aún más y serviría también para tran- 
quilizar la conciencia religiosa de él. Esto es lo que haría 
yo y ésto es lo que creo que debería hacer él por todos 
los medios. A ésto es a lo que debe usted ir con la cara 
descubierta, pero no con disgustos ni escenas desagrada- 
bles. No soy partidario de la violencia para nada y mucho 
menos en cuestiones íntimas. El hombre — y creo que 
también la mujer — no gusta de soportar escenas violentas. 
Aún el más enamorado acaba por cansarse y tomar anti- 
patía a la persona que las provoca. Sobre que. querién- 
dole usted como le quiere, no tienen razón de ser y usted 
sufrirá tanto como él con los disgustos. Procure llegar a 
este matrimonio civil con la promesa de seguir siendo 
para él únicamente lo que ahora es usted y de no ser- 
virle nunca de remora en su vida. No dudo que acceda 
si la ve abnegada y amorosa siempre. Sí no lo convence, 
la única a decidir sobre su situación es usted, y ya sabe 
mi consejo. No me molesta que me escriba. Muy al con- 
trario. Me interesa mucho su caso y no sé lo que daría 
por verlo solucionado satisfactoriamente. Para complacerla, 
le diré que soy madrileño. 

Arturo, Metida, México. — Lo que usted tiene es debi- 
lidad en la raíz del cabello. Espero que las fricciones del 
cepillo le ayuden a fortalecerla. No estaría de más que 
se diera masaje diario con las yemas de los dedos por todo 
el cráneo, durante cinco minutos. Ignoro dónde han ido 
a parar los fabricantes del Arazol que era un excelente 
preparado para la caspa. Sin duda no les fué muy bien 
con el específico. Compre en la farmacia aceite de bellotas- 
Eche un poco en la palma de la mano izquierda. Moje 
las yemas de los dedos índice y corazón de la mano dere- 
cha y vaya extendiendo bien el aceite por toda la cabeza. 
Déjelo así todo un día, y al día siguiente pésese la pei- 
neta o peine fino que sacará toda la caspa ablandada por 
el aceite. Pásese después la peineta fina todos los días y 
repita la operación del aceite una vez por semana o cada 
dos semanas, según vaya desapareciendo la caspa. Siguien- 
do este procedimiento, no dudo que acabará por verse 
libre de ella. Entrego su carta a la sección grafológica. 



Conchita, La Habana. — Muchas gracias por sus foto- 
grafías. Sí, estamos de acuerdo; la que muestra el perfil 
es preciosa, pero la que está de frente, la verdad. . .debraj 
Ud. probar el enderezador de nariz Anita, con el que rea- 
lizaría su natural encanto. No olvide Ud. mandarme el 
lluevo retrato del nuevo modo. 



Madame Brmiett. — Me parece excelente su plan para 
adelgazar, pero claro está que tiene que ir realizándolo 
gradualmente, pues sí lo lleva a la práctica tal como lo 
ha ideado, de repente se sentirá cansada y hasta agotada. 
La base principal de su régimen debe consistir en los ejer- 
cicios y en el caminar, así como en suprimir de su ali- 
mentación las féculas, las grasas y los dulces. Pero nunca 
y por nada del mundo debe ponerse a régimen de hambre. 
Lo único que conseguiría usted con ésto sería ponerse 
anémica, cuando no algo peor. Coma bastante carne, lim- 
pia de grasa, preferiblemente asada, mucha legumbre y 
muchas frutas. Pero me temo que si persiste esa tenden- 
cia a engordar, sea debido a algún trastorno de su glán- 
dula tiroides, para lo cual no sirven mis consejos, sino 
los de un médico. 

Marie Lou, Puerto Rico. — I Qué llena de rajón está 
usted, amiga Marie Lou! I Pero qué tacto necesita para 
vencer en la batalla contra tamaño enemigo! Que es usted 
mujer rasonable, tolerante y muy educada, lo descubro con 



sólo leer su carta. Y que es además una mujer educada 
a la moderna y con aptitudes, por ello, para ser a su vez, 
una excelente educadora. Y he aquí el punto de apoyo 
para que llegue a la meta. Es preciso que eduque usted 
a su hijo tal como lo desea, porque así es de raíón y 
porque, si lo deja con malas crianzas, llegará a ser inso- 
portable para todo el mundo. Pero es preciso que antes, 
y para poder educarle fácilmente, eduque a su suegra, tarea 
de por sí bastante más difícil que la otra. Por fortuna, 
tiene a su marido de su parte y ésto ya es algo. Pero 
claro que no basta. Tiene usted que educarla por la per- 
suasión; convenciéndola — y no ciertamente con discusio- 
nes ni malos modos — del error de un cariño mal enten- 
dido; de lo adorable que es un niño bien criado y de lo 
intolerable que es una criatura llena de caprichos y malas 
crianzas; de lo que puede perjudicar al niño en el futuro 
el que cuando usted lo reprende ella lo apadrine; y de que, 
queriéndole las dos mucho, deben unir sus esfuerzos para 
hacer de él una maravilla. Yo sé lo difícil que es con- 
vencer a una abuela de todas estas cosas. Y sé lo archi- 
difícil que es para una nuera llevar a la suegra a este 
convencimiento. Pero va usted a ensayar el siguiente pro- 
cedimiento. Suscite usted la conversación del niño en oca- 
sión oportuna delante de su marido. Dígala entonces que 
por nada del mundo quiere usted contrariarla ni disgus- 
tarla, sino que, por favor, la ruega que la ayude y sea 
su más eficaz colaboradora en la educación del pequeño. 
Y que lo que pide de ella es sólo que no intervenga cuan- 
do usted lo reprenda o castigue, porque esto es realmente 
lo que más perjudica al niño. Que en tales casos y para 
satisfacción de ella lo más que puede hacer es buscar al 
niño después que haya pasado todo y traerlo como ma- 
drina a su lado para que usted le perdone ante la pro- 
mesa de que no lo hará más. Usted perdonará encantada 
y su hijo no la perderá el respeto y sabrá que hay una 
persona que no le deja salirse con la suya. Doy por su- 
puesto que su suegra comprenderá las razones de usted y 
mucho más si la secunda su esposo. Si es mujer de talen- 
to, o por lo menos de sentido común, no podrá menos 
de hacerlo. Pero si no las comprende y es una de estas 
personas a las que el cariño ciega, mi consejo es que tenga 
usted con ella una discusión — una sola, y nunca en pre- 
sencia del niño — para decirla de una vez para siempre 
que la madre es usted y que su hijo ha de educarse como 
usted quiere puesto que usted no exige nada que no sea 
razonable. Si se enoja, si se va, si deja de hablarla, no 
la importe. Usted no será la que haya buscado esa situa- 
ción violenta. Y si se enoja su marido, no la importe 
tampoco. La razón es de usted y algún día llegará en que 
todos ellos — el chiquillo el primero — lo comprendan as! 
y la den las gracias. 

Venus, Babahoyo, Ecuador. — Lávese la cabeza con cham- 
pú de aceite de coco que le quitará la sequedad del pelo 
y por la noche, antes de lavársela, póngase un poco de 
aceite común templado, dejándolo sobre el cráneo toda la 
noche. Para los dientes, le servirá cualquier buen den- 
tífrico de los que se anuncian por todas partes, pues todos 
son eficaces. Para el vello superfino no hay nada, como 
no sea la aguja eléctrica, que tiene que ser aplicada por 
una persona experta. Tendrá que irse arreglando con de- 
pilatorios cuyo uso no le aconsejo extreme en la forma 
que me parece lo está haciendo. 

Flor de las Perlas, Colombia. — Encuentro muy justifi- 
cados sus deseos y no me parece mal, sino muy al contra- 
rio, que trate de conseguirlos. El remedio de todo cuanto 
usted necesita está en los ejercicios musculares hechos dia- 
riamente, con regularidad. El del remo, como digo en esta 
misma sección a otra de mis comunicantes, es excelente para 
la mayor parte de los casos: para el busto, para la cintura 
y para el cuello. Para el estómago, le servirá a maravilla 
el de doblarse hacia adelante con los pies juntos, sin do- 
blar las rodillas, y llegar a tocar el suelo con los dedos. 
No tome la medicina que pensaba. Esto es perjudicial. 
Los ejercicios suplen todo porque fortalecen los músculos, 
redondeando las formas y quitan la grasa adelganzando. 
Con una sola cosa se consiguen dos opuestas: engordar o 
adelgazar donde se necesita. Si nuestro sistema muscular 
está perfecto, perfectas serán nuestras formas, lo mismo si 
se trata de mujeres que si se trata de hombres. Aténgase, 
pues, a los ejercicios y no le pesará. 

Eva, Somewherc. — No mé olvido de usted. Por el con- 
trario, la recuerdo siempre con todo afecto. Pero el es- 
pacio es pequeño, las respuestas muchas y no sería pru- 
dente hacer repetidas excepciones. Sé que tengo una deuda 
con usted. Pero entre mis muchos defectos está el de una 
fatal memoria. Y, por tanto, aunque le prometí enviarle 
algún dibujo o_ revista he olvidado por completo la direc- 
ción que_ un día me dio a donde podría hacerlo. Cuando 
me la dé de nuevo, trataré de complacerla en lo que de- 
sea. Mucho me halaga su estimación que deseo conservar 
siempre a través de esta vida de incógnito; porque no sé 
si sabrá usted que cuanto más me interesa una persona, 
más trato de evitar con ella todo conocimiento personal. 



PÁGINA 124 



Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



No hay nadie que sea como nos lo pintamos en la imagi- 
nación. Y vanidoso al fin, como hombre, me gusta sen' 
tirme un poco idealizado, cosa que no podría ocurrir — y 
que positivamente no ocurre — cuando las gentes me tra- 
tan. Tengo de ello pruebas repetidas en mí ya larga exis- 
tencia. Hay algo de su carta que no quiero dejar pasar 
porque nuestro punto de vista con respecto a ello es dia- 
metralmente opuesto. Usted opina que el único modo de 
conocer la felicidad es en sueños. Yo creo lo contrarío. 
La felicidad está en la vida y, aunque se encuentre en do- 
sis muy pequeñas, está tan concentrado el extracto, que 
una sola inyección de vez en cuando basta para alentar el 
espíritu y para mantenerlo lleno de energías y entusiasmos 
por décadas. Aparte de que no es tan raro hallar la feli- 
cidad al alcance de la mano sí sabemos buscarla bien. Ha- 
blo por mí, al menos. Y, con respecto a mis sueños, son 
siempre tan desatinados que a veces en medio de ellos cla- 
mo por alguien que me despierte. Aunque como ocurre 
siempre en los sueños no me sale la voz y me vuelvo loco 
de angustia. Despierte usted, amiga mía. Mire a su al- 
rededor. Busque bien. Es seguro que a usted la rodea 
todo un mundo de dicha, pero, equivocada lamentable- 
mente, cree que la ventura es algo poco menos que invisi' 
ble como la punta de un alfiler y se desvive en vano bus* 
candóla. 

Mano Reyes, La Paz, BoHvía. — Me parece acertadísimo 
su modo de pensar. No conozco ninguna escuela comer- 
cía en la costa oeste, pero, si escribe a la Universidad de 
Stanford, California, le darán cuantos datos precise. Y se- 
guramente en la misma universidad tienen los cursos que a 
usted le conviene seguir. Siento no haber abierto antes su 
carta, aunque supongo que aún no habrá usted empren- 
dido su viaje cuando esta respuesta llegue. No puede ha- 
cer nada mejor que este viaje y estos estudios que le ca- 
pacitarán a usted para un brillante porvenir en su patria. 
Para las leyes de inmigración, diríjase a! cónsul americano 
en la Paz. y que él le de los datos referentes a su nacio- 
nalidad. Viniendo como estudiante, le permitirán perma- 
necer en el país todo el tiempo necesario para cursar sus 
asignaciones. Por su carta deduzco que es un hombre de 
una voluntad extraordinaria y no dudo que ha de triunfar. 
Es un placer encontrar personas de la talla de usted y de 
sus condiciones de carácter. En California, le será la vida 
mucho más barata que en Este y es posible que, viviendo 
con economía, pudiera usted hacer todos sus gastos con 
15 dólares semanales, cosa que no podría hacer en Nueva 
York. En ésto estaría incluido el alquiler del cuarto. Me 
parece muy bien su idea de estudiar mecánica por las no- 
ches. Y. aunque el trabajo escasea y la situación del país 
no es muy buena en la actualidad, no dudo que ha de 
encontrar trabajo si un día lo busca. No son muchas las 
personas que actúan y piensan como usted y debe estar 
seguro de sí mismo y con la confianza de lograr cuanto 
intente. Sin conocerlo, tengo ya la certeza de que usted 
no ha de necesitar nunca de nadie. Me interesa usted 
tanto que no sólo no me ha parecido larga su carta, sino 
que deseo vuelva a escribirme cuando tenga tiempo para 
ello, refiriéndome, como desea, su pasado. Le auguro 
buena suerte y se la deseo con toda sinceridad. 

Narcisus, Popayan, Colombia. — Su caso es completa- 
mente opuesto al anterior, i Por favor no venga a Holly- 
uood ni sueñe con ser artista! Esa ha sido una de las 
locuras mayores de este siglo. Piense en cualquier otra 
cosa que, por descabellada que sea. resultará siempre más 
práctica. Los dientes de los artistas no creo que se di- 
ferencien de los del resto de los mortales. Unas denta- 
duras son buenas, otras malas y otras postizas. Y no le 
digo más, sino repetirle de nuevo mi consejo leal y desin- 
teresado. Olvídese de que existe un pueblo llamado Holly- 
wood y, si es preciso, hasta de que existe un espectáculo 
llamado cinematógrafo. 



PREGUNTAS Y RESPUESTAS 

(Viene de la página 120) 

Jacques, Buenos Aires. — 

'I lene usted mucha razón 
y ya se ha dado al culpable 
merecido descolón. 
Gracias por ser tan amable. 

El Gato Montes, Nirgua, Venezuela. — No hay más 

que un Maynard, que se llama Ken. Hoot Gibson con' 
tínúa haciendo películas; y en gran cantidad: a ocho por 
año. En cuanto a cuál sea la mejor, permítame Ud. que 
me reserve mis opiniones: -no quiero peleas. DouRlas 
Fairbanks anda entre 40 y 50. No sé nada de la fam'li.i 
de Hoot; pero me consta que tiene una gran propiedad 
campestre. Ei automóvil de moda en este país no existe. 
Los que más abundan son los Ford, naturalmente. 

Greta, la Habana. — 

¡Calma, Greta, no te excites 
con tanta anticipación! 
La Garbo no ha decidido 
dejar aún su profesióén. 
Actualmente está filmando 
•una cinta con Novarro. 
No hay .motivo, por lo tanto, 
para tocar a rebato. 
Y, si anuncia su retiro 
en documento oficial, 
cuenta, amiguita, conmigo 
para aclarar la verdad 
y para comunicártela 
con toda opoHunidad. 

Caraqueños exigentes, Caracas. — i Claro que fué Buster 
Keaton el que habló en español en "De Frente, Marchen"! 
Lucila y Max CoU andan por Hoilyu/ood todavía, pero no 
sé que hayan hecho nada de particular recientemente. Ni 
Lupe ni Dolores parecen tener por ahora el proyecto de 
filmar en castelano. La primera está aquí y me aseguran 
que se dedicará a revistas teatrales. La segunda filma '"La 
Paloma", cinta angloparlante. No hay diccionario de la 
jerga norteamericana. Digo, si ha de ser español-inglés. 
La dirección del Herald-Tribune es 200 West 41st Street, 
New York. 

Febrero, 1932 



Una Bebida 
para Caballeros 




A través del mundo entero, el 
Canadá Dry es el ginger ale pre- 
ferido por los caballeros. Su 
sabor incomparable y su cen- 
telleo inimitable, el singular 
deleite y satisfacción que pro- 
porciona, le han conquistado 
el nombre de "Champaña de 
los Ginger Ales". 

Es una bebida para caballe- 
ros y se halla dondequiera que 
se reúnen caballeros, pues se 
mezcla admirablemente con 
■whisky, ron, ginebra o coñac. 

La engalanada botella verde 
esmeralda se encuentra en los 
mejores clubs, hoteles y bars. 




CANADÁ DRY 

EL CHAMPAÑA DE LOS GINGER ALES 



PÁGINA 125 



msmm* 



¿No es menos 
mortificante 
para las 
recién-casadas 




el averiguar por sí mismas 
lo relativo a higiene femenina? 

/'"^UANDO una joven acabada de casar 
^-' busca, entre sus amigas, informes que 
le aclaren dudas de carácter íntimamente per- 
sonal, bien puede tachársela de indiscreta. 
Aunque la solución de esas dudas es impor- 
tantísima, resulta en extremo embarazoso el 
aludir a ellas. 

Además, en la mayoría de las ocasiones, 
los informes que sus amistades le dan no son 
ni claros, ni acertados y, a veces, aparte de 
erróneos, pueden ser hasta peligrosos. ¿ No 
es preferible pedir este libro, gratis, y leer 
sus informes? 
Evite Ud. los antisépticos venenosos 

Hasta hace poco, los únicos antisépticos 
potentes que había para uso en la higiene 
femenina eran venenosos y cáusticos — biclo- 
ruro de mercurio y preparaciones de ácido 
fénico que se vendían con diversas denomi- 
naciones. Aunque alabando la ventaja del 
aseo personal, ni los médicos ni las enferme- 
ras estimulaban el empleo de estos germici- 
das. Pero en la actualidad, las mujeres dis- 
ponen de un antiséptico seguro — Zonite. 
Zonite no causa lesiones en los tejidos ni 
estorba las secreciones normales. Y Zonite 
es potente; mucho más potente que una dilu- 
ción de ácido fénico que el cuerpo humano 
pueda soportar. 

¡Pida üd. el librito de Zonite! 

Envía usted el cupón hoy mismo y recibirá, 
sin recargo ninguno, el libro de Zonite, en 
que se dan auténticos in- 
formes respecto a la hi- 
giene femenina, libre y 
francamente expuestos. 



^/l/& 




¡ ZONITE PRODUCTS CORPORATION, cmi3 
Chrysler Building, Nueva York, E.U.A. 
Sírvanse mandarme el librito Zonite anotado abajo. 
□ La nueva concepción de la pulcritud personal. 

Nombre 

(Escríbase con claridad) 

Dirección 

Ciudad 

Pais 



CINE-MUNDIAL 



9/\COANAL!y-/, 




ANTES de proseguir con el tema ob- 
jeto de este capítulo, insistiré sobre 
uno de los puntos fundamentales del 
anterior, o sea el de que la concien- 
cia procede de las impresiones sensibles a los 
conceptos exactos. Así, el sentido de la vista 
nos facilita la impresión sensible de un árbol; 
el árbol, sin embargo, no pasa de ser un con- 
junto de propiedades de color, tamaño, du- 
reza, etc. Propiedades que muy bien pueden 
concurrir en cualquier otro objeto, sin que 
sea precisamente un árbol. La función de la 
mente consiste en catalogar dicho conjunto 
de propiedades, dándoles un nombre. El nom- 
bre, de mera etiqueta clasificadora, pasa en- 
tonces a ser un concepto, bajo el que caen 
todos los objetos de apariencia y funcionali- 
dad análogas. 

Ahora bien, la intensidad de la impresión 
sensible es sumamente variable, y depende de 
numerosas circunstancias, totalmente ajenas 
al dominio de la conciencia en la mayoría de 
los casos. Para ver los colores atmosféricos, 
por ejemplo, se requiere una gran atención. 
La atención, que es en gran parte un acto 
voluntario y consciente, depende, sin embar- 
go, del interés que nos provoca una contem- 
plación. Y el interés que manifestamos por 
el cielo, por ejemplo, es algo casi enteramente 
inconsciente, resultado de circunstancias for- 
tuitas, fraguadas en las cavernas inaccesibles 
del subconsciente. A la contemplación del 
cielo nos puede lanzar, entre otras cosas, un 
estado más o menos transitorio de exaltación 
mística, un deseo vehemente de percibir el 
perfil estético de sus estratos, o . . . . un sim- 
ple trastorno orgánico; de la digestión, por 
ejemplo. El resultado es que la causa i^rovo- 
cadora de la atención puede pasarnos entera- 
mente inadvertida. La consecuencia natural 
de lo antedicho es que la atención es algo 
variable, ingobernable con gran frecuencia. 
Hay, pues, impresiones sensibles que esca- 
pan al cerebro de la atención. Sin embargo, 
no hay impresión sensible que escape al subcons- 
ciente. Cuando vemos un escaparate de una 
tienda, es posible que apenas si nos demos 
cuenta de un contingente reducidísimo de los 
objetos que en él se exhiben; lo que no im- 
pide que, donde quiera que el ojo haya per- 
cibido un color, un perfil, por insignificantes 
que sean, el subconsciente lo ha almacenado 
cuidadosamente, permanentemente. Este 
principio, que es uno de los pilares funda- 
mentales de la psicología, puede comprobarse 
de diversas maneras, como se irá viendo en 
capítulos sucesivos. 

Por ahora, para dar un ejemplo que evi- 
dencie todo lo que antecede, recurriré al ar- 
chivo de mis recuerdos personales. Estando 
yo un día tomando el té en cierto casino de 
Baltimore, se acercó un amigo, acompañado 
de un sujeto para mí desconocido. Ambos se 
sentaron a mi mesa, y los tres entablamos 
conversación. Durante el curso de ésta, se 
apoderó de mí una idea fija, obstinada: la de 
(liie el desconocido que acompañaba a mi ami- 
go no era tal desconocido. Forcejando con 



mi memoria, creí a veces estar a punto de 
recordar exactamente el lugar en que le ha- 
bía visto antes. A veces me parecía haberle 
conocido en París, pero rechazaba pronta- 
mente la idea para sustituirla por otra: ahora 
estaba casi seguro de haberle visto en Bar- 
celona. En resumen, que no logré averiguar 
dónde le había yo visto. Lo lihico que por 
entonces supe con certeza infalible es que el 
tal sujeto me resultaba formidablemente an- 
tipático. Acosado por mi obsesión, me decidí 
a preguntarle, finalmente, si me recordaba, 
y le mencioné los lugares en que mi traidora 
memoria le había situado. El desconocido, 
que tal iba resultándome, no había estado ja- 
más en París ni en Barcelona, ni recordaba 
haberme visto nunca. 

AI cabo de un buen rato, cuando yo iba 
convenciéndome ya de que el sujeto que ne- 
gaba conocerme era un farsante, mi amigo 
me hizo observar la rareza del alfiler de cor- 
bata de me "enemigo". Consistía en una ser- 
piente enroscada, a modo de espiral apretada, 
con un rubí a modo de ojo ciclópeo. Inme- 
diatamente recordé que cierto acreedor mío, 
a quien por desdicha conocí en París, tenía 
im alfiler exactamente igual. Despejada ya 
mi mente de todas sus dudas, reconocí al pun^ 
to que mi "enemigo" no se parecía absoluta- 
mente en nada a ninguno de mis conocidos, 
excepto en el detalle ornamental del alfiler. 
El análisis del caso es extremadamente sen- 
cillo, por lo que prefiero omitirlo. Lo verda- 
deramente trascendental, por ahora, es ano- 
tar la circunstancia siguiente, extraña en mí, 
que soy bastante buen observador: Hasta el 
momento que mi amigo me hizo fijarme en 
el alfiler de mi "enemigo", me pasó entera- 
mente inadvertido. Conscientemente, quiero 
decir, ya que durante toda la conversación 
el subconsciente estuvo dándome testimonio 
de su debida apreciación del detalle. 



PÁGINA 126 



CORRESPONDENCIA 

Descontento, Poncc. — ¿Y quién no lo está? Usted, 
sin embargo, no debiera estarlo tanto como indican su 
seudónimo v sus lamentaciones epilógales. Su sueño, por 
lo menos, debiera ser más que suficiente para compensarle 
de "los aguijonazos del sendero". ¿Qué aguijonazos son 
esos? La fuente "canora" en su "fluir perenne" es un 
símbolo incompleto. Incompleto, mi joven descontento, 
porque el fluir de la vida dista mucho de ser perenne, eS' 
pecial y desgraciadamente la vida a que usted alude. Con- 
fórmese con que la fuente fluya todo el estío, y prepárese 
a refugiarse en su casita para la última invernada, lejos 
del mundanal ruido. Y no es que quiera con esto au' 
mentar su descontento, sino guiarle hacia los senderos 
apacibles de la filosofía. 

Bonsalombo, Cuba. — Sospecho que ha olvidado usted 
una buena parte de su sueño, cosa no muy de extrañar, si 
no se escribe inmediatamente después de despertar. Tal 
como usted me lo expresa, apenas si tiene significación. 
Además, al redactarlo, se ha olvidado usted de completar 
algunas frases, y hasta se ha comido usted varios trozos 
de palabras. Por lo tanto, lo i'nico que su comunicación 
me permite ver es que es usted sumamente distraído. Si 
me envía un sueño más completo, se lo analizaré con 
mucho gusto. Cumplo su otro encargo. 

Inquieta, Méjico. — Emprender un viaje, especialmente 
en barco, de acuerdo con la simbología psicoanalítica, ex- 
presa el deseo reprimido, y satisfecho en sueños, de trocar 
en realidad la ilusión del amor. Sus viajes por el barco, 
en busca del jardín, y acompañada de un tripulante sola- 
mente añaden nuevos datos confirmatorios a la interpre- 

Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



tación anterior. La ascensión por las escaleras sinuosas y 
el paso por la cocina expresan delicadamente el elemento 
prosaico que fatalmente acompaña al puramente idealista 
del amor. En conjunto, su sueño acusa una personalidad 
vigorosa, si bien un tanto reprimida, aunque siempre capa? 
de expresarse en términos justamente artísticos a la vez 
que positivos. Tiene usted mucho de soñadora, pero sabe 
perfectamente mantenerse alerta cuando es preciso, y aqui- 
latar minuciosamente los valores aparentemente más idea* 
les. Asi, nadie mejor que usted podrá decidir si es una 
ventaja o un inconveniente que "el Bremen" hubiese ga- 
nado un premio de velocidad en su sueño. 

Uno de los siete durmientes, Méjico. — Le analizaré el 
sueño tal como usted quiere, y de paso le felicito por la 
¡dea. La piedra del sacrificio simboliía el tálamo nupcial; 
en su caso, sin aprobación convencional. El lagarto rojo 
expresa aquí la aparición de una barrera imprevista, aun- 
que natural. Así se explica que su presencia, a pesar de 
serle desagradable, le fuese tranquilizadora. Es decir, que 
el peligro había desaparecido. Las retortas y matracas sim- 
bolizan el aspecto de la ciencia moderna que a usted más 
le interesa en sus circunstancias, y a cuyo influjo puede 
asegurarse con relativa certeza la aparición regular del 
lagarto de marras. Su sueño, por lo demás, acusa en usted 
una decidida facilidad para la creación de símbolos y me- 
táforas. Si no fuese demasiado perezoso, no hay razón 
ninguna para que no pudiese usted dedicarse con éxito a 
la literatura. 

JIrí, Habatia. — Hace usted bien en suponer que su 
sueño ha de traerle algo muy agradable. Su simbolismo 
es perfectamente claro. El eclipse del sol alude, metafó- 
ricamente, a otro eclipse que se produce en la vida. Em- 
pieza a desvanecerse en el pasado, y ahora puede enfren- 
tarse tranquilamente con el porvenir, libre de las inquie- 
tudes de días más intensos, ciertamente, pero menos "fi- 
losóficos". La aparición de los animales a que alude indica 
que, a veces, siente usted la inquietud de lo que nunca 
ha de volver. Inquietud puramente mental, ya que la 
vida ha de ofrecerle ahora perspectivas nuevas, y no 
menos agradables. Este es el momento de recapitular y 
asimilar las lecciones adquiridas, y de transmitir a los que 
lo necesiten la sabiduría adquirida. Recuerde que el sol 
vuelve a salir, después del eclipse, y que aun seguirá bri- 
llando. . .aunque no sea el mismo. Por lo menos en la 
vida. 

Federica, Salcedo. — Su sueño, de acuerdo con lo que 
usted supone, carece de gran significación. Si sueña usted 
poco, puede que se deba a olvido. Soñar, en realidad, es 
recordar simbólicamente lo realmente vivido durante las 
horas de reposo, y si, entre el despertar y el lanzarse a la 
vida diaria, transcurre un período de indecisión perezosa, 
el sueño se borra casi por completo de la memoria. El 
suyo, a grandes rasgos, denota lo que expresa literal- 
mente: es decir, que prefiere usted el manhattun cocktail 
a la simple cerveza. A la realidad "realista" y actual de 
la vida — o del amor — prefiere usted la filigrana orna- 
mental que la envuelve. ¿Ha quedado satisfecha su cu- 
riosiadd, Federica? 

Dorothy C, San Salvador. — Lamento muy de veras que 
haya usted invertido tanto tiempo y esfuerzo en copiar el 
cupón. Le hubiera sido mucho más cómodo recortarlo. 
Sobre todo, es indispensable recibirlo aquí. Le ruego me 
Envíe otro sueño... con su cupón correspondiente, y lo 
has detallado posible. Por brevedad se entiende, sola- 
mente, la omisión de floreos retóricos, pero no de deta- 
lles del sueño. El que usted me envía, por lo que en él 
puedo ver, acusa una gran indecisión ante los problemas 
fundamentales de la vida... y una gran capacidad soñadora. 
Cosas ambas funestas para la felicidad en esta nuestra era 
ultrapositivista. Envíeme otro sueño, y tal vez cambie de 
opinión. 

Danubio Azul, Mendoza. — Trate usted, mediante un 
esfuerzo de imaginación, de representarse una princesa 
rusa. Mejor dicho, la idea general de una princesa rusa; 
alta, erguida y desdeñosa, tocada con un gorrito alpino, 
o cualquier artefacto semejante, cubierta de pieles volup- 
tuosas, y con un par de galgos blancos, uno a cada lado. 
Trate de verla de frente, y piense luego en la metamorfo- 
sis de la cabra de su sueño. Piense, luego, en el terror 
que entraña toda iniciación en algo nuevo. Una vez que 
su mente se haya concentrado en estos detalles, sus aso- 
ciaciones de ideas la conducirán a la solución de su sueño. 
De dársela yo, en estas columnas, me expondría grave- 
mente a las iras de los cerebros de la ética cotidiana. 



KING VIDOR va a dirigir a Dolores del 
Río en la película "Ave del Paraíso", que 
Lolita filmará por cuenta de RKO-Radio. 
Con la dirección del que tan bien supo hacer 
"El Gran Desfile", nuestra actriz sin duda 
se lucirá. 

LIL DAGOVER, la actriz europea, está tra- 
bajando en los talleres de First Natio- 
nal. Lo mismo que Marilyn Miller, que aca- 
ba de figurar en "Su Majestad el Amor". 
Pero Lil pidió vacaciones y se marchó a Ale- 
mania, mientras que Marilyn continúa fil- 
mando. 

LA próxima de Marión Davies se llamará 
"Polly of the Circus". La próxima de 
Hal Skelly es "The Struggle", producida por 
Griffith. La próxima de Ruth Chatterton 
"The Rich are always with us" y la próxima 
de Barbara Stanwyck "So Big". Las traduc- 
ciones vendrán después. 

Febrero, 1932 




SI SUS encías tuesen 



atacadas por la PIORREA 



ESA sonrisa natural y de felici- 
dad, tan admirada ahora— 
puede desaparecer en varios años 
si Ud. descuida sus dientes. La 
piorrea que es la terrible enfer- 
medad de las encías, es la pena 
del descuido. 

Al principio sus encías sangrarán 
al cepillarse los dientes. Después 
se volverán blandas, esponjosas y 
dolorosas, perdiendo el color rosa- 
do natural. Los dientes se aflojarán 
y finalmente se caerán por com- 
pleto, o tendrán que ser extraídos. 

Mantenga su sonrisa, así como 
la salud y felicidad, protegiendo 
sus dientes y encías ahora que son 



sanos y firmes. Use Forhan's. Es 
más que una pasta corriente de 
dientes, pues limpia y blanquea los 
dientes, pero lo que es más impor- 
tante, mantiene sus encías firmes 
y saludables. 

Empiece hoy mismo a cepillarse 
los dientes con Forhan's por las ma- 
ñanas y por las noches, y mantendrá 
su sonrisa por muchos años, garan- 
tizándole también una buena salud. 
• • • 

El Forhan's es elaborado según la fór- 
mula del Dr. R. J. Forhan, la cual con- 
tiene el Astringente descubierto por él, 
y usado en la actualidad por millares de 
dentistas para el tratamiento de la pio- 
rrea. Use Forhan's para tener dientes 
limpios y bonitos y encías saludables. 



VVirhaii's 

JH- MAS QUE UNA PASTA DE DIENTES 



No se juegue 
con la Piorrea 




de cada 



personas mayores 
ae 40 años y mi- 
llares de jóvenes, 
son sus víctimas. 



SUS DIENTES SON TAN SALUDABLES COMO SUS ENCÍAS 



PÁGINA 127, 



CINE-MUNDIAL 




Para Empezar 
Bien el Día . . 



No hay como sentirse bien de 
la noche a la mañana . . . re- 
bosante de energía y de entusias- 
mo, satisfecho de la vida . . . 

¡Y es bien fácil lograrlo! Si, al 
levantarse, se siente uno deprimi- 
do, perezoso y de mal humor, una 
cucharada de Sal Hepática disuelta 
en un vaso de agua y tomada como 
espumosa bebida, hará el milagro 
de transformarnos. La benigna ac- 
ción de la Sal Hepática es rápida y 
completa en sus efectos. 

Con ella se van el estreñimiento, 
los dolores de cabeza, el reuma- 
tismo y los trastornos digestivos, 
aparte de corregirse el exceso de 
acidez. Con Sal Hepática, mejor 
que con cualquier otro laxante, se 
barren las impurezas del organismo. 

Durante años, este método sa- 
lino ha venido siendo recomenda- 
do por los médicos de ambos con- 
tinentes. En Europa, la gente 
afluye a los balnearios de aguas 
salinas. Sal Hepática es el equiva- 
lente práctico de esos manantiales 
del Viejo Mundo. 

De modo que la próxima vez 
que Ud. sienta malestar inex- 
plicable al levantarse, tome Sal 
Hepática y ol- 
vidará sus pre- 
ocupaciones. 




Mosaico 

Europeo 



Por W. Stephen Bush 



ROMA continúa siendo la delicia del ar- 
queólogo, pero el turista ordinario se 
queja de que resulta una de las me- 
trópolis más aburridas de la Europa 
civilizada. 

La Ciudad Eterna no tiene vida nocturna. 
A las diez de la noche, sus vecinos están 
acostados o por acostarse. A lo largo del 
Corso, las luces se apagan a media noche, 
excepto para tal o cual patriota de camisa 
negra que ha bebido excesivo número de 
grappas y stregas. Un antiguo velador, de 
esos de hace un siglo, encajaría muy bien 
en la vida nocturna de Roma, llevando una 
lanza en una mano y un farol en la otra. 

"Guárdate il fuoco e spegnete la luce." 

Quienes buscan diversión entre las diez de 
la noche y las ocho de la mañana tienen que 
tomar el "direttissimo" a Ñápeles, cuya jor- 
nada dura dos horas y que atraviesa la co- 
marca de naranjos y limones que bordean 
las aguas azules del Golfo. 

En Ñapóles florece la vida nocturna, pero 
se necesita una constitución a toda prueba 
para sorportar sus manifestaciones. 

Personajes de pésima catadura se lanzan 
sobre el extranjero para mostrarle su licen- 
cia como "guías oficiales". Le aseguran que 
conocen todos los clubs nocturnos y están 
enterados de los programas de espectáculos 
especiales "para damas" y "para caballeros". 

La prensa fascista continúa haciendo pro- 
paganda en tierras extranjeras y afirmando 
que Ñapóles se ha convertido en un centro 
(de moralidad y se ha reformado por com- 
pleto; pero los hechos demuestran lo contra- 
rio. La única mejora que he visto consiste 
de una o dos filas de macizos de flores que 
marcan el sendero entre la Casa del Ayun- 
tamiento y el mar. 

El Ñapóles de hoy es la Pompeya de ayer. 
De sobra conocida es la costumbre que tienen 
los "guías oficiales" de Pompeya de ofrecer 
alguna "especialidad" a cambio de propina 
adicional, especialidad que invariablemente 
implica la ausencia momentánea de las da- 
mas que del grupo forman parte. 

Ñapóles ha heredado la tradición de la ciu- 
dad a la que el volcán cubrió durante siglos 
con negruzca lava; pero en honor de Pom- 
peya, me permito creer que la vieja población 
romana nunca llegó a las bajezas del Ñapó- 
les de hoy en día. 



• T A ciudad donde, a despecho de la cri- 
C sis, han aumentado notablemente los 

casamientos? Viena. 

Los vieneses siempre ven una nube orlada 
de plata aun en la más negra de las noches. 
I>a oficina de licencias matrimoniales de la 
ciudad está repleta a toda hora. El desfile 



PÁGINA 128 



de novios y novias que pasan frente a la 
ventanilla del empleado casamentero, char- 
lando y bromeando, se antojan parejas que 
valsan en el "prater" o en los bosques ve- 
cinos a la ciudad. 

Es menester un montón de documentos per- 
fectamente ordenados y sellados antes de ob- 
tener permiso de matrimonio, pero todos los 
empleados procuran sacar del apuro a los 
presuntos contrayentes y, por lo demás, és- 
tos son difíciles de disuadir. 

Hay un motivo para esta alza en el mer- 
cado matrimonial, aparte del optimismo ca- 
racterístico de los vieneses: es el aumento 
de la contribución impuesta a los solteros. 
Centenares de uniones más o menos felices, 
más o menos legales, tienen ahora la sanción 
del Estado a cambio de un ahorro de cien 
chelines. 

* * * 

TTAY epidemia de contrabando entre los 
■•■ ^ alemanes que habitan a lo largo de los 
setecientos cincuenta kilómetros de frontera 
entre la república y los reinos de Holanda y 
Bélgica. No es un contrabando profesional, 
sino de aficionados. Los aduaneros alemanes 
lo llaman "guerra contrabandista". Muchos 
son los puntos fronterizos en que la natu- 
raleza favorece a los contrabandistas. En 
la ciudad alemana de Cleve, entra gasolina 
de contrabando en grandes cantidades por la 
frontera holandesa. A lo largo de dicha fron- 
tera hay innumerables depósitos de gas cu- 
ya.? ventas totales suman cincuenta mil litros 
por día. 

Café, chocolate, pan y tabaco, especialmen- 
te cigarrillos, entran a espaldas de la aduana 
sin cesar. 

Todo el mundo toma parte en estas opera- 
ciones vedadas. Las robustas señoras alema- 
nas que pueden esconder multitud de cosas 
en ropas especialmente fabricadas al efecto, 
efectúan su contrabando con entusiasmo y 
con éxito. Centenares de inocentes chiquillos 
parecen dedicarse a la angelical tarea de bus- 
car hongos en los alrededores, pero su ver- 
dadera misión consiste en advertir a las ma- 
mas que algún agente aduanero se aproxima. 

Mientras el tráfico se suspende del lado de 
Alemania, los comerciantes belgas y holan- 
deses, congregados en sitios estratégicos en 
la línea fronteriza, no cuentan con tiempo 
bastante para satisfacer a la improvisada y 
numerosa clientela. Por dondequiera se eri- 
gen tiendas al por mayor. El gobierno ale- 
irián no sabe qué hacer: no cuenta con per- 
sonal suficiente para afrontar la situación, 
porque el presupuesto anual ha sido reducido 
al mínimo. Ya se habla de acudir al ejército 
regular para que impida que se agranden 
esos agujeros que marcan la línea limítrofe 
con los Países Bajos. 

Febrero, 19.32 



CINE-MUNDIAL 



CONSTANCE ME CONFIA . . . 

(J'icnc de la página 95) 

Hay un detalle curioso: aunque nací en la 
costa del Pacífico, fué necesario que viniera 
a Nueva York para obtener contrato en Ho- 
llywood. . . 

— ¿De modo que puede decirse de usted 
que atravesó el país de un lado a otro en 
busca de empleo? 

— No sólo de un lado a otro, sino de arriba 
a abajo. Nací en el Estado de Washington, 
que está en las fronteras de Canadá. . . 

— ¿Y qué la trajo desde tan lejos a Nueva 
York? 

— Mi afición por el teatro y mi deseo de 
hacerme actriz dramática. Desde chiquita, me 
dio por las tablas y aparecí en varias obras 
de aficionados. Apenas tuve oportunidad, me 
arriesgué a venir a Nueva York... y tuve 
suerte. Me dieron varios papeles de impor- 
tancia en tres distintas operetas. Pero cuan- 
do la compañía en que estaba decidió salir a 
una "tournée", resolví buscar trabajo en el 
cine. Samuel Goldwyn me indujo a ir a Cali- 
fornia, a filmar al lado de Ronald Colman. 
Pero hubo que cambiar de plan y me quedé 
sin papel y sin contrato. . .Ya iba a regresar 
aquí, cuando en Columbia me ofrecieron ha- 
cerme una prueba ante el objetivo y que, de 
resultar aceptable, me valdría un contrato en 
firme ..Y todo salió bien, y aquí me tiene 
usted de estrellita. . .Llevo interpretadas tres 
producciones para esta compañía. Una por 
cierto, se hizo después en castellano: "El Có- 
digo Penal". Las otras no se adaptarán. 

— ¿El nombre de usted es realmente Cons- 
tance Cummings? — interrogo en actitud de 
repórter, con el lápiz en alto y el cuaderno 
de notas en la otra mano. 

— No; mi apellido es Halverstadt, pero re- 
sulta muy difícil de pronunciar ¿verdad? 

— Y de deletrear también. . .Pero eso no 
impide que usted baile muy bien, según he 
podido notar en una de sus cintas. ¿También 
canta? 

— Si no cantara ¿cómo hubiera podido sa- 
lir en operetas? 

— Usted dispense. Soy un estúpido, — de- 
claro con honradez. 

— ¿Y ha viajado por el extranjero? 

— Sí, con mi padre, que es abogado, anduve 
en Canadá y en Méjico, de pequeñita. . .y 
precisamente cuando usted llegó estaba tra- 
tando de acordarme de alguna palabra en es- 
pañol que se me hubiera quedado pegada a 
la memoria. . .Pero nada... 

Llamaron por teléfono y me puse en pie. 

Al partir, la rubia estrella me dio un pape- 
lito que me ha dado mucho en que pensar. 
Era un recorte de un diario de Londres, que 
copio a continuación: 

"El doctor Lavs^son demostró anoche en una 
conferencia que el hombre, según los exáme- 
nes químicos, vale exactamente cinco cheli- 
nes. La demostración es sencillísima. El 
cuerpo humano contiene, por término medio, 
cuarenta litros de agua; suficiente grasa para 
fabricar siete panes de jabón; suficiente car- 
bono para hacer nueve mil puntas de lápiz; 
suficiente fósforo para producir 2,200 ceri- 
llas; suficiente magnesia para una dosis de 
sales; suficiente hierro para hacer im clavito; 
suficiente cal para enjabelgar un gallinero y 
suficiente azufre para desempulgar a un pe- 
rro. A los precios a que actualmente se ven- 
den todas esas cosas en el mercado londinen- 
se, una persona corriente vale cinco chelines." 

i Cinco chelines! Ocho pesetas, vamos. . . 

¿Quién me lo había de decir? 

i^RERO, 1932 




Tiene Que Serlo, Para Ser La 
PRIMERA EN EL MUNDO 



Los superlativos pueden perdonarse cuando los hechos son irrefutables. 

La Remington es la maquinita Portátil más popular que se fabrica. Es la 
maquinita más pequeña y liviana de todas las que se fabrican con te- 
clado "standard" de cuatro hileras. Es lo más compacta — lo más fácil 
de llevaí — lo más fácil de guardar. 

La Remington Portátil es una magnífica inversión. Le ahorrará tiempo; 
sea Ud. un mecanógrafo experto o un principiante que escribe solamen- 
te con dos dedos. Le permitirá escribir con nitidez y claridad. Le rendirá 
excelente servicio durante largos años, funcionando siempre con facilidad 
y exigiendo de Ud. en cualquier momento un esfuerzo mínimo. 

Un examen de esta bien conocida maquinita de escribir, ideal para el 
trabajo individual, no lo comprometerá a Ud. en ninguna forma. Hago 
una visita al representante de la Remington que le quede más cerca y 
entérese por qué las ventas de la Remington año tras año continúa a lo 
cabeza de todas las otras Portátiles. De no poder entrevistarse con un 
representante nuestro, envíenos el cupón al pie pidiéndonos información^ 

REMINGTON PORTÁTIL 



REMINGTON TYPEWRITER COMPANY 
205 EAST 42nd STREET - NEW YORK, U. S. A. 

Sírvanse enviarme información completa sobre la Remington Portátil 

Nombre 

Calle 



Ciudad 



País 



PÁGINA 129 



CINE-MUNDIAL 



Impida que se 
escape el aire 
o que penetre 
el 




LAS Cápsulas de Válvulas Schradet 
legítimas hacen estas dos cosas 
perfectamente. Ajustan herméticamente 
y son impenetrables al aire a una pre- 
sión de 113 kilos. Si el mecanismo in- 
terior de la Válvula se gastara o dete- 
riorase, la Cápsula Schrader impedirá el 
escape del aire hasta que tenga Ud. 
oportunidad de reponer el mecanismo 
interior de la Válvula. 

Reponga inmediatamente las cápsulas 
de válvula que le falten a sus neumáticos. 
Lleve siempre un repuesto extra de Cáp- 
sulas para Válvulas Schrader (5 cápsu- 
las) en su automóvil. De venta en todos 
los establecimientos del ramo. 



Busque el 
nombre 




rader 



Fabricantes de Válvulas 
Neumáticas desde 1844 

Manómetros para Neumáticos 
Válvulas para Neumáticos 




Ivan Lebedeff, uno de los galanes 
que más se popularizó el año pasa- 
do, -según aparece en la cinta "The 
Woman Pursued" de Radio. 



LA CIUDAD QUE NO EXISTE 

(Viene de la página 103) 

cia había una ciudad melada, un oasis mag- 
nífico con el que no pensábamos encontrar- 
nos en nuestro camino. 

El jefe ha dado orden de que se avance 
hacia el oasis. Llenaremos de agua los pe- 
llejos. Nunca es bastante la provisión de lí- 
quido que se lleva cuando se camina por el 
desierto. 

¡Adelante! 

Y en seguida mis ojos han visto otra cara- 
vana que va también hacia el oasis que no 
pensábamos encontrar; pero sus hombres lle- 
van los rostros cubiertos con un pañuelo. ¡Es 
una caravana tuareg! 

Y en África, desde que el Sahara existe, 
desde que en Berbería hay bereberes y en el 
Desierto viven los tuaregs, siempre que se 
han encontrado estas dos razas ha sucedido 
lo mismo. De nuestra caravana sale la pri- 
mera descarga. Se disparan mausers de últi- 
mo modelo y espingardas roñosas que se car- 
gan por la boca y peligrosas de manejar. 

I>os tuaregs han respondido a nuestra des- 
carga con otra. 

Yo ya be dicho que llevaba todavía la bo- 
rrachera de la noche saharía en las arterias, 
borrachera que no me permitía darme cuenta 



de si soy un europeo trasplantado a esta Áfri- 
ca donde hace tantos años vivo o un andra- 
joso beréber que tiene que defender el honor 
bélico de su tribu y llegar al oasis antes que 
el tuareg pueda abrevar sus bestias; y he dis- 
parado también. Es la primera vez que me 
tropiezo con tuaregs y no tengo ningún agra- 
vio que vengar de estos caballeros del De- 
sierto, pero combato como los mozos bedui- 
nos de mi caravana. Posiblemente he lanzado 
su mismo grito salvaje de guerra y se me ha 
despertado un rencor viejo de raza, un ren- 
cor anacrónico en mí. 

El beduino, en esta ocasión más numeroso 
que el tuareg, ha iniciado la carga al arma 
blanca. (El fusil está bien para combatir en 
la montaña, pero para el Desierto se ha hecho 
el camello que no retrocede y que se irrita 
en la lucha, y la gumía que tiene la curvatura 
de las Medias Lunas musulmanas.) 

Quisiera haberme podido contemplar en es- 
te momento, con mi chilaba andrajosa, las 
babuchas de cuero amarillo, el turbante mal 
anudado, el rostro sin afeitar desde hace tan- 
tos días que j^a he perdido la cuenta, y los 
ojos buscando a un enemigo porque ha hecho 
punto de honor entrar antes que yo en un 
oasis del que hasta ahora no tenía la menor 
noticia de que existiera, yendo derecho a ma- 
tar liara que unos camellos que no son míos 
beban agua antes que los de unos hombres a 
quienes me encuentro en la vida por primera 
vez. 



La batalla ha terminado. 
Los tauregs, menos numerosos que nosotros 
nos han pedido el "aman". 

Desde este momento están bajo nuestra 
hospitalidad y ni por todos los tesoros de la 
tierra se les haría ningún mal. Han recogido 
sus cinco muertos y su docena de heridos y 
se han marchado deseándonos la Paz. 

— La Paz sobre vuestras cabezas — les ha 
contestado el jefe de mi .caravana, y luego 
ha dado orden de que se entierren los dos 
mozos beduinos que nos han matado y que se 
atienda a los heridos debidamente. 

Yo, cuando se terminó la ceremonia, me 
volví triunfalmente a contemplar aquella ciu- 
dad por la que nos habíamos peleado árabes 
y tuaregs. 

¡Y LA CIUDAD YA NO ESTABA ALLÍ! 
No, no se trataba de ningún delirio de los 
sentidos. La ciudad había desaparecido. Ha- 
bían dialogado las bocas de los fusiles, habían 
cliocado las gumías desnudas, y nosotros con 
la \ictoria, habíamos adquirido el derecho de 
entrar los primeros en la ciudad. ¿Pero la 
ciudad donde estaba? 

Los árabes miraban también el sitio donde 
hacía poco había un oasis, pero no parecían 
darle a la desaparición una importancia des- 
mesurada. 

¿Estarían viendo ellos lo que mis ojos no 
veían? 
No. 

Era que sencillamente habíamos matado 
cinco hombres y nos habíamos dejado matar 
dos por una ciudad que no existe, por una 
ciudad que nos fingía el espejismo del Sa- 
hara, tal vez por el mismo Tafilete que había 
quedado a nuestras espaldas, muchos kiló- 
metros atrás. 



PÁGINA 130 



Otra vez en marclia. 

Hoy árabes y tuaregs han luchado por una 
ciudad que no existe, mañana es posible que 
lo hagan por un río que no hay, por un bos- 

Febrero, 1932 



CINE- MUNDIAL 



que de palmeras que es una duna desierta y 
calva, por unas mujeres de ojos muy oscuros 
y de tobillos muy redondos que en la cara- 
vana no van. 

Borrachera que nos metió anoche en el ce- 
rebro la luna saharía. 

j Espejismos! 

De espejismos hablo yo que voy recuperan- 
do mi sentido romano de la vida. ¿Pero estos 
árabes? ¿Quién les dirá mañana que no han 
vencido a los tauregs y han entrado en una 
ciudad fastuosa donde les han recibido entre 
sus brazos unas mujeres que tienen las bocas 
como las frutas de los países de los cristia- 
nos? 

En marcha otra vez. 

Otra vez el estribillo eterno de la misma 
canción camellera: 

"Ala, ala hacia el Sur, 
a combatir a los tauregs." 



LOS NIÑOS 

(Viene de la página 123) 

que es necesario que la tome en un tiempo 
determinado a fin de volver a la salud. Pa- 
sado este tiempo, si no come, se le dará algún 
tiempo más y si, por líltimo, insiste en su ca- 
pricho, se le quitará la comida de delante sin 
enojo ni comentarios y sin hacer caso a la 
protesta que el niño iniciará casi de cierto. 
En cambio, si come como es debido, se le pre- 
parará alguna pequeña recompensa de su 
agrado: un juguete, un libro de estampas, un 
lápiz. La cosa más insignificante servirá para 
este fin. En caso de rebeldía, de que ante- 
riormente hablamos, es seguro que el niño 
comerá sin chistar en cuanto se le deje dos 
veces sin comer y sin darle importancia al 
asunto. Nada hay que engría más a una cria- 
tura como el saber que sus caprichos son le- 
yes a las que está sujeta toda la familia. 

Nos queda por liltimo otra observación que 
hacer. Es la referente a los niños convale- 
cientes que tienen otros hermanos. No debe 
tolerarse, por nada del mundo, que el enfer- 
mo se haga el amo y maneje a los otros a su 
antojo, simplemente por razón de haber pa- 
decido una enfermedad. Esto crea rivalida- 
des entre los niños que viene a ser una nueva 
tortura para los nervios de la madre, ya pro- 
bados con exceso en tales casos. No se tra- 
tará por tanto al convaleciente de distinto 
modo que a los otros ni se harán con él ex- 
cepciones para nada. 

Y si los padres tienen el suficiente dominio 
de sí mismos que se precisa para no exterio- 
rizar sus sentimientos exacerbados por la tre- 
menda exaltación a que se han visto someti- 
dos por la grave enfermedad del hijo, no tar- 
dará la vida de familia en volver a sus cauces 
normales para la más completa satisfacción 
del convaleciente y de los sanos. 

Un poco de tacto, un poco de lógica, un 
poco de sentido común. E.stos tres ingredien- 
tes bien mezclados constituj^en la infalible 
panacea para devolver rápidamente la salud 
al niño que convalece. 



RAMÓN NOVARRO, cuyo contrato con 
Metro-Goldwyn-Mayer había expirado a 
fines de octubre, acaba de renovar su conve- 
nio para filmar películas por cuenta de di- 
cha compañía. Pero, en este trato, se esti- 
pula que Ramón, además de interpretar, di- 
rigirá producciones fotodramáticas y, donde- 
quiera que figure, se le dará a la cinta el 
nombre de "Producción Ramón Novarro". El 
actor mejicano lleva doce años de estar uni- 
do a M-G-M. Ninguna otra estrella puede 
ufanarse de estar en la lista de ese estudio 
desde hace tanto tiempo. 

Febrero, 1932 



Sus amigos tratan de calmarla,., pero no les escucha. 
Nada parece importarle . . . 




"Estoy tan nerviosa, que siento ganas de gritar" . . .¿No se ha sentido Ud. así, alguna ves? 

L/as Mujeres LList ericas... 



LAGRIMAS, solloíos, carcajadas. . .Ríen 
un instante para echarse a llorar poco 
después. . .Perdido el dominio de sí mis' 
mas, la menor contrariedad provoca un ata- 
que de nervios. ¡Triste estado el suyo! 

Se ve lívida y envejecida; es irascible y 
caprichosa. Sus amistades tratan de calmar' 
la; pero ella no les escucha. Llega hasta el 
punto de que nada le importa. 

La mujer histérica, crónicamente fatiga- 
da, a punto siempre de desfallecer, trata 
valerosamente de atender a sus obliga' 
ciones. 

Los constantes dolores de cabeía y de es' 
palda, las punzadas que doblegan y los ma- 
reos que la hacen perder la cabeza están 



destruyendo la juventud, la belleza y la sa' 
lud de esta mujer. 

Si permitiese que el Compuesto Vegetal 
de Lydia E. Pinkham le tendiera la mano 
¡qué dichosa sería! 

Pruébelo usted y verá como ceden los 
dolores de cabeza y de espalda a su influen' 
cia benigna y consoladora. 

Las nuevas tabletas son facilísimas de tO' 
mar. Caben sin abultar en el bolsito de 
mano. ¡Y cuánto alivio proporcionan en 
los períodos críticos! 

No padezca usted sin necesidad, cuando 
tan sencillo es encontrar alivio. Compre 
usted las tabletas hoy mismo. Es un deber 
hacia usted misma. 



LYDIA E. PINKHAM MEDICINE CO., LYNN, MASS., E. U. de A. 



PÁGINA 131 



CINE-MUNDIAL 




¿Por qué esperar a 
que duelan? 

Mas vale prevenir que curar. ¡ V 
cuesta menos ! Pero al primer in- 
dicio de dolor, vea al dentista. 
El le dirá por qué el CALOX 
evita tormentos y gastos. 
Ante todo hay que tener presen- 
te dos cosas. Primero: el CALOX 
es un polvo — o sea la única for- 
ma de dentífrico que limpia ente- 
ramente. Segundo: su oxígeno pu- 
rifica ... no descolora el esmalte 
... perfuma el aliento... neutraliza 
los ácidos de la boca... impide la 
irritación de las encías. 
Pida fioy mismo un bote de 
CALOX a su farmacéutico. 

A quien lo solicite enviaremos 
GRATIS una muestra de CALOX 



EL NUEVO 

ENVASE 
CALOX 

Cierra y 
abre con la 

presión 
de un dedo. 



McKesson &■ Robbins, Inc., Dept. O. 

79 ClifF Street, Nueva York, E. U. A. 
Sírvanse remitirme una mues- 
tra GRATIS de Calox. 

Nombre 

Calle 

Ciudad País 

PÁGINA 132 





c^ /oa/t^ úíe^ j^Jc/mm^ 



CONSULTAS GRAFOLOGICAS 
CINE-MUNDIAL 

Sr. Grafólogo: Sírvase publicar el análisis de 
la muestra adjunta. 

Nombre 

Dirección 

Ciudad País í 

(SI SE DESEA ANÁLISIS PARTICULAR, DE- 
BEN ACOMPAÑAR A ESTE CUPÓN 25 CEN- 
TAVOS ORO AMERICANO EN CUPÓN POS- 
TAL INTERNACIONAL). 



Arturo, Mcrida, México. — Espíritu modesto de cuali- 
dades excelentes y de carácter franco y sencillo. Vivo de 
genio y rápido de pensamiento y de ejecución. Lástima 
que le falte un poco de confianza en sí mismo y en su 
valer. Menos mal que su constancia en todo aquello que 
emprende neutrariza este defecto. 

Torpedo, Morelia, México. — No me explico su fracaso 
al no ver realizadas ni una sola de sus aspiraciones. Es, 
tal vez, porque ha equivocado el camino. Sus aptitudes 
determinadas son las de maestro, y en el campo de la pe- 
dagogía no podría fracasar. Tiene la facultad de aprender 
rápidamente y una manera concisa y definida de comunicar 
sus ideas a los demás. Es de carácter tranquilo, pero de- 
terminado y exigente en los detalles, aunque nunca llega a 
ser desagradable y sabe hacerse querer de sus amigos y com- 
pañros. Le agradan las diversiones y los viajes le fascinan- 
Morena, Riobamba, Ecuador. — Está usted equivocada 
en su apreciación de sí misma. Es usted mujer de verda- 
dero talento y por eso precisamente tiene el de saber callar. 
Las personas habladoras, por regla general se hallan siempre 
faltas de sentido. Su defecto es la impaciencia. Es mujer 
de iniciativas y sería de positivos resultados su actuación 
en el comercio de cualquier clase. Tiene también el de- 
fecto de ser un poco orgullosa. Pero, sobre todo, es una 
mujer exquisitamente femenina, plena de sensibilidad. 

Tereslna la Morenilla, Caracas. — Llegó la hora. Puedo 
calificarla, sin temor a engaño, de persona paciente, consi- 
derada y de un sentido práctico único. Gustos sencillos y 
corazón generoso. Tiene usted ideales, ambiciones, y no 
la rinde el trabajo, llegando siempre al fin que se propone 
llegar. 

Ojos mendocinos, Mendoza, Argentina. — Mujercita ca- 
prichosa, un poco alocada y de carácter alegre y sincero. 
Poco cuidadosa y un poquito haragana. Prefiere la lectura 
a cualquier otra tarea y es el cine su diversión favorita. 

Quimeras, Monte Cobián, Mendoza. — Carácter intui- 
tivo que se deja llevar siempre de la primera impresión. 
Fácil para concebir simpatía o antipatía por una persona 
con sólo verla un momento. Nada se escapa a su obser- 
vación y, como regla general, es buena conocedora de los 
caracteres. 

Littie Dorrit, Oporto, Portugal. — Naturaleza positiva, 
y de arranques impulsivos, aunque sin llegar jamás al atre- 
vimiento de hacer avances determinados hacia otras perso- 
nas, ni de tolerar que los hagan ellos respecto a usted. 
Los que saben conocerla encuentran en usted una amiga 
leal. Pero la mayoría se desorientan por cierta anomalía 
de su carácter que la hace aparecer un poco misteriosa. 

Gladys, Chihuahua, México. — Carácter frío, falto de 
entusiasmo, que no disfruta nunca completamente de nada. 
Dedicación al hogar y a la familia. 

Caracol, Buenos Aires. — Memoria prodigiosa. Exce- 
lente fisonomista. Efusivo de carácter y generoso de con- 
dición. Posee una instrucción muy elemental, pero, como 
es estudioso y tiene afán de mejoramiento, no dejará de 
cultivar su inteligencia natural, sacándole gran partido. 

Adorador, Villa María, Argentina. — Carácter indeciso. 
Tendencias artísticas. Sensualismo. Vacilaciones de la vo- 
luntad. Todo esto dice su letra. Sus grandes condiciones 
son las de experto en radio y posiblemente fracasaría si se 
dedicara al arte teatral, para el que usted supone errónea- 
mente que tiene condiciones. Lo que le falta es decisión 
para señalarse a si mismo un camino lógico y seguirlo sin 
vacilar. 

Violetita porteña, Buenos Aires. — Su principal encanto 
es su carácter comunicativo y jovial. Es de temperamento 
apasionado, devota del ejercicio físico y de los deportes. 
Muy orgullosa con respecto a su abolengo, se ofendería 
íáciimente con quien intentara discutirlo. 

Madreselva, Habana. — Espíritu sutil de mujer refinada 
y un poco incomprensible o más bien incomprendida. Es 
orgullosa y altanera, aunque moderadamente y sin ofender 
con ello a cuantos se hallan en contacto con usted. Sensi- 
bilidad aguzada y firmeza positiva en sus determinaciones. 

Miss Felicidad, Méjico. — Minuciosa en todos los deta- 
lles. Con espíritu de generosidad en el comienzo de todos 
sus actos, pero con tendencia a restringir afectos y dona- 
ciones conforme avanza en el desarrollo. No lo puede evi- 
tar y es innata en usted la tendencia a cerrar poco a poco 
el bolsillo y el corazón. 



egoísta 



Solterón empedernido, Méjico. — Es difícil para usted 
ceder ante otros. La persistencia es su característica más 
determinada. Siempre se halla dispuesto a demostrar su 
cultura e inteligencia. Pierde usted la cabeza con facilidad, 
pero por fortuna se arrepiente en el acto y no vacila en 
ofrecer disculpas a aquellos a quienes ofende en un mo- 
mento de impaciencia. 

Curioso, Bilbao, Esparía. — Carácter desigual. Pasa rá- 
pidamente deuna sensación a otra. Tiene arranques súbi- 
tos de decisión, que se convierten de pronto en humo y 
no lleva a la práctica nada de aquello que en su primer 
impulso le parece ser el compendio de toda su felicidad. 
Inconsistente también en los afectos, le gusta la variedad 
y no podrá nunca ser fiel a una determinada persona. 

Alma loca, Aviles, Espaíía. — Y mi talento adivina en 
su escritura que es usted rápida de pensamiento y de pa- 
labra, muy dada alos sueños y constructora de castillos en 
el aire. Es también dominante e impresionable. 

Handball, Habana Su mayor ilusión en la vida son 

los placeres de todas clases. Es usted esencialmente "rum- 
bero' como dirían en su tierra. Por suerte, le gusta tra- 
bajar con el mismo afán que divertirse. Tiene un carácter 
bueno que le conquista amistades, pero muy voluble y poco 
a propósito para el matrimonio. 

Celimena, Río Piedras, Puerto Rico Es usted impul- 
siva, impaciente, entusiasta, curiosa y ambiciosa. De ca- 
rácter comunicativo y buena conversadora. Audaz, física 
y moralmente, no se arredra por nada. Le falta tal vez 
un poco de modestia en la expresión de sus acciones. 
_ Iluso, Rosario Argentina. — Soñador, pero no iluso. Sue' 
na_ cosas perfectamente realizables y con sus sueños no hace 
mas que anticipar la realidad. De espíritu aventurero y 
observador, sabrá sacar siempre provecho de todo cuanto 
vea o estudie. _ Práctico al mismo tiempo, jamás sus aven- 
turas le llevarán más allá de donde quiera ir. Se adapta 
fácilmente a las circunstancias y es, ante todo y sobre 
todo un excelente diplomático. Tendría usted un éxito 
loco en esta carrera. 

Fangusto, Valparaíso, Chile Activo y analítico. Le 

interesan por igual los negocios y las atenciones sociales y 
en cualquier caso o asunto suele llevar siempre la voz can- 
tante. Tiene una feliz disposición que le hace grata la vida 
en todo momento. 

Mielaso, San Pablo, Brasil. — Es usted persona paciente 
y con capacidad extraordinaria para controlar sus emocio- 
nes. No quiere esto decir que cuando se altera por algo 
de verdadera importancia no se exalte hasta un grado máxi- 
mo tal vez. Pero, en general, es hombre sereno que sabe 
hacer frente a toda clase de responsabilidades. Es 
y pagado de sus condiciones físicas y morales 

Ruydemar, Iquitos, Perú Carácter que está siempre 

a la defensiva. Jamas está desprevenido. Es muy orgullo- 
so y se halla siempre poseído de un sentimiento de supe- 
rioridad e importancia. Es impenetrable y ni siquiera en 
la intimidad se puede saber nunca lo que piensa. 

Storm, Habana. — Intuitivo por naturaleza, le guían 
siempre sus impulsos y por lo general con acierto. De ca- 
rácter resucito, es difícil que haga nunca una cosa contra 
su voluntad, e.xcfepto en el caso en que se trate de compla- 
cer a una persona determinada por quien sienta una verda- 
dera simpatía. En este punto sería usted capaz de llegar a 
cualquier extremo. Su carácter es sencillo y afectuoso. 

Cheo, Habana. — Tiene usted su porvenir en sus pro- 
pias manos, pues por naturaleza es ejecutivo y puede así 
hacer los planes que se le antoje sabiendo que si quiere 
lo habrá de llevar a la práctica. Es leal y sincero y su 
mayor placer consiste en ayudar a sus amigos. 

Nena, Río Piedras, Puerto Rico. — Espíritu sano y opti- 
mista. Amplitud de criterio, serenidad de juicio, armonía 
perfecta entre el equilibrio de su pensar, la elegancia de 
su decir y la belleza indudable de su ser. Cerebro abierto 
a todas las innovaciones. Corazón magnánimo. Sentimien- 
tos de la más exquisita nobleza. 

Alma sola, Guayama, Puerto Rico. — Excelente carácter 
sencilla y sincera, tal como usted se ve a sí misma. De 
una gran benevolencia, graciosa y gentil en su ademán y 
en su trato y con una distinción de modales innata, que 
la da un aire aristocrático, lo que tal vez toman por "enig- 
mático" sus amigos. Todo tiene interés para usted y todo 
sabe idealizarlo su exquisito temperamento. 

Capullito de Alelí, Santiago, Santo Domingo. Buen 

carácter. Fácil de congeniar con los demás. Sencilla de 
gustos. Soñadora. Muy ordenada y metódica y muy efi- 
ciente en el hogar. 

Stalin, Miranda, Cuba. — Jovial y locuaz, la simpatía 
de su carácter se revela en el gran número de amigos con 
que cuenta. Siempre se halla dispuesto a compartir con 
los demás sus momentos venturosos y su generosidad for- 
ma parte, esencial de su naturaleza. 

Cleopatra, Barranquilla, Colombia. — Dulce de carácter 
y de sentimientos. Simpática, afectuosa, pero no muy fá- 
cil de comprender. Tiene inclinaciones filosóficas que deso- 
rientan a las gentes y que son en verdad algo extrañas en 
un temperamento perfectamente natural como el suyo y que 
parece debiera ser sencillo. 

Acirag, Perico, Cuba. — No es usted muy fácil de satis- 
facer y ciertamente no es de los que han de enamorarse a 
primera vista. Simpatiza con muy contadas personas y tie- 
ne siempre predisposición a juzgar mal, aunque ciertamente 
no suele equivocarse, porque su juicio es muy exacto. Es 
trabajador y tenaz en sus empresas. 



Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



Triste, Los Angeles, California. — Carácter complejo, 
mezcla de tenacidad y de audacia y mezcla de dulzura y 
sumisión. De gran humildad y gentileza con las personas 
a quienes ama, es dura" y, si llegara el caso, podría ser 
cruel con aquellas por quienes siente antipatía. Muy in- 
teligente y muy bien preparada para la vida, esta seguridad 
que tiene en sí misma es le que constituye la parte casi 
masculina de su carácter. 

Lee, Quito, Ecuador. — Tendencias investigadoras. La 
ciencia le seduce y en cualquiera de sus ramificaciones po- 
dría usted ser de extraordinaria utilidad. De todos modos, 
es posible que no le convenga ser demasiado analítico. Su 
afán de investigar con e-xceso de detalle puede traerle más 
desgracia que felicidad. 

Juannache, Lima. — La impaciencia es su cualidad do- 
fnínante. No puede esperar nunca, no tiene reposo, no le 
es posible hacer nada con calma. Es entusiasta y ambicioso, 
pero, generalmente, esa misma impaciencia que descubro 
en su caligrafía es la que le echa a perder gran parte de 
sus empresas. 

Estudiante, Santa Clara, Cuba. — Una absoluta falta de 
lógica en sus deducciones se revela por la marcada des- 
conexión de las letras en su escritura. Su letra indica tam- 
bién que es usted idealista y que se deja influir siempre 
por sus impresiones. Tiene usted tendencias artísticas y 
una decidida inclinación a la literatura. 

Chinaquita, Habana. — Persistente en todos sus empeños. 
A fuerza de persistencia, no dudo que consiga usted cuan- 
to se proponga y las personas que la rodean podrán darse 
por satisfechas si no se la ocurre a usted pedir la luna. 
Es también ambiciosa y no se conforma con poco. Por lo 
demás, como éstos no pueden considerarse defectos, su ca- 
rácter resulta magnífico y sus sentimientos en extremo ge- 
nerosos. 

Jaya, Cartagena, Colombia. — Talento para las artes, 
muy especialmente para la música. Cordial en sus relacio- 
nes con los extraños. Severo en el cumplimiento del deber. 
Un poco indolente para las cosas secundarías. Carácter 
serio y amigo de poner ante todo la verdad por delante. 

Mi presidente, Camagüey, Cuba. — La paciencia y la 
perseverancia son los dos firmes puntales de su carácter. 
El hogar y la naturaleza sus grandes amores. Su mayor 
delicia vivir en el campo entre flores y árboles. 

Estudiante, Méjico. — Grandes iniciativas. Carácter im- 
pulsivo, vehemente, muy ambicioso, muy curioso — tal co- 
mo usted cree en este punto — y sumamente impaciente. 
Deseo de saber, ansia infinita de avanzar y de ir muy lejos. 
Lo conseguirá, sin duda, si tiene firmeza de propósito y 
acierto en la elección del camino que haya de seguir. La 
arquitectura o la ingeniería serían las carreras más indi- 
cadas para usted. 

Pierrot, Bucaramanga, Colombia. — Exactitud y meticu- 
losidad extremas forman la base de su carácter. No se le 
escapan nunca los pequeños detalles y tiene una memoria 
portentosa. En un archivo sería usted inapreciable, así 
como en cualquier trabajo de investigación. 

Greta Garbo, Camagüey, Cuba. — Mujercita seria, re- 
flexiva, consciente de todos sus actos. Un poco presumida 
y extremadamente amable en sus relaciones sociales. 

Mawas, Tacubaya, Méjico. — Aficiones musicales. Gus- 
tos sencillos. Decidido interés por los asuntos cinemato- 
gráficos y teatrales. Su mayor afán consistiría en cultivar 
amistad con los artistas de la pantalla. Le gusta la lec.ura 
y le seducen los deportes. 

Jaime, Rivadavia, Argentina. • — Necesitarla moderar los 
extremos de su carácter impulsivo para conseguir aquello 
que desea. El exceso de vehemencia le perjudica siempre 
porque no deja madurar debidamente los asuntos. Le falta 
flexibilidad para saber adaptarse al medio en que se mueve 
y no suele ceder nunca más que cuando las circunstancias 
le obligan a ello. 

Barranquina, Barranco, Perú Inclinación a dejar volar 

la imaginación por los campos del ideal y a poner muchos 
hierros en el fuego siempre que hace algún proyecto. Por 
lo general no suele ver nunca más que el lado bueno de 
las cosas y su optimismo es tan contagioso, que las perso- 
nas que tratan con usted acaban también por sentirse op- 
tiinistas en los asuntos o casos que usted pone a considera- 
ción. 

Mabel, Iquique, Chile. — Carácter descontentadizo. 
Temperamento inquieto. Falta de reposo en todas las ma- 
nifestaciones de su espíritu. Posee un magnetismo perso- 
nal que la hace interesante para todos cuantos la tratan. 

Armenia, Caldas, Colombia. — Mujer hecha para el ho- 
gar. De carácter entero y reposado, mezcla de dulzura y 
firmeza. Alta mentalidad y dotes organizadoras. Es apa- 
sionada sin extremos morbosos. Y bajo su acertada direc- 
ción nada de lo que le esté encomendado puede marchar 
mal. Su defecto único es la desconfianza. No se fía ni 
siquiera de sí misma y no sabe apreciar lo mucho que vale. 
Contestando a su pregunta la diré que todas las artistas 
se pintan. 

Ouilali, Ancón, Panamá. — Cándida y confiada. De 
carácter franco sin el menor doblez y desconociendo el sig- 
nificado de la palabra hipocresía. Curiosa de la vida y no 
muy segura de si ésta es buena o mala. Yo le aseguro que 
no puede ser mala para usted. 

Desconsolada, Rosario, Argentina. — Para fortalecer el 
busto, no hay mejor ejercicio que el del remo. No es para 
ello necesario que se meta en un bote. Puede hacer usted 
misma en su casa, sentada en el suelo, el ejercicio de re- 
mar diariamente, comenzando durante cinco minutos hasta 
llegar a un cuarto de hora. Si pudiera hacerlo con uno 
de los aparatos llamados "sillas de salud", mucho mejor. 
Este mismo ejercicio y el de caminar bastante le hará re- 
ducir los kilos que desea. 



Tom Mix, que estuvo a punto de morirse 
de peritonitis en un hospital, a fines de no- 
viembre, se salvó y está ya otra vez filman- 
do, con salud, con "Tony" y con la Universal. 

Febrero, 1932 



Gratis 




Especialistas 

En Modas 

Desde el año 

. 1888 



este famoso CATALOGO 
de MODA!^ es suyo! 



SIMPLEMENTE recorte el cupón de abajo y envíenoslo. 
Nosotros le mandaremos gratis el nuevo catálogo de 
modas NATIONAL Bellas Hess para la primavera y el 
verano de 1932. Este libro tiene 9.000 rebajas — todo lo 
nuevo en ropa hecha para la familia, así como también 
para el hogar todo a precios tan bajos que le admirarán. 

Es muy fácil ordenar de nuestro catálogo. Nuestro estable- 
cimiento tiene grandes negocios con casi todos los países 
del mundo. Tenemos completas facilidades para atender 
las órdenes del extranjero. Podemos garantizarle com- 
pleta satisfacción con todo lo que nos compre o gusto- 
samente devolverle su dinero. Nosotros pagamos los 
gastos de franqueo en todos los embarques. 

Envíe hoy mismo por su copia GRATIS de nuestro catálogo 
NATIONAL Bellas Hess. Convénzase de las grandes 
economías, el gran placer y la gran variedad de estilos 
que en este catálogo encontrará Ud. 



NATIONAL 

Bellas Hess Co. inc. 

NUEVA YORK, E. U. A. 



NATIONAL Bellas Hess Co. Inc. 

201 F West 24th St., 
Nueva York, E. U. A. 

Muy Sres. mies: Sírvanse enviarme gratis, el ultimo 
ejemplar del libro NATIONAL Bellas Hess Inc. 

Nombre 



Calle 

Ciudad Pais. 



RECORTE Y 

EXVIE 
ESTE CUPÓN 
HOY MISMO 

Recibirá GRATIS 

este sugestivo 

catálogo de 296 

páginas de 

modas. 



PÁGINA 133 



■nip 



CINE-MUNDIAL 




oAntes de 
empolvarse 

apliqúese suavemente so- 
bre la tez un poco de 
Crema de miel y almen- 
dras Hinds. Hace que el 
polvo se adhiera bien y pa- 
rejo durante muchas ho- 
ras. Presta al rostro un 
encanto singular y dura- 
dero, ¡y da notable pro- 
tección al cutis! 

CREMA 

de miel y almendras 

HINDS 



USE USTED LA 



Para la cara 
• — el cuello 
— el escote 
— lag manos 
— los brazos 




CREMA HINDS 



Suaviza el cutis 
— lo limpia 
—lo blanquea 
—lo embellece 
■ — lo protege 



c 




* FO^ ^ ELENA < De * LA * TORfi& o '^ 



Ventanas 
y Balcones 

EL arreglo de ventanas y balcones con la 
clase de cortinas, visillos y col- 
gaduras apropiadas, no es cosa nada 
fácil, puesto que cada cuarto tiene 



y la revestidura de la mesita-tocador pueden 
hacerse de tul bordado, con las colgaduras y 
el transparente de al mesa de tafetaán en el 
color de las flores y lunares del tul, que serán 
generalmente verdes o de color rosa viejo. 
Los visillos cubrirán, en este 
caso, todo el cristal para que 
nada se vea desde fuera y las 
colgaduras, adornadas con un 
estrecho volante en la orilla, 
se colgarán solamente a los 
lados, sin nada en el centro de 




Charles Rogers, de Para- 
mount, a la entrada de su 
casa particular, de estilo his- 
pano, en Hollyívood. 



determinado empico y de acuerdo con el uso 
a que se destina lia de ser el niobilario y de- 
corado que lo adorne y embellezca. 

Las ventanas llamadas de guillotina que se 
ven por todos los estados Unidos y también 
en Inglaterra y los países del norte de Euro- 
pa, se pueden adornar de muy distinto modo 
que los balcones del sur y de todos los países 
de Hispanoamérica. 

Si el cuarto de dormir tiene ventanas, la 
mesita de tocador deberá colocarse delante 
de una de ellas, lo cual será muy cómodo pa- 
ra la persona que habite el cuarto, porque la 
luz dará directamente sobre el rostro al pei- 
narse y arreglarse. En este caso los visillos 



PÁGINA 1.34 



Ramsay Mac- 
Donald y sil 
hija exami- 
nando la es- 
tufa eléctrica 
"Universal" 
durante su 
reciente visi- 
ta al Canadá. 



La gran ven-' 
tana de la 
sala de la ca- 
sa de Ruth 
Chatterton, 
astro de Pa- 
mount, en Ca- 
lifornia. 



la ventana, recogiéndolas con abrazaderas de 
cordón o de cinta a los dos lados, para que 
quede completamente libre la mesita-tocador. 
Este arreglo de las ventanas del dormitorio 
está indicado especialmente cuando se trata 
del cuarto de una jovencita, aunque no está 
mal tampoco para el cuarto de una señora 
casada. 

Las ventanas dobles y los balcones de un 
gabinete o salida de confianza, con mueblaje 
sencillo moderno o de estilo Colonial, queda- 
rán sencillamente adornadas sin visillos, con 
dobles cortinas venecianas que se pueden le- 
vantar durante el día Iiasta la mitad de los 
critales, y con dos colgaduras completamente 

Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



lisas, que penden, una a cada lado, de una 
sencilla galería de madera estrecha llegando 
hasta el suelo. Estas colgaduras son de da- 
masco de lana o seda en dos colores y cada 
una de ellas tiene el ancho completo de la 
tela. También pueden hacerse y son de un 
efecto muy bonito, con los nuevos damascos 
que ahora se venden de algodón y seda, muy 
baratos y de mucha vista. 

La ventana francesa que se abre al estilo 
europeo es más difícil de vestir por esto mis- 
mo. Las colgaduras deben colocarse de modo 
que se corran fácilmente hacia los lados, y 
los visillos deben estar sujetos en un gracioso 
fruncido tirante con una varilla arriba y otra 
abajo. 

En las ventanas triples, los visillos deben 
ir también sujetos, no solamente por una va- 
rilla arriba y otra abajo, sino con un entre- 
dós de encaje o con una cinta de seda pasada 
por el centro del visillo y apretada cuanto 
sea posible para darle el efecto de dos abani- 
cos, uno hacia arriba y otro hacia abajo, con 
lo cual se evita la monotonía de que los tres 
cristales estén completamente tapados. Un 
par de continones es suficiente para la triple 
ventana y pueden colocarse éstos bajo una 
galería del mismo material del cortinón, dra- 
peada si se trata de una sala, o lisa cuando 
la ventana de un comedor o de un cuarto 
de dormir. 

El estilo de los cortinajes varía con arre- 
glo a los diferentes períodos en que se halle 
amueblada la casa. Un cuai-to amueblado a 
la inglesa, requiere materiales pesados como 
el damasco de pura seda, el terciopelo anti- 
guo o el rep de cordoncillo muy grueso. Los 
cortinajes en este caso son sencillos sin ador- 
no alguno. Una gruesa barra de bronce o de 
madera bastará para colgar los cortinones 
por medio de grandes argollas de metal. 

En un salón de estilo francés, las colgadu- 
ras son más vistosas. De géneros brillantes, 
suaves de color y de calidad, como rasos, ta- 
fetanes, brocados y damascos finos, se colga- 
rán de una vistosa galería en varias ondas 
drapeadas. 

En el estilo colonial inglés del siglo XVIII, 
el adorno de las ventanas es sencillísimo. Los 
materiales son cretonas, tules de lunares y 
marquisettes, que se cuelgan de una sencilla 
galería de madera estrecha. En el caso de un 
salón, el tipo de galería es el mismo, con las 
cortinas de damasco o brocado antiguo. 

Las habitaciones modernas son sencillas y 
elegantes al mismo tiempo. El estilo Imperio 
y Directorio con sus diversos drapeados se ve 
mucho en las casas amuebladas al estilo de 
esta época. Los materiales de los cortinones 
son de velo, de tafetán, de terciopelo o de 
damasco, con diseños modernos. 

Una habitación amueblada a la española 
o a la italiana requiere colgaduras de líneas 
sencillas colgadas sin galería de una simple 
barra de metal. 

Los cortinones deben llegar siempre hasta 
el suelo y, aunque no es necesario forrarlo.;, 
debe tenerse presente que forrados duran do- 
ble y cuelgan más pesados y graciosos. 

Actualmente pueden adquirirse materiales 
para visillos y cortinas por precios irrisorios 
y no hay razón, por lo tanto, para que no 
tengamos bien vestidas las ventanas, ya que 
es esta, tal vez, la parte más importante para 
dar encanto y elegancia a las habitaciones. 



CONRAD NAGEL afirma que, a pesar de 
las fábulas que respecto a sueldos corren 
por ahí, de 25,000 actores de cine, sólo vein- 
titrés ganan más de tres mil dólares a la se- 
mana. Los demás se conforman con contra- 
tos mucho más modestos. 

Febrero, 1932 




Esbeltez, 

Agilidad, 

Soltura 



van hermanadas en las personas cuyas funcio' 
nes fisiológicas están siempre reguladas. La 
vida artificiosa que llevamos nos obliga a un 
sin fin de hábitos que perturban, y que crean 
estados morbosos. La acumulación de toxinas 
es inevitable si no se acude al uso frecuente de 
"Sal de Fruta" ENO. 

Desde hace más de sesenta años este famoso 
producto ha demostrado en todos los países que 
estimula los órganos digestivos, expulsa las toxi' 
ñas y regula las funciones orgánicas. ENO es 
una bebida saludable y refrescante, empleada y 
prescrita por un sinnúmero de doctores. 

"SAL DE FRUTA* 




FABRICA; 



"FRUIT SAIT 

De venta en todas las farmacias. 
Únicos agentes de venta: 

HAROLD F. RITCHIE 8C CO., Inc. 

Belmont Building, Nueva York, E. U. A. 
También en Toronto, Sydney y Wellington 




SAPOLIO 

MARCA REGISTRADA 



n\ PULIDOR de "TRIPLE ACCIÓN' 



LIMPIA, FRIEGA 
y PULE 



Todo de una vez! 



El medio más seguro, rápi- 
do y eficaz de limpiar y 
fregar los suelos. 



¡EXIJA EL LEGITIMO! 
BANDA AZUL- ENVOLTURA PLATEADA 




EL RETRATO DE SU ARTISTA FAVORITO 

Autografiado. En hermoso marco de cuero artificial. GRATIS. 
Vea los detalles en la página 150 de esta edición. 



INGLES 



E 



N 6 meses o antes podrá Ud. ha- 



mente. Un sistema moderno, único y 
exclusivo, que ha revolucionado por 
completo la enseñanza de idiomas, per- 
mite a Ud. ahora aprender el inglés 

con increíble rapidez. Las lecciones son tan fáciles e interesantes, que el alumno aprende casi 

sin esfuerzo, acostumbrando el oído y adquiriendo perfecta pronunciación. Pida hoy mismo 

amplios informes, gratis. 

líEW ¥ORK COMMEKCIAL INSTITUTE Dep. E-IS ELMHURST - NEW YORK 



PÁGINA 135 



C I N E - M U N D I A L 





Natural-A prueba de Agua 
Para todas las Estaciones 



El Lápiz para los 

labios — de fama 

mundial 

EL baño de mar, el baile, los 
deportes al aire libre .... 
todos los recreos de todas las 
estaciones conspiran contra su 
apariencia. Ahora más que 
nimca necesita usar el TAN- 
GEE, único lápiz labial que re- 
siste el ataque del sol, el viento y el agua. 
Y sobre todo, que se ve natural siempre! 

TANGEE da a los labios ese matiz fresco 
y natural que está tan de moda actualmen- 
te, debido a que se hace por un procedi- 
miento maravilloso que lo diferencia de todo 
otro lápiz para los labios. Una vez apli- 
cado, el TANGEE adquiere un matiz per- 
fecto que armoniza con el cutis natural de 
las rubias, trigueñas o pelirrojas. 

TANGEE no cubre los labios de grasa chillona y 
fea. Su base de crema solidificada suaviza y protege 
los labios. Es permanente y permanece en los labios 
todo el día. No hay que aplicarlo constantemente! 
Dura dos veces más que los lápices corrientes y es 
original! 

NOVEDAD! Tangce "Theatrical", Lápiz y Colorete 
Tangce de tono obscuro, para las artistas y para uso 
nocturno. 

Tanto el Lápiz labial como el Colorete Compacto y los 
Polvos Tangee se suministran en envases miniaturas. 




THE GEORGE W. LUFT CO., C.M.232 

417 Fifth Avenue, New York, E.U.A. 
Por 20Í oro americano enviamos una cajtta con- 
teniendo los seis artículos principales: un lápiz 
miniatura, dos coloretes, polvos, dos cremas y 
un folleto "TANGEE— Belleza Natural." 



I 



Nombre 

Dirección 

Ciudad Pais 



lí^otí acNA t LA To^?f-r— 





La Belleza 
en el Verano 

POR extraño que parezca el tema en el 
número de una revista editada en 
Nueva York en pleno invierno, no de- 
be sorprender a las lectoras, ya que 
muchas de ellas, las del hemisferio sur, se ha- 
llan en estos momentos soportando las cari- 
cias de un sol abrasador. Precisamente por 
esto se nos ocurre que es oportuno el hablar 
de una estación opuesta a la que actualmente 
vivimos los del hemisferio norte, ya que nues- 
tras observaciones tendrán así interés en los 
lugares de estío donde probablemente no lo 
tendrían si las hiciéramos cuando allí se ha- 
llan sufriendo los rigores del invierno. Hace- 
mos, pues, de este modo, una gentil concesión 
a nuestras lectoras del sur, prometiendo satis- 
facer a las del norte en plazo breve. 



/> 




Dorothy Jordán, sorprendida en dos 
poses, ante su tocador, aplicándose la 
crema-base de sus afeites y peinán- 
dose el rizado cabello. 



PÁGINA 136 



La moda — que en cuestio- 
nes de belleza también existe 
— ordena ahora que el cutis 
luzca de color natural durante 
el verano. Nada de tostados, 
naturales o artificiales, que en 
el primer caso son difíciles de 
sacar cuando se desea reco- 
brar el cutis nacarino que ar^ 
monice con la suavidad de las 
toilettes de noche. Y conste, 
mis queridas lectoras, que por 
color natural se entiende un 
cutis blanco y rosado con la- 
bios rojos de rubí. ¡ Casi nada, 
como veis! Me atrevería a 
asegurar desde ahora que esta 
naturalidad la poseen muy po- 
cas mujeres. Unas tienen la 
tez mate, de tonalidad casi 
verdosa; otras extremadamen- 
te pálida y falta por completo de vida; otras, 
cubierta de pecas, esa horrible maldición que 
es la desgracia de infinidad de mujeres; otras, 
roja como un tomate por efecto del calor. 

Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



Todas, sin embargo, tienen la obligación de 
lucir un cutis natural en la estación presente. 
Es decir que, por lo menos, no hay que tra- 
tar de quemarse al sol conforme se venía ha- 
ciendo en veranos anteriores. 

La verdadera belleza comienza por dentro. 
El régimen alimenticio es, pues, ide capital 
importancia y una dieta de salvado, por 
ejemplo, aj^uda al organismo a eliminar las 
substancias tóxicas que atacan a la piel des- 
de el interior del cuerpo. 

Para comenzar este tratamiento de la na- 
turalidad en el rostro y a fin de poder hacer- 
lo lo más eficiente que sea posible, hemos de 
examinar a conciencia, sin engañarnos a 
nosotras mismas ante el espejo, los defectos 
y agravios que el tiempo va dejando impla- 
cable en nuestro rostro. Valiéndonos de un 
espejo de aumento observaremos atentas. 

Nuestra piel está seca y tiene en ciertos 
lugares un ligero tinte amarillento. Hay pe- 
queñas líneas alrededor de los ojos y en el 
entrecejo. A despecho de nuestra juventud, 
se notan perfectamente. Lo primero que hay 
que hacer es suavizar y refrescar el cutis. 
Nos lavaremos la cara con agua templada y 
un jabón suave, aclarándola con agua fría 
por medio de una pequeña ducha de mano. 
El agua no debe dejarse correr a través de la 
ducha con demasiado fuerza porque podría 
romper los delicados vasos sanguíneos de la 
piel. 

Una vez hecho ésto, escurriremos bien una 
toalla pequeña mojada en agua caliente y la 
pondremos sobre el rostro hasta que se en- 
fríe, teniendo cuidado, por supuesto, de no 
quemarnos. Repetiremos la operación varias 
veces. Mezclaremos, después, una buena cre- 
ma nutritiva con un poco de aceite para los 
músculos faciales, de los varios que se venden 
en los salones de belleza, o, a falta de ese, 
con un poco de aceite común de oliva, y hare- 
mos con la crema y con el aceite un líquido 
espeso. Con las yemas de los dedos, extende- 
remos suavemente esta mezcla sobre las líneas 
del entrecejo, alrededor de los ojos y en la 
garganta bajo la barba. Haremos un masaje 
bajo la barba, siempre hacia arriba, y otro 
sumamente suave alrededor de los ojos, sin 
que casi se perciba el paso de los dedos. Qui- 
taremos la crema sobrante con toallas de pa- 
pel fino y, después de aplicarnos una loción 
astringente, estaremos listas para los polvos 
y el colorete. 

No sé si mis lectoras saben que la leche 
agria es uno de los mejores blanquetes. Y si 
queremos realmente que nuestro cutis luzca 
natural, no podremos menos de aplicárnoslo. 
Prepararemos, por la noche, una especie de 
careta con un pedazo de muselina al que se 
le harán unos agujeros para los ojos, la nariz 
y la boca, a fin de que esta careta sujete 
durante la noche la mezcla que hemos de ha- 
cer para el rostro. A medio vaso de leche 
agria, se le añadirán unas cucharadas de ha- 
rina de avena, las suficientes para que se for- 
me una pasta, y una cucharada de zumo de 
limón. Esta mezcla se extenderá bien sobre 
el rostro y se cubrirá con la careta de muse- 
lina, conservándola puesta durante toda la 
noche. La máscara de leche, avena y limón 
suaviza la piel, la blanquea y borra por com- 
pleto las pequeñas arrugas que comienzan a 
iniciarse. Este sencillo tratamiento doméstico 
realiza maravillas si se aplica durante varias 
noches seguidas. Puede aplicarse después una 
noche sí y otra no. Y cuando el cutis está 
en perfecto estado bastará con una aplicación 
semanal para conservarlo así perennemente. 

Por la mañana, se lavará la cara como de 
costumbre, poniendo en el agua una cuchara- 

Febrero, 1932 



Manantial de Salud 



En los saludables manantiales de 
agua mineral, las sales de mag- 
nesia ocupan importante lugar. 





Esa substancia blanca, suave, pura, es la 
base de la Leche de Magnesia, el antiácido- 
laxante que limpia el estómago y el in- 
testino sin la más ligera irritación 

CPkillihs 

El antiácido-laxante ide al 



SI NO ES PHILLIPS. :NO ES LEGITIMA! 



Para esos dolo 



agudos, continuos, insufri- 
bles, en que los músculos 
y las coyunturas duelen sin 
que se sepa a qué atribuirlo. 




venza al dolor al primer síntoma, 
aplicando, sin frotar. Linimento 
de Sloan. La reacción es inmediata 
... y el dolor desaparece. Tenga 
siempre un frasco a mano. 



Linimento de SLOAN 



MATA DOLORES 



ECONOMICE 

La subscripción anual a esta 
revista vale sólo dos dólares (2). 

Pídala, enviando el importe en 
cheque, giro postal o billetes de 
banco al agente local o a: 

CINE-MUNDIAL 516 Fifth Ave., N. Y. 



PÁGINA 137 



Para Tener 

Siempre Uñas Bonitas 



El sencillo método Cutex 
es el que se emplea para 
cuidar las manos más be- 
llas del mundo. En cada 
paquete hay un librito que 
contiene una explicación 
detallada de este procedi- 
miento. 

Sólo es necesario dedi- 
car un rato todos los días 
para mantener las manos 
lindas, y una vez por sema- 
na hágase el manicura Cu- 
tex. Empújese la cutícula 
hacia abajo y limpíese de- 
bajo de las puntas de las 
uñas con el removedor de 
Cutícula. 



CUTEX 

removedor 
cutícula 

y LIMPIA 
UNAS 



¿^¿5í^¿^^¿^ 



•k 



Para que las uñas resalten 
con el brillo que les dá el 
Esmalte Liquido Cutex, 
quítese primero el esmalte 
viejo con el Quita Esmalte 
Cutex. Entonces apliqúese 
el tono que se prefiera de 
esmalte. Acentúense las 
puntas de las uñas con el 
nuevo lápiz para blan- 
quearlas. Cutex se encuen- 
tra dondequiera que se 
vendan artículos de toca- 
dor. 



CUTEX 

ESMALTE LIQUIDO 

se prepara en seis 
bellas tonalidades 



NORTHAM WARREN 
New York - Paria 



Las Manos Revelan Secretos 

Los dedos largos y finos indican 
amor a la música y a las cosas 
que excitan la imaginación. ¿No 
le ha interesado a Ud. alguna vez 
saber lo que dicen sus manos? 
Un pequeño folleto, compilado por 
Northam Warrcn, nos enseña, en 
forma sencillísima, cómo pueden 
interpretarse las líneas de nires- 
tras manos y las de las manos 
de nuestros amigos. Pida Ud, un 
ejemplar gratis, llenando el ad- 
junto cupón. 

Envíe Este Cupón Hoy Mismo 

Northam Warrcn Corporation, CM8 

191 Hudson St, New York City, E.U.A 
Sírvanse enviarme el folleto gratis, ti- 
tulado **Co9as interesantes que nos revela 
el estudio de las Manos**. 

Nombre 

Dirección: 

Ciudad: País: 

PÁGINA 1.38 



y 

•I 




■§ 



'§ 




CINE-MUNDIAL 

da de algún líquido destinado a vigorizar el 
cutis. 

La máscara de leche agria será de buen 
efecto también en el caso de que se tengan 
pecas, aunque será preciso alternarla con la 
aplicación de alguna buena crema especial 
para este uso. 

Por último, para lucir perfectamente natu- 
ral en todos sentidos, hay que combatir otro 
de los más formidables enemigos de la mujer 
en tiempo de verano: el sudor. Para los ¡dícs 
y manos, el agua de sal es suficiente en mu- 
chos casos. Pero debajo del brazo y muy es- 
pecialmente cuando se quiere evitar a todo 
trance que se eche a perder un lindo vestido, 
es necesario acudir a uno de los líquidos co- 
nocidos que cortan el sudor. Es cierto que 
muchas mujeres se resisten al uso de estos 
líquidos por considerarlos peligrosos. No de- 
ben tener miedo si se trata de una marca co- 
nocida y acreditada. Hay uno, no obstante, 
que está preparado por un médico para su 
uso particular y está aprobado como inofen- 
sivo y absolutamente eficaz. Es el único que, 
desde hace más de veinte años, prepara y 
vende con éxito la misma empresa manu- 
facturera. 

Con estas sencillas observaciones tengo la 
certeza de que mis lectoras del sur pasarán 
los meses de verano sin sentir los efectos del 
calor y escucharán a su paso los elogios de 
admiración que produce una flor fragante y 
fresca en el bochorno de un ambiente canicu- 
lar donde todo parece morir agostado por el 
sol. 



EL CINE SONORO 

(Viene de la página 88) 

siempre coincide con la perspectiva acústica. 
El personaje canta a la derecha y su voz vie- 
ne de la izquierda: el personaje canta en el 
fondo y su voz está en primer término. La 
voz todavía no sale de la boca: se forma en 
el aire, es una atmósfera. A veces, de un 
instante a otro cambia de volumen y de co- 
lor: el personaje no pesee una voz, sino una 
familia de voces. 

Las artes que nacieron simples se resisten 
a volverse mixtas, y viceversa. El espectador 
tarda en acostumbrarse al cambio. Sea el 
caso de un arte que se simplifica: la danza 
sin música. MaHarmé piensa que, sin música, 
el danzante se convierte en estatua. Y la ver- 
dad es que Isabel Echessarry todavía no ha 
triunfado. Sea ahora el caso de un arte que 
se complica: ¿cómo desconocer que los es- 
pectadores más inteligentes acuden todavía 
de mala gana al Cine sonoro? Se niegan to- 
davía a aceptar que el Cine se entienda con 
la acústica, que el plano de proyección se las 
arregle con lo que ha Hamado Bhiise Cen- 
drars "el plano de la aguja", — equívoco so- 
bre Le Plan des Aiguilles, en Chamonix. En 
el último límite del Cine mudo, se alza in- 
conmovible Charles Chaplin, como una pe- 
queña estatua mágica. 

El Cine sonoro va a ejercer influencia so- 
bre la música, no sabemos en qué medida. 
Para acompañar los episodios, la música 
aprende a ser, no ya imitativa, sino alusiva 
o sugestiva en una dimensión de profundi- 
dad. Esta dimensión, presentida por ejemplo 
en las patéticas llamadas que engendran la 
sinfonía de Beethoven, muchas veces fué ata- 
cada por los grandes maestros en forma de 
verdadera caricatura. ¡Aquello de la sonata 
al viaje de un amigo! 1' Allegro, en que el 
amigo se decide a viajar. 2' Intermezzo, en 



CALLOS 




¡Alivio Inmediato! 

Los parches Zino-pads del Dr. 
Scholl para los callos alivian el 
dolor en un instante. Su acción 
calmante y curativa 
se hace sentir inme- 
diatamente. Sus pro- 
piedades protectoras 
suprimen el roce 
y presión del calza- 
do — evitando los 
ampollas. 

ABSOLUTAMENTE 
SEGUROS 

Los parches Zino-pads 
son seguros — inofensi- 
vos. Los líquidos y em- 
plastos cáusticos que- 
man a menudo la piel. 
Cortar los callos es ex- 
ponerse a la infección. 
Los parches Zino-pads 
son pequeños y delga- 
dos. Los hay de varios 
tamaños.paracallos en- 
cima y entre los dedos, 
para callosidades y jua- 
netes. Se venden en 
todas partes. En cajita 
de cualquiera de los 4 
tamaños, 

DR. SCHOLL'S 

Avenida de Mayo 1431, Buenos Aires, Argentino 
Rúa do Ouvidor 162, Rio de Janeiro, Brasil 
Avenida F. I. Madero 42, México, D. F., México 





Zino-pads 

del Di: Scholl 

Uno aplicado— dolor terminado 

• EL CUTIS OSCURO 

— y afeado por barros, granos, pecas, eczema y man- 
chas, se emblanquece y embellece casi al instante con 
el Ungüento Cutáneo Blanco y Negro. Este famoso 
crema-ungiaento es un poderoso específico para las 
afecciones de la piel y. usado con el Jabón Facial 
Blanco Y Negro, se garantiza con la devolución de su 
importe. Pídalo en su farmacia o remita 65 centavos 
de dólar a Plough Inc., Memphis, Tenn., E.U.A. por 
el tratamiento completo. Se necesitan agentes. 

UNGÜENTO 
BLANCO Y NEGRO 

ADRIANA ARIZA Jx'^nmd y Betuna 

Es importantísimo saber escoger una 
Buena Crema para Blanquear el Cutis 

Madama Aríza da consejos personales de belleza^, para 
obtener y retener los atractivos naturales, mediante régimen 
alimenticio y cosméticos apropiados. 

Adriana Ariza Toilet Preparations 

4207 North Ashland Ave. Chicago, Illinois, U. S. A. 

Febrero, 1932 



CINE- MUNDIAL 



el cual los amigos tratan en vano de disua- 
dirlo, pintándole los enojos del viaje. 3° An- 
dante, o bien adagio, según el humor, donde 
se hacen las maletas. -I" Rondó final, en el 
cual se compra el billete ¡ay! sólo de ida... 
Claro que si trina un ave o truena una nube 
la imitación se convierte casi en la misma 
cosa imitada. Pero, en la influencia del Cine 
sobre la música, deseamos y esperamos una 
investigación menos inmediata. Ya en La 
Divina Dama hay un oportimo relampagueo 
de marsellesa que anuncia la presencia de 
cada soldado francés, como aquel motivo có- 
mico de Falla nos anuncia, en El Sombrero 
de Tres Picos, la presencia del Corregidor. 
Aquí, pues, la música sustituye al torpe le- 
trero y dice: "He aquí un soldado francés". 
Pero a mayores conquistas se ha de llegar. 
Acaso toque realizarlas a la vanguardia bra- 
va del Cine: los dibujos animados. 

La mímica norteamericana (¡y es la mejor 
y más corriente!), en que los artistas hispa- 
nos comienzan a representar un alivio, un 
ensayo de intensidad mayor, se ha hecho aca- 
démica. Un estremecimiento quiere decir que 
acaban de nombrarnos algún sitio o persona 
que nos recuerdan cualquier falta de nuestro 
pasado. Toda señora que recibe malas noti- 
cias sobre la conducta de su esposo tiene que 
andar con pasos tambaleantes de sonámbula 
o de vendada en el juego de la gallina-ciega. 
— Esa raza de semidioses de las Islas Oceá- 
nicas da, en Tabú, una lección muy sobria y 
candida. ¡Aprendieron de ellos los profesio- 
nales de California! 

El verdadero mal: la general incapacidad 
de los directores — estos seudopapas infali- 
bles — ante una máquina superior a sus fuer- 
zas. Las cámaras saben más que los cerebros, 
y se encabritan como potros nobles montados 
por malos jinetes. Naturalmente hay excep- 
ciones. Y los ambientes hacen mucho. 

Al invento del Cine sonoro, toda la sandez 
de fondo de alma subió a flote y nos descu- 
brió el verdadero gusto íntimo de los direc- 
tores. Y de aquí esos "cuadros de arte", 
primores del horror, escenas de bailes regio- 
nales pasados por almidón y plancha. Los 
tenorcetes y tiplecillas otra vez encontraron 
campo Y si el Cine-color, peor todavía: 
nada más abominable que esos acaramelados 
pastelitos de un acto, donde bailan unos gi- 
tanos o desfila una procesión. 

Y el verdadero riesgo: la perpetuación de 
la Opera en el Cine. Creíamos jiabernos 
libertado ya de ese error de nuestros abuelos, 
y a la mejor va a haber sue ponerse de 
plastrón para ir al Cine, y ya no tendremos 
ni en dónde refugiarnos! 



MACK SENNETT, el veterano productor 
de comedi-as, está ahora haciendo éstas 
por cuenta de la Educational, y persiste en 
su loable tarea de mezclar los chistes con 
las bien torneadas pantorrillas. 

LA próxima cinta de Helen Twelvetrees — 
que, por cierto acaba de pasar una tem- 
porada en la Habana — se llamará "Panamá 
Fio" y será, como sus producciones anterio- 
res, de marca RKO-Pathé. 

JOHN BARRYMORE filmará una película 
dramática por cuenta de RKO-Pathé este 
año. El nombre de la producción es, hasta 
nueva orden, "District Attorney", que quiere 
decir "El Fiscal". 

Febrero, 1932 



¡QUE PRONTO 

ENVEJECEN 

ALGUNAS 

MUJERES! 




UD. conoce algunas . . . que, 
ha poco, parecían irradiar 
vigor y frescura, y que ahora, 
casi repentinamente, no parecen 
ser las mismas. ¡Siempre les 
aqueja algo — jaquecas, dolores 
en el dorso e inapetencia por 
todo! 

El estreñimiento extermina la 
salud y la felicidad de millares 
de personas de ambos sexos. Sus 
ponzoñas ocasionan más enfer- 
medades que cualquier otro de- 
sarreglo orgánico. 

¡Y tan fácilmente como pue- 
de librarse uno del estreñimien- 
to! El Kellogg's ALL-BRAN lo 
garantiza. Este delicioso alimen- 
to cereal hace innecesarias las 
pildoras y demás drogas. Se co- 



me con placer y mantiene la 
salud. 

El ALL-BRAN (todo-salvado) 
da a los intestinos la fibra in- 
destructible que necesitan para 
barrer de ellos los residuos pon- 
zoñosos. Da también a la sangre 
el hierro que enrojece mejillas y 
labios con el atrayente color de 
la salud. 

Coma Kellogg's ALL-BRAN 
de una manera u otra, todos los 
días. No hay que cocerlo. Con 
leche fría o crema, con jugo de 
frutas, y espolvoreado en la sopa 
u otros cereales. Siga este salu- 
dable consejo. No hay otro me- 
jor. Los médicos lo recomiendan. 
De venta en todas las tiendas de 
comestibles. 




ALL-BRAN 

(Todo-Salvado) 



RELIEVES CONSTIPATION 

ALL-BRAN 




KELLOCC COMPANY 



(01 



B 



PÁGINA 139 



Rl 



APRENDA 



RADIO 

TELEVISIÓN 
yPELICULAS 
HABLADAS 



I Receptor I 
GRATIS 

I Con so Curso I 

¡ASEGURE SU PORVENIR! 

Esta fascinadora industria le ofrece los suel- 
dos más altos y las mejores oportunidades. 

Aprenda En Su Propio Hogar 

Con solo dedicar al estudio de nuestro 
Curso media hora diaria, APRENDERÁ 
RÁPIDA Y FÁCILMENTE.. .No necesita 
tener conocimientos de radio... Le suminis- 
tramos, SIN COSTO ADICIONAL, 
ocho grandes equipos para experimentos. 
Usted construye un poderoso receptor 
moderno. 

Su Más Grande Oportunidad 
Para Independizarse 

Le enseñaremos como empezar a ganar dinero, tan 
pronto como estudie bs primera lecciones de nuestro 
Curso fácil. Servicio CHATIS de empleos. 

Televisión, Películas Sonoras 
y Electricidad, sin costo extra 

Será un EXPERTO en todas las ramas del Radio 
...servicio y reparación. ..Difiísoras y Clave intema- 
cionaÍ,..de Aviación. Pida detalles y el hermoso libro 
GRATIS, profusamente ¡lus- 
trado, mostrando las oportu- 
nidades, con detalles de nuestro 
método de enseñanza compro- 
bada. 

Instituto Práctico Rosenkranz 

Dept. 534.CM 4006 So. Figueroa Street 

Los Angeles, California, E.U.A. 



LIBRO 

Ilustrado 

GRATIS 



Subcríbase a CINE-MUNDIAL 




"Seamless" Garantiza 
Duración 

Las bolsas «Je agua caliente "Moire, Ma- 
derite, Crest y Nearkid" se fabrican 
de acuerdo con el principio exclusivo 
"SEAMLESS" (sin unión). Todas se ha- 
cen de goma pura, y no pueden abrirse 
en las orillas. El cuello está firmemente 
unido, impidiendo así la posibilidad de 
goteo. "SEAMLESS" ofrece las bolsas de 
agua caliente más finas y más durables. 
Vea el surtido completo en su tienda fa- 
vorita. Cerciórese de que lle- 
van el nombre "Seamless 
Rubber Company" sí desea 
estar seguro de recibir el pro- 
ducto legítimo. 

THE SEAMLESS RUBBER CO. 

NFW HAVfiN, CONN., E.U.A. NH 

PÁGINA 140 




CINE-^IUNDIAL 

HOLLYWOOD 

(Viene de la página 108) 

La última vez que vimos a Lila Lee, hace 
un año, fué en pleno HoUj'wood Boulevard. 
De su silueta delgadísima se destacaba un 
rostro muy pálido en el que fulguraban, enor- 
mes, unos ojos de fuego. Estaba tísica, y los 
médicos auguraban un funesto desenlace en 
breve. . . Se la llevaron al sanatorio, sin es- 
peranzas de salvarla. 

Pero se salvó. Aunque ahora es otra. De 



llywood, donde, aunque parezca extraño, 
abundan los grandes corazones. No todo es 
locura y desenfreno en la Meca del Cine. 

Dick Arlen y Jobina Ralston sostienen una 
granja en la que cuidan de diez chicuelos 
desamparados, proponiéndose aumentar el 
número de sus protegidos a medida que sus 
recursos se los permitan. 

Lew Cody cuenta con innumerables ami- 
gos en diversas cárceles y presidios, que él 
visita frecuentemente. Y fueron muchos los 



Una luna de 
hiél por cuenta 
de M-G-M: el 
cómico Lahr y 
su presunta es- 
posa Charlotte 
Greenwood con 
un amartela- 
miento tremen- 
do (esa es la 
palabra) en la 
película "Fly- 
ing High". 




Modelo en minia- 
tura de un esce- 
nario de "La Pa- 
loma", que está 
filmando la Ra- 
dio. Este modelo 
sirve a Max Ree, 
el director artísti- 
co, para fabricar 
todas las decora- 
ciones y mobilia- 
rio que la obra 
requiere. 



la que antes conocimos, picaresca y alocada, 
ya no queda ni sombra siquiera. Se ha vuel- 
to muy seria, profundamente religiosa, j^ su 
belleza, de una serenidad estatuaria, tiene 
ahora la luz deslumbrante de un milagro in- 
sólito. 

Volverá a trabajar en el Cine, impulsada 
por una ambición conmovedora: quiere em- 
plear cuanto dinero gnne en la construcción 
de un sanatorio modelo para atender a los 
artistas tuberculosos. 

¿Os asombra, lectores, este rasgo de Lila? 
Pues no es único entre las estrellas de Ho- 



Escena de familia entre 
Leslie Fenton y Gwen Lee en la 
película de Columbia "Mariposa 
del Fango." 

que, al cumplir la condena respectiva, acu- 
dieron a Cody para devolverle la visita, re- 
cibiendo entonces ropa y dinero con que em- 
prender de nuevo la lucha cuotidiana por la 
existencia. Ahora proyecta establecer una 
granja en la que puedan descansar y repo- 
nerse los ex presidiarios deseosos de regene- 
ración, a todos los cuales procurará encon- 
trar algún trabajo remunerativo. 

Ann Harding dedica muchos de sus ratos 
de ocio a recorrer los barios pobres de Los 
Angeles, distribuyendo limosnas callada- 
mente. . . 

Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



Mary Nolan 
Fue a Parar 
a la Cárcel 



MARY NOLAN, como un meteoro, — o 
como un sacaoro, mejor dicho — se ca- 
yó del cielo. . . de Hollywood. Y fué a dar 
con sus huesos, y su carnecita correspondien- 
be, a la cárcel de Los Angeles. Todo, por 
una miserable deuda de cincuenta dólares. 

¿Quién no recuerda a la rubia Mary No- 
lan? Antes se llamó Imógene Wilson, y fué 
una de las más admiradas bellezas de las 
Ziegfeld Follies. Se enamoró entonces de 
Frank Tinney, el delicioso comediante, y 
aquel amor fué comentado de mundo a 
mundo. 

Se fué a Europa bajo el nombre de Mary 
Nolan, y se hizo estrella cinematográfica en 
París, Berlín y Londres. De allí se trasladó 
a Hollywood, donde, curada ya de los pasa- 
dos tempestuosos amores, se casó burguesa- 
mente con un hombre sin dinero, pero al que 
quería. . . Y, por complacerle, se retiró del 
Cine, poniendo ima tienda de modas en el 
Wilshire Boulevard. 

La tienda no resultó buen negocio, y em- 
pezaron las deudas. . . Una de ellas la llevó 
a la cárcel. 

i Una tragedia más de este paradógico Ho- 
llywood 1 



Lo que no 

se Quiere Perder 

l~^E todos los rincones del mundo hispano 
-' — llegan a Hollywood las mismas voces: 
"Queremos seguir viendo a las grandes es- 
trellas americanas". No se conforman con 
las nuestras, que, desgraciadamente y salvo 
alguna aislada excepción, no tienen todavía 
la inmensa popularidad de aquéllas, y se re- 
sisten a presenciar la exhibición de las pe- 
lículas en idioma extranjero, que molesta al 
que no lo entiende, y les confunde aún más 
cuando se les intercalan unos cuantos rótulos 
que pretenden ser explicativos. 

No. Los rótulos podían aceptarse en las 
películas silenciosas, si no se abusaba de ellos, 
y aun entonces se abogaba por la disminu- 
ción o supresión total, a ser posible. (En 
"La última risa", producción alemana que 
constituyó uno de los maj^ores triunfos de 
Emil Jannings, se suspendieron esos rótulos 
tan en absoluto, que ni constaba el lugar de 
la acción, ni los nombres de los personajes. . .) 

Siempre será preferible la ya casi perfecta 
sincronización de las voces de los artistas: 
todo se reduce a que los que hablen (invi- 
siblemente) sepan poner sus propias palabras 
en los labios del actor extranjero que apa- 
rezca en la pantalla, y sientan, expresándolo 
con el tono, todas las emociones de aquél. 

Las sincronizaciones más admirables fue- 
ron las hechas en los estudios de la Fox: "Vi- 
das truncadas", "Trasatlántico" y "El billete 
amarillo" están siendo muy aplaudidas en 
cuantos teatros se exhiben. De las primiti- 
vas sincronizaciones a las actuales media un 
abismo. Las de ahora llegan a producir la 
ilusión de que fueron filmadas directamente. 

Y si este moderno procedimiento se aceptó 
en Italia, en Francia y hasta en Alemania, 
no hay razón para que no se acepte también 
en todos nuestros países. 

Sin perjuicio, claro es, para que continúen 



LA NEVERA MODERNA 
QUE NO NECESITA HIELO / 
PARA REFRIGERAR» 




El refrigerador ICYBALL 

que funciona sin hielo y a 

base de Kerosína 




UN cubo de ógua fréscá y medio litro de kerosí- 
na (petróleo común) es todo lo que necesita 
el ICYBALL para refrigerar durante 24 horas. 

Ocupa el espacio de una mesa pequeña. Es de 
metal liviano, perfectamente aislado, que conserva 
los alimentos en buen estado y las bebidas siempre 
frías, sea cual fuere la temperatura exterior. 

Duradera. — El mecanismo de refrigeración es de me- 
tal galvanizado, y no hay, así, peligro de oxidación. 

Barato, Económico, 

Rápido, Práctico, Duradero 

y muy íácil de manejar. 

Envasado cuidadosamente en una caja liviana, e| 
ICYBALL puede ser enviado a cualquier parte, por 
difíciles que sean las vías de comunicación. 

PARA MAS INFORMES: 

FIFTH AVENUE EXPORT SYNDICATE 

516 Fifth Avenue New York, E. U. A. 



CABLEGRAMAS: FAESYN-NEWYORK 



PÁGINA 141 



CINE-MUNDIAL 




¡GEMELAS! 

pero no lo parecen 




18 Matices a Escoger 



¡Hermanas gemelas, 
pero a los 30 años ya 
no se parecen! La una, 
avejentada y canosa; la 
otra, fascinante de be- 
lleza porque usa la 
Tintura de Longo, que 
devolvió a su pelo su 
color natural. 



TINTURA DE 

LONGO 

PRECIO ^2.00 DOLARES FRANCO 
Otras Cuestan Más del Doble 

LONGO, INC., 45 W. 17th St., Nueva York, E. U. A. 

H] Adjunto ^2.00 Dólares (y uti mechón de mi pelo) pa- 
ra que me envíen un frasco de Tintura de Longo. 
Color 

Q Sírvanse enviarme GRATIS "La Historia del Profesor 
y la Influencia de Una Mujer." 

Nombre i :.... 

Dirección 

Ciudad. .- País 



HprüJbres de Accidn 



Kespondáal 
llatnamíento , 
He la 

Aviacidn 



Estudie Ud. en casa 
para realizar 

GRANDES 
GANANCIAS 



Envíe Ud. cuanto antes el cupón para el libro de 
Aviación gratis, que le dará detalles del nuevo Curso 
de Estudios a Domicilio, el cual está actualmente pre- 
parando a individuos de la manera más fácil y rápida, 
para los empleos de grandes ganancias en la Aviación, 
que producen sueldos de $75 a $300 semanales. No 
necesita experiencia ni entrenamiento_ previo. Servicio 
de Empleos Gratis. La demanda de ~ 
hombres competentes en la Avia- 
ción excede al número disponible. 
Envíe Ud. desde luego el cupón 
para los detalles. Se le enviará 
Absolutamente Gratis si entra 
en acción inmediatamente. 




GRATIS 



PROSPECTO 
SOBRE AVIACIÓN 








^ 



'íííí'V. 



r«<* 



'es/ 



I INSTITUTO de AVIAOON, Depto. 73-E 

I 1031 S. Broadway, 

I Los Angeles, California, E.U. de A. 
I Envíenme Uds. un ejemplar GRATIS del nuevo 
libro titulado "La Aviación y sus Oportunidades^" 

' y detalles completos acerca de los buenos empleos 

I en la Aviación. 

I Nombre Edad. . . . 

I Domicilio 

I Ciudad País 



produciéndose películas directas con nuestros 
propios asuntos y nuestros propios artistas. 

Una cosa serán las obras originales, y otra 
muy distinta, pero no menos interesante, las 
que pudiéramos llamar traducciones. Esto es, 
sincronicacioucs. 

Lo único importante es que unas y otras 
sean BUENAS. 



terior; y la quinta, con el mismo Farmer, en 
Yuma. Farmer es primerizo en lides matri- 
moniales. Pero j^a se acostumbrará. . . 

En tanto, el marqués de la Falaise ya es 
el esposo de Constance Bennett, que, aunque 
no tiene más de 25 abriles, estuvo casada 
antes un par de veces. . . Sabe, pues, lo que 
se hace. ¡Ventajas de la experiencia! 




A la derecha, Janet 
Gaynor, la diminuta 
estrella de la Fox, 
en el desolado papel 
de inmigrante, que 
asume en su última 
magistral interpre- 
tación. Janet acaba 
de salir para Euro- 
pa y se propone vi- 
sitar todo el Viejo 
Mundo en compañía 
de su marido. 

Yuma se ha 
Puesto en Moda 



A SI como Reno, en Nevada, se puso en 
•'*■ moda para los divorcios, la ciudad de 
Yuma, en Arizona, es hoj^ la preferida para 
los matrimonios por amor. 

Los primeros en casarse allí fueron Do- 
rothy Mackaill y Neil Miller, y entre los que 
les siguieron figuraron Gloria Swanson y Mi- 
chael Farmer, Marjorie Rambeau y Francis 
A. Gudger, y June MacCloy y Schuyier C. 
Schenck. 

Marjorie Rambeau, que sólo quiere confe- 
sar 39 primaveras, se ha casado ahora por 
tercera vez. El nuevo esposo, Francis A. 
Gudger, es un rico hombre de negocios, que 
ya cumplió, sin decirnos cuándo, los 55. Sus 
afortunados antecesores fueron el actor Hugh 
Dillman y el escritor Willard Mack. 

Gloria SM'anson se casó ya por cuarta vez. 
O, para ser más exactos, por quinta. La pri- 
mera, con Wallace Beery; la segunda, con 
Herbert Somborn, dueño de un restaurant y 
padre del único hijo que ha tenido ella; la 
tercera, con el marqués de la Falaise; la 
cuarta, con Michael Farmer, en Nueva York, 
cuando ella aun no estaba divorciada del an- 



Arriba, George Ban- 
croft, actor de Pa- 
ramount, examinan- 
do un buque en mi- 
niatura, completo 
hasta en la peque- 
ñísima instalación de 
radiotelegrafía y 
que aparece en el es- 
cenario de su pelícu- 
la "Rich Man's 
Folly". 



PÁGINA 142 



Hay Algo Más 
que la Atracción 
del Sexo ... 

T A Academia de las Artes y las Ciencias 
■^ Cinematográficas dio una bien elocuente 
prueba de su buen gusto. Al hacer el reparto 
anual de premios a la más admirable actriz 
y al más admirable actor en las producciones 
de los últimos doce meses, no quiso acordarse 
de las pantorrillas de Marlene Dietrich, ni 
de los besos cálidos de Joan Cravi'ford, ni ide 
la sensualidad desbordada de Greta Garbo, 
ni de las desnudeces espirituales de Norma 
Shearer. . . Eligió a la sexagenaria Marie 
Dressler, premiando su excepcional interpre- 
tación de la heroína de "Min and Bill". 

Y al proclamar al mejor actor de la pan- 
talla, se olvidó de John Gilbert y demás 
aspirantes al trono aún vacante de Rodolfo 
Valentino, para destacar el triunfo de Lio- 
nel Barrymore en su creación insuperable de 
"A FreeSoul". 

lyos demás premios se otorgaron así: 

Dirección artística. — Max Ree, de la RKO, 
por "Cimarrón". 

Fotografía. — Floyd Crosbj', por "Tabú". 

Obra original. — John Monk Saunders, de 

Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



la First National, por "The Dawn Patrol". 
Dirección escénica. — Norman Taurog, de 
la Paramount, por "Skippy". 

Si se hubiera celebrado análogo concurso 
para las producciones cinefónicas en español, 
el resultado bien pudiera haber sido: 

La mejor actriz. — Catalina Barcena, en 
"Mamá". 

El mejor actor. — Ernesto Vilches, en 
"Cascarrabias". 

Obra original. — "Hollywood, Ciudad de 
Ensueño", de José Bohr. 

Y se declararían desiertos los demás pre- 
mios. 



DESNUDANDO A LAS ESTRELLAS 

(Viene de la página 94) 

sistema nervioso muchísimo más frágil que 
el de nosotras las mujeres. . . 

• "Con Ronald Colman me ocurrió algo por 
el estilo. Estaba de temporada en la playa 
de Malibu y era uno de mis clientes, de modo 
que por las mañanas me presentaba, a diario, 
en su casa frente al mar, a darle masaje. 
Debo explicar que, cuando los astros de am- 
bos sexos están de veraneo, necesitan defen- 
derse de la indiscreción de los curiosos — de 
ambos sexos también — que buscan mil ma- 
neras de atisbar y sorprender a los artistas 
en la intimidad y en paños menores. 

"Para impedir que la curiosidad ajena los 
convierta en pececitos de colores, todos los 
miembros de la colonia cinesca, cierran y 
tapian puertas y rendijas y nadie es admi- 
tido en terrenos de su propiedad sin las de- 
bidas credenciales. Así es que, cuando, aque- 
lla mañana muy temprano, me presenté a 
dar masaje a Ronald, su criado japonés y 
yo tuvimos un pequeño lance que iba a con- 
vertirse en lucha a brazo partido, a no ser 
por la intervención del actor que despertó 
con los gritos. . . 

"Y, a propósito, se habrá Ud. fijado en 
que Colman siempre filma con primeras da- 
mas de pequeña estatura y frágil apariencia. 
Esto lo motiva la circunstancia de que el 
astro tiene finas muñecas, flacos tobillos y 
miembros delgados cuya delicadeza acentúa 
la cámara." 

— ¿Cuántas estrellas han pasado por sus 
manos? — pregunto. 

—La gran mayoría — me dice Sylvia — en- 
tre las que figuran en primer término. Pero 
los clientes que puedo llamar constantes fue- 
ron, hasta mi salida de Hollywood, Norma 
Shearer, a quien por excesiva afición a los 
deportes se le estaba convirtiendo el cuerpo 
en una masa de atléticos mi'isculos; Marie 
Duncan, que temía engordar; Alice White y 
Carmelita Geraghty; Hedda Hopper y Ruth 
Chatterton; Norma Talmadge y Ramón No- 
varro; Mae Murray, a quien su carrera como 
bailarina exige constante cuidado para que 
sus pantorrillas no pierdan la natural, feme- 
nina curvatura; Ronald Colman y Ernest To- 
rrence; Jack Holt y Douglas MacLean; Char- 
les Farrell y Douglas Fairbanks; Nick Stuart 
y Sue Carol; Marión Davies y Zasu Pitts; 
Gloria Swanson e Ina Claire; Jack Gilbert y 
Constance Bennett. . . Alan Hale, a quien 
amenaza siempre el tejido adiposo; lo mismo 
que Bill Boyd, cuyo peor enemigo es la gra- 
sa. . . y docenas más. . . 

— Indudablemente la mayoría de los artis- 
tas quiere adelgazar. . . 

— ¡No lo crea Ud!- — replica Sylvia — . Con 
Marie Dresser, que fué una de mis primeras 
pacientes en Hollywood. . . (y eso de "pacien- 

Febrero, 1932 




■mí 



$ 



slW' 



C: 




Don Nicolás Rivera 



el eS' 



>IEN años de 
memorables acontecimientos histó' 
ricos constituyen ya una gloriosa 
experiencia en la vida de cualquier 
periódico. Por el amplio panora- 
ma de un siglo de periodismo co' 
mo el que celebra con su Número 
Centenario el Diario de la Marina, 
desfilan las hazañas legendarias de 

una ra2;a viril, turbulenta, en la región más inquieta de América 
plendor de la cultura española ... el concurso de la política, el comercio 
y la industria, al engrandecimiento moral y material de Cuba ... los con- 
flictos económicos y sociales de una colonia entre dos imperios . . . soldados, 
marinos, guerras, despotismo, intrigas . . . héroes inmortales de la talla de- 
Martí y Maceo . . . ferrocarriles, bancos, el fantástico desarrollo de la in- 
dustria azucarera ... el nacimiento de una nueva república . . . 

Ahora, al cumplir cien años de servicios públicos, el Diario de la Marina 
dedica su Número Centenario a Cuba y a las naciones hermanas del conti' 
nente hispanoamericano, y especialmente a la memoria de los grandes maes' 
tros del periodismo en Nuestra América que, durante todo ese período de 
convulsiones, y a través de las vicisitudes de una época llena de tenebrosas 
perspectivas, supieron mantenerse incólumes, independientes, erguidos frente 
a la adversidad y listos siempre a la lucha por el bienestar del pueblo. 

Como aquellos laboriosos obreros de las ideas, Diario de la Marina sirvió 
a Cuba con el mismo denuedo durante la época colonial que al implantarse 
luego la república. Alerta a los deberes altos del periodismo orientador y 
culto, velaba, y seguirá velando, más que por los regímenes, por los intereses 
perdurables y por las grandes tradiciones de la Rasa. 

Ly ON NICOLÁS RIVERO fué, en el periodismo hispano, una figura de 
abolengo intelectual. Su mente tenía los perfiles sociológicos de Sarmiento; 
la clara percepción de don Rafael María de Labra; la hondura pedagógica 
de don Eugenio María de Hostos. Como el inmortal Mitre, aspiraba a la 
reforma de los espíritus, no de los sistemas. Fué un maestro auténtico y de 
visión. Le infundió su carácter, su personalidad y su genio al Diario de 
la Marina. 



El Número Centenario del Diario 
de la Marina será un monumento 
literario, histórico e intelectual. 
Ordene su ejemplar por anticipado 
a las oficinas centrales. Paseo de 
Martí (Prado) IOS, Habana, Cuba. 




La representación oficial del Dia- 
rio de la Marina en Estados Uni- 
dos, a cargo de Chalmers-Ortega, 
516 Fifth Avenue, Nueva York, 
atenderá cualquier solicitud de da- 
tos sobre el Número Centenario. 



DIARIO DE LA MARINA 

EDICIÓN DEL NUMERO CENTENARIO 



Página 143 



Cratis-o 



La casa Dénnison ofrece 
gratis un folleto que con- 
tiene minuciosas instruc- 
ciones, profusión de gra- 
bados e indicaciones para 
hacer cualquier clase de 
disfraz o tra j e de f an tasía 
con todos sus accesorios, 
sirviéndose de los produc- 
tos Dénnison que se obti- 
enen, a poco costo,en cual- 
quier librería o papelería. 

Se hasimplificado tanto 
este procedimiento, que 
cualquier personal sin ex- 
periencia previa, puede. - —u 
confeccionar infinidad de \^^/ 
vistosos disfraces y trajes ^ 

para toda ocasión, con sólo 
seguir paso a paso las in- 
strucciones del folleto y 

guiándose por lamultitud de grabados y disenos 
que en él hay. 

Basta mandar el cupón que va al pie y la casa 
Dénnison remitiráeste interesantísimo folleto. 




DÉNNISON CÍA. (Depto. P-61) 

Framingham, Mass., E. U. A. 

Sírvanse enviarme, gratis, e] folleto No, 451 — "Como hacer 

disfraces con papel Crepé Déíinison." 



Noinbre- 



Dirección _ 



Población País 

También pueden Uds. enviarme, gratuita- 
mente, los folletos que señalo a continuación, 

._..No, 452, Flores No. 456, Adornos de Mesa 

No. 454, Lacres Dénnison No. 457, Cestosde Papel 

" 455, Marcos para No. 458, Arreglo y De- 



Cuadr 



No. 459, Decorado de Salones, 

Carrozas, Automóviles y Puestos 



do de Escapa 



PAPEL CREPÉ 

Y OTROS 
PRODUCTOS 



¿^241444^>OtV 




^e«^" 







CINE-MUNDIAL 

te" debe entenderse en el sentido terapéuti- 
co)... me ocurrió que, llamada a darle ma- 
saje, le quité, en unos cuantos días, cuatro 
o cinco kilos de peso. ¡Y se puso furiosa! 
Me dijo que la gordura era lo que le estaba 
dando de comer como intérprete de cine y 
que, si enflaquecía, el contrato podía ser can- 
celado . . . Por fortuna, unas cuantas bo- 
tellas de cerveza. . . sin alcohol, por supues- 
to. . . restablecieron los disueltos kilos. . . 

— ¿El tratamiento de Ud. se limita a los 
masajes? 

■ — Nada de eso. Mi tratamiento es para 
restablecer el peso natural de una persona e 
incluye, por lo mismo, im régimen alimenti- 
cio especial. Además, se aplica en casos de 
afecciones nerviosas que tienen origen en la 
fatiga o en una dieta equivocada. 

— ¿Y las estrellas siguen rigurosamente ese 
régimen? 

— Muy rara vez. Mi lista de comestibles 
no es para entusiasmar a nadie que tenga 
buen apetito. A los que tienden a engordar, 
los deja con hambre y a los flacos les parece 
excesiva. 

— En el ejercicio de su profesión, sin duda 
habrá Ud. descubierto secretos tremendos. . . 

— Si no tremendos, por lo menos sensacio- 
nales. . . pero no puedo darlos a los cuatro 
vientos en una entrevista. Podría aludir, por 
ejemplo, a la circunstancia de que el hijo de 
una actriz conocidísima no es hijo suyo en 
realidad. . . 

— Entonces, ¿de quién es la criatura? 

— De su marido. . . nada más; pero pasa 
por ser de los dos. 

Con esta sibilina respuesta, hubo que dar 
fin a la charla. 



JOSEFINA BAKER EN LA.., 

(Viene de la página 86) 

— ¿Qué? — se digna preguntar la Baker. 

"El restaurant de los antropófagos. Po- 
díamos detenernos. Sirven platos de hombres 
en todas las salsas. 

Josefina se encoge de caderas y la pelvis 
más movediza de todos los Estados Unidos 
continúa avanzando. 

Josefina va sospechando que todo esto de 
la exposición es un truco. Hasta ahora, con 
la excepción de los morenos ide la olla, no 
hemos visto más colonial que un vendedor 
de alfombras 'del boulevard Sebastopol. Eso 
sí, un tunecino, un verdadero tunecino de Be- 
lleville. 

Los pabellones quedan un poco lejos, pero 
ya iremos llegando. 

De pronto, la emperatriz del charleston se 
detiene y extiende una mano. 

Rodrigo de Triana, de falda plisaida y me- 
dias blancas, ha redescubierto las Antillas: 

— 5 Oh, la Martinique! — exclama. 

Después la mulata va descubriendo Amé- 
rica. Las otras Antillas francesas. La Gua- 
yana. 

Pero sin duda el árbol genealógico, a que 
antes hacíamos alusión, ejerce sobre la os- 
cura danzarina su oscura influencia y deja 
la América del Ku-KIux-Klan y, con paso 
sincopado, llega al África. 

LTna sonrisa para cada uno de los suda- 
neses, café sin leche. Dalila cuarterona, ra- 
pa chichias con giros de pupilas de esmalte. 

El Sudán le saluda y le regala fetiches, 




r)E las tres o cuatro actrices que la Fox ascendió a es- 
"^ trellas para sus películas del año en curso, la más 
brillante ¿quién lo duda? es Conchita Montenegro, que se 
está luciendo en interpretaciones angloparlantcs, después 
de haber filmado en papeles de cintas en castellano. Cada 
día trabaja anejar la niña. 



PÁGINA 144 



Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 




sobre los que Josefina 
pone su fé protestante. 
Misionera estrafalaria 
de lilútanos y caderas 
giratorias, gana para 
Lutero a los represen- 
tantes del Sudán. 

Comemos cuz-cuz. Jo- 
sefina dice adiós a los 
sudaneses, agitando un 
amuleto de la costa afri- 
cana. 

Entre dos camellos camina imitando su for- 
ma de andar. La multitud la rodea. Un re- 
pórter fotográfico salta sobre la joroba de 
uno de los rumiantes y dispara todas sus pla- 
cas. Josefina Baker, roto el incógnito, le ha- 
ce burla sacando palmo y medio de lengua 
colorada. 

Después, en pleno espectáculo, monta so- 
bre un rinoceronte amaestrado, pregunta su 
precio y, al asegurarle que los negros de 
Tanganica no lo tienen en venta, arruga co- 
mo si fuesen de goma sus narices chatas. 

La señorita Baker teme que se le transpa- 
rente su propósito, y del África central sube 
— que aquí es bajar — al África del Norte. 
De su visita a los pabellones de Argelia y 
Túnez saca una conclusión que puede tener 
una importancia definitiva en los problemas 
joloniales. La de que los vendedores de al- 
fombras mantienen sus precios con una se- 
riedad comercial mayor aquí que en los bou- 
levares. Con el permiso de la señorita Baker 
regalamos la reflexión al partido colonista 
francés. 

Josefina se va apartando cada vez más de 
sus parientes. 

Ya estamos entre minúsculos indochinos, 
que ejecutan proezas de equilibrio sobre pi- 
raguas que surcan un lago construido ayer. 

La danzarina salta sobre una de estas pi- 
raguas. La embarcación se bambolea. 

Los dos indochinitos, enarbolando los re- 
mos, sonríen como dos malabaristas de circo. 

Se agita la falda plisada de este demonio 
africano — africano de Nueva York — en un 
black boftom que hace zozobrar la barquilla. 

Impasibles, los indochinos la conducen a la 
orilla opuesta. 

Un viento falsamente africano, un viento 
que huele a selva y a rinocerontes se hace 
un manto en la espalda de Josefina, de Jo- 
sefina que se va de la Exposición, con los 
amuletos de sus parientes, de esos parientes 
suyos que se quedaron en el Sudán, no de 
los otros, de los que fueron a la libre Amé- 
rica, a esa América donde linchan docena y 
media de ellos un día con otro, y donde al 
decir de las danzarinas blancas, la debían 
haber linchado a ella también. 



NUESTRA OPINIÓN 

(Viene de ¡a página 84) 

Hollywood, Ciudad de Ensueño, sonora en 
español, de "Universal". — La tan anunciada 
producción de José Bohr se ha estrenado con 
éxito. Es una interesantísima opereta dra- 
mática; una novela con música: la novela de 
todos los que, entre risas y lágrimas, soña- 
ron el espinoso ascenso a las cumbres de la 
Meca del Cine. El protagonista lo es el pro- 
pio José Bohr, en escenas de su propia vida. 
Puede así suponerse el triunfo que conquista 
como intérprete de sí mismo. Le secundan 
muy brillantemente Nancy Drexel, la encan- 
taidora estrella americana, que hace su pre- 
sentación cinematográfica en español; Lía 

Febrero, 1932 




Bueno es saber 
lo que es bueno 

No solo es deliciosa la caricia de la 
suave y candida espuma del Jabón 
Boratado Mennen: es beneficiosa 
para el cutis. Lo sana y lo mejora, 
al limpiarlo . , . porque este jabón, 
además de ser puro, es medicado. Así 
se explican sus sorprendentes resulta- 
dos: así se explica por qué toda mujer 
sensata debe usarlo para el lavado 
diario del rostro y para el baño . . . 
Y si después del baño se quiere ex- 
perimentar otra deliciosa sensación, 
rocíese el cuerpo con Talco Borata- 
do Mennen, que refresca y suaviza. 



PRODVJCITOS Ci'c C/qUbi^b 

... y usar Menne» es usar lo mejor. 




— Obtenga una Cámara Kodak Gratis — 

Colocando subscripciones anuales de CINE- 
MUNDIAL entre sus amistades. 

La Cámara Kodak Rainbow Vest Pocket 
Hawk-Eye en colores, por sólo seis subscripcio' 
nes — valor $12.00 oro americano. 

La Cámara Kodak Hawk-Eye, que aparece en 
la ilustración, por diez (10) subscripciones — va- 
lor $20.00 o. a. 

Remítanos direcciones completas con el im- 
porte de las subscripciones y recibirá a vuel- 
ta de correo certificado la cámara Kodak ab- 
solutamente gratis. 

CINE-MUNDIAL, 516 Fifth Av., New York 




INGLE/ ÍC CXfX 

CON DISCOS FONOGRÁFICOS. PRUEBA GRATIS 

Garantizamos por escrito que Ud. aprenderá correctamente el inglés en poquito tiempo. 
Método nuevo, fácil e interesante. 20 años de éxito. Pida lección de prueba e informes hoy. 

INSTITUTO UNIVERSAL (P80), 1265 LEXINGTON AVE., NEW YORK, N.Y. 



PÁGINA 145 



CINE-MUNDIAL 



ismwf' 




Phyllis 

Elgar 

ESTRELLA DE 

METRO^GOLDWYN 

MAYER 



SOBRESALE entre las estrellas de Holly- 
wood por la tina tersura de su cutis. 
Usted también puede tener un cutis be- 
llo, suave, de una blancura como la nieve, 
y sin una sola mancha, usando la CREMA 
LIQUIDA PATRICIAN PARA LIMPIAR EL 
CUTIS. La consistencia de esta crema hace 
que penetre hasta lo más profundo de los 
poros, removiendo todas las impurezas que 
no es posible remover con agua y jabón. Es- 
ta rica crema tiene un perfume delicado, su- 
blime, tenaz. 

Todas las preparaciones PATRICIAN se 
venden en los principales establecimientos y 
se usan por los más renombrados salones de 
belleza en todas partes del mundo. Si su 
droguista no las tiene, escribanos y le indi- 
caremos el nombre del distribuidor más 
próximo; o remítanos un dólar y le enviare- 
mos un frasco, porte pagado. 

Fabricamos también equipos eléctricos pa- 
ra Ondulación Permanente, desde el pequeño 
equipo casero hasta los equipos completos 
para gran salón. 

Crema Liquida 
PATRICIAN 

Pídase folleto en español de to- 
das las preparaciones Patrician. 

PATRICIAN LABORATORIES, LTD. 

DEPT. C. 17 EAST 48th ST. NUEVA YORK, E. U. A. 





Tora, la estatuaria brasileña; Elena Lande- 
ros, la graciosísima actriz mejicana; Donald 
Reed, Enrique Acosta, Cesar Yanoni, Nica- 
nor Molinare y otros distinguidos artistas. La 
música es de Eva j^ José Bohr; el diálogo, de 
Miguel de Zárraga; y la dirección, de George 
Crone. L^na película de interés, dramática a 
ratos, cómica en otros, y siempre entretenida, 
con el aliciente de las canciones de Bohr que, 
como todas las suyas, no han de tardar en 
¡popularizarse de mundo a mundo. — Don Q. 

"The Sin of Madelon Claudet", sonora en 
inglés, deM-G-M. — Permítaseme una peque- 
ña explicación. A la misma hora en que me 
iban a mostrar esta película, tenía yo cita 
para ir a ver otra, "The Champ", y como no 
poseo don de ubicuidad, se me ocurrió man- 
dar a la taquígrafa de Hermida a que viese 
esta segunda cinta en mi nombre. Así, ob- 
tendríamos el "punto de vista femenino". El 
lector encontrará la opinión úe la niña un 
poco más adelante. 

"El Pecado de Madelon Claudet" consiste 
en explotar a los hombres para sacarles di- 
nero, con el cual la protagonista sostiene y 
da la carrera a un hijo suyo, que no está 
enterado ni del pasado borrascoso de su ma- 
má, ni siquiera de la existencia de ésta. Para 
no escandalizar a los indígenas, se supone que 
todo ello ocurre en París de Francia. 

Helen Playes hace el papel principal y se 
luce caracterizándose de muñequita de la vi- 
da alegre, de expresidiaria y de vieja. El ar- 
gumento, de un sentimentalismo de folletín, 
tiene detalles que sin duda van a dejar satis- 
fecha a la concurrencia, j)or todas partes. 
Los colaboradores de Helen también merecen 
elogio. — Guaitsel. 

"The Champ", sonora en inglés, de M-G-M. 

• — El niño Jackie Cooper, que trabaja en esta 
película con Wallace Beery, es indudablemen- 
te el que más talento tiene entre los intér- 
pretes infantiles del cine. Al terminar la cin- 
ta, todos estábamos llorando. La historia es 
de un boxeador, que se emborracha mucho y 
por eso le pegan en casi todas sus peleas. 
Ese es Wallace Beery. Tiene un muchacho 
que vive con él, en vez de vivir con su mamá, 
de la que el pugilista está separado. El que 
liace de hijo es Jackie y a mí me gustó mu- 
clio todo, aunque lloré como los demás. — 
La Taquígrafa. 

"The Guardsman", sonora en inglés, de 
M-G-M. — ¡Ya pareció un argumento! Y de 
los buenos. Como que es de Franz Molnar. 
5 Quieren Uds. ir a ver ima película superio- 
rísima? ¿Quieren admirar el talento del ar- 
gumentista, lo estupendo de Lynn Fontanne 
y Alfred Lunt como intérpretes y lo mara- 
villoso de la fotografía y de la presentación 
de una cinta extraordinaria? Pues vayan a 
ver este "Guardsman". Y a quien juzgue exa- 
gerados mis elogios, lo autorizo para que me 
escriba una carta insultante. — Guaitsel. 

"Arrowsmith", sonora en inglés de United 
Artists. — La mejor obra de Sinclair Lewis 
(el as de los novelistas americanos que ob- 
tuvo el premio Nobel de literatura el año pa- 
sado) adaptada con tal maña y talento que 
resulta una delicia. Los intérpretes: Helen 
Hayes, Ronald Colman y Richard Bennett. 
Se le recomienda al público, sin restricciones. 
— Don Q. 

"Suicide Fleet", RKO-Pathé, sonora en in- 
glés. — Animadisiiiu) relato de las desgracins 
profesionales y amorosas de tres marinos 
(William Boyd, Robert Armstrong y James 
Gleason) víctimas de las circunstancias. 




ESTUDIE AVIACIÓN 

DONDE 

estudio: linpbergh 



ENSEÑANZA 
EN ESPAÑOL 



América Latina necesita miles 3e pilotos, meca' 
nicos y otros expertos en la aviación. 

Prepárese y gane de ^350 a ?1000 por mes. 

Las líneas aéreas de transporte más grandes del 
mundo están siendo instaladas a través de la Amé- 
rica Latina. Esto ofrece a la juventud de habla 
española una oportunidad jamás igualada en la his- 
toria del mundo. Venga a esta escuela de fama in- 
ternacional, autori;ada por el gobierno americano 
para enseñar Aviación y para traer estudiantes del 
extranjero. Un titulo de esta escuela será la llave 
de su éxito en la aviación. Enseñamos tres cursos 
mecánicos, tres de vuelo y uno por corresponden- 
cia. Este último es gratis para todos los estudian- 
tes. Pida informes absolutamente gratis. 

Lincoln Airplane & FIying School 

Latín American División 
1204 Aircraft Bldg. . . Lincoln, Nebraska, U.S. A. 



M 



Una Nariz de Forma Perfecta 

UD. PUEDE OBTENERLA FACILME^^TE 

pL aparato Trados Mode- 
lo 25 corrice ahora to- 
da clase de narices defec- 
tuosas con rapidez, sin do- 
lor, permanentemente, y có- 
modamente en el hogar. E9 
el único aparato ajustable, 
se.íuro y garantizado y pa- 
tentado que puede darle 
una nariz de forma perfec- 
ta. Más de 100,000 personas 
lo han usado con entera 
satisfacción. Recomendado 
por los médJcos desde hace 
muchos años. Jli experien- 
cia de 18 años en el estu- 
dio y fabricación de Apa- 
ratos para Correp-ir Nari- 
ces está a su disposición. 
Modelo 25-Jr. para los ni» 
ños. Escriba solicitando 
testimonios y folleto gratis que le explica cómo ob- 
tener una nariz perfecta. 

M. TRILETY, ESPEOALISTA 
Depto. 1345 Binghamton, N.Y., E.U.A. 




Para damas y 
cabaüei'os 



PÁGINA 14S 



¡ECONOMICE! 

¿Cuánto pagó usted por este ejemplar 
de CINE-MUNDIAL? 

El precio corriente para el público es 
20 cts. oro americano. 

Pero en Argentina, Uruguay, Paraguay 
y Bolivia no deben cobrarle más de 50 cts. 
m/n argentina o su equivalente en; 

Chile . $1.50 Q. 
Méjico - 50 cts. plata 
España - Ptas. 1.50 

El precio de la subscripción anual cor- 
responde al valor de dies (10) ediciones, 
de manera que al subscribirse usted, no 
sólo recibirá su ejemplar directamente por 
correo todos los meses, sino que también 
se economizará el valor de dos números y 
le obsequiaremos el retrato autografiado 
de su artista favorito en hermoso marco 
leatherette. 

Para más detalles vea la página 150 



Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 




Edmund Lowe y Greta Nissen en una escena de "Camarote de Lu- 
jo" , espléndida hispanoparlante en que colaboran también Myrna Loy, 
Jean Hersholt y Lois Moran. Es de marca Fox y de marca mayor. 



MI REGALO DE RODAS 

(Viene de la página 114) 

dispongo de ninguna otra persona del tipo 
de sangre de usted — contestó el director. — 
I Es preciso que venga! 

Contrariado, accedí. El paciente era un 
joven cubierto de graves heridas a conse- 
cuencia de un accidente autonTovilístico y 
que había perdido una gran cantidad de san- 
gre por una de sus cortadas arterias, antes 
de llegar al hospital. 

Estaba sin conocimiento cuando me lleva- 
ron a la sala de operaciones, al lado de la 
mesa en que le habían tendido. 

Hasta mí llegaban los sollozos de una mu- 
jer que lloraba en el cuarto inmediato. 

— Es su esposa — me explicó brevemente 
el doctor. 

La transfusión fué rápida; y una vez que 
terminó, me senté a descansar en una silla 
contra la pared, porque la pérdida de sangre 
me había mareado im poco. 

El médico examinó cuidadosamente al he- 
rido durante cuatro o cinco minutos y. Anal- 
mente, se volvió hacia mí sonriente y dijo: 

— Ciertamente le ha salvaido usted la vida. 

Tebrero, 1932 



interro- 



• ]~^E modo que se salvará? 

t ^— ^ gué. 

— Sí; pero tendrá que guardar cama lo me- 
nos un mes. ¡Bonita manera de pasar la 
luna de miel! 

— '¡Luna de miel! — comenté súbitamente 
interesado. — ^ ¿Quién es? 

— Un turista llamado Howard — me expli- 
có el médico. — Iba con su novia camino del 
sur; pero su coche resbaló en Park Bridge 
y fué a caer en el barranco de una de las 
curvas. 

— ¿Y su señora? — pregunté excitadísimo. 

— No le pasó casi nada. Sus heridas son 
leves y j'a las enfermeras la han atendido. 
Entiendo que los recién casados son gente 
rica, de modo que impuse doble precio a la 
sangre de usted. Aún así, resulta una "gan- 
ga", ya que de no haber acudido, Howard 
estaría muerto a estas horas. 

Dominando mi emoción, me puse en pie 
y expliqué al doctor: 

— No se preocupe usted por el dinero, doc- 
tor. Soy un antiguo amigo de la señora Ho- 
ward. Basta con que le diga de mi parte 
que éste es mi regalo de bodas. 



Aprenda LaMecáuica 

AUTOMOTRIZ 



:^i 



Y ASEGURE SU PORVENIR! 

El oficio de MECÁNICO AUTOlVíOVILISTA 
ofrece las mejores oportunidades porque hay gran 
demanda por verdaderos mecánicos a los que se 
pagan excelentes sueldos. 

Aprenda En Su Propio Hogar 

No importa que trabaje durante el día; con solo 
dedicar al estudio de nuestro curso media hora 
diaria, APRENDERÁ RÁPIDA Y FÁCILMENTE 
...No necesita ni motor ni automóvil para practicar 
...ni requiere tener conocimientos de mecánica. 

Su Más Grande Oportunidad 
Para In«lependizarse 

con el producto de las reparaciones que empezará a 
hacer inmediatamente que estudie las lecciones pri- 
meras de nuestro curso fácil. 

Instrucción Sobre 

Autos, Camiones, Tractores 

y Aeroplanos 

Aprenderá Ud. con pequeño esfuerzo a ser un 
MECÁNICO EXPERTO de los que ganan los 
mejores sueldos. Pida detalles y el hermoso libro 
GRATIS, profusamente ilustrado, conteniendo in- 
formación sobre el sistema de enseñanza de esta 
Institución seria, establecida hace 25 años. 

Este libro le indicará la ma LIBRO 
ñera de obtener completo éxito _ « ^ - _ 

r ■ ■ ^ Ilustrado 

en un oficio mteresante y re- »■»»*» 

munerativo. ^ramAkA^sS 

Instituto Práctico Rosenkranz 

Dept. 534.R X 4006 So. Figueroa StreeS 

Los Angeles, California, E.O.A> 



CARROUSELES 



Establecidos 



en 1888 




I A más anticua j luciatni m.niiuna de diversión. Mu- 
^ chos de estos carmusdes se pagan por sí" mismos en 
un año. Fabricantes del "LeapinK Lena", el "Bumpy" y 
el "Coche Automático" (Self-steered Auto lude). La sen- 
sación del año en los Parques de Itecreo NorteamtTicanos. 
Pida los últimos catálogos ilustrados, que contienen mu- 
chas mejoras. 

Alian Hersciiell Co., Inc., North Tonawanila, N. Y., E. A. U. 



GRATIS 



Fotografías de todas las 
Estrellas del Cinematógrafo 



■C"NVIE 100 estampillas de correo canceladas y recibirá una 
■'-' fotografía grande aiitosrafiada. 5000 estampillas usa- 
das y enviaremos 50 fotografías. Ofrecemos otros regalos gratis. 
Las estampUlas deben mojarse siempre en agua para quitarles 
el papel y la íoma. No deben separarse del sobre ni se I"- 
deben cortar los bordes. No aceptamos estampillas de Estarles 
"unidos ni de los países europeos, como tampoco las estam- 
pillas de 2 centavos de Cuba. 

GLENDALE STAMP CO. 
I342.C Linden Avenue, Glendale, California. E. U. A. 



ARGUMENTOS de películas 

Si le interesa escribir para el cine y de- 
sea llevar sus creaciones a la pantalla, 
escríbanos sin demora. Informes gratis. 
UTILIDAD 
Apartado 159 VIGO España 

PÁGINA 147 



CINE- MUNDIAL 




El peinarse 
no es un vicio 

Hay quien cultiva el cabello 
en desorden como se cul' 
tiva el vicio, por presumir. 
¿Que grandes hombres como 
Balzac y Beethoven andaban 
despeinados? Pues a imitar' 
los, aunque solo sea por la 
punta de los pelos . . . 

¡Error! Si esos genios vivie' 
ran hoy, usarían Stacomb. 
Nos consta. 

Es insuperable para dejar 
el cabello limpio, flexible, 
peinado para todo el día. 

En farmacias y perfumerías 



UNA MANERA TV/f riTM?T A r> 
FÁCIL DE MODELAR 

SU NARIZ 

87,000 hombres y mujeres han 
usado el Modelador ANITA 
para la narij a fin de mejo- 
rar su apariencia física. Da 
forma a los cartílagos de la 
nariz — en forma rápida, se- 
gura y sin dolor, mientras 
usted duerme o trabaja. No 
importa su edad. Los resulta- 
dos son duraderos. 
Los médicos lo elogian. Poco 
costo. Garantizamos la devo- 
lución de su dinero. 
Pida hoy el Folleto Gratis por 
medio del Cupón al pie. ,j 
Antís-Después ANITA INSTITUTO, ganada en 1923. 

I Dept. 2-16, 617 Central Ave, East Orange, N. J. ■ 
_ (Anteriormente Nexvarh-, N.J.) | 

Sírvanse enviarme, sin obligación alguna, un ejem- ■ 
I piar de su folleto GRATIS. ■ 

I Nombre I 

Dirección | 

Ciudad País ■ 

HÁGASE FOTÓGRAFO 
Gane de ^15 a ^25 al día 

con el únimo moilela No. 55 de nuestra 

Cámara Victorian para postales 

en blanco y negro. 

HACE Potosrafias en Testales mlentra.s 
nti e.spera. No .se refiuiere experiencia. 
Con una de nuestras Cámaras Victorian 
puede I'iL Kanai-se la vida y ahorraf di- 
nero. .Si al rTcsente no está ganando mu- 
cho (BncTo en lo aue Ud. trabaja, o no 
crulere 'Iwllrar t/)do .'m tiempo a este ne- 
KWjio. entonces drxljfpiele tan «61o el tiem- 
po (jue t/UKa dLsrxjnihIe. trabajando los sábados, domingos y 
días ferlado.s, .v ganará más (iue si trabajara en días de semana. 
BENSON DRY PLATE & CAMERA CO., INC. 
166 Bowcry, New York, E.U.A. 
Los Fabricantes y Dittrihuidores Más Grandes 
del Mundo de Productos de Fotoorafías al Minuto. 

Página 148 







U 



CENTELLEOS 

(Viene de la página 98) 

NA broma de Buster Keanto. Durante la 
filmación de "Poseída", invitó a almor- 
zar con él a los protagonistas de la película, 
Joan Crawford y Clark Gable. Y el plato 
principal fué a base de olorosas cebollas. 
(Después del almuerzo, sus invitados tenían 
que hacer ante la cámara la gran escena de 
amor. . .) 

NADIE sabe nunca dónde vive Greta Gar- 
bo, pues acostumbra a mudarse de casa 
casi todos los meses. A veces, hasta ella mis- 
ma olvida su dirección. Sólo sabe que es 
siempre en Santa Mónica, y que nunca paga 
más de 600 dólares de alquiler. Una obser- 
vación: no le gustan las visitas, que se re- 
siste a recibir. Cuando quiere distraerse o 
comentar algo, lo hace con su doncella. 

LA próxima película de José Bohr se titu- 
lará "Dos morenas y una rubia", y será 
una nueva opereta, libreto de Miguel de Zá- 
rraga y música del propio Bohr en colabo- 
ración con su inseparable compañera, Eva 
Limiñana. El matrim.onio Bohr se encuentra 
actualmente en toiiniée artística por Cuba, 
Méjico, Colombia y Venezuela, proponiéndo- 
se regresar a Hollywood en los primeros días 
de marzo. 

CONCHITA MONTENEGRO, que acaba de 
obtener un gran éxito en "The Cisco Kid", 
con Warner Baxter y Edmund Lowe, está 
filmando ahora "The Gay Bandit", con Geor- 
ge O'Brien. Ambas en inglés. 

MIGUEL CONTRERAS TORRES prepara 
tres nuevas producciones: "La noche del 
pecado", "Sobre las olas" y "El moro". ¡Es 
la era de los independientes, que se impone! 
No podía morir el Cine Hispano en Holly- 
wood. 

MIMI AGUGLIA, la gran trágica, sigue ha- 
ciendo papeles insignificantes en los in- 
comprensibles estudios de Hollywood. El úl- 
timo lia sido en la versión hispana de "Bad 
Girl", donde sólo actúa en una escena de me- 
dio minuto y apenas si habla, ante un telé- 
fono, media docena de palabras. . . 

EL Dr. Friedrich Bergius, al que se conce- 
dió recientemente el Premio Nobel de 
Química por sus experimentos en la fabrica- 
ción de alimentos sintéticos — ya puestos en 
práctica en Alemania, su patria — ha decla- 
rado desde Berlín que él puede transformar 
el tronco de un pino en jugosos filetes "Mi- 
gnon". Los innumerables cesantes de Holly- 
wood están de enhorabuena. De ahora en 
adelante ya no tendrán que estacionarse ante 
el Henry's Restaurant, en espera de que algún 
potentado les convide a un café con leche. 
Se irán al pinar vecino. . . en cuanto tengan 
la receta del Dr. Bergius. 

HOWARD HUGHES ha producido "La 
edad del amor", y Andrés de Seguróla, 
que sigue en Hollywood y aun conserva el 
monóculo (pues él fué uno de los pocos sobre- 
vivientes de la crisis) se muestra muy preo- 
cupado, pues él creía, por personal experien- 
cia, que el amor no tiene edad. . . Si se la 
descubren ahora, van a sufrir muchas un 
desengaño. 



CANSADO y RENCO 

D IÑONES débiles son con 

■'■^ frecuencia los culpables. 

Restablezca su activi' 

dad normal tomando 

Pildoras de Foster — - 

evite el riesgo de con' 

traer graves malestares 

de los ríñones. Millares 

^J\ de personas comunican 

•/ prontos y satisfactorios 

resultados. 

PILDORAS DE 

FOSTER 

DE VENTA EN LAS BOTICAS 




$$-Tenga Siempre Suerte-$$ 

6 No es TTd. afortunado en el Di- 
nero. Juego, Amores o Negocios? 
Debería entonces llevar un par de 
Genuinas PIEDRAS IJIANICA,S, 
^^ „ ,^ EOJAS MÍSTICAS DE BHAHJÍA 

?í>^l^feíÍ^^^^S PODEROSAMENTE MAGNÉTICAS. 
'2^~^=^'^'^^^ QjHMjfr-c!.,^-/ Raras, Maravillosas, Compeledoras. 
Atractivas, estas VIVAS PIEDRAS 
IMANICAS son llevadas por perso- 
nas Ocultistas Orientales como un 
Talismán de Poderosa Ftierza. Una 
que evita la Mala Suerte. Perversidad y Desastres y la otra 
para atraer muv Buena Suerte, Amor, Felicidad y Prospeii- 
dad. Especial, solamente $1.97 por las dos con instrucciones 
de mucho \alor gratis. Pague al cartero $1.97 más 15 cen- 
tavos por gastos de correo al recibirlas. Las personas resi- 
dentes fuera de los Estados Unidos sírvanse en\iar Dinero 
en Efectivo, Letra, o Giro Postal. Satisfacción Gaiantizadi, 

se reembolsa el dinero. ¡Usted puede ser AFOIlTUNADO< 

1 Ordene las suvas HOY! 

Dept. 359. P. S. Bureau, P. O.. Box 72, Brookiyn, N.Y.. U.S.A 
NOTA: Absolutamente GARANTIZAMOS el que estas Genui- 
ñas Piedras Imánicas Místicas de Brahttia son VIVAS! Jus- 
tamente lo que Ud. deseaba, puesto que ellas son la verdadera 
Clave. — i PODEROSAS. ALTAMENTE MAGNÉTICAS! 





HIPNOTISMO 



. . . ¿Desearía Ud. poseer aquel misterioso poder 
que fascina a los hombree y a las mujeres, iniluye 
en sus pensamientos, rig.e sus deseos y hace del 
que lo posee el arbitro de todas las situaciones? 
La Vida está llena de felices perspectivas para 
aquellos que han desarrollado sus poderes magné' 
ticos. Ud. puede aprenderlo en su casa. Le dará 
el poder de curar las dolencias corporales y las 
m.ilas costumbres, sin necesidad de drogas. Podrá 
Ud. ganar la amistad y el amor de otras personas, 
aumentar su entrada pecuniaria, satisfacer sus anhe* 
los, desechar los pensamientos enojosos de su 
mente, mejor^ir la memoria y desarrollar tales po- 
deres magnéticos que le harán c;ipa2 de denihar 
cuantos obstáculos se opongan a su éxito en la vida. 

Ud. podrá hipnotizar a otra persona instantá- 
neamente, entregarse al sueño o hacer dormir a 
otro a cualquiera hora del día o de la noche. 
Podrá también disipar las dolencias físicas y mo- 
rales. Nuestro libro gratuito contiene todos los 
secretos de esta maravillosa ciencia. Explica el 
modo de emplear ese poder para mejorar su condi- 
ción en la vida. Ha recibido la entusiasta aproba- 
ción de abogados, médicos, hombres de negocios y 
damas de la alta sociedad. Es benéfico a todo el 
mundo. No cuesta un centavo. Lo enviamos gratis 
para hacer la propaganda de nuestro instituto. Ten- 
ga cuidado de franquear su cart.i con los sellos su- 
ficientes para el extranjero. 

Escríbanos hoy pidiendo el libro. 

SAGE INSTITUTE, Dept. 702E 

Rué de l'lsly, 9, París VIII, France 



Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



r^^^^^^^^-r^^^^^^^^^^^^w^^^^-^^^-r^^-^^^-, 




Hotel 
La Estrella 

129-131 West 74th Street 

New York 

Teléfonos: TRafalgar 7-1750-1751 

NICANOR FERNANDEZ, 
propietario 

CSTE edificio de mo' 
^ derna construcción 
se levanta en uno de los 
puntos más céntricos de 
la metrópoli — al lado de 
estaciones del Elevado y 
Subterráneo y a corta 
distancia de los teatros y 
el distrito comercial. 

Hermosas y amplias ha- 
bitaciones. 

Absoluto confort. 

Gran comedor artística- 
mente amueblado y es- 
pacioso salón de lectura 

EXCELENTE COCINA 
ESPAÑOLA Y CRIOLLA 

Dirección cablegráfica: 
NIKI ' NEW YORK 



PRISCILLA DEAN, después de una larga 
ausencia, vuelve al Cine, pero esta vez 
no la veremos a caoallo y con un par de pis- 
tolas en acción. Va a ser la heroína de "La 
ley del Mar", y con ella trabajarán Sally 
Blane, Eva Southerne y Rex Bell, el novio 
en serio de Clara Bow. 

CARLOS VILLARIAS está recorriendo en 
triunfo los escenarios de la frontera me- 
jicana, presentándose, personalmente, en una 
emocionante obra draculesca, "La venganza 
del muerto", con Lulú Manrique y el popular 
actor cómico Pepe Fernández. Y ahora pre- 
paran el estreno de "El hombre que vio al 
diablo". Se han propuesto competir con 
Laemle, Jr., en eso de asustar al público. . . 
y cobrarle la entrada. 

NUEVO y cómodo procedimiento para ha- 
cer películas parlantes que cuesten poco 
dinero: aprovechar las silenciosas y ponerlas 
diálogo en sustitución de los títulos. (Que es 
lo contrario de lo que se les ocurrió a los 
grandes explotaidores del múltiple mercado 
hispano.) 

EN Hollywood ya no quedan más latinos que 
una docena de ex astros y otra de ex 
extras. De ambos sexos. Pero si la produc- 
ción se reanuda, como ellos sueñan, ¡ya ve- 
rán ustedes qué reproducción! Se van a reír 
del milagro de los panes y de los peces. Aun- 
que es de temer que entonces sobren peces 
y falten panes. . . 

LYA DE PUTTI, actriz húngara, estrella 
de "Variedad" y de otras películas eu- 
ropeas y norteamericanas, falleció en el Har- 
bor Sanitarium, de Nueva York, el 26 de 
noviembre, a consecuencia de una infección 
en la garganta causada por un huesito de 
pollo, infección que se complicó con una pleu- 
resía fulminante. Tenía 32 años. 

Nacida en Vecsy, cerca de Budapest, e hija 
de Constance Hoyos, Lya se dedicó desde 
muy joven al baile, pero durante una toiirnée 
en Alemania hizo su debut ante la cámara 
y al cine se dedicó entonces. Había figurado 
en "La Losa Sepulcral", "El Fantasma", "lio- 
na", "Los Celos", "Manon Lescaut", "Juven- 
tud", "Los Comediantes", "En Nombre del 
Emperador" y "Variedad", por cuenta de la 
UFA. Después, contratada en los Estados 
Unidos, filmó "The Sorrows of Satán", "God 
Gave me Twenty Cents", "The Prince of 
Tempters", "The Heart Thief", "Buck Pri- 
vates" y "The Scarlet Lady". Cuando la sor- 
prendió la muerte, acababa de regresar de 
Inglaterra, donde obtuvo algunos papeles en 
cintas británicas. 

ROBERT AMES, conocido actor del teatro 
y el cine norteamericanos, murió en el 
Hotel Delmónico, en Nueva York, el 27 de 
noviembre. Aunque su última película ("Rich 
Man's Folly") fué filmada por cuenta de 
Paramount, nuestros públicos lo conocen por 
su interpretación de "Holiday", con Ann Har- 
ding y "The Trespasser" con Gloria Sv/anson. 
También figuró en "Rich People", "Maidonna 
of the Streets", "Confession", "Behind Office 
D'oors" y "Marianne". 

Ames nació en Hartford, E. U. A., el 23 de 
marzo de 1889. Había sido casado y divor- 
ciado tres veces y deja un hijo y una hija. 

O NA MUNSON, enamoradísima de Ernest 
Lubitsch, con quien se acaba de casar, hi- 
zo el viaje de Nueva York a Hollywood — 
casi una semana — y de regreso, sólo para 
pasar tres días al laido de su novio, el famo- 
so director alemán. 




De una dicen que es bonita; 
de la otra, que es hermosa. 

Y SIN embargo, son perfectamente 
iguales en belleza natural. La 
única diferencia que hace aparecer 
más atractiva a una de ellas, doquiera 
van las dos, es la misma que produci' 
ría en el aspecto de usted el Embellc 
cedor de Pestañas Maybelline. 

Pruebe este preparado absolutamente ino- 
fensivo. Observe usted misma ante el es- 
pejo cómo oscurece y transforma sus pes- 
tañas, dando a sus ojos, cual por arte de 
magia, un brillo asombroso, una expresión 
profunda y fascinante. 

Nada hay como Maybelline que pueda 
producir tales efectos embellecedores. In' 
sista en que le den la auténtica y con se» 
guridad quedará usted satisfecha. 

Maybelline Sólida Forma 
o Liquida inmune Líquida 
el Agua, en Negro (Inmune 
u Oscuro, 75 cen- al Agua) 
tavos oro, en to- 
das las tiendas 
que venden artícu- 
Forma Sólida los de tocador, 

Maybelline Co., 5900-06 Ridge Ave., Chicago, III., U.S.A. 





Embellecedor de Pestañas - 




A 
G 

E 
N 
T 
E 
S 



HAGAN GANANCIAS VERDADERAS 
APROVECHANDO ESTA BUENA OPORTUNIDAD 

Solicitamos agentes en todas las partes del mundo pa- 
ra vender directamente de Fábrica la linea más variada 
y extensa que existe, de FOTO-JIEDALLONIOS. FOTO- 
JOYEllIA y FOTO-NOVEDADES en GENEKAL. 

Una magnífica oportunidad para establecer su negocio 
propio y obtener buenas ganancias. Escríbanos hoy mis- 
mo pidiendo nuestro Catálogo o Mensaje en Español. — 
GRATIS. 

Establecidos hace 31 años en el mismo giro. La satis- 
facción de nuestro gran número de agentes es su garantía 
de servicio rápido y buena fe en los negocios. 

Garantizamos absolutamente todos nuestros productos y 
BEEMBOLSAMOS su valor si no satisfacen. 

THE GIBSON PHOTO JEWELRY CO., INC. 
833-837 Gravesend Ave., Brookiyn, N, Y., E. U. de A. 

La Casa de Foto-Medallones y Foto-Novedades 

más grande del mundo. 



jPELICULAS HABLADAS! 

INSTAS palabras mágicas atraen público. 
■"-^Empresarios, presten atención. PROTEC- 
TORES PABLANTES VITAPHONE Y MO- 
VIETONE NUEVOS Y RECONSTRUnJOS. 
Oran rebaja en precios — ahora es la opor- 
tunidad de equipar sus teatros. SE SUMI- 
NISTRAN TODOS LOS ÚTILES PAKA 
TEATROS. Pida el catálogo CM. 

S. 0. S. CORPORATION, 

1600 Broadway. New York, N.Y., E.U.A. 

Dirección cablegráfica SOSOtJND. Todas las claves en -usa^ 




Febrero, 1932 



PÁGINA 149 



EL PRECIO 
DEL PUDOR 




Enfermedades 
de las que no 
se hablo . — . 




No 
Compro- 
meta Su 
Salud 



y su felicidad 
por dejarse 
dominar de 
una modestia 
mal entendi- 
da j carecer 
de ciertos infor- 
mes. El Dr. T- F- 
Montague, bien conoci- 
do especialista de Nueva York, ha 
escrito una obra sobre esas enfer- 
medades cuyo verdadero carácter 
hay una infinidad de personas que 
tienen imperiosa necesidad de co- 
nocer en todos sus detalles. Los 
que sufren en silencio y se deses- 
peran por su infortunio pueden ha- 
llar el medio de mejorar su salud y 
prolongar su existencia en las pá- 
ginas de este gran libro. El ]3r. 
Montague divulga la verdad es- 
cueta. Señala, entre otras cosas, 
el fíeligro de ciertos remedios que 
a la larga causan más daño que 
beneficio, y explica el posible de- 
sarrollo de esa terrible enfermedad 
que se llama cáncer como conse- 
cuencia de un tratamiento impropio. 
He aquí un libro que ha de resultar 
una verdadera revelación para mi- 
llares de individuos. 

EL ÚNICO LIBRO EN SU GENERO 

QUE SE HA PUBLICADO 

EN ESPAÑOL 



ESTE CUPÓN LE TRAEBA EL LIBRO 

J. B. LIPPINCOTT CO., Dcpto. CM-2.32 
East Washington Square, 
Philadelphia, Pa., E.U.A. 

Sírvanse remitirme un ejemplar del H' 
bro "Enfermedades de las Que No se Ha- 
bla", por el Dr. J. F. Montague, el famo- 
so especialista de Nueva York, para lo 
cual les incluyo un giro postal internacio- 
nal por Dos Dólares, Oro Americano. 

Nombre 

Ciudad 

Dirección 

País 



CINE-MUNDIAL 

NUESTRO 
CONCURSO 

AUNQUE seguros de antemano del 
éxito de nuestro Concurso de com- 
posiciones musicales, no esperába- 
mos, en realidad, que llegasen en tan gran 
número como las hemos estado recibiendo. 
Cuando estas líneas se escriben, falta toda- 
vía un mes para la fecha de clausura del 
torneo y, si continúan viniendo tangos y 
rumbas en la misma proporción, trabajo le 
costará al jurado decidir la excelencia de 
las dos mejores obras entre centenares. 

Una ves más advertimos que se acepta- 
rán en el Concurso cuantos tangos y rum- 
bas hayan sido franqueados en las oficinas 
postales de origen antes de medianoche del 
31 de diciembre de 1931. Las exigencias 
de impresión y embarque de CINE-MUN- 
DIAL requieren que la revista se redacte 
con cierta anticipación. Esta circunstancia 
explica el inevitable retardo en el anuncio 
de la clausura del torneo y la decisión del 
jurado calificador. 

Hay varios detalles curiosos — aparte de 
la novedad de ver, en el sello de correo 
de las composiciones que de España vienen, 
la efigie de un respetable señor que substi- 
tuye a la del exrey Alfonso. De China, 
por ejemplo, se nos remitió una pieza mu- 
sical. Si es tango o rumba, el jurado lo 
averiguará. Del Ecuador hemos visto lo 
menos diez sobres con composiciones. De 
la Argentina, claro, han llegado, a veces, 
hasta siete en una sola remesa. Del Brasil, 
según se ve por la cancelación, tenemos so- 
lamente cuatro. Y hay gran suma de en- 
víos de Méjico, Cuba y Venezuela. ¡Y las 
que faltan en los treinta días que aun 
quedan! 

Queremos hacer una aclaración impor- 
tantísima. El Concurso de Música iniciado 
por CINE-MUNDIAL no tiene absoluta- 
mente nada que ver con ningún otro tor- 
neo de la América Latina y es independien- 
te y exclusivo de esta revista. Lo hacemos 
constar a fin de que queden debidamente 
protegidos los intereses de nuestros concur- 
santes, y para desautorizar cualquier otro 
torneo que se haya hecho en Hispanoamé- 
rica invocando nuestro nombre. 

Esperamos que, en el próximo número, 
ya sea posible dar la noticia de que, cerra- 
do el Concurso, las piezas remitidas han 
quedado ya sometidas a la deliberación del 
jurado. 



Nota del Gremio 

I (' L señor don Fernando Tamayo, muy co- 
*— ' nocido en los círculos cinematográficos 
y que se cuenta entre los iniciadores de adap- 
taciones de películas al español, tiene a su 
cargo desde hace un par de meses la sección 
de publicidad en castellano de la Columbia 
Pictures. Las dotes del señor Tamayo, sus 
conocimientos en cuestión de cinematografía 
y su experiencia con los mercados hispano- 
americanos, así como sus antecedentes lite- 
rarios, garantizan de antemano el éxito de su 
gestión en su nuevo puesto. 



GCATI/ 

EL CETCATC 

DE fU AKTI-fTA 

E/1V€I3IT€ 

EN hekaío/c 

MARCO 




CINE'MUNDIAL 

tiene el gusto de 

ofrecerle esta oportunidad de obtener la foto- 
grafía autografiada de su artista de cine favorito, 
con hermoso marco de leatherette (cuero arti- 
ficial) como el de la ilustración. Se trata de 
fotografías genuinas (no de reproducciones im- 
presas ni de rotograbado) en tamaño 8 x 10 
pulgadas (cms. 18 x 22) en un hermoso marco 
de cms. 25 x 30, apropiado para el más elegante 
boudoir, para la oficina o la sala. Lo enviaremos 
gratis, porte pago, al recibo del cupón adjunto 
con $2.00 para una subscripción de un año a 
CINE-MUNDIAL, o para extender su subscrip- 
ción por un año adicional si ya está usted subs- 
crito. Envíe HOY su pedido. 



/" CINE-MUNDIAL, 516 Fifth Avenue, 
NEW YORK, N.Y., E.U.A. 

Acompaño $2.00 oro para que me 
subscriban por un año y me remitan a 
vuelta de correo el retrato autografia- 
do de 



•V 



(Nombre de su favorito) 



2-32 

Nombre 

Domicilio 

Ciudad País. 



PÁGINA 150 



^ 

SlJBSCEIPTORES:—Si Vd. está subscrito 
a Cine-Mundial, remita $2.00 para exten- 
der su subscripción por un año adicioncd 
y enviarle el retrato. 

OBTENIBLES MEDIANTE NUESTROS 
AGENTES EN TODAS PARTES 



Febrero, 1932 



CINE-MUNDIAL 



El 



apetito está en la variedad, 

El más apetitoso y apetecido 
de los desayunos 



MAÑANA sorprenda a su familia con un 
ta:;ón de dorados Kellogg's Corn Fk' 
kes — rematado con jugosos fresones 
o fragantes fresas. 

El Kellogg's Corn Flakes es sobre todo ape- 
titoso cuando se sirve con fruta fresca o en 
conserva ¡Ninguna combinación tan saluda- 
ble como ésta para dar variedad al desayuno! 

También es un excelente plato a mediodía 
— ya cualquier hora — especialmente para 
los niños. 

Estas crujientes y tostadas hojuelas de maíz 
son tan nutritivas y sabrosas como fáciles 
de digerir Endúlsanse con azúcar o miel. 
Kellogg's Corn Flakes — siempre a punto de 
servirse — no hay que cocerlo. 

Pídalo en su tienda de comestibles — fresco 
como salido del horno — en su paquete verde 
y rojo de Kellogg. 




KELLOGG' S CORN FLAKES 

es aún más exquisito con fruta fresca o en con- 
serva: fresas, plátanos (bananas), etc. — o 
miel. Sírvase siempre con leche fría o crema. 




J 




JEAN HARLOW, exquisita beldad 
rubia que aparece en la cinta de 
Columbia Pictures "La Jaula de 
Oro", usa para su correspondencia 
personal una Parker Duofold. 




ean Harlow, la nueva beldad de 
Hollywood/ elige la bellísimo plumo 



Hay Plumas-fuen- 
te Parker en verde 
y perla de lujo, y en 
multitud de otros 
primorosos y bri- 
llantes colores. 



POR todo el mundo, U Parker Duofold es aclamada como 
' la más hermosa de las plumas. ..la última palabra en lu- 
josa facilidad para escribir, en refinamiento de acabado, en gra- 
cioso equilibrio y en atractiva apariencia. Y, universalmente, 
todos los que exigen siempre lo mejor para su uso personal, se- 
leccionan para propio regalo una pluma-fuente Parker Duofold. 

Pruebe Ud. por sí mismo la extraordinaria facilidad con que el 
refinamiento exciusivo de "acción sin presión" hace que la 
Parker escriba. Cualquier buen establecimiento le-dará ocasión 
de probar, personalmente, esa facilidad para escribir; y tam- 
bién le enseñarán otros refinamientos exclusivos, que sólo la 
pluma-fuente Parker Duofold posee. Porque esta pluma tiene 
cuarenta y siete características patentadas que no se hallan en 
otras plumas-fuente, sea cual fuere su precio. 

Ninguna otra pluma tiene un depósito tan grande para la 
tinta, ni el mismo sistema de aspiración, hermético y disimu- 
lado, ni el asegurador en la extremidad del cañón para que no 
sobresalga mucho . . . Estos son refinamientos patentados; ex- 
clusivos de la Parker. 

Pida Ud. que le enseñen el surtido de plumas-fuente, 
lapiceros y juegos de escritorio de Parker Duofold. Y, 
para obtener todavía mejores resultados, use "Quink", 
la tinta descubierta por Parker, de secamiento rápido, 
sin sedimento ninguno, de todos colores y en azul 
lavable. De venta en todos los buenos establecimientos. 
Distribuidores al por mayor en todos los países del globo. 

THE PARKER PEN COMPANY, JANESVILLE, WIS., E. U. A. 



féLr^^'j :.''.&, 




■UV N 




-^^^^ 



MARZO, 
1 9 3 




C I N E - M U N D I A L 



■<í>.^ 




CONFIANZA . . . 

[Qué inefable emoción sentimos contemplando 
a la paloma llegar hasta nosotros llena de gracia 
suave y de infinita confianza! 

Con lealtad probada a través de los años la 
Cafiaspirina se ha captado la más atsoluta con- 
fianza de todo el mundo. Esto es perfectamente 
lógico porque la calidad y pureza inalterables 
de este famoso analgésico están amparadas por 
la noble, segura y respetable Cruz Bayer. 



La Cafiaspirina es el analgésico por excelen- 
cia para aliviar aolopes de caneza, 
resfriados, jaquecas, neuralgias, 
trastornos femeninos, reumatismo 
y malestares en ¿eneral. » » » 




C I N E - M U N D I A L 



Disfrute de los programas 

que vienen de lejanas tierras 

Con esta Nueva Radiola Universal— 2 Receptores euT 




DOS RADIOS 

ElV UNO 

Modelo R-23 

Onda corta para recibir programas da 
lugares lejanos— onda larga para la recep- 
ción local más fina que Ud. haya oído . . . 
combinadas en un instrumento de precio 
moderado. 



¡YA ESTÁ AQUÍ ! ¡El radío de doble acción 
que ha estado usted esperando ! ¡ Dos receptores 
en uno! ¡Onda corta para estaciones lejanas! 
¡Onda larga para estaciones cercanas ! 
¡ Esta nueva Radiola Universal pone a su alcance 
los programas notables que mandan por el aire 
las grandes estaciones difusoras del mundo! ¡Y 
así también usted oirá las estaciones locales con 
una claridad que nunca ha conocido ! 
Con este instrumento disfrutará usted del radio 
más que nunca— y todo esto por menos precio— 
pues estos dos receptores se han combinado en 
uno obteniéndose un ahorro de consideración. 
Venga a visitarnos y le haremos una demostra- 
ción sensacional de éste y otros excelentes ins- 
trumentos RCA Víctor . . . ¡ Hágalo hoy mismo ! 



Reciba los programas lejanos con 
este nuevo Convertidor RCA 
Víctor perfeccionado . . . fácil- 
mente conectable al aparato de 
radio que tenga Ud. actualmente. 



RCA Víctor 





NUEVO 

RADIO-FONÓGRAFO 

Modelo RE- 18 

Un radio superheterodino 
de 9 tubos, encerrando los 
nuevos 10 puntos RCA 
Victor de sistema de tono 
sincronizado ... un fonó- 
grafo de nuevo modelo con 
motor de dos velocidades 
que puede tocar los discos 
de larga duración o los 
discos ordinarios ... la 
mejor adquisición en la 
historia de l.i RCA Victor. 



RADIOS . . COMBINACIONES DE RADIO Y FONÓGRAFO . . DISCOS VÍCTOR 

Marzo, 1932 Página 155 



ion 



C I N E - M U X D I A L 



PKíUnTAVr KSPUESTAS 




Primer Parrafito. integrado por direcciones de las empre- 
sas que filman películas. Con esas empresas trabajan los 
astros, estrellas, luceros, nebulosas y soles del cine y ahí 
reciben cartas. A saber, Paramount, Paramount Building; 
M-G-M, 1540 Broadway; Fo.x, 850 Tcnth Avenue; RKO- 
Pathé y Radio Pictures, 3 5 West 45th Street; United Ar- 
tísts, Columbia Pictures y Tiffany, 729 Seventh Avenue; 
Universal Pictures, 730 Fifth Avenue; Warner Brothers y 
First National, 321 West 44th Street. Todas, en Nueva 
York. 

Sally, Buenos Aires. — Para que veas que realmente soy 
tu amigo, te mandaré, gratis absolutamente, el número 
que quieres. En cambio, tú eres una mala persona que no 
cumples tu ofrecimiento de enviar la arrebatadora efigie. 
No me parezco al muñeco: soy todavía más feo. No sé 
cuando salga Rubin a danzar en el lienzo. Silvia Sidney, 
aunque joven, lleva varios años de triunfar en el teatro; 
de modo que su debut victorioso'" en la pantalla no ha 
sorprendido a nadie. Ya la contrató Paramount. Es neo- 
yorquina y, en un número anterior, expliqué que su papá, 
dentista, tiene su consultorio muy cerca de nuestra redac- 
ción, i No; no eches por la ventana el Telefunken de 
cuatro lámparas! Quizá alguna vez te llegue por el aire mi 
voz que te canta una oda... Aguarda, mujer, que estamos 
en época de grandes prodigios. 

Cookie, Cuba. — Como no he visto "Cheri Bibi", no 
puedo contestarle con certeza; pero sí sé que Ernesto Vil- 
ches es el intérprete principal de la producción. ¿La saco 
de dudas o me meto en un lío con esta respuesta insulsa? 
Juan de Malas, Santa Marta, Colombia, después de afir- 
mar que 

Si un bebé tiene Joan 

y Bebé también 

me parece muy bien 

mostrarlos en CINE-MUNDIAL 
me pide el nombre de una marca de iabón y la fotografía 
de María Alba. ¡ Y luego dicen que mi e.\istencia no tiene 
complicaciones! 

Un nene tiene Bebé, 

pero Douglas y Joan 

no han. 

En cuanto el retrato esté, 

su sonrisa admirarán 

nuestros lectores, Juan. 

Y dispénseme usté. 
Respecto al jabón, pongamos que sea el de Reuter y pase- 
mos a ia fotografía de María Alba, que no puedo mandar 
yo, pero que le remitirán de la Fox (aunque no sea pre- 
cisamente la que quiere) si la pide siguiendo las instruc- 
ciones del "'Primer Parrafito." 

Un Conde, Santa Clara, Cuba. — Prometo sacar el re- 
trato de Rene, en cuanto él me mande la fotografía que 
me ofreció para el caso. Ramón Peón ha filmado en va- 
rias películas, pero no recuerdo los nombres. Ya hará 
más, porque es emprendedor. 

Sólita, Puerto Limón, Costa Rica. — 

Si por restarle tristeza 

a tu nombre, Soledad, 

llamante todos Sólita, 

apuesto a gxíc eres bonita 

y llevas en la cabeza 

yrandisiraa variedad 

de ilusiones (dinamita 

cuando con Amor tropieza 

y mucha tranquilidad 

a la existencia le quita). 

Se echa de ver, además, 

que talento en cantidad 

tienes, y filosofía. 

¡ Vaya ventura la m ia 

en contar con tu amistad! 

Aunque quejarme podría 

de escasa fidelidad, 

atribuyóla a pereza 

viniendo de una amifjuita. 

Ahí, perdonada estás. 

Acepta mi compañía 

cuando te sientas . . . Sólita. 

Un Lector Anónimo, Gutiérrez Zamora, Méjico. — Lo 

menos c)ue podíamos hacer era leernos de cabo a rabn todo 
lo que Ud. se tomó el trabajo de copiar. Y nos lo leímos 
integro. Y nos dejó pasmados tanta sabiduría. Pero queda 
en pie el problema para quienes habitamos en el extran- 
jero. Si "mexicanos" se escribe con equis (y a mí, per- 
sonalmente, me parece que así se debe escribir después de 
digeridas las razones que Ud. nos expuso en su copia) 
¿cómo se pronuncia para que los mecsicanos que andan 



por aquí no le lancen a uno pedradas a la cabeza? 

Isabel, Lima, Perú. — En 'Pare, Mire y Escuche", in- 
tervinieron, además de Larry Scmon, Dorothy Dwan, Ma- 
ry Carr, \\'illiam Gillcspie, Lionel Belmorc, B. Brinn, 
BuU Montana, Babe Hardy, C. MacHenry y Josef Svvic- 
kard. En "¡Vaya un Desfile!", Larry Semon, Edward 
Hearne, Robert J. Graves, Hazel Hovvell y Hugh Fay. El 
director de la película "The Adventurer" se llama Viast- 
cheslav Tourjansky. Asi se llama de veras; no crea usted 
que puse el codo sobre la máquina de escribir, Isabelita. 
En cuanto al director de la otra película, nadie me supo 
dar razón en la Universal, ni tengo yo el nombre en mis 
archivos. ¿Me dispensa? 

M. E. H., Montevideo. — El director me pasó su carta, 
porque él no contesta sobre asuntos de cine. No podemos 
mandar fotografías. Debe Ud. solicitarlas de las empresas 
productoras cuya lista doy en el Primer Parrafito, y estoy 
seguro de que se las remitirán si Ud. especifica qué esce- 
nas prefiere. 



33-3-33, Lima. — Mal número pero magníficos senti- 
mientos. Ahora, que nadie opina como Ud. Lo cual pue- 
de ser una ventaja si Ud. está en un Círculo Artístico y 
una desgracia si topa con algún bilioso aficionado ai 
cine. Por otra parte, le aseguro que yo no he mandada 
ninguna película a la América Latina, ni en inglés ni de 
ningún modo. Palabra de honor. 

Miss Gaveta, Santa Ana, Salvador. — 

Navarro fihna con Greta 

una producción de nota ... . 

y a mí me lleva Pateta 

pensando que "Miss Gavota" 

es sin duda piz2ñreta 

y de los bailes devota 

y yo carezco de treta 

para bailar . . . una jota 

con vihuela y pandereta 

a su lado. ¡Ilusión rota! 
Chu-Chi-Ta, Méjico. — A John Boles no le ha pasado 
nada. Sigue filmando y cantando. Ahora lo tiene contra- 
tado la Fox y pronto sin duda lo veremos con Janet Gay- 
nor o alguna otra guapa moza. No, no lo conozco perso- 
nalmente; pero le prometo el retrato. Es tejano; nació el 
27 de octubre de 1898. Casado y con dos hijos. Antes 
de figurar en películas, fué cantante de opereta. Sus ojos 
son azules y su cabello castaño. Mil gracias por el último 
rengloncito. 

Un Conde, la Habana. — Y van dos. Otra vez le agra- 
dezco su carta y la fotografía; pero no corre de mi cuenta 
seleccionar todas las que en la revista aparecen. Es justo, 
no obstante, hacer notar a Ud. que la primera que recibí 
llegó casi partida en dos por no traer cartón protector y la 
segunda está todavía más maltratada. 

Amigo Nirgüeño, Venezuela. — 

Gracias por decir en verso 
bien medido, audaz y terso 
que, de esta redacción, 
lo mejor es mi sección. 
Lo mismo yo he sospechado 
tiempo há y hasta he tratado 
de que los donas convengan 

(Continúa cu la ['agina 220) 



yy(i crol 


lianas 


Por Rafael 


de Z a y a s 


E n r i q 


u e z 


La Jurisprudencia es ciencia 


¿Qué es la nieve alegría del invierno? 


en la que el arte entra en mucho, 


Si esto es verdad, entonces el fuego eterno 


entra poco la conciencia. 


debe ser la alegría del infierno. . . 


y es necesario ser ducho 


i Cuerno ! 


en probar que el hijo es suegro. 




que es igual cojo que manco, 


o • • 


que todo lo blanco es negro 


/ J J 


porque no hay negro ni blanco. 


Pruébame que es bueno el odio 




y aprenderé entonce a odiar; 


• • • 


pero si no me convences 




déjame, déjame amar. 


Dos cosas grandes el mundo 




tiene, a mi modo de ver; 




la primera es la mujer, 




y después el mar profundo. 


Después que hizo Dios al hombre, 


Hay una cosa sublime : 


como lo formó de barro. 


el amor que el alma llena, 


se fué en busca de una fuente 


fuente de placer y pena. 


para lavarse las manos. 


que exclaviza, o que redime. 




Pero hay algo superior : 


• • • 


el vijio, que hace olvidar 




a la mujer y la mar 


Las mujeres de otro tiempo 


y las penas del amor. 


caminaban cautelosas; 




pero las de ogaño avanzan 


■ r /• : 


"con paso de vencedoras." 


No esperes tener fortuna, 


• • • 


Clarisa, en lides de amor. 


Predica, como Juan, en el Desierto, 


porque eres como la luna, 


que no es la soledad, sino es el campo. 


que alumbra sin dar calor. 


en que gentes ignaras van errantes 


• • - • 


de un apóstol la prédica esperando. 

• • • 


No por disputarme el lauro 


j j j 
Fué un bienaventurado 


mi nombre llenes de oprobio; 


(luien temprano murió, 


ve que es capaz un microbio 


poroue no conoció 


de dar muerte a un dinosauro. 


de ía vida el infierno despiadado. 



Enicrcd as secf.nd-claís mattcr Octobcr 7ih, 1920, at ihc Post Office at New York. N.Y., undcr ihe Act of March 3rd, 1879.— March, 1932. Vo!. XVII No. 3.— Additional Entry at 
Duncllcn, New Jersey, Authonzed.— A mcnthly published by Chalmcrs Publishing Company at 516 Fifih Ave.. New York. N.Y.— Subscription Price: ?2.00.— Single Copy: 20 cents. 



PÁGINA 156 



Marzo, 1932 



CINE-MUNDIAL 




lyUii^tü. al "cepillo rojo", al mismo 

tiempo que se obtiene mayor blancura 
para los dientes, con IPABÍA, el moderno 

dentífrico! 



SI se observan las encías páli- 
das, esponjosas, y al lim- 
piarse los dientes aparece el 
cepillo ligeramente teñido de 
rojo, ténganse muy en cuenta 
estas señales, tal vez de un pe- 
ligro muy próximo. La salud 
de ellas está amenazada por 
enfermedades quizá serias. 

Los higienistas modernos están 
de acuerdo en que una de las cau- 
sas primordiales de estos males 
es nuestra alimentación moder- 
na, a base viandas blandas, de 
dulces, cremas y otras golosinas 
que no obligan a hacer un trabaj o 
de masticación a nuestros dien- 
tes y que no estimulan las encías 
con el masaje natural de una 
masticación vigorosa. Día a día 
las encías van debilitándose 
(perdiendo su estado saludable), 
hasta que finalmente aparece la 
tan temida señal: "el cepillo 
rojo" (las encías sangran) y se ve 
que el peligro es inmediato. 





La Ipana presta 

valiosos servicios para conservar 
no sólo los dientes blancos, sino 
las encías saludables, y es por lo 
quehamerecido la preferencia de 
los odontólogos en todas partes. 



PASTA dentífrica 



Al limpiarse los dientes, dése 

siempre un masaje vigoroso 

en las encías con Ipana. Este 

dentífrico está recomendado 

por centenares de dentistas, 

no sólo para los dientes, sino 

para las encías. 

Tenemos a la mano, por fortuna, 
una pasta cuyos ingredientes 
científicamente combinados 
prestan grandes servicios para 
conservar la salud de las encías, 
y prevenir así enfermedades que 
no sólo son repugnantes, sino 
peligrosas para la salud en gene- 
ral. El uso diario de Ipana ayu- 
da a mantener a usted sus encías 
sanas y sus dientes firmes. Tiene, 
además, el aliciente de que su 
sabor es agradabilísimo, y resul- 
ta un verdadero placer usarla. 

IPANA 



BRISTOL-MYERS CO. 

Nueva York 



^ue/za para Y./ict{is ^¿er/ias 



Marzo, 1932 



PÁGINA 157 



CINE-MUNDIAL 



¿Es éste, en realidad, 
el drama más humano 
y conmovedor que se 
haya presenciado en 
la pantalla? 

Indudablemente. Y la prueba es que 
triunfa hoy en Broadway como la sen- 
sación suprema de. la temporada. De 
los mágicos estudios de California ha 
venido una película tan emocionante, 
de sentir tan hondo, que está destinada 
a la inmortalidad. ¡Este niño, que tenía 
una fe ciega en su padre, un ídolo caído! 
íCómo se estrujará vuestro corazón al 
verle lidiar, con la sonrisa en los labios 
y el tierno corazoncito dolorido, las 
luchas del autor de sus días! ¡Wallace 
Beery . . . más maravilloso que nunca! 
¡Jackie Cooper ... la estrella infantil, 
con los cambiantes aspectos del cielo en 
su rostro! jKing Vidor . . . dirigiendo 
cada momento y cada expresión con su 
arte exquisito! i No es de admirar que 
"El Campeón? se haya puesto a la van- 
guardia entre las producciones más in- 
tensas de la pantalla! 

Campeón 

Dirigida por el creador de 
"El Gran Desfile" 

KING VIDOR 

Con dos gloriosas estrellas 

Wallace BEERY 
Jackie COOPER 

Metro-Goldwyn-Mayer 

"Siempre en los mejores cinemas" 




PÁGINA 158 



Marzo, 1932 



^^6 -2 mzV 




Asoma la seductora 

sonrisa de Helen 

Mack, nueva estrella 

de la Fox. 



Peggy Shan- 
non, de Para- 
mo un t, con 
mantón y pos- 
tura de ole. .. 



REVISTA MENSUAL 
ILUSTRADA 

Director: F. García Ortega 

Jefe de Redacción: F"^"- J, Ariza 

Gte. de Anuncios: William J. Reilly 

Gte. de Circulación: J. A. Cordero 



Vol. XVII / Núm. 3 

MARZO, 1932 



-índice- 

DoROTHY Jordán Portada 

Por José M. Recoder 
Preguntas y Respuestas 15r. 

Microbianas 15G 

Por Rafael de Zayas Enriquez 

I Sabían ustedes que . . . ? 160 

Por Arroyito 

En Broadway 161 

Por Jorge Hermida 
Plata no : platino 165 

Por Eduardo Guaitsel 
Centelleos 166 

Por Don Q. 

Nuestra Opinión lYO 

Lo que Visten las Estrellas 172 

Hollywood 175 

Por Don Q. 

Mundiales 186 

Massouda, Hija de Ouled-Nail 190 

Por Luis Antonio de Vega 
La Mujer Ante el Espejo 192 

Por Elena de la Torre 

Nuestro Concurso 196 

Los Niños 197 

Por Elena de la Torre 
Consultas Grafológicas . . , , 200 

Por J. Jiménez 
Psicoanálisis 202 

Por F. Giménez 

De mi Estafeta 204 

Por M. de Z. 

Ciencia Doméstica 214 

Por Elena de la Torre 

Nueva York Musical 218 

Por Luis A. Delgadillo 




Esta revista circula en todas partes. Precios: 
en España y Portugal, 15 pesetas la subscripción 
anual y Ptas. 1.50 el número suelto; en Méjico, 
5 pesos plata mejicana la subscripción anual y 50 
centavos mejicanos el número su-lto; en Argen- 
tina, Bolivia, Chile, Uruguay y Paraguay, 5 pe- 
sos moneda argentina la subscripción anual y 50 
centavos argentinos el número suelto; en el res- 
to del mundo, dos dólares la subscripción anual, 
y 20 centavos oro americano el número suelto. 

CASA EDITORIAL DE CHALMERS 

F. García Ortega, Presidente; Alfred J. Chalmcrs, Vice- 
presidente; Ervin L. Hall, Secretario y Tesorero. 

516 Fifth Avenue, Nueva York, E.U.A, 

Oficinas en Londres: PARAMOUNT PUBLICITY 

65 Fleet Street, London E. C. 4 ' 






Ya la vimos al espejo 
en la portada. Aquí, 
suelta de cabellos, la 
contemplamos en la 
azotea de su casa de 
Hollyívood : Dorothy 
Jordán, de M-G-M. 





Vista completa de la es- 
palda de Carol Lombard 
y que prueba que el re- 
verso es tan atractivo co- 
mo el anverso. La niña 
sigue con Paramount. 




ík.)», 



CINE-MUNDIAL 




. . . cualquier policía 
de Nueva York puede 
darle la dirección de un 
lugar donde se venden 
bebidas ? 



¿Sabían 

ustedes 

que,,. 

Por 

Arrovito 




. . . los negros neo- 
yorquinos son los 
que visten los trajes 
más raros del 'inun- 
do? 




. . . en Harlem, los fili- 
pinos son los que más 
dinero se gastan con sus 
amigas. . .? 




. . . en las funerarias 
de Nueva York los 
muertos son pasados 
"por un un salón de be- 
lleza . . .? 



. . .en el barrio "latino" 
de Harlem se juega a "la 
bolita" como en las Anti- 
llas? 



PÁGINA 160 



Marzo, 1932 



C I N E - M U N D I A L 





"CH 



Q^tf**f^ 



A PESAR, de la crisis y del hambre, en 
"**■ los Estados Unidos seguimos siendo 
conservadores y nos inspiran admiración 
todos los gobiernos reaccionarios del mun- 
do, especialmente el del amigo Mussolini, 
que es nuestro ídolo predilecto. 

No transigimos con las clases bajas. 

La ingratitud de los españoles con su 
simpático y bondadoso rey, tan querido 
entre nuestras familias de abolengo, nos 
hi::o muy mal efecto y por un poco Mr. 
Stimson manda una nota de protesta al 
Papa o a la Liga de las Naciones. Gra- 
cias a que casi al mismo tiempo llegó la 
noticia de la caída del gobierno obrero 
inglés, y eso tranquilizó y puso de buen 
humor a nuestro benemérito Secretario de 
Estado. 

Esta tendencia a que aludo es general en 
Norte América, donde el patriotismo es 
algo sublime aun entre los ocho o diez mi- 
llones que recorren las calles sin trabajo, y 
hasta individuos que no saben en qué par- 
que van a dormir la próxima semana re- 
velan un amor profundo por el principio 
de autoridad, y se indignan en cuanto se 
les habla de radicalismos. 

Así es el pueblo yanqui de esta época, 
tan noble, tan respetuoso hacia la aristo- 
cracia y tan enemigo de la chusma, ante 
cuya inteligencia hay que descubrirse re- 
verentemente. 

■ir ir 

TINA de las desgracias del Cine es qxie 
está dominado por las faldas. Reco- 
nozco que las señoras deben tener voz y 
voto y que sin ellas no se puede dar un 
paso; pero todo hasta cierto punto y dentro 
de los límites normales. 

Si se va a afeminar por completo el Arte, 
ni las mismas mujeres irán al teatro — que 
es lo que empieza a suceder en la actua- 
lidad. 

Precisamente esta mañana fuimos a ver 
"oficialmente" a un actor célebre. Los úni- 
cos machos éramos el amigo Guaitsel, el 
artista entrevistado y yo; todos en medio 
de quince o veinte señoritas redactoras de 
diversas edades y calibres que monopoliza' 
ban la conversación, hacían preguntas in- 
sulsas y no dejaban abordar asunto alguno 
que pudiera interesar a un adulto. 

Así anda el tinglado. 

Los críticos, los que escriben para el Ci- 
ne, los que escriben del Cine, los que cen- 
suran el Cine • — con faldas en avasalladora 

Marzo, 1932 



mayoría y envolviendo continuamente el 
espectáculo en una atmósfera de cretinismo 
infantil. 

■¿r ú 

P^L país donde mayor número de películas 
■'-' se produce al año no es Rusia, ni Ale- 
mania, ni Francia, ni los Estados Unidos: 
es el Japón, según la última estadística. 

La cantidad de cintas que los japoneses 
estrenan en sus teatros asciende al doble 
o al triple de la que sale de los talleres 
americanos. 

Se trata, naturalmente, de material ba- 
rato, ya que en Oriente no hay quien se 
gaste arriba de cinco mil dólares en filmar 
un argumento. 



* 



Cambiando el tema, pero sin apartarnos 
de los japoneses, resulta curioso observar 
la propaganda que hacen con motivo de la 



invasión de Manchuria. 

Aquí publican dos o tres diarios ilustra- 
dos y en buen inglés para justificar todos 
sus movimientos. Circulan entre las auto- 
ridades y la gente influyente en general. 

Cada vez que avanzan unas cuantas mi- 
llas o toman por asalto una nueva ciudad, 
explican lo ocurrido insinuando que siguen 
el ejemplo de los americanos que, aun ante 
provocaciones menos violentas, tuvieron 
que asumir actitudes hostiles en Nicaragua, 
Santo Domingo, Haití o Veracruz. 

■¿V * 

pOCKEFELLER y unas cuantas compa- 
-^^ nías cinematográficas — más o menos 
quebradas — han empezado a construir aquí 
en la Quinta Avenida una serie de edificios 
gigantescos que van a conocerse con el 
nombre de "La Ciudad del Radio". Las di- 
ferentes moles ocuparán un par de man- 
zanas donde antes había centenares de 



Mickey Walker visto 
por el caricaturista 
Carreño. — El próxi- 
mo contrincante del 
campeón mundial 
Max SchmeUng es 
veterano de distintas 
categorías y hoy pe- 
sa alrededor de 170 
libras. Es casi segu- 
ro qwe el encuentro 
se efectúe^ cdlá para 
Marzo o Abril en la, 
ciudad de Miami. 







PÁGINA 161 



CINE-MUNDIAL 




a. . . Martínez Sierra, porque su 
mamá es la mejor producción 
que lia salido en castellano de la 
Capital del Celuloide, de donde 
se han exportado tantos adefe- 
sios con vista a la América ha- 
tina. 



tiendas y viviendas, y una madriguera de 
cafetines clandestinos. 

"La Ciudad del Radio" tendrá dos tea- 
tros — uno de ellos el más grande del mun- 
do, con cabida para siete mil quinientas 
personas. 

Veremos cómo lo llenan. 

Estará al frente Rothafel, el "Roxy" de 
la fama, con un sueldo de $5000 semanales 
que ya viene cobrando desde hace un año. 

Este jugoso salario lo paga íntegro Mr. 
Rockefeller, según pudo confirmarse re' 
cientemente cuando un accionista indigna' 
do acusó de tirar el dinero a una de las 
empresas me2,cladas en la combinación. 

De dónde van a sacarlo, y dónde encon- 
trarán público para ese local monstruo en 
este Nueva York con sus. millares de espec- 
táculos funcionando noche tras noche, es 
uno de los misterios de esta era hoove- 
riana. 

Este Roxy revela de lo que es capas la 
publicidad, si le da a uno por ahí. 

Hace diez años escasos, era el empresario 
de un Cine de barrio en una ciudad del 
interior, y recuerdo que de continuo nos 
enviaba unos artículos bastante pedestres 
para que se los publicáramos en el "Mov 
ing Picture World", semanario que esta 
casa editaba entonces. 

Aquellas latas, que, entre burlas, manda' 

PÁGINA 162 



Un Saludo 
desde Hollywood 




ban los redactores a la imprenta, fueron el 
principio de estos cinco mil cocos semana' 
les que ahora está ganando. 

T AS librerías de Nueva York están reple- 
-'-' tas de obras sobre Méjico, que, de mo' 
mentó, es el país de moda entre los yanquis. 
Hay de todo y para todos los gustos: tra' 
tados de música, de pintura, de bailes pe 
pulares; descripciones de viajes, de batallas 
y de revoluciones; ensayos sobre la poten- 
cia alimenticia de las tortillas con frijoles, 
odas a las enchiladas y estudios sobre cier' 
tas vitaminas que ahora dicen que tiene 
el pulque. 



•h 



•ir 



T OS artistas de Cine que hoy ejercen en 
los Estados Unidos mayor atracción so' 
bre el público son Wallace Beery y Mau' 
rice Chevalier. Ahí se van, y sería difícil 
decidir cuál de los dos está a la cabeza. Les 
sigue de cerca Clark Gable, desconocido 
hace un par de años. 

pON sus negocios organizados de manera 
^ que puede ausentarse por tiempo indc 
finido cuando le de la gana, Luis Ángel 
Firpo ha resuelto retornar al teatro de sus 
antiguas hazañas, y nada tendría de extraño 



a... Perelló de Seguróla, 
porque después de haber 
cantado toda su vida de 
bajo, se presenta ahora con 
voz de barítono y pronto 
debutará como tenor. 



que se nos apareciese en Nueva York en 
plan de guerra antes de finahzar el verano. 

Un representante nuestro, que acaba de 
regresar de Buenos Aires, habló con él va' 
rías veces y dice que su obsesión es Nueva 
York — oír de nuevo el griterío ensordc 
cedor de la turba, las sirenas de las am' 
bulancias y el piafar de los caballos de los 
polizontes; ver los enormes focos y las ba' 
terías de máquinas de escribir y aparatos 
telegráficos; y trasponer una vez más las 
cuerdas de un cuadrángulo metropolitano 
ante el rugido de cien mil espectadores. 

La idea no es mala. 

Mis noticias indican que Firpo estaría lis' 
to para pelear con dos o tres meses de 
brega. 

El pugilista argentino no bebe, no fuma, 
no trasnocha, no se preocupa por nada (eso 
es muy importante) , y es parco en todo. Es 
de poco comer, a pesar de la leyenda hih 
vanada por los periodistas yanquis alredc' 
dor de su pujanza gastronómica. 

Está ágil, saludable como un roble, y su 
peso hoy no debe exceder de 250 libras. 

¿Por qué no se decide, y embarca para 
acá? 

Yo le garantizo que no pierde el tiempo 
y que por lo menos se lleva $.i00,000 — ■ 
con una sola pelea. 

Por ahí anda Dempsey dando trompadas 
por el interior y preparando el terreno. 

Marzo, 1932 



Hall 



C I N E - M U N D I A L 



Un encuentro con el en Septiembre sería 
sensacional, y la entrada, con crisis y todo, 
no bajaría de un millón de dólares. 



A propósito. 

Acaba de divulgarse que la noche del 
encuentro entre Firpo y Dempsey se esfu- 
maron $81,000 de la taquilla del Polo 
Groiinds. 

Nadie sabe quién se los llevó, o cómo 
sucedió el percance, o cuál fué el motivo 
de la desaparición. Los que intervinieron 
en el asunto callan de mutuo acuerdo cuan- 
do se toca este punto. 

Lo único cierto es que hubo un momento 
en que los $81,000 anduvieron por el aire, 
y que un tal McQuade, a la sa;ón tesorero 
de los "Giants" y juez hasta hace poco, se 
lanzó por esas calles de Nueva York y re- 
eresó al poco con el dinero. 

McQuade pide ahora ante los tribunales 
un 10% de comisión por el rescate de los 
fondos, y así es cómo se supo lo ocurrido 
la célebre noche aquella. 



ACABA de descubrirse un especialista 
^ notable. 

Se llama Brecht, y parece. que una vez 
estuvo recluido en un manicomio. 

La especiahdad de este señor consiste en 
fungir de testigo presencial en casos de ase- 
sinato, y la semana pasada por un poco 
manda a la silla eléctrica a dos individuos 
en Nueva York. 

¡Había que oír sus declaraciones! Todo 
lo había visto, todo lo recordaba hasta en 
los más nimios detalles, y confieso que me 
causó honda impresión la firmeza y exac- 
titud con que contestaba las múltiples pre- 
guntas de los abogados defensores. 

Ya estaba preparada la escena para que 



Esta escena troglodita 
del primer asalto en la 
pelea Firpo-Dempsey se 
ha comentado tantas 
veces que . . . lo mejor 
será no describirla de 
nuevo. 




el juez dictara la sentencia de muerte, 
cuando, por casualidad, se averiguó que 
Brecht era un loco, que el día del crimen 
se hallaba a centenares de millas del lugar 
de los hechos, y que ya había intervenido 
con la misma maniobra en otros procesos 
por homicidio en diversas ciudades del país. 

•a * 

CEGÚN el novelista americano Theodore 
^ Dreiser, a juzgar por los fotodramas 




Final del encuen- 
tro Willard-Firpo 
en Jersey City. — 

Firpo mide al 
americano con la 
izquierda y asesta 
golpe tras golpe 
con la derecha. 
Momentos des- 
pués Willard caía 
sentado sobre la 
lona, sin perder 
el conocimiento 
pero exhausto por 
completo. 



Marzo, 1932 



que salen de Hollywood, nadie creería que 
la gente tiene que trabajar para comer. 

T)ARA consuelo de los administradores de 
•^ los diarios y revistas de la América La- 
tina, no vendrá mal citar que el último nú- 
mero del semanario "Saturday Evening 
Post" representa para la empresa editora 
una pérdida de más de $150,000. 

Es de esperarse que con unos cuantos 
toquecitos como éste, la gran revista no 
verá en sus editoriales todas las cosas tan 
de color de rosa, como ha venido sucedien- 
do en el último año, mientras los demás 
estábamos con la lengua de fuera. 

* -k 

TDOR fin mataron a Diamond, y no se per- 
''■ dio gran cosa con su muerte. He ha- 
blado con muchos que conocían su historia, 
y todos están acordes en que el hombre 
vivía de la traición más ruin y la crueldad 
más feroz. 

Sin embargo, una vez, a raíz de ser blan- 
co de unos cuantos tiros, hizo una frase 
intrigante. 

— ¿Por qué será - — dijo — que en cuanto 
caigo herido, en seguida me meten en la 
cárcel? ¿Por qué no prenderán a los que 
me entran a balazos? 

"rSTA anécdota acaba de publicarse en 
-'-' Nueva York y me aseguran que es ve- 
rídica. La firma Winchell, el periodista 
que dicen que lo sabe todo. 

Llegó John Gilbert a la metrópoli y al- 
guien le sugirió que debía conseguirse una 
persona de pelo en pecho que le guardara 

PÁGINA 163 



C I N E - M U N D I A L 




MATRIMONIOS DE HOLL YIVOOD 

— Aqui tienen ustedes a iiii esposo. No haij otro igual en Hollyívood: 
no bebe, ?ii fuma, ni juega, ni ha sido actor de cine, ni jamás ha pensado 
en dicorciarse . . . 

— ¡Ah! ¡Ese es el fenómeno de que han estado hablando los periódicos...! 



las espaldas, ya que el elemento maleante 
de estos alrededores era capas de cualquier 
atrocidad. 

A Gilbert le pareció buena la idea. 

Se arregló con un matón de cartel, y 
aquella misma noche salieron juntos a vi- 
sitar los sitios más truculentos de la urbe. 

Ya iban a despedirse, en pleno Bread- 
way, cuando se acercaron tres sujetos re- 
vólver en mano y secuestraron al matón. 

Fué necesario buscarse tres mil dólares 
para que lo soltaran horas después. Por 
un poco lo escabechan. 

Gilbert contaba el caso al día siguiente. 

— ¡Se creyeron que era yo! — gritaba. 
¡No me reconocieron! ¡Imagínense ustedes 
mi m.ortificación! 

•ir -tr 

IM^O sé lo que querrá decir ésto, pero es 
-•■"un hecho que hasta hoy no ha fallado 
una sola de las películas filmadas a base 
de artistas y obras teatrales de Broadway. 
Las otras, las que les brotan de la mollera 
a los genios de Hollywood, resultan a me- 
nudo clavos insoportables. 



PÁGINA 164 



A SEGURAN que un magnate del Cine 
-"■ envió a sus satélites una nota indicativa 
de la clase de película que deseaba producir 
inmediatamente. La nota era lacónica. 

"Épica. La resurrección de los filisteos." 

No decía más. 

Los directores se rascaban la cabera sin 
comprender. Por fin consultaron al secre- 
tario de la empresa y se vino a averiguar 
que el gran hombre había querido aludir 
a "una cinta épica sobre la insurrección de 
los filipinos." 

■íír i! 

TTACE tiempo que venimos atacando des- 
-'■-'■ de estas columnas el fútbol en boga en 
las universidades de Norte América a pesar 
del poco interés del tema para el grueso de 
nuestros lectores, ya que, por fortuna, ese 
desgraciado juego no se ha extendido por 
nuestros países y sólo lo cultivan algo en 
Méjico y Cuba, donde a ciertos elementos 
les ha dado ahora por imitar todas las cur- 
silerías y estupideces de los yanquis. 

Es difícil imaginarse fuera de aquí los 
disgustos a que dio origen nuestra actitud, 
a veces entre amigos íntimos y con los pro- 
pios compañeros en el seno de la redacción. 



Para los americanos, el criticar este -juego 
era una especie de sacrilegio — lo mismo que 
meterse con el Papa delante de un irlandés. 
Pero por fin ha despertado esta gente, 
y ya empie2;an a registrarse protestas en la 
prensa y dentro de las mismas universida- 
des, aunque es tal el espíritu de imbecilidad 
que todavía se leen en periódicos serios 
artículos tratando de justificar las cuarenta 
muertes de estudiantes que hubo en esta 
temporada. 

■¿V « 

poco antes de terminar el año pasado 
^ recibí por primera vez; una maldición 
por cable. 

Me la mandó desde Buenos Aires un ex- 
amigo mío, que debía estar hecho un ba- 
silisco para gastarse el dinero en esa forma. 

T A muerte de Rosenvi^ald recuerda una 
■^ de sus últimas frases: 

— El hacerse rico — dijo el Creso de Chi- 
cago — es cuestión de suerte. Los hombres 
más estúpidos que he conocido durante mi 
larga vida eran todos millonarios. 

Jorge Hermida. 
Marzo, 1932 



CINE-MUNDIAL 



T I a t a 



n o 



T* I a t i n o 



CUANDO me deseé a mí mis- 
mo un próspero y venturoso 
año nuevo, no sospechaba 
que tan pronto se realizaran mis 
sinceros votos. Pero apenas habían 
pasado unas cuantas semanas del 
corriente 1932 (¡y vaya manera de 
correr!) cuando en mi agitada exis- 
tencia sobrevino Jean Harlow. . . 
• Jean Harlow es a una vida como 
el azúcar al café, el arcoiris a la 
tempestad y el vino jerez a las ga- 
lletas. 

La niña posee el desparpajo de 
sus triunfantes veinte años, el en- 
canto de su fresca hermosura, lo 
exótico de sus extraordinarios cabe- 
llos y, sobre todo, una cálida voz de 
sirena que positivamente causa ma- 
reos. . . O sería una copa de coñac 
que me tomé a los postres. 

Para arreglar la charla, no hubo 
dificultades, ni intermediarios, ni 
llamadas telefónicas. El amigo Ta- 
mayo, de Columbia Pictures, me 
dijo que si quería yo entrevistar a 
Jean (desgraciadamente pronuncia- 
do "chin" en este sector del plane- 
ta), ella me aguardaría a las dos en 
su habitación del Mayfair House, 
que es un hotel como hay tantos. 
Y a las dos, satisfecho de mi al- 
muerzo y encantado con los efectos 
del pousse-cajé en la actividad de 
los jugos gástricos, subí al piso ca- 
torce del Mayfair y hallé entreabier- 
ta la puerta de los aposentos de la 
actriz . . . 

— ¡Adelante! — ordenó sin volver 
la cabeza, apenas llamé. 

Le estaban haciendo las uñas. 
Sentada en un sofá, se dejaba pulir, 
frotar, teñir y tijeretear por una se- 
ñora vestida de blanco y pintada de 
todos colores, incluso el de almagre 
que coronaba su cabeza. En un ban- 
quillo había lo menos veinte frasquitos de 
substancias químicas y aspecto corrosivo. 

— ¿Me dispensa usted mientras acabo? 
— me interroga Jean examinándome son- 
riente desde su asiento. 

— No faltaba más. Esperaré toda la tar- 
de, si es menester. ¿Estorbo? 

— ¡Quiá! Al contrario. Déle usted su 
abrigo a la doncella. 

La doncella salió de la alcoba, que estaba 
inmediata, y me despojó de la cascara de 
lana con que me defiendo de los lumbagos. 
Era una doncella de edad indefinida pero 
de tinte de tinta. Bueno, era negra. 

Luego, me senté en silencio lo más cerca 
que pude de la actriz y contemplé el mag- 
nífico espectáculo. 

Marzo, 1932 



Por 
Eduardo 
G u a i t s e 1 



bien con el centelleo de las pupilas, bajo la 
frente abombada, y con la exhuberancia de 
juventud característica de la poseedora. 

— ¿Es naturalmente rizada su cabellera? 
■ — le pregunto mientras la admiro. 

— No; tengo que rizármela artificialmen- 
te, pero sólo con ron; no con tenacillas. ¡Es 
lástima que hoy tenga tan sucio el pelo! 

— ¿Sucio? — protesto indignado . . . 

— Sí; todo el polvo de Nueva York lo 
he recogido en él, después de trotar un par 
de horas por esas calles. 

— Pues si así relumbra ahora ¿qué será 
cuando esté acabado de lustrar? 

Jean me lanza una mirada picaresca y 
fulgurante. Parece mentira que las rubias 
puedan robar a las morenas tanta intención 
y tanto brillo en los ojos. 

— ¿Usted de dónde es, Miss Harlow? 
— ■ digo mientras la manicurista enrojece las 
puntas de los dedos de la actriz. 

— Nací en Kansas, pero he vivido casi 
todos mis veinte años en Chicago... ¿Quie- 
re usted una tacita de café? 

— Muchas gracias; pero acabo de co- 
mer. . . Quizá usted tenga gana, sin em- 
bargo. ¿La mando pedir? 

No se moleste. Yo no tomo alimento 




Aunque Jean Harlow es de talla menos 
que mediana, parece muy alta, por lo bien 
proporcionada. Su piel es blanquísima; sus 
grandes ojos, azules; breve el torso y lar- 
gas, muy bien torneadas las pantorrillas. 
Tenía una blusa de seda azul, y un panta- 
lón de franela amarilla, ajustado por arriba 
y muy amplio por abajo. En los pies sin 
medias, zapatillas plateadas. En la cabeza, 
para ceñirse el pelo, una cinta azul celeste 
Pero el pelo merece capítulo aparte. . . 

No he conocido otra rubia con esa espe- 
cie de cabellos. No es plata, sino platino 
(y eso explica el encabezamiento de este 
artículo, si es que no le ponen arriba "plá- 
tano"). Pero tiene fulgurar como de dia- 
mante. Es un rubio especial, que va muy 



más que dos veces por día: en la mañana y 
por la noche. . . 

— ¿Pero no desfallece de hambre? 

— No; tengo una salud a toda prueba. 
Quizá si me ganara la vida acarreando pia- 
nos o excavando zanjas, necesitaría sentar' 
me tres veces a la mesa; pero mi desgaste 
de energía nerviosa no me exige más que 
dos comidas, y no me siento nunca débil. 
Al revés.... ¿Usted come mucho? 

— ¿Yo? Regular. . . 

Me pongo meditabundo. Dos comidas 
por día me parecen una verdadera desgra- 
cia. Eso del desgaste nervioso me ha hecho 
efecto. Habrá que poner a las máquinas 
de escribir entre las zanjas y los pianos para 
(Continúa en la página 206) 

PÁGINA 165 



CINE-MUNDIAL 




entelleos 



Por Don Q 



UL regalo de una pulsera de diamantes no 
■'-' significa, ni mucho menos, un compro- 
miso matrimonial. Ni ningún otro compro- 
miso. Es sólo una gentileza, que cada uno 
puede tomar como mejor le plazca. 

Así nos lo asegura Raquel Torres, a la 
que se creyó comprometida con el millo- 
nario William B. Leeds, Jr., el primogénito 
y heredero forzoso del finado Rey de la 
Hojalata, y, por si esto no bastase, ex-es- 
poso de la Princesa Xenia de Grecia ... El 
joven Leeds, que conoció a Raquel cuando 
ésta filmaba "Sombras Blancas en los Ma- 
res del Sur", hace ya dos o tres años, se 
enamoró entonces de la gentil estrella me- 
jicana y, como él era casado, la anunció 
que estaba dispuesto a divorciarse. Y, mien- 
tras ella regresaba a Hollywood, donde se 
dejó querer por su caballeroso amigo el 
letrado Charlie Feldman, Leeds se di- 
vorció. 

Pasó' algún tiempo. Raquel salió para 
Nueva York, dejando a Feldman en Holly- 
wood. Y en Nueva York volvieron a en- 
contrarse, por pura casualidad, la estrella 
y el millonario. Como recuerdo de este 
nuevo e inesperado encuentro, Leeds rega- 
ló a Raquel el aludido brazalete de diaman- 
tes. Pero, sin consecuencias matrimoniales. 
Ni ella ni él pensaron en tal cosa. Todo 
se redujo a un paseo en aeroplano, de Nue- 
va York a Newark (unas 20 millas de vue- 
lo) y a la indiscreción del periodista que 
lo contó. 

Afortunadamente, Raquel voló con pa- 
racaídas. 




Jja edición de "La Vuelta al Mundo en 80 Minu- 
tos" es un pastel arreglado entre Douglas Fair- 
banks y Migtiel de Zúrraga y, desde luego, espe- 
ramos que salga como para chuparse los dedos. 



nrRES estrellas se han caído, últimamente, 
-'■ de otros tantos caballos. Anna Q. Nils- 
son, Joan Bennett y Bárbara Stanwyck. 
Las lesiones respectivas fueron bastante 
graves. Pero las tres, ya repuestas, segui- 
rán montando. La publicidad lo exige. 

DAMÓN PEREDA, después de un largo 
■^^ descanso, ha vuelto a la pantalla. Muy 
pronto le verán sus admiradoras en una 
gran película de la Columbia, sin título aún. 
(En inglés se titula esa obra algo así como 
"Los hombres en la vida de una mujer") . 




Mitzi Green sugiere una idea para evitar a los ar- 
tistas tantas caídas de caballos. Aconseja que usen, 
como ella, caballitos de juguete, que tío cocean. 



PÁGINA 16G 



T AS firmas que aparecen en los retratos 
de estrellas que desde los estudios de 
Hollywood se envían a los innumerables so- 
licitantes de ellos, suelen ser apócrifas. Cual- 
quier secretaria del Departamento de Pu- 
blicidad es, generalmente, la encargada de 
firmar (!) esas fotografías. . . ¡No os fiéis 
de tales autógrafos! A menos que se acom- 
pañe una certificación notarial que garan- 
tice la autenticidad de la letra. 

17 N una gran tienda de muebles, en pleno 
-^ Hollywood Boulevard, se lee: "Ponga 
usted la novia, y nosotros le pondremos la 
casa". Y un gracioso escribió debajo: "Pon- 
ga usted la casa, y yo me encargaré de la 
novia." 

rONCHITA MONTENEGRO asegura 
^ que no se casará con Julito Peña. Y 

Julito, que es muy discreto, está conforme. 
¿A qué contradecirla? 

MOTICIA sensacional. Una sugestiva 
-*-^ jlappper hollywoodense usa una ciga- 
rrera, que dice la regaló Charlie Chaplin. 
Y la cigarrera lleva una inscripción graba- 
da en la que se lee: "A Charlie, de Pola." 

PAREOS VILLARÍAS, cansado ya de 
^ Hollywood, se dispone a salir para Pa- 
rís. No sabe que se va a encontrar en Pa- 
rís a las mismas gentes que le amargaron 
la vida en Hollywood. Y algunas más. . . 

r^TRA noticia sensacional, y, por supues- 
^ to, absolutamente verídica. Desde que 
la famosa masajista Sylvia reveló pública- 
mente los más íntimos secretos de las estre- 

Marzo, 1932 




lias de Hollywood, ¡el arte del masaje ha 
pasado a ser aquí patrimonio exclusivo de 
los hombres! Los más renombrados ahora 
lo son el sueco Freemanson y el griego 
Fithian. Y la clientela ha aumentado. 

pEGGY SHANNON, que el año pasado 

-*■ guiaba un Chevrolet, 
¡ ahora guía un Packard. 
I ¿Guiará el año que viene 
! un Rolls-Royce?. . . 



ANDRÉS DE SEGU- 
■^ ROLA tiene ahora 
en su despacho un gran 
retrato que firma Alcalá 
Zamora. Y Romualdo 
Tirado, para no ser me 
nos, se enorgullece de 
otro en el que se lee: 
Madrid Zaragoza Ali' 
cante. 

T UPE VELEZ, que co- 
-'-' bró 15,000 dólares 
por hacer 'Resurrección', 
se ha conformado aho- 
ra con 5.000 como pro- 
tagonista de su próxima 
película en la Columbia, 
con Paul Ellis y Paco 
Moreno, que cobrarán ci' 
fras parecidas. (Sin tan- 
tos ceros naturalmente.) 

EN el Biltmore de Los 
Angeles se vio co- 
miendo juntos a Joan 
Crawford y Clark Ca- 
ble. ¿Otro idilio? ¡No! 
Una simple escena de 
película, que había de 
tomarse allí. . . 

17 L más asiduo visitan- 
^ te de Pola Negri en 
su casa de Santa Mónica 
es Charles Morton, el 
galán de ''Los cuatro 
diablos." 



IWTARY PICKFORD 
-'■'-'■ nos está haciendo la 
competencia. Un impor- 
tante sindicato periodís- 
tico la ha contratado pa- 
ra que escriba una columna diariamente. 
Mejor dicho, para que la firme. Porque es 
de suponer que quien la escriba sea su dO' 
ble. ¿No? 

TOHN GILBERT está pensando ya muy 
^ seriamente en retirarse de la pantalla, 
para la que ya trabajó durante diecisiete 
años... Y véase qué coincidencia: su se- 
gunda esposa, Leatrice Joy, madre de la 
única hijita de John, piensa también en 
retirarse. (La Joy está casada ahora con 
William Spencer Hook.) 

UOLLYWOOD no tiene corazón. Edgar 

Lewis, que hace cinco años ganaba 

1.500 dólares semanales como director, está 

cobrando ahora ¡4 dólares por día como 

M.4RZ0, 1932 



CINE-MUNDIAL 

extra! Jerome Storm, que dirigió las más 
celebradas películas de Charles Ray, es hoy 
el encargado de la guardarropía de los Hal 
Roach Studios. Ella Hall, que fué estrella 
de la Universal, gana actualmente 20 dóla- 
res semanales como empleada en una dro- 
guería de Hollywood. Y John Ince, her- 




La ventanilla del cajero de los talleces 
de Paraiuoiint en HoUyivood, a la que 
acuden en fila las estrellas, los carpin- 
teros, los directores, las partiquinas y 
los demás empleados de la empresa, a 
cobrar, cada miércoles, sus respectivos 
sueldos. El qive aquí recibe dinero es 
el fotógrafo Don Keyes; tras él, la ac- 
triz Judith Wood, a quien siguen dos 
fonografistas. El de los anteojos y el 
aire paciente es un empleado de la ad- 
ministración: Fred Harris.- 

mano de Thomas Ince, y director que fué 
en la Metro, se da ahora por muy satisfe- 
cho cuando puede trabajar como extra. 
¡Junto a Florence Turner, la que tuvo el 
honor de ser la primera estrella a la que 
se proclamó en Hollywood Primera Dama 
del Cine! . . . 



A FALTA de películas en español, los 
-"■ pocos artistas que en Hollywood vivían 
del Cine tuvieron que dedicarse al Teatro, 
recorriendo con improvisadas compañías 
las poblaciones cercanas a Los Angeles. 
¿Quiénes fueron esos valientes?: Carmen 
Rodríguez, Virginia Ruiz, Enma Roldan, 
Nena Casanova, Matilde 
Liñán, Luz Segovia, An- 
gelita Santos, Araceli 
Rey, Alfredo del Dies- 
tro, Pepe Fernández, 
Rene Cardona, Paul 
Ellis, Romualdo Tira- 
do,.. 



TULITA COMÍN tu- 
^ vo que dedicarse otra 
vez a las operetas, can- 
tando en el Orange Gro- 
ve, en Los Angeles, "La 
Viuda Alegre" y "El 
Ensueño de un Vals", 
obras que le valieron 
otros tantos triunfos. 

ÜICHARD DIX se ha 
-*-* despedido de la vida 
de soltero, casándose 
con Winifred Coe, en' 
cantadora señorita de 
San Francisco. Al casar- 
se, Dix reveló su verda- 
dero nombre (Ernest 
Garitón Brimmer) y dio 
como edad la de 37 
años. . . 

¿CABEN los lectores 
^ que Ben Lyon es ofi- 
cial de la Aviación Ame- 
ricana, perteneciendo al 
escuadrón que tiene sus 
cuarteles en Long Beach, 
California? Su esposa, 
Bebe Daniels, fué nom- 
brada Coronela Honora- 
ria de dicho escuadrón. 
Y vuela más que Ben. 

T A próxima película 
-'-' de Ramón Novarro, 
en inglés, se titulará 
"Hunddle", encarnando 
a un futbolista. (No can- 
tará.) 



DOLORES DEL RÍO perdió su pleito 
con Gunther Lessing, al que ha de pa- 
gar 16.000 dólares por sus servicios profe- 
sionales, como representante y abogado, 
figurando entre aquéllos el haberla ayuda- 
do a divorciarse de su finado esposo ... El 
demandante quería 31.000, pero al Juez le 
pareció demasiado. 

MAIDIA EFRON, la bailarína rusa que 
^ ^ tanto se distingue en "Freaks", es la 
primera rusa que llega a Hollywood sin 
asegurarnos que fuese Princesa o Condesa 
por lo menos. Esta se enorgullece de ser 
la hija de unos humildes campesinos ¡Y 
así es cómo se distingue sobre todas las 
compatriotas! 

PÁGINA 167 



C I N E - M U N D I A L 




Aquí no ha pasado na- 
da, caballeros. Una co- 
pa de champaña más o 
medios y un dolorcillo 
de cabeza que pasará 
pronto. Roberta Gale, 
de la Radio, descansa 
entre las serpentinas. 
Pero sus ojos no se 
quieren cerrar. . . para 
que no nos quedemos a 
obsc7iras. 



T AS hermanas Duncan se han declarado 
-'-' en quiebra. A la vez. Como trabajaban 
juntas, aunque una de ellas se casó, han 
comparecido juntas ante el Juez;. Declara- 
ron haber ganado más de un millón de 
dólares, que se gastaron con la mayor se- 
riedad del mundo, y aún dejaron a deber 
50.000. . . Pero están dispuestas a pagar, 
en cuanto puedan. Lo que, naturalmente, 
no podrá ser antes de que pase la actual 
depresión. Hay que dar tiempo al tiempo. 

r\ OLORES DEL RÍO y Gary Cooper van 
-'-' a trabajar juntos en "El ala rota". (Se 
supone que el ala será de ella. . . en cuanto 
se entere Lupe Velez.) 

TJTAROLD LLOYD se propone hacer una 
^ -*■ película sobre la vida íntima en los es' 
tudios cinematográficos. En cómico, por 
supuesto. Porque lo que pasa en los estu' 

PÁGINA 168 



dios no se puede tomar muy en serio. Y la 
cuestión es pasar el rato . . . 

MARÍA ALBA, tan admirada en "Su úl- 
timo amor", sigue tan hermosa o más 
que antes. "Hoy más que ayer y menos 
que mañana". Ventajas de la reincidencia. 
El segundo matrimonia la probó mejor que 
el primero. 

TINA lectora de Lima nos asegura que las 
'-' películas hispanas hechas en Joinville 
son mejores que las hechas en Hollywood. 
Lo cual es una opinión muy respetable. La 
misma lectora se asombra y hasta duda de 
que Carlos Díaz de Mendoza, Miguel Li- 
gero y algunos otros astros de Joinville tu- 
vieran que hacer simples sincronizaciones 
en Hollywood. . . Lo cual es absolutamente 
exacto. Como es exacto también que todos 
aquéllos, es cuanto cumplieron sus contra- 
tos en Hollywood, regresaron a Europa sin 
pena ni gloria. ¡Que así están las cosas!. . . 



"T A Vuelta al Mundo en 80 Minutos", 
^ con Douglas Fairbanks será escrita y 
hablada desde la pantalla, en tono de ame 
na conferencia, y en español, por Miguel 
de Zárraga, a quien encomendaron esta 
misión los United Ar tisis S tudios. (El pró- 
logo lo dirá personalmente el propio Dou- 
glas Fairbanks, que tuvo por maestro de 
español a Zárraga ... y lo pronuncia con 
más gracia que él.) 

TTNA tragedia real. Ruth Noble, linda 
^ actriz americana, y Sessue Hayakawa, 
el célebre actor japonés, fueron novios du- 
rante algunos años. En ese tiempo, Miss 
Noble dio a luz un hijo, que fué adoptado 
por Hayakawa bajo el nombre de Yukio 
Hayes, reclamándolo como suyo y pagando 
a la madre, como indemnización, la canti- 
dad de 4.500 dólares, a la vez que se com- 

Marzc, 1932 



CINE-MUNDIAL 



prometía al abono de 150 más, mensual' 
mente... Y he aquí la tragedia: Sessue 
Hayakawa se volvió a su Japón, llevándose 
al hijito y dejando en Hollywood a la ma- 
dre. Esta, desconsolada, quiso recobrar al 
hijo, renunciando al dinero. Pero ya era 
tarde. Todo se había realizado legalmente, 
y no se podía deshacer aquéllo. . . En esto, 
surgió un nuevo e inesperado personaje; la 
esposa legítima del actor japonés, Mrs. 
Tsarn Hayakawa, que reside en Hollywood 
y ha declarado a un periodista: "Estoy en- 
terada de todo. Sessue me quiere y en 
nada me ha herido, pues se ha limitado a 
cumplir con un elemental deber al dar su 
nombre a ese hijo suyo. Yo quiero a ese 
hijo como si fuera mío, por serlo de él, y 
mucho siento el dolor de Miss Noble. Pero 
Sessue no quiere ya a Miss Noble ..." Y 
ahora Sessue, que desea educar a su hijo 
en el Japón, está trabajando con la Sliochi- 
kii Prodiicing Company de Tokio. Su es- 
posa le seguirá pronto. Y Miss Noble ha- 
brá perdido a su hijo para siempre. . . 

'TRECE distintas demandas judiciales por 
-•■ otras tantas deudas han sido hechas 
contra la bella y tempestuosa Mary Nolan, 
que recientemente montó una gran tienda 
de Modas en el Wilshire Boulevard y fra- 
casó en el negocio. Lamentable película. 

MYRNA LOY está estudiando Medicina. 
-'■'-^ Hasta ahora, en sus ratos de ocio, se 
dedicaba a la escultura. Y lo único malo 
(para sus clientes) será que sus primitivas 
aficiones la lleven al cultivo de la cirugía... 
y quiera esculpir en carne viva. 

ERNESTO VILCHES se encariñó con 
Hollywood y, después de despedirse re- 
petidas veces, decidió quedarse otra tempo- 
rada. ¿Hará nuevas películas? ¿Volverá al 
Teatro?. . . Ni él mismo lo sabe. Lo que 
sí sabe es que su '"Cheri-Bibi" está dando 
a la Metro tanto dinero, por lo menos, co- 
mo el que dio su "Cas- 
carrabias" a la Para- ^5 -;?^"\\\\^ 
mount. 7w¿7yF^'^^<\\\\\\\ 

TUNE COLLYER, 
^ recientemente casa- 
da con Stuart Erwin, 
lleva en auto a su esposo 
todas las mañanas has- 
ta el estudio, y por las 
tardes vuelve para re- 
cogerle . . . ¿Prueba de 
amor? Sencillamente, 
economía. El matrimo- 
nio, cosa insólita hace 
un año, no tiene más 
que un auto, ¡y no tie- 
ne chaujjeur! 

"TN los estudios de la 
•^ Paramount han 
prohibido a Conchita 
Montenegro que hable 
español . . . Como ya 
habla bastante bien el 
inglés, temen que se le 
estropee. Y ella, en- 

Maezo, 1932 




Sesue Hayakawa se salió con la suya 
de quedarse con su hijo y educarlo en 
el Japón, pero ¿podrá evitar que el 
chiquillo lleve en la sangre las ten- 
dencias norteamericanas? 



cantada, porque, ¡para lo que la servía el 
español! ... ■ • 

A L minúsculo Jackie Cooper le decía días 
pasados su Director, Ñorm.an Taurog: 
''Sé natural, no imites a los actores. . ." Y 
el muchacho le respondió: ''Pero, ¿no me 
han dado un papel de niño malo? ¡Por eso 
les imito!" 

VA casi no se hacen películas de anima- 
^ les. . . ¡Claro! Se fueron tantos de Ho- 
llywood . . . Pero aún quedan. En cuanto 
se reanude la producción, ¡ya irán saliendo! 

TACK KIRKLAND, el ex esposo de Nan- 
^ cy Carroll, está ahora enamorado de 
Clayre Maynard. De la misma Claire tan 
admirada por el todopoderoso Mr. Shee- 
han, que la conoció cantando al piano aque- 
llo que hÍ2,o popular Marlene Dietrich: "Me 
estoy enamorando otra vez" ... Lo que la 
valió un contrato con la Fox. 

DOHR, que ahora empieza a disfrutar de 

los positivos resultados del éxito de su 

"Hollywood, Ciudad de Ensueño", ya está 




La estrella. — ¡Qué pena verlo, señor 
Deville-Bille, en este trance . . . ! 

El exdirector. — Ya ve usted, señora 
Barbo: yo cobré grandes sueldos antes de 
que viniera el cine sonoro . . . pero los 
tiempos cambian. . . 



ultimando los preparativos para la filma- 
ción de "Dos morenas y una rubia", con 
diálogo de Zárraga y música de Eva Li- 
miñana. 

gN Hollywood hay dos Mrs. Clark Ca- 
ble. Una, la actual esposa del ya popu- 
larísimo actor. Y la otra, su ex esposa 
Josephine Dillon. Aquélla vive en plena 
riqueza y no hay lujo de que no haga alar- 
de. La segunda, ¡que fué la primera!, vive 
modestamente, muy cerca de su sucesora y 
se dedica a dar lecciones de pronunciación 
correcta. Ella educó la voz de Clark Ca- 
ble. . . Pero el discípulo se la fué con su 
voz a otro hogar. 

PONTRERAS TORRES que tan extra- 
traordinario éxito conquistó con sus 
"Soñadores de fe Gloria", filmará este año: 
"La Noche del Pecado", "El Moro" y una 
sensacional epopeya de la Revolución Me- 
jicana. 

FDWARD G. ROBINSON ha renuncia- 
^ do al cetro de Rey de los Gangsters. 

T AS autoridades de California empiezan 
^ a preocuparse ante el incremento del 
número de padres dispuestos. a la explota- 
ción de sus hijitos, por si lograran hacer de 
ellos un Jackie Cooper o un Robert Coo- 
gan. Ya son demasiados los niños que se 
dedican al Cine. Y a este paso se va a im- 
poner la vuelta de Herodes. Pero esta vez, 
¡para que acabe con esos padres! 

JOHN CROMWELL ha hecho una esta- 
dística elocuente. Por cada cien extras 
sólo encontró uno a quien interesase el es- 
tudio de la técnica cinematográfica en lo 
que se refiere a las condiciones para llegar 
a ser un buen artista. Los noventa y nueve 
restantes prefieren aprovechar sus ratos de 
ocio jugando al bridge, durmiendo o sim- 
plemente sentándose al 
sol . . . Y luego se que- 
jan de no pasar de ex- 
tras. 

¿QUÉ fué de las es- 

^ trellas que nos 
deslumhraban hace po- 
co más de diez años? 
Ethel Clayton tiene 
una tienda de n^odas 
en el Sunset Boulevard. 
Marguerite Clark se 
casó en el Sur y es fe- 
liz en su hogar. Theda 
Bara, reside en Holly- 
wood y ahora se pro- 
pone dedicarse al Tea- 
tro, presentándose en 
"Fata Morgana". Ali- 
ce Joyce trabaja en los 
teatros de vaiideville 
con Tom Moore, su es- 
poso. Blanche Sweet y 
Charle Ray, en el vaii' 
deville también. Doro- 
thy y Lillian Gish, en 
(Cont. cu la pág. 205) 

PÁGINA 169 




mni 



CINE-M UNDIAL 





Fredric March en 
su caracterización 
de "El Doctor Je- 
kyll y Mister Hide.' 



Sylvia Sidney en una 

escena de la bella 

cinta "Ladies of the 

Big House," 



Rohert Mo7itgomery 

y Norma Shearer en 

la película "Prívate 

Lives." 



Nuestra 

6?pinión 




Greta Garbo y Ra- 

711 ó ti Novarro en el 

fotodrama "Mata- 

Hari." 



"Prívate Lives", sonora en inglés, de M- 

G-M. — Norma Shearer y Robert Montgo- 
mery entregados a acariciarse de todas las 
maneras posibles, con intermedios de bata- 
llas conyugales. Como son un matrimonio 
(que se supone inglés, a fin de que él le 
pueda dar sus bofetadas de cuando en 
cuando sin ofender a los puritanos de por 
aquí), las palizas alternan con los besos y 
hay cada idilio y cada cachete que no sé 
cómo no estalló el micrófono. El argumen- 
to no sirve más que para dar pretexto a 
estas escenas erótico-bélicas. Los dos pro' 
tagonistas se han divorciado a raíz de la 
primera paliza y se han casado con otras 
personas; pero la casualidad los reúne de 
nuevo y abandonan a sus respectivos con- 
sortes para volve a acariciarse. ..ya pe- 
garse. No hay más. La cinta gustó en 
Broadway. - — Guaitsel. 

"To Night or Never", sonora en inglés 
de United Artists. — Gloria Swanson en 
papel de diva, lo cual da pretexto para que 
la actriz nos lance unas vocalizaciones muy 
agradables y sube y baje la escala musical 
con la garganta. Además, luce unos vesti- 
dos despampanantes; pero el argumento no 
tiene nada de particular. Se supone que 
la artista no cantará con alma hasta que 
no haya conocido el amor; y, para cantar 
mejor o porque se ha enamorado de un 
joven que le hace el oso, (el pretexto es lo 
de menos) se presenta una noche en las 
habitaciones del caballero en cuestión y. . . 
calculen ustedes las consecuencias. La voz 
mejora muchísimo a partir de aquel mo- 
mento y las buenas costumbres quedan a 
salvo con el matrimonio de los enamorados; 
pero las escenitas se las traen, palabra de 
honor. El es Mclvyn Douglas. — Guaitsel. 

Mata-Hari, sonora en inglés, de M-G-M. 

— Greta Garbo y Ramón Novarro encar- 
gados de la tarea de dar interés a un ar- 
gumento de espías europeos durante la 

PÁGINA 170 




Gloria Sivanson y Melvyn 

Douglas en la. producción 

"Tonight or Never." 

guerra mundial. El espía principal es Lewis 
Stone y una de las víctimas, que hace de 
General ruso, Lionel Barrymore. La pro- 
ducción tiene un detalle brillante: la danza 
sensual, atrevida y casi sin ropa que baila 
Greta Garbo ante un ídolo, al principio de 
la película. La interpretación es, en todas 
las escenas, digna de los que en ella apare- 
cen. La fotografía y los refinamientos de 
la dirección, muy bien. En el desenlace, 
el joven encarnado por Novarro se queda 
ciego y a "Mata-Hari" la fusilan. — Ariza. 

"El Doctor Jekyll y Mister Hyde", sonora 
en inglés, de Paramount. — Fredric March, 
uno de los mejores actores de la pantalla, 
a la que llegó con merecido renombre co- 
mo intérprete teatral, en excelente caracte- 
rización del protagonista de la conocida 
obra de Stevenson. La horripilante figura 
del hombre de la doble personalidad ha da- 
do a March ocasión a lucirse, sin caer en el 
error de imitar a Barrymore (que, a su vez, 
encarnó idéntico papel en otra versión ci- 



nematográfica del mismo tema.) — Don Q. 

"Ladies of the Big House", sonora en 
inglés, de Paramount. — Otro triunfo de 

Sylvia Sidney. El tema se desenvuelve en 
el interior de un presidio. Las "Damas de 
la Gran Casa" son las mujeres recluidas en 
esa institución penal. Lo mejor de la pelí- 
cula, aparte de la maravillosa interpretación, 
es el realismo de las escenas. Hay drama y 
hay talento en su explotación ante la cá- 
mara. Como obra de arte, pocas cintas su- 
peran a ésta. — Ariza. 

"Men of Chance", sonora en inglés, de 
Radio. — Intérpretes: Ricardo Cortez y 
Mary Astor. Argumento: dos jugadores se 
empeñan en casar a una joven guapa con 
un rival de ellos, a fin de saber en qué ca- 
ballos apostará el presunto marido . . . para 
poder desplumarlo a su gusto. Todo sale 
bien, hasta que la niña se entera de que 
está traicionando involuntariamente a su 
cónyuge y se venga de los conspiradores. 
Dirección, interpretación y desarrollo, muy 
bien. Las escenas de hipódromo, excelen- 
tes. Parte de la cinta se supone desarro- 
llarse en Europa. El desenlace resulta muy 
interesante. — Don Q. 

"The Girl of the Río", sonora en inglés 
con español, de Radio. — El español que 
se escucha en esta película está a cargo de 
Dolores del Río y Leo Carrillo, intérpretes 
principales, y de una serie de mejicanos que 
figuran como segundas partes. Las frases 
castellanas que en la cinta encajan son para 
dar color al argumento, que se supone de- 
sarrollarse en Méjico, a poca distancia de 
la frontera con los Estados Unidos. Carri- 
llo es italiano — y popular aquí en el gé- 
nero de variedades — pero su español no 
deja nada que desear. La producción tiene 
de extraordinaria esta circunstancia: los me- 
jicanos del argumento no sólo aparecen de- 
centemente vestidos y afeitados, sino que 
(Cotüinúa cu la página 199) 

Marzo, 1932 




C nvuelto en una nube de tabaco que ilumina la potente luz del fanal, 
MAURICE CHEVALIER se entrega a la meditación en los talleres de la Para- 
mount. Un minúsculo ratón del "studio" le observa con desconfianza .... o con ad- 
miración tal vez. 



C I N E - .M ü N DIAL 



JOQÜEWTEN LA^ 




/"7iVA atrevido, combinación de negro y verde, en 
*-^ dos tonalidades, es la escogida -por Mary Astor 
para este jrrecioso vestido de tarde. Raso negro para 
el cuerpo n los Ineses de la falda, que abren forman- 
do abanicos en la parte de abajo. Crepé verde para 
la falda, y raso verde pálido para las mangas de 
bullón y para el cuello. 



CONCHITA Montenegro, la gentil artista de la 
Fox, realza su belleza con un sencillo vestido de 
terciopelo negro transparente, c/ue lleva las nuevas 
mangas ahullonadas muy ajustadas en el puño. El 
sombrerito de fieltro muy suave, aterciopelado, con 
una pequeña phima, da picaresco encanto por su far- 
iña al rostro de la artista. 



1 



C I N E - M U N D I A L 




LA nueva boga de las chaquetillas cortas de piel en todas formas y para to- 
dos los usos ha llegado también a invadir el lujo de los tocados de noche. 
Violet Heming, de la Fox, nos maestra una muy bella de armiño, que hace aún 
más elegante su vestido de terciopelo azul. En la parte de arriba de la página, 
se nos ofrecen algunos accesorios de novedad: el indispensable pañuelo de tul 
con puntas de encaje; un juego de pendientes, sortija y "pendantif" de ónix y 
perlas, 1/ un "vanity case" de plata con una miniatura de esmalte. 



T\E elegancia regia es el vestido de noche 
-L^ que ilustra Linda Watkins, de la Fox. 
De terciopelo rojo, es completamente alto 
hasta anudarse en el cuello con un bies de 
lentejuelas bordadas en tul negro, y dejan- 
do desnudos los brazos y la espalda. Va re- 
cogido por detrás en un frunce de efecto. 



II 

tülH 



i 



T 




StAN laurel, su com- 
padre el redondo Hardy y 
el director de ambos, Hal 
Roach, conferenciando en un 
rincón de los talleres de la 
M-G-M. Los cómicos de- 
ben estar a dieta: el único 
que come mientras charla es 
Hal Roach. 



CINE- MUNDIAL 



^^ollywood 



La sección 
más nutrida 
que se publi- 
ca én el mun- 
do al mar- 
gen de la ac- 
tualidad ci- 
nematográfi- 
ca de Los 
Angeles, 




CADA vez que yo iba a los Tec-Art 
Studios, en Melrose Avenue, el 
portero, un viejo estirado y pulcro, 
se me acercaba amable para decirme, anti- 
cipándose a mi pregunta, que Mr. Fulano 
estaba esperándome o que Mr. Zutano acá- 
baba de salir y no regresaría hasta una ho- 
ra después ... El buen hombre era un por- 
tero insólito. No se parecía en nada a sus 
compañeros en los demás estudios, que a 
todo visitante reciben secamente y le ponen 
cuantos obstáculos pueden para que desista 
de entrar o no vuelva. El portero de los 
Tec-Art era un amigo y hasta un confiden- 
te para cualquiera que llegase. 

Nadie sabía su vida, ni en él se reflejaba 
su pasado. Sólo extrañaba en tan simpático 
portero su constante derroche de gentileza. 
Y los que le trataban solían comentar el pro- 
fundo espíritu religioso del buen hombre. 

La última vez que le vimos no salió a 
nuestro paso. Volvimos la cabeza, un poco 
sorprendidos, y le encontramos de rodillas, 
a la puerta de su garita, rezando ... A 
nosotros nos pareció que rezaba. No qui- 
simos interrumpirle, y nos adentramos en 
las oficinas. La misma observación hicie- 

Maezo, 1932 



ron los que llegaron después. Hasta que un 
empleado tuvo que hablarle, y se aproximó, 
poniéndole, afectuosamente, la mano en el 
hombro. . . Instantáneamente, el portero 
desplomóse: estaba muerto. Un repentino 
ataque al corazón le había matado. 

Y entonces se supo quién era el portero. 
Se llamaba Richard W. Anderson, tenía 57 
años de edad, y hasta muy pocos antes ha- 
bía sido un excelente actor teatral. . . Du- 
rante largas temporadas figuró como muy 
destacado intérprete de Shakespeare, cuyo 
repertorio le diera fama y dinero. Pero el 
Teatro sufrió un rudo golpe con el adve- 
nimiento del Cine Parlante, y el distinguido 
actor se vio sin trabajo . . . Una enfermedad 
le empobreció, y al aliviarse tuvo que acep- 
tar, a falta de mejor colocación, el cargo de 
portero en los Tec-Art Studios. . . Así po- 
dría atender a su esposa, muy delicada de 
salud entonces; pero la compañera, última 
ilusión de su vida, murió hace dos meses. 

Richard W. Anderson no vivía tampoco 
desde entonces. Su espíritu se fué con ella. 
Quedaba sólo un hombre mecánico, que 
seguía moviéndose y actuando como una 
persona viva, como si aún le durase la 



Erich von Stroheim echando 
un discurso a gritos ante las 
multitudes del estudio de Ra- 
dio, donde está filmando como 
intérprete la película "The 
Lost Squadron". Lo curioso 
de todo ésto es que, en dicha 
producción, von Stroheim ha- 
ce de director de cine loco. Y, 
en vista de sus antecedentes, 
no falta quien diga que está 
muy en papel. 



cuerda. . . ¡Hasta que se le acabó la cuer- 
da! El muñeco de carne se desplomó al fin. 

Veinticuatro horas antes, nos había di- 
cho, confidencial: 

— ¿No creen ustedes que yo podría tra- 
bajar en el Cine? ¡Mejor que tantos otros! 
Porque yo trabajé en el Teatro, y, ya ven 
ustedes, j hasta el papel de Portero supe ha- 
cer en la vida! . . . ¡ Por ganarme la vida! . . . 

Y así ganó también la muerte 



Los que 

No Se Mueren 

\yf lENTRAS el pobre Anderson se mo- 
ría de veras, y sin gloria, los agentes 
de publicidad, en macabro pugilato, dispu- 
tábanse la exclusiva de matar — en letras 

a Tom Mix, a 

PÁGINA 175 



de molde, por lo menos 



CINE-MUNDIAL 




Imagínense los lectores que ha sido des- 
cubierto un niño, cuya edad no llega a los 
cinco años, que todo lo sabe y todo lo cuen' 
ta, en cuanto le preguntan... La asombrosa 
criatura se llama Ralph, y su padre es un 
modesto artista de circo, que hasta ahora 
vivió pobremente, pero que desde ahora, 
gracias a la mina prodigiosa que le dio su 
mujer, ¡se va a hacer rico! (Si no le matan 
o no le meten en la cárcel.) 

Me explicaré. Ralph, un pequeñuelo de 
rizados cabellos rubios y unos inquietantes 
ojos azules, desde que nació se apresuró a 
sorprender a sus padres, y a cuantas per- 
sonas le conocieron, con una precocidad 
extraordinaria y abrumadora. Piensa como 
si tuviera' medio siglo, y en sus labios, un 
poco burlones, parece estereotipada una 



Willie Hoppe, cam-peón 
mundial de fyillar, hacien- 
do 2ina de las carambo- 
lescas suertes que, con 
bolas y sombrero, ejecuta 
por distracción. Está fil- 
mando asuntos de aquel 
deporte para M-G-M. 



Wallace Beery, a Pola Ne- 
gri. . . 

Tom Mix sufrió una ope- 
ración quirúrgica, en víspe- 
ras de debutar en el Cine 
Parlante, y, para mayor sen- 
sación del debut, se creyó 
como lo más oportuno el 
publicar la noticia de su 
muerte. ¡Sin el menor es- 
crúpulo! Muerto le llorarían 
todos, y todos hablarían de 
éL ¿Qué mayor reclame? 
¡Con resucitarle después!... 
Y así se hizo. 

Wallace Beery acababa 
de estrenar "El Campeón", 
y al público debía de in- 
teresarle mucho la nueva 
película. ¿Qué hacer ante 
esto? ¡Pues matarle tam- 
bién! Se dio la noticia por 
radio, y en pocas horas se 
divulgó de boca en boca 
por toda la ciudad de Los Angeles . . . 
Hasta que los periódicos aclararon lo ocu- 
rrido: todo se reducía a que un anunciador, 
al recomendar la última película de Wallace 
Beery, describía una de sus escenas, en la 
que se suponía que moría el protagonista, 
interpretado por aquél, ¡y los oyentes creye- 
ron que se trataba de una muerte de veras! 

Pocos días después se enfermó repenti- 
namente Pola Negri; fué llevada a un hos- 
pital, la hicieron una transfusión de sangre, 
y en la primera página de todos los perió- 
dicos apareció la sensacional información 
de estarse muriendo la famosa artista . . . 
jPero el público se resistió a creerlo! Tomó 
la noticia por una reclame más. Y, sin em- 
bargo, era absolutamente cierta aquélla. 

A.SÍ es Hollywood. Las mentiras se to- 
PÁGINA 176 




man por verdades, y las verdades no se 
pueden creer. A fuerza de falsear la vida, 
nos engañamos todos, y cuando queremos 
ser sinceros ya es tarde. 



Un Adivino 
Comprometedor 

LJOLLYWOOD ha temblado. No mu- 
cho, porque aquí nada asusta, pero sí 
lo suficiente para que algunos espíritus pu- . 
silánimes pensaran hasta en huir de Cali- 
fornia. Y, desde el punto de vista de ellos, 
el caso no es para menos. 




Wallace Beery dejándose anudar la 

corbata por jackie Cooper en "The 

Champ", de M-G-M. 

Marzo, 1932 



CINE-MUNDIAL 



sonrisa mordaz de viejo verde. 

Le conocimos en un tranvía, en ple- 
no Hollywood Boulevard, y el mucha- 
cho hizo una verdadera revolución entre 
los pasajeros. A todos hablaba, como si 
les conociera de antiguo, y a cada uno le 
respondía en forma desconcertante. ¡De 
todo estaba enterado el hombrecito! Al 
llegar a las oficinas de "Variety" dejó el 
tranvía, y de la mano de su padre entró en 
la Redacción del popular semanario, que 
se edita en Hollywood a la vez que en 
Nueva York. 

Detrás del muchacho entramos nosotros, 
con la curiosidad consiguiente, y entonces 
supimos que el maravilloso Ralph acababa 
de llegar de la India con su padre y que se 





Charles Bickford 
brindando por Eve- 
lyn Brent en la cinta 
de Columbia "The 
Pagan Lady", que 
sin duda es la propia 
Evelyn. 



"The Silent Witness", no quería creer en 
la exactitud de las afirmaciones de Ralph y 
se permitió interrogarle con cierto dejo de 
ironía: 

— ¿A que no sabes quién soy yo, dónde 
nací, a qué me dedico, y qué es lo que me 
propongo?. . . 

Ralph le miró fijamente, muy serio, y le 
contestó, sin pestañear: 

— Usted es Fortunio Bonanova, baritono 
español, actualmente actor del teatro ame- 
ricano. Los periódicos dicen que fué usted 
matador de toros, pero eso no es exacto. 
Usted se limitó a torear algunas corridas 
de becerros como simple aficionado, ha- 
biéndole dado lecciones su amigo el famoso 
torero gitano Rafael Gómez, El Gallo, cal- 
vo por más señas . . . Tampoco es exacto 
que usted naciese en Barcelona, como suele 
decir cuando le preguntan, sino en un pue- 




Con Marte Dresser entre ambos, Valentín Pa- 
rera y su esposa Grace Moore, renombrada 
estrella cantante y de los talleres de M-G-M. 



disponía a dar algunas exhibiciones públi- 
cas de sus insólitos experimentos, si se 
lograban vencer ciertas dificultades que pa- 
ra efectuar aquéllas habían encontrado. 

Pocos días después, en el Roosevelt Ho- 
tel, y en uno de sus salones privados, donde 
se celebraba una fiesta íntima para festejar 
el cumpleaños de la deliciosa Sidney Fox, 
volvimos a vernos ante el mago Ralph. 

Rodeábanle Carmel Meyers, Doro- 
thy Mackaill, Mary Brian, Ginger 
Rogers, Louise Fazenda, Clarence 
Brown, Montagu Love, Tony Bushell, 
Fortunio Bonanova y algunas otras 
personalidades del mundo cinefónico. 

El minúsculo Ralph hizo las deli- 
cias de los presentes, adivinándoles 
el pensamiento, recordando el pasado 
de cada uno v augurando el porve- 
nir. . . 

Con la inconsciencia de su infanti- 
lismo ni siquiera vaciló en callarse lo 
desagradable, y en eso precisamente 
está el peUgro de sus respuestas: dice 
lo que sabe, sin preocuparle el efecto 
que puedan producir sus palabras 
más o menos indiscretas. 

Bonanova, que acababa de regresar 
de San Francisco, donde conquistó 
un nuevo triunfo al presentarse en 
Marzo, 1932 



Sylvia Sidney, sin dispu- 
ta la actriz más popular 
de las surgidas durante 
los últimos doce meses y 
que ahora trabaja pa/ra 
Paramount. 




PÁGINA 177 



CINE- MUNDIAL 






Fortunio Bonanova 
y Olga Baelanova 
en una escena que, por va- 
riar, no es de amor (¿o lo 
será?) de la cinta "El Mudo 
Testigo", por estrenar. 

blo de Ibiza, en las Islas Baleares, desde 
donde le llevaron sus padres a Barcelona, 
para educarle allí. Es usted, pues, ibicenco, 
no catalán; y su lengua nativa el mallor- 
quín, dialecto muy parecido al catalán, pe- 
ro que no es precisamente el catalán. Aho- 
ra representa usted dramas en inglés, en el 
teatro, aunque lo que más le seduce, y usted 
lo niega, es el Cine Parlante ... Y es cierto 
que le han hecho diversas proposiciones 
para actuar en el Cine, y que usted las re- 
PÁGINA 178 



Juveniles y sonrientes, 
Rochelle Hudson y 
Eric Linden, paseando 
por las calles de Ho- 
llywood y encantados 
de sus respectivos 
triunfos en 'Are These 
Our Children' de la 
Radio. 



chazó; pero no fué porque desprecie el 
trabajo en la pantalla, sino, sencillamente, 
porque no le pagaban lo que usted quiere 
cobrar y que, sin duda, es algo exagerado 
en estos tiempos de depresión económi- 
ca .. . 

— ¡Basta, por Dios! — suplicó, interrum- 
piéndole, el amigo Bonanova. 

Pero el muchacho, sonriendo, se encogió 
de hombros y siguió hablando tranquila- 
mente: 

— Usted me preguntó, y yo tengo que 
contestarle. Aun no acabé de responder. 
Permítame. . . Usted es, personalmente, un 
hombre muy simpático, de 
buen corazón, y hasta gene 
roso. Pero le gustan dema- 
siado las mujeres (¡que no 
se entere Pilar!) y por ellas 
es usted capaz de olvidarse 
hasta del Teatro y del Ci- 
ne. . . No piensa usted, sin 
embargo, en casarse. Pero 
se casará. No le va a quedar 



Un momento trágico de 
"Camarote de Lujo", en es- 
pañol, de la Fox, con Ed- 
mund Lowe. 



otro remedio. Y será usted muy feliz, por- 
que no por eso dejará de seguir siendo 
admirado en el Teatro y en el Cine, sin 
tener que negar su verdadera edad, pues 
aún es joven; y se morirá de viejo, dejando 
en el mundo, como recuerdo, y para que 
se repartan sus ahorros, docena y media de 
Bonanovas, entre hijos y nietos. . . 

Fortunio estuvo a punto de desmayarse. 
Por suerte, Ralph no continuó sus pronós- 
ticos. Y cuando se exhiba en algún teatro, 
¡Bonanova no aparecerá por la sala! 

Pero Ralph tendrá un gran éxito en Ho- 
llywood, porque aquí no hay estrella que 



Abrumada por la me- 
lancolía (o tratando 
de acordarse del nú- 
mero del teléfono) Do- 
rothy Lee, la inquieta 
y diminuta estrellita 
de Radio, que acaba de 
regresar de un viaje 
por Cuba y sus alre- 
dedores. 




Marzo, 1932 



CINE-MUNDIAL 




Otra entristecida 
estrella, mirando 
por la_ ventana de 
su casa lo que 
ocurre en el bule- 
var: Miriam Hop- 
kins, de la Para- 
mount. 



no consulte constantemente a algún lector 
del pensamiento, cartomántico, o simple 
gitana. . . Todos quieren saber lo que va 
a sucederles y, naturalmente, si el presagio 
no es halagador, vuelven a preguntar, has- 
ta que les dicen algo agradable. 

Nadie — entre estas gentes — cree en sí mis' 
mo, y todo lo esperan de la Providencia. 

Pero, si alguna vez triunfan, no se lo 
agradecen a la Providencia. El triunfo es de 
ellos. La Providencia sólo estuvo al quite.. 



El Hollywood 
de Hoy 

(^UANDO escribimos estas líneas la de- 
presión ha llegado a su más aguda cri- 
sis y nadie puede augurar, con alguna pro- 
babiHdad de acierto, lo que habrá ocurrido 
al publicarse. . . No es de suponer, sin em- 

Marzo, 1932 




John Boles, el galán cantante de 
la Fox, que con tantas admirar 
doras cuenta por esos m,undo8, 
reflexionando acerca de los pro- 
blemas de la vida. 



bargo, por grande que fuese la mejoría, 
que el enfermo se haya restablecido. ¡Es 
demasiado grave la dolencia! 

Hasta hace muy pocas semanas, Holly- 
wood parecía una ciudad nuestra, con mu- 
cho de Madrid, mucho de Méjico, y no poco 
de todas las demás grandes ciudades hispa- 
noamericanas. En todas partes se oía hablar 
español y, por supuesto, en voz alta, se 
piropeaba a las mujeres. . . 

En los recintos de los grandes estudios, 
en los vestíbulos de los teatros, en plena 
acera, formábanse grupos, discutiéndose 
apasionadamente o celebrando algún feliz 
comentario con ruidosas carcajadas. Con- 
tra la costumbre de este país, donde todo 
el mundo tiene siempre prisa, y si no la 
tiene le obligan a tenerla, había quien en- 
traba en un restaurant a las seis de la tarde 
y no salía hasta las tres de la madrugada, 
sin haber tomado más que un castizo café 
con leche, y sin que el camarero le echara 
a la calle, como en Nueva York suele ocu- 
( Continúa en la página 207) 

PÁGINA 179 




1 



Ramón Novarro, as de M-G-M y que, además de figurar en la pelí- 
cula "Mata Hari" con Greta Garbo, dirigirá la producción de va- 
rias cintas Fotodramáticas durante el corriente año. 

PÁGINA 180 



Marzo, 1932 






Marzo, 1932 



Mary As(or, estrella de Radio Pictures, intérprete de "Men of 
Chance" y poseedora de una sonrisa angelical y de este extra- 
ordinario sombrero de encajes y flores de trapo. 

PÁGINA 181 



J 




"™ir 






\ A / arner Baxter, astro de la Fox, cuya popularidad no disminuye 
' * entre los aficionados (y menos entre las aficionadas) y que 
acaba de renovar su contrato para angloparlantes. 

PÁGINA 182 



Marzo, 1932 




Marzo, 1932 



Ginger Rogers, intérprete para RKO-Pathé de "The Tip Off" y "La 
Flota Suicida", y famosa en Broadway por su talento en las tablas 
y en todas partes por su gracia y su pelo rojo. 

PÁGINA 183 




f 



Sally O'Neil, actriz de innumerables simpatías y que figura actualmen- 
te en el elenco de la Fox, después de no pocos triunfos fotodra- 
máticos. Su voz es tan bella como sus ojos. 

PÁGINA 184 



Marzo, 1932 





Marzo, 1932 



Clark Gable^ artista a quien unas cuantas películas fueron bastantes 
para colocar en primera fila entre los numerosos intérpretes de 
M-G-M y que acaba de colaborar con la Garbo. 

PÁGINA 185 



J 



CINE-MUNDIAL 




Un fanal inglés, el más 
potente del mundo, con 
hiz en . cuadrante para 
circunscribir aeropla- 
nos en el cielo. 



La Quinta Avenida se viste de blan- 
co, durante la primera nevasca de 
este invierno en Nueva York. 



<Jííundiales 



Información universal y exclusiva para esta 
revista, suministrada por nuestros corresponsa- 
les y por el servicio International Newsreel 



Sacerdotes ja- 
poneses llevando 
licores a los espí- 
ritus el día de Ac- 
ción de Gracias, 
en Tokio. 




HH^HjI 




h 


b^^^^HS 


W^ 


^L^: 




l^HrflH 


1^^ 


I^SSí^^^ 




^ L 


H^^^^ ^íHB9^^H 




BgjpM 


I^K^8¥^a« 


r jn^P^*t^ 1^5 


^Bé 






ÍH| 


IW^ 


Imáy 


ra 




Desmantelamien- 
to del dirigible 
inglés R-lOO, en 
Cardington, para 
que no corra la 
miamu 8U£rte que 
su gemelo el "R- 
101", que se estre- 
lló el año pagado. 



Nieholas Murray 
Butler, Director de 
la Universidad de 
Colum.bia en Nueva 
York, y que ganó el 
premio Nobel de la 
paz, por mitad con 
la escritora Jane 
Adams. 



Monumento a la acróbata Lillian 

Leitzel, en el que figura el trozo de 

cable que causó su muerte. 



PÁGINA 186 



Marzo, 1932 



C I N E - M U N D I A L 




La biblia más pe- 
queña del mundo: 
sólo se puede leer 
con vidrio de au- 
mento. Se impri- 
mió en Escocia y 
la tiene ahora un 
librero chicagoen- 
se, que la valúa 
en, 15,000 dólwrea. 



Monolito maya, en Quirigua, Guatemala, la- 
brado hace más de seis mil años y cuyo valor 
arqueológico atrae turistas. 



Manifestación contra la Liga de ios Naciones 
en Mukden, Manchuria. Los chinos manifes- 
tantes llevan banderas japonesas. 




Cruces erigidas por los devotos en el cerro 
del Tepeya/;, en Méjico, con motivo de Uis 
recientes fiestas de la Virgen de Guadalupe. 




Momento acrobático de la lucha libre entre Londos 

y Steele en Nueva York. Londos es el que está 

entre las cuerdas, aguardando sin duda a que 

venga a buscarle su contrincante. 



Marzo, 1932 



PÁGINA 187 



CINE-MUNDIAL 




jYa salió! WUliam Roberts, de 
Chicago, dispuesto a casarse con 
cualquier señora — sea cual fue- 
re su edad y condición — por la 
modesta suma de 10,000 dólares. 



I 




Vista del Foro Tr ajano, en Ro- 
ma, como está después de las 
recientes excavaciones en su de- 
rredor. 



En una calle de París, un sor 
cerdote bendice a las "midi- 
nettes" bajo la estatua de 
Santa Catalina de Alejarir 
dría, en el día de la fiesta de 
esta imagen, que es la patro- 
na de las que no se han casado 
y se quieren casar. . . 



(Fotos 
Valdeave- 

llano y 
Bolaños) . 





PÁGINA 188 



Equipo del club de 
basket-ball "Hércu- 
les", de Guatemala, 
que ganó al de San 
Salvador, 9 a 6. 
Izquierda, equipo 
"Hércules" , de mu- 
chachas salvadore- 
ñas que perdieron 
contra sus tocayas 
guatemaltecas en re- 
ciente partida. Aba- 
jo, jugadoras del 
"Sociedad Auxilios 
Mutuos" que ganar- 
ron al 'Salvadoreño.' 



M.4RZ0, 1932 



C I N E - M U N D 1 A L 





Desembarque de soldados 
japoneses en las costas de 
California . . . para hacer 
una película, pues ni son 
soldados, ni japoneses, si- 
no "barbas" con uniformes 
nipones y color local. 



Magnifica tumba que se su- 
pone contener los restos de 
San Francisco Javier en Goa, 
India, y que ha sido expuesta 
a la veneración de 
los creyentes después 
de años de clausura. 



Un rincón del Parque Central 
de Nueva York engalanado 
por las bellezas invernales en 
uno de los pocos dias de frío, 
que hubo durante la tempora- 
da de nieves, hasta ahora bas- 
tante benigna y hasta tibia. 




Marzo, 1932 



¡Los comunistas en acción! Corriendo de la policía que los dispersa, esta vez son los 
de San Francisco California, que hicieron una manifestación para pedir la libertad 

de su correligionario Mooney. 



PÁGINA 189 



Já 



CINE-MUNDIAL 




DOS días hemos ca.' 
minado por el Sa' 
hará después de 
nuestro encuentro con los 
tuaregs. Atrás han queda- 
do los oasis de Tafilalet. 
Ya no hay ningún temor de que el espejis- 
mo nos los muestre ante las cabezas de 
nuestros dromedarios, cuando los dejamos 
a nuestras espaldas. 

De nuevo esta atracción del Desierto, 
que me imagino que ya no podré vencer 
nunca. Otra vez la chilaba y el albornoz 
blanco y las babuchas y la monotonía de 
las jornadas largas. Otra vez la barba cre- 
cida y la cabeza afeitada. 

El Sahara, el africano mar petrificado, 
me ha hecho un berebere más. Yo he via- 
jado ya con muchas caravanas, pero siem- 
pre que lo había hecho antes de ahora, 
sabía a dónde iba, en qué lugar recuperaría 
de nuevo mi ciudadanía de europeo; mas 
al salir en esta ocasión de Tafilalet, mon- 
tado sobre el dromedario, el rostro cubierto 
con el embozo de la chilaba, ni sabía donde 
íbamos — y lo continúo ignorando — ni 
cuándo llegaremos a una población o a un 
oasis donde exista una colonia francesa. 

Hoy, apenas habíamos salido de Fedhra, 
en un terreno en el que el Desierto aun 
era verde de hierba y no amarillo de arena, 
yo, que iba junto al jefe en la vanguardia 
de la caravana, vi cómo un muchachuelo 
beduino se escondía rápidamente tras uno 
de estos árboles sagrados 'que se llaman en 
PÁGINA 190 



lengua beréber "betoums". Poco antes ha- 
bía escuchado el ruido de una rústica chi- 
rimía. 

Mas no fui yo solo quien distinguió al 
pastor. Le había visto también Sidi Ab- 
derrahím-el-Mitliti, que es el nombre del 
señor a quien, mientras el viaje dure, debe- 
mos obediencia. 

Un gesto, luego una nube de polvo levan- 
tada por seis dro- 
medarios azuza- 
dos por otros tan- 
tos jinetes, y el 
muchachillo tre- 
pando al betoum. 
Todo rápido. 
Una vieja espin- 
garda apuntando 
a las hojas y el 
pastorcito que 
desciende. 

— ¿De quién 
eres? — le inte- 
rroga el Mitliti. 

--De Sidi Ab- 
dselam el Me- 
krechi. 




—¿Tú sirves al perro árabe que me robó 
mis camellas? Está bien. Por la injuria de 
tu amo, sufrirás la rebka (la venganza con 
derramamiento de sangre.) 

Su gumía salió de la vaina de plata re- 
pujada. 

Intervine: 

— Sidi, el Libro lo dice. Una generosidad 
trae la otra. Perdona al muchacho. Sólo 
Dios sabe leer en el corazón de los hom- 
bres. 

A Sidi Abderrahím le repugna el tener 
que matar al pastor. Además, la cita ko- 
ránica no le ha dejado indiferente, pero la 
rebka es la justicia del pueblo beréber. Sí 
no mata al muchacho, el que le robó las 
camellas puede creer que teme las repre- 
salias, y ésto no lo consentiría jamás el or- 
gullo de nuestro jefe ni lo toleraría la ca- 
ravana. 

— Está bien, alfakih — me contestó — 
Dios no ama los actos de violencia repen- 
tina. Luego escucharé tu palabra y la pa- 
labra de otros hombres. Que el Profeta 
nos ilumine a todos. 

A pesar de estos vocablos amables, la 
sentencia de muerte del pastorcillo está más 
que dictada. 

Un hombre le cogió por la cintura y le 
subió al dromedario. 

En seguida, la caravana reanudó la mar- 
cha. 

Delante de nosotros caminaba el rebaño 
que guardaba el pastor. 

Miré al chiquillo. Vestía astrosamente 
con una chilaba sucia de la tela más ordi- 
naria que se teje en los oasis, pero, suje- 
tándose la cintura, llevaba un bonito cin- 
turón, uno de esos cinturones que en el 
Desierto no se encuentra como no sea suje- 
tando las caderas de las ouled-nails, las ni- 
ñas qjue en los oasis y bajo las palmeras 
abren sus brazos morenos a los caminantes. 

El pastorcito, con la resignación que es 
nervio de su raza, ajeno a toda preocupa- 
ción en los instantes en que la rebka le iba 
a hacer su víctima, desde lo alto del dro- 
medario hacía sonar su rústica chirimía. 



El Día del Juicio, Mahoma, asesorado 
por el' Único, señalará a cada* creyente el 
lugar que ha de ocupar; pero, en tanto, la 

tierra verde es 
para el hombre 
que cultiva el dá- 
til y la arena pa- 
ra aquel que sabe 
hacer hablar la 
pólvora. La ou- 
led-nail prefiere 
nómada y, si un 
un caballero del 
Desierto le hace 
la menor indica- 
ción en este sen- 
tido, la mucha- 
cha no vacila en 
abandonar su vi- 
da sedentaria y 
(Cont. en la pág. 211) 
Marzo, 1932 



i 
i 



CINE-MUNDIAL 




Placer ahora y más tarde . . . 

recuérdese lo grato con instantáneas 

XoME instantáneas a menudo, Eyes) le será facilísimo tomar Véanse las nuevas Kodaks y 

siempre que tenga ocasión, todas las buenas instantáneas Brownies. Las hay en colores 

Hay placer en tomarlas, placer que quiera. Para asegurarse de y a un precio para todos — O 

en enseñarlas a los amigos, que salgan mejor, más claras, bien mándesenos el cupón y se 

placer sin igual en volverlas a más brillantes, con más vida, recibirá un catálogo ilustrado 

use siempre la nueva Película e interesante. 

Verichrome Kodak: toma 

buenas fotografías aun bajo 

malas condiciones de luz. 



ver al correr de los años. 

Con cualquiera de las mo- 
dernas y sencillas Kodaks, 
Brownies y " Jockey s" (Hawk- 



r' 



KODAK 

Eastman Kodak Co., Rochester, N. Y., E. U. A.; Kodak Argentina, Ltda., 4Í4 Paso 438, Buenos Aires; 
Kodak Brasileira, Ltd., Caixa Postal 849, Rio de Janeiro; Kodak Colombiana, Ltd., Apartado 8i4, Ba- 
rranquilla; Kodak Cubana, Ltd., Zenea 236, Habana; Kodak Chilena, Ltd., Casilla 2797, Santiago; Kodak 
Mexicana, Ltd., Independencia 37, México, D. F.; Kodak Panamá, Ltd., P. O. Box 5027, Ancón, Zona del 
Canal; Kodak Peruana, Ltd., Divorciadas 650, Lima; Kodak Philippines, Ltd., Dasmarinas 434, Manila; 
Kodak Uruguaya, Ltd., Colonia 1222, Montevideo. 



A la ( mándese este cupón a la dirección co- 
rrespondiente, entre las de más abajo). 
Sírvanse mandarme gratis el librito que des- 
cribe las modernas Kodaks, Brownies y " Joc- 
keys" (Hawk-Eyes). 



NOMBRE 



CALLE Y NUMERO 



CIUDAD 



l_ 



país 



20-25 



Marzo, 1932 



Página 191 



CINE-MUNDIAL 



Sóloel Color NATURAL 
Da Vida a los LABIOS 




MADGE EVANS 
Estrella de la Mctro-Goldivyn-Ma- 
yer aplicándose el Lápiz Michel. 

Y el color natural siempre lo prO' 
porciona el Lápiz Michel para los 
labios. Este es el lápiz de toda dama 
de buen gusto y de toda mujer famosa 
por su belleza. Su transparencia sin 
igual acentúa discretametite el color 
natural, haciéndole armonizar con 
cualquier color de cutis. Es puro, im' 
permeable. Su comprobada perma^ 
nencia una vez aplicado a los labios le 
hace el más económico de todos. Con' 
serva los labios siempre suaves y flexi' 
bles. Si Ud. prefiere un tono más os- 
curo, pida Michel No. 3. Pero, ante 
todo, exija siempre Michel. No es 
más caro que los corrientes. 

He áqui otros productos Michel que 
igualan en fama ai reuombrado Lápiz 
para los labios: Colorete Compacto 
en dos matices. - mediano o anaran- 
jado; Colorete en Crema para labios 
y meiillas; Polvo Compacto y Suelto 
en tonos delicados: Blanco, Rachel, 
Natural, Melocotón y Ocre. 




Ofrecemos nueslra rt'/jrc- ^ 
sentaeiím en territorios 
libres a casas bien estU' i 
blecidas y serias. Solici' 
tese información a: 1 

MICHEL COSMETICS, Inc., 
220 5th Ave., Nueva York, E. U. deA. 



PÁGINA V.)2 



lí^^ a£NA í)t LA TO^^- '-^ 




Salud y Belleza 
del Rostro 

EL espejo nos dice hoy que nuestro ros- 
tro está marchito y cansado. Unas 
cuantas noches de fiesta acostándose 
tarde y durmiendo poco; el trabajo excesivo 
de la vida moderna en que la mujer metidn 
en oficinas y talleres no toma sol ni aire; la 
preocupación de velar a un enfermo querido 
durante largos días en que las alternativas de 
su mal nos mantienen intranquilas; todas es- 
tas causas conducen a un mismo fin. El es- 
pejo, implacable, revela la dolorosa verdad a 
infinitas mujeres todos los días. Color pálido, 
ojeras, líneas cansadas; todo lo que en las 



Baste saber que es uno de los más famosos 
de Nueva York, con sucursales en París y en 
Londres. 

En el lujoso salón de recibo nos sale al 
paso una bella mujer — no podría ser fea — 
y más aún que bella interesante, a la que ex- 
]>onemos nuestro caso. Estamos desoladas al 
ver cómo el cansancio y las preocupaciones 
han desfigurado nuestro rostro. Pensamos en 
las innumerables mujeres que estarán hoy su- 
friendo análoga contrariedad y, con el pro- 
pósito de ayudarlas, al mismo tiempo que nos 
ayudamos, venimos a la clínica famosa en el 
mundo y queremos penetrar en todos los se- 
cretos de esta magia moderna que realizs» 
milagros y a lá que pudiéramos llamar "magia 




Lita Chevret, de Radio 
Pictures, dando a siis ce- 
jas el retoque final ante 
un tocador en que se enfi- 
lan misteriosas lociones, 
intrigantes frascos y ele- 
gantes pomos de crema. 

facciones aumenta los años de In mujer por 
joven que ésta sea. 

Se liace indispensable buscar el remedio. 
^; Dónde y cómo? Donde la exquisita ciencia 
de la Belleza ha instalado sus clínicas con 
doctores expertos, cirujanos de Jiábil práctica 
y enfermeras competentes y gentiles. En los 
grandes "Salones de Belleza" que son hoy el 
punto ide cita de toda mujer elegante. 

Escojamos uno al azar y sin citar nombres. 



blanca", ya que no es ciertamente terror lo 
que inspira. Es necesario, además, que nada 
nos quede por saber, si es que hemos de po- 
der informar concienzudamente a las lectoras 
de CINE-MUNDIAL. 

Ante la apremiante urgencia de nuestro de- 
seo, la mano aristocrática — por lo cuidada 
al menos — de esta interesante mujer, ha des- 
corrido la cortina del santuario y hemos vis- 
to. . . 

En ambos Indos de un largo corredor que 
ocupa todo un piso del edificio se extienden 
las pequeñas celdas en que se practica el rito 
de la moderna religión de la belloia. Tona- 
lidad gris perla en las paredes y en la gruesa 
alfombra del suelo. L^n magnífico espejo ocu- 

Marzo, 1932 



C I N E - M U X D I A L 



pa por completo uno de los frentes. Ante el 
espejo, una larga mesilla de nu'irniol negro. 
Una vitrina con pomos y aparatos de la nue- 
va alquimia. Cortinas de color rosa viejo en 
Ja puerta y ocultando la percha en que se 
cuelgan abrigos y vestidos. Un enorme bu- 
tacón de mullida tapicería enfundado en 
blanco, con im escabel muy bajo para apoyar 
los pies y quedar así cómodamente recostada 
y en postura fácil para las manipulaciones 
del tratamiento. Luces indirectas que se apa- 
gan cuando empieza la sesión, para dejar úni- 
camente sobre el rostro de la paciente un 
chorro de liis del día, que proporciona una 
bombilla especial. La sacerdotisa, una linda 
muchacha envuelta en un delantal de hilo 
color de rosa viejo, comienza la ceremonia. 
Con ágiles dedos extiende por el rostro la 
"crema de limpiar", indispensable a toda mu- 
jer, joven o vieja, en el uso diario de su 
tocado mañana y noche. L^na vez extendida, 
va quitándola con las suaves toallitas de una 
especie de papel de seda muy blandito, cuyo 




1^ 



Lita Chevret haciéndose un masaje 
eléctrico imra conservar la redondez 
del cuello y borrar toda traza de sur- 
cos en su piel de terciopelo. 

uso se halla hoy en día completamente gene- 
ralizado. 

Observa después aquellos lugares del rostro 
en que el exceso de grasa ha producido una 
rordura que no es natural. En la doble-barba 
es donde más se nota. Y allí aplica una grue- 
sa capa de un ungüento oscuro que ha de 
activar en unos cuantos minutos la circula- 
ción y ha de bastar en pocas sesiones para 
devolver al rostro el contorno de la juventud. 
Espera paciente hasta que el ungüento em- 
pieza a producir un ligero escozor. Lo quita 
entonces con una paletita de madera y lle- 
nándose las manos de una crema finísima 
comienza el masaje que ha de vigorizar los 
nnísculos, en simétrico movimiento de rota- 
ción, de igualdad extraordinaria, de abajo a 
arriba, alternando con el palmeado científico, 
tan provechoso para activar la circulación. 

Al cabo de unos cuantos minutos de este 
agrad;;ble ejercicio, extiende sobre los párpa- 
dos y todo alrededor de los ojos una mínima 
parte de la crema especial liara hacer desa- 
parecer las finísimas arrugas que los rodean, 
producidas porque la piel en esta parte del 
rostro es más seca que en el resto. Aquí, el 
masaje con las yemas de sus dedos se hace 
apenas perceptible, porque es preciso un ex- 
tremo cuidado para no estirar la piel, muy 
fina y sensible en este- lugar. 

Mena luego la aplicación de una crema 
especial para ablandar los puntos negros de 
ía nariz y de la barba, sobre cuyos lugares 
trabaja con manos expertas. 

Marzo, 1932 




En la gloriosa 
estación 



{y en la mala) 

un cutis adorable 



A LGO hay en cada estación que 
daña el cutis, tendiendo a mar- 
chitarlo: el frío lo irrita y enrojece; 
lo reseca el calor: el sol lo obscu- 
rece ; el viento y el polvo lo ag"rie- 
tan ... y no menos lo dañan los 
cambios de temperatura. 

Pero no hay preocupaciones pa- 
ra aquellas que usan la Crema de 
Miel y Almendras Hinds. Su uso 
diario aseg"ura la protección más 
eficaz. Infinidad de mujeres lo sa- 
ben : y conocen que, además, la Cre- 
ma Hinds conserva lozana y tersa 
la tez; da al cutis esa seductora 
blancura tan deseada por las muje- 
res elegantes . . . Use la Crema 
Hinds para el rostro, las manos, el 
cuello, los hombros, el escote ... y 
de vez en vez después del baño, por 
todo el cuerpo . . . Dará a la piel 
nueva belleza y una deliciosa ter- 
sura. 




CREMAHINDS 

Sana el cutis — lo blanquea 
lo vigoriza — lo protege — lo suaviza 

DA A LAS MANOS UNA EXQUISITA BLANCURA Y SUAVIDAD 



PÁGINA 193 



C I N E - M U N D I A L 




Ahorre Dinero 



Gane Dinero 



Su estrella favorita, como muchos de los principales astros 
del Cine sobresale por la belleza de su cabellera. Muchas 
de estas estrellas nacieron con el pelo lacio ;' las ondas y 
rizos exóticos que tantos admiran, les deben a una gran in- 
vención: "LA OXDIXACIOX PEEMANENTE". — Ud. tam- 
bién puede adquirir una cabellera que cause la admiración 
y envidia de sus amistades, sin ningún peligro, con la ajiida 
de nuestros EQUIPOS PARA OX'Dl'LAn. — ITi el agua, ni el 
sudor ni la humedad afectan el rizado, pues mientras más 
se moja el pelo más rizado se pone. Tenemos equipos de 
todos tamaños y para todos los bokillos, desde un calefactor, 
para uso particular hasta de 40. para el eran salón. 
Equipo No. I con material para 50 rizos $15.00 (Dollars) 
Equipo No. 2 con material para 100 rizos $27.00 (Dollars) 

Haga su pedido hoy mismo- indicando el voltage eléctrico de 
su localidad y a nielta de correo recibirá su eqidpo con ius- 
trucciones en español, ilustradas. 

PATRiaAN LABORATORIES Ltd., Depío. C 
17 East 48th St., Nueva York, E. U. A. 




Si estima Vd.su cutis 

para estar se- 
guía de que usa 
algo de absoluta con- 
fianza, use la Crema Bal- 
sámica Mennen, Úsela a 
diario para proteger el cutis 
de la intemperie; para corre- 
gir barros y espinillas; como 
calmante; como base para 
el polvo. No tiene grasa, 
es fácilmente absorbible, 
es antiséptica, fragante 
■JitriN^t^ B y refrescante, es uno 

1^ 1 iLh ^^ '°s productos 

\^?tr\ de calidad 

Mermen. 






PÁGINA 194 




Uinpio el rostro de cremas con lienzos 
aproijíados, recibe una ablución con el tónico 
de azahar que da a la piel aroma y frescura 
deliciosas. Con una nuiñequita impregnada 
de este mismo tónico, palmea ahora por todo 
el rostro durante varios segundos-. Y por 
último nos aplica una máscara de hilo, im- 
pregnada igualmente en el tónico de flor de 
naranja, sin más aberturas que una pequeña 
en la boca y otra en la nariz para respirar. 
Con la máscara puesta y en tinieblas el cuar- 
tito, se reposa unos minutos. 

Al cabo de ellos, se hace la luz de nuevo, 
nos desenmascaran el rostro y podemos apre- 
ciar a simple vista la frescura y la suavidad 
adquirida en una sola sesión. No es maravi- 
lla, por lo tanto, que mujeres de 50 años, 
í|ue reciben regularmente un tratamiento se- 
manal en estos grandes salones de belleza, 
parezcan tener sólo 30 y no dejen nunca de 
ser jóvenes. 

'S'estidas ya, pasamos a una salita análoga 
en otro de los pisos del edificio. Es el llamado 
saloncifo de los diagnósticos. L^na experta doc- 
tora en Belleza examina el rostro de la pa- 
ciente con escrupulosa atención. Diagnostica 
y receta. Cada piel necesita sus lociones, sus 
cremas, sus polvos, su colorete y su lápiz de 
labios distintos. Hay cutis que requieren toda 
clase de cremas habidas y por haber. Otros, 
por el contrario, no necesitan más que una 
ligera capa de polvos de cierto color especial. 
En esta ciencia moderna no se trata de ven- 
der por vender; no se trata de engañar con 
ñnes comerciales, sino de procurar a cada 
cliente el modo positivo de acentuar la be- 
lleza de sus cualidades naturales, haciendo 
resaltar éstas. Se trata de procurar salud y 
belleza al rostro sin que entre en ello la idea 
del lucro. Es un comercio que se practica 
con la devoción y sinceridad de un arte. Y 
se realiza con la misma emoción de liturgia 
con que el pintor pone colores en sus cuadros 
y el escultor modela sus estatuas, aunque es- 
cultor y pintor tengan que vender después 
sus obras para vivir, 'del mismo modo que 
el especialista en belleza vende sus cosmé- 
ticos. 

Pasamos al laboratorio químico. Nos dan 
el roxigc, el lápiz de labios y el tónico que 
nuestra piel im ¡joco grasicnta requiere. No 
necesitamos en nuestro caso especial más cre- 
ma que la única de uso general: la "crema 



Si desea usted aclarar algún pro- 
blema de afeites, lociones o cualquier 
detalle relativo al embellecimiento 
del cuerpo, diríjase Ud. por carta a la 
Sra. Elena de la Torre, CINE-MUN- 
DIAL, 516 Fifth Ave., Nueva York. 



de limpiar". Ante nuestros ojos se hace la 
mezcla de polvos que reclama el color de 
nuestra piel. Dos partes rachel; tres partes 
rosado natural y una parte blanco. Resulta 
una preciosa tonalidad que se asemeja a la 
parte más clara de la piel del melocotón, Y 
salimos de la clínica como nuevas, rejuvene- 
cidas y con deseo de dar un largo paseo al 
sol. La sensación de frescura que llevamos 
en el rostro nos proporciona una extraña agi- 
lidad en todo el organismo. 

El tratamiento que acabo de detallar a mis 
lectoras — y que puede también practicarse 
en la casa una vez que se conocen los ingre- 
dientes necesarios y el modo de emplearlos. 




Maybelline 

Auténtica lo Consigue *^ 

Cuando tienen los ojos que expressar 
lo que no se atreven a decir los labios 

Transforme sus pestañas en cortina espesa 
de encantadora sombra, y sus ojos adquirí' 
rán nuevo brillo intenso y una expresión 
fascinante, profunda, irresistible. Pero no 
basta que las pestañas se vean oscuras, se- 
dosas y abundantes, sino que deben apa' 

recer naturales. Sólo la Maybelline genuina pro' 
duce exactamente ese efecto, y de modo rápido, íno' 
fensívo y fácil. Por eso asciende a millones el nú' 
mero de mujeres que en todas partes del mundo 
piden la Maybelline auténtica — que se identifica 
por medio del retrato de una muchacha, en la caja — 
cuando van a comprar un embellecedor de pestañas. 

MaybelUiie Sólida Forma 
o Liquida inmune Líquida 
al Agua, en Negro (Inmiinr 
u Oscuro, 75 cen- al Agua) 
tavos oro, en to- 
das las tiendas 
Que veuden articu- 
Farma Sólida los de tocador. 





MAYBELLINE CO. 
5900-06 Ridge Ave., Chioago, III., U. S. A. 



(yf^¿íf^^£¡^\ 



ze^ 



Embellecedor de Pestañas ■ 




ADRIANA ARIZA Juventud y Belleza 

Es Importantísimo saber escoger una 
Buena Crema para Blanquear el Cutís 

Madame Ariza da consejos personales de belleza, para 
obtener y retener los atractivos naturales, mediante régimen 
alimenticio y cosméticos apropiados. 

Adriana Ariza Toilet Preparations 

ii207 North Ashland Ave. Chicago, Illinois, U. S. A. 



ARGUMENTOS de películas 

Si le interesa escribir para el cine y de- 
sea llevar sus creaciones a la pantalla, 
escríbanos sin demora. Informes gratis. 
UTILIDAD 
Apartado 159 VIGO España 



Marzo, 1932 



CINE-MUNDIAL 



para lo cual es siempre provechoso recibir el 
j)riniero en un buen salón de belleza — es el 
más sencillo y por lo tanto el más barato. Su 
precio es de $5.00. Hay después otros trata- 
mientos diversos — para las distintas necesi- 
dades de cada piel — que varían en duración, 
en experimentos y en precios. 

Nada es caro, sin embargo, nada es molesto 
y nada es estéril cuando se trata de conservar 
ia salud y la belleza del rostro, base funda- 
mental del bienestar físico y moral de toda 
mujer. 



LA NINA 
DE NUESTRA 
PORTADA 

DOnOTIIY JORDÁN, In diminuta ac- 
triz cuya carita pensativa adorna 
nuestra portada, se miró al espejo, 
se golpeó suavemente las mejillas con la pun- 
ta de los dedos para asentar su maquillaje, 
y se volvió a nosotros sonriendo: 

— íQiié quieren ustedes que les diga? — 
murmuró coquetamente — . No hay nada es- 
pecialmente interesante en mi vida. Al prin- 
cipio, mi ambición era representar dramas de 
Shakespeare en el teatro. . . Después fui bai- 
larina. . . Y luego me vine a Hollywood. 

La linda Dorotliy es actualmente una de 
las damas jóvenes más populares de Holly- 
M-ood. Esto, naturalmente, no lo confesaría 
ella. I\Ias en vano quiere hacernos creer que 
"no hn habido nada interesante en su vida." 
Su triimfo en sí, el camino recorrido en los 
dos años transcurridos desde su debut en la 
pantalln, linbhm más alto que las palabras. 

Quizás el triunfo de Dorothy se debe a su 
sencillez. Dorothy es la ingenua ideal, la chi- 
ca a quien no se necesita vestir con gasas va- 
porosas y peinar de bucles para que dé la 
impresión de nnicluiclia dulce y sencilla. En 
este tumultuoso Hollywood, donde reina la 
falsa seriedad, I\Iiss Jordán todavía se di- 
vierte en grande yendo al tiovivo, mezclán- 
dose con las multitudes en las ferias, y co- 
miendo cncahuetes tostados. 

Sin embargo, Dorothy, como todas, quiere 
crecer y darse aires de mujer de mundo. 

— ¡Estoy segura de que me vería hecha 
toda ima mujer interesante si me pusiera 
vestidos mu3' ceñidos de terciopelo y grandes 
arracadas! — suspira- — . ¡Es una desventura 
ser tan chiquita! Imagínese usted, antes de 
entrar al cine, un director me rechazó por 
"mi aspecto juvenil". Otra vez, mi represen- 
tante arregló para mí una entrevista con un 
empresario que no me conocía. El lugar de 
la cita era el vestíbulo de un hotel neoyor- 
quino. Cuando llegué allí, el empresario es- 
taba esperándome... "¿Qué desea usted?" 
me preguntó al verme... "¿Cómo? ¿Que 
es usted Dorothy Jordán?... ¡Vamos, seño- 
rita..." Y ¡no fué poco el trabajo que me 
costó convencerlo de mi identidad! Después, 
este mismo empresario me contó que le ha- 
bía yo parecido— "una chiquilla escapada de 
la escuela." 

Dorothy .Jordán debutó en la pantalla con 
"La FiereciUa Domada", una producción de 
Douglas Fairbanks. Más tarde la contrató la 
Metro-Goldwyn-Mayer, y apareció frente a 
llamón Novarro en "Espada Errante" y "La 
Casa de la Troya"; con Robert Montgomery 
en "El Amor y el Golf" y "Compañeros". . . 
y en otras películas que sería largo enumerar. 



• Dorothy Jord.an, encantadora actris de la Metro-Goldwyn-Maycr, exhibe dos últi- 
mas creaciones de la moda. "El traje de baño, para ser bien femenino, exige colora- 
ciones al pastcV^ — nos dice Miss Jordán. Como traje de cena de confianza, Miss 
Jordán viste un modelo de crespón de seda, marrón claro, con canesú de encaje 

Chantilly. 




Las Nuevas Modas son Fascinantes .... 

iPERO CUAN EXIGENTES! 

Hoy nos revelamos por entero, tamo si vestimos de sport como en los nuevos 
trajes de baño y de etiqueta, sin dorso. Jamás la forma tuvo tanta importan- 
cia ... y millares de mujeres restringen su régimen alimenticio para conseguir 
esa ideal esbeltez y redondez de formas. ¡Cuántas, sin embargo, pierden más 
que ganan! — debido a que su alimentación carece de suficiente fibra indes- 
tructible. 

Ello causa una eliminación defectuosa: los residuos ponzoñosos atoran el 
sistema, ocasionando preciosas pérdidas de belleza y juventud. 

ESTE PELIGRO PUEDE evitarse incluyendo un alimento agradabilísimo en el 
régimen adelgazante. El Kellogg's All-Br.'vn es un cereal a punto-de-servirse, 
qne no engorda. All-Bran proporciona la fibra que necesita el sistema para una 
eliminación regular y saludable — siendo siempre preferible a los purgantes 
malsanos y peligrosos. 

Kellogg's All-Bran proporciona también el hierro a la sangre que da co- 
lor a labios y mejillas — evitando la anemia contra las restricciones alimenticias. 

Hay infinitas maneras de comer el apetitoso Kellogg's All-Bran. 

E.xija el legítimo Kellogg's — en su paquete verde y rojo. Recomendado 
por especialistas médicos. Preparado por Kellogg en Battle Creek, Mich., 
(EE. UU.) 



ALL-BRAN 

( Todo-Sai vado ) 
el remedio benigno y natural contra el 

ESTREÑIMIENTO 




ALL-BRAN 




KELLOCC COMPANV 



^/ 



Makzo, 1932 



PÁGINA 195 



CINE-MUNDIAL 




Estime 
Sus Dientes 

Naturalmente, sus dientes se- 
rán más blancos, con CALOX. 
Los dentistas dan dos razones 
para ello. 

Primero: CALOX es un polvo, 
y nada como el polvo puede 
limpiar completamente rincones 
y hendiduras. 

Segunda: el CALOX está oxi- 
genado. Esto impide la desco- 
loración del esmalte y la irritación 
de las encías. Además, purifica 
el aliento y neutraliza todos los 
ácidos de la boca. 

Todos se enorgullecen de su 
dentadura, al poco de probar 
CALOX. Pídalo hoy mismo a 
su farmacéutico. 

A quien lo solicite enviaremos 

GRATIS 
una muestra de CALOX 

EL NUEVO 

ENVASE 
CALOX 

Cierra y 

K^A^^V de un dedo. 

McKesson &■ Robbins, Inc., Dept. P. 
79 Cliff Street, Nueva York, E. U. A. 

Sírvanse remitirme una mues- 
tra GRATIS de Calox. 

Nombre 

Calle 

Ciudod País 

PÁGINA 19G 




Termina Nuestro 

CONCURSO 
MUSICAL 

Al cerrar, ascendían a trescientas setenta y seis las 
composiciones remitidas de todo el mundo. 

Han intervenido en la lid casi fodos los nombres 
descollantes de nuestro mundo musical. 

Probablemente en nuestro número de abril se anun- 
ciará la decisión del jurado calificador. 



Ha concluido, o mejor dicho, se ha cerrado ya el Con- 
curso de Música que esta revista inició, convocando a 
nuestros inspirados compositores a un torneo de tangos 
y rumbas. 

En la suposición de que lo más que puede tardar una 
pieza de correo en llegar de los puntos más alejados del 
continente son cuatro semanas, se dio por clausurado el 
concurso el 27 de enero del corriente año. Así, todas las 
composiciones franqueadas antes de media noche del 31 
de diciembre de 1931 llegaron a la redacción desde el sitio 
de origen. 

Cuando estas líneas se escriben, las piezas remitidas 
por los concui-santes están en manos del jurado califica- 
dor, que decidirá su mérito. Pero debe tenerse en cuenta 
que se nos enviaron TRESCIENTAS SETENTA Y SEIS 
composiciones y que va a requerirse tiempo para tocar 
cada una de dichas piezas y para resolver entre tantas 
— y todas, sin duda, de primer orden — cuáles serán las 
dos triunfantes. 

Confiamos, sin embargo en poder hablar de la decisión 
del jurado en nuestra próxima edición. 

La iniciativa que CINE-MUNDIAL tomó al abrir es- 
te torneo ha sido coronada por brillante resultado. Pero 
nuestra misión propiamente dicha terminó al entregar al 
jurado calificador las composiciones recibidas. Ahora sólo 
nos queda anunciar los nombres de los compositores triun= 
fantes y publicar, conforme a las bases del concurso, las 
piezas consideradas como mejores. La grabación de los 
discos y el cumplimiento de las otras cláusulas quedan 
en manos de la empresa Brunswick que tan efectivamente 
ha cooperado con nosotros en esta grata labor. 

Marzo, 1932 



C I N E - M U N D I A L 




c_^ 



D 



EBE ciarse dinero a los muchachos? 
¿Deben éstos acostumbrarse a ma- 
nejar dinero antes de ganarlo? He 
aquí las preguntas que se hacen muchos pa- 
dres sin hallar la respuesta satisfactoria para 
ellas 

No hay padre que vacile en gastar más de 
lo debido comprando a sus hijos Juguetes pa- 
ra su recreo, o lápices y libros para su edu- 
cación. Pero, cuando se trata de darles algún 
dinero, la cuestión es distinta y prevalece la 
tendencia de cerrar el bolsillo. La reflexión 
es lógica hasta cierto punto. Si el muchacho 




La Pandilla de Hal Roach sacando re- 
lámpagos de la carretera, a lomo de 
sufridas motocicletas, en las cercanías 
de Hollywood. 

tiene todo cuanto necesita, ¿para qué le hace 
falta el dinero? 

La experiencia demuestra, no obstante, que 
una pequeña cantidad semanal o mensual que 
se le señale al muchacho servirá para darle 
a conocer la significación del dinero en las 
necesidades de la vida moderna, proporcio- 
nándole una base de experiencia de positivo 
valor. 

Es difícil determinar el momento en que 
el niño debe comenzar a recibir dinero de sus 
padres. Varían mucho las condiciones de las 
diversas familias, así como las de la vida en 
una gran ciudad o en un pequeño pueblo. Pe- 
ro, como un término medio, j^odría estable- 
cerse la edad de seis o siete años para dar 
comienzo a la práctica, j^a que es en tal pe- 
ríodo de la infancia cuando el niño comienza 
a darse cuenta de que con dinero se consiguen 
las cosas y de que, a cambio de dinero, se 

Marzo, 1932 



suele obtener casi todo aquello material que 
se desea. El espíritu observador de los niños, 
en este despertar de su vida, les convierte a 
menudo en delincuentes, induciéndoles a pe- 
queñas raterías — base posible de futuros ro- 
bos — y no ijorque ellos quieran poseer aque- 
llas cosas que se pueden comprar con dinero, 
sino porque anhelan experimentar la sensa- 
ción de comprarlas por sí mismos. Antici- 
pándose a este deseo, se evitarán males ma- 
yores. 

Para comenzar, deberá hacerse en pequeña 
escala. Cinco o diez centavos por semana 
puede ser la proporción. Pero muchos padres 
temen que esta temprana tolerancia sirva pa- 
ra proporcionarles una serie de disgustos si 
el muchacho gasta su dinero en dulces que 
pueden ocasionarle una indigestión. El reme- 
dio ha de ponerse antes de que llegue el mal 
y, por lo tanto, se le hará saber al niño que 
con su "salario" puede comprar cuanto desee, 
menos dulces de los que no tendrá necesidad 
puesto que siempre ha de haberlos en la casa 
comprados por la madre. Si en el armario 
de la casa hay efectivamente surtido cons- 
tante de bombones, caramelos y galletas, el 
chiquillo no caerá en la tentación de gastar 
ni un centavo en dulces, sintiéndose satisfecho 
de poder comprarse otras cosas. El tacto de 
la madre servirá para guiarle en la elección, 
aunque aparentemente se le deje en completa 
lihrtad. 

Inevitablemente, en los comienzos de esta 
manifestación de su independencia se sentirá 
el chiquillo defraudado con sus compras. En 
lugar del lápiz rojo que ha comprado, que- 
rría tener ahora el negro y el azul, o la caja 
de creyones, o las bolas de cristal. Y con ti 
descontento se prometerá tener más cuidado 
la próxima vez que adquiera algo. Pasará 
tiempo, no obstante, hasta que sepa definir 
con exactitud sus deseos, y éstos queden sa- 
tisfechos. El aeroplano tan bonito y que tan- 
to le gustara, se rompió a las pocas veces de 
hacerlo volar. El globo de gas rojo estalló 
apenas comprado al tropezar con la punta 
del cigarrillo del padre. Valía más haber 
comprado otra cosa más duradera. En imas 
cuantas semanas, el muchacho abrá aprendido 
a conocer el valor de duración de las cosas 
y no se hallará tan dispuesto a gastar su 
dinero en balde por algo que le llame la aten- 
ción. Más adelante, se enfrentará un día con 
el serio problema de que aquello que le gusta 
vale cinco veces más que la cantidad de que 
él puede disponer. El primer momento será 
de contrariedad. Inmediatamente vendrá la 
reacción, con la certeza de que la posesión 
del objeto deseado no se halla fuera de su 
alcance. Bastará para conseguirlo con dejar 
de comprar esta semana el peón que se tenía 
jiensado, la semana siguiente la tiza, y la otra 
el cuaderno de dibujos. 

En el cerebro del niño se realiza así una 




"¡Yo 
quiero..!" ^^m 

Así exclamarán sus nenes 
cuando vean la Maízena 
Duryea en la mesa. La 
Maizena Duryea provoca 
especialmente el apetito 
de los niños. Sírvasela con 
frecuencia. Hará que sus 
niños se desarrollen ro- 
bustos, saludables y vigo- 
rosos. 

Centenares de platos 
deliciosos y apetitosos se 
pueden preparar fácil y 
económicamente con 
Maizena Duryea. 

Permítanos enviarle un 
ejemplar GRATIS de 
nuestro bonito libro de 
cocina que contiene mu- 
chas recetas famosas. 
Llene y envíe el cupón. 

MAIlilim ■ 

DURYEA 

CM-MAR 

Corn Products Refinins Co. 

17 Battery Place, 

Nueva York, E. U. A. 

Envíenme un ejemplar GRATIS de su libro de 
cocina. 



Nombre. 



Calle 



Ciudad 304B 



PÁGINA 197 



CALLOS 




Alivio en 1 minuto 

1 No hay que esperar ! En un minuto, 
con los parches Zino-pads del Dr. 
Scholl, se alivian los callos o los de- 
dos adoloridos. Sus propiedades cal- 
mantes obran como 
' por arte de magia. 
Sus efectos protec- 
tores suprimen la 
causa del mal — el 
roce y la presión del 
calzado. 

ABSOLUTAMENTE 
SEGUROS 

Los parches Zino-pads 
son absolutamente se- 
guros. Los emplastos y 
líquidos cáusticos irri- 
tan a menudo los teji- 
dos. Cortar los callos 
es exponerse a la infec- 
ción. Los Zino-pads 
son pequeños, delgados 
y fáciles de aplicar. Los 
hay para callos encima 
y entre los dedos, para 
callosidades y juanetes. 
Sí venden en todas par- 
tes. Bn cajita de cual- 
quiera de los 4 tama- 
ños. 

DR. SCHOLL'S 

Avenida de Mayo 1431, Buenos Aires. Argentina 
Rúa do Ouvidor 162, Rio de Janeiro, Brasil 
Avenida F. I. Madero 42, México, O. F., México 





Zino-pads 

del Dr Scholl 

Uno aplicado — dolor terminado 



SUS ríñones 

no pueden eliminar como 
es debido las impurezas 
de la sangre si se encuen' 
tran débiles y desorgani' 
zados. Restablezca su ac 
tividad, tome Pildoras de 
i^Foster. Son excelentes 
^T'para los dolores de espal- 
da, dolores reumáticos e 
irregularidades urinarias. 
Se usan y recomiendan 
en todas partes. 
PILDORAS DE 

F O S T E R 

DE VENTA EN LAS BOTICAS 




CINE-MUNDIAL 

perfecta evolución. Hace cuentas, espera, 
aiiorra, se sacrifica, goza anticipadamente con 
el placer futuro. Se va educando progresi- 
vamente a sí mismo moral y económicamente 
y desarrollando en su ser virtudes positivas 
de enorme valor en la vida. 

De este sencillo modo se puede esperar que 
el niño vaya dándose cuenta de lo que vale 
el dinero desde el momento en que se le hace 
responsable de sus gastos. Sabrá apreciar lo 
que adquiere con su dinero y lo que deja de 
adquirir si no lo administra con método. Si 
gasta todo lo que tiene, conforme lo recibe, 
pronto descubrirá que está derrochando en 
cosas triviales y de ínfimo valor. La mayor 
satisfacción que puedan proporcionarle otras 
cosas más valiosas la obtendrá sólo a costa 
del ahorro y de dejar de lado los menores 
caprichos. 

Para que se acostumbre a este plan de eco- 
nomía, será bueno enseñarle a llevar la cuen- 
ta de sus ingresos y sus gastos, pero en forma 
tal que no sospeche que los padres han de 
revisarla, pues la mayor parte de los niños 
nunca la llevarían si supieran que ha de ser 



como tampoco el aumentar la asignación por 
esfuerzos o servicios de obediencia o de es- 
tudio, que no pueden valorarse en dinero. La 
asignación debe ser una cosa sistemática, in- 
dependiente de rencillas o satisfacciones, si 
•se quiere que el muchacho no convierta en 
interesados todos sus actos. 

La experiencia en saber gastar no comple- 
ta, por supuesto, la educación económica del 
)nuchacho, que necesita saber del mismo modo 
lo que significa el esfuerzo para conseguir 
dinero. Esto sólo puede aprenderlo cuando 
tenga que trabajar para ganarlo. 

Y aquí viene otra duda. ¿Se deben pagar 
a los niños los pequeños servicios que éstos 
realizan en la casa? A la cual contestaremos. 
Redondamente, no. Las infinitas actividades 
del hogar — -que en los modernos tiempos en 
que cada día es más escaso el servicio domés- 
tico pesan casi todas sobre la madre — son 
necesarias para comodidad y conveniencia de 
todos los miembros de la familia. No sería 
justo, ni para la madre ni para los hijos, es- 
tablecer la costumbre de un pago en metálico 
l)or los pequeños servicios que cada uno pue- 




Bobby Hutchins, de la pandilla de Hal Roach, con un caballo árabe 
pura sangre, de los establos de W. K. Kellogg en Poniona, Califor- 
nia. También el bello animal ha filmado en cine. 



inspeccionada y sujeta, por lo tanto, a cen- 
sura. 

Conforme el niño crece, se le irá aumen- 
tando su asignación hasta llegar a convertirla 
en una prudente cantidad mensual que cubrii 
prácticamente todos su gastos de vestidos, 
diversiones y accesorios, cuando al llegar a 
los catorce o dieciseis años se halle ya per- 
fectamente acostumbrado a administrarse por 
sí mismo. 

En esta época de su vida sabrá con toda 
certeza distinguir los diferentes valores de 
las cosas que se compran con dinero, siendo 
también muy importante que para entonces 
sepa asimismo distinguir toda otra clase de 
valores. Los padres tendrán cuidado de que 
no se establezcan confusiones a este respecto. 

Sucede algunas veces, por ejemplo, que 
ocurre un incidente desagradable con el mu- 
chacho en el momento en que se le va a en- 
tregar su asignación. Los padres consideran 
que su enfado se hará más de sentir si se 
traduce en monedas. Piensan que el hijo es 
desconsiderado e ingrato y no les es posible 
i-vitnrMina serie de reproches en este sentido, 
al entregarle o negarle el dinero en tal mo- 
mento. Esto no debe hacerse en modo alguno, 



PÁGINA 108 



da prestar. Esto crea una falsa posición entre 
los individuos de esta sociedad cooperativa 
que es el hogar. Se pagará por tanto a los 
muchachos aquellos servicios que ineludible- 
mente habrían de ser encargados y pagados 
a una persona extraña. Esto dejará a los 
hijos el libre albedrío de tomar el trabajo o 
dejarlo, según sea su voluntad y sin necesidad 
de disculparse por no querer hacerlo; pero 
les dará también la certeza positiva de que 
no pueden esperar recompensa alguna mone- 
taria por todo aquello que constitu3^a el cum- 
plimiento de un deber. 

Un pimto más nos queda por exponer. Es 
el referente al ahorro. Ciertamente que se 
debe inculcar éste en el espíritu del niño, pero 
nunca antes de que él haya cumplido sus doce 
o catorce años, para que pueda ejercitarlo de 
una manera consciente. El ir echando centa- 
vos en una alcancía desde que el niño es pe- 
queño no suele conducir a más resultado que 
el de crear el hábito de acumular dinero, sin 
el afán de gastarlo de manera provechosa. 
Cuando el niño es consciente, se da cuenta, 
por el contrarío, de la importancia del ahorro 
con el fin determinado de conseguir, por me- 
dio de esta práctica, aquello que se desea .v 

Maezo, 1932 



C I N E - M U N D T A L 



que parece lejos de nuestro alcance: la vaca- 
ción en el verano, o el aparato de radio para 
Navidad, por ejemplo. Este procedimiento es 
el que tal vez le hará pensar después, en la 
plenitud de su vida, en la conveniencia de 
ahorrar para la vejez. 

Abogamos, pues, decididamente, por la con- 
veniencia de señalar al niño una asignación 
semanal o mensual, que sirva como instru- 
mento educativo y no como medio de castigo 
o recompensa. Y creemos que este método es 
el verdaderamente práctico para enseñarle un 
positivo sistema de economía, que le haga 
conocer la importaancia de comprar, vender, 
ahorrar, ganar y gastar, de manera razonable 
y prudente. 



NUESTRA OPINIÓN 

(Viene de la página 170) 

el argumento requiere que no reciban palizas. 
Los recipientes son los norteamericanos. Es 
lástima que, disponiendo de una guitarra y 
de buena voz, Dolores del Río no haya can- 
tado algo que realmente valiese la pena. — 
Guaitsel. 




Dolores del Rio en "The 
Girl of the Rio". 

"Stepping Sisters", sonora en inglés, de 
Fox. — Tres cómicas retiradas de la escena 
y cuyos invitados ignoran sus antecedentes 
dan humorismo al argumento de esta pelícu- 
la. Las protagonistas están encarnadas por 
Louise Dresser, Minna Gombell y Jobyna 
Howland, sobre quienes cae el peso de la 
producción. El elemento romántico, que no 
puede faltar ni en las comedias, está a cargo 
de Barbara Weeks y Stanley Smith. — Don Q. 




Ricardo Cortez y Mary Brian 
en "Men of Chance." 

"Ridin' for Justice", sonora en inglés, de 
Columbia. — Una película del Oeste, de las 
de rompe y rasga y sin más pretensión que 
entretener. Buck Jones suministra las suer- 
tes sensacionales, las carreras y los balazos, 
aparte de salvarse de la horca. La niña es 
Mary Doran. Entre las de su género, una 
excelente cinta, que no vacilo en recomen- 
dar. — Ariza, 

Marzo, 1932 




¿Qué mejor alimento para 
jóvenes y viejos que el 
Kellogg's Corn Flakes? El 
producto cereal más ape- 
tecido del mundo. 

Exquisito para el desayu- 
no, y cualquier comida. 
En todas las tiendas de 
comestibles. 




Los chicos se 
dan un gustazo 

Cuando los pequeñuelos empie- 
zan a cansarse del acostumbra'^ 
do vaso de leche o del imprescin^ 
dible huevo, es hora de avivar su 
apetito con un tazón de Kellogg's 
Corn Flakes en leche o crema ^ y 
miel o fruta. 

Asi los niños no se cansarán de 
tomar toda la leche que necesi- 
tan h- y dormirán con más reposo. 
Se sentirán mejor. ¡El Kellogg's 
se digiere con tan excepcional fa- 
cilidad! No hay que cocerlo. 



CORN FLAKES 



PÁGINA 199 



C I N E - M U N D I A L 



¿Debería alguna 
señora continuar 
ignorante 




(de estos hechos 

tan importantísimos?) 

HAY tanto que exponer que toda mujer 
debería saber los hechos reales antes de 
que se crea que ha resuelto su problema. No 
es suficiente aceptar la creencia de la mayo- 
ría de sus amigas. Puede que ellas estén 
equivocadas. Déjela que lo encuentre ella 
misma en fuentes auténticas. Déjela que lea 
el librito "La Nueva Concepción de la Hi- 
giene Femenina" y no seguirá ella ignorando 
la verdad. 

ZONITE es fuerte — -no venenoso 

Sin duda el antiséptico tiene que ser fue-te 
para producir limpieza quirúrgica. He aquí 
donde existe el error. Los médicos cierta- 
mente aprueban la higiene femenina, tan cier- 
tamente como desaprueban el bicloruro de 
mercurio y los derivados de ácido fénico. 
Aun así, algunas mujeres todavía persisten 
en el uso de estos venenos cáusticos. Ellas 
no saben que el germicida moderno, ZONITE, 
es tan seguro como el agua pura y más fuer- 
te que cualquiera solución de ácido fónico 
que pueda soportar el cuerpo liuiiwiio. 

Lea este libro educativo 

El Zonite no es ni venenoso ni cáustico. No 
puede causar lesiones en los tejidos ni inte- 
rrumpe las secreciones normales del orga- 
nismo. Pida este librito que le explica los 
hechos en idioma fácilmen- 
te comprensible. Usted pue- 
de obtener el Zonite en su 
farmacia, con instrucciones 
completas para su uso. 



^/i//e 




ZONITE PRODUCTS CORPORATION, CMM 
Chrysler Building, Nueva York, E.U.A. 
Sírvanse mandarme el librito Zonite anotado abajo. 
□ La nueva concepción de la pulcritud personal. 

Nombre 

(Escríbase con claridad) 

Dirección 

Ciudad 

Pai? 



o4 ÁXUl/QO cU jl: ñMTWní/L 



CONSULTAS GRAFOLOGICAS 

CINE-MUNDIAL 

Sr. Grafólogo : Sírvase publicar el análisis de 
la muestra adjunta. 

Nombre 

Dirección 

Ciudad País 

(SI SE DESEA ANÁLISIS PARTICULAR 
DEBEN ACOMPAÑAR A ESTE CUPÓN 
25 CENTAVOS ORO AMERICANO EN 
CUPÓN POSTAL INTERNACIONAL). 



Baby Girl, Camagüey, Cuba. — Baby Girl es muchacha 
simpática, de alegre carácter y hermoso corazón. Se duele 
mucho de las desdichas ajenas y quisiera tener siempre en 
su mano el modo de aliviarlas. Es un poquito descon- 
fiada en asuntos del querer y muy exigente en este sentido. 
Puede mandarme cuando guste la letra de la otra persona, 
en la forma que indica. 

El triste soñador, Habana. — Triunfará por tesón y por 
constancia, pero necesita mucho estudio y mucho afán de 
mejoramiento intelectual. Es la de usted una inteligencia 
intuitiva. Si la cultiva como debe, no dudo que llegará 
a la meta. Si se abandona, no hará nunca nada. 

Niñón Rosa, Camagüey, Cuba. — Carácter abierto, es' 
pléndido, efusivo. Dominadora, de inteligencia superior, 
pero mal orientada en el sentido de que cree que vale más 
que todo el mundo y eso la hace desmerecer. Es un poco 
idealista y le gusta construir castillos en el aire. 

Prusiano, Valdivia, Chile. — Energía, entusiasmo, fé en 
sus ideales y una gran dosis de sentido común y sentido 
práctico. Apasionado en sus juicios y un poco parcial en 
sus deducciones. Y no crea que quiero defender lo indc 
fendible. Pero usted exagera un poco. Tiene condiciones 
de triunfador, y no dudo que lo será siempre que lo 
desee sinceramente. 

Bessie, Barcelona. — El de usted es sin duda el carácter 
más alegre con que he tropezado en mi vida de grafólogo.* 
Es, además, la lealtad en persona y en la grandeva de su 
alma no caben sentimientos mezquinos. Ha nacido para 
ser feliz y no sólo para serlo sino para comunicar su feli' 
cidad a los que la rodeen. Dichosa criatura como no hay 
muchas. 

Suset, Méjico. — Poder de observación y pudiera decir 
de larga vista, pues nada se escapa a su espíritu analítico 
y a su claro juicio. Es razonadora y un poco fría en sus 
demostraciones de afecto. 

Larguirucho, Habana. — Para que comience a creer en 
algo de lo que significa la grafología, le diré que la suya 
me revela como cualidad primordial indolencia y cachaza. 
No se preocupa ni apura por nada y es difícil sacarle de 
su paso. El mundo puede acabarse y usted sigue imper' 
térrito. Fuera de esta condición pasiva, su carácter es muy 
simpático y agradable. 

Ilusión, Santurce, Puerto Rico. — Su carácter es recti' 
lineo. No se aventurará jamás a nada que no esté dentro 
de la ley. De muy sólida base moral, posee una rectitud 
de juicio extraordinaria. No miente jamás y su instinto 
la hace equivocarse muy pocas veces. 

Gaucho, Cárdenas, Cuba. — Tiene usted una gran con- 
tradicción en su letra. Un punto de egoísmo y otro de 
generosidad. Creo interpretarlo acertadamente si veo que 
no le preocupa nada el prójimo y que, en cambio, por sus 
allegados no vacilaría en hacer toda clase de sacrificios. 
Es inquieto y descontentadizo, y, aunque fuerte y activo, 
se queja a menudo de cosas insignificantes para no desvir- 
tuar esa eterna contradicción que predomina en su carácter. 

Danfe, Pamplona, España. — Competencia en estudios 
psicológicos. Instintos analíticos. Afán de controversia. 
Sería usted un notable abogado criminalista. Posee enorme 
magnetismo personal y está hecho de la madera de los 
líderes. Con el retraso consiguiente, entrego su carta al 
compañero de la Estafeta. 

Madame Butterfly, Caracas. — Señorita Mariposa, i cuí' 
dado con la vanidad, que es su enemigo capital! A veces 
la ciega y no vive más que para los elogios. Es cuidadosa, 
inteligente y de carácter vivo, no acabado de formar y 
sujeto a muchas y muy importantes variaciones. 

Semíramis, Caracas. — Un espíritu muy sincero, muy' 
sencillo y muy sensible.; Tres eses bastante recomendables. 
Puede sentirse satisfecha de lo que revela su caligrafía, 
que no es mucho más que esto por ahora, porque es 
demasiado joven para poseer complicaciones. 

Fantasma, Buenos Aires. — Carácter difícil de acomo' 
dar a las circunstancias. Un poco írrascible. Tenaz, pero 
falto de un propósito determinado que le guíe. Muy 
intransigente en cuestiones de honor. 

Patagón, Argentina. — Falta de fijeza y concentración, 
son las características más notables de su letra. Difícil' 



PÁGINA 200 



mente piensa la misma cosa diez minutos seguidos. Le 
interesa la mecánica y sería usted un buen electricista. 
Moralmcnte, sus instintos son faltos de espiritualidad. El 
lado material de las cosas es el que prima en usted. 

Antinéa, Madrid. — Tiene usted una poderosa imagina- 
ción y una instrucción sólida, pero la base no es firme 
y su valer es un tanto ficticio. Es idealista y se deja 
guiar siempre por su instinto, que no suele engañarla. 
Firme, decidida, orguUosa y egoísta. 

La misterios, Florida-Camagüey. — Encontrará su ideal, 
sin duda alguna. Es posible que ya no haya llegado a 
usted por una instintiva desconfían2a de su modo de ser, 
que no ejerce atracción, sin usted darse cuenta. Su ca- 
rácter es efusivo, aunque usted se esfuerza en hacerlo 
aparecer reservado. Y, en todos los órdenes, da más de 
lo que promete y muchas veces hasta de lo que quiere. 

Desgraciado, Portbou, España. — Gran poder de obser- 
vación. Ambiciones limitadas. Carácter impulsivo y casi 
agresivo. Bullicioso, alegre, jaranero. Amigo de que ce- 
lebren sus méritos y con un espíritu esencialmente don- 
juanesco. 

Luchadora, Caracas. — Temperamento artístico. Deso- 
rientación espiritual y cierto extravío de sus más íntimos 
sentimientos que usted misma no acierta a explicarse. 
Necesita vivir y ver. Su carácter tiene la tendencia a 
modificarse, adquiriendo una mayor serenidad y orienta- 
ción. Vale usted mucho y es muy sincera. No me ha 
llegado la otra muestra de que me habla y que le ana- 
lizaría con mucho gusto. 

Risueño, Santiago de Cuba. — Hombría de bien y sin- 
ceridad. Carácter brusco, enemigo de componendas y adu- 
laciones. Franco con exceso y terco en sus opiniones. 

Pernales, Lackawanna, N.Y. . — Carácter discutidor, vio- 
lento si se exalta, y muy difícil de convencer. Es activo 
y, cuando trabaja en algo, le gusta hacerlo con x^rdadero 
entusiasmo. 

Incrédula, Caracas. — No tiene usted que decir que es 
absorbente porque ya lo revela bien claro su letra. Y no 
sólo ab-ííorbente, sino dominadora y muy celosa. Es tam- 
bién persona que quiere salirse siempre con su capricho 
y acostumbrada a que la obedezcan y agasajen. La cos- 
taría un verdadero sacrificio tener que obedecer, en lugar 
de mandar. 

La riosellana, Rivadesella, Oviedo. — Muy optimista y 
alegre. Con la cabeza llena de pájaros locos que cantan 
sin cesar. Muy confiada en el porvenir y muy cierta de 
que la felicidad se ha hecho para usted. Tieae un espí- 
ritu sectario y es apasionada por la poesía. 

Su Mosca, Barcelona. — Carácter versátil, falto de con- 
centración y muy presuntuoso. Es ingenioso, pero le falta 
habilidad para llevar a la práctica las cosas que planea su 

imaginación. 

Santanderina triste, Rivadesella, Oviedo — Se siente us- 
ted desorientada y falta de brújula, pero este desequilibrio 
de su voluntad es pasajero y reaccionará pronto. Es po- 
sible que, con el tiempo transcurrido desde que me es- 
cribió su carta, la reacción haya llegado ya. De todos 
modos, es usted pusilánime y apocada de espíritu y no 
sabe imponerse nunca a las circunstancias, dejándose do- 
minar por ellas. Esto es un grave riesgo para usted en 
el futuro. 

Lirio del Valle, Vertientes, Cuba. — Yo le voy a decir 
cómo es usted para que sepa conocerse. Es de carácter 
suave, fácilmente adaptable a las circunstancias y llena de 
indolencia que pudiéramos llamar tropical. La gusta la 
música y el baile y es bastante coqueta. 

Flor Silvestre, Caracas. — Espíritu sutil y observador. 
De opiniones definidas, no se deja arrastrar por la corrien- 
te y mantiene las su\'as por encima de todo. Poco senti- 
mental y con ideas muy siglo XX. 

Preguntón, Patencia, España. — El grafólogo conoce el 
carácter por los rasgos de la letra, no por la forma en 
que está redactada la carta, que no sirve sino para cono- 
cer la mayor o menor cultura del que la escribe. El de 
usted es un temperamento sensual. Su carácter decidido 
y arriesgado. Sus gustos no muy refinados. Su mentali- 
dad clara y su habilidad en el empleo de su profesión 
positiva. 

Espectador, San José, Costa Rica. — Temperamento ale- 
gre y entusiasta. Buen humor perenne. Minucioso en los 
detalles hasta el extremo. Nervioso e impresionable. 

Palitos, San José, Costa Rica. — Está usted completa- 
mente equivocada con respecto a su propia caligrafía. De- 
muestra a las claras que es usted persona muy instruida 
y culta, exigente para toda manifestación de arte e im- 
posible de satisfacer con nada que sea vulgar. La sobra 
\oluntad e imaginación y su carácter es decididamente au- 
toritario, sin traspasar nunca los limites de la buena edu- 
cación. 

Locuela, Caracas. — Es usted el puro espíritu de la con- 
tradicción y del desbarajuste mental. No sólo escribe no- 
velas sino que vive .en película. Hágame caso. Sosiegue 
su imaginación. No escriba ni una sola línea de litera- 

Marzo, 1932 



CINE-MUNDIAL 



hira en un año y, después, vuelva a escribirme de nuevo 
para ver si ha mejorado. Si no se busca un poco de re- 
poso mental, acabará por ser cierto su seudónimo; aunque 
en términos plenos y más exagerados aún. 

Su admiradora. Vertientes, Cuba. — Mujer equilibrada, 
de sentido práctico y de gran poder de sugestión. Tiene 
don de gentes y es seria y digna, sin llegar a parecer 
orguUosa. Franca y llena de armonía en todo su ser. 

Lucero de la tarde, Ponce, Puerto Rico. — Es descon- 
fiada por instinto y nunca está desprevenida. De genio 
vivo y fuerte, es fácil al enojo pero fácil también al ol- 
vido. No guarda rencor y tiene el don de saber hacer 
buenas amistades, aunque, con su modo de ser, a veces 
las mortifica. 

Dorotea, Jatibonico, Cuba. — Carácter entusiasta y ac- 
tivo, lleno de impaciencia con aquellas personas que no 
tienen la rapide: de pensamiento y de _ comprensión que 
usted. Muy confiada y llena de fe en s! misma. 

Vírgencita de Lujan, Buenos Aires. — De todos modos, 
no la queda mal el seudónimo. Su carácter dulce, per- 
suasivo; sus condiciones de modestia, de ingenuidad, y su 
feminidad exquisita, la colocan muy alto en la estimación 
de los que la rodean. Tiene un gran corasón, es compa- 
siva y generosa y muy apasionada y sincera en sus afectos. 

Aninita, Caracas, Venezuela. — Es un poco difícil su es- 
critura para el análisis. Hay una gran contradicción en 
su carácter, que se revela claramente en su letra. Siente 
usted ilusión de la vida en un momento y, sin motivo 
aparente, siente desencanto y una especie de desmayo in- 
explicable en el minuto siguiente. En todo es asi. Se 
entrega a sus amistades con gran sinceridad y, sin embargo, 
le queda siempre un fondo de desconfianza que no puede 
desvanecer con todos sus razonamientos. Con_ respecto a 
usted misma, le ocurre también análogo fenómeno. Se 
encuentra bella, agradable, elegante al ir a_ un paseo o a 
una fiesta. Y conforme se acerca, va pareciéndole que esta 
mal vestida, que no va a causar buena impresión. Sena 
bueno que adquiriese verdadera confianza en sí misma y 
en todo lo que la rodea, cultivando solamente la parte 
optimista y animada de su ser. No puedo adivinar los 
años por la caligrafía. Desde luego sé que es usted una 
mujer joven. 

Littie Girl, Mendoza, Argentina. — No debe preocuparse 
por nada. Ni es fea. ni es pequeña. Dentro de "" P'j'' 
de años, habrá crecido y se habrá embellecido, sin dud,i 
alguna. Es romántica con tendencias morbosas y debe tra- 
tar de combatir este modo de ser suyo que en nada la 
beneficia y que puede, en cambio, causarla graves daños. 
No hay razón para que una criatura como lo es usted no 
vea únicamente el lado bueno de las cosas. 

Atlestana del Libonio, Aviles, España. — Ni es usted . 
rara, ni triste, ni anormal, ni enferma. Es únicamente 
mujer y muy mujer. Por eso sabe sentir abnegaciones y 
odios cuando llega el caso. Su equilibrio mental es per- 
fecto y su carácter tan completo, que precisamente por eso 
es rectilínea y no tiene términos medios. Claro está que. 
como es mujer inteligente y culta, debe saber cuándo es 
necesario controlar los impulsos destructores y amoldar su 
carácter a las circunstancias. Esto es ya cosa puramente 
de educación, que no le ha de ser difícil conseguir. 

Reverendo Padre, México. — Imaginación poderosa, gran 
habilidad constructiva, iniciativa y confianza en el esfuerzo 
propio. Es caprichoso, idealista y muy dado a novedades 
y diversiones. 

Heny, Buenos Aires. — Persona que se hace querer y 
admirar de cuantos la tratan por su atrayentisima person,!- 
lidad y por un encanto especial, que es tal vez moral más 
que físico. Sin que ésto quiera decir que no sea usted 
bonita y atrayente también. El orgullo es la cualidad do- 
minante de su carácter, pero hasta eso se olvida al verla. 
Sabe vestir bien y tiene un gusto excelente para todo. 

Congo Gris, Panamá. — Tiene usted sobrada raaón para 
quejarse, pero la culpa no es mía. Por lo demás, no se 
queje, ya que le llegó la hora. Pues sirve usted especial- 
mente, además de para otras muchas cosas, para todo lo 
que sea trabajo al aire libre, ingeniería o minas especi.nl- 
mente. Espiritualmente, es hombre de profundas convic- 
ciones morales, de positivo talento y de una rigidez de 
principios absoluta. Suele formarse un concepto exagerado 
del prójimo y tiene la tendencia a ser desconfiado. Su 
mayor placer es ser útil a sus amigos y no le desaniman 
las ingratitudes. Espíritu fuerte, sabe sobreponerse a ellas. 

Cariñosa, Bayamó, Cuba. — Criatura de gentiles pensa- 
mientos y de bellas acciones; abnegada, efusiva y cariñosa 
como su seudónimo indica. Se siente dichosa cuando pue- 
de hacer un favor y jamás se enoja ni desaparece la son- 
risa de sus labios. Como la consideran muy chiquilla, no 
la aprecian a veces en su justo valer. 

Boca fea, Habana. — Naturaleza adaptable a las circuns- 
tancias. Por esta cualidad se hace simpática a las gentes. 
Necesitaría cultivar un poco su mentalidad para hacerse 
todavía más interesante. Carácter muy agradable y tole- 
rante. 

Zeymeb, Los Teques, Venezuela. — Filósofo innato, de 
gran corazón y elevados sentimientos. Digo filósofo, por- 
que no sería posible decir filósofa. Espíritu comprensivo 
como pocos, de una exquisita sensibilidad y de un des- 
prendimiento asombroso. Podría usted ser mártir de una 
idea y es seguro que recibiría el martirio sin una queja de 
protesta. No creo que haya en el mundo muchas per- 
sonas como usted. 

Betty, Los Teques, Venezuela. — Temperamento artís- 
tico con su parte práctica, que la mantiene en la realidad 
de las cosas. Su imaginación vuela, pero su pies están 
pisando siempre tierra firme y no hay miedo a que res- 
bale ni tropiece. Tiene un dolor que sabrá vencer con su 
íortaleza característica. 



Subcríbase a CINE-MUNDIAL 

Marzo, 1932 



La Sonrisa que 
Cautiva 




Pl 



Luce dientes libres de la película 



ATRACTIVA y radiante hermo- 
■^ ^ sura presta a las facciones la 
suave y dulce sonrisa de esta don- 
cellita, considerada un primor en el 
amplio círculo de sus amistades. 

Con una sonrisa atractiva tiene 
Ud. el primer requisito de una per- 
sonalidad cautivadora. Pula Ud. su 
dentadura con Pepsodent para que 
SUS dientes puedan irradiar el men- 
saje de su limpieza perfecta. No per- 
mita que la película se deposite sobre 
sus dientes nublando su brillo y ocul- 
tando su hermosura. 

Pepsodent es una pasta dentífrica 
compuesta para quitar eficientemente 
la película de los dientes. Su efecto 
es suave e inofensivo aún en los dien- 
tes más blandos. Da un brillo des- 
lumbrador. No contiene jabón, ni 
yeso, ni piedra pómez, ni arenillas ; 
nada dañino, nada alcalino. 



Acepte Esta Prueba de Pepsodent 

Para probar sus resultados, envíe el 
cupón y recibirá una muestra gratis 
para 10 días. O bien, compre un tubo 
— de venta en todas partes. Hágalo 
Ud. ahora, por su propio bien. 



GRATIS 

Un Tubo Para 10 Días 



Envíe e! cupón a 

The Pepsodent Co., Depto. C M 2-2 
919 N. Michigan Ave., 
Chicago, E. U. A. 

Nombre 

Dirección 

Ciudad _ 

Sólo un tubo para cada familia 31-7-S 

I I 



Limpie sus dientes con Pepsodent dos veces al día; vea a su 
dentista a lo menos dos veces al año. 



Pepsodent 

Se vende también en tamaño mediano 




"Pg l^SQÜfiJVl (g 



PÁGINA 201 



i 



Impida que se 
escape el aire 
o que penetre 
el pol 




LAS Cápsulas de Válvulas Schradet 
legítimas hacen estas dos cosas 
perfectamente. Ajustan herméticamente 
y son impenetrables al aire a una pre- 
sión de 113 kilos. Si el mecanismo in- 
terior de la Válvula se gastara o dete- 
riorase, la Cápsula Schrader impedirá el 
escape del aire hasta que tenga Ud. 
oportunidad de reponer el mecanismo 
interior de la Válvula. 

Reponga inmediatamente las cápsulas 
de válvula que le falten a sus neumáticos. 
Lleve siempre un repuesto extra de Cáp- 
sulas para Válvulas Schrader (5 cápsu- 
las) en su automóvil. De venta en todos 
los establecimientos del ramo. 



Busque el 
nombre 




Fabricantes de Válvulas 
Neumáticas desde 1844 

Manómetros para Neumáticos 
Válvulas para Neumáticos 

PÁr,ix\ 202 



CINE-MUNDIAL 



p/lCOANAJjy-/ 




SEGrN pudimos ver en el capítulo an- 
terior de esta sección, el subconsciente 
se asimila cuantas impresiones recibi- 
mos por vía sensorial. Vimos, también, 
que algunas de estas impresiones pasan cons- 
cientemente inadvertidas, lo que no impide 
que reaccionen sobre nuestra conciencia de 
vm modo insidioso y subterráneo. Las conse- 
cuencias que origina tal mecanismo psíquico 
son de alcance incalculable, según va descu- 
briendo lentamente la psicología. 

El por qué ciertas impresiones sensibles 
pasan desapercibidas al censor consciente es 
materia que nos sería ahora harto difícil 
dilucidar. Provisionalmente, nos conforma- 
remos con aceptar el hecho, sin pretender 
discutir sus raíces. En cuanto a sus conse- 
cuencias, están más que evidenciadas en nu- 
merosas pruebas experimentales. Sabemos, 
por ejemplo, que ciertos individuos hipnoti- 
zados recuerdan, con verismo absoluto, un 
sinnúmero de detalles aparentemente olvida- 
dos en la vida cotidiana; se da hasta el caso 
de individuos que recuerdan, durante el sueño 
liijinótico, idiomas que creían haber olvidado 
enteramente. También es posible recordar, 
en estado hipnótico, detalles que creíamos no 
liaber notado, tales como el número de la 
licencia de un automóvil, por ejemplo. 

Pronto veremos cómo, lentamente, estas 
digresiones, y las que constituyeron el tema 
de los capítulos anteriores, van encaminán- 
donos poco a poco a otros temas infinita- 
mente más sugestivos y fértiles, tales como 
los de la inspiración y el presentimiento. De 
este último, como "facultad" psíquica, me 
ocuparé en un ejemplo altamente ilustrativo: 

Hace pocos días que un amigo mío paseaba, 
sublimemente abstraído, por un parque neo- 
yorquino. De repente, fascinado por el ritmo 
de sus propios pensamientos, pensó que debe- 
ría de comprarse un lápiz, para ir anotando 
cuanto su mente iba elaborando. Sin tran- 
sición alguna, pensó que era una lástima 
invertir, siquiera fuese un fragmento de ca- 
pital, en la adquisición de objeto tan delez- 
nable. Inmediatamente tuvo el "presentimien- 
to" de que en un banco cercano había un 
lápiz sin dueño. Accionado por la fuerza del 
"presentimiento", se acercó mi amigo, casi 
automáticamente, al banco imaginado. Allí, 
en efecto, había un lápiz de hermosa y me- 
tálica catadura, del que el "profeta" se apo- 
deró sin la menos vacilación. 

La explicación del caso, como puede verse, 
es elementalmente sencilla. Al pasar por di- 
cho banco, mi amigo vio "subconscientemen- 
te" el lápiz, y éste fué el que le lanzó por 
toda una serie de asociaciones mentales, ori- 
ginadas en el subconsciente, y que remataron 
en la peregrina "profecía." 

El sentido de orientación que poseen al- 
gunas razas, en su mayoría salvajes, se debe, 
como en el caso anterior, a una facultad de 
observación inconsciente de detalles que pa- 
san inadvertidas n la conciencia normal, por 
no ser suficientemente intensos en su iu)- 



presion. 

Tal. dicho sea 



(le paso, es el 



inmensa mayoría de los enamorados. El 
amante ve en la amada toda ima serie de 
perfecciones y virtudes que pasan desaperci- 
bidas al resto de la humanidad. Es decir, 
que tales perfecciones existen, pero es nece- 
sario observarla^ con atención. Y la atención 
es una consecuencia natural y directa del 
interés afectivo. Amar es, en cierto modo, 
ver más y mejor. Por eso el pintor de la 
naturaleza tiene' que estar enamorado de ella, 
si quiera expresarla con más delicados deta- 
lles de los usuales, del mismo modo que un 
poeta tiene que estar enamorado de su musa, 
sea la que sea, si ha de sonarnos a sincero. 
De aquí que el arte necesite siempre una 
base de sinceridad. Por lo menos, de since- 
ridad interna, que es la verdaderamente im- 
portante y real. 

Quedamos, pues, en que, merced al meca- 
nismo de observación trascendente del sub- 
consciente, provocado siempre por el impulso 
afectivo, el enamorado puede ver en su aina- 
da detalles redentores de una realidad ab- 
soluta, pero inexistentes para el resto del 
mundo. El resultado es que, los que conocen 
al enamorado doncel, aseguran de buena fe 
que sobreestima los valores de su amada 
exageradamente. 

Ahora, para los verdadcramcntes aficiona- 
dos a temas de psicología, voj' a plantear un 
problema realmente difícil, acaso insolu- 
ble. El problema, cuya solución le agrade- 
cería a aquel de mis lectores que fuere capaz 
de dar con ella, se funda en el hecho, riguro- 
samente comprobado por la psicología, de 
que, si bien el hombre llega siempre, cuando 
está enamorado, a la anteriormente aludida 
"sobreestimación" de los valores de su amada, 
ésta jamás procede a tal maniobra ultrade- 
veladora. El hombre, cuando se enamora, ve 
más y mejor a su amada. Claro está que, a 
veces, puede cometer errores que realmente 
merezcan ser clasificados "sobreestimaciones". 
El resultado final es que, en opinión de los 
ajenos, el amante exagera u sobreestima. 
Ahora bien, en opinión de los mismos ajenos, 
la mujer jamás exagera o sobreestima. Y 
además es cierto. 

¿Por qué, lectores míos? 

CORRESPONDENCIA 

Cuantos aficionados a temas de psicoaná- 
lisis deseen un análisis privado, pueden obte- 
nerlo enviando a esta redacción, juntamente 
con el cupón y su sueño, 50 centavos en oro 
americano o su equivalente en moneda del 
país, por medio de cupones postales interna- 
cionales, o en ^iro de fácil cobro, a nonjbre 
de CINE-MUNDIAL, 516 Fifth Avenue, New 
York City. 

Esta medida la justifican el incremento 
alarmante de consultas que nos llegan, y que 
dificultan su publicación con la prontitud de- 
seab'j, y la imposibilidad de publicar en todo 
su detalle ciertos análisis de índole extre- 
madamente delicada para darse a la letra de 
imprenta. 

Vicente Rivera, Broofclyn. — Su sueño expresa clara- 
mente 5US deseos de vida aventurera, reprimidos por cír* 
cunstancias de la vida diaria. Como quiera que aborrece 
usted la prosa diaria de la existencia, no es de extrañar 

Marzo, 1932 



CINE-MUNDIAL 



que, al menos en sueños, se lance al agua, así sea con un 
salvavidas. La isla, fuese o no la de Robinson Crusoe, 
simboliza, para usted, el descubrimiento de tierras vírge- 
ties, es decir, de sensaciones nuevas. Sensaciones nuevas 
que. por lo demás, nunca dejan de entrañar peligros sub- 
siguientes, en su caso encarnados en los salvajes que quieren 
atacarle. Los tales salvajes, naturalmente, equivalen a !as 
censuras que la sociedad dirige a los buscadores de islas 
robinsonescas y de sensaciones nuevas. No puede por 
menos de ser así, en un mundo en que no todos tenemos 
aficiones de Robinson. 

Trevor, Quito. — Su sueño, as!, sin más detalles, es 
sumamente difícil de analizar. Sin embargo, lo intentaré, 
y, cuando usted lo lea, tal vez le haga recordar algunas 
circunstancias de su vida que confirmen mi interpretación. 
Daré de lado, naturalmente, toda suposición referente a 
afinidades patológicas. El joven de su sueño simboliza, 
según creo, su otro yo. No el otro yo místico e hipoté- 
tíco que, según ciertos señores, reenparna, sino el otro yo 
metafórico, potencial, del que emanan nuestras aspiraciones 
más elevadas. El hombre que quiere ser, como diría don 
Miguel de Unamuno; el modelo ideal que, en momentos de 
aspiración íntima anteponemos a nosotros mismos, en un 
plano futuro, cual modelo a cuya forma debemos adaptar- 
nos... y al que casi nunca seguimos en la vida real, diaria, 
mercantilizada de nuestra época. El que asesinaran por la 
madrugada al sujeto ideal de su sueño parece expresar la 
derrota irremisible de ese otro yo. ¿Será así? 

Sara María Arteaga, Souca. — Le agradecerá me remita 
otro sueño... y un seudónimo cualquiera. La interpreta- 
ción del que usted me envía sería un poco arriesgada, de 
publicarse sin seudónimo. Cuando vuelva usted a escribir- 
me, le halé gustoso el análisis de ambos sueños. 

Toni Galisiun, Cañada de Gómez. — El perro negro 
equivale a los terrores inherentes a toda iniciación en la 
vida, especialmente en ciertos de sus aspectos más mis- 
teriosos. Terrores, por otra parte, relativamente justifi- 
cados, ya que el tránsito por los paraísos terrenales en- 
traña no pocos peligros. Ciertos de estos peligros son 
puramente imaginarios, de orden moral o social; otros son 
absolutamente reales y materiales, y caen bajo el dominio 
de la ciencia de Galeno. Como quiera que estos últimos 
son varios, no es de extrañar que en el patio con árboles 
de su sueño hubiera varios individuos emboscados que le 
disparaban con revólveres, aunque sin acertarle. Las alas 
negras que le sirvieron a usted para alejarse del peligro 
aluden a la sustitución de sus anhelos paradisiacos mate- 
riales por otros de índole menos material. Es decir, que 
le sirvieron a usted para sublimar sus impulsos primitivos 
en aspiraciones de alto orden estético. Tal es, en muchos 
casos, el origen de esas poesías de la mocedad que, en 
años posteriores y más positivistas nos parecen tan ridi- 
culas. 

Bagulís Zerep, Montevideo. - — No me explico para qué 
desea usted que le analice su sueño. Por si fuera poco 
claro, incluye usted con él un análisis. Sin embargo, me 
permitiré anotar un error de interpretación en sus resul- 
tados. El estanque no simboliza lo que usted afirma, sino 
todo lo contrario; es decir, quien realmente se ahoga en 
él es el personaje central del análisis. Desde las primeras 
'*escenas" de su sueño puede verse que su intención sub- 
concinte es la de hacer desaparecer a Ofelia. Y hasta sos- 
pecho que su sueño ha sido concebido en plena vigilia. 
Circunstancia que, sin embargo, no lo hace menos signi- 
ficativo. Por seguro que crea usted estar de haber inven- 
tado un "sueño'\ el subconciente le delatará siempre, 
exactamente lo mismo que sí estuviera usted soñando de 
veras. 

Desesperado, Rep. Dominicana. — Es evidente que siente 
usted una atracción puramente física hacia la muchacha 
con que soñó usted. Desdichadamente, hay ciertas cir- 
cunstancias que le impiden a usted manifestarse a ella es- 
pontáneamente. Circunstancias de orden puramente prác- 
tico, y más imaginarías que reales, según creo. Tal vez 
exista en usted una aversión íntima, espiritual, hacia la 
muchacha del caso, y teme usted inconscientemente las 
consecuencias. Sospecho que la dama de su sueño perte- 
nece a una clase social inferior a la de usted. ¿Me equi- 
voqué? 

Iris, Moliendo. — El recuerdo infantil a qus usted alude 
es sumamente interesante y significativo. Significativo por- 
que se refiere a una circunstancia de su vida actual, en la 
que interviene activamente un amigo suyo, a quien usted 
aborrece íntimamente, aunque crea lo contrario. Tal es la 
causa de que, de entre todos los recuerdos dormidos de 
su infancia, haya ido usted a elegir inconscientemente el 
que me expone en su carta. El personaje central, natu- 
ralmente, me parece que simboliza a su padre de usted, 
y de ahí la autoridad bondadosa que manifiesta. 



UNA MERKEL, la conocida actriz, se casó 
el doce de enero en Tijuana, Méjico, con 
Ronald L. Burla (y no es broma), que es in- 
geniero aviador. 

HAY rumores de que Clara Bow, que está 
pasando su luna de miel en el rancho de 
su marido, volverá_ pronto a interpretar pelí- 
culas, pero no por cuenta de la Paramount, 
sino para la Columbia Pictures. 

KENNETH HARLAN tuvo un choque au- 
tomovilístico en Los Angeles, hace poco, 
que lo despachó al hospital. Parece que su 
coche y un carro que llevaba leche tuvieron 
ciertas diferencias de las cuales sacó la peor 
parte el conocido actor. 

Marzo,, 1932 




ñas 

HERMOSAS 

EN Paris, centro de la moda femenina, 
ciudad donde se rinde homenaje a laa 
damas más bellas, las uñas de las manos 
bien cuidadas brillan con el Esmalte 
Líquido Cutex. 

Las ventajas de cuidarse las uñas con 
Cutex son reconocidas, no sólo por la 
mujer española moderna que está tan biea 
instruida en el arte antiguo de la belleza 
femenina, sino por todas las mujeres 
del mundo. 

El Esmalte Líquido Cutex es de un 
efecto muy elegante y al mismo tiempo 
sumamente práctico, pues se seca rápida- 
mente, quedando suave y liso. Además 
conserva su color y brillo, y dura por lo 
menos una semana.* 

La bella apariencia del frasquito se ha 
acentuado con la nueva tapa de caucho 
que se está usando ahora, a la cual va 
pegado el pincel, acabando para 
siempre con los corchos estropeados. 



*(Se prepara en seis bellas tonalidades: Natural, 
Rosa, Coral, Cardenal, Granate, Incoioro.5 



ESMALTE LÍQUIDO 




N O R T H A M 

NUEVA YORK 



W A R R E N 

A parís 



PÁGINA 20.3 



^ 



C I N E - M U N D I A L 




por ^^ los 
Métodos Modernos 



Los hispanoamericanos que hablan 
inglés correctamente pueden obte- 
ner mejores puestos en el comer- 
cio. Aprenden ambos idiomas, es- 
pañol e inglés, correctamente, con 
el Profesor J. G. Ríos, que ha de- 
dicado once años a la enseñanza 
del idioma inglés entre estudiantes 
de habla española. Su curso de in- 
glés se ofrece ahora en la EAST- 
MAN-GAINES SCHOOL, Inc., 
123rd St. & Lenox Avenue, New 
York, N. Y. 

Los estudiantes que terminan es- 
te curso aprenden tanto a hablar 
como a escribir gramaticalmente 
en ambos idiomas, con facilidad y 
corrección. Las clases necesarias se 
dan en ambos idiomas, español e 
inglés. Los cursos que dan ins- 
trucción comercial a todos los es- 
tudiantes Eastman incluyen: 



1. Contabilidad. 

2. Administración Comer- 
cial. 

3. Teneduría de Libros. 

4. Código de Comercio, 
Economía. 

5. Inglés y Español correc- 
tamente. 

6. Dibujo, Diseño. 

7. Correspondencia y Se- 

cretaría. 

8. Taquigrafía (en español 
e inglés). 

9. Mecanografía y Opera- 
ción de máquinas de ofi- 
cina. 

10. Ventas, Publicidad. 



CLASES DIURNAS 
Y NOCTURNAS 

Pida Catálogo 
en Inglés a 

123rd St. & Lenox Ave.. 
NUEVA YORK 



PAgi.va 204 





Juanete, Guayaquil. — No existen en este país esos ins' 
titutos a que usted se refiere y que se considerarían como 
clandestinos. Desde luego que habrá personas particulares 
que se dediquen a esa clase de enseñanza, pero no las 
conozco; ni de conocerlas, podría dar sus direcciones aquí. 

R. A, Ravona, Barcelona. — Para las fotografías de cs' 
treilas que desea, debe dirigirse a las casas cinematográ' 
ficas a que pertenezcan aquellas. Y más fácil le sería 
conseguirlas por medio de los representantes que todas 
esas empresas habrán de tener sin duda en Barcelona. 

Mariposa, Guayaquil. — Celebro saber que usted y su 
familia piensan venir a pasar dos años en este país. Sí 
conozco un buen colegio a donde puede mandar a su hijo 
y a su hija mientras dure su permanencia: la Eastman- 
Gaines School, situada en 123rd St. ^ Lenox Ave., Nueva 
York, que es la que. a mí juicio, le conviene. Además 
de tener excelentes cursos en correcto inglés, enseñan ahí 
teneduría de libros, código de comercio, taquigrafía, meca- 
nografía, etc. Entendemos que los precios de asignatura 
son muy moderados. Ojalá que quede usted satisfecha de 
su visita a los Estados Unidos y sin duda me dará mucho 
gusto estrecharle la mano. 

Perplejo. Tampíco, Méjico. — No tiene que mandar di' 
ñero alguno para hacer las preguntas que desee a la sección 
"De mi Estafeta". Siempre serán contestadas sus consul- 
tas, como las de todos los demás comunicantes, con todo 
interés. Si el defecto de su nariz cs superficial, se corre- 
girá seguramente con uno de los reformadores a que usted 
se refiere, aunque, por supuesto, no crea usted que es 
cuestión de un día o dos, puesto que en todas estas cosas 
la constancia es la que hace más. Creo que los resultados 
han de ser permanentes, y sé de algunas personas que los 
han usado y quedado muy satisfechas de ellos. Sí el de- 
fecto consiste en la ternilla o el hueso, ya es cosa más 
difícil y sería tal vez necesaria una operación, aconsejada 
desde luego por un médico. Las operaciones de nariz sue- 
len ser dolorosas y costosas cuando se trata del hueso. No 
sólo no dejan señal alguna, sino que la nariz queda per- 
fecta y supongo que en la capital de Méjico habrá buenos 
especialistas que realicen esta clase de operaciones. Yo no 
conozco ninguno desde aquí y creo que le sería a usted 
más fácil enterarse, puesto que vive en el país. De todos 
modos, me parece que valdría la pena — para evitarse el 
coste excesivo — de que probase primero con un refor- 
mador, ya que tal vez esto cs todo lo que usted necesita 
para su defecto. 

Dudosa, Nueva Orleans. — Celebro su decisión. Veo 
que son ustedes dos personas prudentes y no dudo que 
han de conseguir el logro de sus deseos. Se lo deseo muy 
sinceramente, felicitándome de haberles podido servir de 
algo. 

Antiguo lector de CINE-MUNDIAL, Arequipa, Perú. 
— Contesto con mucho gusto su interesante carta. Puede 
contar desde luego con que $1,000 por año son suficientes 
para sus gastos de estudiante en los Estados Unidos. Cual- 
quiera de las Universidades del país es buena. Escriba a 
diversas de ellas pidiendo datos y vea lo que le contestan. 
Claro está que la vida es mucho más barata en el oeste de 
los Estados Unidos que en el Este y podría usted vivir en 
un plan más económico estudiando en California. Pero, 
por otra parte, en Nueva York está la magnífica univer- 
sidad llamada City CoUege of New York, donde, según 
tengo entendido, los derechos de matrícula son sumamente 
pequeños y, como doy por supuesto que es usted un buen 
estudiante v que se halla bien preparado para la carrera, no 
le sería difícil entrar. Respecto a la cuestión del idioma. 
como le quedan algunos meses antes de su ingreso en la 
universidad le aconsejo que se dedique con ahinco a per- 
feccionarlo, pues si no sabe entenderse bien no le será 
posible ingresar en una universidad donde todos sus estu- 
dios ha de hacerlos en inglés, y más estudios superiores. 
Dediqúese a practicar el idioma en la conversación. Debo 
advertirle también otra cosa muy importante. Si viene, 
debe hacerlo con el propósito de estudiar mucho y con 
verdadero afán, pues en este país no bastan las influencias 
para aprobar en los exámenes. Aquí el que no sabe de 
veras no pasa y no se da el caso de malos estudiantes por- 
ciue no puede haberlos con el sistema de enseñanza que se 
íigue. Leyendo su carta, me doy cuenta de que esta ad- 
vertencia no le es necesaria pues me parece usted un mu- 
chacho enamorado de la profesión elegida y serio en sus 
propósitos, pero, de todos modos, considero que no está 
de más hacérsela para que sepa bien a qué atenerse. ¡Bue- 
na suerte y prosperidad! 

Benjamina, Sin país. — Su carta me ha encantado. Y 
porque usted me juzga así ya me parece a mí mismo que 
K.n realidad soy tan bueno, tan sereno y tan justo como 
usted me pinta. Agradezco mucho la amistad que me 
ofrece y puede estar segura de que habré de tratar de co- 
rresponder a ella. Deseo siempre poder ser útil en algo 
a mis amables comunicantes. Escríbame, pues, cuanto guS' 
to, sin romper las carias, y déjeme ver cuanto piense. Eso 
sí, como, efectivamente y para desgracia mía, puedo .ser 
su padre, no veo la necesidad de que me tutee. No hay 



nada más bonito que el mutuo respeto y el "tú" da una 
confianza que no puede existir entre personas que no se 
conocen y que por lo tanto cs falsa. Piense bien en esto 
y no prodigue ese "tú", que debe reservar exclusivamente 
para aquel que algún día tenga derecho a él. Por el nom 
bre no se preocupe. Llámeme como quiera. Todos serán 
bonitos elegidos por usted. Y escriba, pregunte, averigüe. 
Que aquí está su nuevo amigo para contestarla. 

Ivonne, Colombia. — La hinchazón de sus párpados obe- 
dece a una causa interna. Beba mucha agua pues posible- 
mente obedece a que sus riñones no eliminan bien. Pero 
de todos modos consulte con un médico. Para evitar la 
raída del cabello dése masaje diariamente por todo el 
cráneo con las yemas de los dedos a fin de activar la 
circulación. Con toda seguridad que deja de caérsele si 
hace usted esto a diario con constancia. 

M, P. Coutinho, Río de Janeiro. — Tengo mucho gusto 
en contestar a su amable carta, lamentando el retraso con 
que lo hago por no haberle llegado el turno de abrirla 
hasta ahora. Espero que mi respuesta le llegue, de todos 
modos, oportunamente. La mejor librería para las come- 
dias que desea es la de Brentano's. 1 West 47th Street. 
New York Cily. Las comedias americanas le será tal vez 
difícil conseguirlas, con raras excepciones, porque los au- 
tores no suelen editarlas. Pero de todas maneras, esta casa 
le enviará el catálogo que desea del que puede usted elegir 
los libros necesarios. 

L. Arrojo, Cienfuegos, Cuba. — No dudo que usted 
tenga aptitudes de autor cinematográfico, pero lo primero 
que necesita es aprender a escribir con sintaxis y ortogra- 
fía. Mientras no lo haga, no encontrará nadie que lea 
sus escritos, por muy interesantes que a usted la parezcan. 
Y, después de escribir bien, mi consejo leal es que enca- 
mine sus aficiones por otro derrotero, ya que las em- 
presas cinematográficas no quieren saber nada de más ar- 
gumentos que los que ellas encargan directamente, hasta el 
punto de que no leen nada de cuanto se les envía. 

Desengañada, Barquisimeto, Venezuela. — En su caso y, 
rompiendo con todos los prejuicios y convencionalismos 
sociales, es usted la que debe hablar planteando la cuestión 
directamente y sin ambajes. Puesto que ya el muchacho 
la había hablado de matrimonio y su retirada obedece a 
la hostilidad de la familia de usted, no cabe duda que a 
usted le toca poner en claro el asunto. No se trata de 
ninguna falta de decoro ni de nada que no pueda o deba 
hacer una muchacha decente y honesta. Sí él fuera rico, 
todavía podría usted tener algún escrúpulo pensando que 
pudiera atribuirse su actitud a mal entendido interés por 
parte suya. En el caso presente, hasta ese escrúpulo desa- 
parece. Si usted lo quiere tanto y tan de veras, si la vida 
no tiene para usted atractivo sin él y si la familia de él 
la quiere a usted también sinceramente, no veo por qué 
ha de perder usted la felicidad de toda su vida por un 
simple capricho de sus gentes, que no desdeñarían segu- 
ramente a un muchacho tan bueno si tuviese grandes me- 
dios de fortuna. Tenga una entrevista con él, expóngale 
sinceramente su estado de ánimo y lo que usted sufre con 
el rumbo que han tomado las cosas y escuche las razones 
que él la de sobre el caso. No dudo que llegarán a un 
acuerdo. Y sí esto es así le queda entonces por tener otra 
explicación con su familia para hacerles ver que la persona 
que ha de casarse cs usted y no ellos y que cs usted la 
que tiene que encontrar el hombre de su gusto. No ceda 
por nada, pues no es justo que, en los tiempos que co- 
rren, se deje perder la felicidad por el capricho tonto de 
una oposición familiar que estaría muy bien en el siglo 
pasado, pero que ya ha pasado de moda. Hágase fuerte, 
no ceda y solucione por sí misma un asunto de tan capital 
importancia para usted. Entrego su carta al Grafólogo. 

S. E. N. C. O. N. — Todas esas operaciones estéticas, 
que efectivamente se practican, están rodeadas de tanto 
misterio y son tan extrañas en sus diferentes aspectos, que 
yo le aconsejaría que no se sometiese a ellas. En cuanto 
a que sean indoloras, no puedo creerlo, pues, por el con- 
trarío, todo lo que se hace para rejuvenecer o mejorar el 
rostro por medio de operaciones es dolorosísímo y pro- 
porciona más desgaste al organismo que una enfermedad, 
ya que se suele perder bastante sangre. Es posible que yo 
no está muy bien informado a este respecto, pero sé de 
dos personas que se hicieron operaciones recientes de esta 
índole y, si es cierto que quedaron muy mejoradas, no lo 
cs menos que ambas me confesaron que habían sufrido 
horrores. En su país, tiene que haber médicos expertos 
que las practiquen con la misma perfección que aquí. 
Pero será mejor que se quede como está. A lo menos, 
esa cs mi sincera opinión. 

Uno que quiere formarse, Lima, Perú, — Me parecen 
muy acertados sus propósitos y aquí le van dos nombres 
de dos libros para lo que desea: "Cultura Física", por 
Herbert. Y otro de "Gimnasia Sueca". Los dos en espa- 
ñol. El primero vale $1.25 v el segundo $1.00. Moneda 
americana, por supuesto. Puede encargarlos, enviando el 
importe adelantado, porque si no no creo que se los re- 
mitan, a la Librería Cervantes. Lenox Avenue y 113th 
Street, New York City. 

Marzo, 1932 



CINE-MUNDIAL 



CENTELLEOS 

(Viene de la Imagina 169) 

el Teatro, como Nazimova, Ruth Roland, 
Alice Brady y Bessie Barríscale. Pearl Wliite, 
vive como una reina en París. Constance 
Talmadge. Billie Burke, May MacAvoy, Jac- 
queline Logan, Florence Vidor y Pliyllis Ha- 
ver, prosaicamente casadas y en sus casitas 
respectivas. ¿Y los iiue mueren en los i'ilti- 
¡los diez años?: Valentino, Wallace Reid, 
Lon Ciuiney, Dustin Farnum, Larry Semou, 
Max Linder, Milton Sills, Jeanne Eagles, 
Barbara La Marr, Mabel Normand, Lya de 
Puttv. . . 



A ULTIMA hora, la película que, en caste- 
llano, filmará Lupe Vélez para Columbia, 
se llama "Hombres en mi Vida" y, por el cui- 
dado con que se está produciendo, sin duda 
que saldrá todavía mejor que las otras hispa- 
noparlantes que, con tanto éxito, presentó 
antes la misma compañía. Con Lupe colabo- 
ran Gilbert Roland, Ramón Pereda y Paul 
EUis en los papeles principales; y, en los se- 
cundarios, Carlos Villarías, Luis Alberni, 
Adrienne d'Ambricourt, ^'irginia Ruiz, María 
Alcañiz, Paco Moreno v Antonio Mdal. 



LA próxima de Joan Crawford se llamará 
"Letty Lynton". La próxima de Robert 
Montgomery, "Are You Listening?", en papel 
de radioparlante. La próxima de Greta Gar- 
bo, "Gran Hotel", la obra teatral europea 
que más éxito tuvo en Broadway durante lo*; 
últimos quince meses. La dirigirá Fiztmau- 
rcíe. La próxima de Clark Gable, "Mares de 
China." La M-G-M anuncia también que Ma- 
rie Dresser y Polly Moran aparecerán en otra 
comedía : "Prosperidad". 

UNA nueva rubia trabaja ahora ante la cá- 
mara por cuenta de M-G-M: Helen Ro- 
binson, artista de variedades y que nimca, 
antes, había filmado películas. 

LIL DAGOVER, que acaba de regresa"r de 
su \ iaje a Nueva York, terminó con éxito 
"La Dama de Montecarlo." 



DICEN que, cuando termine su contrato con 
la M-G-M, Ramón Novarro piensa formar 
una empresa cinematográfica para producir 
pelícidas sonoras en español. Pero como to- 
davía faltan largos meses para que el astro 
mejicano se desligue de la M-G-M, es de su- 
poner que reflexione de aquí a entonces. . . y 
cambie de idea — si es que la tiene, pues di- 
clio proyecto no pasa de rumor. 

LA Fox obtuvo una entrevista para su Noti- 
ciario con el ex kaiser de Alemania. Esta 
hazaña, realizada después de años de tratar 
en vano de que el desterrado se dirigiera a 
las multitudes por medio del cine sonoro, fué 
con la condición de que la película no fuese 
exhibida en Alemania. 

ESTÁ resultando muj^ difícil seguir los pa- 
sos de Conchita Montenegro. Hasta hace 
poco, era ima de las estrellas de la Fox en 
fotodramas angloparlantes y se le habían con- 
fiado papeles de importancia. Pero ahora 
residta que la ha contratado Ziegfeld, en Nue- 
va York, para que se luzca en su nueva re- 
vista musical, con lo que gana Broadway y 
sale perdiendo el cine. 

Marzo, 1932 



OLet^Ieá i4tulci corno -^ 



DOBLE* 
ACCIÓN 

LIMPIAR 





DOBLE ACCIÓN 



significa usar 
Crema Dentífrica 
Listerine con un 
Cepillo de Dientes 
Pro - phy - lac - tic 



Lor bueno que sea un dentífrico, nunca dará el 
máximo resultado usándolo con un cepillo de in- 
ferior calidad. Tampoco podrán limpiarse debida- 
mente los dientes aunque se use el mejor cepillo 
que pueda obtenerse, emipleándolo con un dentífrico 
de inferior calidad. 

Válgase de la maravillosa doble acción de limpiar 
que resulta de usar conjuntamente la Crema Den- 
tífrica Listerine con el cepillo Pro- phy-lac-tic. 

El copete en la punta y_las cerdas fuertes en forma 
de sierra del cepillo Pro-phy-lac-tic, hacen aun más 
eficaz la acción de los agentes detersorios y pulidores 
de la Crema Dentífrica Listerine. Esos ingredientes — 
ayudados por el cepillo Pro-phy-lac-tic de construc- 
ción científica, limpian los dientes por todas partes, 
blanqueándolos y eliminando el sarro y las manchas. 

Ensaye esta doble acción de la Crema Dentífrica 
Listerine con el cepillo Pro-phy-lac-tic. Observe 
cómo blanquea los dientes y qué aspecto de salud 

imparte a las encías. 

• • • 

La Crema Dentífrica Listerine, elaborada por los fabricantes del Antiséptico 
Listerine. cuesta menos que otros buenos dentífricos. Los cepillos Pro- 
phy-lac-tic legítimos se venden siempre en sus cajitas amarillas. 

CREMA dentífrica 

LISTERINE 

CEPILLO DE DIENTES 



PÁGINA 205 



CINE-MUNDIAL 



APRENDA 



RADIO 

TELEVISIÓN 

y películas 

HABLADAS 



Receptor 
GRATIS 

I Con su Curto I 

¡ASEGURE SU PORVENIR! 

Esta fascinadora industria le ofrece los suel- 
dos más altos y las mejores oportunidades. 

Aprenda En Su Propio Hogar 

Con solo dedicar al estudio de nuestro 
Curso medía hora diaria, APRENDERÁ 
RÁPIDA Y FÁCILMENTE... No necesita 
tener conocimientos de radio... Le suminis- 
tramos, SIN COSTO ADICIONAL, 
ocho grandes equipos para experimentos. 
Usted construye un poderoso receptor 
moderno. 

Su Más Grande Oportunidad 
Para Independizarse 

Le enseñaremos como empezar a ganar dinero, tan 
pronto como estudie las primera lecciones de nuestro 
Curso fácil. Servicio GRATIS de empleos. 

Televisión, Películas Sonoras 
y Electricidad, sin costo extra 

Será un EXPERTO en todas las ramas del Radio 
...servicio y reparación... Difiísoras y Clave interna- 
cional, ..de Aviación. Pida detalles y el hermoso libro 
GRATIS, profusamente ilus- 
trado, mostrando las oportu- 
nidades, con detalles de nuestro 
método de enseñanza compro- 
bada. 

Instituto Práctico Rosenkranz 

Dept. 04-RX 4006 So. Figueroa Street 
Los Angeles, Califomia, E.U.A. 



LIBRO 

Ilustrado 

GRATIS 




. - vencido por el 

Mercurocromo 

que sana las cortaduras, quemaduras y pica- 
duras de insectos. Ideal para niños porque 
no arde ni destruye tejido como el yodo 

De venta en todas las boticas 



UN MODELO 1932 DE 
AMPLinCADOR DE SONIDO 

fon muchas notables mejoras a pre- 
cio al alfanr-e de todos los propie- 
tarios de tpatros pequefios. Vei'da- 
dfra rcprodncí'ión sin íalla de pe- 
línilaíi sonoras. 

Gran ri:baja <-n pronios — íiliora. es 
la oportnnidad df f'jiiliiar sus tea- 
tros. 8í; SI.MIMS'IÜAN TDIJOS 
IXIS UTIT^ES I'AKA TICATJíO.S. 
Pida el catálooo CM. 

S. O. S. CORPORATION 

1600 Broadway, New York, U.E.A. 

Dircccúin ctil/lerriáilro Sosound. 

Todas la:: claves en uno, 

PÁGINA 206 





Jean Harlow, entrevistada por Guaitsel y retratada para y por 

CINE-MUNDIAL en un momento difícil: cuando trata de enterarse 

de lo que encierran nuestras complicadísimas páginas. 



PLATA NO: PLATINO 

(Viene de la página 165) 

.iustificar el bistec y el coñac, que se están 
batiendo con los jugos gástricos mientras 
Jean, en ayunas, me domina con el resplandor 
de su tez y de sus ojos. 

La manicurista se marcha, mientras Jean 
me dice, en confianza: 

— ¿Sabe usted que, en español, recibo se- 
manariamente lo menos cuatro cientos de 
cartas? 

— Si la llegan a conocer personalmente, se- 
rán cuatro mil . . . 

— ¡Precisamente mi ideal es viajar, conocer 
otras tierras, rodar por el mundo! — contesta 
entusiasmada — . Pero, al paso que voy, de 
Nueva York a California, y de California a 
Nueva York, recorreré el resto del mundo 
con muletas y sin dientes. . . cuando sea una 
viejecita cascada. . . No hay tiempo ahora. 

Y, mientras habla, Jeán fuma casi sin ce- 
sar; como fumó mientras le hacían las uñas. 

— ¿Cuáles de sus películas le gustan más.° 
A nn', "La Jaula de Oro", — apunto. 

— Es que no ha visto usted las i'iltimns 
dos. . . Todavía no se estrenan. Ya me con- 
tará su opinión. Es seguro que le agraden 
más. ¡Pobrecillo de Williams! ¿Verdad? ¡Era 
tan bueno!. . . En el ultimo año, me parece 
que la gente se está muriendo. . . o casán- 



dose. . . Creo que, en Hollywood, yo soy la 
i'inica que queda soltera... 

— ¿Y no hay proyectos. . . ? 

— Ño; por ahora, no. El matrimonio es 
una respetabilísima institución, pero hasta la 
fecha no le encuentro defectos a mi dichosa 
soltería. Sin embargo ... ¡ quién sabe ! 

Pero conste que eso no lo dijo .suspirando, 
ni con aire soñador y romántico, sino como 
si de veras no supiera qué es lo que puede 
ocurrir en los vericuetos de este valle de lá- 
grimas. 

Mient"as hemos estado charlando, han lla- 
mado tres veces por teléfono y ella ha rehu- 
sado hacer caso. También llegaron seis tele- 
gramas cuyo recibo firmé yo mientras ella 
tenía ocupadas las manos. ¡ Seis telegramas 
en una hora! Le debían hacer un descuento 
en los Telégrafos. Pero, cuando ya me dis- 
ponía yo a partir, la doncella que ha estado 
pendiente del timbre telefónico, entra por 'a 
imdécima vez y explica: 

— Ahora llaman al señor Zi'itzel... 

— Ese soy yo. ¿Quién diablos puede per- 
mitirse. . . ? 

Y entro refunfuñando en la alcoba de la 
niña, donde no hay flores, ni bibelotes; ni 
siquiera ropa suelta: una cama, dos sillas, un 
tocador y un ropero. . . 

— ¿Quién me llama? — inquiero severa- 
mente. 

Marzo, 1932 



íf 



^t 



CINE-MUNDIAL 



— Soy yo, el Respondedor — dice la voz de 
mi colega — . Nada más te llamé para ave- 
riguar si realmente estabas con Jean o te 
habías ido a dormir la siesta. En la redacción 
te están esperando imas señoras. . . ¿A qué 
hora regresas.' 

— Depende de las señoras que me aguarden 
allá. <;Feas? ¿Jóvenes? 

-—Mitad y mitad. 

— Ahí estaré dentro de media hora. 

Cuando vuelvo a la snlita en que espera 

Jean, me encuentro con el fotógrafo, el amigo 

'l\ima\o y un colega que viene a liacer su 

entrevista y que, naturalmente, está pidién- 

j dolé a la Corte Celestial que yo me marche 

I ron la música a otra parte. Le doy gusto, no 
^in haber admirado ima vez más aquellas cur- 
vas, aquel pelo y aquella manera de mirarlo 

f a uno y de meterle inquietudes en lo más 
' liondo. No cabe duda de que Jean es una 
seductora. 

.\1 llegar a la redacción, las señoras jWitad 
\ Mitad se liabían marchado; pero el Respon- 
[I dedor estaba exaltadísimo: 
i ' — i Que voz tan linda tiene Jean Harlow! 
— exclamó al verme entrar. 
— ,;Cómo lo sabes? 

— Porque hablé con ella cuando acudió al 
tcl'.-t'oni) al llamarte yo al Hotel. . . 

Hay que permitir que los hombres conser- 
ij ven sus ilusiones. Jamás revelaré a nadie ¡a 

II ¡nadie! que las llamadas de teléfono de Jean 

las contesta una doncella de raza de color. 



HOLLYM'OOD 

(]'iciic de la ¡Minina 170) 
rrir al que apenas si acaba de ser servido. 

I.os hispanos contagiaban con su alboroto 
.a los tranquilos y silenciosos norteamerica- 
nos, que no se asombraban demasiado de 
nuestro clásico bullicio porque ya habían ém- 
¡lezado a acostumbrarse un poco con el ad- 
venimiento de los italianos, franceses, rusos 
y demás extranjeros que invadieran el terri- 
torrio de Hollywood en busca de los laureles 
y del oro del Cine. Pero no tardaron en mar- 
charse de aquí los extranjeros, siendo los úl- 
timos en irse los españoles. 

Hollywood perdió el aire de cosmopolitismo 
que le caracterizó durante largos años, y 
convirtióse en una simpática barriada bur- 
guesa, que en nada se distingue ya de las 
demás que constituj^en la metrópoli de Los 
Angeles. Ahora no se hacen películas en es- 
pañol — ni en ningún otro idioma extranjero 
— y cuando se hagan será esporádicamente, y 
de tarde en tarde. . . 

Donde deben hacerse, y se harán, prefe- 
rentemente, es en nuestros propios países. No 
hay razón para que no se hagan en ellos, in- 
cluso con el apoyo de los gobiernos respec- 
tivos. Los elementos técnicos o mecánicos de 
que no dispongan nuestros compatriotas, se 
pueden llevar de Hollywood, donde, como en 
ninguna otra parte del mundo, hay de todo 
lo más necesario y lo más moderno, y en la 
mayor abundancia. No hay más que pedirlo. 

Y, como se encuentra en gran exceso, ni 
siquiera es caro. Ahora se vende muy barato 
lo que costó muy caro. ¡Hasta los artistas! 
Los sueldos casi fabulosos de antes, se aca- 
baron. Con la sola excepción de algunas muy 
contadas estrellas, ya nadie cobra lo que an- 
tes cobró, ni se prodigan los contratos. 

Ahora, cuando se produce algo en cualquier 
otro idioma que no sea el inglés, ni siquiera 
se paga por semanas, sino por días. Esto es. 

Marzo, 1932 




\ taima de POSTRACIÓN 

NERVIOSA 



T T A conoce Ud.? ¿Conoce a esta pobre 
O L/ mujer que despierta tan rendida de 
fatiga como cuando se acostó? 

Aún le duele la cabeza, sus nervios pa- 
rece que van a estallar y las lágrimas es- 
tán a punto de saltarle a los ojos sólo con 
la idea de que es menester levantarse. . . 

— No puedo, — exclama — estoy abru- 
mada... ¿Qué tengo? ¿Qué debo hacer? 

Existe imiltitud de damas en la flor 
de la juventud que están a punto de ren- 
dirse a la postración nerviosa porque per- 
miten que los achaques femeninos les ro- 
ben la fuerza y la salud. 

Ya en su propia casa, o ya en la oficina, 
hacen sus tareas sosteniéndose exclusiva- 
mente por esfuerzo de voluntad, aunque 
se sientan desfallecer ... con la esperanza 
de que quizá al día siguiente se encontra- 



r:ín iiii'.ior. Pero, en lugar de esto, con el 
tiempo empeoran. Y la tragedia es doble- 
mente triste, por innecesaria. 

La naturaleza no quiere que las muje- 
res sufran tan cruelmente. ¡Si probasen el 
Compuesto Vegetal de Lydia E. Pinkham! 
Ha sido el protector de las mujeres con- 
tra sus achaques peculiares desde hace 
más de 50 años. 

Produce consolador alivio, corrige — 
merced a su acción tónica y vigorizadora 
— la causa de los dolores de cabeza y de 
espalda que tanto debilitan y aleja ese in- 
vencible cansancio que convierte la vida 
en un fardo. 

¿Por qué no probarlo una vez? Pida 
\jA. en la farnuicia un frasco del Com- 
))uesto Vegetal de Lydia E. Pinkham, o 
cómprelo en la nueva forma de tabletas. 



LYDIA E. PINKHAM MEDICINE CO., LYNN, MASS., E. U. de A. 

PÁGINA 207 



i 



C I N E - M U X D I A L 



Una cabeza rapada 
es preferible, 

sin duda, 
a cabe2,a 

despeinada 



■■»S'r^ 




^^^,.^^1 




Y el cabello 

enmarañado 

descubre algún 

mal poeta 

sin peine y muy 

descuidado 




Use Stacomb 
y produzca 
admiración 

Doma el cabello. 
Lo peina, lo alisa, 
lo limpia, lo fija, 
lo deja con brillo 



vvjv El Stacomb no es pomada, 

\ cosmético o brillantina . . . 

^:¡j es algo como no hay nada 

para el fin que se destina. 



^n farmacias y perfumerías 




Una Nariz de Forma Perfecta 

UD. PUEDE OBTENERLA FÁCILMENTE 

"pL aparato Trados Mode- 
^ lo 25 corrÍRe ahora to- 
da clase de narices defec- 
tuosas con rapidez, sin do- 
lor, iiermanentemente. y có- 
modamente en el hogar. Es 
el único aparato ajustable, 
í-eguro y garantizado y pa- 
tentado que puede darle 
una nariz de forma perfec- 
ta. Más de 100,000 person.is 
lo han usado con entera 
satisfacx^ión. Recomendado 
por los médíco.s desde hace 
muchos años. Ali experien- 
cia de 18 años en el estu- 
dio y fahricación de Apa- 
ratos para Corregir Nari- 
ces está a su disposición. 
Modela 25-Jr. para los ni- 
ños. Escriba solicitando 
testimonios j folleto gratis que le explica cómo ob- 
tener una nariz perfecta. 

M. TRILETY, ESPEGALISTA 
Depto. 1377 Binghamton, N. Y., E. U. A. 




Para damas y 
caballeros 




HÁGASE FOTÓGRAFO 
Gane de ^15 a ^25 al día 

con el último modelo No. 55 de nuestra 

Cámara Victorian para postales 

en blanco y negro. 

HACE Fotografías en Postales mientri^ 
.se espera. íío se requiere experiencia. 
Con una de nuestras Cámaras Victorian 
puede Ud. ganarse la vida y ahorrar di- 
nero. Si al presente no está ganando mu- 
cho diníro en lo que üd. trabaja, o no 
quiere dedicar todo su tiempo a este ne- 
gocio, entonces 'lefUquele tan sólo el tiem- 
po que tenga disponible, trabajando loe sábado.s, domingos v 
días I'-riados. y ganará más quesi trabajara en días de seniana. 

Catálo(ío gratis íi solicitud. 

BENSON DRY PLATE & CAMERA CO.. INC. 

166 Bowery. New York. E.U.A. 

t.os Fabricantes v Distribuidores Más Grandes 

del Mundo de Productos de Fotoorafias al Minuto. 

PÁGINA 208 



que, al filmarse una obra, se contrata a los 
intérpretes por el día o días en que han de 
actuar ante la cámara, individualmente. Y 
como las obras no se empiezan a filmar en 
orden correlativo, desde la primera escena a 
la última, sino al capricho o conveniencia del 
Director, frecuentemente se da el caso de que 
todas las escenas de un mismo artista se fil- 
men en un mismo día. 

Puede imaginarse, ante esto, la tragedia de 
Hollywood. Sólo se cobra el día en que se 
trabaaja, y como- — cuando algo se hace — ni 



Evocando 
las Glorias 
de los Mayas 

ON el Filmarte Theatre — el único teatro 
•'— ' consagrado en Hollywood a la exhibición 
de películas extranjeras, y muy especialmen- 
te rusas y alemanas — ha sido estrenada con 
éxito extraordinario la versión cinefónica en 
inglés de la bella producción mejicana que 




Donde las estrellas 
brillan . . . por su 
apetito: el comedor 
de los estudios de 
la Radio en Holhj- 
u'ood. No hay sitio 
tan popular en el 
taller como éste, 
apenas llega el me- 
diodía. 



Joan Marsh, la nueva rubia de 

cabellos casi blancos, que M-G- 

M, acaba de contratar para sus 

películas. 

los más afortunados trabaajan más de una 
semana al mes. . . 

Hollywood ya no es lo que era, ni es fácil 
que lo vuelva a ser. El trabajo nunca será 
permanente, ni se pagará en grande. Y al 
artista se le exige mucho más que en los tiem- 
pos en que cual- 
quiera podría 
servir para el 
Cine. 

Tal es la trá- 
gica realidad 
para los milla- 
res y hasta mi- 
llones de ilusos 
que aquí sue- 
ñan con los 
laureles y el 
oro del Cine... 
Esos laureles y 
ese oro sólo po- 
drán encon- 
trarlos ya en 
sus respectivos 
países. 

Que son los 
que harán nues- 
tras películas... 





Tallulah Bank- 
head, cuya popu- 
laridad, nacida 
hace unos cuantos 
meses, está au- 
mentando con ca- 
da película. La 
tiene contratada 
Pa7-amount. 



Charles F arre II, quizá 

el más renombrado de 

los astros juveniles de 

la Fox. 



Víctor MacLaglen, esta vez 

con el bigote afeitado, pero 

con la misma sonrisa. Es as 

de Fox. 

con el título de "Zítari" escribió y dirigió el 
intelectual mejicano Miguel Contreras Torres, 
a quien ya se deben varias e intensas obras 
en celuloide. 

"Zítari", que originalmente fué producida 
en español, no es una cinta de asunto más o 
menos novelesco, sin valor educativo alguno. 
Es una producción artística, de profundo va- 
lor cultural e histórico, que evoca los tiempo.s 
casi legendarios de los Toltecas y los esplen- 
dorosos de sus sucesores los Mayas, cuya ci- 
vilización, apenas conocida por nosotros, 
asombra y deslumhra. 

Makzo, 1932 



C I N E - M U N D T A L 




De esa civili- 
zación apenas si 
quedan otros glo- 
riosos vestigios 
que los de las rui- 
nas Toltecas de 
San Juan Teoti- 
liuacán, con sus 
famosas pirámi- 
des milenarias; y 
las ruinas mayas 
del Palenque, Ux- 
nial, Chichén Itzá 
Ococingo... Tem- 
plos y palacios 
que fueron. ¡Pági- 
nas olvidadas de 
una Historia que 
aún no supimos 
leer! 

Entre ellas se 
, ^^^ destaca inajestuo- 

rfc.ff ^^H so el Templo de 

J|r / ^^H las Mil Serpientes, 

í 1 ^^B cuya leyenda rc- 

» . I ^^V cogió y glosó Mi- 

I i ^V guel Contrerns 

I i ^M Torres, baciéndo- 

IJ ^H nos vivir, durante 

«^C^j^B breve hora la vida 

W^^^^^m^ misteriosa de los 

tiempos nebulosos 
en que palpitara 
el corazón de Zí- 
tari. 

.\1 reencarnarla 
;i d m ir a m os en 
ella a la delicadí- 
sima Me de a de 
Movarry, la aristocrática joya del Principado 
de Licchtenstein, cuyo espíritu, refinado y su- 
til, parece en\olver a su figura en im tul de 
ensueño, dejando en los espectadores la hue- 
lla indeleble de una estirpe privilegiada. 

Su amor al Arte la hizo \¡ajar por todo el 
mundo, encariñándose con los países hispa- 
nos, donde a]irend¡ó nuestra lengua y nuestra 
literatura. Hollywood la atrajo con el espe- 
jismo de la pantalla sonora y su presentación 
en ésta fué un homenaje a Méjico, al -Méjico 



Josephine Joseph , m i- 
tad hombre >/ mitad 
mujer, que aparece 
en la cinta "Fenóme- 
nos" de M-G-M. 




mmtm^' 



Buck Jones, astro de la Colunibia, 
según aparece en la película 

"Deadline". 

Makzo, 1932 




AGOTADA y estropeada, noche 
/\ tras noche. Ella sabe que esto 
la está apartando de él y sin em- 
bargo, no lo puede evitar. 

¡La terrible enfermedad de la 
boca, la piorrea, la ha rebajado 
física y mentalmente, habiendo sido 
la causa de esto, el descuido! Las 
encías sangran, los dientes se aflo- 
jan y muy pronto se caerán o ten- 
drán que ser extraídos. 

¡Su sonrisa de felicidad ha desa- 
parecido, siente miedo y está casi 
abochornada de abrir la boca! 

No espere que esta tragedia le 
suceda a Ud. Mantenga su sonrisa, 
su salud y su felicidad, usando 
Forhan's dos veces al día— ahora 
que sus dientes son sanos y firmes. 



Proteja sus encías con Forhan's, 
porque ahí es donde la piorrea em- 
pieza su obra destructora. 

El Forhan's es más que una pasta 
corriente de dientes; pues limpia y 
blanquea los dientes y estimula las 
encías. Empiece a usarla hoy mismo 
y sabrá que está protegiendo su 
futura salud y felicidad. 

No se juegue con la Piorrea. 4 de 
cada 5 personas mayores de40 años,y 
millares de jóvenes, son sus víctimas. 



El Forhan's es elaborado según la fór- 
mula del Dr. R. J. Forhan, la cual con- 
tiene el Astringente descubierto por él, 
y usado en la actualidad por millares de 
dentistas para el tratamiento de la pio- 
rrea. Use Forhan's para tener dientes 
limpios y bonitos y encías saludables. 



yprhaii's 




Más que una pasta de dientes 
SUS DIENTES SON TAN SALUDABLES COMO SUS ENCÍAS 

PÁGINA 209 



t 



CINE-MUKDIAL 



Gratis -Como Hacer 

AMAPOLAS 
ATRAYENTES 



En una sola velada se aprende 
a hacer bonitas amapolas por 
este nuevo y sencillísimo pro- 
) cedimiento. Remítase el cupón 
que va al pie, y la casa Dénni- 
son enviará gratis un intere- 
sante folleto con minuciosas 
instrucciones, grabados y hasta 
patrones, para el recortado de 
hojas y pétalos. 

Es una labor tan interesante 
y sencilla, que de una flor se 
pasa a otra; la delicada rosa, 
el poético crisantemo, el pre- 
cioso clavel, todas de vistoso 
papel crepé. 

Constituyen un adorno para 
el hogar, un delicado regalo, y 
si se quiere, pueden venderse. 

Los materiales para hacer- 
las, se consiguen en cualquier 
librería o papelería que venda 
los productos Dénnison. 



DENNISON cía. (Depto.Q.61) 
Framingham, Mass., E. TJ>A. 

Sírvanse enviarme, gratis, el folleto No. 4o2 — 
''Confección de Flores con Papel Crepé Dénnison.'* 



Nombre. 



Dirección - 



Población País. 



También pueden Uds. mandarme, gratuita- 
mente, los folletos que a continuación señalo: 



..No. 451, Disfraces 
..No. 454, Lacres Dénnison 
..No. 455, Marcos para 
Cuadros 



...No. 456, Adornos de Mesa 
...No. 457, Cestos de Papel 
...No. 45S, Arreglo y Deco- 
rado de Escaparates 



_._No. 459, Decorado de Salones, 
Carrozas, Automóviles y Puestos 



PAPEL CREPÉ 

Y OTROS 
PRODUCTOS 



^/l/wv\^^xy]/\/ 



ESTUDIE AVIACIÓN 

DONDE 

estudio: lindbergh 




ENSEÑANZA 
EN ESPAÑOL 



América Latina necesita miles 3e pilotos,' mecá- 
nicos y otros expertos en la aviación. 

Prepárese y gane de ^350 a $1000 por mes. 
' Las líneas aéreas de transporte más grandes del 
mundo están siendo instaladas a través de la Amé- 
rica Latina. Esto ofrece a la juventud de habla 
española una oportunidad jamás igualada en la his- 
toria del mundo. Venga a esta escuela de fama in- 
ternacional, autorizada por el gobierno americano 
para enseñar Aviación y para traer estudiantes del 
extranjero. Un título de esta escuela será la llave 
de su éxito en la aviación. Enseñamos tres cursos 
mecánicos, tres de vuelo y uno por corresponden- 
cia. Este último es gratis para todos los estudian- 
tes. Pida informes absolutamente gratis. 

Lincoln Airplane & FIying School 

Latín American División 
1205 Aircraft Bldg. - - Lincoln, Nebraska, U.S.A. 



OIGAN LOS RADIOS CLARION 
DE 98o/o TONO PURO 

PREGUNTEN A .SU PROVEEDOR 
COMERCIANTf^ EN RADIOS: Para informes sobre 
la provechosa franquicia CLARION, sírvanse escribif 
por correo aéreo, o cablegrafiar a: 
TRANSFORMAR CORPORATION OF AMERICA 
2309 South Keeler Avenue, Chicago, III. U.S.A. 

ÍJiíeccUn fyjblf gráfica: "CLARION" — Chicago. 




Raúl Roulien,uno 
de los viás cono- 
cidos y populares 
cantantes de la 
América del Sur 
y que, por méritos 
de voz y simpatía, 
ha sido contrata- 
do para cintas 
parlantes por la 
casa Fox. 



Wallaee Ford caracterizado co- 
mo payaso para la cinta "Fe- 
nómenos." 



Montado en una zebra (no es un 

burro pintado) el campeón mundial 

de natación Jolinny Weissmuller, 

sale en la misma cinta. 




de los Toltecas y los Mayas inmortales, al 
Méjico en cuyos albores hubo un Hui-Sang 
que, al llegar de las playas remotas de la 
China augusta, bien pudo ser considerado co- 
mo el verdadero descubridor de América... 



Amores 
y Amoríos 

CASADOS ya Clara Bow con Rex Bell y 
Constance Bennett con el marqués de la 
Falaise, poco habrá que contar de ellos en 
una temijorada. 

Pero no son ellos los linicos que pasean sus 
amores por el Hollywood Boule%'ard. Dorothy 
Mackaill con Neil Miller, Ginger Rogers con 
Merwyn Le Roy, Lila Lee con Jahn Farrow, 
Dorothy Lee con Joel McCrea, Ana Munson 
con Ernst Lubitsch, Mona Maris con Cla- 
rence Brown, Loretta Young con Ricardo 
Cortes;, Mary Brian con Russell Gleason y 
Lois Moran con Gene Markey, son otras tan- 
tas parejas que, aunque sólo sea momentá- 
neamente se consideran felices. . 

Como ejemplares amores románticos pue- 



^T^^-^^ 



L 

Otros dos fenómenos (¿o 
es uno solo?) que figuran 
en la película del mismo 
nombre: son Daisy y Vio- 
let Hilton, gemelas siame- 
sas y que están de acuerdo 
en todo, menos en la direc- 
ción en que deben avanzar. 




PÁGINA 210 



Más linda que 
nunca y más 
rubia que an- 
tes, la mujer 
de William Po- 
well, Carol 
Lombard , lu- 
cero brillantí- 
simo de la Pa- 
ramount. 



Marzo, 1932 



Msom 



CINE-MUNDIAL 



den anotarse los de Claudia Dell con Edward 
Silton, Carinan Barnes con Walter Pidgeon, 
y Sally ü'Neill con Lewis Milestone. 

Y aún se ven otras parejas, que parecen 
inseparables, ámense o no, ¡y cásense o no!: 
Mac Clarke con Henry Freulich, Thelma 
Todd con Abe Lyman, Jeannette MacDonald 
con Robert Ritchie, Joan Bennett con John 
Considine, Sylvia Sidney con Phillips Hol- 
nies. Lola Lañe con Lew Ayres, Alice White 
con Cy Bartlett, Arlene Judge con Wesley 
Ruggles, y, ¿por qué no?, Jlarlene Dietrich 
con Jüsef ven Sternberg. 

Pasear .iuntos, verse en todas partes jun- 
tos, no quiere decir nada malo. Todos tene- 
mos derecho a cultivar la amistad que más 
nos gusta. ¿Que ella es casada r ¡También 
él lo es! Lo peligroso sería que no lo fuesen 
nincuno de los dos. . . 



Por el Amor 
de Mitzi Green 

Los niños de hoy son demasiado precoces. 
Sobre todo, los del Cine. ¿Creerán us- 
tedes que la deliciosa Mitzi Green. que apenas 
si cumplió los doce años, ya está siendo dispu- 
tada por León Janney, que tiene catorce, y 
hasta por Jackie Cooper, que aún no cumplió 
los diez?. . . León la hace el amor muy en se- 
rio. Y Jackie se limita a llamarla todos los 
días por teléfono. Pero Mitzi, coquetuela de 
nacindento, se deja querer al mismo tiempo 
]ior Jackie Coogan, ¡millonario ya!, y por 
Júnior Durkin que, al parecer, es el que más 
la gusta. 

Pero León Janney lleva la de ganar. León 
es el que la suele acompañar a todas las pre- 
viezvs, y constantemente la está regalando 
bombones y flores. 

Interrogada Mitzi por un indiscreto ha di- 
cho: 

— Yo no pienso en casarme... todavía. 
Antes quiero disfrutar de la vida, sin com- 
prometerme demasiado. Después, cuando ya 
me haya divertido lo bastante para no desear 
más, comenzaré a pensar en casarme. 

Mitzi, niña aún, habla como una mujer. Y 
no perderá su tiempo. Con su talento natural 
y lo que aprenda en el Cine, ¿para qué que- 
rrá más?. . . 



MESSOUDA, HIJA DE... 

(J'icuc de la página 190) 

lanzarse tras los hombres que tienen el perfil 
agudo y los ojos de mirada buida. 

Así lo hizo una de las esposas de Sidi Ab- 
derrahím y de esta esposa tuvo una hija, 
Messouda, con la que, por ser hija de una 
ouled, no es fácil que quiera casar ningún 
creyente. 

Al caer la tarde — la tarde cae en el De- 
sierto repentinamente — cuando habíamos for- 
mado un círculo alrededor de los carneros 
asados, una muchachita apareció en la puerta 
de la tienda. Llevaba apoyada en la cadera 
la cabeza de una cabrita que, al olor de la 
carne asada, hacía esfuerzos por desasirse y 
huir. 

Era Messouda. La hija de la ouled-nail es 
tan niña que todavía no se cubre el rostro. 
Si los árabes contasen los años, es posible que 
nos pudieran decir que los que tenía la be- 

Maezo, 1932 




¡TIEMPO AHORRADO! 
Vía Pan American 

Entre las Ciudades Principales 

de las Américas 

Buenos Aires-Nueva York 8 días 

Buenos Aires-Santiago 8 horas 

Buenos Aires-Río de Janeiro.. ..2 „ 

Buenos Aires-Montevideo 1% horas 

Río de Janeiro-Para , . . 3 días 

Río de Janeiro-Nueva York 7 „ 

Santiago-Nueva York 7 „ 

Santiago-Lima 31 horas 

México, D. F.-Pananiá 2 días 

México, D. F.-Broivnsville 5 horai 

BarranquiUa-Nucva York 2^ días 

Maracaibo-Nucva York 3 

La Guaira-Nueva York 3 „ 

Cristóbal-Trinidad 3 ,. 

Cristóíml-Miami 2 ,. 

Cristóbal-Lima • • 2 „ 

Cristóbal-Santiago 4 

Hahana-San Salvador 1 día 

Habana-Crisfóhal 1 día 

Habana-Miami 2 horas 



¡TRES VECES 
MAS RÁPIDA! 

SOBRE la tranquila, libre senda 
del espacio, las gigantescas ae- 
ronaves de la flota Pan Americana 
llevan sus pasajeros, su correspon- 
dencia y su mercancía a 94 ciuda- 
des principales de las Américas, 
tres veces más rápidamente de lo 
que podrían ir por cualquiera otra 
vía. 

Este servicio excelente, modelo del 
mundo en transporte aéreo, ofrece 
economías extraordinarias en tiem- 
po y dinero a las empresas comer- 
ciales, provee comodidad excepcio- 
nal, lujo y rapidez, para la travesía 
personal. 



Además : despache su correspondencia por correo aéreo. ¡ Y des- 
pache así también la mercancía, para que llegue a su destino con 
semanas de anticipación! 

PAN AMERICAN AIRWAYS SYSTEM 

32,000 kilómetros de transportes aéreos modernos que 
prestan servicios a 31 países y colonias de las tres Américas. 

SISTEMA INTERNACIONAL DE TRANSPORTES AÉREOS DE LAS AMÉRICAS 



PAN AMERICAN AIRWAYS SYSTEM 

122 East 42nd Street, New York, N. Y., E. U. A. 

(o cualquier sucursal de la empresa en las rutas aéreas) 

Sin obligación de mi parte, envíenme información acerca 
de su servicio aéreo de pasajeros, correos y mercancías. 



C.M.-4 



NOMBRE. .. 
DIRECCIÓN . 



PÁGIN.^ 211 



J 



CINE-MUNDIAL 



i ¡ COLUMBIA PICTURES 

presenta 

LA SENSACIÓN 

DE LA 
TEMPORADA!! 



fuPE^LEZ 




/■, 



Gilbert Roiand 
Ramón Pereda 
Paul El lis 
en 

HOMBRES 
EN MI VIDA 

Enteramente hablada en Castellano 

¡LUJOSA! 

¡ESPLENDIDA! 

¡EMOCIONANTE! 

Un argumento de gran potencia 
digno de la personalidad de 

LUPE VELEZ 

y 

un nuevo éxito de 



í'/^ 




Principales Oficinas d* COLUMBIA i 
799 Scvcnth Ave, New York City 

Vtament* 1667 — Sueno» Aireí, Argentina. 

246 Morande. Santiago, Chile. 

iMrada Palma 93, A— Hobana, Cuba. 

3a. Capuchina» 40, México, D. F. 

Aportado 5073. Crlttóbol. Zona del Canal. Panamd. 




Lupe Vélez y Ramón Pereda en la película de Columbia 
"Hombres en mi Vida", toda en español, por estrenar. 



duína eran once o acaso doce; pero ya se sabe 
que contar el tiempo es llamar la muerte. Aun 
siendo así, es la única de esta edad que, en la 
caravana, no lleva el kcham, ese pañuelo que 
no deja ver más que los ojos de las mujeres. 
Todas las otras o están casadas o pedidas en 
matrimonio. Únicamente Messouda vive aje- 
na a este cuidado. Ha heredado la belleza y 
el espíritu de la ouled que un día abandonó 
la tienda por ir detrás de los hombres que 
aborrecen los trabajos agrarios y no aceptan 
ley de moros ni de cristianos. 

Es una niña, sí; pero toda la ciencia amo- 
rosa de las mujeres bereberes se delata en 
sus pupilas, en sus gestos, en su manera de 
sonreír. Tiene la intuición de todo y, en cada 
ademán, sugiere cosas que hacen temblar las 
barbas de los ancianos y llamear los ojos 
cansados de los alfakihes. 

Y un mozo de la tribu le invitó: 

— Messouda, ven aqvií. Ven a sentarte Je- 
trás de nosotros. 

La niña dejó en libertad la cabra y fué a 
sentarse en el lugar que el mozo le había 
indicado. Un poco más lejos de ella, los ne- 
gros esclavos y el pastorcito de la chirimía 
formaban un segundo círculo. 

El muchacho sentenciado a muerte por la 
rebka, comía con buen apetito. Al llegar 
nosotros, se había escondido. Dios le había 
descubierto. No le inquietaba saber si los 
carneros que comíamos eran o no los de su 
amo. Estaba bien asada la carne y eso bas- 
taba. No se preocupada tampoco por su 
suerte, ni se revelaba contra la injusticia. 
]<"/ra la Rebka. El, el primer jalón. Luego, 
los esclavos de su amo matarían a los de Sidi 
Abdcrrahím en cuanto volvieran a pasar por 
las cercanías de Fedhra. Al regreso los de 
Sidi Abderrahím, mataría a un criado de 
su amo. Y ya así siempre. A una muerte 
violenta sucedería otra, por- riguroso turno, 
durante años y años, hasta que algún santón 
o algún marabú del D'esierto convocase a los 



dos jefes y les exhortara a la paz. La rebka. 
Una palabra nada más. Una cadena de crí- 
menes que muy bien puede durar un siglo. 



Hablaban en voz baja, pero hasta mis oídos 
llevaba el viento sus palabras. Se oía ima voz 
de niña: la de Messouda, la hija de la ouled- 
nail; se oía una voz de hombre después. Y 
decía la hija de la ouled: 

— El pastor tiene los ojos tímidos como las 
gacelas. Tiene los ojos como los adolescentes 
que al son de Derboukas bailan en la Djemaa 
el Fena de Marrakechs. Tiene los ojos tími- 
dos y dulces que gustan a las mujeres. 

— ¿Te han confiado a tí las mujeres cómo 
les gusta que tengan los ojos los hombres o 
los tiene como te gustan a tí? — preguntaba 
el guerrero. 

Y ella: 

— Lleva una chilaba andrajosa, una chilaba 
de pastor; pero sujetándola un cinturón como 
las que bordan las mujeres de Fez, un cintu- 
rón que haría feliz a cualquier muchacha. 

— ^Messouda — dijo él con el giro que se 
habla a las ouleds — . Hay leche y miel en 
tu boca. 

Insistía la niña: 

— Un cinturón bordado que haría feliz a 
cualquier muchacha. 



Y yo ya no oí más, pero tampoco era ne- 
cesario. Aquella niña turbaba el corazón de 
los hombres como un vino fuerte, como una 
música repetida. 

Y él llegó a donde se hallaban los negros 
y el pastor. 

—Ven a beber — le dijo — hasta los pozos. 

Se levantó el muchachito — era verdad que 
tenía los ojos húmedos y tímidos — y cuando 
se puso en pie cayó sobre su nuca el palo del 
amigo de Messouda, del que todavía estaba 
turbado por las frases y por los gestos de la 



PÁGINA 212 



Marzo, 19-32 



C I N E - M U N D I A L 



nifin. Cuando yo, sin hacer ruido, llegué, el 
pastor estaba desvanecido; en los labios un 
poco de espuma rosada. 

Me acerqué al grupo de los esclavos. 

— i Qué ha pasado? — le pregunté. 

— La rebka. 

— ¿La ha ordenado Sidi Abderrahím? 

El negro se encogió de hombros. El era 
nn esclavo de la tribu y su dueño no se dig- 
naba darle las órdenes directamente. Al vol- 
ver la cabeza, ya los dos negros habían cogido 
por los pies al pa.storcillo y el amigo de Mes- 
souda le había clavado su gumía. Luego le 
sacudieron para que el cinturón bordado ca- 
yese al suelo. Después, el asesino dio orden 
de que se le descuartizase y arrojaran los 
trozos sobre las hierbas que crecían junto al 
manantial. Entonces fué cuando le interpelé. 

— Sidi Mohamed (Mahoma) no quiere — lo 
dije — que el hombre entre mutilado en el 
cielo. Dejemos a ese pastor abiertas las puer- 
tas del paraíso. Dios es justo. Que El hag:i 
su justicia como nosotros hemos hecho In 
nuestra. 

Se encogió de hombros. Para él, yo no soy 
más que un alfakih (letrado) que es ser mu- 
cho en las ciudades, pero nada en el Desierto. 



Messonda le esperaba en la puerta de su 
tienda, con los ojos jiucstos en la arena. 
Cuando él llegó, le tc)ci'> en la frente para 
obligarla a le\antar la cabeza. Messouda le 
miró con unos ojos húmedos y tímidos, con 
unos ojos ])arccidos a los del pastor. Ya el 
poeta ár.ibe lo dejó escrito: "Los galgos de 
bellos ojos persiguen a las liebres porque tie- 
nen bellos los ojos también." 

Fué el principio de un idilio sin palabras. 
El le alargó el cinturón bordado. Ella la miró 
y, como todavía traía unas gotas frescas de 
sangre, se agachó para que la arena las em- 
papase. 

— ;Le cortaste el cuello? — le preguntó. 

— Le clavé en el pecho la gumía. El pastor 
ya no tiene los ojos tímidos, pero tú, Mes- 
souda, tienes leche y miel en la boca. 

Messoula, con una comprensión magnífica 
y cruel de la ciencia amorosa de las ouled 
nails, de esas mujeres que emparedan a los 
hombres con hilos de seda, fué retrocediendo 
hasta su tienda, hasta la tienda del jefe de la 
tribu. En ella entró de espaldas, y, al entrar, 
en un gesto de burla, sacó la lengua. . . . 

Durante el amanecer ha sido. 

Cuando Sidi Abderrahín se ha enterado de 
que uno de la tribu lia matado al pastor sin 
esperar sus órdenes, sin aguardar el consejo 
de los hombres que entendemos el I-ibro, la 
cólera le ha Jieclio temblar la barba, la afren- 
ta le puso tartamuda la voz. 

No necesitó decir más que una palabra pa- 
ra que cuatro esclavos colgasen al osado de 
la rama más sólida de un "betoum". 

En seguida se serenó, porque Dios no ama 
la cólera en el corazón del hombre y pregun- 
tó como si no hubiese sucedido nada: 

— ¿Bebieron agua los dromedarios? 

— Sí, sidi. 

— ¿Están llenos los odres? 

— Sí, sidi. 

— En marcha. 
^ Vocerío, palos en el aire, desmontar de 
tiendas, cada uno al sitio que le ha señalado 
la costumbre, y en marcha. En marcha ¿ha- 
cia dónde? Eso es precisamente lo que no sé. 

Jlessouda no ha querido montar en el dro- 
medario. La primera jornada la hará a pie. 
Quiere que todos admiren su cinturón. 




PIORREA . . . Enemigo Peligroso 

No aparecerá si se conserva sana 

La Línea del Peligro 



No hay razón para temer que 
algún dia la piorrea riegue ve- 
neno en su sistema, destruya 
sus dientes y robe su hermosu- 
ra. La piorrea puede evitarse. 

La piorrea, comienza en la Lí- 
nea del Peligro, punto de unión 
de los dientes y encías; allí se 
producen los destructores áci- 
dos bucales que el cepillo no 
puede desalojar. Es necesario 
evitar o destruir esos ácidos. 



La Crema Dental Squibb, 
producto científico, contiene 
más de 50% de Leche de Mag- 
nesia Squibb, considerada 
por los dentistas como el 
antiácido más eficaz e inofensi- 
vo para uso bucal. Limpia los 
dientes perfectamente, neutra- 
liza los ácidos bucales y tonifica 
las encías. 

Evite la piorrea, proteja su 
salud; use Crema Dental 
Squibb y note los resultados. 



CREMA DENTAL SQUIBB 




E. R. SQUIBB & SONS . . . Nueva York ESSo^r^Síl'/l 



Maezo. 1982 



PÁGINA .21.3 



C I N E - M U N D I A L 



PARA 

TODO EL MUNDO 



PARA 
USARSE EN TODO 




Lustre Usted 
Como Debe 



La mejor manera de lustrar es 
con el aceite 3-en-UnO. Sus 
resultados son positivamente 
brillantes. Primero, hume- 
dézcase un trapo con agua fría 
y luego échese una gota de 
aceite 3-en-UnO en el trapo. 
Después, frótese la madera en 
eí sentido de la veta, por sec- 
ciones pequeñas, FinaSmcn- 

te, lústrese frotándolo con un 
■ pedazo de paño limpio y suave. 

TRESenüNO 

Vmp\áe e\Mo\\o-ACEIT4-íw;^w,Z«íír<i 

El aceite 3-en-UllO conserva 
el barniz y la pintura de los 
muebles y Is pisos. Protege la 
madera y el acabado. Conser- 
va y da brillo también a los 
linóleos y hules. Use usted 
aceite 3-en-Uno para a- 
ceitar su maquina de co-' 
ser y mecanismos caseros 
e impedir que se acumu" 
le moho en las superji'- 
cies metálicas. 
Úselo en su auto- 
móvil para lim- 
piar, pulir, lubri- 
car e impedir el 
moho. 



14 



Three-In-One Oil Company 




NUEVA YORK 



E. U. A. 




^¥^M 



POS 



^LA ^TO^Rt 



^ 



El Encanto 

de la Limpieza 



LA limpieza como diversión, pudiera tam- 
bién ser el subtitulo que encabezase 
^ estas líneas. Y aunque posiblemen- 
te muchas de mis lectoras — aque- 
llas que no sabrían vivir sin servicio domés- 



Con mucha más ilusión de la que una re- 
finada dama del gran mundo puede llevar a 
Un té o a un concierto y con la misma ale- 
gría con que un muchacho va al circo o a 
lanzarse en trineo por la nieve, cepillo, sa- 
cudo, lavo, doy brillo a los muebles y dejo 
en un momento mi pequeño palacio que re- 
luce de limpio. No podría expresar con pala- 
bras la satisfacción que experimento cuando 




Lilyan Tashman, actriz de Paramount, a la 
puerta de su linda residencia en Beverly Hills. 



tico — encontrarán disparatado tal subtítulo 
no viendo por ninguna parte la diversión que 
pueda existir en el trabajo, yo me atrevo a 
llevarlas decididamente la contraria, demos- 
trándolas que existe, no solo diversión, sino 
descanso infinito. 

De mis impresiones personales puedo afir- 
mar que siendo una perenne obrera de la má- 
(¡uina de escribir y teniendo que dedicar a 
mi trabajo cinco días y medio de la semana 
• — en un país donde sólo las personas ricas 
se pueden permitir el lujo de tener criados- 
espero con afán la llegada del sábado por la 
tarde para olvidarme por completo de que 
hay en el mundo cuartillas, tinta e imprentas 
y para enredarme con cepillo^, guantes de 
goma, ¡ilumeros y polvos de limpiar. 



PÁGINA 214 



todo se halla en orden; cuando, después de 
tres o cuatro horas de trabajo seguido, veo 
claro el resultado de mi esfuerzo, y cuando 
luego de haberme bañado j'' vestido, me sien- 
to descansada en un sillón a leer, con la ín- 
tima certeza de que toda la labor ha sido 
hecha por arte de magia. 

^Descansada he dicho?... Descansada, sí. 
Esa es precisamente la palabra: descansada. 
Y con otro fenómeno curiosísimo que me ocu- 
rre además con respecto a este arreglo de la 
casa. Si no está en orden — y yo no entiendo 
por orden el arreglo protocolar y ridicula- 
mente insoportable que no permite a nadie 
sentarse comidamente en un sofá por in» 
arrugar la cubierta — me parece fría en in- 
vierno, aunque los radiadores estén ardiendo. 

Marzo, 1932 



CINE-MUNDIAL 



y abrasadora en verano, aunque esté cubierta 
de sombra. En el momento que todo está 
limpio y arreglado me produce una sensación 
de gratísimo calor y recogimiento en los me- 
ses fríos y de agradable frescura y reposo en 
]os de estío. 

Una de las más conocidas "mujeres de ne- 
gocios", de Nueva York, de cuya amistad me 
enorgullezco, tomó el año pasado una de las 
semanas de su vacación anual en los últimos 
días de mayo para dedicarla a la limpieza 
de la casa. Me aseguraba después que la di- 
virtió mucho más ésta, que la disfrutada más 
tarde en agosto, a la orilla del mar. 

Tal vez no todo el mundo se muestra con- 
forme con este punto de vista. Pero estoy 
segura de que aquellas de mis lectoras que 
tengan la experiencia del arreglo de una ca- 
sa, se hallarán de acuerdo conmigo en que no 
es exagerado. Si la limpieza se hace con en- 
tusiasmo, hay en ella una fuente inagotable 
de diversión. 

Las pequeneces tienen un gran papel en la 
belleza y en la comodidad del hogar. Hay 
grandes amigos de pequeña estatura que re- 
sultan útilísimos en el aseo doméstico. Re- 
cuerdo, por ejemplo, el Tres-en-Uno, cuyas 
aplicaciones son muy numerosas: aceita, im- 
pide el enmohecimiento, limpia, pule y es ene- 
migo del polvo y reflejo de la limpieza. 

Hacer que el barnizado de los muebles bri- 
lle como un espejo; poner cortinas limpias, 
frescas y de un color opuesto a las que hu- 
biera anteriormente para que cambie por 
completo la decoración de un cuarto; añadir 
aquí y allá un pequeño detalle que dé un to- 
no de distinción al aposento más modesto, 
es algo que tiene un encanto especial. 

Por este sentido de orden debería erigirse 
un monumento a ese noble ejército de héroes 
anónimos, hombres y mujeres que, desde que 
el mundo es mundo, se ocupan de limpiarlo 
y de hacerlo cómodo para la vida y las nece- 
sidades de la civilización. Si viviéramos ima 
vida nómada y salvaje en tiendas de campa- 
ña, podríamos pasarnos sin ellos, pero sola- 
mente por ellos se hace tolerable la vida ci- 
vilizada, de la que es producto la limpieza. 
Cuanto más civilizados somos más aseo nece- 
sitamos. ¿Cómo sería la vida en un hogar 
donde no se pasase jamás una escoba ni un 
paño del polvo? ¿Qué placer tendría un via- 
je si no se quitara nunca el polvo de carbón 
de los asientos del tern, ni se baldease cons- 
tantemente la cubierta del barco? ¿Cómo se 
trabajaría en las oficinas si, antes de llegar 
los empleados, no hubieran pasado otras ma- 
nos recogiendo papeles, arreglando sillas y 
limpiando mesas y tinteros? ¿Y qué sería de 
la salud si no existiera la limpieza? 

No solo comodidad, sino también salud son 
los derivados de la mágica palabra. La salud 
para los niños, para los adultos; la salud y 
el bienestar espiritual para propios y extra- 
ños no pueden adqiñrirse y mantenerse más 
que en un ambiente limpio. 

Para aj'uda nuestra, en los tiempos que 
corren, tenemos toda clase de facilidades. 
Jabones para diversos usos; polvos de todas 
clases para limpiar paredes, pinturas, crista- 
les, vajilla; insecticidas poderosos que exter- 
minan todos los alimañas detestables que nos 
amargan la existencia, como cucarachas, mos- 
quitos, moscas y demás plagas caseras que 
acabarían con nosotros si no se les persiguiese 
implacablemente; desinfectantes que mezcla- 
dos en el agua de lavar la vajilla, el piso o la 
ropa, acaban con los microbios. 

Cada día que pasa se inventan además 
nuevos implementos de limpieza que hagan 
más fácil y cómoda la tarea. Para las cor- 

Maezo, 1932 




Elizabeth Arden 

acentúa la 
belleza femenina 



COMIÉNCESE inmediatamente a 
seguir los consejos de Elizabeth 
Arden para adquirir la nueva belle- 
za que solamente ella sabe propor- 
cionar a la mujer. Los Tratamientos de Elizabeth Arden 
para blanquear, suavizar y tonificar el cutis hacen verdaderos 
milagros. Empiécese en seguida a practicar las sencillas 
indicaciones con que esta especialista ilustre pone a la mu- 
jer en condiciones para que resalte en todo su encanto y 
distinción la elegancia de los vestidos y sombreros de moda. 

• UNGÜENTO VENETIAN PARA LAS MANCHAS OBSCURAS . . .para estimular la 
circulación . . . para blanquear. Deliciosa crema exhilarante. 

• ALIMENTO DE NARANJA . . . para suavizar y nutrir. Mantiene la piel tersa y firme; 
ayucia a llenar las líneas y los huecos. 

• ACEITE VENETIAN PARA LOS MÚSCULOS . . . estimulante. Aceite penetrante, rico 
en los elementos necesarios para corregir la fiacidez de los músculos. 

• ASTRINGENTE VENETIAN ESPECIAL . . . astringente. Levanta y fortifica los tejidos y 
restablece la solidez juvenil del contorno. 

• PALMEADOR VENETIAN ARDENA . . . para dar firmeza. Aparatito redondo y plano, 
cuyo mango dotado de extt aordinaria flexibilidad permite que el palmoteo estimulante se 
efectúe con verdadera corrección y efectividad. 

Las Preparaciones de Tocador Venetian * ' de Elizabeth Arden 
se venden en las ciudades principales en los siguientes países : 

ANTILLAS BRASIL GUATEMALA PUERTO RICO 

HOLANDESAS CHILE MÉXICO REP. DOM. 

ARGENTINA COLOMBIA PANAMÁ URUGUAY 

BOLIVIA CUBA PERÚ VENEZUELA 

ELIZABETH ARDE 

691 FIFTH AVENUE, NUEVA YORK, E. U. A. 

25 Oíd Bond Street, Londres ■>■ ^ 2, Rué de la Paix, Paris 

MADRID >. BERLÍN >• ROMA 



SAPOLIO 




Pulidor de 
"TRIPLE ACCIÓN" 



LIMPIA, FRIEGA 
y PULE 

i Todo de u 



Deja azulejos, mosaicos y már- 
moles, libres de toda mancha. 



¡Exija el LEGITIMO! • BANDA AZUL - ENVOLTURA PLATEADA 




INGLES 



EN 6 meses o antes podrá Ud. ha- 
blar y escribir inglés correcta- 
mente. Un sistema moderno, único y 
exclusivo, que ha revolucionado por 
completo la enseñanza de idiomas, per- 
mite a Ud. ahora aprender el inglés 

con increíble rapidez. Las lecciones son tan fáciles e interesantes, que el alumno aprende casi 

sin esfuerzo, acostumbrando el oído y adquiriendo perfecta pronunciación. Pida hoy mismo 

amplios informes, gratis. 

ÍÍEW YORK COMMERCIAL IXSTITUTE Dep. E-IS ELIHHÜRST - ÍTEW TOEK 



PÁGIN.A. 215 



^ 



CINE-MUNDIAL 



Justamente 




famosa 



La pastilla Bon Ami ha alcanzado 
fama universal como el limpiador 
doméstico que nunca raya. Pruébelo 
para asear y pulir tinas de baño, 
mosaicos, ventanas, espejos,metales, 
maderamen barnizado, linoleum, 
etc. Limpia y lustra completa y rápi- 
damente sin necesidad de esfuerzo. 



BonAmi 



"Aun no ha rayado 



9? 




Los atletas 

necesitan 

MENTHOLATUM 

para masajes antes y 
después de los ejerci- 
cios, para aliviar tor- 
cedoras y golpes y 
alejar todo peligro de 
infección. Produce 
alivio y flexibilidad a 
los músculos cansados 
I y doloridos. 

a Los campeones del 
mundo tienen siem- 
pre a la mano y usan 
el famoso e inimita- 





Minna Gombell, otra rubia (¿7j cuántas van?) que lucirá en fo- 
todramas anglo parlantes j^or cuenta de la Fox Film Corporation. 



tinas, fundas y tapicerías hay en venta una 
máquina muy poco costosa de limpiado en 
seco, que se vende con un fluido no infla- 
mable y que puede ser fácilmente manejada 
por un un niño. 

En escobas y cepillos la variedad es infi- 
nita. Para limpiar pantallas, por ejemplo, no 
sirve un plumero, y un cepillo corriente es 
demasiado duro, pero se vende ya un cepillo 
de pelo de cabra, de una forma especial para 
pantallas, tan suave y con el pelo tan unido 
que no estroijeará el material más fino y cos- 
toso. 

Para limpiar las alfombras, se usará un 
sacudidor de alambre flexible, porque, si no, 
se romperá el tejido fácilmente. 

Cuando se compren escobas, se escogerán 
siempre las más verdes. Cuanto más verdes 
sean, barrerán mejor, porque están hechas 
de paja de maíz más tierna y durarán ade- 
más mucho más que las de paja amarilla. 

El ama de casa precavida no estará des- 
provista de un dedil llamado "finger mop". 



PÁGINA 216 



que, como su nombre indica, es para ponér- 
selo en el índice de la mano derecha y poder 
limpiar con él en todos los rincones donde, 
Y>or el tamaño, no entran cepillos ni escobas 
de ninguna clase. 

Un guante de lana de cordero deberá estar 
siempre a mano para limpiar el polvo de las 
molduras de paredes \' muebles, sin que falte 
tampoco en la casa ima botella de amoníaco 
con cuyos usos infinitos se podría llenar im 
volumen, pero que para lo primero que sirve 
es para suavizar el agua. 

Hay un cepillo maravilloso para los mue- 
bles del colchón metálico, que penetra en las 
más estrechas junturas y saca todo el polvo 
sin trabajo. 

Como novedad práctica, un "barredor eléc- 
trico", diminuto, de aluminio, con un mango 
negro de madera para limpiar fácilmente los 
muebles de tapicería. Es muy cómodo y sen- 
cillo de manejar y, además, muy barato. 

Muy práctico también es un cubo que va 
unido a una especie de barreño con diferen- 

Marzo, 1932 



CINE-MUNDIAL 



tes compartimientos para el jabón, el paño y 
el cepillo y con el que no es posible que se 
derrame agua en el suelo. Estos cubos pin- 
tados de colores vivos, amarillo, verde, azul o 
rosa, tienen algunos un doble compartimento 
para agua de jabón y agua clara. 

Las diferentes clases de guantes hacen más 
fácil la limpieza y más posible el cuidado de 
la.s manos. Los hay de diversos materiales y 
de todos los precios imaginables; algunos has- 
ta de cuero lavable para las amas de casa 
demasiado exigentes y cuidadosas de su ma- 
nicura. 

Y todos estos guantes, líquidos y cepillos, 
guardados y ordenados en un bonito armario 
de esmalte blanco, que sirve de adorno en uno 
de los rincones de la cocina, forman parte 
principal de los pertrechos de guerra con que 
la mujer moderna — que no piensa solamente 
en vestidos y cosméticos, como erróneamente 
se cree — gana las batallas de la vida y man- 
tiene en plan de paz y de sosiego hogar y 
familia. 



NOTAS 
DEL GREMIO 

EL Sr. O. B, Mantell, representante en la 
América Central y en la zona Norte de la 
América del Sur de la "Columbia Pictures", 
está actualmente en Nueva York. El Sr. Man- 
tel!, que tiene su oficina central en Cristóbal, 
Panamá, nos habló del éxito que las últimas 
cintas hispanoparlantes de la Columbia han 
tenido en su territorio. 

LA Educational está haciendo comedias que 
dirigen Al Christie y Mack Sennett. Entre 
las primeras, se cuenta una interpretada por 
Harry Holman. Las de Mack Sennett serán 
con Arthur Stone y Andy Clyde. 

MARILYN MILLER, que figurará en una 
revista musical de teatro este año, no ha 
dejado sus películas: hará dos para First Na- 
tional. 

BEBÉ DANIELS, que no ha filmado desde 
que nació su chiquilla y que ha estado tra- 
bajando en variedades en California, comen- 
zará pronto su próxima cinta para Warners. 
Se ignora el título. 

yiCTOR VARCONI ya perdió, por fin, su 
' acento húngaro. Podrá, así, aparecer en 
cintas angloparlantes que no le obliguen a 
hacer papel de malo (invariablemente confia- 
do a extranjeros.) 

PEGGY SHANNON — que tiene contrato 
con Paramount — filmará "Hotel Conti- 
nental" para la Tiffany. 

"pUTH CHATTERTON, que está abona con 
J^V Warner Brothers, ocupa, en Hollywood, 
la "casa de estrella" que antes tenía como 
habitación Colleen Moore. 

DILLIE DOVE, acompañada de su mamá, 
-L' estuvo en Nueva York con motivo del es- 
treno (diferido) de su película "Cock of the 
Air" en que colabora con Chester Morris. 

" A RSENIO LUPIN" será puesto en pelícu- 
-Ti las, con los hermanos Barrymore, John 
Miljan y Mary Jane Irving, por cuenta de 
M-G-M. 

Marzo, 1932 



El Suplicio deTántalo... 



La mitología griega cuenta el supli' 
do que los dioses infligieron al Rey 
Tántalo: fué colocado en el centro de 
un lago cuyas aguas llegaban hasta 
su harha, pero que se retiraban cada 
vez que trataba de saciar su sed; 
sobre su cabeza colgaban racimos de 
frutas escogidas, que también se ale- 
jaban cuando procuraba satisfacer 
su hambre. 




En los tiempos modernos forman legión las 
personas que sufren un suplicio parecido al 
de Tántalo, pues el temor a sufrir indigestión, 
acidez, flatulencia, biliosidad, etc., les obliga a 
privarse de los goces de la comida y la bebida. 
Y pensar que esas mismas personas pueden 
satisfacer sin peligro alguno sus deseos, con 
sólo usar la 

Leche de Magnesia de Phillips 

el mejor antiácido-laxante que existe. Una 
o más cucharaditas después de las comidas, 
evitan los trastornos gástricos e intestinales. 



¡EXIJA LA DE PHILLIPS! 



»OE«Vo^ 



^f 



HOTEL 

LA ESTRELLA 

129-131 West 74th Street NEW YORK 

Teléfonos: TRafalgar 5-1750-1751 

Este edificio de moderna construcción se levanta en uno 
de los puntos más céntricos de la metrópoli — al lado de es- 
taciones del Elevado y Subterráneo y a corta distancia de los 
teatros y el distrito comercial. 

Hermosas y amplias habitaciones. Absoluto confort. 
Gran comedor artísticamente amueblado y espacioso sa- 
lón de lectura 
EXCELENTE COCINA ESPAÑOLA Y CRIOLLA 
NICANOR FERNANDEZ, Prop. 
Dir. cablegráfica: NIKI-NEW YORK 



PÁGINA 217 



C I N E - ^I U X D I A L 




CURO SU HERNIA 

SIN OPERACIÓN 

'Considero como un deber de humanidad 
hacer constar que con 
esa sola serie de Plapao' 
Pads me curé de una 
hernia que padecía en el 
lado derecho, y por el 
tiempo transcurrido des' 
de entonces, tengo la 
certeza de que mi cura- 
ción ha sido radical." 

Extracto del Testimonio 
Certificado del Sr. Don Ra- 
fael Soler Sánchez, conoci- 
do contcrcia7ítc de Santiago 
de Cuba. 

PRUEBA GRATIS 

Para que pueda Ud. convencerse personal' 
mente de los asombrosos resultados de este 
tratamiento, escribanos su nombre y dirección 
y le mandaremos enteramente Gratis: una 
larga lista de certificados de personas que ma- 
nifiestan haberse curado con el sistema de 
PLAPAO-PADS, sin guardar cama, sin los 
peligros y perjuicios de la operación y sin 
abandonar su trabajo un solo día. Le obse- 
quiaremos también un ejemplar del libro "La 
Hernia" por el originador de este tratamien- 
to científico (esto no es un braguero), im- 
preso en Español y profusamente ilustrado, 
que explica cómo puede Ud. librarse de su 
hernia, y además le mandaremos una prueba 
de PLAPAO para que en Ud. mismo palpe 
la notable efectividad de este herbario tónico 
muscular, que miles de exrelajados agrade- 
cidos dicen que les ha traído su felicidad. 
Para aprovechar esta oferta GRATIS tiene 
Ud. que escribirnos su nombre y dirección 
inmediatamente. 

PLAPAO LABORATORIES, INC. 

3527 Stuart Bidg., St. Louis, Mo.. E.U. de. A. 



CARRO ÚSELES 



Establecidos 



en 1S88 




I A más antigua y liK:,it,i.i in'i luiíia Je diversión. Mu- 
^ chos de estos <anuusi-l& .m- liaban jior .sí mismas en 
un año. Fabiicante.s del "Leaijiní: Lena", el "Bunipy" y 
el "Coehe Automático" (Self-steered Anto lude). La sen- 
sación del año en los Parque-s de Recreo Norteamericanos. 
Pida los últimos catálogos ilustradot:, fine contienen mu- 
chas mejoras. 

Alian Herschell Co., Inc., North Tonawanda, N. Y., E. U. A 




■ Inrrodúzcisc en la Aviación y se encontrara 
con sensaciones, avcnturjs, fama, populari- 
dad. UN GRAN SUEIDO. Ahora se necesi- 
tan Pilotos. Experros en Motores, etc. Yo lo 
preparo EN SU PROPIA CASA, durante su 
tiempo libre. NO es necesario que ya tenga experiencia alguna. Envíe el 
OJpon ahora, por mi Folleto GRATIS, "Oportunidades en Aviación." 

INSTITUTO DE AVIACIÓN Dcpio. 74-E 

1Ij31 So. Bfojdway, L^s Angeles, Calffornia, E, ü. de A. 

Agradcccria me enviara el Folleto "Oportunidades en Aviación.** 



_ CIUDAD- 

-I'AÍÍ 



lork 



J\uev a 



E= 



Por Luis A 

STA ciudad, pof arte del imán del oro, 
se está convirtiendo en centro de acti- 
vidades que nada tienen que ver con 
el materialismo que se supone dominarla. 

Quizá en ninguna otra metrópoli hay los 
elementos artísticos con que aquí se cuenta, 
particularinente en lo relativo a música, lo 
mismo se trate de cantantes, que de orques- 
tas, compositores... o público. Las salas de 
concierto, la ópera y todos los sitios en que 
se congregan los aficionados, casi siempre es- 
tán llenos. Y, como es natural, aquí vienen 
también a ejercer los innovadores, los van- 
guardistas y los señores con ideas propias. 

El resultado es que el mundo musical en 
Nueva York merece atención y comentario. 
Hace pocos días, por ejemplo, el famoso di- 
rector Stokowsky, dejó patidifuso a su pu- 
blico lanzando, por primera vez, dos danzas 
de un compositor cubano, Alejandro Caturla. 
Todavía no cesa la impresión que esas notas 
exóticas dejaron entre los que en el concierto 
estaban. 

CINE-MUNDIAL, pues, quiere ponerse un 
poco a tono con estas actividades musicales 
en las que tan gran parte cabe a los nuestros, 
e inicia con este número una sección de co- 
mentarios a cargo del Profesor Luis A. Del- 
gadillo, cuya experiencia, conocimientos y pe- 
ricia como crítico dictaron los siguientes 
renglones. 

I "RES acontecimientos musicales merecen 
-*- mención especial entre los presentados 
filtrante las liltimas semanas en Nueva York, 
a)iarte del estreno de una nueva líiiera en el 
"Metropolitan". El concierto de José Iturbe en 
el Carnegie Hall, se destaca por su excelencia. 
Los coros de cosacos sobresalen por su exo- 
tismo. Y el concierto de la Sinfónica de Fila- 
delfia domina por todos conceptos. 

I.eopold Stokoi.vski — no cabe duda — es el 
mago de la interpretación orquestal. Dema- 
siado personal para someterse a la interpre- 
tación de los clcásicos y románticos del pasado, 
su espíritu inquieto no se adapta a los vie.jos 
moldes, aunque los respete. Es muy de Sto- 
kowski el imprimir severidad académica con 
sus maravillosos caprichos. Nunca hubieran 
soñado Schubert y Schumann, que fueron tan 
alemanes, oirse rusos. 

El coro de cosacos — colosales aunque ino- 
fensivos — cantó con la perfección de una 
orquesta humana. Sus voces son viriles y mu- 
sicales; aún aquellas que hacen de falsete. 
Sergio Jaroff es el joven director; un saco 
de nervios. Es muy ruso y muy artista, a 
]iesar del ambiente militar que da a su ma- 
gistral agrupación coral. Todo fué ruso ahí: 
las canciones, los cantantes y la miisica. Todo, 
menos el Carnegie Hall y yo. 

De José Iturbe oí una sonata poco intere- 
sante, de Beethoven, unas finísimas sonatinas 
(le Scarletti, una sonata en sí bemol de Mo- 
zart, sin novedad, y una llamada sonatina 
sincopada sobre ritmos de .jazz, por J. "Wie- 
ner. Esta fué un torrente de incoloras diso- 



PÁGINA 218 



D e 1 g a di 1 1 O 



nancias y golpazos polifónicos. Iturbe debía 
interpretar esa música histérica como simple 
humorada o i^asatiempo y, a mi juicio, podría 
dar preferencia a la moderna música de su 
Ijaís y de nuestra América hispana. 



A RTURO Toscanini — con canas bien ga- 
■^*- nadas en la ójiera italiana — fué, con 
franqueza, hace veinte aíios. 

Ahora está neurítico; lo agobia la vejez. 
Su batuta ya no brilla; no sugestiona como 
antes. Apegado a vetustas consagraciones, no 
tolera que haj^a hoy autores y directores tan 
grandes como los del pasado. Más italiano 
que nunca, muestra decidida preferencia a 
las obras de Italia y a las de ilustres difun- 
tos. Es de temer que su neuritis no haya 
afectado solamente a su agotado sistema ner- 
vioso. 



P7L tenor mejicano Ángel Soto y un grupo 
■*— ^ ameno de artistas américoliispanos, ha 
fundado un simpático club de bellas artes 
por acá. Ojalá que los músicos de este con- 
tinente, tan separados por singulares idiosin- 
crasias raciales, lográsemos concertarnos, a 
pesar de nuestra tendencia a desarmonizar 
siempre entre nosotros mismos. 



J LISTÍN Elie acaba de morir, cuando em- 
jjezaba a ser comprendido. Notable com- 
positor de Haití", deja obras de sabor típico 
americano que pueden figurar al lado de las 
bellas europeas. Su gentileza y su finura de 
espíritu quedan imperecederamente impresas 
en sus gratas composiciones. 



<• ^ T A Notte di Z ora i nía", ópera italiana pre- 
-'— ' sentada en el Metropolitan. — Detalle cu- 
rioso: el argumento de esta obra de ítalo 
iNIontemezi, se supone que sea absolutamente 
incaico, es decir, del Perú; pero ocurre una 
desgracia: lo único incaico en él es la bella 
decoración creada por Joseph Novak. 

La protagonista se llama Zoraima (!). En- 
carnada por Rosa Ponselle, se salvó del fra- 
caso gracias a la valentía vocal e innegable 
hermosura de la eminente diva. Aída Doni- 
nelli, de Guatemala, estuvo segura y acertada 
en su papel de Manuela. 

Los personajes entraban y salían sin moti- 
vo aparente. El argumento es trivial: una 
princesilla indígena se enamora de un coiu- 
qui.<;tador español llamado Pedrito; una turba 
de salvajes aparece cantando una música in- 
digesta de macarrones. ¡Pobrecillos indios 
del Perú ! 

Los españoles salen con gorros turcos. . . 

La música es teatralmente melódica en al- 
gunos trozos, pero decae en trivialidades que 
recuerdan otras óperas de Vcrdi o de Puc- 
cini. 

Marzo, 1932 



CINE-MUNDIAL 



Este error de poner música europea a dra- 
mas o leyendas extranjeras no es de ahora: 
Carlos Gomes, del Brasil, cometió igual equi- 
vocación en "El Guaraní". Puccini hizo cosa 
idéntica con el Japón en "Madame Butter- 
fly", y con Norteamérica en "La Fanciulla 
del West". Por no hablar de "Carmen" y de 
"Aida"... 

La ópera indígena todavía no ha nacido. 
Quizá no nazca nunca, ya que la ópera en 
sí va en plena decadencia, rodando el infinito 
correr de la evolución humana. 

Tulio Serafín, que dirigió "La Notte di 
Zoraima", se esforzó por inyectar grato ita- 
lianismo lírico en la orquesta; pero el enfermo 
estaba de muerte y falleció sin poder conocer 
al Cuzco, la ciudad sagrada de los incas. 

EN la misma Metropolitan Opera House, 
oímos "Tosca", con Scotti, Martinelli y 
la Jeritza. La obra de Puccini es muy bella 
como música personal, pero el formidable 
drama de Sardou es demasiado fuerte para 
tan suaves caramelos musicales. Hay temas 
inmusicables que no admiten más crudeza que 
la irresistible fuerza de la realidad. 



r^ONCIERTOS para niñns.—Hny un artista 
^-^ que hace una simpática labor musical 
para proveclio de los niños; al menos, es ésta 
la buena intención del maestro Ernesto Sche- 
lling: que se cultive el oído de la infancia. 

Nada más que, para los niños, — tal es mi 
parecer personal — entiendo que la orquesta 
sinfónica de Nueva York es demasiado grande. 

Sclielling dirige música clásica de Haydn y 
de Mozart. Creo que pone en sus programas, 
también, otras viejas obras de los clásicos. 

Más que los niños, debieran oír aún músi- 
cos talluditos las inmortales composiciones de 
los grandes clásicos, para que no olviden, si- 
quiera, el sentido común de la música, hoy 
tan itianoseado y tan relegado a la, categoría 
de fósil insoportable. 

. Para los niños hay que escoger la música 
más sencilla, más pura, y más infantil. Al 
niño hay que habíame con niñerías o pueri- 
lidades, si se permite la frase. . . De otro mo- 
do: es pretender convertir la cabecita de 
él. . . en una caja de música. 

J A Sinfónica de Nueva York. — En el Car- 
^—' negie Hall, a fines de diciembre, hubo 
un precioso concierto moderno. No cabe du- 
da: el director que substituyó a Toscanini 
(que va en vacaciones para Italia, enfermo 
él) es joven, aunque no tenga todavía el vigor 
magistral de Stokowski ni la experiencia re- 
posada de Arturo Nischki: este joven se lla- 
ma Vladiiíiir Golschmann. 

La suite en fa mayor, de Roussel, muy 
original, aunque no abundante de ideas, pero 
de envergadura orquestal muy equilibrada y 
.sesuda; es de admirable colorido y de fina 
forma. 

Satie interpretado y sentido por Debussy 
en la orquestación que escribió se salva de 
una peligrosa monotonía; le hace vivir un 
delicioso modernismo en las dos "Gymnopé- 
dies". 

Indudablemente que esta orquesta conoce 
a fondo la música moderna, y por grande o 
humilde que sea el que la dirija es ella la que 
supera a los alcances del jefe. Golschmann 
iba con ella como gallardo tren sobre buenos 
rieles. . . 



Marzo, 1932 



La Bebida Indispensable 
al Comenzar el Dia 

Día mal comenzado será día sin éxitos o satisfaccio- 
nes, y mal comienza el día quien no principie cer- 
ciorándose de que disfrutará buena salud. Para asegu- 
rarse basta una cucharadita de "Sal de Fruta" ENO di- 
suelta en medio vaso de agua. 

Esta bebida refrescante regulariza el organismo, impi- 
de los pequeños trastornos que tan 
frecuentemente perturban nuestra 
actividad y mantiene durante el día 
la cabeza despejada y el cuerpo ágil 
y sano. La acción de la "Sal de 
Fruta" ENO, purificadora, refres- 
cante, suavemente laxante, limpia 
de toxinas el organismo y le permi- 
te funcionar normalmente, con re- 
gularidad perfecta. 



SAL DE FRITEN 



»flARCA DE 

4* 



FABRICA 



FRUIT SALT" 

De venta en todas las farmacias. 

Únicos agevtcs de venta: 

HAROLD F. RITCHIE Si CO., Inc. 

Belmont Building, Nueva York 
También en Toronto, Sydney y Wellington 




INGLE/ ÍC CXiX 

CON DISCOS FONOGRÁFICOS. PRUEBA GRATIS 

Garantizamos por escrito que Ud. apretiderá correctamente el inglés en poquito tiempo. 
Método nuevo, fácil e interesante. 20 años de éxito. Pida lección de prueba c informes hoy. 

INSTITUTO UNIVERSAL (P80), 1265 LEXINGTON AVE., NEW YORK, N.Y. 



!|i$-TENGA Siempre Suerte-$$ 

jNo es Ud. afortunado en el Di- 
nero. Juego. Amores o Negocios? 
Debería entonces llevar un par de 
Genuinas PIEDRAS IlIANICAS. 
KOJAS SUSTICAS DE BEAHMA 
PODEEO.SAMEN'TE MAGNÉTICAS 
Earas, Maravillosas, Compeledoras. 
Atracüvas, estas VIVAS PIEDRAS 
IMANICAS son llevadas por perso 
ñas Ocultistas Orientales como u: 
■ ,.,-.^ Talismán de Poderosa Fuerza. Una 

Que evita la Mala Suerte. Perversidad y Desastres y la otra 
liara atraer muv Buena Suerte. Amor, Felicidad . y Prosperi- 
dad. Especial, "solamente $1.97 por las dos con instruccionei 
de mucho valor gratis. Pague al cartero $1.97 mas 15 cen- 
tavos por gastos de correo al iwibirlas. Las personas resi- 
dentes fuera de los Estados Unidos sírvanse enviar Dinero 
en Efectivo. Letra, o Giro Postal. Satislaccióri Garantizada 
o se reembolsa el dinero, i Usted puede .ser AFORTUNADO! 
[Ordene las suyas HOY! _~ „ ■, ,. »/ ■, c a 

Dept. 359 P. S. Bureau. P. O. .Box 72, Brooklyn, N.Y., U.S.A 
NOTA: Absolutamente GARANTIZAMOS el que estas Genuí 
ñas Piedras Imánicas Místicas de Bratima son VIVAS! Jus 
lamente lo que Ud. deseaba, puesto que ellas son la verdadera 
Clave. — I PODEROSAS. ALTAMENTE MAGNÉTICAS! 




SE VENDEN 



los derechos sobre un 
productivo curso de radio 
para aprende r español 

T OS derechos sobre un curso de radio 
-'— ' por correspondencia establecido 17 
años, para aprender español, se ofrecen 
a base de pago al contado y tanto por 
ciento sobre los ingresos. La escuela tie- 
ne actualmente 10.000 titulados y 18.000 
estudiantes. HO empleados. Conocida en 
todos los Estados Unidos. Rinde un mag' 
nífíco beneficio. El curso ha sido prepa' 
rado y se mantiene al día por expertos. 
Se enviarán detalles completos a solicitud. 
Escriba a National Radío Institute, Wash' 
íngton. D. C, E. U. A. 



ECONOMICE 



¿Cuánto pagó usted por este ejemplar de CINE-MUNDIAL? 

El precio corriente para el público es 20 cts. oro americano. 

Pero en Argentina, Uraguay, Paraguay y Bolivia no deben cobrarle más de 50 cts. 
m/n argentina o su equivalente. 
Chile . . ^1.50 Ch. — Méjico . . 50 cts. plata — España . . Ptas. 1.50 

El precio de la subscripción anual corresponde al valor de diez (10) ediciones, 
de manera que al subscribirse usted, no sólo recibirá su ejemplar directamente por 
correo todos los meses, sino que también se economizará el valor de dos números y le 
obsequiaremos el retrato autografiado de su artista favorito en marco leatherette. 

Para más detalles vea la página 222. 



PÁGINA 219 



CINE-MUNDIAL 



UNA MANERA TV /T /ATM? T A t> 

FÁCIL DE MODELAR 
SU NARIZ 

87,000 hombres y mujeres han 
usado el Modelador ANITA 
_ para la nari: a fin de mejo- 

^^ "^ •^s»' Jte^^ íadí? ^^^ ^" apariencia física. Da 
^V " K "^^ \P forma a los cartílagos de la 

^^^^■^^^^jrBv j \ tí narí:; — en forma rápida, se- 
V ^^^^BlBwr ^ j W gura y sin dolor, mientras 
^^•■* ""— ' ' usted duerme o trabaja. No 
importa su edad. Los resulta- 
dos son duraderos. 
Los médicos lo elogian. Poco 
costo. Garantizamos la devo' 
lución de su dinero. 
Pida hoy el Folleto Gratis por 
medio del Cupón al pie. jieflaUadooro 
Antes-Después ANITA INSTITUTO, ganada en 1923. 
\ Dept. 316, 617 Central Ave, East Orange, N. J. 

(Aiiteriormcntc Neu-ark, N.J.) 
' S!n,-anse enviarme, sin obligación alguna, un ejem- 
S piar de su folleto GRATIS. 

I Nombre 

Dirección I 






I 



Ciudad Pa!s. 




HIPNOTISMO 



...¿Desearía Ud. poseer aquel misterioso fioder 
que fascina a los hombres y a las mujeres, influye 
en sus pensamientos, rige sus deseos y hace del 
que lo posee el arbitro de todas las situaciones? 
La Vida está llena de felices perspectivas para 
aquellos que han desarrollado sus poderes magné- 
ticos. Ud. puede aprenderlo en su casa. Le dará 
el poder de curar las dolencias corporales y las 
m.ilas costumbres, sin necesidad de drogas. Podrá 
Ud. ganar la amistad y el amor de otras personas, 
aumentar su entrada pecuniaria, satisfacer sus anhe- 
los, desechar los pensamientos enojosos de su 
mente, mejorar la memoria y desarrollar tales po- 
deres magnéticos que le harán c.ipaz de derribar 
cuantos obstáculos se opongan a su éxito en la vida. 

Ud. podrá hipnotizar a otra persona instantá- 
neamente, entregarse al sueño o hacer dormir a 
otro a cualquiera hora del día o de la noche. 
Podrá también disipar las dolencias físicas y mo- 
rales. Nuestro libro gratuito contiene todos los 
secretos de esta mar.ivillosa ciencia. Explica el 
modo de emplear ese poder para mejorar su condi- 
ción en la vida. Ha recibido la entusiasta aproba- 
ción de abogados, médicos, hombres de negocios y 
damas de la alta sociedad. Es benéfico a todo el 
mundo. No cuesta un centavo. Lo enviamos gratis 
para hacer la propaganda de nuestro instituto. Ten- 
ga cuidado de franquear su carta con los sellos su- 
ficientes para el extranjero. 

Escríbanos hoy pidiendo el libro. 

SAGE INSTITUTE, Dept. 702F 

Rué de l'Isly, 9, París VIII, France 




televisión- 
películas PARLANTES 



Prepíiese— EN SU PROPiA CASA— pirara- 
Uju áattate ni útmpo libre u ocupando iodo 
(u üciDpo díspotiiblc. Mis otudiinics ginin 
¿e 125.00 a lIOO.OO Dlí. poi ícmani. Se 
scccsiuo xugatKmenw individuo* bien prepar- 
ftdoL le amo 10 Equipoi de lUdio GRATIS 
pira ID Ubontoiio piíaico npctimcnul. En- 
víe el np^Q iomedUiajTicnic, por mi Follao 
CR/TiS, "Sui Opominididcí en Radio." 




GRATIS 

Sin Costo Adicional 



INSTITUTO DE RADIO Depto. 1-Z 

lüjl So. B.'oacJnay, Los Angeles. Olifornia, E. U. de A. 

Agradecería me enviara su Folleto GRATIS, "Sus OponunJdadcs 
tnJRadio." 



KQUmtP 




nmiimín 




FPO O F-TOV 


fM-; 



J 



Sallij O^Neüf que salló triste en la fotografía porque 

le lian sucedido una serie de desgracias financieras^ 

pero por más que quisiera hacer, no lograría poner una 

sola falla en su excelsa belleza. Está con Fox, 



PREGUNTAS Y RESPUESTAS 

(Viene de la pcigina 156) 

y a esa superioridad se atengan, 
pues el colaborador 
es el público lector. 

Escriba a la Universal 
a Gibson. Todo %tn eostal 
de c<irtas ahí recibe. 
Pero^ si a Huntes escribe, 
no )iie tome 2)or testigo. 
Su dirección no le digo 
porque, amigOt no la sé. 

Perla Blanca, Milán. — ¡ AK, cómo se conoce que Kan 
pasado los años, aunque no han influido sobre tu fidcli' 
dad! Ni sobre tu gracia. ¿Por qué, dices? Porque, an' 
tes, me ofrecías besos y ahora me prometes una botella de 
vino (y otra de tinte para los cabellos, que, entre paren' 
tesis, no necesito; no porque carezca de pelo, sino porque 
carezco de canas que pintar). Eso prueba que te estás 
espiritualizando ... y, sin duda, haciéndote más línd?. 
¡ Cuánto daría por oirte cantar! Digo, si podía verte al 
mismo tiempo. 

Una Admiradora de Picio, Barcelona, me manda una 
cartita que empezó con unos versos muy bien aconsonan- 
tados y muy llenos de elogios; pero, luego, le faltó valor 
y continuó en prosa para preguntarme quien es el que, 
con Norman Kerry y Lillian Gísh, aparece como novio de 
la amiga de "Annic Lauríc" en "Sangre Escocesa." Se 
trata de Joseph Striker. Pero como "Admiradora" no 
cumpla su promesa de escribirme el mes entrante» no le 
diré una sílaba de Barry Norton. 



Astrea, de Bogotá, Colombia, me escribe así: 

Querido Respondedor, 
profesor de cortesía, 
recibe el saludo ardiente 
de ésta, tu ignorada amiga! 

Leí el CINE de este mes, 
es Noviembre el mes de que hablo, 
(pero antes de todo una súplica: 
dá a Recoder un abrazo!) 

V ahora al grano. ¿Hay asonancias? 
Nada importa, haz por no oír; 
cuéntame, que soy tu amiga, 
que hablan de Marlene Dietrich. 

Algo leí acerca de ella 
en cl *'cine" ¡qué sarcasmo...! 
(Dilc a Don "Q" que use gafas) 
¡ Marlene copiar a la Garbo. . .1 

¿Tú qtié opinas? Todas somos 
semejantes en especie. . . 
y aún hay más: los corazones 
femeninos se parecen. 

Marlene hermana gemela 
de Greta, pase, y lo creo: 
por el Arte y para el Arte 
las dos Estrellas nacieron. 

¿Por qué pues, copiar los modos, 
a qué seguir el más mínimo 
$;esto de Ja rubia hermana 
que va adorar su propio ídolo...? 



PÁGINA 220 



Marzo, 1932 



Sacerdotisas las dos, 
de un arte pagano y bello, 
como dos reinas rivales 
danzan en el mismo templo. 

Dile a Don "Q" que use gafas 
y que no hable tonterías, 
que deje en paz las estrellas 
o que estudie astrología. . . 

¡Mas no!, que estudie Genética 

o que se dedique al piano, 

ya que su fatal miopía 

le impide ver bien los astros. 

Y también dile, (él lo sabe 
aunque intente estar muy ciego) 
que Marlene al trazar su órbita 
no le pidió su consejo! 

Y ahora que estamos acordes, 
porque lo estamos, ¿no es cierto? 
sólo deseo que me cuentes. . . 
(Siempre que no sea molesto 

para tí, mi buen amigo) 
ciertas cosas que querría 
saber: ¿Qué pasó con Rari 
la estrellita de Oceanía? 

Manes de Murnau... (Mis sueños 
de arte, enlutados sollozan . . . ) 
¿Quién encontrará otra Rari, 
Vestal que Cupido iiunola . . . ? 

[Lágrimas de Janet Gaynor, 
perlas en ** Amanecer"! 
¡Inenarrables poemas 
que vivió Charles Farrell. ..! 

Amingo Respondedor 
voy a hacerte una pregunta: 
¿Janet Gaynor ha dejado 
la pantalla por ventura? 

Aliora dime: (No es un chiste) 
es que soy algo curiosa; 
— me refiero a la Joan Crawford — 
cual fué el caso de la "J..."?) 

Quisiera además saber 
qué pitos toca Pereda, 
qué nos dice Gary Cooper 

Y de Fredric March qué piensas. . . 

Estas tres últimas cosas 
que anhelo saber, te expresan 
que las armas de mi escudo 
datan desde el tiempo de Eva. 

Mas no te pongas celoso; 
y aun cuando mi edad despierta 
la codicia, nada temas. . . 
¡Elabora tu respuesta! 

Procura ser más explícito 
que yo, pues a mí me espanta 
el pensar que he de ofenderte 
con lo largo de mi carta. 

Termino aquí pues, y espero 
querido Respondedor, 
tu amable respuesta, pero 
tsi no me guardas rencor! 

Nada como estar al sol 

para soñar con estrellas. 

Del invierno en Nueva York 

hay en inis ripios la niebla; 

en tu verso bien se nota 

de los trópicos la influencia; 

entre tus cuartetas vaga 

perfume de madrese'va; 

en las mías pone la nieve 

entumedora tristeza. 

Tus astros poseen más brillo, 

tus rimas tienen mds fuerza . . , 

La sombra del rascacielo 

todo fulgor, aquí, amengua. 

Salen mejor los luceros 

y los versos en tu tierra. 

Mas me haces varias preguntas 

y en esta sección respuestas 

se supone que las dudas 

disipan. (Eso, si aciertan). 

Los asuntos personales 

de esta artista o de aquella 

a veces son un escándalo 

que en mi página no cuela. 

Pero si puedo decirte 

en lo que a Marlene respecta 

que su fama no se basa 

en ser semejante a Greta. 

Es su luz un foco de arco 

y no prestada linterna. 

(Por lo demás, reflexiona 

que de la Garbo las piernas 

710 se ve ni la mitad 

de lo que la Dietrich muestra). 

En cuanto a la linda niña 

de la cinta polinésica, 

cantando y muy aiñaudida 

en las "Follies" hoy se encuentra, 

March continúa filmando; 

Cooper soltero se queda; 

absolutamente nada sé 

del actor Ramón Pereda. 

Y pongo punto final, 

diciéndote adiós, Astrea. 



CINE-MUNDIAL 





Do7t Nicolás Rivera 



c 

V «lEN años de 

memorables acontecimientos histó- 
ricos constituyen ya una gloriosa 
experiencia en la vida de cualquier 
periódico. Por el amplio panora- 
ma de un siglo de periodismo co' 
mo el que celebra con su Número 
Centenario el Diario de la Marina, 
desfilan las hazañas legendarias de 
una raía viril, turbulenta, en la región más inquieta de América ... el es' 
plendor de la cultura española ... el concurso de la política, el comercio 
■ y la industria, al engrandecimiento moral y material de Cuba ... los con- 
flictos económicos y sociales de una colonia entre dos imperios . . . soldados, 
marinos, guerras, despotismo, intrigas . . . héroes inmortales de la talla de 
Martí y Maceo . . . ferrocarriles, bancos, el fantástico desarrollo de la in' 
dustria azucarera ... el nacimiento de una nueva república . . . 

Ahora, al cumplir cien años de servicios públicos, el Diario de la Marina 
dedica su Número Centenario a Cuba y a las naciones hermanas del conti- 
nente hispanoamericano, y especialmente a la memoria de los grandes maes- 
tros del periodismo en Nuestra América que, durante todo ese período de 
convulsiones, y a través de las vicisitudes de una época llena de tenebrosas 
perspectivas, supieron mantenerse incólumes, independientes, erguidos frente 
a la adversidad y listos siempre a la lucha por el bienestar del pueblo. 

Como aquellos laboriosos obreros de las ideas. Diario de la Marina sirvió 
a Cuba con el mismo denuedo durante la época colonial que al implantarse 
luego la república. Alerta a los deberes altos del periodismo orientador y 
culto, velaba, y seguirá velando, más que por los regírtienes, por los intereses 
perdurables y por las grandes tradiciones de la Raza. 



D, 



ON NICOLÁS RIVERO fué, en el periodismo hispano, una figura de 
abolengo intelectual. Su mente tenía los perfiles sociológicos de Sarmiento; 
la clara percepción de don Rafael María de Labra; la hondura pedagógica 
de don Eugenio María de Hostos. Como el inmortal Mitre, aspiraba a la 
reforma de los espíritus, no de los sistemas. Fué un maestro auténtico y de 
visión. Le infundió su carácter, su personalidad y su genio al Diario de 
la Marina. 



El Número Centenario del Diario 
de la Marina será un, monumento 
literario, histórico e intelectual. 
Ordene su ejemplar por anticipado 
a las oficinas centrales. Pasco de 
Martí (Prado) IOS, Habana, Cuba. 




La representación oficial del Dia- 
rio de la Marina en Estados Uni- 
dos, a cargo de Chalmers-Ortega, 
516 Fifth ■ Avenue, Nueva York, 
atenderá cualquier solicitud de da- 
tos sobre el Número Centenario. 



DIARIO DE LA MARINA 

EDICIÓN DEL NUMERO CENTENARIO 



MarzO; 1932 



PÁGINA 221 



CINE- MUNDIAL 



Aprenda LaMecánica 

AUTOMQTKIZ 



Y ASEGURE SU PORVENIR! 

El oficio de MECÁNICO AUTOMOVILISTA 
ofrece las mejores oportunidades porque hay gran 
demanda por verdaderos mecánicos a los que se 
pagan excelentes sueldos. 

Aprenda En Su Propio Hogar 

No importa que trabaje durante el día; con solo 
dedicar al estudio de nuestro curso media hora 
diaria, APRENDERÁ RÁPIDA Y FÁCILMENTE 
...No necesita ni motor ni automó\il para practicar 
...ni requiere tener conocimientos de mecánica. 

Su Más Grande Oportunidad 
Para In<Sependizarse 

con el producto de las reparaciones que empezará a 
hacer inmediatamente que estudie las lecciones pri- 
meras de nuestro curso fácil. 

Instrucción Sobre 

Autos, Camiones, Tractores 

y Aeroplanos 

Aprenderá Ud. con pequeño esfuerzo a ser un 
MECÁNICO EXPERTO de los que ganan los 
mejores sueldos. Pida detalles y el hermoso libro 
GRATIS, profusamente ilustrado, conteniendo in- 
formación sobre el sistema de enseñanza de esta 
Institución seria, establecida hace 25 años. 

Este libro le indicará la ma L I B R O 
ñera de obtener completo éxito , , . • 

^ . . ^ Ilustrado 

en un ohcio mteresante y re 
munerativo. 

Instituto Práctico Rosenkranz 

Dept. 104>AX 4006 So. Figueroa Street 

Los Angeles, California, E.U.A. 



GRATIS 




liy^l PC POR CORRESPONDENCIA 
I 1^ Vi L Ud ENSENADO POR LA 

Srta. BLANCHE FISHER 

15 CENTAVOS LA LECCIÓN. 
SORPRENDENTES RESULTADOS EN POCO TIEMPO. 

Batableeida durante Id añ03. 



CHISPAZOS 

MARY BRTAN, que tantas películas ha he- 
cho para Paraniount, acaba de firmar 
contrato con la First National. Su primera 
jiroducción para esta compañía se llamará 
"Pecesitos de Colores." 

OTRA estrella que se reúne a las pléyades 
de Warner Brothers es Marión Marsh, 
que ha aparecido en películas con John Ba- 
rrymore. 

RICHARD DIX, Mary Astor, Erich von 
Stroheim y Dorothy Jordán figurarán en 
la interpretación de la i^elícula de Radio "The 
Lost Squadron." 



A 



NN HARDING hará la protagonista de la 
cinta de Pathé "Casa de Cristal." 



Dcpt. CM, 1264 Lexingion Av., NUEVA YORK, E.U.A. 
PÁGINA 222 



KEN MAYNARD acaba de terminar su úl- 
tima producción para Tiffany: "The 
Texas Gun Fighter", qiie, como lo indica el 
título, es del oeste y de vaqueros. 

ITIRGINIA LEE CORBIN, cuyas rubias 
V trenzas han venido adornando la pantalla 
desde hace años, acaba de teñírselas para 
poder aparecer como morenita en la película 
de Tiffany "X Marks the Spot". 

DURANTE el año de 1931 se estrenaron en 
este país seiscientas veintidós películas, 
entre las cuales ciento veintiuna fueron fil- 
madas exclusivamente para el mercado ex- 
tranjero, es decir, en idiomas foráneos. De 
ellas, sesentidós fueron de marca Paramount, 
cincuentidós de M-G-IM, cincuenta de Fox, 
treintisiete de RKO, treintiseis de Columbia, 
treinticuatro de First National, treintitrés de 
"Warner Brothers, veintisiete de Universal, 
veintiséis de Tiffany, quince de United Ar- 
tists, catorce de Pathé y once de Sono-Art. 

EDMUND LOWE, que durante tanto tiem- 
po fué estrella de la Fox, acaba de firmar 
contrato con Paramount. Aparecerá con 
Claudette Colbert en "Sensación". Su mujer, 
I>ilyan Tashman que también figura en los 
elencos de Paramount, está filmando "The 
"\\'iser Sex." 

WINFIELD SHEEHANT, Gerente General 
de la Fox, acaba" de pedir ima licencia 
de tres meses, aduciendo que el mal estado 
de su salud le impide continuar durante ese 
período al frente de la aludida casaa produc- 
tora. 

TRES días se pasó escondida Greta Garbo 
en un hotel de Nueva York, con gafas, 
lieluca negra y otros aditamenttos estilo 
■Slierlock Holmes. Tenía la pretensión de pa- 
sar inapercibida, 3' divertirse un poco en los 
teatros y cabarets de la metrópoli. Pero no 
lo logró. Fué descubierta por los repórters, 
empezaron las entrevistas, le cayeron encima 
los fotógrafos... y terminaron las vacaciones. 

Ala bellísima Loretta Young, que se está 
divorciando de Grant AVithers, la con- 
suela cariñosamente Ricardo Cortéz. (Mien- 
tras, Grant Withers se deja consolar por Es- 
telle Bradley). 

• CABEN ustedes que Clark Gable, el nue- 
>^ vo favorito de las americanas, se ha ca- 
sado ya cuatro veces, y tiene un hijo de die- 
cinueve años?... Pues escuchen otra sensa- 
cional revelación: todos sus amores fueron 
para mujeres mayores que él. (Valentini> 
también las prefería maduras.) 



EL CETCATO 

DE lU ACTI/TA 

FAVCCIT€ 

EN HECMO/C 

MACCC 




CINE-MUNDIAL 

tiene el gusto de 

ofrecerle esta oportunidad de obtener la foto- 
grafía autografiada de su artista de cine favorito, 
con hermoso marco de leatherette (cuero arti- 
ficial) como el de la ilustración. Se trata de 
fotografías genuinas (no de reproducciones im- 
presas ni de rotograbado) en tamaño 8 x 10 
pulgadas (cms. 18 x 22) en un hermoso marco 
de cms. 25'x 30, apropiado para el más elegante 
boudoir, para la oficina o la sala. Lo enviaremos 
gratis, porte pago, al recibo del cupón adjunto 
con $2.00 para una subscripción de un año a 
CINE'MUNDIAL, o para extender su subscrip- 
ción por un año adicional si ya está usted subs- 
crito. Envíe HOY su pedido. 

g^ CINE-MUNDIAL, 116 Fifth Avenue, "^ 
NEW YORK, N.Y., E.U.A. 

Acompaño $2.00 oro para que me 
subscriban por un año y me remitan a 
vuelta de correo el retrato autografia- 
do de 

3-32 



(Nombre de su favorito) 



Nombre. 



Domicilio. 



"k. Ciudad País ^ 

SUBSCRIPTORES:— Si Ud. está subscrito 
a Cine-Miindial, remita $2.00 para exten- 
der su subscripción por un año adicional 
y enviarle el retrato. 

OBTENIBLES MEDIANTE NUESTROS 
AGENTES EN TODAS PARTES 



Maezo, 1932 



itPavimift. 



C I N E - M U N D I A L 





/1NC5^^ 



El Cdpiz Labial de Fama Mundial 

TANGEE produce ese matiz natural tan en boga hoy. ¡Nuevo! Tangee "Theatrical," un lápiz para los labios 

Porque Tangee está basado en un sorprendente y Colorete Compacto de matiz obscuro para uso projesio- 

principio colorativo . . . enteramente diferente de otros "^^^ ^^"""^ nocturno. 

lápices para los labios. Cambia mágicamente de color El Colorete Compacto Tangee posee el mismo prin- 

después de aplicado ... y armoniza perfectamente con cipio colorativo del Lápiz Tangee para los labios y 

la tez individual de todas, ya bien rubias, morenas o también de la Crema Colorete. Los Polvos Tangee 

pelirrojas. para la cara se adhieren bien y armonizan con los tonos 

Tangee - el lápiz labial de fama mundial - no de- "atúrales del cutis. La Crema Nocturna es para lim- 

ja rasgo de grasa ni un color exagerado y llamativo. P'^^ ^ ""^"^' ^^ ^"^is. La Crema Alba protege el cutis. 

Tangee se diferencia de otros lápices porque tiene una ^1 Cosmético Tangee no irrita los ojos. 
hase de crema solidificada que embellece, suaviza y pro- 
tege. Como es permanente, Tangee se adhiere a los 

labios durante el día. Tangee es económico porque dura 3HPXWBPE^ ^^^^ .^eaSHBft^ '' "^l^TW 
dos veces más que los lápices ordinarios para los labios. 

The George W. Luft Co., Dept. CM 332 MhI -«íf C Sli 

417 Fifth Avenue, New York, E. U. A. '"'^ WS ^ ''^ *lLw*fc"*''¿' 

Por 20c oro americano enviamos una cajita conteniendo envases minia- ^ ^^.^jij^f^ 

tura (le los seis artículos principales : un lápiz, dos coloretes, polvos, dos Kim. *-ifti3>to'J 

cremas y un folleto "TANGEE — Belleza Natural." aW> •^l's*-" 

Nombre - 

Dirección _ 

Ciudad Pai3 




Cama4Uh XúuaU 



1 


í 


^^^^ JiteMRiraasiL^ 


^^ ^^ 




" -'^^^^ 






\^'M 






\ 



pam j&i V/nduAtrCa 



Representontes: 

Weskott & Cia, Rúa Dom Gerardo 42, Rio de Janeiro 

Weskotf & Cia, Catedral 1312, Santiago de Chile 

Weskott & Cío, Bogotá y barranquilla 

Agfa Argentina, Bernardo de Irigoyen 653, Buenos Aires 

Mann & Cia, Avenida Brasil 198, Lima/Peru 



.^^^. 






Anilinas Alemanas, Uruguay 1250, Montevideo 
Kavlin Hermanos, La Paz/ Bolivia, Comercio 24-26 
C. Hellmund W & Co., Torre a Veroes 25, 

Carocas /Venezuela 
Agfa Mexicana S.A., México D.F. 102 Av. República del Salvador 

Adolfo Biener y Cia, 6a Av. Sur N2 3, Guatemala 



■IBíl 








Constance 
Bennett 



C I N E - M U N D I A L 



¡Para contento de los suyos! 

Siempre fresco — nutritivo — refrescante 
se sirve en un instante 



• ~T^ ASTARA probar un sólo tazón de 
y /~i doradas y crujientes Kellogg's Corn 

' Flakes, en leche fría o crema, y me- 

losas rajitas de banana en sazón ! Es un bo- 
cado exquisito que apetece en invierno y 
refresca en verano. 

El Kellogg's Corn Flakes es delicioso con 
leche fría o crema, pero aun más con adi- 
ción de cualquiera de las muchas frutas 
(frescas o en conserva) de la zona templa- 
da o tropical, con que puede combinarse. 
Constituye un incomparable desayuno o al- 
muerzo — muy saludable para los niños y 
no menos para los adultos. ¡ Es tan fácil 
de digerir ! ¡ Pruébelo como postre — en- 
dulzado con azúcar o miel ! Facilísimo de 
preparar — no hay que cocerlo. 

De venta en todas las tiendas de comes- 
tibles. PVesco siempre como salido del hor- 
no, en su paquete verde y rojo, hermética- 
mente cerrado. 







i*í*J--'^5V> '- 




ii 



V 



JK, .^^# 




CINE-MUNDIAL 




ueae: 



dé A 



■ 



orad 



79 



somoraaa 



" T "CS un aparato maravilloso ! Estoy suma- 
• J-' mente satisfecha del mismo," conti- 
núa Rochelle Hudson, eminente artista de la 
Radio Pictures. "Cuando quiero música de 
radio, este instrumento me la proporciona 
... si prefiero música grabada, también la 
tengo al alcance de la mano — basta dar 
vuelta a un botón. Me maravilló la primera 
vez que lo escuché. La reproducción es tan 
perfecta y natural que . . . ¡quedé asom- 
brada!" 

Ud. también se entusiasmará al oír el 
nuevo modelo RCA Víctor RE-18 porque 
los primeros técnicos del mundo en radio- 
fonía y fonografía lo construyeron precisa- 
mente para este objeto, esto es, para que Ud. 



iice 




ROCHELLE HUDSON, famosa estrella del 
cine, después de oír el nuevo instrumento RCA. 
Victor combinación de Radio y Fonógrafo. 



NUEVO 
RADIO-FONÓGRAFO 
Modelo RE-18 
Un radio superheterodino de 9 tubos, 
encerrando los nuevos 10 puntos 
RCA Victor de sistema de tono sin- 
cronizado ... un fonógrafo de nuevo 
modelo con motor de dos velocidades 

3ue puede tocar los discos de larga 
uración o los discos ordinarios . . . 
la mejor adquisición en la historia 
de la RCA Victor. 




se quede maravillado como nunca lo ha 
estado antes. El precio es también increíble- 
mente bajo. No cuesta más que un radio 
solo. 

Otro instrumento que también le entu- 
siasmará es el nuevo receptor de onda corta 
y onda larga— la onda larga para las esta- 
ciones locales y la onda corta para captar las 
estaciones lejanas. ¡Ambos circuitos por el 
precio que antes costaba uno solo! Cual- 
quier agente RCA Victor gustosamente le 
dará una audición de estos dos instru- 
mentos, así como de cualquier otro aparato 
de radio y fonógrafo de nuestra fabricación 
que Ud. desee oír. Vaya a verlo hoy mismo. 



DOS RADIOS EN UNO 
Modelo R-23 
Onda corta para recibir programas 
de lugares lejanos— onda larga para 
la recepción local más fina que Ud. 
haya oído . . . combinadas en un 
instrumento de precio moderado. 



I 



RCA Victor 




RCA Víctor Ce, Inc. 



División Internacional 



Camden, N. J., E. U. a. 



AbriLj 1932 



PÁGINA 227 



CINE-MUNDIAL 



PPKUnTAVr KSPUESTM 




Primer Parrafito, compuesto de cifras reveladoras y nom- 
bres con mayúscula, que sirven para indicar dónde reciben 
correspondencia los artistas de cine, según con la com- 
pañía que los contrate: Paramount, Paramount Building; 
Pathé, RKO y Radio Pictures, 3 5 West 45th Street; Fox, 
850 Tcnth Avenue; M-G-M, 1540 Broadway; Warner 
Brothers y First National, 321 West 44th Street, United 
Artists, Tiffany y Columbia Pictures, 729 Seventh Avenue 
y Universal, 730 Fifth Avenue. Todas en Nueva York. 

Mi Richard, Buenos Aires. — 

Hichard en traje de baño 
apuesto a que sale bien, 
pero le hará macho daño 
quedarse medio desnudo 
en esta época del año. 
Te prometo su retrato 
cuando no resulte extraño 
que en cueros ande la gente, 
o C071 calzones de baño. 

Jorge I. M., Chihuahua, Méjico. — No sé a ciencia 
cierta cuánto haya costado filmar "Trader Horn'\ pero 
eche Ud. cuentas, entre viajes, suoldos e indemnizaciones, 
aparte de lo que se pagó al difunto autor del libro. Lo 
menos un milloncejo. Tardaron un año en fotografiar las 
escenas, la mayoría de las cuales se tomaron en África, 
entre fiebres palúdicas, calor de horno y esos insectos de 
los cuales yo sólo quiero oír hablar. El resto de la fil' 
mación se realizó, como de costumbre, en Hollywood. 

Triste y Sola, Caracas. — Si fuera mi colega de la Esta- 
fcta quien le contestase, sin duda que le obsequiaría una 
serie de consejos; pero yo — que los necesito mucho y, 
por lo mismo, no puedo malgastarlos — me conformaré con 
hacerle compañía desde aquí (remedio para la soledad) y 
con responderle (medicina para la tristeza) que José Bohr 
ha filmado para la Sono-Art, que actualmente anda de viaje 
por nuestros países y que sí manda fotografías autogra- 
fiadas... en cuanto regrese de su tournée artística. 

Locuela, Méjico. — 

De todo este continente 
!) con se'.los europeos, 
y hasta africanos a veces, 
cartas el correo me trae . . , 
letras que viajan en trenes, 
misivas que en un vapor, 
medio mareadas, me vienen 
con menudos rcngloncitos . . . 
Todas, de hombres o vmjcrcs, 
con mala o con buena letra, 
muy grato interés poseen : 
por gente mia están escritas, 
de amigos míos proceden. 
Locuela, a servirte estoy 
y a quererte como quieres. 
Winnie pasa por soltera 
y cuenta mil pretendientes. 
Mona Maris, que yo sepa, 
'ningún otro nombre tiene. 
"Bachrlor Pathcr" se llama 
la última de Marión Davies. 
Tom Mix con la Universal 
iilma cintas del Oeste. 
Locuela, tu descripción 
ha pasado por el lente 
de -mi -ynás acerva crítica 
sin que un vil defecto encuentre. 
T>ime ahora, amable aniiguita 
¿mejor alabanza quieres? 

Río de Miel, Caracas. — ¡ Otro que se quiere ahogar 
entre esas almibaradas aguas! ¿Cómo es eso de que no 
existe la verdadera amistad entre un hombre y una mujer? 
No confundas la e-Nxiusividad con el modo de querer. A 
tí te he dedicado tantas "trovas" y tanto tiempo como a 
ceas otras amiguitas de quien te muestras celosa. Ya veo 
que aparte de romántica — eres picara. Y exijo el beso, 
ahora que has salido ganando. Mira si seré bueno que me 
conformo con caricias postales, con tal de que de tí ven- 
gan. Los nombres de los protagonistas de las historietas 
que sacábamos necesariamente deben quedar inéditos. Lo 
único que puedo revelarte es que no se trata de nadie de 
esta redacción. Palabra de honor. Y, si no vuelves a 
mandarme esas melosas charlas qvic alegran mi escritorio, 
te bombardearé con preguntas cada mes. 

Siempre fiel, Vigo. — Y yo te digo otro tanto, y que 
las uvas de año nuevo se oonviertan en perlas de ventura 
y en rosario de carcajadas. Y que conserves el buen gusto 
(lo digo por la postal) el buen humor y la dicha que 
mereces. 



Lord Byron, Méjico. — Sí contesté su anterior y, ade- 
más, voy a contestarle su última. Quizá no llegó si mi 
secretaria tuvo la crueldad de no ponerle la equis de re- 
glamento a la dirección. 

Srta. S., la Habana. — Encantado de dejarla satisfecha, 
lo mismo que a todas sus paisanitas, por quienes tengo 
justificada debilidad. Conste que no me parece mal que 
me corrijan. Al revés: lo agradezco porque mi misión es 
que estas columnas salgan con el menor número posible de 
errores. Pero par» algo se fabrican gomas de borrar — 

G. T. M., Colombia. — 

Puede usted estar seguro 
de que si yo lo supiera 
y, además, se lo dijera 
— de la moral con desdoro — 
en un presidio cualquiera 
de .mi existencia "el tesoro" 
iría sin duda a parar. 
Mawas, Méjico. — Muchísimas gracias por sus intere- 
santes informes, i Si viera qué poco sabemos aquí de lo 



que en nuestra América ve el público! Mary está sin con» 
trato, pero aún recibe cartas en Paramount. No siempre 
pasan 15,000 personas por el Roxy todos los días. Eso 
depende de la calidad de la película. Pero pueden pasar 
hasta más, porque hay cinco sesiones diarias y el teatro 
tiene cabida para más de seis mil espectadores. Lo de 
nuestra circulación es un pequeño secreto, pero le garan- 
tizo que es, lo menos, triple de lo que Ud. se figura. La 
canción que canta Dorothy Jordán en "Love in the 
Rough" se llama como Ud. lo puso ("Go Home and Tell 
your Mother"); pero la que interpreta Charles King en 
"Remóte Control", ante el micrófdrio, tiene un nombre 
absurdo: "Just a Little Closet '. A sus órdenes. 

Chapincita, Guatemala. — Ahora me interesa mucho más 
que antes conservar su amistad. Y otra vez vuelvo a ro- 
garle que no deje de escribirme en esos ratos en que esté 
desocupada. Mona Maris entiendo que es de origen ale- 
mán, aunque ciudadana argentina. No pasa de los vein- 
tiséis años y acaba de ser contratada para hacer cintas en 
inglés por la M-G-M. Estamos de acuerdo Ud. y yo en 
las opiniones que expresa de las tres artistas que menciona, 
¿Cuándo vendrán sus nuevas letras? 

R. M., Méjico. — 

Una carta tan amable, 
extciisa y bien informada, 
larga respuesta merece; 
pero a mí tiempo me falta. 
Baste, pues que le agradezca 
las noticias que me manda 
de lo que ahora producen 
las empresas mejicanas. 
Y le ruego que me envíe 
cuando pueda, notas amplias. 
Sus juicios, querido amigo, 
son de los mios una calca. 
Pero querer reformar 
de los estudios la bárbara 
idea que muchos poseen 
de las naciones foráneas, 
es perder el tiempo siempre 
y gastar pólvora en salvas. 

Antiespasmódico, Chile. — ¿Pero no quedamos en que 
iba a anclar en Caracas? No le hace. ¡ Con tal de que 
siga escribiéndome largo! 



yy(i cr obídnds 

Por Rafael de Zayas 
Enriquez 



Filosofía es la ciencia 
que rechaza la experiencia, 
que por inducción deduce 
y en la obscuridad conduce 
para enseñar que sospecha 
quiere decir cosa hecha. 



Hay verdades que nada 

ni nadie mueve, 
y dijo bien el que dijo: 

"Fría es la nieve", 
"No hay más señas de agua 

que cuando llueve". 
Quiero ver si a enmendarlas 

alguien se atreve. 



Me verás siemipre indignado 
maldecir de la violencia, 
ya venga de Dios en nombre, 
de la patria o de la ciencia. 



"Es tu amor como el tabaco, 
y no ofendo al decirlo, 
pues da consuelo a la pena 
y da placer al fastidio". 

Nafa: Jamás ha fumado 
cjuien estos versos ha escrito. 



No respondo a tus críticas dañadas. 
Si a todo can que encuentro en mi camino 
a espantar me detengo con pedradas, 
no llegaré jamás a mi destino. 



i Que hay soles más grandes 
que el sol de la tierra? 
Yo aqueste prefiero, 
porque me calienta. 



— Deja esos bueyes, que ya tienen años; 
toma la joven yunta que te ofrezco, 
y tu labor acabarás más pronto. 

— Deja que siga con mis bueyes viejos, 
los tengo conocidos ; van despacio, 
pero ahondan el surco y van derecho. 



No pongas llave a tu boca; 
come bien, bebe mejor, 
que en este mísero mundo 
tripas llevan corazón. 



Con grandes fiestas saludan 
el nacimiento del Año, 
sin notar que el Año Nuevo 
es el Viejo remendado. 



Profesión de fe moderna : 
— Soy liberal consecuente ; 
la tiranía me infierna; 
salí de una humilde aldea, 
llegué a la cumibre eminente, 
donde hago voluntas mea; 
y si alguno causa duelo 
tire el fuste y monte en pelo. 



Entcrrd as secr-nd-dass mattcr October 7th, 1920, nt the Post Office at N™ York, N.Y., undi-r the Act of March 3rd, 1879.— April, 1932. Vol._ XVII. No. 4.— Additional Entry at 
Dunclltn, Ncv,' Jersey, Authorizcd.— A monthly published by Chalmers Publishing Company at 516 Fifth Ave., New York, N.Y.— Subscription Pnce: .5Í2.00.— bingie Ccpy: 20 cents. 



PÁGINA 228 



Abril, 1932 



IHXI 



CINE-MUNDIAL 



LA VIDA ES Deleite 



SI SE SIENTE UNO BIEN 



LIMPIE DE TOXINAS SU ORGANISMO Y ADQUIERA NUEVO VIGOR 




¿E 



S usted de aquellas personas que 
dejan que los demás gusten de 
los placeres de que usted no se atreve a 
gozar? Entonces, debe enterarse de lo 
que es Sal Hepática. 

Elimine las toxinas y desechos que se 
acumulan en su cuerpo y cambiará de 
ideas. Nadie se siente bien a menos que 
esté limpio interiormente. 

En vez de envidiar la salud y alegría 
de vivir de otras gentes, sométase usted 
al tratamiento salino de Sal Hepática y 



sentirá usted misma el legítimo goce de 
la existencia. 

Gozará de la vida como los demás y 
hará esplender su propia salud. 

Compre hoy un frasco de Sal Hepá- 
tica ; y, mañana por la mañana, ponga 
una cucharadita de Sal Hepática en un 
vaso de agua fresca y bébalo. 

Sal Hepática es un salino que contie- 
ne las mismas propiedades que han he- 
cho famosos a los balnearios europeos 



a donde tantas gentes van a renovar su 
salud y su vitalidad. 

Sal Hepática no es un laxante ordina- 
rio : elimina de la sangre las substancias 
tóxicas. Entona el organismo, combate 
las jaquecas, los resfriados, los desarre- 
glos de la digestión, los defectos de la 
piel y el reumatismo. Hace correr fres- 
ca y pura sangre a través de las venas y, 
aparte de inducir a que se sienta uno 
bien hace que se vea uno bien. ¡ Compre 
un frasco ! 




ESTREÑIMIENTO 

Si despierta con sín- 
tomas de estreñi- 
miento, tome iisted 
dos cucharaditas de 
Sal Hepática en iin 
vaso de agrua. Rápi- 
damente y sin irri- 
tar, quedará limpio 
SU intestino. 



JAQUECA 

Para remediar la 
congestión intest'nal 
que tantos dolores 
causa, tómese una 
cucharadita de Sal 
Hepática en un va- 
so de asua y repí- 
tase la dosis cada 
15 minutos, si no se 
alivia. 



CATARROS 

El primer paso en 
el tiatamien^o de un 
resfriado es el de 
purificar el organis- 
mo con dosis de dos 
a cuatro cucharadi- 
tas de Sal Hepática 
en un vaso de aprua. 
Sígase el tratamien- 
to en aytuias. 



LIVIDEZ 

Para mantener la 
sauííre libre de esas 
impurezas causantes 
de tantas afecciones 
cutáneas, tómese una 
cucharadita de Sal 
Hepática en im voso 
de agua durante una 
semana, o más si es 
necesario. 



REUMATISMO 

Para purificar Inte- 
riormente su cuerpo, 
tome de dos a cua- 
tro cucharaditas de 
Sal Hepática on un 
vaso de agua. Elimi- 
ne la acidez, con una 
o dos cucharaditas 
antes de comer y al 
acostarse. 




Sal Hepática 



'ABEIL, 1932 



PÁGINA 229 



CINE MUNDIAL 




i Puede usted estar seguro de un rato 
interesante en el cinema, siempre que 
vaya a caza de Leo, el león de M-G-M I 

¡OTRA VEZ 
METRO-GOLDWYN- 

**Siempre en los 
mejores cinemas^ 



ÍVIAYER! 



I NO SE PIERDA DE ESTOS NUEVOS Y ESPLENDIDOS FILMS! 




La gloriosa 

GARBO 

y RAMÓN 

NOVARRO 

Juntos en el vivido cuadro de la vida y los amores de lá) 
celebre espía 

MATA HARI 

¡ En el reparto figuran también Lionel Barrymore y Lewis' 
Stone! La Garbo jamás ha estado tan maravillosa. 
¡"Mata Hari" es tan exótica, tan apasionadamente se-' 
ductora, que cuando se la ha visto una vez, se quier?) 



verla siempre y siempre! 



WALLACE 

BEERY 

y CLARK 

GABLE 

¡Dos grandes luminarias juntas encl romance magnifico 
aue está conmoviendo al mundo ! 

DEMONIOS 
del AIRE 

¡Miles de personas desafiaron la muerto para hacer este 
film! ¡Un año entero en producción! ¡Cada minuto 
preñado de emoción palpitante! Contemple por vez 
.primera el gigantesco barco que lleva los aeroplanos de 
batalla! ¡Un drama de Amor, de Muerte y Destrucción, 
que hace estremecer el alma! 



PÁGINA 230 



ABRIL. 1932 



PEB 29 1S32 ' ^^^^ ^^g^^^ 



r. 




Katherine Craw- 
ford, beldad de M- 
G-M, el día en que 
estrenó su nuevo 
traje de baño en la 
playa de Malibu. 




REVISTA MENSUAL 
¡LUSTRADA 

Director: F. García Ortega 

Jefe de Redacción: F*=°- J. Ariza 

Gte. de Anuncios: William J. Reilly 

Gte. de Circulación: J. A. Cordero 



Vol. XVII 



Núm. 4 



ABRIL, 1932 



-índice- 

CONSTANCE Bennett Portada 

Por José M. Recoder 

Preguntas y Respuestas 228 

Microbianas 228 

Por Rafael de Zaijas Enríquez 

Harlem 232 

Por Arroyito 

En Broadway 233 

Por Jorge Hermida 

La Vida en Hollywood 235 

Entre Tres 236 

Por Eduardo Guaitsel 

Nuestro Concurso es un éxito 238 

Centelleos 240 

Por Don Q. 

Lo que Visten las Estrellas 244 

Hollywood 247 

Por Don Q. 

AixA, LA Muchacha Medaganat 257 

Por Luis Antonio de Vega 

Carmen Larrabeiti habla de Holly- 
wood 258 

Por Adelardo Fernández Arias 

Mundiales 259 

Nuestra Opinión 263 

Nueva York Musical 264 

Por Luis A. Delgadillo 

De mi Estafeta 266 

Por M. de Z. 

La Mujer ante el Espejo 272 

Por Elena de la Torre 

Los Niños 276 

Por Elena de la Torre 

Consultas Grafológicas 278 

Psicoanálisis 280 

Por F. Giménez 

Ciencia Doméstica 286 

Por Elena de la Torre 



Esta revista circula en todas partes. Precios: 
en España y Portugal, 15 pesetas la subscripción 
anual y Ptas. 1.50 el número suelto; en Méjico, 
5 pesos plata mejicana la subscripción anual y 50 
centavos mejicanos el número suelto; en Argen- 
tina, Bolivia, Chile, Uruguay y Paraguay, 5 pe. 
sos moneda argentina la subscripción anual y 50 
centavos argentinos el número suelto; en el res- 
to del mundo, dos dólares la subscripción anual, 
y 20 centavos oro americano el número sueko. 

CASA EDITORIAL DE CHALMERS 

P, García Ortega, Presidente; Alfred J. Chalmers, Vice- 
presidente; Ervin L. Hall, Secretario y Tesorero. 

516 Fif-.h Avenue, Nueva York, E.U.A. 

Oficinas en Londres: PARAMOUNT PUBLICITY 
65 Fleet Street, Loncon E. C. 4. 





Anita Page, de M-G-M, dán- 
donos la espalda. Eso no es 
falta de urbanidad, sino falta 
de ropa. 



C I N E - M U N D I A L 







, . . donde el plato 
de chile mejicano 
figura en la mi- 
nuta de todas las 
fondas. 



. . . donde el español instala su comercio 
de víveres, como en los países hispanos. 



Jíarle 

(el famoso barrio 
neoyorquino) 



m 



Por Arroyito 











. . .donde están los 

más renombrados 

cabarets de negros 

norteamericanos. 



. . . donde los cubarías 
continúan en el ejer- 
cicio de sus tradicio- 
nales costumbres crio- 
llas. 






PÁGINA 232 



. . . donde se practica el nu- 
dismo por la fuerza, ya que 
tan frecuentes son las visi- 
tas de los rateros. 



. . .y donde todavía las se- 
ñoras de cierta edad asis- 
tefi a las tertulias familia- 
res para proteger las bue- 
nas costumbres. 



Abril, 1932 



CINE-MUNDIAL 




íx \ 




XM 



cyt^tf^^f^ 



"pL lío entre chinos y japoneses ha creado 
-'-' una situación singular en los Estados 
Unidos, donde hay gente convencida de 
que vamos derechos a una guerra y muchos 
que quisieran que se declarase mañana mis- 
mo — "para volver a la prosperidad y que 
corra de nuevo el dinero." 

Ayer me dijeron que dos fábricas de Fi' 
ladelfia estaban cambiando la maquinaria 
para comenzar en seguida a producir mu- 
niciones, y ahora mismo, mientras escribo, 
desfila por la Quinta Avenida una parada 
militar. 

Hasta hoy no se sabe nada fijo sobre la 
forma en que nos lanzaremos a las armas, 
aunque lo lógico será ponerse cuanto antes 
del lado de los japoneses y embestir contra 
los chinos, que son personas de natural pa- 
cífico y acostumbradas a los golpes. 

T O malo de los partes de China es lo di- 
-'-' fícil que resulta averiguar lo que real- 
mente pasa leyendo la prensa americana. 

El "Journal" de Nueva York, por ejem- 
plo, daba por seguro en letras de dos pul- 
gadas en primera plana que en Santiago de 
Cuba habían perecido dos mil personas du- 
rante el último terremoto. 

Eso fué a las diez de la mañana. 

A las once eran 1500. 

A las tres de la tarde el cajista quitó un 
cero y redujo las bajas a 150. 

Un compañero encolerizado quería apos- 
tar que no pasaban de quince, alegando 
que el diario aludido, cuando por casuali- 
dad decía la verdad, en seguida la rectifi- 
caba. 

En efecto: por la noche el mismo "Jour- 
nal" traía un suelto calculando en doce el 
número de los muertos. 

La noticia del terremoto produjo cons- 
ternación en los Estados Unidos, donde 
Santiago de Cuba siempre ha inspirado 
hondo respeto y sincera simpatía. 

Todo el mundo estaba impaciente por 
saber qué le había ocurrido a la fábrica de 
Bacardí, y si iba o no a subir el precio del 



ron. 



-h * 



TRICEN que la pequeña ciudad de Broo- 
^ kline, en el Estado de Massachussetts, 
es, en proporción con su tamaño, la más 
rica de los Estados Unidos. 

Se distingue por eso y porque no tiene 

Abril, 1932 



ni quiere tener un solo teatro o cine dentro 
de su perímetro. 

/^RETA Garbo no se llamará así en lo su- 
^ cesivo, sino Garbo a secas, según nos 
comunican en varias resmas de publicidad. 

En cuanto tenga un momento me ente- 
raré en la M-G-M a qué se debe el cambio, 
y qué se proponen conseguir acortando el 
nombre. 

Alguna razón habrá. 

"pN estos días ha desaparecido de los tea' 
-'-' tros norteamericanos la marca más an- 
tigua del cinematógrafo — el gallo de Pa- 
thé. Al absorber la RKO los restos de la 
compañía, no quedaron ni las plumas del 
ave francesa 

iír -iür 

T7L otro día visité las oficinas de la Ain- 
^ torg, que representa al Soviet en este 
país y recibe y embarca mercancía por su 
cuenta, y no pasé de la antesala, donde una 
señora de cabello gris atendía al teléfono 
y daba entrada y salida a la gente. 

Ocupa la Amtorg varios pisos de un 
enorme edificio en la Quinta Avenida, a 
corto trecho de nosotros. 

Los vestíbulos están llenos de amplias 
pizarras en las que aparecen cifras de pro- 
ducción, exportación e importación de las 
diversas materias o artículos de interés para 
los rusos. 

El aspecto es de una lonja o bolsa, y todo 
amueblado a la moderna y con lujo. 

Entraban y salían muchos sujetos con 
carteras o maletines de mano, que sin duda 
venían a proponer algo. 

La señora del cabello gris despachó a un 
hombre alto, mal trajeado y de mediana 
edad. 

— No, ya no embarcamos más. Por aho- 
ra, el Soviet no necesita obreros de fuera. 

Luego se dirigió a mí. 

Por diferentes puertas cruzaban la an- 
tesala individuos con papeles — oficinistas 
típicos aunque algunos se adornaban con 
barbas y chalinas, que se ven poco en Nue- 
va York. 

— Quisiera hablar con alguien — dije • — 
que pueda darme informes sobre la prensa 
rusa. 

— ¿Qué clase de informes? 

— Sobre los anuncios. 

— Aquí no nos ocupamos de eso. Tiene 



usted que ir a la librería en la casa de en- 
frente. 

Me pareció raro que me mandaran a una 
librería a tratar de publicidad, pero la se- 
ñora del cabello gris tenía voz autoritaria 
y me estaba dando a entender que ya estaba 
yo demás. 

En la tienda había dos rusitas muy lin- 
das, de la calle, que hojeaban revistas, y 
al poco salió del fondo otra dama de cabe- 
llo gris, que resultó la encargada y que al 
principio no me comprendía. 

— ¿Usted habla ruso? 

—No. 

Las dos rusitas, la señora y un barbudo 
que se apareció por allí me empezaron a 
mirar como si fuera un bicho raro. 

— Pero, vamos a ver. ¿De qué clase de 
anuncios está usted hablando? 

— De los únicos que existen, señora — 
respondí — •. De anuncios de películas, de 
dentífricos, de queso, de zapatos, de píldc 
ras, etc., etc. 

— Acabáramos, hombre. . . 

Sonriendo, se acercó a mí y, cogiéndome 
del brazo, me fué llevando hacia unos es- 
tantes donde había múltiples diarios en ca- 
racteres estrambóticos. 

^ — En Rusia no hay nada de eso, amigo 
mío. No se necesita anunciar. ¿A qué 
anunciar, si no se vende. . . en la forma 
que ustedes entienden ese verbo? Los úni- 
cos avisos que se ven en nuestra prensa son 
de fábricas del gobierno que piden traba- 
jadores. . . 

— ¿Y los que buscan empleo? 

— En Rusia no hay nadie sin trabajo. . . 
Todo el mundo tiene empleo. . . 

No hay duda de que los rusos, o, mejor 
dicho, las rusas de la Amtorg me tomaron 
por persona ignorante y con ideas del siglo 
pasado. 

"HESPUÉS del día viene la noche; después 
^ de la noche, el día. Y siempre así: luz, 
tinieblas; tinieblas, luz. 

Esta ley universal no falla. 

No hay que ensañarse con el enemigo 
de hoy porque puede ser el amigo de ma- 
ñana; y no hay que entregarse por com- 
pleto a los amigos porque lo seguro es que 
más tarde estén del otro bando. 

El hecho en sí de que ahora estemos mal 
es señal evidente de que más adelante es- 
taremos bien. 

PÁGINA 233 



CINE-MUNDIAL 




MATRIMONIOS DE HOLL Y1V00D 

La señora. — Quiero divorciarme por haber sufrido vial trato y exijo 
200.000 pesos de "alimentos". 

El abogado. — El que parece maltratado es su marido . . . 

La señora. — Bueno, esas son consecuencias de un accidente que le ocu- 
rrió cuando discutiamos las bases de separación... 



Y entonces — dice el libro de donde es- 
toy sacando todo esto — los que vivan de- 
berán recordar y ponerse a resguardo para 
la próxima época de adversidad. 

ACABA de llegar a la ciudad el Sr. Con- 
treras Torres, que se hizo célebre al 
producir la primera pelicula en que un 
mejicano le pegaba a un yanqui. El hecho 
ocurrió el 17 de enero de 1924, en Chihua- 
hua, a las cuatro en punto de la tarde, y 
mientras se filmaba la segunda escena del 
tercer acto de "El hombre sin patria". 

La paliza fué descomunal y produjo efec- 
to regocijante entre nuestros hermanos de 
la América Latina. 

T A actitud de los demócratas a medida 
^ que se acerca la campaña se está po- 
niendo muy sospechosa, y en este momen- 
to creo que voy a perder los diez dólares 
que puse a favor de Hoover hace un par 
de meses. 

Mi opinión entonces era de que el actual 
mandatario saldría de nuevo proclamado 
candidato y electo en los comicios; pero du- 
rante las últimas semanas, los prohombres 

PÁGINA 2?.4 



del otro bando con aspiraciones presiden- 
ciales no dicen más que vaciedades, y eso 
es muy serio. 

Aquí jamás hablan con franqueza los 
que tienen probabilidades de ganar, y basta 
fijarse en el político que dice algo para sa- 
ber que sale derrotado. 

En las últimas elecciones tuvimos una 
prueba convincente. 

¿Hay quien haya olvidado uno solo de 
los asertos de Smith sobre cuanto tema 
agita la conciencia nacional de este país? 
¿Y hay quien recuerde algo de lo que dijo 
Hoover, excepto aquella alusión a las dos 
gallinas que se iban a comer todos los días 
los trabajadores yanquis en cuanto él esca- 
lara el poder? 

Entre paréntesis, esos desgraciados pollos 
le van a costar al Partido Republicano unos 
cuantos millones de votos en noviembre. 

TBAMOS en el subterráneo como sardinas. 

A mi lado había una muchacha; al lado 
de ella, un joven alto, fornido, buen tipo 
y bien vestido; y detrás, un señor grueso 
leyendo el periódico. 

No sé lo que pasó. Tal vez el efecto de 



algún empujón o de esta desgraciada crisis 
que nos tiene con los nervios en punta; 
pero lo cierto es que, de repente, me quedé 
petrificado ante una transformación extra- 
ordinaria. 

El joven de buena presencia, ahí a dos 
pasos de mí, se había convertido en un 
energúmeno. ¡Qué ferocidad más intensa! 
Tenía las pupilas dilatadas, el rostro desen- 
cajado, y babeaba de furia. 

— ¿Ve usted eso? — gritó colocando bajo 
las narices del señor grueso un puño que 
a mí me pareció más grande que un ja- 
món — ¡ se lo voy a aplastar en la jeta como 
me vuelva usted a tocar! 

¿Querrán ustedes creer que el hombre 
gordo se quedó impávido? 

Ni palideció, ni cambió de semblante, ni 
pestañeó; sino que empezó a hablar — in- 
dignado, como es natural, pero con mucha 
calma. 

Cuando terminó su discurso, que duró 
unos tres o cuatro minutos, y se puso de 
nuevo a leer el diario como si nada hubie- 
ra sucedido, el joven agresivo estaba aver- 
gonzado, rojo como un tomate y, proba- 
blemente, deseando que chocara el tren o 
se abriera la tierra y nos tragara a todos. 

Jorge Hermic!a. 

Abril, 19S2 



lUHPtS 




CINE-MUNDIAL 



j^ 



Bulevar- 
deando, el 
nuevo ga- 
lán joven 
Ralph Be- 
llamy, im- 
portado 
dir e c ta- 
imente de 
Broadway 
por la Fox. 



Vida 



Hollywood 




Wüliaia Bakewell invita a dar un 

paseo a Linda Watkins por los 

jardines de Movietone City. Y ella 

tiene aire de aceptar. 



Maezo, 1932 




A '¡nanos llenas: por su derecha, 
Rosalie Roy y por su izquierda 
Roxanne Curtís, el afortunado 
Jaénes Dunn va ufano hacia la 
cámara. 



Minna Gombell pa- 
ra seguir delgada y 
Lotiise Dresser y 
Jobyna Hoivland 
para perder algu- 
nos kilos, hacen a 
pie el trayecto en- 
tre su casa y los 
talleres de la Fox. 



PÁGINA 235 



CINE-MUNDIAL 




Entre 3... 



Ramón 'Navarro con el uniforme de oficial ruso 

en que aparece al lado de Greta Garbo en s?t 

última interpretación cinematográfica, "Mata 

Hari", de Metro-Goldwyn-Mayer. 



Por 

ardo Guaitsel 

COMO siempre se me 
están ocurriendo 
comparaciones con 
cosas alimenticias, opinaré 
- — -este mes que ha sido ju' 
gosito — que la vida recuer' 
da al puchero: unos días 
saladísima, otros insípida; a 
veces trasparente como cal' 
do aguado, o substanciosa; 
indigesta... o tibia, o echan' 
do lumbre. Pero ¡qué sor' 
presas en el fondo de la 
olla! 

Sale uno, es decir, salgo 
yo de la redacción con proa 
al Noroeste, que es por don' 
de soplan los vientos que 
barren el rascacielos de la 
Metro'Goldwyn, y tropiezo 
con un señor cuya borra' 
chera inunda de alcohol la 
Quinta Avenida. El descO' 
nocido se bambolea y se 
emociona y me grita entu' 
siasmadísimo: 

— ¡Qué cambiado estás, 
Luis! 

— Me llamo Eduardo — 
rectifico serio cual un ca' 
nónigo. 

— ¿También te has cam' 
biado el nombre? — insiste 
desencantado. 

Tuve que apretar (¿aprc 
tar?) el paso y, cuando lie 
gué a donde me aguardaba 
Ramón Novarro iba yo 
echando los bofes. . . 

— ¿Padece usted asma? 
— inquiere solícito Ramón. 

Lo que padecí fué un dc' 
sengaño. La entrevista iba 
a celebrarse en un círculo 
que parecía de Costura. 
Había ahí do menos diez; 
personas del sexo femeni' 
no, lanzando al actor mira- 
das románticas. También 
estaba mi colega Hermida, 
medio dormido él y lan^^án- 
dome. ojeadas de rencor, co' 
mo si me culpara de la pre- 
sencia de tantas damas. . . 

El se sentó en un sillón, 
donde sospecho que se en- 
tregó a un sueño de neu- 
rastenia, y yo me encaramé 
sobre una mesa, al lado de 
la rubia más linda de los 
contornos. 




>• 



PÁGINA 286 



Ramón, contra su costumbre, pues siem' 
pre va vestido lúgubremente, llevaba un 
traje gris y una corbata desanudada en un 
cuello de camisa sin abrochar. . . El rostro 
también estaba menos pálido y los ojos me- 
nos tristes y, por lo mismo, más juveniles. 
Sacó una pitillera de oro viejo con esmalte 
en rombos negros, encendió un cigarrillo y 
comentó el bombardeo: 

— ¿Es verdad que usted duerme en un 
féretro como afirma Sylvia la masajista? — ■ 
pregunto ahuecando la voz;. 

Las damas presentes lanzan aspavientos 
de horror y miradas de reproche. 

— No es verdad — afirma el interrogado. 
— Sylvia exagera siempre. Mi cama es es' 

Abril, 1932 



CINE-MUNDIAL 



trecha y un poco monástica, pero no fúnc 
bre. . . 

— ¿Entonces, tampoco hay catafalco ni 
nada de eso. . . ? 

— No. La habitación está decorada a 
base de círculos y sus ventanas llegan del 



— Un año más, durante el cual tengo la 
obligación de filmar dos cintas y de dirigir 
una. 

— ¿Qué argumento tendrá la que va a 
dirigir usted? 

- — No lo sé. Yo había seleccionado "El 




Gran Galeoto" y "Canción de Cuna", pero 
las rechazó la compañía. También ignoro 
quiénes serán los intérpretes. Eso se va a 
decidir, naturalmente, en el curso del año. 

— ¿Pero no es del arbitrio de un director 
la elección de los asuntos y los artistas? 

— El director no hace más que adaptar 
al liento los temas que se le dan y super- 
visar el trabajo de los cómicos que la em- 
presa elige — me explica Ramón. — Yo don- 
de mando únicamente es en mi casa. Ahí, 
hasta los músicos me hacen caso, porque 
dirijo la orquesta. . . 

Por ra2;ones de psicología femenina que 
tendré que pasar al departamento de inter- 
pretación de sueños, a las señoras que me 
rodean les cae muy en gracia imaginar a 
Ramón dirigiendo orquestas. 

(Continúa cu la página 286) 




-^m- 



En LaJce Placid, donde se realizarán las 

Olimpiadas de deportes invernales, José 

Cresjio, en esquíes, hace retratar a su 

perro, inglés por más señas. 



piso al techo. Por cierto que ya no me 
gusta. Fué una idea que tuve cuando aca- 
baba de llegar de Italia y que me costó un 
dineral poner en práctica. 

— ¿Es muy grande su casa? — pregunta 
una de las señoras, haciendo remilgos. 

— Es un caserón, siempre lleno de gente, 
porque, aparte de mi familia, viven en él 
siempre algunos amigos. En ese inmenso 
albergue es donde he invertido mi suel- 
do. . . y mis ilusiones. En el sótano tengo 
instalado un teatro para mis representacio- 
nes y conciertos. 

— ¿Cuánto durará su nuevo contrato con 
Metro-Goldwyn? — digo por variar. 




Conchita Montenegro, la 
actriz vascongada que, 
después de descollar en 
cintas de cine sonoras, 
tanto en castellano como 
en inglés, con la Fox, es- 
parce ahora en Nueva 
York la sal de su sim- 
patía. 



Abril, 1932 



PÁGINA 237 



CINE-MUNDIAL 



Resulta un Gran Éxito 

¿Nuestro (concurso 



Serán Cinco las Piezas Grabadas 




GRATO paréntesis resultó en la ruti' 
na ordinaria de esta redacción el 
tomar parte en las audiciones — • 
que más bien resultaron conciertos a toda 
orquesta — destinadas a deliberar y decidir 
el resultado del concurso musical que, hace 
unos meses, iniciamos con la cooperación 
de la empresa Brunswick. 

En la compañía de profesionales cuya 
paciencia y buena voluntad nunca agrade- 
ceremos bastante, ya que su pericia y su 
experiencia pusieron armonía precisamente 
donde más era menester, fuimos escuchan- 
do magistralmente tocadas, las trescientas 
setenta y seis piezas que al torneo se envia- 
ron de los cuatro puntos cardinales. 

Y hay que confesar, antes que nada, que, 
si de los dos redactores de esta revista que 
en el jurado estaban, hubiera dependido la 
selección, no habría quedado composición 
sin premiar. Todos los tangos y todas las 
rumbas nos parecieron superiores. En cada 
una encontrábamos mérito; nos entusias- 
maba la letra o nos cosquilleaban sus melo- 
días la cuerda del romanticismo y de la 
añoranza. . . Pugnábamos por señalar en 
algunas de las rechazadas tal o cual nota 
vibrante . . . hasta que, sonriente y amable, 
otro miembro del jurado — competente de 
veras — demostraba que a aquello le falta- 
ba originalidad ... o compases. 

Pero que no íbamos descaminados al juz- 

PÁGINA 238 



El Jurado 
en Sesión 



Fotd Torres 



Durante el exainen y ejecución de las composiciones 7nusicales enviadas a nuestro 
concurso, en la sala de conciertos de la Brunswick. De izqxiierda a derecha, al fondo, 
Rafael Pérez, subgerente del departamento de exportación de la Bninsivick; Fran- 
cisco Spaventa; Nilo Menéndez; Carlos Vázquez, encargado de grabaciones hispano- 
americanas de la Brunswick; Morris Frantz, de la sección de publicidad de M-G-M; 
William J. Reilly, gerente de anuncios de CINE-MUNDIAL; Red Nichols, director 
de los "Six Jumping Jacks" y los "Five Pennies", famoso artista de radio y popular 
compositor ; Víctor Young, compositor, director de varias orquestas y conocido entre 
los nuestros por los discos Brunswick; Jack Kapp, director de Grabaciones de la 
Brunsiüick Radio Corporation. En primer término, el director y el jefe de redacción 
de esta revista, con Pilar Arcos, la de la voz de oro. 




Julio Roque, au- 
tor de "Pilar", la 
rumba premiada. 



gar el valor de las 
composiciones lo de' 
muestra la circuns- 
tancia de que, uná- 
nimemente, el jura- 
do no sólo resolvió 
añadir dos premios 
— uno al tango y 
otro a la rumba — • 
sino que, además, 
escogió para grabar 
fonográficamente 
otra composición 
que, en realidad, no 
entraba en el con- 
curso porque no era 
ni tango ni rumba, 



pero cuya belleza se impuso. Esta pieza 
vino de una colonia portuguesa ¡en China! 
Bien justificado estaba el interés con que, 
desde que vimos el sello de correo, segui- 
mos con curiosa inquietud la ruta de esa 
composición de exótica procedencia. Cuan- 
do fué tocada, en plena sesión del jurado, 
no hubo un solo voto disidente: se la acla- 



mo. 



Pero para que el lector se dé cuenta del 
ambiente en que fueron desarrollándose las 
deliberaciones, debe hacerse hincapié en 
los detalles, porque no fueron las sesiones 
ni ordinarias ni apresuradas. Al contrario: 
nos halagó que, a pesar de lo precioso del 
tiempo para cada uno de quienes en estas 
audiciones participaron, a despecho de la 

Atotl, 1932 



CINE-MUNDIAL 



i 



prominencia de la mayoría de los jueces, 
resultó contagioso el entusiasmo y se dedi' 
carón sin protesta, días enteros a la discu' 
sión de los méritos de las piezas. 

Imagínese el lector la vasta sala de con- 
ciertos de la casa Brunswick. . . un apO' 
sentó resguardado de extraños sonidos por 
espesos tapices. En el centro, un piano de 
cola, rodeado de los atriles de la orquesta. 
Al piano, Nilo Menéndez, uno de los com- 
positores más inspirados de la raza y uno 
de los mejores pianistas del mundo. (¿Quién 
no conoce "Aquellos ojos verdes" y "Negra 
Soy"?) Ansiosos de escuchar y de comen- 
tar — aparte de media docena de amigos 
para quienes la música es oxígeno — el ju- 
rado completo: Ben Bernie (de quien en la 
ilustración no aparece el retrato porque es- 
taba en Chicago el día en que se obtuvo la 
fotografía), Víctor Young y Jack Kapp, 
directores de orquesta y de grabación res- 
pectivamente de la casa Brunswick; Carlos 
Vázquez, encargado de grabaciones para 
los países hispanoamericanos; Rafael Pérez, 
subgerente del departamento de exporta- 
ción de la Brunswick, Pilar Arcos, que in- 
sistió en tararear y en cantar la mayoría de 
las piezas; Spaventa, que en su interés por 
interpretar los tangos hasta se olvidó de 
narrar cuentos, y los dos redactores de 
CINE-MUNDIAL que, aunque como pez 
fuera del agua entre tantas músicas, no se 
cansaban de oír ni de aplaudir. . . 

¡Qué tangos vinieron! Había tangos- 
valses y tangos-machichas; tangos políticos 




y tangos sentimentales; románticos y arta' 
baleros; tangos-crisis y tangos profetices; 
tangos que hablaban de verdura y tangos 
que hablaban del desengaño. . . También 
había algunos familiares y reminiscentes. . . 
y otros — hay que decirlo — francamente ro- 
bados a tal o cual pegajosa melodía, que no 
hay quien no reconozca apenas preludiada. 

De las rumbas, más llegaron provinentes 
de las pequeñas Antillas que 
de Cuba, cuna de esa volup- 
tuosa forma de baile. Y fueron 
en menor número que los tan- 
gos, de modo que su selección 
resultó menos difícil. ¡Pero 
qué comentarios, qué discusio- 
nes, qué tocar y volver a tocar 
Nilo Menéndez, con paciencia 
ejemplar, cada composición 
candidata al premio! 

Las sesiones se prolongaron. 
Una que comenzó por la ma- 
ñana, hubo de continuar todo 
el día, y la misma noche, hasta 
la madrugada. . . y vuelta a 
empezar al día siguiente, sin 
que nadie protestara, sin que 
nadie diera muestras de can- 
sancio. Y el pianista menos. Y todo en 
una armonía a la que esta redacción, pre- 
ciso es confesarlo, no está muy acostum- 
brada. Nadie puede venirnos a contar aho- 
ra que los músicos no se entienden entre 
sí mejor que los periodistas. Y lo curioso 
es que los miembros norteamericanos del 
jurado daban pruebas de tanto interés co- 
mo nosotros. 

¿Interés fundado? Que el lector decida: 
al día siguiente de adjudicado el primer 
premio de la rumba, literalmente le fué 
arrebatada de las manos al autor, y la 
Rumba-Brunswick "Pilar", nuestro primer 
premio en este género de composiciones, 
¡fué llevada como canción tema a una de 
las operetas de Broadway: "Adam Had 
Two Sons", veinticuatro horas después de 
obtener el primer lugar en nuestro torneo! 

Conforme a las bases del concurso, la 
Brunswick grabó inmediatamente el tango 
y la rumba premadas; pero, en primer lu- 
gar — -ya que se decidió dar dos premios 
en vez de uno — el disco que lleva al an- 
verso el tango-as, ofrece en el reverso la 



Pilar Arcos, la po- 
pularísima artista 
española, a quien 
nuestros públicos 
conocen por sus 
canciones en radio, 
fonógrafo y con- 
cierto, y que canta- 
rá las dos rumbas 
premiadas en dis- 
cos Brunswick. 




Abril, 1932 



Francisco Spaventa, cuya interpreta- 
ción de tangos argentinos le ha dado 
renombre en todo este continente y en 
España y que cantó ''Cariño Gaucho" 
y "Ayer se la Llevaron" , nuestros tan- 
gos premiados. 



otra composición elegida; y lo mismo el 
disco con la rumba; pero, además, para ga- 
nar tiempo, se harán dos grabaciones del 
tango: una, de acuerdo con las bases, que 
cantará Magaldi, en Buenos Aires; la otra 
■ — aprovechando su estancia aquí — el po- 
pularísimo Pancho Spaventa, criollo él y 
simpatiquísima persona además. 

Las grabaciones locales están ya termi- 
nadas y fueron hechas por la orquesta de 
(Continúa en la página 268) 

PÁGINA 239 



CINE-MUNDIAL 



Centelleos 



Por Don Q 



¿TIN sombrero de $10.000 dólares?. . . Ni 
^ un centavo menos, a juagar por las in' 
formaciones periodísticas, es lo que le costó 
uno de sus sombreros a Lilyan Tashman, 
la artista más elegante de Hollywood. La 
más elegante y la más ingenua, si se ha 
imaginado que el buen público puede creer- 
se el precio de ese sombrerito. Aunque otro 
repórter nos lo explica todo: el sombrero no 
costó, en realidad, más que $10. Pero hay 
que agregar los $9.990 que el broche de 
diamantes prendido a tal sombrero. (A me- 
nos que ahora también resulte que el bro- 
che, a pesar de su apariencia deslumbrado- 
ra, hubiese sido comprado en una de esas 
tiendas de 5 y 10 centavos, que tienen de 
todo . . . ) 

nON MARQUIS es el nombre de un po- 
^ pular periodista neoyorquino, que no 
conoce España ni media palabra de español; 
por lo cual en Hollywood le encomendaron 
que escribiese el diálogo para "Marcheta", 
cuya acción se supone en España y entre 
españoles. En el mismo estudio trabaja Ro- 
bert Presnell, que ha vivido mucho tiempo 
en España, conoce las costumbres españo- 
las, y habla el español como un indígena . . . 
Pues bien: a Presnell, que no ha sido nunca 
periodista ni tiene la menor noticia de lo 
que es un periódico por dentro, ¡le han 
ordenado que escriba el diálogo para una 
película que se desarrolla en un periódico 
y entre periodistas! 

T A Corte Suprema del Estado de Califor- 
nía ha concedido a Jetta Goudal los 
$34.531.23 que ella reclamaba a Cecil B. 
De Mille por incumplimiento de contrato. 
La Goudal, que hace seis años empezó a 
trabajar para De Mille con un sueldo de 
$750 a la semana, llegó a ganar $5.000 se- 
manalfnente ... Y entonces se sintió con 
derecho a mostrarse un poco temperamen- 
tal. No quiso consentírselo De Mille, insis- 
tió ella, y pretendió aquél anularla el con- 
trato. Pero Jetta — estamos seguros — no 
volverá a trabajar en Hollywood. 

"PN un gran estudio cuyo nombre no hace 
al caso, se está filmando una obra de 
muy endeble contextura, aunque trata de 
ser una imitación de "Grand Hotel". El 
Director, para mejorarla, propone que se 
construyan nuevos y más costosos escena- 
rios. El Productor no encuentra la propo- 
sición aceptable, porque lo que él encuen- 
tra malo es el asunto en sí. "¿No podría- 
mos reforzar la acción, darle más vida, más 
interés?", pregunta. Y el director, con una 
idea luminosa, contesta: "Podemos hacer 
que la esposa sea la amante. ¡Al público 
ya no le interesan las mujeres buenas!" 

PÁGINA 240 




Polly Moran ha- 
ciéndose lo más 
doméstica que pue- 
de en siv papel de 
doncella de servicio 
para la película de 
M-G-M "Her Card- 
board Lover". 



Porque una cosa es una mujer buena, y 
otra cosa una buena mujer. . . 

NUESTRO gran Ernesto Vilches se en- 
cuentra en el Hollywood Boulevard a 
Conchita Montenergo y la felicita por sus 
últimos triunfos en la pantalla americana. 

Y ella le contesta, con su gracia caracte- 
rística: "¡Ya ve usted lo que son las cosas. 
Los que no servíamos para trabaajar en es- 
pañol, somos los únicos a quienes se con- 
trata. . . en inglés!" 

GRETA GARBO se enamoró del hermo- 
so perro policía que trabajó con ella en 
"Mata-Hari", y quiso comprarlo. Pero el 
dueño se apresuró a explicarla: "Es^ un 
campeón y está asegurado por $25.000". . . 

Y la Garbo le contestó, rápida: "Pues cuan- 
do lo casen y tenga descendencia, avíse- 
me". 

LOS censores cinefónicos de los Estados 
de Ohio y de Nueva York, según han 
comunicado a los estudios de Hollywood, 



están dispuestos a no autorizar ciertos diá- 
logos de los de doble sentido . . . Prefieren 
que subsistan las groserías directas y las 
palabrotas mal sonantes en que abunda el 
cine americano. Por lo visto, para ellos lo 
importante es no perder el sentido . . . 

YIRGINIA RUIZ será la primera actrisj 
^ de la nueva compañía teatral que ha de 
llevar Ernesto Vilches de excursión por to' 
da la América hispana y luego por España. 
Y si Ernesto supo /mcer a Irene López He- 
redia, Antonia Herrero, Silvia Parody y 
Angelita Benítez, a nadie asombrará que 

Abril, 1932 



WíMPi 



CINE-MUNDIAL 



haga también a Virginia Rui;. En 
el Wishire Theatrc de Hollywood 
acaba de representar con ella "El 
eterno Don Juan", y el éxito fué 
rotundo. Para los dos. 

T/ATHRYN CRAWFORD, que 
-'^*- con la .f.imosa dieta de jugo de 
naranja perdió diez libras de peso 
en una semana, está enferma, víc- 
tima de aquélla. Y Katherine 
Grant — ¡coincidencia de nom- 
bres! — lleva ya cuatro años reco- 
rriendo todos los sanatorios cono- 
cidos, en busca de cura. . . Era be- 
llísima, pero demasiado gruesa; 
quiso adelgazar, ¡y el resultado ha 
sido desastroso! Por huir de la carne, 
perder la pobre hasta el hueso. . 



va a 



MARTE DRESSLER fué invitada a tomar 
^'-^ el luncli en el Ambassador y, natural- 
mente, se presentó sencillamente vestida, 
de acuerdo con la hora y el motivo. Las 
demás invitadas fueron llegando ostentosa- 
mente vestidas y rebosantes de joyas. Ante 
esto, Marie no pudo contenerse y le pre- 
guntó al anfitrión: "¿Por qué no me dijo 
usted que no se trataba de un lunch, sino 
de un baile de máscaras? ¡Yo también pu- 
de venir con disfraz,!". . . 

TINA inquieta periodista hollywoodense le 
pide a cierto astro cinefónico que le di- 
ga algún chisme sobre sus amigos, y el as- 
tro contesta: "Conté ya tantos, ¡que me 
quedé sin amigos!" (Histórico.) 

T lONEL BARRYMORE, durante veinte 
■^ años, estuvo eclipsado por la fama de 
John y de Ethel, sus hermanos. Pero ahora 
se ha impuesto sobre los dos. En "Arsenio 
Lupin", el que sobresale es Lionel, secun- 
dado afectuosamente por John. Porque en 
Hollywood se ha llegado al convencimien- 
to de que John Barrymore es el mejor ac- 
tor contemporáneo. Pero Lionel Barrymo- 




— ¿Qué sucede? ¿Acaso se 
llevan presa a Luyan Tash- 
man ? 

— No, hombre, no seas ton- 
to. La van custodiando por- 
que lleva puesto el sombreri- 
. to que le costó diez mil dó- 
lares . . . 

re es aún mucho más actor. Y Director. 
¡No se olvide! 

PRETA GARBO se ha mudado de casa 
^ una vez más. Ya no vive en Santa 
Mónica, sino en Brentwood Heights, muy 
cerca de Joan Crawford. Y a propósito de 
la Garbo: no frecuenta los Salones de Be- 
lleza, ni siquiera se preocupa de que la den 
masajes. Pero, en cambio, visita a un ca- 
llista dos veces por semana. . . 

A NTES de casarse Constance Bennett con 
■^^ el Marqués de la Falaise, éste la entregó 
un documento, debidamente firmado y le- 
galizado, manifestando que anticipadamen- 
te renuncia a toda reclamación pecuniaria 
en el caso, bien probable, de un divorcio. 

nAVID TODD, el feliz esposo de María 
^ Alba, ha sido ascendido en la Fox al 
cargo de Casting Director. ¡Enhorabuena, 
Maruja! 




REPUBLICANO ESPAÑOL. — ¡No hay derecho! Nos quieren dar títulos en 
español. . . y los "títulos españoles" ya no valen... 



Abril, 1932 



¿CABÍAN ustedes que Clark Gable fué 
^ un simple extra durante la filmación 
de "La Viuda Alegre"? 

TTN descubrimiento. Greta Garbo suele 
^ ir a comer a un modesto restaurant lla- 
mado "The Canary Cottage", que se espe- 
cializa en comidas completas a 65 y 85 cen- 
tavos. Y el plato favorito de Greta es el 
beefsteak con cebollas. . . 

T A reducción de los salarios ha descon- 
-'-' certado a todo Hollywood. El Dobre 
John Barrymore, que antes cobraba $200.- 
000 por una película, ¡ahora sólo cobra 
$125.000! ¿No les da a ustedes lástima?. . . 

A DOLPHE MENJOU, Marguerite Chur- 
-^ chill y V/innie Lightner están sin con- 
trato, y a la disposición de las empresas. 
Como tantos otros centenares de artistas. 

X OS poquísimos hispanos que aún quedan 
en Hollywood están dedicándose a tra- 
bajar en inglés. Ya hemos visto en la pan- 
talla americana a Paul Ellis, Martin Ga- 
rralaga, Carlos Villarías, Manolo París, y 
últimamente Fortunio Bonanova. (Sin con- 
tar, por supuesto, a Dolores del Río, Lupe 
Velez, Conchita Montenegro y Ramón No- 
varro.) 

TTNA postal que nos llega de Egipto nos 
^ dice que Gary Cooper está en el Cairo, 
acompañado de la condesa de Frasso. . . 
¿Su nuevo amor?. . . 

"DEBE DANIELS, durante su reciente vi- 
-^ sita a San Francisco, tuvo un gran susto 
en el hotel donde se hospedaba: ¡se en- 
contró a un hombre en su alcoba! Gritó, 
acudieron los empleados del hotel, la poli- 
cía, los periodistas y numerosos curiosos. . . 
Por fortuna todo se redujo al susto. Inte- 
rrogado el hombre, se limitó a declarar: 
"¿Tengo yo la culpa de que me haya vuelto 

PÁGINA 241 



CINE-MUNDIAL 



JoiiN Barrymore: — La cri- 
sis económica está ponién- 
dose horrible. No sé cómo 
voy a equilibrar mi presu- 

_'\ puesto. . . 



loco esta mujer?" Y aunque claro es que 
él no tiene la culpa, el Juez le condenó a 
60 días de cárcel. . . 

T A Universal desistió de filmar películas 
^ en español. No quería gastar en ellas 
más de $20.000 para cada una, y Dick Har- 
ían expuso la imposibilidad de hacerlas bien 
a ese precio. ("Silencio", que iba a filmar 
Vilches, costaba $60.000.) Y si el silencio 
es tan' caro, ¡imagínense los gritos!. . . 

T ILY DAMITA está enamorada ahora de 
-'-' Sidney Smith, y hasta es posible que se 
casen. ¡Para que acabe el romance! 

CE ha visto en el Wishire Boulevard a 
^ Gloria Swanson comprando ronitas de 
niño. . . ¡Para algo esperó ella al quinto 
esposo! No hay quinto malo. 

T UPE VELEZ y Ramón Novarro van a 
trabajar juntos en una película. ¡Tem- 
pestad a la vista! 

T AS estrellas están siempre amenazadas: 
-'-' Mary Pickford y Douglas Fairbanks, 
Charlie Chaplin, Ruth Chatertton, Pola 
Negrí, Gary Cooper y hasta Jackie Coogan 
han recibido frecuentes cartas exigiéndoles 
dinero, si no quieren ser secuestrados. La 
última amenazada lo fué Dolores del Río, 
que estuvo a punto de ser raptada por un 
tal Gustav Carillo. Ante esto, los amena- 
zados se arman, y algún día habrá tiros. El 
que más precauciones toma es Harold 
Lloyd. Que los más graciosos son siempre 
los que toman la vida más en serio. 

Pagina 242 




pOLA NEGRI no usa nunca pintura en 
•^ sus labios. 

A. NTONIO MORENO regresó de Méji- 
-"■ co, donde dirigió magistralmente la fil- 
mación "de "Santa" con Lupita Tovar y 
Donald Reed. Aunque el héroe de la pelí- 
cula lo fué el actor Orellana, que muy pron- 
to será popular. 

rORTUNIO BONANOVA hizo su de- 
-'- but cinematográfico con Constance 



Bennett y John Boles en 'Widow's Might'. 

Y ya le han contratado para dos films más. 
¡La jortunia de Fortunio! 

T AS películas religiosas o' semireligiof as 
-^ se imponen. "El hombre que hizo de 
Dios", por George Arliss, será la primera 
de la serie. Le seguirá "Pasa el Diablo". 

Y se trata de hacer una nueva versión, ha- 
blada, de "Los Diez Mandamientos." 

jTjESPUÉS del doble triunfo de "El Cam- 
^ peón", con Wallace Beery y el mi- 
núsculo Jackie Cooper, ya se preparan va- 
rias obras más a base de esta pareja. La 
primera, producida por la Metro, se titula 
"Arms and Son." 

"PL Departamento hispano de la Fox ha 
-'-' desaparecido. Su último jefe, John Sto- 
ne, acaba de retirarse. ¿Quién piensa en 
hacer películas hispanas en Hollywood? . . . 

TINA nueva estrella. Húngara. Se llama 
^ Sari Maritza, tiene 21 años y es una 
mezcla de Norma Shearer, Marlene Die- 
trich y Miriam Hopkins. 

VA no se van a filmar películas de niños. 
-'■ Los productores han descubierto que 
esas películas, de no interesar a los padres, 
no sirven para los niños. . . Estos prefieren 
historias más complicadas. Y es que los de 
ahora ya no son tan niños. Nacen con el 
frasco de whiskey debajo del brazo, y una 
girl en el otro. 

nOUGLAS FAIRBANKS ha desistido, 
^ por ahora, de su tan anunciado viaje a 
Sud América. De momento, prefiere pa- 
sarse unos meses en las islas del Pacífico. 

Y A PROPÓSITO del Pacífico. De Ta- 
-'■ hití ha regresado Barry Norton, que se 
pasó allí una larga temporada, curándose la 
calvicie que le amenazaba. Trae nuevo pe- 

(Contini'ta en la página 274) 




El papá.- — .Aquí le traigo a mi hijita, que quiere ser artista de cine. 
El director. — No está mal; pero póngala a dieta durante unos cuan- 
tos años y tráigamela después. 



Abril, 1932 



CINE-MUNDIAL 




-Abeil, 1932 



PÁGINA 243 



CINE- MUNDIAL 



L€ CUE VI/TEN 
LA/ E/TCELLAX 



Olga Baclanova, de 
la M-G-M, siempre 
elec/ante, ofrece las 
primicias de un 
sencillo vestido de 
raso negro con el 
nuevo sombrero de 
ala vuelta, de ter- 
ciopelo y tul, y una 
magnífica piel do- 
ble de zorro pla- 
teado. 




El terciopelo negro con- 
tinúa s endo la tela pre- 
ferida para, los vstidos 
de tarde. KarenMorleii, 
de M-G-M, ilustra un 
modelo precioso con las 
novísimas mangas de 
jmfio ajustado que ter- 
minan en dos triángulos 
de encaje metálico. So- 
bre el codo ensancha la 
manga en un enorme 
bullón. 




Aún para los vestidos de calle se elige 
el terciopelo transparente como lo más 
"chic" y distinguido. Véase, si no, la 
elegancia del modelo que ilustra Jea- 
neite MacDonald, de la Pararnount. 
Es de terciopelo verde oscuro, con gra- 
ciosos volantes en la falda y gran cue- 
llo de armiño teñido. El sombrerito, 
del mismo terciopelo, haré iinego con 
el vestido y los zapatos. 



PÁGINA 244 



Absil, 1932 



■Mjm j I 



CINE-MUNDIAL 




¿Que mujer no so- 
ñará con poseer unn 
7iegligée como la que 
sirve de apropiado 
marco a Karen Mor- 
ley? Nada de elegan- 
cia tan sutil como 
este primoroso ata- 
vio intimo de geor- 
gette azul pastel,con 
borde de cIl nchilla ij 
volantes de la misma 
piel en el puño. El 
refajo que sirve de 
viso a tal maravilla 
es de crepé de China 
del mismo color, bor- 
deado de encaje. 




Otro 7iiodelo sastre para diario, 
pero también de sifva elegancia, 
es el que presenta Karen Morley 
de la M-G-M. Se trata de un 
precioso vestido de finísimo paño 
en color beige con cuello y puños 
de 2ñel. La sencillez de linea y 
el cierre con botones en el lado 
izquierdo del delantero le dan 
gran originalidad. El sombrero, 
o más bien la toca, es de tercio- 
pelom arrón. 



iiii 



Como delicioso contraste con la anterior negligee, hé 

aquí el lindísimo pijama de Dorothy Hall, de la Parr- 

mount, con la graciosa novedad de un bolem de encaje 

inglés, con puños de piel. 



Abril, 1932 



PÁGINA 245 



CINE-MUNDIAL 



CHESTER 
MORRIS, 

astro de Para- 
mount, en su 
casa de Bever- 
ly Hills, en 
Cdlifornid, 



r 



i. I 









\ 






t 


- 



■-f~ 



PÁGINA 246 



Abril, 1932 



IBU 



CINE-MUNDIAL 



Wbllywo 



Por Don Q. 

LAS malas lenguas de Hollywood, que 
son incontables, nos repitieron más 
-^ de una ve; que Greta Garbo era 
incapaz de amar a hombre alguno. Se re- 
sistían a creer que ella hubiera querido 
nunca a Mauritz Stiller, su descubridor, y 
mucho menos al misterioso Williamson de 
quien se dijo fué la única pasión de su vi- 
da. . . Sus relaciones con John Gilbert, al 
que dejó plantado en vísperas de la boda, 
parecieron confirmar la razón de los mal 
dicientes. 

Pero ahora surge la gran noticia: "Gret;! 
Garbo se enamoró de Ramón Novarro". 
(¿No aseguraban también que Ramón no 
tuvo novia nunca?) 

El caso es que Greta y Ramón filmaron 
juntos la historia de "Mata Hari". La 
sueca y el mejicano fueron puestos 
frente a frente. ¿Y qué ocu- 
rrió? A juzgar por la pelí- 
cula que han hecho, la 
llama sagrada ardió 
con su máxima 





ha sección más nu- 
trida que se publica 
en el mundo al mar- 
gen de la actualidad 
cinematográfica de 
Los Angeles 



En la íirnta compañía de dos !J><<1- 
pas mozas, Roland Young interpre- 
ta ( ¡facüísimamente! ) una escena 
(Ir "A Woman Commands" , de la 
Radio. 



Jiinmy Durante, famoso por su 
buen humor y su mal vestir, 
arreglando la corbata a Buster 
Kentnv. Ambos son de M-G-M. 




Aviene Judge, que es 
en la vida privada 
la espO'Sa de Wesley 
Ruggles, en una de 
esas actitudes pro- 
vocadoras qne pon-en 
polvillo (le ¡¡innciüa 
en nuestra agitada 
existencia. La joven 
interpreta pe líe n la s 
¡larn la Radio. 



Abril. 1932 



PÁGINA 247 



r T N E - M U N D I A L 





;Xunca lo creerían 
üds.! Es el apolí- 
neo John Barrij- 
more, caracterizado 
para su próxima 
producción "Arsc- 
nio L ir pin'' por 
r-nenta de M-G-M. 



fuerza. El fuego del amor quemó y reque 
mó, según se afirma, ambos tan diferente? 
corazones. 

Nunca apareció Greta más radiante, ni 
Rarhón más apasionado. Y es lo cierto que, 
terminada la película, han resultado los dos 
mejores amigos del mundo. Antes de fil- 
mar juntos, se les creía incompatibles y se 
presagiaban los más absurdos conflictos. 
Después de filmar juntos, ya no hay quien 
no presagie hasta la posibilidad de un ma 
tnmonio. 

Interrogamos a Ramón sobre sus impre- 
siones ante Greta, y, sonriendo enigmática- 
mente, se limita a decirnos: 

Al encontrarme por vez primera con 
ella no pude menos de sentirme un poco 
nervioso. Pero me sonrió tan afectiva y la 
vi tan bella, que casi repentinamente me 
tranquilicé. Ya no vi más a la Garbo, sino 
•i la propia Mala Hari en persona, con to- 
dos sus encantos y todas sus fascinaciones 
Y yo me olvide de mí mismo para ser sólo 
el oficial ruso que se enamora de ella. . . 
Con una mujer así, que vive sus personajes 
como SI la intérprete no existiera, da gusto 
"rabaiar. Su entusiasmo por lograr la per- 

PÁGINA ¿48 




Ramón Pereda, Eduardo Arozanie- 
nxi tj Paul Ellis. discutiendo en lo 
pa/rticular el a rpu mentó que los 
tres interpretan en la cinta ¡lisjia- 
noparlantc de Columhia Pictures: 
"Hniiihrrs en mi Vida". 



Diciéndose cosas im- 
publicables, Re gis 
Toomey ¡j Stuart Er- 
wÍ7i, cómicos de Para- 
mount e íntimos ami- 
gos a pesar de la di- 
ferencia en el color de 
su cabello. Toomeij es 
pelirrojo. 



fección es enorme y todo cuanto hace la 
parece poco. Constantemente quiere repe- 
tir sus escenas, en su deseo de que éstas re; 
sulten lo mejor posible. ¡Y no ensaya nun- 
ca! Estudia el personaje, se apodera de su 
espíritu, y, como lo siente, se coloca ante la 
cámara con la mayor tranquilidad, segura 
de lo que ha de hacer. . . A mí, por el con- 
trario, me gusta ensayar mucho. Creí que 
esto la desesperaría, y, por el contrario, en 
cuanto supo cuál era mi costumbre, se apre- 
suró a ofrecerse para ensayar conmigo 
cuanto yo creyera necesario. ¡Sobre todo 
las escenas de amor!. . . 

Calló Ramón, temeroso acaso de haber- 
nos dicho demasiado, y le preguntamos en- 
tonces: 

— ¿Y qué hay de verdad en el supuesto 
temperamento de la Garbo? 

La respuesta es interesante. 
-Ni un momento discutió con Fitzmau- 
rice, el director, ni, por supuesto, conmigo. 
Sabe siempre lo que dice y por qué lo dice, 
y nunca exigió que la complacieran en na- 
da. Cuando no está de acuerdo con lo que 
escucha, sonríe ligeramente y contesta con 
un chiste, sin insistir en su punto de vista 
Y a las cinco en punto de la tarde cesa de 
trabajar y, con la más dulce de sus sonrisas, 
se despide hasta el día siguiente. No hay 
quien se atreva a pedirla que se quede ni 
un segundo más. Pero a la mañana siguien- 
te, a las nueve en punto, ya está dispuesta 
a colocarse ante la cámara. ¿La creen tem- 
peramental? Yo la veo demasiado tímida 
para provocar una tormenta; más que una 
mujer, me parece una niña. . . 

Lo que ella piense de él se ignora. Pero 
ni ella ni Ramón son ya los mismos de an- 
tes de conocerse. ¿Quiere esto decir que 
acabarán en boda^ No. Si están realmente 
enamorados, no se casarán. Por si acaso 
tenía razón el filósofo que escribiera: "El 
matnmonio es la tumba del amor" 

.\BRIL, 1982 



CINE-MUNDIAL 



Marlene Dietrich 
Sugestionada 
por Sternberg 

prN Hollywood ya no es un misterio que 
en Marlene Dietrich hay dos mujeres: 
la que está sugestionada por Josef von 
Sternberg. . . y la que surge cuando se ve 
libre de la influencia de Sternberg 

Kay Evans nos contaba cómo cierto día, 
al visitar a Marlene durante una fiesta ínti- 
ma, se la encontró alegre y revoltosa como 
una chiquilla, jugando ingenuamente, di- 
ciendo chistes, y poniendo en su conversa- 
ción el más cálido entusiasmo. Parecía una 
colegiala en vacaciones. 

De repente, se puso pálida, dejó de bro- 
mear, y una máscara de profunda tristeza 
cubrió su rostro. Era ya otra. ¿Y qué había 
pasado? Pues, sencillamente, que Josef von 
Sternberg acababa de entrar en la habita- 
ción. 

La historia de Trilby y Svengali, que Du 
Maurier escribió hace ya muchos años, y 



que todos hemos visto en el Cine, se repite 
en la vida, encarnada por la Dietrich y 
Sternberg. Pero con un nuevo capítulo: el 
de los esfuerzos de Marlene por librarse de 
la influencia de su inquietante maestro. 

Marlene (Trilby) no ama a Josef von 
Sternberg. Cuando sus amigos la dicen: 
"Si él sigue dirigiéndote, haciendo que re- 
presentes siempre el mismo papel, impo 
niéndotc un antiartístico amaneramiento, 
tu carrera de triunfos se desvanecerá rápi 
damente"... ella contesta, sin embargo: 
"Es el genio más grande de la pantalla." 

Innegablemente, Sternberg /rizo a Mar 
lene. Pero cuando un hombre hace a unn 
mujer, generalmente acaba por deshacerla 

Días pasados, no se sabe por qué, la 
Dietrich y Sternberg regaííaron. A la ma 
cana siguiente, en el restaurant de la Para 
mount apareció ella sola. (Desde que 11c 



E71 un baile de disfraces holly- 
woodense, Doxiglas Fairbanks. 
hijo, Joan Crawford y William 
Hnines, de lo más infantiles. 




■ TZ.'^fO-'iiSi^ti 




Dispense el lector que no podamos darle los nombres de estas amables jóve- 
nes; pero el caso es qxw. sólo los sabe el cajero que les pagó el sueldo cuando 
acabaron de bailar en la película de RKO-Pathé "Una Mujer de Experien- 
cia". De todos modos, ¿quién pide nombres ante este espeetáciilo? 



Abril, 1932 



PÁGINA 249 



C I N £ - M U N D I A L 



eBima* 



izaron a Hollywood siempre almor- 
zaron juntos) . Y lo mismo ocu- 
rrió durante toda la semana. . . A 
diario trabaiaba Marlene, dirigida 
por Joset, y a diario, al llegar la 
hora* del almuerzo, se separaban. 
¿Qué había ocurrido? 

Algo inesperado: Maurice Che- 
va lier,ique trabajaba también en 
el mismo estudio, almorzó un día 
con Marlene. Y otro día se les vio 
juntos en el Ambassador, jy bai- 
lando!. . . Y otro día, cosa extra- 
ordinaria, en el restaurant de la 
Paramount se vió sonreír a Mar- 
lene . . . 

Durante diez días, ya históricos, 
Trilby se vió libre de Svengali. La 
mujer autómata manejada por 
Sternberg se convirtió, momentá- 
neamente, en una muier de car- 
ne. . . y corazón. 





Charlotte Henrtj mostrando su- 
bido afecto i>or Adolphe Men- 
jou, durante la película "Amor 
Prohibido", de Columbia Pic- 
tnres. 



Marlene y Chevaher se hicieron foto 
grafías juntos, para publicidad de la Para- 
mount, ¡pero no tardó en surgir la orden 
de que se destruyeran tales fotografías y 
que en modo alguno se publicaran! Joset 
ven Sternberg fué el que se opuso. 

¿Qué clase de personaje es Sternberg? 
Clive Brook nos recuerda que hace algunos 
años le presentaron en Inglaterra a un 
hombrecillo interesado en arte y bellas le- 
tras, que le dijo: "El camino del éxito está 
en hacer que la gente le odie a uno. Yo 
procuro llamar la atención de los más gran- 

PÁGINA 250 



Maurice Cheialier, entre escena n es- 
cena de "Una Hora Contigo", su 
próxima cinta para Paramount, char- 
la con el campeón francés de pe^o 
"bantam", Kid Francis. 



des y los más poderosos, haciendo que me 
recuerden como a alguien a quien ellos 
odiaron". . . Ese hombre era Sternberg. V 
logró su propósito. Poco tiempo después 
se consagró al Cine, y un famoso director, 
que necesitaba que le ayudasen, le habló 
así: "Creo que podría hacer de usted un 
director. En tres meses podría enseñarle a 
serlo". A lo cual replicó Sternberg: "Me 
llevaría más tiempo a mí el enseñarle a di 
rigir a usted'' . 

Posible es que Sternberg esté un poco 
loco. Tal vez no sea más que un genio. . 
Lo indudable es que él hizo a la Dietnch 
Pero no se conformó con hacer a la actriz: 
quiso hacer también a la persona. iQviiso 
que en la vida real fuese Marlene la misma 
creación que él ideó para la pantalla! 

Los diez días que Marlene se vió libre 
del fatal hechizo pueden hacer cambiar la 

I Con lili 11(1 i'ii 1(1 ¡^íii/iiiíi -'.''/ ^ 






Wrldon Hci/bici-ri, nuevo galán 
joven que ha contratado la Fox 
¡lara que, en las películas an- 
gloparlantes, haoa el amor a las 
protagonistas c o rres })ondientes. 

Abril, 19:^2 



^ 



Lionel Atwill, viril artis- 
ta del lienzo, que se 
destaca en la produc- 
ción de Fox, "The Si- 
lent Witness", éxito de 
temporada. 



A 



Dolores del Río, cuyos 
laureles reverdecen en 
su más reciente filma- 
ción: "The Girl of the 
Rio", estrenada por 
RKO-Radio. 




I 





á 



\m 



CINE- MUNDIAL 



(lAixa, la 

muchacha 
medaganat 



Por 

Luis Antonio de \'ega 



LA caravana ha acampado sobre la arena. 
Allí, a poca distancia, está el oasis. 
■^ No el de Tafilalet que hemos dejado 
muy atrás; ni siquiera los del Figuig que 
era el límite extremo sur que yo había al- 
canzado por el Desierto. Por el momento, 
ya no es tierra marroquí sino tierra argelina 
la que pisan las patas de nuestros drome- 
darios. Mi jefe me ha hecho el honor de 
sentafme a su izquierda en la puerta de la 
tienda, y de sus labios, que mandaron ayer 
ahorcar a uno de la tribu, he sabido cosas 
que no ignoraba porque eran la comidilla 
de toda la caravana. 

Y el árabe me ha dicho: 
— Sin duda Dios quiere que tú seas un 
nuevo "medaganat". 

(Los medaganat no son ni árabes, ni be- 
reberes, ni tuaregs. Es una tribu mitad 
nómada y mitad sedentaria. Hasta que Es 
paña, Francia e Italia no impusieron su do- 
minio a los estados africanos, el "medaga- 
nat" cuidaba de que el tuareg no saquease 
al árabe. El árabe cultivaba la tierra y el 
medaganat, mediante un tributo que impo- 
nía al agricultor, le defendía del berebere 
y del tuareg. La intervención de Europa 
ha hecho ineficaz la protección medaganat, 
convirtiéndole en una mezcla de árabe y de 
tuareg. Tan pronto comercia como saquea 
los aduares. El europeo no hace distinción 
entre el medaganat y el tuareg, pero el me- 
daganat haría brillar el acero de su gumía 
si alguien le confundiese con su vecino del 
Desierto. El tuareg es, por lo regular, un 
hombre impío e incrédulo, mientras que los 
medaganats son extremadamente religiosos 
y Mahoma les tiene reservado un buen es- 
pacio dentro de su corazón, que es el co- 
razón del Islam. Fuera de ésto, puestos a 
saquear, ignoro quién lo haría con mayor 
brío ni con una crueldad más refinada, si los 
incrédulos tua- 
regs o los piado- 
sos medaganats.) 
Tan unido al 
Sahara me en- 
cuentro, tan pa- 
tria propia me ha 
parecido muchas 
veces Marruecos 
que ni siquiera 
he protestado en 
mi fuero interno 
de que se me 





quiera hacer medaganat, sino que mclinán- 
dome le respondí con la fórmula árabe: 

— Sobre mi corazón y sobre mi frente 
que desearía ser "medaganat". 

— Pues no hay duda de que en el Libro 
está escrito desde antes del principio del 
mundo que tú y los medaganats harían 
alianza. La alianza de la sangre será con 
nosotros. Desde este momento te llamo 
hijo. Mi hija será tu "hermano del demo- 
nio", (hermano del demonio en el giro me- 
daganat significa prometida) . En cuanto 
lleguemos a Beni Iztallán se celebrarán los 
esponsales. ¡Dios es Todopoderoso! 



La hija del lefe de mi caravana es tam- 



bién hija de una ouled-nail, de una de esas 
mujeres cuyos brazos están abiertos para 
todos los caminantes, y por este hecho los, 
escrupulosos medaganat no la han pedido 
por esposa. La muchacha podrá tener has- 
ta doce años — doce años en el Desierto no 
son una edad infantil — y de su malicia he 
tenido pruebas por la muerte de un pastor- 
cito beréber de cuyo cinturón bordado se 
encaprichó la pequeña. Luego su padre 
mandó a ahorcar a quien dio muerte al pas- 
torcito y Aixa, en su edad temprana, es ya 
la protagonista de todo un drama de amor; 
toda una tragedia pasional envuelve su jai- 
que blanco, pesa sobre sus hombros mi- 
núsculos de color canela. 

(Continúa en la [>ágina 288) 

PÁGINA 257 



C 1 N E - M U xN D I A L 



í^armen J^rraheiti 
habla de Hollywood 



o r 



A delardo Fernández Arias 



MADRID Calle Almirante. Un 
ascensor. Una casita coqueta. En 
una salita, de muebles severos y 
tonalidad semiobscura, domina un magní- 
fico retrato de María Guerrero, la gran ac- 
triz española que cuando murió hizo com- 
prender a España su gran talento teatral 
Es un óleo maravilloso, de Sorolla: uno de 
los retratos más portentosos del genial pin 
tor valenciano 

Entran, Carmen Larraheiti y su mando: 
Carlitos Día; de Mendoza, el hijo del gran 
señor que supo hacer compatibles toda la 
prestancia de su aristocrática figura de 'no- 
ble de abolengo y la vida inquietante del 
Teatro: me saluda amablemente Carmen. 



vechar aquellos paseos por la salita, para 
que la figura de Cariitos se refleje en el 
espejo que descansa sobre la chimenea don- 
de se destaca simbólicamente el retrato de 
Don Fernando Díaz de Mendoza, su padre. 

Y hablamos. Carmen Larrabeiti me dice: 
-¡Me parece mentira estar aquí, de re- 
greso, después de vivir aquella vida de Ho- 
llywood, tan encantadora! 

— /.Algo retrospectivo? 

- -Yo, era una muchachita de Bilbao y 
me encantaba el Teatro. Mi familia era 
ajena en absoluto a mi afición. Vine a Ma- 
( Continúa en la l^áfiino 291) 





En Hollywood y en su auto. Carlofs Díaz de 

Mendoza, Carmen Larrabeiti >/ la rubia hifita 

de ambos. 



su esposa, sonríe con una dulzura inefable 
Su belleza característica tiene el encanto de 
una sugestión personal irresistible. Hay en 
la expresión de su rostro una mezcla de 
ingenuidad maravillosa y picardía excelente 
que dan a su fisonomía de actriz simpática 
un sello inconfundible de personalidad ex- 
quisita. 

Nos sentamos en un rincón de aquella 
salita coquetona. Garlitos Díaz de Mendo 
za se pasea nervioso: con esa nerviosidad 
natural y muy suya que envuelve la figura 
del actor en un aspecto típico de dinamis 
mo extraño y vibrante. 

Alfonsito, al enfocar el grupo, sabe apro 

PÁGINA 25K 



El autor de este 
artículo char- 
lando con la ac- 
triz en la sala 
de la rasa de és- 
ta, en Madrid. 



Carmen Larra- 
beiti, la actriz 
teatral y cinema- 
tográfica españo- 
la, con su hijitd. 
en su casa de Ma- 
drid. 




LOS juicios sobre 
los líos de la co- 
lonia artística hispana 
de Hollywood (hoy 
dispersa a los cuatro 
vientos) que se expre- 
san en esta crónica, 
son de la exclusiva co- 
secha del compañero 
que los firma, el cono- 
sido novelista y perio- 
dista madrileño Ade- 
'ardo Fernández Arias, 
que acaba de llegar a 
Nueva York en repre- 
sentación del A. B. C, 
de la capital de Es- 
paña. 



Abril. 1932 



CINE-MUNDIAL 



zMundiales 

Información universal y exclusiva para esta revista^ suministrada por 
nuestros corresponsales y por el servicio International Newsreel. 




En efecto: ha llegado la civilización o Abisinia. El 

emperador Selassie maneja una ametralladora que 

le regalaron en Europa, generosamente. 

Abril, 1982 



El inventor francés Charles de Rouge con el avión 
sin cola — el primero de esa eftpecie que st fabrica 
en si4 pais — i/ que él ideó. La especie de corneta qiu 
lleva arriba es para gobernar ascenso // descenso de 
la máquina. Dicen que In estabilidad del aparato 
está probada. 



PÁGINA 259 



CINE-MUNDIAL 





Los patinadores más veloces de 
los Estados Unidos — que obtu- 
vieron primer lugar en las Olim- 
piadas invernales — enfilándose 
sobre el hielo en Lake Placid, 
Nueva York, donde se realizaron 
esas pruebas. 



Suzanne Lavaud, pre- 
sentando su tesis de 
doctorado en la Sorbo- 
na — nada menos — a 
pesar de ser sordomuda 
de nacimiento, después 
de brillantes estudios 
en ese centro de la cul- 
tura francesa. La tesis 
tuvo por tema las obras 
dramáticas de Marie 
Leneru, otra francesita, 
que se quedó ciega y 
sorda a los doce años 
de edad. 





Modelo en miniatura de la ciudad de 
Olimpia, en la antigua Grecia, donde 
se celebraran las famosas Olimpiadas 
que ahora hacen retoña/r los modernos 
deportistas. El estadio se ve a la de- 
recha, arriba, tras la galería de co- 
lumnas. Este modelo está en un Mu- 
seo de arte neoyorquino. 



\ 

I 



No es un cabaret, ni son estas másca- 
ras, sino un hosjntal durante una ope- 
ración en San Luis Missouri. Loa 
fantásticos adornos del aposento son 
para que el paciente se distraiga y no 
piense en el bisturí ni en médico y en- 
fermeras .. . sino en las musarañas 
ambientes. 



PÁGINA 2f;o 



Abril, 1932 



CINE-MUNDIAL 




Estos que cosen asiduamen- 
te en sus máquinas son sol- 
dados alemanes de uno de los 
cuarteles de Berlín donde 
todo recluta recibe, entre 
otras cátedras obligatorias, 
la de fabricar y zurcir ropa. 
También se les enseñan 
otros oficios y, particular- 
mente, el de reparar y com- 
poner maquinaria. 



Nadadores del Club Bel Air Bay, de Califor- 
nia, inanteando a una nueva soda que vino 
a probar su suerte en aguas del "Pacífico." 



El famoso actor Douglas Fairbanks 

retratado, por excepción, al lado de 

su hermano Rohert de quien nadie 

había oído hablar. 




El barítono español Juan Pulido, 
con su esposa, Dalia Iñiguez de 
Pulido, que — él como cantante 
y ella como pianista y recitadora — 
se proponen hacer una jira artís- 
tica por Centro y Sur América, 
después de su temporada de éxito 
en Nueva York. Pulido, a quien 
conocen bien nuestros públicos por 
sus interpretaciones fonográfica^s, 
lleva un brillante repertorio de 
ca.nciones españolas e hispanoame- 
ricanas, de las que le han hecho 
popular. 




Musashiyama, campeón de lucha libre del Japón, dejándose arre- 
glar el cabello por un peinador profesional, antes de participar en 
un encuentro con un temible rival. Es una ceremonia ritual en 
estos casos. Musashiyama se distingue, además, por haber orga- 
nizado, y ganado, In primera huelga de luchadores de que se tiene 
noticia en el mundo. 



Abril, 1932 



PÁGINA 261 






CINE-MUNDIAL 



II 




A la izquierda, Diego de Almagro y a la derecha Cabeza de Vw- 
ca, dos de los que, con otros valiosísimos cuadros, integran la 
Exposición de Consquistadores Españoles que el descollante 
artista valenciano Usabal abrió hace poco en el Museo de Arte 
de Brooklyn. Diez años de labor en este pais han sido corona- 
dos por esta brillante exhibición. Sólo Zuloaga y Sorolla han 
tenido el privilegio de exponer sus obras en el aludido museo 
neoyorquino. 



Louise Stokes, de color y de 18 años, batien- 
do el récord de salto a lo largo, en Boston. 
Su salto midió ocho pies, cinco y media pul- 
gadas, que es el máximo. 




PÁGINA 262 



Abril, 1932 



CINE-MUNDIAL 




George O'Brien en 

"Rainboiv Traü", de 

la Fox. 



Nuestra 

opinión 



"Soñaclores de 
la Gloria", sono- 
ra en español de 
Contreras To- 
rres. United Ar- 
tists. — Varios 
han sido los pro- 
ductores hispa- 
nos que dieron, 
en celuloide, la 
expresión de 
nuestras ideas 
fot o dramáticas; 
pero ninguno 
hasta ahora ha- 
bía consumado 
la obra de arte 
con tanto empe- 
ño ni por cuenta 
exclusiva, ya que 
los anteriores 
contaron con el 
apoyo financiero y la cooperación técnica de 
los talleres norteamericanos, en Europa y en 
Hollywood. Tocó al laborioso mejicano Con- 
treras Torres concentrar en una cinta direc- 
ción, argumento, interpretación, fotografía 
y. . . . capital propios. Sólo una fe digna de 
aplauso, sólo un entusiasmo sincero y legítimo 
T)odían dar cima a una película filmada en 
tales condiciones. Y la fe quedó justificada, 
y el entusiasmo dio fruto. 

Ya se ha llegado a simplificar el análisis 
de una cinta de cine. ¿Tiene trama verosómil 
y bien desarrollada? ¿Posee buena interpre- 
tación? ¿Cuenta con episodios dramáticos? 
¿La embellecen detalles animados de foto- 
grafía y de contrastes de luz? Pues, entonces, 
es una buena película. Y ningimo de esos 
requisitos falta a la producción de Miguel 
Contreras Torres. 

Pero, aquí, además, hay la revelación del 
T>roductor como intérprete de genuinos méri- 
tos; hay, en lo que respecta a Paul Ellis, su 
mejor trabajo como actor dramático en todas 
las escenas en que aparece; hay I.ia Tora. . . 
y hay, sobre todo, algo intangible que corona 
la producción: no tiene acento hollywoodense. 
Es demasiado hispana para que se le noten 
perfiles de opereta: el elemento dramático es 
como lo entendemos nosotros y, si se desliza 
suavemente en los episodios amorosos — en los 
que nadie echará de menos ninguna falsa sen- 
sualidad — cuando llega el girón de tragedia, 
eJ argumento adquiere proporciones épicas. 
Una de las escenas de mayor realismo que se 
han proyectado en el lienzo es, en su aspecto 
general y sus detalles, la del combate entre 
rífenos y españoles. 

La mayoría de los episodios fueron filma- 
dos en España, cuya luz llevó esplendor a la 

Abril, 1932 




Miguel Contreras Torres, Pepet y 

Paul Ellis, en "Soñadores de 

la Gloria". 



pantalla. La trama, sencilla y verosímil, se 
desenvuelve también en la atmósfera españo- 
la. El diálogo es muchísimo mejor que los 
que antes hemos tenido que aguantar en pelí- 
culas de pretensiones. 

La versión que me fué mostrada tenía un 
defecto facilísimo de corregir: exceso de me- 
traje, con el consiguiente retardo en el desa- 
rrollo del tema. Unos cuantos tijeretazos, 
dados sin miedo, redondearán esta pequeña 
joya cinesca. — Ariza. 

"Tomorrow and Tomorrow", sonora en in- 
glés, de Paramount, — Ruth Chatterton y 



Paul Lukas; la primera en pa- 
pel de una señora empeñada 
en tener un hijo y el segundo 
como hombre de ciencia y co- 
mo. . . bueno, el argumento es 
un poco escabroso y voy a de- 
jar que el lector se imagine 
qué otra misión tiene Lukas en 
este asunto. (No hay que per- 
der de vista los legítimos an- 
helos de la dama). La pelícu- 
la está muy bien, sobre todo 
por el trabajo de los intérpre- 
tes y por el desenlace que es 
de carácter dramático y senti- 
mental. La recomiendo, — 
Guaitsel. 

"A Woman Commands", so- 
nora en inglés, de Radio. —~ 

¡Pola Negri toma la palabra y 
canta! Y, además, tiene una 
voluptuosa voz de contralto, 
que va a robar admiradores a 
otras estrellas con menos ta- 
lento. El argumento es euro- 
peo y con multitud de detalles que pudiéra- 
mos llamar de opereta: razón de más para 
que guste la cmta como obra de espectáculo. 
Hay intriga, más o menos romántica, amores 
tempestuosos y la inevitable tragedia. Como 
colaborador, el que descuella es Roland 
Young. — Guaitsel. 

"Forbidden", sonora en inglés, de Colum- 
bia. — Barbara Stanwyck y Adolphe Menjou 
en una de las películas más atractivas de la 
temiíorada, particularmente porque revela el 





Escena de "A Wo- 
man Commands", 
con Pola Negri, de 
la Radio. 





Marie Dressler y 
Jean Hersholt en 
"Emma", de Me- 
tro-Goldwyn-Mayer 



Barbara Stanwyck en 

"Forbidden", de Co- 

lumbia. 



talento de la joven actriz, de 
quien, hasta ahora, no había- 
mos visto una interpretación 
mejor. Su trabajo en "For- 
bidden" la pone en primera lí- 
nea entre las estrellas del lien- 
zo. El argumento posee a la 
vez belleza y audacia: es la 
historia de una seducción, co- 
ronada por abnegado sacrifi- 
cio, y posee elementos dramá- 
ticos que la Stanvs^yck explota 
a maravilla. Será un éxito. — 
Ariza. 



Un momento de "Tomorrow 
and Tomorrow", de Para- 
mount, con Ruth Chatterton. 



"Emma", sonora en inglés de M-G-M. — 

Mary Dressler y Jean Hersholt en una pelí- 

cida sentimental, con intermedios cómicos. 

De los i^rotagonistas principales, fallecen dos 

(Continúa en la página 279) 

PÁGINA 263 



CINE-MUNDIAL 




¡El Dolor Avisa el Peligro! 

Una bocd dolorida, enferma; 
impide masticar bien. 

¡Cuide sus dientes! Cepíllelos 
diariamente dos veces. Vea al 
dentista cada seis meses .... y 
pregúntele por el CALOX. El 
mejor dentífrico por dos razones: 
Id primera, porque es polvo; co- 
mo lo que él usa para sus dientes. 

y la segunda, porque está oxi- 
genado. CALOX limpia comple- 
tamente, neutraliza los ácidos de 
laboca e impide la descoloración 
de los dientes y la irritación de 
las encías. Pídalo cuanto antes a 
su farmacéutico. 

A quien lo solicite enviaremos 
GRATIS una muestra de CALOX 




EL NUEVO 
ENVASE 
^/CALOX 
Cierra y 

abre con la 
presión 

de UQ dedo. 



McKesson &■ Robbins, Inc., Dept. Q. 
79 CliflF Street, Nueva York, E. U. A. 

Sírvanse remitirme una mues- 
tra GRATIS de Calox. 

Nombre 

Calle 

Ciudad País 



^ 



ev a lork 
(^.^híusical 



Por Luis A. Delgadillo 



JAN PADEREWSKI dio, hace pocos días, 
un concierto sin precedente. El pianis- 
ta polaco dejó escucliar su magistral 
ejecución ante una inmensa concurren- 
cia, a beneficio de los músicos que en esta 
ciudad están sin empleo. La audición se ce- 
lebró en el Madison Square Carden — la meca 
de los deportes neoj'orquinos — en presencia 
de ¡veinte mil personas! 

Se recaudaron, para los beneficiados, dos 
docenas de millares de dólares. 

Me parece que nunca, antes, se dio un con- 
cierto de salón en im salón de tales propor- 
ciones ni ante tal número de diletantti. 



Los hermanos Figiieroa. — Estos tres jóve- 
nes artistas de Puerto Rico están actuando 
con éxito en algunas salas de conciertos de 
aquí. 

Pepito, como se le llama familiarmente, es 
la figura más prominente del grupo y hay que 
decir, respecto a su técnica, que es firme y 
clásica. El maestro que tuvo era demasiado 
escolástico, y nunca le permitió la más ligera 
libertad de espíritu. Por ésto, Pepe da mu- 
cho más cuidado al riguroso tecnicismo que 
a la expresión musical. 

Opino que sería más armónico que los her- 
manos Figueroa no permitiesen en sus reci- 
tales la superabundante aglomeració- de nú- 
meros, absolutamente diferentes, sir "ezclar 
lo clásico con lo popular. 



Alfredo San Malo en Nueva York. — Este no- 
table violinista panameño ha empezado una 
tonrnée artística liace algunos años por acá en 
Yanquilandia, después de haber obtenido 
triunfos en Europa. Espíritu fino, con cul- 
tura musical exquisita, tiene que dar más to- 
davía en su cuerda, pues es joven aún. 

San Malo, a pesar d£ que no le acredita su 
apellido amenazante, es un San Bueno en 
materia de arte. 



Lo que cuesta la celebridad en Nueva York. — 
No es de más que sepan los músicos de Amé- 
rica Hispana que no conocen el medio am- 
biente artístico de esta enorme ciudad, los 
siguientes datos. 

Ante todo, para todo- y sobre todo, para 
venir a Nueva York con anhelos de ser cono- 
cido y hacer explotación de lo que en sí pue- 
de dar el artista, hay que traerse libres no 
menos de diez mil dólares para gastarlos en 
managers, publicidad y pago de teatros, etc. 

Aquí la sala de reputación que menos vale, 
alquilada por una noche, no baja de 150 dó- 
lares. Hay muy pocas salas para espectáculos 
gratuitos. 

Por acá estamos en otro mundo muy dis- 
tinto al de nuestra América. Mientras allá 
derrocharnos Iiospitalidad y cariño de familia 
para todos los artistas, aquí no se da nada a 



PÁGINA 264 



nadie; es el país donde hay que resolver los 
asuntos, por mínimos que sean, a base de dó- 
lares. IjH ley es pareja en este caso: lo mismo 
pagan el reclamo, Paderewski, Kreisler, Itur- 
be, o las orquestas sinfónicas, que el más ig- 
norado autor o ejecutante del mundo. Si no 
aporta dinero para presentarse bien al pú- 
blico o a los empresarios, pasará cualquier 
artista ilustre como Perico el de los Palotes... 



Grupos hispanos que actúan en las estaciones 
de Radio. — Las actividades musicales de al- 
gunos artistas hispanos es notoria en las esta- 
ciones neoyorquinas de radio: Tito Guizar y 
su grupo. Madriguera y su orquesta, Mariani 
y sus "marionettes", la condesa Olga de Al- 
bani. Tito Coral, las niñas Torroella,, Lola 
Cabrera, los hermanos Hernández... Todos 
mantienen vivas aquí nuestras tradiciones. 



El cuarteto de Londres. — El 4 de enero pa- 
sado en el Carnegie Hall hubo una audición 
extraordinaria: la presencia de cuatro maes- 
tros de la cuerda bastaba para salvar alguna 
deficiencia que pudiera haber. Hay tantas en 
las salas de conciertos, pero da lo mismo lo 
bueno que lo malo para la mayoría del pú- 
blico que asiste a oír la música europea, por- 
que para este público — no hablo de los que 
saben estimar y juzgar a los buenos — lo im- 
portante es qvie los autores sean judíos o eu- 
ropeos, o que el director sea Toscanini, Sto- 
kowski o Kleiber. No importa la edad de 
los números del programaa. Aplaudirán a 
reventar. 

Yo no soy adorador de ídolos o pontífices. 
Si hacen planchas o cometen errores, los cri- 
tico, puesto que los virtuosos del Arte — así 
los llaman los incautos moralistas a la viole- 
ta — son los más obligados a dar pruebas 
inequívocas de su saber, y de un gran puri- 
tanismo en la cabal interpretación de la mú- 
sica ajena. 

El cuarteto de Londres formado por los 
profesores John Pennington, Thomas Petre, 
William Primrose y C. Warwick Evens, es 
de primer orden. Entiendo que no son todos 
ingleses de pura cepa, pero sí maestros y ésto 
es suficiente para mí. Ejecutaron sobria- 
mente: ni más ni menos. Mozart no hubiera 
desdeñado darles un abrazo de felicitación. 

Una filigrana de exquisitez atonal fué la 
vivida interpretación de la bellísima y ultra- 
moderna suite "Tlie Pixy Ring" de H. Waldo 
AVarner. i Cuánta riqueza de ritmo y de pre- 
ciosas disonancias se puede escribir para un 
cuarteto de cuerdas! Pero sin duda, para es- 
cribir como Warner hay que conocer a fondo 
la alta composición y todos los secretos es- 
pléndidos de la fina poesía en la gama de 
los sonidos. 

Los pianistas Ethel Bartlctt y Rae Robert- 
son ejecutaron a dos pianos una sonata de 

(Continúa en la página 271) 

Abril. J1932 



CINE-MUNDIAL 




De izquierda a dere- 
cha, William Melni- 
ker, director de la 
M-G-M en Sud Amé- 
rica; Juan J. Letsch, 
gerente en Argenti- 
na; A<^-thur Loeiv, 
vicepresidente de la 
M-G-M y Augusto 
Alvarez, empresario 
del cine bonaerense 
Broadway." 




El General Rafael de 
Nogales, venezolano, 
que se batió como je- 
fe de división de Tur- 
quía, aliada de Alema- 
nia durante la guerra, 
y que ahora acaba de 
publicar su interesantí- 
simo libro "Memoirs of 
a Soldier of Fortune." 



Gráfica de la erup- 
ción del volcán 
guatemalteco que, 
a principios de año, 
sembró cenizas y 
pánico por la co- 
marca. 



Vicente Parrile, peso com- 
pleto argentino que, sin 
publicidad ni bombos, ha 
hecho una magnífica cam- 
paña en Nueva York. No 
ha perdido una sola pelea 
desde que llegó, ganando 
por "knockouts" las cinco 
últiynas. Hace un mes tuvo 
éxito rotundo en el Madi- 
son Square Garden. 



♦ ♦ ♦' ♦ ♦' ♦" V ♦' '♦' "♦' 




Hotel 
La Estrella 

129-131 West 74th Street 

Nev/ York 

Teléfonos: TRafalgar 7-1750-1751 

NICANOR FERNANDEZ, 
propietario 

CSTE edificio de mo' 
*— ' derna construcción 
se levanta en uno de los 
puntos más céntricos de 
la metrópoli — al lado de 
estaciones del Elevado y 
Subterráneo y a corta 
distancia de los teatros y 
el distrito comercial. 

Hermosas y amplias ha' 
bitaciones. 

Absoluto confort. 

Gran comedor artística- 
mente amueblado y es- 
pacioso salón de lectura 

EXCELENTE COCINA 
ESPAÑOLA Y CRIOLLA 

Dirección cablegráfica: 
NIKI ' NEW YORK 

..♦^^♦^ >^ >«.>- >«. >^ >^ >^ >^ >^ >^>.».>.»^ J 



I Abril, 1932 



PÁGINA 265 



CINE-MUNDIAL 




PETA 




I Hn 'Hlw^^Cotumhía 



Zíra, El Rastro, Venezuela. — Puede usted mandar el 
importe de la suscripción en giro postal, establecido en to- 
dos los países y supongo que también en el suyo. En 
esta misma forma puede usted enviar su dinero a todas 
aquellas casas en qué desee hacer compras. La sirvo con 
mucho gusto de cartero, como usted dice, y entrego sus 
misivas al Grafólogo y al Mago de los Sueños, que ten- 
drán mucho gusto en atenderla. 

El Guante Rojo, San José, Costa Rica. — No sé la di- 
rección de la señorita por quien usted se interesa, pero si 
le envía una carta dirigida a su nombre — a nombre de 
ella me refiero — a la revista "Carteles" de la Habana, 
Cuba, es seguro que de allí la harán llegar a sus manos. 
Por lo que se refiere a su opinión sobre la colocación de 
los artículos en periódicos y revistas norteamericanas, no 
es posible complacerle. En los diarios se hace para dar 
más variedad a la primera plana que aparece así siempre 
llena de títulos sugestivos que interesan al lector a simple 
vista. Y, por lo que se refiere a las revistas, esa es la 
forma establecida como normal por todas las publicaciones 
de ese género. No me extraña que le choque porque a m! 
no me hacía gracia tampoco cuando llegué a este país. 
Ahora, en cambio, comprendo los motivos y las ventajas 
del sistema y no me llama la atención, encontrándolo muy 
práctico. Doy cuenta de su segunda carta a la dirección 
de CINE-MUNDIAL. La dirección está bien puesta y 
puede mandar así sus cartas siempre que lo desee. 

Leinadfe, Lima. — Hay un ejercicio calisténico muy in- 
dicado para su caso, que consiste en estirarse. Póngase 
de pie, con los pies bien juntos, los brazos pegados al 
cuerpo y las puntas de los dedos descansando en los hom- 
bros. Con movimiento rápido, levante los brazos hacía 
arriba tan alto como le sea posible y levántese después 
sobre las puntas de los pies. Descanse luego los pies en 
el sucio, baje las manos a los hombros y pegue los brazos 
al cuerpo. Estos tres movimientos, perfectamente rítmicos 
y repetidos diez veces al principio, hasta llegar a hacerlos 
veinte veces por la mañana y otras tantaas por la noche, 
ante una ventana abierta, le podrán ayudar taal vez en su 
empeño. Su peso no es mucho, pero, si se encuentra salu- 
dable, vale más que tenga falta de grasa que no exceso, 
que éste ya le vendrá con los años. La desaparición de 
pecas y lunares es harto difícil de conseguir, y aunque las 
primeras se van aclarando con los años, los segundos que- 
dan siempre. Procure que no le dé el sol en la cara y 
use alguna de las buenas cremas que se anuncian para las 
pecas. 

Stella Marina, Guatemala. — Después de leer su carta, 
no puedo menos de decirla que es usted la mujer más 
feliz del mundo y que debe procurar a toda costa no per- 
der esa dicha. Comprendo muy bien lo que usted sufre. 
Todo eso que le preocupa y que le parece espantoso, no 
tiene la menor importancia en el caso de usted que me 
confiesa lo mucho que la quiere su marido, lo extremoso 
que es con sus hijos y su excelencia por todos conceptos. 
¿Ha tenido usted alguna explicación con él sobre el mo- 
tivo de sus celos? Si la ha tenido ya, vuelva a tener otra 
y háblele serenamente, haciéndole ver el tormento en que 
usted vive y rogándole que lo ponga término si no quiere 
que usted tome una resolución radical, puesto que as! no 
le es posible vivir. Vea lo que él le contesta y obre de 
acuerdo con ello. Estoy seguro que se reirá de su do- 
lor, considerándolo como una niñería; la tomará en sus 
brazos, la acariciará como a una chiquilla y le demos- 
trará que todo ello son visiones suyas que carecen de 
importancia. Si es así, dése por satisfecha, hágale jurar 
que no quiere a nadie más que a usted — lo que él no 
vacilará en hacer — y quédese tranquila, sin importunarle 
más. Este dolor suyo, confesado una vez, le hará sentirse 
orgulloso de lo mucho que usted le quiere. El pecado 
mayúsculo del hombre es la vanidad. ¡Si lo sabré yo bien! 
Y los celos de la mujer amada son un motivo de íntima 
delicia. Pero, después, olvídese del caso y no insista. La 
segunda escena que usted le hiciera le impacientaría. La 
tercera le enojaría seriamente. Y a la cuarta es posible que 
con su insistencia hubiera usted logrado interesarle en 
aquello que anteriormente no era más que un pasatiempo 
sin consecuencias. No es el primer caso. Esto que le 
digo, pángalo en práctica si es que ya ha mediado alguna 
explicación entre ustedes. Si, felizmente, usted ha callado 
hasta ahora, siga callando, hágase la sueca, no vuelva ja- 
más a mirar un bolsillo ni una cartera de su marido, no 
averigüe, no indague, no pregunte, ignórelo todo y vuelva 
a ser feliz, plenamente feliz porque yo le aseguro a fuer 
de hombre y de ser hombre no muy santo — fuerza es 
confesarlo — • que cuando se tiene un hogar feliz como el 
suyo, no hay influencia extraña que pueda, no ya desba- 
ratarlo, sino ni siquiera conmoverlo. Las inevitables in- 
fidelidades de los hombres, no tienen consecuencias y son 
hijas del medio y del ambiente en que se vive. Suelen 
resultar una cosa tan superficial que no pasa de flor de 
piel y que jamás arraiga. La mujer propia, los hijos, el 
hogar, el ambiente social en que uno se mueve, eso es lo 
que importa y lo fundamental y lo sagrado. Claro está 



que hay e.tcepcíones en que una pasión lo arrolla todo. 
Pero esto — que, si la mujer propia sabe tener un poco 
de paciencia y un mucho de diplomacia, también pasa 
— ya tiene otros síntomas de abandono, de desdén e indi- 
ferencia por parte del marido y de osadía y desfachate! 
que, si no se puede tolerar, hay que curar con la doloroja 
aplicación de un divorcio. Pero como, por su carta, me 
doy cuenta de que no es éste su caso, le aconsejo que siga 
la táctica que le indico — y verá que pronto se siente 
dichosa y no se atormenta más con dudas absurdas. Tengo 
idea de que en alguno de los números anteriores he con- 
testado ya al otro asunto de su carta referente a su niñita. 
Si no ha sido así, repita la consulta y la atenderé. 

Alma, Habana. — ¡Alma mía!, tengo ganas de decirla. 
O i alma de cántaro!, si tuviera confianza con usted. 
¡ Pues no me pone usted en apuros, que digamos, con 
sus preguntas y con las ilustraciones de su carta! Vamos 
por partes, criatura. Los hoyitos estilo Dietrich, Tallullah, 
etc., no se pueden hacer con nada. Hay que nacer con 
ellos y no debe pesarle no tenerlos porque no son nada 
bonitos. Para mi gusto al menos, aunque difiera del suyo. 
Para los párpados tampoco hallo el remedie, ni me gusta 
lo que la entusiasma a usted. Las pestañas tienen mejor 
arreglo con ayuda de un pincel y de cualquier líquido, 
que puede ser rimel, Maybelline, etc., etc. Tampoco la 
aconsejo que se queme el pelo — esos tintes que usted 
quiere no hacen otra cosa — pero íí puede aclarárselo con 
un cocimiento- de manzanilla o té. La reducción de las 
caderas se consigue con calistenia al canto. Coloque sus 
manos en las caderas, póngase "en jarras", como se dice 
vulgarmente, levántese sobre las puntas de los pies, y, sin 
colocar la planta de los pies .lobre el suelo, agáchese hasta 
quedar en cuclillas sobre los talones, conservando el cuerpo 
perfectamente derecho y más bien echado hacia atrás, y 
volviendo a levantarse hasta quedar de pie. Diez veces al 
principio y rítmicamente, mientras se cuentan cuatro, has- 
ta llegar a ejecutar el ejercicio sin cansancio veinte veces. 
Cuando tenga dominados estos movimientos, trate de que- 
darse sobre la punta de un pie en cuclillas, como las gru- 
llas, estirando verticalmente la otra pierna y volviéndola 
a su primitiva posición. Como le costará bastante trabajo 
este segundo ejercicio, cuando lo domine se encontrará con 
que sus caderas han disminuido de volumen todo lo que 
usted quiere. Este mismo ejercicio la servirá para endu- 
recer sus carnes. Usted debe pesar sobre poco más o 
menos, de acuerdo con su estatura, 124 libras. Para des- 
cansar sus ojos cuando trabaje demasiado, póngase unas 
compresas de agua fría sobre los párpados y permanezca 
acostada cinco o diez minutos, renovándolas. Para dar 
brillo a los ojos la preparación Murine. muy buena e 
inofensiva para la vista. No me hable de adelgazar por 
medio de medicinas o perdemos la amistad recién hecha. 
No se moleste en escribir argumentos de películas con 
destino a los estudios porque no se molestarán ellos ni 
siquiera en leerlos, a menos que los pidan previamente. 
Conozco a ese caballeero pero es inútil que le pregunte 
porque no me había de decir otra cosa que ésta que vo 
la digo. -17" 

M. A. F. Quibdo, Colombia. 



PÁGIXA 266 



, - . Con respecto a la pri- 

mera parte de su carta, no creemos que pueda conseguir 
lo que desea ni sabemos el modo de facilitárselo. Por 
lo que se refiere al equipo que le permita economizar la 
banda de música, el aparato que usted quiere y necesita es 
una Combinación Automática Víctor RCA, a la cual se 
le pueden añadir tres alta-voces, formando un total de 
cuatro, conectadas en series paralelas, para que su impe- 
rancia resultante sea igual a la de una sola. Estas alta- 
voces tienen que ser exactamente iguales a la original, pues 
de lo cotnrario el sonido sería defectuoso. La Agencia 
Víctor le podra dar detalles y en caso de que no los pueda 
conseguir en esa localidad puede escribir a la RCA— Víctor 
iall<mg Machine Company, en Candem, New Jersey. 

Magdalena sin arrepcntir, Germantown, Filadelfia — No 
se a que centro se refiere usted. Si es el Club de Artistas 
Hispanos, lo conozco y le podría dar su dirección Pero 
tendría usted que decirme si es éste efectivamente el que 
la interesa Los pasajes baratos de que le han hablado 
deben ser los de la Dollar Line. Déme más detalles si 
quiere que_ la conteste sobre esto. Usted es todo le con- 
írario de Alma , a la que respondo en esta misma sec- 
ción Ella peca por exceso de detalles en sus preguntas 
y usted por falta de ellos. Conozco la Crema de la Rein. 
y es, efectivamente, muy buena. Según me explicó el fa- 
bricante al que conocí casualmente en una exposición del 
Crand Central Palace, en una de las instalaciones de cos- 

ZI'oaL k- t ?"d " "", ''=""° ^^ '=» "-fin^ Mari., 
Magdalena Barbara de Portugal, esposa de Fernando VI 

rTn,.t, TrM"-"' '"" ""•- ^° recuerdo el nombre 
completo del fabricante, pero sí su apellido v su direc- 
ción. Es Mr. Palery, del 220 W. 42nd Street. New York 
bi usted le escribe, el le podrá dar más detalles La 
amiga que iba conmigo a la Exposición del Central Palace 
que usa siempre esta crema dice que la conserva el cutís 
a maravilla No se si serán exageraciones de ella, que de 
por SI es bastante guapa. 



Abril, 1932 



CINE-MUNDIAL 





Hasta el principiante 

toma fotografías soberbias con 
Película Verichrome Kodak 



EL principiante no necesita tener "suerte" para tomar buenas 
instantáneas. Todo lo que necesita es emplear legítima Pelí- 
cula Verichrome Kodak. 

El aficionado veterano obtiene instantáneas mejores con Veri- 
chrome. La diferencia se nota al instante: más nitidez, más 
detalle, mayor fidelidad de tonos en la fotografía. 

Pruébese la nueva Película Verichrome: la tienen ya en las 
casas del ramo. Probarla es obtener fotografías dignas de exhibirse 
con legítimo orgullo a los amigos. 




El borde a cuadros negros y 
rojos en la conocida caja 
amarilla es la marca de 
identificación de la Película 
Verichrome Kodak. 



EASTMAN KODAK COMPANY,Rochester,N.Y.,E.U.A. 

Kodak Argentina, Ltda., 434 Paso 438, Buenos Aires; Kodak Brasileira, Ltd., Caixa Postal 849, Rio de Janeiro; Kodak Colombiana, Ltd., Apartado 834, 
Barranquilla; Kodak Cubana, Ltd., Zenea 236, Habana; Kodak Chilena, Ltd., Casilla 2797, Santiago; Kodak Mexicana, Ltd., Independencia 37, México, D.F.; 
Kodak Panamá, Ltd., P. O. Box 5027, Ancón, Zona del Canal; Kodak Peruana, Ltd., Divorciadas 650, Lima; Kodak Philippines, Ltd., Dasmarinas 434, 

Manila; Kodak Uruguaya, Ltd., Colonia 1222, Montevideo. 



Abril, 1932 



PÁGINA 267 




oAntes de 
empolvarse 

apliqúese suavemente so- 
bre la tez un poco de 
Crema de miel y almen- 
dras Hindso Hace que el 
polvo se adhiera bien y pa- 
rejo durante muchas ho- 
ras. Presta al rostro un 
encanto singular y dura- 
dero, ¡y da notable pro- 
tección al cutisi 

CREMA 

de miel y almendras 

H I N D S 



USE USTED LA 



Para la cara 
— el cuello 
^-el escote 
— las manos 
— los brazos 




CREMA HINDS 



Suaviza el cutis 
— lo limpia 
— lo blanquea 
— lo embellece 
-—lo protege 



CINE-MUNDIAL 
NUESTRO CONCURSO ES UN... 

(Viene de la página 239) 

Zito. en presencia del jurado en pleno. ¡Y 
lo que las aplaudimos, ya que la instrumen- 
tación es digna del mérito de los originales! 
Antes de dar en detalle los nombres de las 
selecciones y de sus autores, CINE-MUN- 
DIAL, ufano del éxito de este torneo (éxito 
que sobrepasó a todo lo que imaginábamos, 
lo mismo en cantidad que en calidad, en mé- 
rito que en entusiasmo), quiere dar las gra- 
cias a quienes en él participaron 3% también, 
a las amables personas que, dentro y fuera 
de la empresa Brunswick, colaboraron en la 



selección final; y muy particularmente a Nilo 
Menéndez. Pilar Arcos y Spaventa, que son 
amigos de esta redacción, saben cuánto esti- 
mamos su compañía y su ayuda durante las 
audiciones. El público — estamos seguros — • 
se encargará de coronar de aplausos sus res- 
pectivas interpretaciones. 

Y vamos ahora con las piezas escogidas, se- 
gún antes decimos, después de tocar y juz- 
gar, sin prisas ni prejuicios, cada una de las 
que al torneo llegaron. 

Primer premio de tangos: 

"Cariño Gaucho", música de José Ángel 
Garabelli, de Buenos Aires, Argentina. 
Letra de Gregorio Policastro, de la 
misma ciudad. 



TANGO CINE-MUNDIAL 



CARIÑO GAUCHO 

Por José Ángel Garabelli 

.5^ 





Letra de Gregorio Policastro 



Montó su parejero, 

y al galope cortón, 

se dirigió hacia el rancho 

de su bella ilusión. 

Terciada a sus espaldas, 

llevaba con honor 

su armónica guitarra 

de humilde trovador. 

Al rancho de su amada 

el trovero llegó 

y sigilosamente 

de su flete se apeó. 

Luego con voz divina 

con lírica pasión, 

desfloraron sus labios, 

esta tierna canción: 

Tú eres mi bien, 

la reina de mi corazón, 

la musa fiel, 

de mi trova de amor. 

Con tu querer, 

vive dichoso el trovador 

que para tí 

entona esta canción. 



PÁGINA 268 



Tus ojos son 

luceros que con luz de amor, 

alumbran fiel 

mi vida de cantor. 

Te adoraré, 

campera de mi corazón, 

hasta morir, 

con ciega adoración. 

Al terminar el canto, 

el joven trovador, 

terció a sus espaldas, 

su lira de cantor, 

y al ver que de su rancho 

su prenda apareció, 

gozaba de alegría, 

su gaucho corazón. 

Se aproxima a su amada. 

henchido de emoción, 

la toma de sus brazos, 

pictórico de amor, 

luego, en un fuerte abrazo, 

se confunden los dos... 

Y el chasquido de un beso 

en la noche se oyó. 

Abril, 1932 



CINE-MUNDIAL 



Una vez mas, es la Brunswick 

i Brunswick presenta las composiciones premiadas 
en el Gran Concurso Internacional de Cine- 
Mundial - - Las piezas-cumbre de 1932! 



41429^ 



CARIÑO GAUCHO (Tango-Canción). 

Cantado por Spaventa, con Zito y 
su orquesta. 

Música de José Ángel Garabelli. 
Letra de Gregorio Policastro. 

AYER SE LA LLEVARON (Tango). 
Cantado por Spaventa, con Zito y 
su Orquesta. 

Música de F. Diaz Giles. 
Letra de Justo Rocha. 



'PILAR (Rumba). Cantada por Pilar 
Arcos y Hernández y su Grupo. 
Música y letra de Julio Roque. 



41428^ 



DOROTEA (Rumba). Cantada por Pi- 
lar Arcos y Hernández y su Grupo. 
Música y letra de Raíael Hernández. 



41427^ 



CARIÑO GAUCHO (Tango). Zito y 
su Orquesta Típica. 
Música de José Ángel Garabelli. 



AYER SE LA LLEVARON (Tango). 
Zito y su Orquesta Típica. 
Música de F. Díaz Giles. 




PILAR ARCOS 
simpática artista 
que canta las 
rumbas pre- 
miadas. 



SPAVENTA 

predilecto del pú- 
blico que canta 
los tangos 
premiados. 





AGUSTÍN 
MAGALDI 

El famoso intér- 
prete del espí- 
ritu musical 
Argentino. 



ÚLTIMOS ÉXITOS DE 
PILAR ARCOS 

Adiós Madrecita (Tango) Pilar 
Arcos con Orquesta Típica. 
41374 -i Me Llaman Coqueta (Paso Do- 
I ble) Pilar Arcos con Zito y su 
{, Orquesta. 

f La Mari Pepa (Couplet Madri- 
AiAn^l leño) P. Arcos y Orq. Contnal. 
41406-^ El Florero (Pregón) Pilar Ar- 

I eos y Orquesta Continental. 



ni 



r La Cruz 'de Mayo (Canción An- 
A^A->^ daluza) P. Arcos y Orq Cont. 
'♦1421 • B^sog Fríos (Couplet) P. Ar- 

[ eos y Orquesta Contmental. 

ÚLTIMOS ÉXITOS DE 
AGUSTÍN MAGALDI 

f Se Va la Vida (Tango) Agus- 
I tín Magaldi con Guitarras. 
41300 -i Campeando por un Querer (Ai- 
I re Pampeano) Magaldi-Noda 
[ con Guitarras. 

fEl Penado 14 (Tango) Agustín 
J Magaldi con Guitarras. 
1 Farol de los Gauchos (Zamba) 
1_ Magaldi-Ñuda con Guitarras. 

fDel Fogón (Tango) Agustín 
, I Magaldi con Guitarras. 
' 1 Martín Pescador (Ranchera) A. 

[ Magaldi con Orq. y Guitarras. 



41332 



Un Saludo al Genio Musical Hispano 



LA BRUNSWICK felicita cordial- 
mente a los compositores y auto- 
res que triunfaron en el gran concurso 
musical Cine-Mundial-Brunswick y 
ofrece las siguientes obras maestras : 

Primer premio de tangos : El tango 
"Cariño Gaucho". Música de José Án- 
gel Garabelli, de Buenos Aires. Letra 
de Gregorio Policastro, de la misma lo- 
calidad. 

Primer premio de rumbas : "Pilar". 
Letra y música de Julio Roque, de Are- 
cibo, Puerto Rico. 

Tantas fueron las composiciones en- 
viadas al concurso y tan notables por 
su mérito la mayoría de las remitidas, 
que se añadieron dos premios más, ad- 
judicados a las siguientes piezas: 

Segundo premio de tangos : "Ayer 
se la Llevaron". Música de F. Díaz Gi- 
les, de Madrid. Letra de Justo Rocha^ 
de la misma ciudad. 

Segundo premio de rumbas : "Doro- 
tea". Letra y música de Rafael Her- 
nández, de Aguadilla, Puerto Rico. 

Grabados ahora en discos Bruns- 
wick 41427, 41428 y 41429 y con ins- 



trumentación y elaboración caracterís- 
ticas de la excelencia de la Brunswick, 
estos tangos y rumbas resultan indu- 
dablemente la sensación musical de 
1932. 

La Brunswick desea aprovechar es- 
ta oportunidad para dar las gracias a 
los millares de compositores y autores 
que tan alto levantaron el estandarte 
de nuestra música e hicieron un éxito 
sin precedente del concurso Cine- 
Mundial-Brunswick. 

Una vez más, Brunswick ha dado 
impulso a la más fina expresión del 
arte musical hispano. El concurso hi- 
zo vibrar por todas partes la fértil 
cuerda de melodía que encarna el ge- 
nio de nuestra raza. 

Los vendedores de discos Bruns- 
wick, por todas partes, tienen en venta 
estos discos que sin duda querrá usted 
añadir a su colección de éxitos fono- 
gráficos de esa marca. Al adquirirlo, 
usted no sólo impulsará también el 
arte musical hispano, sino que gozará 
legítimamente de la belleza de estas 
composiciones-cumbre de 1932. 




PRINCIPALES DISTRIBUIDORES DE QUIENES SE PUE- 
DEN COMPRAR ESTOS, Y OTROS DISCOS BRUNSWICK 



R .Antonio Arce 
Lima, Perú. 

Casa Brunswick 
Guayaquil-Quito, Ecuador. 

Marchena Morón & Co., 
Curasao y Venezuela. 



Otero & Cía., 
JPonce, Puerto Rico. 

Luis y Antonio Ruiz, 
Habana, Cuba. 

L. J. Granie 
Cristóbal-Colón-Panama City. 



Casa Fernández, 
Panamá City, Panamá. 

Dada-Dada & Cia., 
San Salvador. 



Anker Bros., 
Guatemala. 

Vicente Lines, 

San José, Costa Rica. 



A. Wagner&Levien Sucs., S. enC. F. A. Pellas & Co., Ltd., 
México, D. F., México. Managua, Granada, Nicaragua. 



BRUNSWICK RECORD CORPORATION - 177Ó BROADWAY, NUEVA YORK, E. U. A. 



Abril, 1932 



PÁGINA 269 



CINE-MUNDIAL 



Si las Mujeres 
Hablaran de 
Higiene Femenina, 




Algunas dirían ESTO; 
Otras dirían LO OTRO 

A-lgunas mujeres prefieren escuchar cuando 
se tratan asuntos íntimos. Tal vez por de- 
licadeza. Más a menudo por temor de guiar 
a otras por su propio camino cuando ellas 
mismas no están seguras. Las mujeres de- 
berían ciertamente saber más acerca de la 
higiene femenina. Se tienen y expresan de- 
masiadas opiniones distintas. 

En su deseo de limpieza quirúrgica muchas 
de ellas usan — y aconsejan a otras usar — 
antisépticos cáusticos y venenosos que sus 
doctores no perdonarían. Ellas quieren ha- 
cer bien. Pero no conocen los peligros que 
acarrean el bicloruro de mercurio y los de- 
rivados de ácido fénico. 

El Zoníte es seguro para uso regular 

Hoy día esos antisépticos anticuados no son ya 
necesarios. Han sido reemplazados por Zonite. 
No pueden haber partes de tejidos lesionados 
cuando el germicida que se usa es Zonite. No 
interrumpe las secreciones normales del organismo. 
Ningún envenenamiento mercurial. Zonite es tan 
seguro como agua pura — más fuerte que cual- 
quiera solución de ácido fénico que pueda so- 
portar el cuerpo humano. 

Hechos reales en este librito 

Envíe el cupón hoy mismo y obtenga este librito. 
Toda esta cuestión se trata en palabras francas y 
honradas que no causarán confusión a nadie. Le 
dirá lo que usted desea saber. 
Mientras tanto compre un 
frasco de Zonite en cualquiera 
farmacia. Contiene instruccio- 
nes completas. 

qmk ^m 

ii ..«-1 

I ZONITE PRODUCTS CORPORATION, CMl? 

¡ Chrysler Building, Nueva York, E.U.A. 

' Sírvanse mandarme el librito Zonite anotado abajo, 

j □ La nueva concepción de la pulcritud personal. 

I Nombre 

I (Escribaae con claridad) 

I Dirección 

I Ciudad 

i País 

PÁGINA 270 




Segundo premio de tangos: 

"Ayer se la Llevaron. . .", tango-canción; 
música de F. Díaz Giles, de Madrid, y 
letra de Justo Rocha, de la calle Fei- 
jóo, núm. 8, de esa misma ciudad. 



Primer premio de rumbas: 

"Pilar", letra y música de Julio Roque, 
de Arecibo, Puerto Rico. 
A continuación reproducimos, como se hizo 
con el tango, la composición premiada. 



RUMBA BRUNSWICK 



"PILAR" 

Por Julio Roque 




¿Qué tiene esa hembra que amarra a los hombres? 

¿Qué tiene esa hembra ? Un yo no sé qué. 

Así dicen todos al verme pasar, 

y yo coqueteando, voy caminando muy sandunguera 

¡ay!, 
y siguen gritando : i Ay, Pilarica, qué buena estas ! 

Pilar, Pilar, 

¡ Ay, Pilarica, qué rica estás ! 

Pilar, Pilar, 

I qué sabrosita y qué buena estás ! 

Me gustan las hembras de todos calibres ; 

chiquitas o grandes lo mismo me da, 

pero las trigueñas son mi perdición, 

al simple susurro de sus enaguas me ponen burro, ¡ ay ! 

la carne quemada ¡ cómo me gusta ! I qué bien me va ! 

Pilar, Pilar, etc. 



Segundo premio, de rumbas: 

"Dorotea", letra y música de Rafael Her- 
nández, de Aguadilla, Puerto Rico. 

Según advertimos al principio, se hará tam- 
bién la grabación del tango-canción portu- 
gués — 

"Meu Amor", de Bernardino de Senna 
Fernandes, de Avenida República, en 
Macao, Colonia Portuguesa, China. 

Del señor Fernandes no sabemos nada, 
fuera, por supuesto, de que el destierro en 
lejanas tierras asiáticas no ha quitado un ápi- 
ce a una inspiración envidiable. 

El señor Roque, según sabemos, es músico 
de altos vuelos y autor de otras composiciones 
que han tenido gran éxito. De él es del único 
premiado de quien podemos publicar la foto- 
grafía en esta edición, ya que la premura del 
tiempo y lo enorme de las distancias nos im- 
pidió obtener oportunamente los retratos de 
los otros compositores. 

En cuanto a Rafael Mernández, un detalle 
sólo bastará para identificar su genio musi- 
cal: es el autor de "Capullito de Alelí". 

Pocas veces nos hemos sentido más satis- 
fechos del resultado de un concurso. La bo- 
rrachera de música — de verdadera música — 
que marcó Isa sesiones del jurado, el ambien- 



nmñmMwm^ 



llffsqjlpfei^fe 




^-mm^m^^^ 




fiymmmpL'^^^^m^^^ 



Antes de casarme, mi novio decía, 

que nunca podría vivir sin mi amor, 

y ya ven ustedes, ya se le olvidó, 

y el muy sinvergüenza se da cuenta que mis amores, 

¡ay! 
requieren acciones, que mis pasiones han de calmar. 

Pilar, Pilar, etc. 

Es el matrimonio el yugo de casa 
y a los que se casan ya les pesará, 
por eso, mi vida prefiero el amor, 

sin yugos, ni leyes, ni obligaciones, ni sinsabores, I ay ! 
"Me quieres", "te quiero", amor espontáneo siempre 
ha de ser. 

Pilar, Pilar, etc. 



te de compañerismo en que éstas se desarro- 
llaron, la hermosura de la inmensa mayoría 
de las composiciones. . . la sensualidad de los 
tangos... la sonora, expresiva inquietud del 
ritmo de las rumbas... Todo contribuyó a 
impregnar la tarea con el fragante, inmortal 
espíritu de lo nuestro. 

Al público corresponde ahora decidir si 
nuestro entusiasmo fué exagerado: ¡estamos 
seguros de que todos confirmarán el dictamen 
del jurado CINE-MUNDIAL-BrunsM'ick! 

Hemos estado recibiendo cartas de los con- 
cursantes en que nos piden noticias de las 
piezas remitidas. El número de éstas y la la- 
bor que su selección implicó no nos ha dejado 
tiempo para resijonder a tales misivas. Desde 
aquí volvemos a repetir que se devolverán 
todas las que recibimos y que los autores no 
tienen nada que temer de su extravío. Pero es 
menester que dispongamos de oporttmidad 
para liacer la devolución respectiva, una vez 
terminados los detalles del torneo. 

En nuestro próximo número nos propone- 
mos dar detalles de la- grabación de las com- 
posiciones, así como aludir a los segundos 
premios. 

El resultado lia venido a justificar el opti- 
mismo con que lanzamos la idea y nos esti- 
mula a impulsar, en cuanto esté en nuestra 
mano, la propagación de nuestra música. 

Abril, 1932 



IMKBKM 



CINE-MUNDIAL 




En Méjico, Pedro Rubín, el pianista 

Manuel Sereijo y Roberto Cantú Ro- 

bert viendo cómo Lupita Tovar lee 

nuestra revista. 



NUEVA YORK MUSICAL 

(Viene de la página 264) 

Bach, arreglo de Anson. Busoni hubiera arru- 
gado la cara al oír este ingenuo arreglo sobre 
papá Bach. . . Una obra de Arnold Bax, un 
Rondo de Mendelssohn y otro de Chopin, 
arreglos de Philipp éstos, constituyeron la úl- 
tima parte del programa. La imitación de la 
fuente por Bax, muy acertada, pero los ron- 
dóes no rondaron al alma de los dos autores. 

El virtuosismo de la mayoría de los solistas 
casi siempre acaba por ser una antípoda del 
verdadero Arte, pues, los artistas se tornan 
en máquinas parlantes, que, por esclavizarse 
en la técnica escolástica, olvidan lo más gran- 
de de las bellas artes: la expresión. Estoy 
convencido ya de que en este siglo de los 
Sanchos y de las máquinas criminales (crimi- 
nales porque matan de hambre a millones de 
obreros y de artistas) van a mecanizar el es- 
tómago para fabricar, automáticamente, co- 
mida sin cocineros... 

En la Metropolitan Opera Hotise. — Va pa- 
sando la temporada de óperas, casi, casi sin 
novedad. El mismo público, las mismas ópe- 
ras, los mismos cantantes. 

Tuve ocasión de oír la obra maestra de 
Ponchielli, La Gioconda, que, según dicen, 
compró Ricordi por 200 francos, para hacer 
después más de siete millones de liras. Desde 
luego, Ponchielli murió en la miseria. Nadie 
sabe para quien trabaja. 

Rosa Ponselle salvó a la preciosa Gioconda 
con su linda garganta. Volpi estuvo flaquean- 
do, y en la romanza del cielo e mare, que es- 
perábamos todos pusiera a la altura de su 
fama, quedó al nivel de cualquier tenor de 
buena volimtad; es probable que haya estado 
enfermo. 

Los coros vacilaron en algunos momentos 
y la galopa briosísima de la danza de las 
horas fué bailada con poca amenidad. Ignoro 
por qué el maestro Serafín no e.iecutó con 
la orquesta el lento preludio de la ópera, tan 
delicado para preparar al público. 

Abril, 1932 



Un Triunfo del 
Cine Hispano 

SE llama "Soñadores de la Gloria" y parece 
justificar los sueños e ideales de la raza 
hispana en lo que concierne a la expre- 
sión del arte fotofonodramático. Esta pelícu- 
la de Miguel Contreras inicia una nueva era 
en la producción de cintas hispanoparlantes. 
Con lágrimas, sonrisas, suspiros y la palpi- 
tación del sentimiento de la raza, fué recibida 
"Soñadores de la Gloria" por los públicos 
hispanos en Los Angeles. 

Ese eco ha repercutido entre las producto- 
ras de los Estados Unidos, que se disputaron 
el privilegio de distribuirla. United Artists 
logró obtener dicho privilegio, y bajo sus aus- 
picios irá a nuestra América. 



Al estrenarse en Los Angeles, un grupo de 
actores y autores hispanos envió este telegra- 
ma al presidente de la República Española: 

"En el Teatro California se ha celebrado el 
estreno de la grandiosa producción cinefónica 
'Soñadores de la Gloria', escrita y dirigida por 
el distinguido intelectual mexicano Miguel Contre- 
ras Torres, que filmó sus principales escenas en 
Andalucía y en Marruecos, rindiendo fervoroso 
tributo a los heroicos soldados españoles y dedi- 
cándolo a las madres de los muertos en los campos 
de batalla. La obra fué producida en los Tec-Art 
Studios de Hollywood y ha obtenido un inusitado 
éxito, constituyendo el más cordial homenaje a 
nuestra Patria. Ante ello, artistas y escritores 
españoles reunidos en el Teatro elevamos al dig- 
nísimo Presidente de la República, el benemérito 
don Niceto Alcalá Zamora, este espontáneo testi- 
monio de muy respetuosa adhesión." 

El mensaje lo firmaron Miguel de Zárraga, 
Ernesto Vilches, Andrés de Seguróla, Carlos 
Villarías, Antonio Vidal, José Sánchez Gar- 
cía, Amadeo Alcaniz. Los firmantes cable- 
grafiaron también al i^residente de México: 

"Artistas y escritores reunidos en el Teatro Ca- 
lifornia, donde acaba de estrenarse con extraor- 
dinario éxito la grandiosa producción cinefónica 
'Soñadores de la Gloria', escrita y dirigida por el 
prestigioso intelectual mexicano Miguel Contreras 
Torres, que rindió en ella un emocionante tributo 
al Pueblo Español, enalteciendo las virtudes de 
nuestra Raza, mucho nos honramos elevando al 
ilustre Presidente de la República de México, her- 
mana de la nuestra, un espontáneo testimonio de 
profunda simpatía y cordialmente abogamos por- 
que cada dia se estrechen más los lazos que unen 
a ambas Repúblicas." 

Y la fraternidad cinematográfica se expre- 
só así: 





Medea de Movarry y Paul Ellis 



Miguel Contreras Torres y Lia Tora. 

De ERNESTO VILCHES. —¡Una gran 
obra! Y una emocionante muestra del cariño 
de un mexicano para España. Contreras To- 
rres ha sabido hacer una magnífica película, 
demostrando cómo y por qué para filmarlas 
en español, se necesita que el autor, el direc- 
tor y el supervisor sean españoles — hispanos — ■ 
sin que nada importe la República a que per- 
tenezcan, con tal de que ellos tengan el ta- 
lento y la cultura ineludibles. 

De CARLOS VILLARÍAS. — Contreras 
Torres se ha puesto a la cabeza de los pro- 
ductores de películas en español. 

De JUAN TORENA. — Nunca pude yo 
imaginarme que la obra de Contreras Torres 
llegara a ser tan estupenda. 

De JOSÉ SÁNCHEZ GARCÍA. — Me en- 
tusiasmó la obra y el profundo sentimiento 
de algunas de sus escenas a punto estuvo de 
hacerme llorar. Me tuve que hacer fuerte pa- 
ra no parecer ridículo en estos tiempos en 
que a tener corazón se le llama cursilería. Pe- 
ro, si mucho me emocionaron los momentos 
dramáticos, justo es consignar también que 
me parecieron deliciosas las escenas cómicas. 

Don Q., representante de CINE-MUNDIAL, 
en Hollywood, escribió: 

"Medea de Movarry, a la que conocimos en su 
refinada interpretación de 'Zítari', encarnó en 
'Soñadores de la Gloria' a la enigmática 'Dama de 
la Gardenia'. Vienesa Medea de Movarry, la 
creación de este personaje no pudo serla difícil. 
Fué ELLA MISMA, con todo el encanto de su 
princiíjesca distinción. Es expresiva en grado 
sumo, y sus ojos como sus manos tienen una elo- 
cuencia incomparable. Y su voz cálida y vibrado- 
ra, acaricia al oyente con emoción profunda. 

"Miguel Contreras Torres, mexicano, quiso ser 
algo más que el autor, el dialoguista, el director 
y hasta el productor de la obra, i y fué su prin- 
cipal intérprete ! El triunfo, rotundo, sorprendió 
a todos. Porque Miguel Contreras Torres se ha 
revelado como un gran actor de la más moderna 
escuela, natural y espontáneo, como si viviera en 
la vida misma. Habla y ríe como hablamos y 
reímos en nuestra Intimidad, sin la preocupación 
de verse ante una cámara cinematográfica y un 
micrófono siempre alerta ... Y cuando sufre su 
corazón, como en las escenas de la cárcel mora 
y de la Iglesia, las emociones de Contreras son 
tan reales, tan hondas, tan sentidas, que el es- 
pectador se siente a su vez cautivado por ellas 
y en la garganta le oprime un nudo . . . Ninguno 
de los actores hispanos de Hollywood, ni siquiera 
los que se creen más grandes, hubieran podido 
representar ese personaje con el arte magistral 
mostrado por Contreras Torres." 

Miguel Contreras Torres, con esta produc- 
ción, alza el estandarte de nuestra raza, más 
alto que nunca. 

PÁGINA 271 



( 



CINE-MUNDIAL 




rjlogiado por 
peritos en belleza... 

T^L elegido de las damas 
encantadoras en todos 
los centros mundiales de la 
Moda; alabado por famosos 
peritos en belleza, de Lon- 
dres, Nueva York, Buenos 
Aires, París, Viena, Buda- 
pest, Roma, Madrid. . .el Es- 
malte Líquido de Cutex, es 
actualmente, el predilecto in- 
ternacional. 

El Esmalte Líquido Cutex 
se aplica fácil y rápidamen- 
te. En treinta segundos, está 
seco. Luego, por días y días, 
las uñas están cubiertas de 
un espléndido brillo de cris- 
tal, que ni se agrieta, ni se 
cae, ni pierde el color. Se 
vende, en seis primorosos co- 
lores, donde hay artículos de 
tocador. 



Una nueva ven- 
taja: el tapón de 
caucho mantiene 
el frasco cubier- 
to y economiza 
esmalte. El pin- 
cel va adherido 
al tapón y, así, 
no tiene que po- 
nerse en el toca- 
dor, al usarlo. 



CUTEX 

ESMALTE LÍQUIDO 




NORTHAM 

NUEVA YORK 



WARREN 

parís 



1^^ ELENA ít LA TOa^ -^ 





Transformación 
Completa 

Día de descanso. Ni oficinas, ni má- 
quinas de escribir, ni cartas que to- 
mar al dictado, ni carreras ni empu- 
jones para pasarse una hora metida en un 



Pero las mujeres — paradoja viviente y es- 
píritu perenne de contradicción — con tanto 
como suspiran por la llegada de una fiesta, 
no piensan ni con mucho en aprovecharla pa- 
ra descansar. Y entre las mujeres yo — que 
también lo soy — y os escribo después de un 
vapuleo de cuatro horas en un salón de be- 
lleza donde he pasado la mañana. 



Greta Garbo, la ac- 
triz máxima de M- 
G-M, refinando an- 
te el espejo de sic 
tocador, sus perfiles 
de beldad. 




coche del ferrocarril subterráneo como "sar- 
dina en banasta". Descanso, descanso com- 
pleto, gracias a no sé qué personaje impor- 
tantísimo en la cívica del país que tuvo la 
buena idea de venir al mundo en tal día co- 
mo éste hace buen número de años. 



PÁGINA 272 



Mi fiesta de hoy ha consistido en la trans- 
formación casi completa de mi persona. Y 
no miento ni os digo que, a pesar de las cua- 
tro horas de zarandeo, me encuentro reposa- 
da y fresca como si hubiera pasado una va- 
cación de dos semanas. Si no hubiera obte- 

Abril, 1932 



CINE-MUNDIAL 



y Vloderna 
mujer de 

ENSUEÑO 




L 




¡Al comprar exija 
la de Phillips! 



rA. moderna mujer de ensueño es un conjunto ar= 
moníoso de atractivos físicos^ mentales y espirituales. 

Es más inteligente que la mujer de otros tiem= 
pos. Comprende que sin buena salud sus atractivos 
perderían su fascinante armonía^ y que en todo 
caso ^^más vale prevenir que curar^''. 

Por eso ella toma toda clase de precauciones 
para conservar su buena salud. / como sabe que 
los trastornos gástricos e intestinales son los cau= 
santes de una gran proporción de las enfermedades 
que afligen al genero humano^ tiene como aliada 
para conservarse saludable y vigorosa a la 

LECHE DE MAGIVESIA 
DE PHILLIPS 

Este antiácído=laxante es lo mejor que existe 
para evitar y corregir los trastornos gástricos c 
intestinales: es suave^ agradable y efica^. 



' Abril, 1932 



PÁGINA 273 



rWMMMMX 



TflNG^^ 




mmm 



Aprobado 

POR LAS MAS GRANDES AUTORI 

DADES MUNDIALES DE LA MODAl 

HARPER'S BAZAAR, la fa- 
mosa revista de NUEVA 
YORK, dice: "El color na- 
tural está ahora en boga y 
ese color natural es preci- 
samente lo que las prepa- 
raciones TANGEE propor- 
cionan." 

jardín des MODES, la 
más grande revista france- 
sa de modas, dice: "Los 
labios lustrosos pueden 
echar a perder el más pre- 
cioso ensemble. La Moda 
de la estación es individual, románti- 
ca y femenina. TANGEE llena estos 
requisitos, porque armoniza con el 
color natural." © 

TATLER, famosa autoridad de LON- 
DRES, agrega : "TANGEE da a sus la- 
bios el rubor adorable de la juventud, 
intenso en color y, a la ve:, tan natu- 
ral que no puede diferenciarse del de 
la propia Naturaleza." 

TANGEE, el Lápiz para Labios más famoso 
del mundo, i Natural! ¡Permanente! ¡Sin 
grasa ! 

I NOVEDAD! Tangee "Thealrical", Lápiz y 
Colorete Tangee de lona obscuro, para las 
artistas y para uso nocturno. 
Tanto el Lápiz labial como el Colorete Com- 
pacto y los polvos Tangee se suministran en 
envases miniaturas. 





THE GFORGí; W. LUFT CO., C.M.432 

417 Fifth Avcniíe, New York, E.U.A. 
Por 20< oro americano enviamos envases minia- 
tura de los seis artículos principales: un lápiz 
miniatura, dos coloretes, polvos, dos cremas y un 
folleto "TANGEE— Belleza Natural." 

j Nombre 

I Dirección 

Ciudad País 



CINE-MUNDIAL 

nido estos resultados, después de dar genero- 
samente nú tiempo y mi dinero, sería caso 
de suicidio. 

El prólogo del cuento fué un mes de eco- 
nomías y una preparación interna a base de 
un tratamiento de leche de magnesia de marca 
acreditada — mi preferida es la de envase 
azul — tomándola en ayunas durante un par 
de semanas jaara limpiar el sistema de impu- 
rezas. 

Y en el día señalado, con el bolso en con- 
diciones para no temerle a nada ni a nadie, 
heme aquí metida de rondón en otro de esos 
templos misteriosos donde se practica el rito 
pagano, dispuesta esta vez a no perder nada. 

— ¿Tiene usted hora señalada? — me pre- 
gunta una voz armoniosa en un perfecto in- 
glés hablado en francés. 

— No — la contesto un poco avergonzada 
de mi ignorancia — porque cómo no sé lo 
qué quiero, ni lo que ustedes pueden ofrecer- 
me. No sé tampoco el tiempo que emplearé 
en recibirlo. De ahí que no haya hecho cita 
alguna para el tratamiento que he de tomar. 
Lo quiero todo, absolutamente todo, aunque 
tenga que pasarme aquí un mes como hués- 
peda de la casa. 

Se ríe de buena gana mi interlocutora y 
me conduce a un cuartito decorado en este 
caso de azul y oro. 

Se presenta un caballero de porte distin- 
guido que más parece capitán del ejército 
que peluquero de señoras. Mi cabeza entra 
en turno. Me va a dar un shampoo. Pero, pri- 
meramente, me da un buen masaje en el crá- 
neo con la punta de los dedos a los que im- 
prime un inusitado vigor. La segunda opera- 
ción consiste en extenderme por el cuero ca- 
belludo un aceite un poco espeso con el que 
vuelve a dar masaje, esta vez con la mano 
metida en el vibrador eléctrico que va aflo- 
jando la piel y abriendo los poros, para lo 
cual ayuda la lámpara de gran potencia colo- 
cada como una sombrilla a poca distancia de 
mi cabeza. Al aceite sigue una loción fresca 
para cerrar los poros y por último el sham- 
poo. 

Mientras se seca el pelo con el ventilador 
de aire caliente, me trasladan a una chaise- 
longue y entra otro capitán — creo que este 
es comandante — que me descalza y me arre- 
gla las uñas de los pies con el mismo esmero 
que la manicura puede arreglar las de las ma- 
nos. Permanece callado durante la operación 
y deja el turno a su compañero que me da 
sabios consejos. No debo pretender que me 
hagan el ondulado Mareel — dice el experto. 
— Mi cabello lacio no lo sostendrá más que 
unas cuantas horas. Otro tanto ocurriría con 
la onda de agua o con la de los dedos. Lo 
que necesito es una permanente. Y una per- 
manente de onda muy ancha para que le 
quede bien a mi tipo. Además sugiere que 
debo darme el masaje de aceite yo misma en 
la casa una vez por semana, durante algún 
tiempo; y masaje fuerte con los dedos todas 
las noches antes de acostarme si he de con- 
servar mi cabello suave y lustroso y si quie- 
ro evitar que se me caiga. Le prometo obe- 
decer sus órdenes conminatorias sin réplica 
ni protesta. 

Mi cabello ya está seco y el arreglo de mis 
pies ha terminado. Los dos jefes del ejército 
desaparecen como por encanto y llega el ha- 
da madrina en forma de una rubia bellísima 
a la que no me canso de mirar. A sus ma- 
nos blancas y suaves les estti encomendado el 
cuidado de mi tratamiento facial. Como ya 
lo conozco — y lo he detallado a mis lectoras 
anteriormente — tan pronto como las manos 
expertas comienzas a pasar y repasar mi cue- 



llo, me quedo profundamente dormida y no 
despierto hasta que me aplican lo loción re- 
frescante bajo la máscara. Sigue a esto el 
arreglo de las cejas, que ya se hace sin e! 
más mínimo dolor gracias a la aplicación de 
lociones y cremas para el caso; el ligero som- 
breado de azul sobre los párpados; los pol- 
vos; el rouge; y el lápiz de los labios. 

Tengo la vaga idea de que todo ha termi- 
nado, cuando de nuevo aparece el capitán 
para ondularme el pelo — onda Mareel por 
esta vez a despecho de todos sus consejos — 
y al mismo tiempo una linda manicura para 
ocuparse de mis uñas. Me parece bien la idea, 
puesto que distraída con el trabajo de la úl- 
tima en mis manos, me olvido por completo 
de las tenazas calientes a las que toda mi 
vida he tenido miedo. 

No pasa mucho tiempo sin que terminen 
de trabajar sobre mí. Me levanto. Abro 
mi bolso. Pago. Reparto propinas a diestra 
y siniestra. Y aligerada así de peso, induda- 
blemente, me siento más ágil, más descansa- 
da, más animosa, más joven. Y ya sabéis lec- 
toras que en tratándose de perder años, o 
meses, o siquiera minutos, o en tratándose 
de hacernos la ilusión de que los perdemos 
y de que nos quedamos más jóvenes, la vida 
parece adquirir un nuevo significado; la na- 
turaleza parece otra; y hasta el clima se mo- 
difica pareciéndonos tibio un día de enero 
y fresco uno de agosto. 

Así vuelvo yo a mi casa en este día de fies- 
ta cívica. Sorprendo a mi familia con mi ex- 
celente humor. Todos me hallan radiante, fe- 
liz, con un no sé qué agradabilísimo que v,i 
comunicándose a todos los demás y hace que 
el almuerzo se anime, y que la risa surja y 
que todos nos sintamos contentos como si nos 
hubiera tocado un premio de lotería. 

Y todo porque el ama de la casa tiene lim- 
pio su sistema de toxinas gracias a una sen- 
cilla medicación, casi primitiva, y se ha com- 
puesto un poco el semblante que ya empiezan 
a marchitar los años, gracias a los métodos 
nuevos de belleza que hasta hace poco tiempo 
relativamente les estaban vedados a las da- 
mas y no se hallaban más que al alcance del 
bolsillo de las célebres cocottes. 

¿No vale la pena, lectoras, de sacrificar 
unas horas por tamaños resultados?. . . 



PÁGINA 274 



CENTELLEOS 

(Viene de la página 242) 

lo, ha perdido varias libras de carne y viene 
dispuesto a seguir robando corazones. 

AUN título — el Conde de Berlanga — se 
le atribuye el fracaso de las películas his- 
panas en la Metro, y la Metro, para vengarse, 
ya no hace más que títulos. . . en español. 
(Traducidos del inglés). 

DICE un antiguo refrán español: "Al que 
de ajeno se viste en la calle le desnudan." 
En la boda de Constance Bennett con el 
Marqués de la Falaise, Eileen Percy, antigua 
actriz y hoy periodista, nos cuenta que en la 
ceremonia la novia lució un traje de su buena 
amiga Marión Davies, y que ésta se puso otro 
prestado por aquélla ... ¡ Cosas de Holly- 
wood! 

LEILA HYAMS tiene su cuenta corriente 
en el Banco de América y se encargó un 
talonario de cheques insólitos: en cada che- 
que, junto al espacio destinado a la firma, 
está estampada ima fotografía de Leila. Y 
así, el valor de sus autógrafos varía. . . (¡Que 
no se enteren sus admiradores!) 

Abril, 1932 






CINE-MUNDIAL 



EL Ambassador Hotel de Hollywood ha de- 
jado cesantes a sus famosos gigolós. Cre- 
yendo ingenuamente que se trataba de una 
moda parisina, contrató a una docena, elegi- 
dos entre lo mejorcito de la colonia latina, 
y los dejó en libertad de acción. . . Al prin- 
cipio, las damas, sobre todo las de cierta edad, 
mostráronse encantadas; pero, poco a poco, 
empezaron a intranquilizarse. Los gigolós no 
se contentaban con enterarse de si ellas po- 
seían fincas, autos, etc. Sus indiscreciones 
llgearon hasta el Banco. Y alhajas hubo que 
desaparecieron de las manos de las damas 
aludidas, ¡para reaparecer más tarde en al- 
guna casa de empeños!... 

UN descubrimiento interesante: desde el año 
de 1916 y en pleno Hollywood, con el 
título de Aristo Films y bajo la dirección de 
Clarence Brooks, se están haciendo películas 
de negros y para los negros. . . Y estas pelí- 
culas se exhiben con éxito extraordinario en 
todos los teatros de la raza, especialmente en 
el Sur. La estrella favorita se llama Evelyn 
Prier, y las cartas que para ella se reciben 
a diario son tantas como las enviadas a la 
más admirada blanca. 




— ¿Entramos, Tonito? 

— No; vamos a otro cine donde pon- 
gan películas de bandidos y de balazos, 
que aquí dan ahora una cinta para ni- 
ños que es una lata. .. 

SE imponen los grandes repartos. En "Ma- 
ta-Hari" han trabajaido juntos Greta Gar- 
bo, Ramón Novarro, Lionel Barrymore y 
Lewis Stone. En "Grand Hotel", la misma 
Garbo, Joan Crawford, John Gilbert, Clark 
Gable y media docena más de primeras figu- 
ras. Y en "Una hora contigo", Maurice Che- 
valier con Jeannette MacDonald, Genoveve 
Tobin, Charlie Ruggles, Adrienne Ames y 
Roland Young. ¿Y cómo no se han de hacer 
así buenas películas? 

TACK BUCHANAN, el Chevalier inglés, ha 
U rechazado una oferta de $5.000 dólares se- 
manales para trabajar en Hollywood con 
Constance Bennett. "Si a ella le pagan 
$30.000, como afirman sus agentes de publi- 
cidad, a mí deberían pagarme un poquito 
mejor. . ." 

pIFI DORSAY ha perdido doce libras. (Se 
-»■ gratificará al que las devuelva.) 

Abril, 1932 




REPETIDAS veces él regresó donde 
ella, pero encontró que las condicio- 
nes empeoraban. Las encías de ella 
perdieron su color rosado natural, se 
habían encogido y dejaban al descu- 
bierto casi todas las raíces de sus dien- 
tes. Su encantadora sonrisa había desa- 
parecido. 

i Ella tenía miedo y se sentía abochor- 
nada de sonreírse, y sin embargo, con- 
tinuaba con su descuido. Las encías le 
dolían y sangraban al cepillarse los 
dientes. Ahora sus dientes están flojos 
y pueden caerse pronto o tendrán que 
ser extraídos! 

i Así es como la terrible piorrea ataca 
a las encías y debilita el sistema por 
completo, echando a perder la belleza 
natural y desgastando la salud y vitali- 
dad. Evite que esto le suceda a Ud. ! 

Proteja sus encías y dientes ahora que 
son firmes y sanos. Cepille sus dientes 



con Forhan's por las mañanas y por las 
noches. Mantenga sus dientes limpios y 
blancos y sus encías firmes y saludables. 

No existen substitutos para los dien- 
tes resplandecientes y para las encías 
firmes y rosadas; ni tampoco otro den- 
tífrico mejor que el Forhan's para pro- 
teger su salud, su belleza, y su futura 
felicidad. 

No se juegue con la Piorrea. 4 de 
cada 5 personas mayores de 40 años, y 
millares de jóvenes, son sus víctimas. 



El Forhan's es elaborado según la fórmula del 
Dr. R. J. Forhan, la cual contiene el Astrin- 
gente descubierto por él, y usado en la actua- 
lidad por millares de dentistas para el trata- 
miento de la piorrea. Use Forhan's para tener 
dientes limpios y bonitos y encías saludables. 



yprhaii's 




Más que una pasta de dientes 
SUS DIENTES SON TAN SALUDABLES COMO SUS ENCÍAS 

Pagina 275 



CINE-MUNDIAL 




Deleita 
a 
los niños 

Deles Ud. Maizena Duryea 
en abundancia a sus niños y 
crecerán robustos, con meji- 
llas rosadas y llenos de salud. 

La Maizena Duryea es un 
alimento natural y saludable 
que los niños comen con avi- 
dez, y son tantos los platos 
deliciosos que se pueden 
confeccionar con Maizena 
Duryea que jamás cansa al 
paladar. Es un alimento eco- 
nómico y fácil de preparar. 

Permítanos decirle cómo 
preparar apetitosos platos con 
Maizena Duryea que hala- 
garán el paladar de niños y 
adultos. Pida un ejemplar 
gratis de nuestro famoso libro 
de cocina. Llene y envíe e¡ 
cupón que aparece al pié. 




^¡xhb 



DURYEA 

CORN PRODUCTS REFINING CO. 

\7 Bottery Place, Nev/ York E. U, A. 

CM-APR 

Envíenme un ejemplar GRATIS de tu libro d« 
cocina. 



Nombí*. 



Calle 



Ciudad 303B 




C_^ 



Creando Sanas 
Costumbres 

C costumbres, como to- 
do en este mundo, tie- 
nen su parte buena o 
su parte mala, según 
estén aplicadas. Las que ad- 
quieren fácilmente los niños, 
por instinto o por capriclio, 
pueden, por lo tanto, serles 
perjudiciales o beneficiosas; 
y de saber encauzarlas han 
de encargarse los padres. 

En lo que se refiere a los 
cuidados materiales del niño, 
las costumbres suelen esta- 
blecerse de acuerdo con el 
médico que determina la ho- 
ra del baño, la de la comida, 
la del paseo y la del sueño. 

Las costumbres de las co- 
sas mecánicas que el niño ha 
de ejecutar, desde que co- 
mienza a darse cuenta de sus 
actos, son las que están a 
cargo de los educadores, pa- 
dres y maestros, que pueden 
hacer con ellas un niño útil 
o inútil, según la forma en 
que las practique, facilitan- 





Harold Lloyd, teniendo a su izquierda 
a su hija Gloria, a su derecha a su 
hija Peggy y en los brazos a S2i vas- 
tago Harold, júnior, de ocho meses de 
edad. 



PÁGINA 276 



Wallace Beery, su esposa y tres primitas de la 
señora a quienes el actor y la dama decidieron 
ado]itar a la muerte de la madre de los cltiqui- 
llos. Los Beery no tienen descendencia propia. 

do o entorpeciendo, en uno o en otro caso, 
el bienestar de toda la familia. 

Pueden tomarse como ejemplo dos dis- 
tintas familias. Una en la que los niños, 
por falta de disciplina, tardan en vestirse, 
necesitan que se les llame repetidas veces 
a la hora de la comida, van dejando las 
ropas y los juguetes desparramados por la 
casa, se rebelan diariamente contra el ba- 
ño y arman una segura discusión a la hora 
de acostarse'para retrasarla. En la fami- 
lia vecina, por el contrario, los muchachos 
responden a los respectivos deberes que 
según su edad les están encomendados, 
con exactitud militar. A la hora precisa, 
todos se hallan sentados a la mesa; se vis- 
ten rápidamente y sin vacilaciones ni pe- 
rezas considerando que al hacerlo así dis- 
ponen de más tiempo para jugar; tienen 
ya determinadas las horas del baño, de 
estudio y de acostarse; y los hermanos 
mayores ayudan a los pequeños para que 
todo marche sobre ruedas. Los muchaclios 
discuten, naturalmente, sobre sus cosas, 
pero jamás sobre los hábitos y costumbres 
de la rutina diaria y de este modo, como 
no se gastan energías innecesarias en pe- 
learse y gritarse los unos a los otros, tanto 
los padres como los hijos tienen tiempo y 
humor para dedicarse a labores o distrac- 
ciones provechosas. La. otra familia, en 
cambio, no disfruta de paz. El padre re- 

Abril, 1932 



CINE-MUNDIAL 



trasa la llegada a la casa desde la oficina 
porque sabe bien que la comida no ha de es- 
tar a tiempo, que los muchachos andarán a la 
greña unos con otros y que la esposa le espera 
para darle quejas infinitas de todos sus hijos. 

¡Tan fácil como es inculcar hábitos de or- 
den y de obediencia en los niños, que por la 
persuación lo aceptan todo de buen grado! 

Yo sé que la familia modelo que estoy pin- 
tando nunca se ha dejado impresionar por el 
llanto de los hijos cuando éstos no han tenido 
moti%'os porque llorar, y sé que, en la otra 
familia, un rapazuelo de cuatro años ha di- 
cho en cierta ocasión confidencialmente a la 
hermanita más pequeña: "¡Sigue llorando, 
- sigue llorando, no te calles, que mamá siem- 
pre cede cuando uno llora!", dando con esta 
observación prueba de inteligencia nada co- 
mún que, bien cultivada, podría llevar muy 
lejos al chiquillo. 

La intuición de los niños es asombrosa j' 
nadie puede imaginarse hasta donde son ca- 
paces de llevar su picardía para salirse con 
la suya. Se negarán a comer aunque estén 
muertos de hambre; se fingirán enfermos; 
se harán los asustados, y recurrirán a una 
porción de engaños que una persona mayor 
no sabría poner en juego para que se les 
preste atención y se les dé aquello que piden. 

Pero, si no se les hace caso, si, conociendo 
sus argucias, no se les hace caso, acabarán 
por perder sus mañas, adquiriendo una sen- 
satez y un discernimiento mayores también 
de los que pueda tener cualquier adulto. 

Hay no obstante dos hábitos difíciles de 
corregir en los niños. El de la timidez y el 
del miedo. Pero ésto tiene por causa el que 
siempre son provocados por el modo de pro- 
ceder de las personas que rodean a la cria- 
tura que sufre por ellos. Y, como todos los 
demás hábitos, acaban por desaparecer si no 
se les presta atención, aunque tarden más 
tiempo en desvanecerse. 

Para combatir la timidez, no se hablará 
jamás de que el niño sea cobarde, ni timorato, 
ni vergonzoso. Se celebrará, por el contrario, 
cualquier acto de determinación o decisión 
que ejecute, ¡dándole si es preciso proporcio- 
nes extraordinarias. Y de este modo el mis- 
mo niño, aun violentando su carácter, se es- 
forzará por quedar cada día a mayor altura 
y se hará el firme propósito de vencer su 
inferioridad, acabando por conseguirlo. 

En el caso del miedo, se acostumbrará 
gradualmente al niño a que se habitiie a aque- 
llo que le asusta: al gato, al canario, al abrigo 
colgado en la percha, pero sin hacerle com- 
prender nunca que nos hemos dado cuenta de 
su debilidad. Conozco un muchacliito que te- 
nía un terror espantoso a todas las perso- 
nas que veía con un bolso o con una cesta. 
Una criada imprudente le amenazó en cierta 
ocasión conque vendrían a buscarlo en esta 
forma para secuestrarlo si no era bueno. La 
madre, con exacto tino y una gran dosis de 
paciencia, sin aludir jamás al caso, le fué 
quitando el miedo haciéndole adquirir interés 
en el contenido de cestas y bolsos, que en 
poder de distintas personas que llegaban a 
la casa, siempre tenían alguna buena sorpresa 
para él. Poco a poco el niño fué venciendo 
su terror, que llegó a convertirse en interés 
y curiosidad por escudriñar y buscar dentro 
de aquellos objetos de los que antes huía con 
el mayor espanto. 

Y así en todo, con exquisito tacto, con pa- 
ciencia inagotable, la madre puede y debe 
anular o formar hábitos y costumbres en sus 
hijos que no les proporcionen sino bienestar 
y tranquilidad desde la infancia hasta la 
vejez. 

Abril, 1932 




R 



b, 



ara acaoar con un 
resiriaao . . . na^a ^ár^aras 
cada dos ñoras ////// 



I A BOCA contiene millones de microbios capaces de causar res- 
■J friados y otros males. Si la resistencia del cuerpo se merma 
por cualquier motivo — por haberse uno mojado los pies, extra- 
ordinario cansancio, falta de una buena alimentación, haberse 
expuesto a una corriente de aire o cambios repentinos de tem- 
peratura, esos microbios se multiplican tan rápidamente que la 
Naturaleza no puede combatirlos sin ayuda. El Antiséptico 
Listerine sin diluir, destruye los microbios en 15 segundos sin 
causar el menor daño a los delicados tejidos de la boca y garganta. 

Generalmente pueden combatirse eficazmente los microbios 
haciendo gárgaras con el Antiséptico Listerine mañana y noche, 
pero si hay infección — si se nota dolor de garganta u otro sín- 
toma de un resfriado— deberán hacerse cada dos horas hasta 
obtener alivio. 

El Antiséptico Listerine proporciona un gran alivio a los 

tejidos inflamados — los sana, y calma el ardor, dejando la boca 

y garganta limpia y fresca. Tenga la precaución de tener 

siempre un frasco a la mano, tanto en casa como cuando viaja. 

• • • 

^^ T) A '"!"' T o S°^'"'^ ^^ instrurtivo folleto: "El Antiséptico 
vJJLVxV Jl. X ^) Listerine - Higiene Personal," dirigiéndose a 
Lambert Pharmacal Co., 930 Newatk Avenue, Jersey City, N.J., E. U. A. 




EL ANTISÉPTICO 

JLj X kJ X JL/ X V. JL X 1 1 j 



PÁGINA 277 



CINE-MUNDIAL 



El color NATURAL 




ASTRID ALLWYN 
Estrella de la Metro- 
Goldivyn-Mayer, apli- 
cándose el Lápiz Michel. 



conquista la simpatía 
de la vista 



E 



'L USO del Lápiz para los labios 
Michel elimina definitivamente toda ne- 
ta artificial. Es el lápiz predilecto de to- 
da dama de buen gusto, porque su color es 
discreto y a tono con el cutis; el de toda 
belleza de fama porque realza suave- 
mente el color natural de sus labios: el 
de la mujer práctica, porque es perma- 
nente y económico. Además, conserva 
los labios siempre suaves y flexibles. 

Úselo Ud. siempre. El color natural 
conquista en seguida la simpatía de la 
vista. Si le gusta un matiz más oscuro, 
pida Michel No. 3. Pero, por encima de 
todo, ¡exija siempre Michel! 

Otros famosos productos MICHEL in- 
cluyen: Arrebol Compacto en dos ma- 
tices: Mediano o anaranjado: Arrebol 
en Crema para labios y mejillas ; Cos- 
metique (Embellecedor de Pestañas) ; 
Pasta para Sombrear los Ojos; Polvo 
Compacto y Polvos en delicados mati- 
ces : blanco, rachel, natural, melocotón^ .--^ 
y ocre. 




AGENTES; MAGNÍFICA OPORTUNIDAD 
Aún quedan imtyortuntes mercados donde el popular 
renglón MICHEL no está representado. Invitamos a 
las casas serias y solventes a que soliciten detalles 
sohre esta maí^nífic^i oportunidad de aumentar sus 
ganarwias representando este renglón de artículos de 
tocador, i Escriban hoy mismo ! 

MICHEL COSMETICS, Inc., 
/tO-l7 22nd St., Long Island City, E. U. A- 



PÁGINA 278 




c^ /C<z/t^ (/& j^Jí/mémL 



CONSULTAS GRAFOLOGICAS 

CINE-MUNDIAL 

Sr. Grafólogo: Sírvase publicar el anál'sis de 
la muestra adjunta. 

Nombre 

Dirección 

Ciudad País 

(SI SE DESEA ANÁLISIS PARTICULAR 
DEBEN ACOMPAÑAR A ESTE CUPÓN 
25 CENTAVOS ORO AMERICANO EN 
CUPÓN POSTAL INTERNACIONAL). 



Cuerdo. — Caricaturista debe_ ser su profesión. Y cari- 
caturista genial si he de dar crédito a lo que dice su cali- 
grafía. Su temperamento artístico es de fuerza mayor. Su 
origmalidad, algo que asombra. Y además de caricaturista 
debería decirle que puede ser adivino. Por lo menos no 
se ha equivocado mucho en el tiempo que según usted 
había de tardar en llegar mi respuesta. Aparte de su arte, 
es usted hombre de pasiones violentas y de grandes dese- 
quilibrios mentales — entienda -que no le digo que está lo- 
co — sino "temperamental", como las estrellas del cine, 
pero con rajones justificadas en usted por su extraordinaria 
sensibilidad artística. 

Cap, Sinaloa, Méjico. — Carácter reposado y ecuanimidad 
de pensamiento y de acción. Pocas veces se altera y aun 
cuando se entusiasme o se enoje, es siempre dentro de 
ciertos limites de cordura. Serena también en sus juicios, 
se puede fiar en sus opiniones que son siempre acertadas. 

Porteña, Buenos Aires. — Como buena porteña es de 
carácter altivo y orgulloso y me parece verla con porte de 
reina y con ademanes de gran dama, siempre. Un poco 
dura en la expresión de sus sentimientos, pero sólo en la 
superficie, ya que íntimamente es flexible y generosa en 
todo momento. 

José, Pefcira, Colombia. — Intensas ambiciones le aco- 
san y no dudo que ha de verlas realizadas, siempre que 
no extreme los medios para llegar al logro de sus planes, 
y se expone a perderla si trabaja con exceso. 

Chela, Lima. — No van descaminados, amiga Chela, los 
que la juzgan. Pero su atolondramiento es hijo única- 
mente de sus pocos años y de su vigorosa vitalidad. Es 
nerviosa por temperamento, pero con muy buen carácter y 
con cierta seriedad para las cosas importantes de la vida. 

John Gilbcrt, Córdoba, Argentina. — Espero que para 
e! momento en que reciba mi respuesta ya su inglés estará 
completamente perfeccionado. Y he ahí una prueba feha- 
ciente de lo que su caligrafía indica. Tesón, energía para 
luchar, deseo de perfeccionarse en todo aquello que le pue- 
da conducir a un futuro desahogado. No dudo que llegue 
a tenerlo y creo que lo merece sinceramente. 

Cagliostro, San Pedro, Cuba. . — De temperamento en 
extremo nervioso, no se satisface fácilmente con lo que la 
vida le brinda y es por instinto descontentadizo. Tiene, 
sin embargo, una gran fuerza de voluntad que debe apro- 
vechar para llegar a una estabilidad positiva en su línea. 
Es usted "leader" por naturaleza y tiene condiciones para 
el triunfo. 

Lorca, Madrid. — E! orden impera en su temperamento. 
No la es posible vivir fuera de el. Y en orden perfecto 
tiene siempre ideas y acciones. Sería la mujer más des- 
graciada en un ambiente bohemio y no podría resistir un 
engaño ni una falsedad. 

Preocupado, Quito. — Carácter poco menos que indes- 
cifrable es el de usted. No piensa la misma cosa dos 
minutos seguidos, y lo que ahora le apasiona, dentro de 
media hora le hastía. Su versatilidad y falta de constancia 
son pasmosas y creo que no dejarán de acarrearle más de 
un disgusto. Le será difícil modificarse, pero yo le acon- 
sejo que lo haga en bien de usted. 

Mercurio, Tampico, Méjico. — Por completo la antítesis 
del anterior comunicante. Carácter de un equilibrio per- 
fecto, de ideas definidas y maduramente razonadas. Gran 
psicólogo. Hombre sin prejuicios y de criterio muy amplio. 
Tal vez demasiado minucioso en la cuestión de detalles, 
pero siempre sobrio y conciso en todo aquello que es esen- 
cialmente fundamental. 

Alma Sublime, Santurcc, Puerto Rico. . — Es posible que 
su extremada susceptibilidad le haya llevado al fracaso de 
su vida. Tiene usted ojos de aumento, que le agrandan los 
defectos de los demás y la lleven a ser poco indulgente. 
No es, además, lo suficientemente clara para expresar sus 
opiniones y siempre deja una duda de si quiere o no quiere 
una cosa. Podría tal vez pensar un poco menos en usted y 
un poco más en los demás. Tal vez la fuera mejor así. 

Emeraude M. O. A., Valparaíso. — Nada para usted 
como la vida del hogar y la delicia de las buenas amista- 
des. De carácter ingenuo y alegre, sabe hacerse simpática 
y su sencillez la envuelve como una aureola dentro de la 
cual parece encontrarse luz y reposo para cl espíritu. 

Amaya, Madrid. — Una gran curiosidad de la vida se 
asoma a cada rasgo de su letra. Su extremada juventud es 
todo un signo de interrogación. Me parece adivinarla con 
unos grandes ojos muy abiertos a la vida. Y si la vida se 



atiene a las condiciones magníficas de su carácter, no po- 
drá sino traerla cosas buenas y amables que de corazón 
la deseo. 

Feúcha, Tcgucigalpa, Honduras. — Es usted una alondra 
preciosa que no puede resistir el brillo de las luces de 
colores. Todo lo que luce, todo lo que relumbra, todo lo 
que llama la atención se lleva la suya y la mantiene en 
éxtasis. ¿Que esto es frivolidad? Es posible. Pero es la 
de usted una frivolidad encantadora que tiene como con- 
trapeso la sinceridad de su sentir y la gentileza de un her- 
moso corazón. 

Espino negro, Tipitapa, Nicaragua. — A buen seguro 
que es usted hombre de figura arrogante y de carácter 
simpático, pero pagado de sí mismo precisamente por ésto 
y con espíritu donjuanesco metido en usted que no lo deja 
vivir. Por unas faldas, iría al fin del mundo, y lo más 
triste del caso, sin que le importase a usted un comino a fin 
de cuentas la poseedora de las faldas. 

A. D. A., Campana, Argentina. — Los libros se hallan 
más de acuerdo cpn su temperamento. Estudie y aprove- 
che lo que los libros le enseñen. Olvide el camino del 
arte dramático. Por naturaleza es usted, inclinado a las 
diversiones, pero al mismo tiempo se halla dispuesto a 
trabajar con el mismo afán con que se di\'íerte. Le sobran 
los amigos porque es usted bueno y generoso con ellos. 
Le será difícil organizar su vida si se casa antes de tenerla 
resuelta, por lo que le aconsejo que no tenga demasiada 
prisa para casarse. 

Desdémona, Madrid. — En efecto, la simpatía es la cua- 
lidad que más se destaca en usted. Su carácter un poco 
atrevido tiene la sal y pimienta de la pizpireta madrileña, 
famosa en novelas y comedias. Tiene usted el alma de 
alguna manóla del año 1808, llena de gracia y de ingenio; 
y los sentimientos también de manóla, en toda la bella 
exageración de estas mujeres, por la verdad y la justicia. 
Amante del Cine, Molo-IIoilo, Filipinas. — Tempera- 
mento neurótico, con un romanticismo morboso impropio 
de los tiempos que corren. Se revela por él sin embargo 
una sensibilidad que, puesta a tono con las exigencias de 
la vida moderna, harían de usted una persona exquisita. 
Procure, pues, no vivir enamorada de sombras, sino de 
realidades y será usted así una adorable mujercita llena 
de encantos. 

Cubiche, Barcelona. — Quince y raya daría usted si qui- 
siera al humorista más famoso, siendo este rasgo de hu- 
morismo el que más se destaca en los rasgos de su letra. 
Tiene, además, una gran acometividad y es emprendedor. 
Condiciones para ser feliz no le faltan y no dudo que 
cuando las ponga a prueba sabrá sacar de ellas todo el 
partido posible. No puedo llegar a tanto en mi conoci- 
miento de la grafología como para decirle a qué personaje 
se parece, pues habrá muchos famosos de cuya letra no 
tengo la menor idea. Si yo mandara a un grafólogo la 
muestra de mi escritura, estoy seguro que me diria que 
mi cerebro y mis condiciones mentales son muy limitadas. 
Me quedo por lo tanto sin saber a quien se parece usted, 
a no ser que me envíe la fotografía. 

Elia, Torreón, Méjico. — Por su temperamento, se la 
puede catalogar entre las personas de tipo artístico, sin 
que por eso deje de ser práctica y casi positivista en cier- 
tas ocasiones. Tiene usted suficiente decisión para vencer 
cualquier obstáculo que se oponga a sus deseos, y su in- 
fluencia con los niños y con sus amigos es siempre decisiva 
y bien acogida. 

Ojos Verdes, Lima. • — Sus características personales son 
la independencia y la sana idea de bastarse a sí misma. 
A veces, su carácter no es bien comprendido y ésto la 
hace sufrir, porque una de sus grandes necesidades es el 
estimulo y la apreciación de sus cualidades por los que 
la rodean. De todos modos, es generalmente simpática y 
no debe tener motivo de queja. 

Una fresca, Habana. — Fresca, de inteligencia excepcional 
y de "frescura" nada más que relativa. La palabra "fres- 
ca' tiene varias interpretaciones y yo creo que usted se 
la aplicó^ en el punto exagerado del adjetivo. Es usted 
una felicísima polemista y haría un brillante papel en el 
estrado de una Audiencia. Ganaría usted todos los pleitos 
y no habría dificultad que usted no solucionara. Me enor- 
gullece pensar que he tenido la fortuna de analizar la letra 
de una mujer de las condiciones de usted. Confirmo más 
que nunca mi opinión sobre su talento y sobre sus dotes 
de mujer leader, capaz de llevar a feliz término la más di- 
fícil de las empresas. 

Sensible ante el mundo, Santa Fé, Argentina. — Dotes 
mtisicalcs, que no salen a la superficie por la excesiva ti- 
midez de su carácter. Procure dominarla y verá las gran- 
des ventajas que con ello obtiene. De gustos sencillos y 
de limitadas ambiciones, no le será difícil llegar al punto 
que desea. 

Siempre triste, Guayaquil. — No solamente no tiene us- 
ted la culpa de la catástrofe de su vida, sino que, por el 
contrario, tiene usted e! deber de rehacerla y de disfrutar 
de la felicidad que sin duda alguna está dispuesta para 
usted. Eduque a sus hijos, pero tome de la vida la parte 
que a usted le pertenece y que por las condiciones magní- 
ficas de su carácter jucde disfrutar como nadie. Es usted 
generosa, desprendida, llena de amor y de ideales. No tie- 
ne derecho a descansar, sino a vivir y a vivir la vida ple- 
namente. 

Esterlina, Bogotá. — Si usted se deja guiar por sus im- 
presiones, es £eguro ^ue nada podrá salirla mal, pues su 



Abril, 1932 



CINE-MUNDIAL 



intuición es asombrosa. Es usted demasiado analítica y 
a veces no conviene ahondar tanto en las cosas, sobre todo 
cuando se refiere a cuestión de afectos. Vale más dejarse 
llevar un poco a ciegas por el destino. No me ha llegado 
la muestra que me anuncia en su carta. 

Orquídea. Madrid. — Persona que da en amplia medida 
pero que gusta de recibir en la misma forma. No tiene lí- 
mite para la amistad y cualquier sacrificio le parece peque- 
ño por servir a una persona a quien quiere. Pero exige 
tanto a su vez, que rara vez encuentra la reciprocidad que 
desea, lo que no deja de causarla más de una amarga 
desilusión. 

Alba, Barayá, Colombia. — Carácter muy disciplinado, 
justos artísticos y gran amor al lujo y a los placeres que 
hacen amable la existencia. Muy alegre y simpática, sabe 
hacerse querer de cuantos la tratan y su presencia es de- 
seada en todas partes. 



NUESTRA OPINIÓN 

(Viene de la página 263) 

y la cinta comienza con otra lamentable de- 
función; pero no es el asunto tan macabro 
como lo indicaría la desaparición de tanta 
gente. Se trata de un ama de llaves con la 
cual se casa, al cabo de años de fidelidad que 
ella dedicó a educar a los huérfanos, el viudo 
millonario en cuya residencia trabaja la se- 
ñora. Cuando el recién casado capitalista se 
muere a su vez, los hi.jos disputan la herencia 
a la exama de llaves y hasta la acusan de 
haber envenenado al padre; pero todo se arre- 
gla con la renuncia que la acusada — ya li- 
bre — hace del legado. El trabajo de Marie 
Dressler es lo que da valor a la producción. 
— Don Q. 

"Raínbow Trail", sonora en inglés, de Fox. 

— El argumento de esta pelíciila fué ya ex- 
plotado por la misma empresa en dos cintas 
anteriores: una con William Farnum en 1918 
y otra con Tom Mix en 192-5. Esta vez se 
ha confiado el papel principal a George O' 
Brien y se ha añadido al tema el incentivo de 
las voces. Hay, como en todas las películas 
del Oeste, la eterna lucha entre el joven in- 
trépido y enamorado, por una parte, y los 
elementos, el destino y la gente perversa por 
el otro. El resultado, como siempre también, 
es una boda. La fotografía, magnífica. O'- 
Brien, muy bien y sus colaboradores, de pri- 
mera. Nunca pierden su atractivo esta especie 
de cintas de rompe y rasga y queda, así, ase- 
gurado de antemano el éxito de ésta. — Ariza. 

"The Soul of México", sincronizada, con 
títulos en inglés. — Ha llegado la hora de las 
reivindicaciones. Los mejicanos están en alza 
y los norteamericanos son ahora los que re- 
ciben las silbas y las palizas peliculeras. En 
esta cinta, que hizo una señora enamorada 
de Méjico y donde, por lo mismo, aparecen 
detalles del país admirablemente sorprendi- 
dos por mi amigo el fotógrafo Crumjager, 
el héroe es un paladín de los oprimidos — Do- 
nald Reed — que echa por tierra las siniestrns 
maquinaciones de un yanqui y le quita, ade- 
más, la novia. El argumento es un poquito 
"de aficionados", lo mismo que la interpre- 
tación de la señorita Rubio, colaboradora de 
Reed; pero la belleza de las escenas y de las 
canciones con que se completó el efecto sen- 
timental (música de Nilo Menéndez, cancio- 
nes de Tito Gui;íar) hace honor al esfuerzo 
de la dama productora. No sé si esta cinta 
resultará entretenida para el piíblico en ge- 
neral, pero merece elogios por su intención 
y por el cuidado y el cariño con que fué fil- 
mada. Por lo demás, entre tanto malo y so- 
bado como se ha visto en la pantalla, me 
permito opinar que "The Soul of México" 
sale, cuando menos, de la vulgaridad. — 
Guaitsel. 

Abril, 1932 



La dama de los 
Dientes Nacarinos 





V 



¿Queréis saber el secreto? 



CONTEMPLE aquella bella dama, 
en cuya sonrisa resplandece el 
radiante esplendor de una dentadura 
inmaculada. 

¿Queréis saber la fórmula? 

Si Ud. analiza las sonrisas de sus 
héroes y heroínas favoritos del cine, 
notará que el secreto estriba en el 
brillo y blancura de sus dientes. Ud. 
también puede poseer esta belleza 
real. Pues todos los dientes brillan y 
centellean a menos que estén cubier- 
tos con una capa de película. La pe- 
lícula destruye toda belleza. Es el 
enemigo acérrimo de una dentadura 
sana. 

Pepsodent es una pasta dentífrica 
compuesta para quitar eficientemente 
la película de los dientes. Su efecto 
es suave e inofensivo aun en los dien- 
tes más blandos. Da un brillo deslum- 
brador. No contiene jabón, ni yeso, 



ni piedra pómez, ni arenillas; nada 
dañino, nada alcalino. 

Acepte Esta Prueba de Pepsodent 

Para probar sus resultados, envíe el 
cupón y recibirá una muestra gratis 
para lO días. O bien, compre un tubo 
— de venta en todas partes. Hágalo 
Ud. ahora, por su propio bien. 



GRATIS 

Un Tubo Para 10 Días 

Envíe el cupón a 

The Pepsodent Co., DeptO,C-M2-3 
919 N. Michigan Ave., 
Chicago, E. U. A. 

Nombre 

Dirección 

Ciudad 

Sólo un tubo para cada familia 31-8-S 
' J 



Limpie s-us dientes con Pepsodent dos veces al día; vea a su 
dentista a lo menos dos veces al año. 



Pepsodent 

Se vende teunbíen en tamaño mediano 



P^ lSlQÜeKi U 



^ 



PÁGINA 279 



C I N E - M ü N D I A L 




ía Oficina Central y en el fondo, a la 
derecha, el rascacielos de nuestra afiliada 
la City Bank Farmers Trust Company. 



ISERVICIO Y 

EXPERIENCIA 



lL despachar sus 
operaciones bancarias por 
conducto del National 
City Bank, no sólo emplea 
usted las más amplias faci- 
lidades obtenibles sino que, 
además, pone al servicio 
de sus intereses 119 años 
de experiencia mundial en 
los ramos de banca e in- 
versión de capitales. 

The National City Bank 
OF New York 

Oficina Central: 55 Wall Street 
NUEVA YORK, E. U. A. 




9/\COANAL!y-| 




UNA vez dilucidados algunos de los pun- 
tos fundamentales del estudio de la 
dinámica psicológica del subconciente, 
podemos ahora estrechar el cerco que 
hemos puesto al enigma de la personalidad, 
y obtener, acaso, alguna conclusión decisiva 
y de valor práctico. 

Creo haber probado j^a, si bien no con el 
número de pruebas suficientes, un hecho alta- 
mente significativo: el de que las impresiones 
sensoriales pueden o no expresarse en reac- 
ciones conscientes, pero jamás dejan de im- 
primir su huella en la mente subconciente. 
Cuanto, en este sentido, se refiere a impre- 
siones sensibles, puede referirse por igual a 
impresiones de orden puramente intelectual, 
por extraño que pueda parecer. 

La prueba de lo anterior nos la dan los lec- 
tores distraídos, o los que asisten a conferen- 
cias con la firme intención de no enterarse 
de nada de cuanto en ellas se diga. Por 
mucho que la mente divague y se aleje del 
objeto que debiera ser el tema más directo de 
su contemplación, por mucho que el sujeto se 
"distraiga", el subconciente no deja jamás de 
percibir, gracias al mecanismo sensorial, una 
gran parte, o a veces la totalidad de las imá- 
genes que ante él van desfilando. Así, no es 
extraño que a veces nos asedie una frase ob- 
sesionante, cuyo origen desconocemos total- 
mente, o hemos olvidado, por lo menos; o 
irnos compases musicales que no logramos 
asociar con ningún instante definido y pre- 
ciso de nuestra vida. Tales incidentes son, 
como puede sxuionerse, una repetición auto- 
mática de impresiones olvidadas o no per- 
cibidas conscientemente, y de ello podemos 
obtener pruebas en millares de incidentes mí- 
nimos de la vida diaria. 

I^as consideraciones que preceden nos 
guían, como de la mano, al análisis de uno de 
los temas más trascendentales de la psicolo- 
gía, o sea al de la inspiración. Pero, antes 
de proceder al examen del mecanismo psíqui- 
co de la inspiración, será más que conveniente 
explicar lo que en realidad es la manifesta- 
ción de lo que se conoce comúnmente por 
genio, o consecuencia inmediata de la inspi- 
ración. 

Si analizamos detenidamente una obra ge- 
nial, de cualquier naturaleza que sea, obser- 
vamos inmediatamente que ostenta una cua- 
lidad insustituible, inevitable, vitalmente ne- 
cesaria: tal nota o cualidad básica la consti- 
tu.ve el cúmulo de material documental. En 
otras palabras, no es posible una obra de ex- 
presión genial sin materiales suficientes que 
la informen. La facilidad en el arte de ver- 
sificar implica, inevitablemente, una acumu- 
lación de los elementos puramente materiales 
de que el poeta se vale, quiera o no, para 
expresar cosas menos materiales; entre los 
tales elementos se cuentan, como es de supo- 
ner, los puramente gramaticales, y los que 
pudiéramos llamar de melodía. El ritmo me- 
lódico de la estrofa poética presupone en su 
autor una fina percepción de los ritmos so- 
noros del lenguaje, y hasta de la naturaleza. 



PÁGINA 280 



Pero tales ritmos no pueden expresarse, a 
menos que la palabra se acomode a ellos, se 
pliegue a sus requerimientos. 

Ahora bien, en el caso frecuentemente co- 
nocido por inspiración, o sea el del genio que 
crea aparentemente de la nada, o que en 
opinión de algunos obtiene dicha inspiración 
de las altas esferas de lo inefable, hay una 
circunstancia que puede probarse en todos 
los casos; y es la de que los elementos pura- 
mente mecánicos de la expresión genial, y aun 
muchos de los elementos no tan mecánicos, 
yacían en el subconciente del autor, olvidados 
acaso, tal vez jamás conscientemente percibi- 
dos; pero, en todo caso, obtenidos por la ine- 
vitable vía sensorial. 

En el capítulo siguiente analizaré, lo más 
detalladamente posible, ejemplos concretos de 
todo lo apuntado en éste, y con ello creo lle- 
garemos a la conclusión más importante de 
todas, en lo referente a nuestro estudio: la 
de que el psicoanálisis no es una ciencia nue- 
va, merced a la que podemos rebuscar en los 
antros de la personalidad elementos antes ig- 
norados, sino que es, por el contrario, una 
consecuencia directa del cambio de perspec- 
tiva psicológica de la nueva generación. Es 
decir, la expresión nueva de elementos nue- 
vos. El psicoanálisis hubiera sido algo ente- 
ramente superfino y sin sentido hace cien 
años. 

CORRESPONDENCIA 

A. P. H., Guadalajara, Méjico. — Su sueño expresa vi- 
gorosamente el origen de la actividad creativa a que ac* 
tualmente se dedica usted, según me manifiesta en su in-» 
teresantísima carta. Se trata, en realidad, de una sublima- 
ción afortunada del eterno complejo de Edípo- El anciano 
irritable y vengativo, al que, sin embargo, no puede usted 
por menos de admirar, y por el que siente accesos espaS' 
módicos de afecto "supremo", simboliza, no la realidad 
viviente, concreta, de su padre, sino el elemento metafísico, 
general, de la paternidad. El disco rojo que, al tocarlo 
usted, se convierte en una serpiente flameante, a la que 
debe usted seguir de lejos hacía la cumbre de la montaña, 
expresa la sublimación de la inspiración, en principio pu' 
ramente instintiva y física, que le allegaba el personaje 
central de su infancia. El muro negro encierra, en su sue- 
ño, al menos, el recinto prohibido de sus primeros anhelos. 

¿Y a mí qué?, Lima. — ¡Pues figúrese a mí! Lo que 
sí me importa es hacerle notar a usted una distracción 
imperdonable. Dos veces seguidas ha cometido un desliz, 
al escribir la palabra "atrocidad"; la primera ha escrito 
"atracidad", y la segunda "atroccidad". Esto, natural' 
mente, me hace suponer, y no negará usted mi perspi- 
cacia, que su intención real era la de escribir la palabra 
"atracción". Atracción, naturalmente, que constituiría en 
sí una verdadera atrocidad... lo que no le impediría ser 
toda una atracción. Como verá, en su caso han bastado 
un par de errores automáticos de escritura para fundamen- 
tar un análisis completo, que el sueño solamente corrobora, 
sin necesidad de mayores esclarecimientos. ■ Tenga, pues, 
cuidado de reducir la "atracción" del caso a los límites 
inocentes del sueño, no sea que su amigo resuelva apelar 
a medidas rigurosamente concretas y contundentes... para 
lo que, dicho sea de paso, tendría rasón suficiente. 

Gloría Swanson, Moliendo. — Más que Swanson, pre- 
sumo, debiera usted de llamarse "la gloria de Moliendo". 
Yo, personalmente, le autorizo a ello con sincero entu- 
siasmo. Su sueñecíto, como usted se complace en llamarle, 
es demasiado incompleto para el análisis, lo que no im- 
pide ver a través de él una habilidad excepcional para la 
literatura. Y no lo digo fundándome en el estilo que usa 
usted para redactarlo, sino en sus detalles puramente psi- 
cológicos. Posee usted una imaginación excepcional mente 
poderosa, y la dramatización de su sueño indica clara- 
mente que es usted capaz de manejar la metáfora con ha- 
bilidad consumada. Es cuanto puedo decirle, por ahora. 
¿Quiere remitirme otro "sucñecito", y tal vez pueda darle 
más detalles? 

Allofa, Palmíra. — Siento decepcionarle, mi amigo, pero 
su sueño, lejos de ser altamente significativo, expresa so- 
lamente un deseo muy natural de progresar y de sumergirse 
en la corriente de gloria de la cinematografía. El hecho d^ 

Abril, 1932 



CINE-MUNDIAL 



que volase usted en avión me parece muy interesante; pero, 
francamente, me parecería muchísimo más interesante si 
lo hiciese sin necesidad del susomentado avión. Todo es 
posible en sueños. Siento no poder ofrecerle un análisis 
más complicado y completo, pero su sueño es demasiado 
elemental. 

Doña Perfecta, Buenos Aires. — i Por favor, no se llame 
eso a sí misma! Muy al contrario de lo que su nombre 
quiere implicar, la imagino a usted extremadamente tole' 
rante y no menos extremadamente bonita. Lo de la tole- 
rancia lo deduio del detalle aparentemente más nimio de 
su sueño, el de su sumisión al fallo del espectro. Este, 
según presumo, constituye una condensación simbólica de 
los rasgos más salientes de personajes que intervienen di- 
rectamente en su vida diaria, y hacia los que muestra usted 
muy poco afecto. Sospecho que se dedica usted a alguna 
tarea artística que se ha olvidado de mencionar en su carta. 
Hasta me complazco en imaginar que pinta usted, y que, 
además, lo hace bien. Su sueño es un verdadero cuadro 
impresionista. En ciertos de sus detalles, desgraciadamente 
los menos publicables, es francamente paradisíaco. Y cons- 
te que no es censura. 



Este cupón es valedero por un análisis psicológico de 
usted, que se publicará en la sección de Psicoanálisis 
de CINE-MUNDIAL por orden riguroso de tiurno. 

sírvase contestar a todas las 
preguntas que siguen 

Nombre 

Seudónimo 

Dirección completa 

Ciudad y país 

Edad Color del cabello 

Color de los ojos Estatura Peso.....' 

Nacionalidad 

Nacionalidad de los padres 

¿Padece usted pesadillas? 

¿Cuál es su color favorito? 

¿Disfruta usted de buena salud? 

¿Cuál es su autor predilecto? 

¿Tiene usted buena memoria? 

¿Padece usted terrores nocturnos? 

¿Tiene distracciones frecuentes? ¿Olvidos? 

Sírvase escribir alguno de sus sueños, el que mejor re- 
cuerde, lo más detallada y brevemente posible. 



HOLLYWOOD 

(Viene de la página 250) 

historia artística de ella. Porque es cierto que 
han vuelto a hacer las paces la Dietrich y 
Sternberg, pero la crisis actual es de las de- 
cisivas. ¿Qué pasaría si Marlene cambiase de 
director?. . . Esta es la pregunta que nos ha- 
cemos muchos. Lo malo es que en el con- 
trato de ella figura una cláusula según la 
cual Josef von Sternberg ha de ser, precisa- 
mente, el que dirija sus películas. 

La Trilby que vive en Marlene sigue lu- 
chando por librarse de su Svengali. . . . Du 
Maurier no dio un feliz desenlace a su obra. 

Pero eso fué porque la Trilby de Du Mau- 
rier no tenía la inteligencia de la Dietrich. 



La Competencia 
de Europa 

JACQUES FEYDER, uno de los más bri- 
llantes directores con que cuenta la Me- 
tro-Goldwyn-Mayer, ha regresado de unas 
vacaciones por Europa y no se recató para 
hacer muy interesantes declaraciones. 

Según Feyder, que visitó detenidamente la 
mayoría de los grandes estudios europeos, ya 
nada tienen éstos que aprrender de América 
y sus producciones cinefónicas son, en mu- 
chos casos, tan buenas o mejores que las fil- 
madas en Hollywood. 

Lo mismo ha declarado Cecil De Mille, 
refiriéndose especialmente a Rusia. Y como 
Rusia, Alemania, Inglaterra y Francia están 
perfeccionando sus procedimientos, que muy 
pronto asombrarán a los norteamericanos. 

Abril» 1932 



Como un exquisito 
vino añejo 



"Smi^ 





Hay un algo en el delicado sabor 
del Canadá Dry que sólo puede 
compararse con un rico vino 
Medoc . . . un exquisito y suave 
sabor de jengibre, que se combi- 
na admirablemente con coñac, 
whisky, ginebra o ron . . . un 
centelleo comparable a los bri- 
llantes reflejos del hielo cristali- 
no .. . un sabor jamás igualado 
por otro ginger ale. 

Es por eso que dondequiera que 
vaya, siempre encontrará que el 
Champaña de los Ginger Ales es 
el preferido de las damas y ca- 
balleros que conocen lo mejor. 
La típica botella color verde es- 
meralda se encuentra en los me- 
jores clubs, hoteles y bars. 



CANADÁ DRY 

ELCHAIVIPAÑA DE LOS GINGER ALES 



m: 



PÁGINA 281 



CINE-MUNDIAL 



CALLOS 




iAlívio Inmediato! 

Los parches Zino-pads del Dr. 
Scholl para los callos alivian el 
dolor en un instante. Su acción 

calmante y curativa 
se hace sentir inme- 
diatamente. Sus pro- 
piedades protectoras 
suprimen el roce 
y presión del calza- 
do — evitando Irs 
ampollas. 
ABSOLUTAMENTE 

SEGUROS 
Los parches Zino-pads 
son seguros — inofensi- 
vos. Los líquidos y em- 
plastos cáusticos que- 
man a menudo la piel. 
Cortar los callos es ex- 
ponerse a la infección. 
Los parches Zino-pads 
son pequeños y delga- 
dos. Los hay de varios 
tamaños,paracallos en- 
cima y entre los dedos, 
para callosidades y jua- 
netes. Se venden en 
todas partes. En cajita 
de cualquiera de los 4 
tamaños, 

DR. SCHOLL'S 

Avenida de Mayo 1431, Buenos Aires, Argentine 
Rúa do Ouvidor 162, Rio de Janeiro, Brasil 
Avenida F. I. Madero 42, México, D. F., México 





Zino-pads 

del Dr Scholl 

Uno aplicado— dolor terminado 



televisión- 
películas PARLANTES 



PfcpÜfoe— EN SU PROPIA CASA— pira tra- 
bipj duiuicc MI tiempo libte u ocupando todo 
lu lietnpo disponible. Mb aaiáhnm ganin 
¿e Í2J.00 > 1100,00 Db. por icmtni. Se 
oexataa uigcntemenic indiv iduoi bien prcpw 
»Jof. Le eovíó 10 Equipoi de lUdio GRATIS 
píia »u bbofitotto príaico expefimenul. En- 
víe d cupóo iiuncdijumentc, por mi Folleto 
GRATIS, "Svi Of->nuni'Íjd(-. en Radio " 




GRATIS 

Sia Costo Adicional 



INSTITUTO DE RADIO Depto. 11-Z 

'1031 So. Bíoadway, Los Angeles, California, E. U. de A. 

Agradecería rae enviara su Folíelo GRATIS, "Sus Oportunidades 
tn Radio." 



J^cke de €streno en 3Tollywood 



Fotos 
Especiales 
para 
CINE- 
MUNDIAL 




EDO. O PROV.. 



-CIL'DAD.. 
-PAÍS 




Se lanza un nuevo foto- 
drama — y llegan los 
astros a ver y a bri- 
llar .. . Aquí vienen 
Clark Gable y su seño- 
ra. Se enciende el mag- 
nesio , . . 



Evelyn Brent ba- 
ja de su auto. . , 
Sensación gene- 
ral. . . 



Dorothy Jordán da el brazo al futbolista Dalrymple 
y — abajo — después del estreno, cenan y comentan 
Harold Lloyd, Henry Hobart y sus respectivas con- 
sortes. . . 




PÁGINA 282 



Marlene Dietrich 

con Freeman Lang, 

se dirige por radio a 

sus admiradores. 



Abril, 1932 



CINE-MUNDIAL 



Y he aquí lo curioso: de lo que más se ca- 
rece en Europa es de estrellas. ¡Las pocas 
que tenían se trasladaron a América! Menos 
mal que en América ya se está pensando en 
cerrar las puertas a los artistas extranjeros, 
para proteger a los norteamericanos, y po- 
drán retornar entonces unas cuantas. 

Respecto a nuestros países parece que no 
ha de tardar el día en que sea contante e 
intensa la producción en Méjico, en Buenos 
Aires, en la Habana, en Guayaquil... Y en 
España, tres son las ciudades que se van a 
disputar la supremacía: Aran juez, en los al- 
rededores de Madrid: Barcelona, y Valencia. 

No morirá, pues, el Cine Hispano. Aunque 
en Hollywood no trabajen más que algunos 
independientes, como Contreras Torres y 
Bohr. 



¿Se Casa Otra Vez 
¡i Dempsey? 



DIVORCIADO de Estelle Taylor en Reno, 
el ex campeón mundial de boxeo Jack 
Dempsey no se despega de Miss La A^onne 
Vincent, muy distinguida señorita de Salt 
Lake City, interrogado Dempsey acerca de 
la probabilidad de su matrimonio con la alu- 
dida, se ha limitado a contestar: "Pregún- 
tenle a ella." 

Los dos son buenos amigos desde hace 
muchos años. Y he aquí una coincidencia: 
mientras Jack se divorciaba en Reno, La 
Vonne, que también estaba casada, se divor- 
ciaba en Utah. Su esposo lo era el joven 
abogado Leland Larson, con el que se casó 
hace apenas dos años. 

Dempsey ha confesado que está anheloso 
de tener "un hogar, una familia, y, sobre 
todo, una vida de familia." Estelle Taylor no 
quiso darle esa familia, prefiriendo la liber- 
tad bajo el cielo de Hollywood. . . 

La Vonne Vincent tiene veinticuatro años 
y Jack Dempsey acaba de cumplir los treinta 
y seis. 

Interrogada ella, contestó: "Quiero a Jack 
tanto como él pueda quererme; pero los dos 
sabemos ya lo que es el matrimonio, los dos 
nos divorciamos, y es lógico que tengamos un 
poco miedo a reincidir.". . . . 

Pero, si se casan, ha de ser con una con- 
dición: que no aprovechen la publicidad de sn 
boda para aceptar un doble contrato cinema- 
tográfico. 



Defendiendo 
$50.000 Dólares 

|_(^L auto de Ramón Novarro, con el que 
— ' iban otros tres amigos, chocó con otro 
en la esquina de Wilshire y Rimpau, lesio- 
nando, según se dijo, a un tal Harold B. 
Wisdom. Este, al enterarse de que el dueño 
del auto era Ramón Novarro (aunque el que 
guiaba era su chauffeur) demandó al acauda- 
lado artista y le pidió $50.000 dólares de in- 
demnización. ¿Por qué motivo? ¡Por haberle 
dejado inválido! Ni más ni menos. 

Ramón no se amedrentó y aceptó el pleito, 
negando rotundamente haber dejado inválido 
a Mr. Wisdom, por muchos testimonios mé- 
dicos que éste pudiera presentar. Y ofreció 
al Juez una prueba irrevocable. 




Mae Clarke, mientras hace la película "Impatient Maiden" para la 
Universal Pictures, en su camarín oye el radio Clarion Júnior. 



No en balde el Clarion es el 
Favorito de las estrellas 



Únicamente el Clarion 


Tiene estas 


15 


Características 


i 


Superheterodinos 


2 


Tubos PENTODO 


3 


Tubos Multi-Mu 


4 


Gobierno Automático de Volumen 


5 


Cuadrante de Visión Completa 


6 


Reductor de Estática y Gobierno 




de Tono Combinados 


7 


Sintonización de Rayo Luminoso 


8 


98% de Pureza de Tono 


9 


Superpotencia 


10 


Mayor Distancia 


11 


Selectividad Precisa 


12 


Ingeniería Avanzada 


13 


Altoparlante Dinámico Mejorado 


14 


Gabinetes de Lujo 


15 


Los Precios más Bajos en la Histo- 




ria de Radio Ingeniería. 




DISTRIBUIDORES 


DE CLARION 


Cia. Comercial "ARVA", S.A 


Platón Texido, 


Avenida Madero No. 70, 


Diputación 175-181, 


México, D. F. 


Barcelona, España. 


"LA ISLA DE CUBA", 


Casa Paradizabal, 


Monte 55-57, 


Calle Andes 1395, 


Habana, Cuba. 


Montevideo, Uruguay. 



EXIGENTES en la reproducción de 
su propia voz; en la pantalla, las 
estrellas requieren de sus radios reprc 
ducción de la más alta calidad. La prc 
ferencia de Hollywood por CLARION 
es su más segura garantía en lo que respecta a 
valor y satisfacción en materia de radios. Única- 
mente el CLARION ofrece los Quince Puntos 
de Superioridad. Vea y oiga el CLARION JÚ- 
NIOR y observe que funciona mejor que cual- 
quier radio de cualquier precio. 

El CLARION JÚNIOR es sólo uno de los que 
forman nuestro ramo completo de modelos. No 
compre un radio, no reemplace el que actual- 
mente tiene, hasta que haya oído un CLARION, 
el radio de las estrellas. 

A LOS COMERCIANTES EN RADIOS 
El CLARION es el radio que Ud. busca. Su 
baratura contrasta con la excelencia de su tono y 
con su extraordinario alcance de distancia. 

Escriba hoy mismo pidiendo detalles acerca de 
la Franquicia CLARION. 



Transformer Corporation of America 

2309 South Keeler Ave., Chicago, III., U.S.A, 

Dirección cablegráfica: "CLARION" — Chicago 
(Todas las Claves) 



CtoA/CTTy yVCUÍÍa 



9S°lo Pureza de Tono 




Abril, 1932 



PÁGINA 2S3 



CINE-MUNDIAL 





- 'K 




-:^. 


.í^ii*-. 


- j 



Loretta 
Sayers 

• 

ESTRELLA DE 
COLUMBIA 
PICTURES 



SU estrella favorita, como muchos de los 
principales astros del Cine, sobresale 
por la belleza de su cabellera. Muchas de 
estas estrellas nacieron con el pelo lacio, y 
las ondas y riíos exóticos que tantos admi- 
ran, los deben a una gran invención: "LA 
ONDULACIÓN PERMANENTE". — 
Ud. también puede adquirir una cabellera 
que cause la admiración y envidia de sus 
amistades, sin ningún peligro, con la ayu- 
da de nuestros EQUIPOS PARA ONDU- 
LAR. — Ni el agua, ni el sudor, ni la hu- 
medad afectan el rizado, pues mientras 
más se moja el pelo más rizado se pone. 
Tenemos equipos de todos tamaños y pata 
todos los bolsillos, desde un calefactor, pa- 
ra uso particular hasta de 40, para el gran 
salón. 

EQUIPO No. 1 

con material para 50 rizos ?15.00 (Dollars) 
EQUIPO No. 2 

con material para 100 tizos ^27.00 (Dollars) 
Haga su pedido hoy mismo indicando el voltage